(navigation image)
Home American Libraries | Canadian Libraries | Universal Library | Community Texts | Project Gutenberg | Children's Library | Biodiversity Heritage Library | Additional Collections
Search: Advanced Search
Anonymous User (login or join us)
Upload
See other formats

Full text of "Historia de los Vandos, de los Zegries, y Abencerrages cavalleros Moros de Granada, de las cmiles guerras que vuo en ella, y batallas particulares que vuo en la Vega entre Moros y Christianos, hasta que el Rey Don Fernando Quinto la ganó : Agora nvevamente sacada de un libro Arauigo, cuyo autor de vista fue un Moro llamado Aben Hamin ..."

rf 









B- 




GlVEN By 



t 



q^ 



Digitized by the Internet Archive 

in 2011 with funding from 

Boston Public Library 



http://www.archive.org/details/historiadelosvanOOprez 



historia. £; 

DE LAS 

GUERRAS 

CIVILES 

DE 

GRANADA- 

Nueva Impreflion , corregida de muchas 
Faltas y Erratas. 




EN AMBERES, 

Por Henrico y Cornelio Verbussen . 

Mercaderes de Libros, M.D.CC.XIV. 



> A 







AL 

LECTOR 

'§ualquier que fea él Anclante 
de Fortuna, S. 

Ssas Addiciones en lá 
margen te mueftran la 
fígnificacion délos vo- 
cablos , que no tienen 
íimpatia, ó correfpondencia unos 
con otros ; quife feñalarlos para qué 
íe divifen mejor quandoay muchos 
juntos^y que no refponden á la linea : 
pero viendo que aquello afeava la 
impreflion , mudé de parecer ; Em- 
pieza Lector defde el principio , y 
verás que todo va con orden ; y 
nota que muchas vezes me guardo 
de no repetir en una hoja, un mifmo 
vocablo^lgunas vezes fe encuentran 
en un renglón dos difíciles , y en la 
ttiargen no pongo la declaración fino 
del uno , y es porque mas arriba íe 

uíb 



* P 



puío el otro: en todo te has de ce 
reglar á difcrecion. Emprendí efte 
libro y otros, firviendome como de 
modelo para bolver citas dos, len- 
guas mas intelligibles , y facilitar ei 
trabajo; y también para ayudar á mi 
intención , que era imprimir un Di- 
cionariojó por mejor dezir Diciona- 
rios ; ya fabes la calamidad que me 
íobrevino , tan trocado fali del la- 
berinto de mi miferia, que yo mif- 
mo no me conozco, y lo quemas 
me admira y fiento es que he perdi- 
do caíl toda mi memoria, que tan 
fecunda era, y aun algo mas con ella, 
y en cafo de Dicionarios, ya ves que 
falta fea íi Dios me la reftaura, y me 
veo con mas contento del que agora i 
tengo • yo te haré efte férvido , que* 
es darte el fruto que me coftó doze 
años de cultivar. A Dios amigo Le- 
ctor, ó qualquier que tu feas , el te; 
pague la hoípitalidad que he reci- 
bido de ti, en mi paífagera y andan- 
te fortuna. TA- 



TABLA 

DE LOS 

capítulos. 

CAPITULO PRIMERO. 

"C N que fe trata de la fundación de Grana» 

• da , y de los Reyes que u*vo en ella , con 
otras cofas tocantes ala Hifloria. Pag. I. 

CAP. II. En que fe trata la muy fangrienta. 
batalla de los Alporchones >y la gente que 
én ella fe hallo de Moros y Chrijtianos. zi m 

CAP. III. En que fe declaran los nombres de 
los Cavalleros Moros de Granada ^ y los 
treynta y dos Linages 5 de otras cofas que 
paffaron en Granada, : anfi mifmo pondre- 
mos todos los Lugares que en aquel tiempá 
eflavan debaxo de la Corma de Grana* 
da. 39. 

CAP. IV. gue trata de la batalla que el 
valiente Mu$a tuvo con el Maefire > y* de 
otras cofas mas que pifiaron. " í 3 • 

CAP. V. Que trata de unfarao que fe hizo 
en palacio 3 entre las Damas de la Rey na y 
los Cavalleros de la Corte > en el qualuvd 
pefadas palabras entre Muga y Cnlema 
Abencerrage , y lo mas quepafíb. 7 1 . 

CAP. VI. Como fe hicieron fie ft as en Grana- 

l da y y como por ellas fe encendieron mas las 

* 3 enemi- 



T Á B L Á 

enemiftadcs de los Zegris > y Abencerra- 
ge s y Alabezcs 3 y Gómeles ; y lo que mas 
pafib entre Zaydey la Mora Zayda, a cerca 
de fus amores. 86» 

CAP. VIL Que trata del trlfte llanto que 
hizo la hermofa Fatima ,por la muerte de 
fu padre : y como la linda Galiana fe tor* 
nava a Almena , (i fu padre no viniera : 
laqual eftava vencida de amores del va~ 
lerofo Sarrazino > y de lapefadumbre qué 
Abenamar tuvo con el una noche en las 
ventanas del Real palacio. 133 

C A P. VIII. g£ue trata de la cruda batalla 
que el Malique Alabez tuvo con t>on Ma- 
nuel Ponce de León ,> en la Vega de Gra- 
nada. 147; 

CAP. IX. En que fe pone unas folenes fie ftas¡ 

y juego de Sortija ¡que fe hizo en Granada ¡ 

. y como los vandos de los Zegris y Aben' 

cerr ages fe yvan mas encendiendo. 163, 

CAP. X. En que fe cuenta el fin que 

tuvo el juego de la Sortija ,y el defafio quet 

pafib entre el Moro Alb aya Idos y el Mae- 

fire de Calatrava. 1 93 . 

C A P. XI. De la Batalla que el Moro AU 
bayaldos tuvo con el Maeflre de Calatra- 
va, y como el Maeflre le mato. 248. 

CAP. XII. En que fe cuenta una pefadum-* 
bre que los Zegris tuvieron con los Aben* 

cer 



DE LOS CAPÍTULOS. 

cjerrages % y como efluvo Granada en pinta 
de perder fe. 292* 

A P. XIII. Que cuenta lo que al Rey 
Chicoy fu gente fucedio yendo a entrar a 
Jaén j y la gran traycion que los Zegrisy 
Gómeles levantaron a la Rey na Mor a. y & 
los Cavalleros Abencerrages ; y muerte 
dellos. 352. 

2 A P. XIV. gue trata el acuf ación que 
los Cavalleros traydores pufieron contra, 
la Reyna y Cavalleros Abencerrages : y 
como la Reyna fué prefa por ello , dio qua- 
tro Cavalleros que la defendicjfen : y lo 
que mas pafib 40 2 . 

y A P. XV. En que fe pone la muy porfia- 
da Batalla que pafib entre los ochos Cava- 
lleros , fobre la libertad de la Reyna : y 
como la Reyna fue libre y los Cavalleros 
Moros muertos } y otras cofas que pajja- 
ron. - 494. 

1 A P. XVI. Lo que pafió en la ciudad de 
Granada , y como (e tornaron a refrefcar 
los vandos della , laprifion del Rey Male- 
hazen en Murcia 5 y de la del Rey Chico 
fu hijo en el Andalucía , y Mr as cafas 
qucpaffaron. 549. 

DAP. XVII. En que fe pone el cerco de Gra- 
nada por el Rey ~Ron Temando y la Reyna 
Jfabel :y como fe fundo [anta Te. 609. 
F I N. 



LICENCIA 

DEL 

ORDINARIO. 

EN el Libro intitulado 9 Hiítoría 
de las Guerras Civiles de Gra- 
nada , no hallo coía ninguna 
contra nueftra fanta Fe Catholica , ni 
buenas coítumbres , y por efíb puede 
fer otra vez imprimido. En Ambe- 
res z9.de Agoftodei7ii.años. 



Pablo de Halmale 
Archidiácono de U Cathe- 
dral de Amberes, y Corre- 
gidor de Libros* 



CA^ 




a trois 
che fs de 
fa&ions. 



HISTORIA 

DÉ LOS VANDOS* 

DE LOS ZEGRIS Y ABEN- 

cerrages , Cavalleros Morps de Gra- 
nada,de las civiles Guerras que uvo b ¿ qu >¡iy 
en ella, y battallas particulares que fe e uc 
dieron en la vega c entre Chriftianos '-campag* 
y Moros, hafta que d el Rey Don Fer- ¿ c JU f ques 
nando Quinto ganó effe Reyno. á ce que 

€ A P I T V L O P R I M JE R O y 
En que fe trata de la fundación de Gra- 
nada^ de los Reyes que uvo en ella, con 
otras cofas tocantes a la Hifloria. 

A indita y famofa* Ciudad e } Unñre & 
de Granada, fue fundada 
por una muy hermoía don- 
zella, /hija ó fobrina g del /&# ñn $ 
Rey Hiípan. Fué fu funda- f jece.° U 
:ion en una muy hermofa y eípacio- 

A fá 




aPrés (Tu- 
ne monta- 
gnenom- 
mé:. 
¿prit 
g s'appcl- 
loic 

Wmaintc- 
íiant e licu 
^En fuite. 
g Ilfembla 
&ux habi- 
cans. 

h oúellc 
cíiápre- 
fent i pres 
la rho mag- 
ue negc ufe 
k belles ri- 
Vicrcs 
/nommées 
#*des nei> 
gcs fon- 
dues. 
»dcrar- 
gcnt. 

o celebre - 
jpaufom- 
inct. 

^colimes 
ou monta - 
gnes. 
roúfefi- 
rent. 
/long 
t íarge. 

«y bien que 



% Biftoriá, de las Guerras 

fa vega , junto una fierra llamada a El- 
vira i porque tomó b el nombre de la 
fundadora Infanta; la qual fe llamava c 
Ilibiria , dos leguas de donde agora d 
eítá , junto de un lugar e queíedixo' 
Albolote , que en Aravigo fe dezia Al- 
bolut. Defpues/ andando los años,íes 
pareció á los moradores g della , que 
no eftavanalli bien, por ciertas cáu-j 
fas i edificaron la ciudad en la parte 
donde agora eftá h , junto ala Sierra 
Nevada / i en medio de dos hermofos 
rios k llamados/ elunoGenil > y el; 
otro Darro. Los quales no nazen dej 
fuentes, fino de las derretidas nieves m 
que ay todo el año en la dicha fier- 
ra. Del Darro fe coge oro muy fino, 
y del Genil plata /z muy fina. Y no es 
fábula, que yo el Autor deíta Relación i 
lo he vifto coger. Fundóíe efta iníi-l 
gne o Ciudad encima p de tres colla-, 
dos ó cerros q, como oy fe parece J 
adonde fe hizieron r tres hermofos| 
Fuertes , ó Caftillos. El un Caílillo eítáí 
á viña de lahermofa vega, y del rio| 
Genil. Efia vega tiene ocho leguas del 
largo fy quatro de ancho /, y porjj 
ella atravieífan otros dos rios , auní 
que v no muy grandes ; el uno fe dizd 

Veyrd 



Civiles de Granada. 3 

Véyro , y el otro Monaehil. Comien- 
za la vega defde la halda de Sierra a a des le 
Nevada,yvahafta¿ la fuente delPi- ^¿^ 
no > y páíTa mas adelante de un gran ¿ jufques i 
foto llamado c el foto de Roma>yeíta ¿vaudeiá 
fuerza d la llaman las Torres beirme- ^cage ap- 
jas e. Hizofe alli / una grande pobla- peiié 
cion 3 dicha el Antequeruela. El otro d fortreííe 
Fuerte 3 ó Gallillo ,-efta en otro cerro g '\\fcitik 
cerca deíte,uñ poco mas alto, el qual fe g montag- 
hombró el Alhambra > coía muy fuerte ¿p aIaís 
y hermofa 5 y en eíte Alcafar h hizieron * leur de - 
los Reyes fu morada/ y caía Real. La ^eurc 
otra fuerza fe hizo en otrocabego k n™ 0113 ^" 
iio muy lexos delte del Alhambra , la- 
qual llamaron Albayzin 5 y áqui íehi- 
zó una muy grande ynopenfada po- 
blación. Entíe el Albayzin y el Alham- ¿parle 
bra palfa por lo hondo el rio / Darro, r fvi e re 
haziendo una muy hetmofa ribera m de m beaú iU 
árboles y dé alamos n. Aefla funda- |^> 
fcion no ñamaron los moradores ó de- peupliér fe 
lia Iliberiá «como á la otra,fino Garna- on'appeu 
ta , refpe&o que en una cueva p que pófwics 
eftava junto al rio Darró , fué hallada habitan^ 
lina hermofa dónzella ¿¡ que fe dezia P cavcr ne. 
Garnata , y anfi le pulieron nombre r á vé e U m&h' 
la ciudad > y defpues Corrompido el vo- bciie filie. 
cablQ fc llamo Granada, Otros dizen ^[f- 
A % que nom* 



4 Hiftorta de las Guerra? 

^^r!í! tu " q P° r I a muchedumbre de las cafas a, 

de de mai- "ir . 

fons. y la eípeíura que avia en ella , que eita- 
h arran- van pegadas b unas con otras a modo 
8 e de los granos de la Granada , le nom- 

braron anii. Fuefe elta ciudad hazien- 
c commen- do muy infigne c , famofa , y rica , ha- 
í a á dcvc " Jfta el d tiempo que fué deítruyda , que 
mQ ^ nunca c perdió íu nobleza , antes yva 
¿jufques mas en aumento , hafta el infelice y 
Inamais defdichado / tiempo que fe perdió E¿> 
/malhe- paña \ en tiempo del Rey Don Rodrigo 
reux Rey de los Godos. Lacaufade fu per- 

g raporter ( jj c j on no a y p ara g Ue traer aquig que 

¿qu r iieíl harco es h notoria , aver fido por la 
■^ Cava , i hija del Conde Don Julián. 

mompro- ^ y ' , n J 

p re Como otros Autores tratan defto , no 

k je ne m' me alargo yo á mas k. Solo diré como 

davanta^ deí P ues de toda Eí P aña P erdida ha ~ 
/jufques fta / las Aíturias , fiendo toda ella ocu- 

aux pada de Moros, traydos m por aquellos 

# capitai- dos bravos Caudillos n y Generales,, 

nes uno llamado el Tarif \ y el otro Muga. , 

¿ P íe C ™ Anfi mifmo ^ h ° la famofa Grana- 
da de Moros ocupada y llena/ de a- 

^vindrent. quellas Africanas gentes. Mas fe halla ¡ 
una cofa , que de todas las naciones 

rerent! eU * Moras que vinieron q en Efpaña , los 
mejores y mas principales ; y los mas 
feñaUdos Cavalleros fe quedaron r en 

Granada, 



Chiles de Granada. f¡ 

Granada , de aquellos que figuieron al 
General Muga : y la cauía fué fu gran- 
de hermpfura , y fertilidad , y riqueza; 
pareeiendples a fumamente bien fu ¿ieurfem- 
abundantia y affiento h , y fundación: ¡,^¿, 
aunque c el Capitán Tarif eítuvo d c encoré 
muy bien con la ciudad deCordova, q ueí " ut " 
y fu hijo Balagis con Sevilla , de donde 
fué Rey , como dize laChronicadel 
Rey Don Rodrigo. Mas yo no he ha- 
liado d que en la ocupación de Cor- ¿j? n'ay 
do va , ni Toledo , ni Sevilla , ni Valen- E^JljjL 
cia,ni Murcia, ni de otras ciudades po- 
pulólas , poblaífen tan nobles , ni tan 
principales Cavallero.s,ni tan buenos Ü- 
nages de Moros como en Granada. Pa- 
ralo qual es menelter e nombrar algu- ¿ilfaut 
ñas deltas ragas, y de donde fueron na- 
turales , aunque no fe diga ni declare 
de todos en particular , por no íer pro- 
lixo en eíta nueítra narración , como 
a r delante/ diremos. Poblada pues Gra- /piusavant 
nada' de las gentes mejores de África, 
no por elfo dexó g la infigne ciudad de § ] * ] ul * Q 
palfar adelante h con fus muy grandes 
" y fobervios edificios j porque fiendo, 
governada de Reyes de valor , y muy 
curiofos, que en ella reynaron,íe hizie- 
ron grandes Mefquitas i y muy ricas *Mofqu¿c- 
A 1 <&mi 



6 HifiorU de las Guerras 

f forrs UrC$ cercas ¿de muy recios b murosytor- 

f de pcur res, porque c los Chriftianos ñola tor- 

*J ue - naffen a ganar y cobrar > de íu poder hi- 

dmdch zieronmuypoderoíbsCaftillos 3 y los 

nomine redificaron , .y fuera d de las murallas 

au jour- muy fuertes torres , como oy en dia e 

cTnuy. parecen. Hizieron elCaftillo de Viva-. 

taubin fuerte con fu cava y puente 

f avec fon l eva di& f : hizieron las Torres de la 

foíTe & puerta de Elvire , y las del Alcagava , y 

pontkvis. pi a?a de Vivalbulut , y la famofa Torre 

del Azeytuno , que eíta camino de 

Guadix , y otras muchas cofas dignas 

de memoria , como fe dirá en nueftro 

difcurfo. Y muy bien pudiera yo traer. 

* aqui g los nombres de todos las Reyes 

fappürlr^ Moros que governaron y mandaron h 

icy. eftainfigne Ciudad , y los Califas /, y 

h com- aun ¿ e toc j a £fp a f ia : m as por no gaftar 

, Gouver tiempo no diré fino de los Reyes Mo- 
rí cu rs ou ros que por fu orden la governaron , y 
Scfgneurs. f ueron conocidos por Reyes della 3 de- 
,. .„ xando k apártelos Galifas paífados y/ 
/ q\jx* Señores que tuvo /, figuieñdo á Efte- 

van Garibay Camalloa. 

fl El primer Rey Moro que Grana- 

da tuvo m fe llamó n. Mahomad Al- 
n s'appciia hamar. Elle Reynó en ella treynta y 
3 [i finí:, feys añosy tres mefes : acabó q año de 

mi 



Chiles de Granada. 7 

mil y docientos fetentá y tres años. 

1f El fecundo Rey de Granada fe 
llamó a aíli como fu Padre Mahomad ¿s'appclla 
Mir Almuzlemin. Eíte obró b el Ca- h edi fi a . 
ftillo del Alhambra, muy rico y fuerte, 
comooy fe parece. Rey no veynte y 
nueve años > y murió año de mil y tre- 
cientos y dos. 

1f El tercero Rey de Granada fe 
Hamo Mahomat Abenalhamar : á eíte 
un hermano fuyo le quitó c el Reyno c á cctuy 
ylepúfoenprifion , aviendo reynado cyuníicn 
fíete años: acabó añodemilytrecien- ft^ uy 
tos y fíete. 

1f El quarto Rey de Granada fué lla- 
mado Mahomad Abenagar : á eíte Rey 
le quitó un fobrino d fuyo el Reyno, rr 
llamado límael > añodemilytrecien- V eu. 
tos y treze ; rey no feys años. 

fl" El quinto Rey de Granada fe lla- 
mó Ifmael : á eíte mataron e vaífallos ie 
|y deudos fuyos/, mas fueron degolla- /fesparens 
dosg los homicidas : reyno eíte nue- gdccapitcz 
ve años : acabó año de mil y trecientos 
y veynte y dos. 

El fexto Rey de Granada fe llamó 
Mahomad : y á elte también le mata- 
ron h los fuyos á traycion : reyno onze h tucrent, 
años, murió año de mil y trecientos y 
tfeyntaytres. A 4 El 



8 Hiftoria, de las Guerras, 

El Séptimo Rey de Granada fe Ha- 
mo Ju^eph Aben Hamete .;. también 
fué muerto a traycion : reyno onze 
años : acabo año de mil y trecientos y 
cincuenta y quatro. 

El O&avoRey de Granada fue Ha- 
a fut ap- mado a Mahomad Lagus. A eñe le det 
¿ el J e ••■ p°J ar on b del Reyno: reyno doze años: 
]crcnt° U ' ' y aca -bo año de mil y trecientos y fe- 
'* ceuefois íenta por aquella vez c el Reyno. 

El Noveno Rey de Granada íe lla- 
mó Mahomad AbenalHamar , fepti- 
d tua *no deíte nombre. A eíte mató d el 
i inno- Rey Don Pedro en SeviUa fin culpa <?; 
/ C eftant nt aviendo eíte Rey y do á pedirle ami- 
aiieiuyde- flad/y favor : matóle g el mifmo Rey 
mander PonPedro por fu mano con una lanca.* 

anime , v r . . * 

g le tua Y mando matar a otros que ivan con 

eíte Rey , aviendo reynado dos años. 

h iifínít Acabó h año de rnily trecientos y íe- 

i envoyee. j ent3L y ¿ OSm fué embiada ¿ fu cabeg^ 

en prefente á Granada. 

Tornó a reynar Mahotnad Lagus eni 
Granada , y reyno en las dos vezes^ 
veynte y nueve años : doze la primer % 
k premie- vez¿ , y diez y fíete la fegunda : aca- 
rre fois bó / año de mil y trecientos y fetenta 
iihnourut ynueve ^ 

El Dezeno Rey de Granada fe llamó 

"■Ma~ 



€iviks de Granada. 9 

Mahomad Guadix : reynó tres años pa- 
cifico 5 acabó año de mil y trecientos., 
noventa y dos. 

El Onzeno Rey de Granada íe lia- 
mó Jugeph fegundo defte nombre > el 
qual murió con veneno que el Rey de 
Fez leembió a puerto en unaaljuba h y^J ettm 
ó marlota de brocado ; reynó quatro ¿mfsenun 
años , acabó año de mil y trecientos J u P°n de 
ynov^ntayíeis. toiied'or. 

Eldezeno Rey de Granada fué lla- 
mado Mahomad Aben Ballpa ; reynó 
doze años ; acabó año de mil y qua tro- 
cientos y ocho arios. Su muerte fué de 
una camila que íe pufo emponzoña- 
da c K ' " ' ¡ *jT l % 

El Trezeno Rey de Granada fué Ha- f on n¿e. 
mado Jugeph Tercero defte nombre.;, 
reynó quinze años .- murió año de mil 
y quatrocientpsy veinte y tres. 

El Catorzeno Rey de Granada fué 
llamado Mahomad Ábenagar el iz- 
quierdo d : aviendp reynado quatro d gaucher 
años , le deípolTeyeron del reynp , año 
de mil y quatrocientos, y veinte y fíete. 

El Decimoquinto Rey de Granada, 
fué llamado Mahomad el pequeño e ; á e \ cpct ¡ t 
efte le cortó la cabera/ Abenagar el/luycoupa 
izquierdo arriba dicho g } porque le Ia ^ e fdl . t 

tof>. g e u ! 



í q Biflor fa de las Guerras 

* ofler. tornó á quitar a el Reyno por orden 
deMahomad Carrax Cavallero Aben- 
cerraje. Reynó eíte Mahomad el Pe- 
l petít queño ¿dos años : acabó año de mil y 
quatrocientos y treynta. 

Tornó á reynar Abena^ar el i%* 

quierdo c, el qual fué otra vez defpo- 

c cgaughe ^ áo ^ reyno p 0r J u?e ph Abenal- 

mao fu fobrino : reynó efte Rey treze 
años la ultima vez : acabó año de mil 
1 y quatrocientos y quarenta y cinco 
años. 

El Decimoíeptimo Rey de Granada 
¿leboiteux ^ llamó Abenhozmin el coxo d. En 
e avint. tiempo defte fucedió e aquella fan- 
/fangiante grienta / batalla de los Alporchones. 
Reynavaen Cartilla el Rey Don Juan 
el Segundo. Y pues nos viene á cuen- 
g propos ta g y trataremos deíta batalla antes de 
h d e Va aííer P a ^ ar adelante h con la cuenta de los 
outre. Reyes Moros de Granada. Es de fa- 
i felón ce b er % fegun fe halla, ¿en las Chroni- 

nrouve. cas ant ig uas ? affi Arábigas como Ca^ 
ftellanas , que eñe Rey Hozmin te- 
nia en fu corte mucha y muy hon- 
rrada¿ cavalleria de Moros: porque 
norabie " en Granada avia treynta y dos lina- 
/tresno- ges de Cavalleros muy ahidalgados , / 
bl?s »l ft ¿ gomo adelante diremos: donde eran m 

m celta ^ ^ 

avoir. V*Q>' 



Civiles de Granada,, 1 1 

Jómeles , Magas , Zegris , Vanegas, 
\bencerrages: eítos eran de muyela-- 
olinage : otros Maliquas Alabezes, 
áefeendientes de los Reyes de Fez y. 
Marruecos , Cavalleros valeroíbs, de 
quien los Reyes de Granada íiem- 
pre hizieron mucha cuenta ¿, porque a0 nt to^ 
bítos Maliques todos eran Alcaydes b )om fait 
enelReyno de Granada por fermuy d"ftat. Up 
buenos Cavalleros , y de mucho valor ¿ Gouvei> 
y confianza , y anfi en la¿ fronteras y nei J rs# 
partes dq major peligro c eranAlcay- ¿ plus 
des d. Y porque fea notorio á todos, grand 
diré algunas dellas. En Vera , era Al- á ? l p CTm , 
caydeMalique Alabez 3 bravo y va- neur ^ 
Lerofo Cavallero. En Velez el blanco, 
eflava un hermano fuyo llamado Ma- 
homad Malique Alabez.En Velez el ru- 
bio e avia/ otro hermano deftos , Al? 
cayde muy honrrado y valiente , y muy /u yayoí?- 
amigo de Chriftianos. Otro Alabez 
aviaAlcaydeenGiquena, y otro Ala- 
bez era Alcayde en Tiriega > fronteras 
de Lorca , y muy cercanas g en Orce p roc hc 5 . 
y Cullar , Benamaurel , y Caítüleja ; y 
Caniles , y en otros muchos lugares h h plufíeurs 
del Reyno. Eítos Maliques Alabezes lieüX *. 
eran Alcaydes , por fer como avernos 
dicho, , (q4qs Cavalleros de gran valor 

y 4? 



I x HiftorU de las Guerras 

f „ n v de mucha confianca. Sin cítos a \ 
cy b com- cpmo tengo dicho b , avia otros Ca- 
pe j'aydir. valleros en Granada muy principales, 
de quien los Reyes de Granada ha- 
, zian gran caudal c : entre los quales 

avia un cavallero llamado Abidbar, del 
íinage de los Gómeles , cavallero vale- 
rofo, y Capitán de la gente de guerra. Y 
como era hombre de grande esfuer- 
d cou^ge ^o d , y non fabiendo eítar holgando , e 
? ° , fino fiempre en guerra contra Chri- 
íhanos , le di^o un dia al Rey. Señor 3 
/je me re- holgaría mucho/ que tu Alteza me di- 
joíiirois e fle licencia para hazer g una entrada 
£&ire°^ P en t i erra de Chriftianos :. porque no es 
razón que la gente de guerra eíté ocio- 
ía finexercitar las armas, Y íi tu Al- 
teza me da licencia, entrabé en el cam- 
po de Lprca x y Murcia, y Cartagena, 
que fon tierras de muy grandes hazien- 
h biens & das y ganados k Y yo me pfrezco con 
troupeaux ayuda 4 de Mahoma venir de allá car- 
^avec ay- -^¿¡¡p ¿ e mu y ricos defpojos y cauti- 
vos. El Rey le dixó. Mira Abidbar, 
muy bien conozco tu valor, y gran- 
des dias ha k que no íe concede licen- 

lomjemps c * a P ara * r a entrar : Y I a daré, porque 
la gente de guerra fe exercite en las ar- 
mas : mas para eflas partes que dizes 

temo 



Civiles de Granada. 1 3 

cerno a de te la dar , porque de Lorca * jccraíns 
y Murcia , y toda efla tierra tiene bra- 
pos Toldados, y pelean b valeroíamen- ¿°u *" 
:e , y no querria c que te fucedieíTe c jene 

[nal por quanto vale mi Corona. No ^ dro,í; 
r n ai n i-v ai -i «je mene» 

tema vueítra Alteza , reipondio Abid- ray avcc- 

3ar,de peligro : que yo llevaré comi- ^e m °y 

50 d tal gente , y tales Alcaydes,que fin ' ra *™ c au . 

temor nipguno e ofe entrar , no digo cune. 

yo en el campo de Lorca y Murcia , f J uf( J ues 

nas aun nafta/ Valencia me atrevería^. paífiícran- 

Pues fus ¿, fi cSc es tu parecer ¿~ fi- ce. 

jue tu voluntad , que mi licencia tie- i ^^ z 

íes. Abidbarlebesólas manos por e- ton opimo 

lo : y luego fe fué a fu cafa, k que efta- k incor ) tl " 

/a en la calle de los Gómeles: y man- alia en ía 

ió tocar íiis añ afiles/ y trompetas de maifon. 

guerra : al quai belicofo fon, fe juntó m bo £¡ s 

grande copia» de gente , toda bien ar- m s'aíTcm- 

nada, para ver que eralacaufade a- ^S ra " d 

juel rebatos. Abidbar quando vio detciic 

anta gente junta , y tan bien armada, alarme 

lolgó mucho /> dello , y lesdixó. Sa- ^ t refioüit 

>ed mis buenos amigos , que avernos ^quenous 

iehazer q una entrada en el Reyno ¿evons 

le Murcia , de donde plaziendo al fan- r a ¿» ou s >n 

o Alha^ vendremos ricos : por tanto piairt á 

:adaqual con animo figa mis vande- £'^ cun 

as/ Todos reípondieron q eran con- fuivemes 

ten- enfeignes. 



Í4 Hijíork de lat Guerra* 

á foi-tit. tentos. Y aífi Abidbar faltó a de Gn 

nada con mucha gente de cavallos 

pied™ ° P eones ^ > y fué r á Guadix : y alli Ii 

tfs'énallá bló d con el Moró Almoradi, Alcayd 

d & la ii ¿ c aquella Ciudad 5 el qual le offreci 

fu compañia con mucha gente de c 

e aufll vallo y dé pié. También e vino otr 

/ appcllé. Alcayde de Almería , llamado / - 

Malique Alabez ¿ con mucha gente c 

cavallo y de pié,muy dieftra efí la gue 

ía. De alli paffaroná Baga, donde eft 

Va por Alcayde Bénaciz , el qual tar 

1 bien le offreeió fu ayuda con gen 

de á cavallo y de k pié. Aqui en Ba 

g i'aflctii- f e juntaron g dnze Alcaydes de aqu 

¿lieux líos lugares h ala fama / defta entrad 

i au bruir. del campo dé Lorca y Murcia. Y al 

toda efta gente fe fué el valeroíb G 
^ufques pkan Abldbar hafta k la ciudad 

Vera , donde era Alcayde el bra 

Alabez Malique ¿adonde fe acá 

^ de juntar / todo él exéf cito de los M 

cheva de tos Y Alcaydes que aqui fe nomfo 

s'aíkmbler ron. 

f El General Abidbaf. 
Abénaciz Capitán de Ba^a. 
Su hermano Abencazin , Capitán 

la Vega de Granada. 
El Malique Alabez de Vera. 



Civiles dé Granada. i<$ 

Alabez Aleayde de Velez el blanco* 
Alabez Aleayde de Velez el rubio* 
Alabez Aleayde de Almería* 
\labez Aleayde de Cullar. 
D tro Aleayde de Guefcar* 
\labez Aleayde de Orce. 
ñJabez Aleayde de Purchena* 
Alabez Aleayde de Giquena. 
\labez Aleayde de Tiriega* 
Alabez Aleayde de Caniles* 

Todos eftos Alabezes Maliques e- 5 
'an parientes , como ya es dicho a, y ¿Iiaeíté 
le juntaron b en Vera , cada uno He- & x ; > 
^ando c la gente que pudo. También bicrent. " 
e allegaron otros tres Alcaydes 5 Ala- c menant 
|bezes , el de Mojacar, y el de Sorbas,y chaam - 

1:1 de Lobrin : todos eftos Alcaydes 
inidos fe hizo reféña d de la gente que ^ fírent 
I avia convocado , y fe hallaron e montre. 
Íeyfcientos de á cavallo 5 aunque otros e fc troU " 
lizen que fueron ochocientos; y mil verent * 
1 7 quinientos peones 5 otros dizen que 
ilos mil. Finalmente íe juntó grande . 
>oder de gente de guerra , y determi- 
íadamente el catorze de Manjo , año 
le 14^3. entraron en los términos de 
iLorca, por la marina: llegaron/al cam- /arríverent 
>o ,de Carthagena 5 y lo corrieron todo 
lafta el rincón g de fan Gines , y Pina- gcmctnlté 
i tar 



1 6 fíiftorU d¿ las Guerras 

áfaifans ■ - 

grand tar, haziendo grandes dañosa. Toma- 
dommagc. i-on mucha gente y grande copia de ga- 
grand " nado b • y fiendo hecha la prefa los Mo- 
nombrcde ros fe tornaron muy gallardos y ufa- 
r^ioneu U x X nos c - Y en U^gando al pontaron de 1 
dtkcn arrí- fierra d de Aguaderas , los Moros entra- 
vant á la ron en cónfejo, fobre fi yrian por la ma- 
inontagne rina P or donde avian venido e , o í 
e par oú iis paífarian por la vega de Lorca & efca- 
vcnus"' * a viftaj^ Sobré efto uvo grandes pa- 
/ácfcheile receres, y dares y tomares g. Y mu- 
decbuverrc c hos déllos affirmavan que fueífer 
f cmdfvcr- P or I a marina , que era camino mas 
fesopiniós feguro ; otros dixéron que feria gran- 
agrandes ¿ Q C0V ardia y menofcabo de hon 

contcita- ir rr i i 

tjons. rí>a * > " no pailavan por la vega de 
¿diminu- Lorca á peíar i dé fus vanderas. \ 
tion d'hó. defte p arecer ¿ f u ¿ Almalique Al* 

i malgré, bez, y juntamente con el todos fus deu. 
¿&decet d os Alcaydes qúealli y van/. Pues vi¡ 
/sTenfcm' ftolos Moros que aquellos bravos Ga-t 
bietousfes pitanes eftavan determinados de paf 

verneu« U P or ^ ve S a ^ e Lorca, uvieron dei 
quí al- no contradezir mas aquel parecer : jif 
loicnt la a fli a vanderas tendidas m puerta la preJlii 
nes Cn dé § " ^ n en medio del bravo efquadron Jíe 
pioyécs comengaron de marchar la buelta dí 
ocouve Lorca, arrimados ala fierran de Agua^ 
deíamon- deras* En elte tiempo los de Lorca yd 
ta s ne - teman] 



b inconfci- 
ncní. 



Civiles de Granada, tj 

tenían noticia deíta gente que avian en- 
trabo en fus tierras,y don Aloñfo Faxar- 
do Alcayde de Lorca avia eferito á Die- 
go de Ribera Corregidor a de Murcia a Grand 
o que paíTava, que luego b vinieíTe con f£?J?JJ. 
a mas gente que pudiefle El Corregi- 
dor no fué perezoíb , que con grande 
Drevedad falió c de Murcia con íétenta cfqiüt 
cavallos y quinientos peones, toda gen- 
ce de valerofo animo y esfuerzo d, jun- ¿ coaragc 
toíe e con la gente deLorcá,donde avia e fejoígnit 
docientos cavallos ? y mil y quinientos 
3eones/,toda gente valerofa. También /gens de 
(fe halló £ con ellos Álonfo de Lifon Ca- pí ^ c d ; rouVa 
vallero del habito de Santiago , que era 5 c 
X la íazon Caftellano h en eí Caftillo y b Chafte-; 
iierga de Aledo^ Llevó configo / nueve lain 
:avaUos y catorze peones,que delCaíti- ávecfofr 
lo no fe pudieron fácar mas k. Enefte ¿tirerda- 
iempo los Moros caminavan á. giran T? n n a £ c ' 
ííieJTa / con fobrado animo m y gallar- ment?^ 
lia, y afli como llegaron en derecho n wnvee 
de Lorca, cautivaron un Cavallero de- j^J d 
la,llamado Quiñonero i que avia Calido «vis a vis 
i requerir el campo ¿.Ycomo ya la gen- ° <l ui eftoít 
:e de Lorca , y Murcia á gran prieíTa p decouvrT 
>iniefle P y los Moros vieíTen las vari- la campa* 
leras que contra ellos venian , íéma- fl? c ft 
avallaron en ver tanta cayalleria jun- ■ 
B ta 



1 8 Hifloria de las Guerras 

tícnfemble tat.yno podían ellos creer que de 
b aílcmbler Lorca íe pudielfe juntar b tanta gente 
de cavallo y de á pié. Y afli el Malique 
Alabez Capitán y Alcayde de Vera le 
c luy de preguntó c á Quiñ onero>aviendole qui- 
manda. tado d el cavallo y las armas , cita pre- 
ÍSiucl guntaquefefigueenverfo. 



e va. 

/ne t'eílon- 
nc. 



gfanspeur. 
% da dom- 
mage. 
i argeot. 

k inconti- 
nent. 



/aucune 

?»neme 
fait. 



n demain. 



' ALABEZ. 

Anda e Chrífliano cautivo 
Tu fortuna no te affombre £ 
Diga nos luego tu nombre. 
Y fin temor g el daño hefquivo* 

gue aunque fea prifionero 
Con el refeate y dinero i 
Si nos dizes la verdad 
Tendrás luego k libertad 

QuiñONERP* 

Es mi nombre Quiñonero^ 
Soy de Lorca natural, 
Cavallero principal , 
Y aunque me figue fortuna 
No tengo pena ninguna 1> 
Ni fe me hazem de mal. 

g£ue en la guerra es condición ¿ 
£¡ue oy foy tuyo yo confio 
Mañana n podras fer mió? 
Tfugeto a miprifion. 



Pi 



Civiles de Granada. 

Por tanto pregunta y pide* á 
Porque en todo a tu pregunta b 
Satisfaré fin repunta c 
fúes el temor nó me impide d. 

A L A B E z* . 

Trompetas fe oyeti finar 
T defcubr irnos pendones & 
T cavallosy peones f 
$únto g de aquel olivar. 

Y querría h Quiñonero 
Saber de ti por entero 
¿j}ue pendones i , y que gente 
Es la que vemos prefente 
Con animo k bravo y fiero. 

Q^u iñoÑERO, 
Aquel pendón colorado 1 
Con las feys Coronas de oro 
Muy bien mueflra en fu decoro m 
Ser de Murcia , y es nombrado n» 

T él otro que tiene un Rey 
Armado por gran blafon 
Es de Lorca, y es pendón 
Que lo conoce tu grey o 

Porque como es frontero 
De Granada y de fu tierra, 
Siempre fe halla p en la guerU 
Be todos el delantero. 
B % 



*9 



a demande 
b á ta de- 
mande. 
c fanp con- 
tredire. 
d ne m'cm- 
pefehe. 



rguidons 
/gens de 
pied. 
g prés 
¿je vou- 
drois. 
i guidons. 



k courage* 



/ rouge. 

m preílan- 
ce. 

n> renom- 
me. 



9ta gens» 



p trouve* 



Traen 



xo Hifloria de las Guerras 

a mcncnt Traen a U gente bellico/* 
¿avecdcfir Qm ^ m b ¿ efe l eAr% 
ííituvcux £j q U i eYes mas preguntar c 
davantage No ficnto deflo otra cofa. 
¿¿Preparcz Apercíbete d al combate. 
V hafte Porque vienen a gran prieffa e 
/pour vous Tara quitarte f ¿í ^r¿/¿. - 
oíjer 7" ¿¿*r¿# jfo en tu remate g. 



g a ta vic. 



ALABEZ. 



P#£í por prieffa que fe dm* 
voudroit ^ querría nuejlro h Alcorán 
noftre £¿ rambla i #0 paffaran. 
i chauíTéc Porque no les yra bien. 

Tji con valor eflraño 
La rambla pueden romper \ 
Muy bien fe podra entender 
k domma- gue ha de fer por nuejlro daño k. 
8 e Sus 1 alarma > que ellos vienen. 

m& en ^ en m ^d> no fe detienen ni 
ricn ne Toquefe el fon y la Zambra n 
s'arreftent p orc * ue Heme o a nue/lra Mbambra, 

nei'aiarme Nuejtros jamas y rejuenen. 
& la danfe 
o arrive. 



CA- 




Civiles de Granada,/ . %\ 

CAPITULO SEGUNDO. 

En que fe trata la muy fangrienta batalla 
de los Alporchones ¡y la gente que en ella 

fe hallo a de Moros y Chriftianos. a fe trouva 

Penas el Capitán Mali que 
Alabez acabó b de dezir ¿ ac h eva 
eítas palabras, quando el 
efcadron Chriítiano arre- 
metió c con tanta braveza , 
ypujanga que á los primeros encuen- ^ a r ^Q n „ 
, tros d a pefar e de los Moros que lo de- trc 
fendian, paíTaron- la rambla/ No por ¿?-^p 
'ello los Moros monflraron punto de 
j co vardia,antes con mas animog fe mon- g avec pi as 
ftravan en la battalla. El buen Quiñone- de couragc 
¡ ro q vido la batalla rebuelta h de prefto \ \ ^^¿¿ 
Hamo i ujiChriítiano que le cortalFe k la appeiia 
cuerda con que eftava atado / ,yfiendo ¿ Iu y cou - 
! libre, al punto tomó una langa de un £orde? 
Moro muerto,y un cavallo de muchos q / lié. 
andavá ya fueltos m por el campo ,y con ™ de pIu T 

. J u % r J - i heurs qui 

una adarga n y con valor muy crecido, jas'enai- 
como era valiente cavallero , hazia ma^ ioient fe- 
jravillas. A ella íazon los valerofos Capí- ^^ cliei; 
tañes Moros efpecial los. Maliquez Aja- 
bezes> íe monítravan con tanta fortale- 
^3 za, 



«jprefque 
b la chauf- 
íee. 



e comba- 
tant. 

<í domina- 
ge. 

t r'allicr, 

fdonne- 
renr. 
gtuantSc 
bleflant. 



¿ayatutué 
9 íemit. 



I tucr. 
/avec gr$d 
yiftcíífcVen 
aliaenla* 
w porfuite 
# luycriant 
t> qu'il 
Pattendift. 
jp retourna. 
q regarder. 
r poxtoit. 



%i fítflorfa de las Guerra* 

za 5 que los Chriítianos ayna a tornaran \ 
paffar larambla b mal de fu gradorlo quaj 
viítopor Alonfo Faxardo , y Alonfp de 
Lifon,y Diego de Ribera,y los principa- 
les Cavalleros de Murcia y Lorca 3 hizie- 
ron tanto peleando c tan bravamente,g 
los Moros fueron rpmpidos,y los Chri- 
ítianos hizieron muy notable daíiq d en 
ellos.Los valientes Alabezes,y Almora- 
di Capitán de Guadix,tprnaron á juntar 
e fu gente con grande animp y valentía: 
dieron / en los Chriítianos cpn bravo 
Ímpetu y fortaleza , matando muchos 
dellos y hiriendo g; Quien viera las ma- 
ravillas de los Capitanes Chriítianos, er^ 
cierto cofa de ver la braveza con q ma- 
tavan y herían eñ los Moros. Abeñaciz, 
Capitán de Bagajiazia gran daño en los 
Chriítianos 5 y aviendo muerto h a una, 
de lan$ada,íe metió i por la prieífa de la 
batalla ¡ hiziendo cofas muy feñaladas: 
Mas Alonfo de Lifpn que le vidp ma- 
tar k aquel Chriítiano, de colera encen- 
dido, procuró vengar fu muerte. Y aífi 
con grá preíteza fué /en feguimiento m 
de Abenaciz , llamándole n á grandes 
bozes que leaguardaffe o. El Morobol- 
vtó f á mirar q quien le llamavajy viíto, 
reconoció que aquel Cavallero era de 
valor , pues traya r en fu eícudo aque- 



Chile? de Gravada. 23 

lia Cruz y lagarto a de Santiago. Ypen- . , 
fando llevar b del muy buenos deípojos y emporter 
á Baga,le acometió c con grande brave- #1 Maiiit 
za por le herir d; mas el buen Liíbn que er * 

no era poco dieítro en aquel menefter 
e, fe fupo defender y. ofender al contra- e en cette 
rio : de manera que en dos palabras le affaire.. 
dio dos heridas f. El Moro viéndote he- /Meílcures 
rido ^corrió un León bramava de cora- £ Dlcne * 
je ? y procurava la muerte al contrario; 
mas muy preíto h halló i en ellaíuya: ^bicntoft 
porque Lifon le cogió en deícubierto itrouva 
del adarga ¿ un golpe por los pechos 7 ¿lepritau 
tan bravo, q no aprovechando la fuerte 5 0UC ij er . 
cota,le metió la langa por el cuerpo:lue- / un coup 

20 «? cayó # el Moro del cavallo, y fué P ar 1 ' cfto " 
P -^ « .\ 1 macn. 

muerto brevemente entre los pies de m mconti- 

los cavallos. El cavallo de Lifon quedó nent. 
mal herido o por lo qual le convino con * ¿emeura 
prefteza. tomar p el cavallo del Alcayde bicííé 
de Baga queeramuyeítremado, y con PP*™^* 
el fe metió por la mayor priefTa de la ba- 
talla 5 diziendo a bozes: Santiago ; y á e- 
Hos. Aloníq Faxardo andava q muy re- ^alio* 
buelto r con los Moros,y el Corregidor r f or tmeflé 
/ de Murcia. Y tanto hizieron los de y&i e 
'Murcia 5 y Lorca, que los Moros fueron Grand 
fegunda vez rompidos: mas el valor de Prevoft - 
los Cavalleros Granadinos era grande, 
B 4 Y pe- 



*4 fíiftoria de las Guerras 

tótem " y P e ^ a van a muy fiera y crudamente.' 
y como Uevavan muy buenos Caudi- 
¿chefs líos ¿, fe mantenían en la batalla muy 
bien. Pero era el valor y esfuerzo de 
Alabez tan grande , q en un punto tor- 
e r'ailícr no á juntar c fu gente>y bolvió ¿a la ba- 
talla tan furiofo como fino fueran rom- 
e imlícfbis P ic * os nin g u na vez e. Y andava/la bata- 
/ aiioit lia muy fangrienta: ya fe hollavan g mu- 
chos cuerpos de hombres , y cavallos 
|rouloicnt muertos, labozeria era muy grande, 
piáintes i os alaridos h hafta el cielo , la pplvore- 
i pouiíiere. da / terrible^q á penas íe podián ver los 
unos á los otros : mas no por eífo íe de- 
xa va de mpílrar la batalla muy fangrien- 
k moflee ta Y rpbuelta k y de manera que era tan 
/pierie grande la gri teria /, y baraúnda m > que 

marre a " nQ ^ e °y m n * ve y m * QS unos k * os otros - 
El valiente Alabez hazia porfuperfo- 

«íueríc na maravillas y grande eíirago n en los 

Chriítianos, de fuerte que delante del 
• nede- no parava o hombre con hombre. Lo 
mcuroit ^ a j Yift Q p OÍ Alonfo Faxardo valerofo 
¿>Gmiver- Alcaydc/? de Lorca, arremetió^ con el 
n ™ r con tanta braveza , que Alabez fe ef- 

panto de verle con tanta pujanza : mas 
v iogeant no morando r en el punto de covardia, 

con bravo animo refiftió á Faxardo, 
fcoupy. dándole muy grandes golpes / de lan- 

9a , que a no yr bien armado el buen 



Civiles de Granada, %^ 

Alcayde , allí muriera á manos de Ala- 

bez,por íer el Moro de gran fortaleza: 

aunque aquella vez a muy poco le valió a encoré 

h, porque la bondad de Alonío Faxardo que cettc 

era de muchos quilates c mayor que la ^j" fi# 

fuya,aviendo el Alcayde quebrado d fu taft fort 

lanca,en un punto puso mano á la efpa- P e y 

i - ■-•% r r ' - »i i cde erand 

da e y arremetio/con Alabez con tanta va i £ur 

prefteza, que no tuvo lugar de aprove- trompa 

charfedelalan^yfuélenecelTarioper- em } t Ia 

derla 3 y echar mano á íu alfangeg para /jnveíKt 

herir b á Alonfo Faxardo: mas el valero- g & m^fa 

fo Alcayde no parando mientes al peü- f Q ™m;> 

gro i que de allí fe le íeguia,cubierto de terre 

fu efcudo muy bien , fe pegó k con Ala- h bleíTer ^ 

bezjtanto que dándole un golpe fobre p^garde* 

!el adarga / que muy fina era,cortandole a^pcríl 

idella eran parte,tuvo lugar peonía ma- ^' a P r ^ ha 

too izquieraa n, aviedo puerto el eícudo m il eut le 

¡atrás o pendiente de fu cuello, de afilie/ ,oifir 

4e la mifma adarga , con tal fortaleza n J^¡^ x% 

que eftuvo en punto facarfela q dpi bra- derriere 

50. Alabez que á Faxardo vido tan cer- t lu V P feli * 

ca r de fi ■, como aquel que lo conocía ^ uy tircr 

muy bien j le tiró un golpe con el al- rprcs. 

fange / á la cabera t y penfando de a- { c ^f m 

quel golpe acabar la guerra con el 3 y 

fin duda u Alonfo Faxardo lo palfara «fansdou- 

pial , por no tener el efcudo en el bra- tc * 

co 



26 fíiftorU de las Guerras 

^ojfino que el Moro fué defgraciado en I 

aquel puntp * porque fu cavallo fe dexo 

á fe laiíTa caer en £l fuelp ¿ , que eítava mal heri- 

tomber en do b ; y por efto no tuvo lugar c de ha- 

Vfoxt blef- ?er a( l ue ^ g^'P e - A penas Alabez fué 
sé. en el fuelo , quandp los peones de Lor- 

c n'eut pas ca [ e cercaron d , hiriéndole e por todas 
d enVit on- partes. Vifto Alonfo Fajardo al Moro 
nercnt. en aquel eftado^en un punto , íe apeó f 

SS^SÍyf Y fe fué * e l > echándole los bracos en- 
/mitpieda - 7 . > _ n - * 

terre. cimag, con tanta preíteza y fuerza, que 
gpardefíiis Alabez na pudo fer Señor defi. Los 
peones de prefto le echaron mano h } 
renda"* 1 " pQ r( l u e muchos le conocían ¿ como 
main. aquellos que cada dia i recebian del no- 
i chaqué tables c(años : yafli le prendieron k : 
/prírent mandando Alonfo Faxardo quelofa- 
prifonnier. caífei^ / de la batalla : los peones lo h| 
l tiraírcnt - zieron anfi.En eíla fazon toda via anda- 
i^toutefois va m la* batalla muy rehuelta # yfaní 
aioit. grienta ? y de los Capitanes de los Moroí 

racflé" -° P arecia n í n g unQ ° : i°> q ua i viftp pOl 

a pul ' ellos 5 andavan muy defmayadps p , y nc 

p defcou- peleavan q como fplian , ni con tanta; 

acomba* fortaleza ; mas con todo elfo hazian ¡ 

toient. quinto podian. Moítrófe la gente de 

r faj íoient. ¿orea efte dia muy brava,haziendo/grá 

i ai.an . ^ co (as en la batalhjy no fiédo meno; 

t cnie- x e n QS \ os dcMurcia llevavan t lo mejo: 

?<** • " " delgam 



Civiles de Granada. 2.7 

el campo. El Capitán Abidbar cómo 
o veya ningunos de los demás a Alcay- a des au- 
esy Capitanes^maravillado dello,fe fa- tres - 
ó h de la batalla , y fe puso en un alto, y fortit. 
or ver en el eftado que eítava : y algu- 5 aucuns. 
os c que le vieron íalir.le figuieron^y le att endoit 
ixeron: Que aguardava d y que no que- * ne reftoit 
ava? Alcay de Moro á vida,yAlabez de p^nnicr. 
Aera eítava prefo /. Lo qual oydo por g ie coura- 
Ibidbar, de todo punto perdido el ani- S e - h Át } ' 
ao g,y del todo deímayado h tomó por ¿ °¡^it pt'ur 
:onfejo huyr i, y efeapar algunos de fus confeil le 
Davalleros: y luego mandó tocar á re- ¿& r, inC0IV 
:oger¿. Los Moros oyendo la feñal,de- tinent 
carón el pelear /> y parando m mientras comman- 
3or fu General y fus vanderas , vieron j a a r etíaUe; 
:omo Abidbar y va huyendo n por la fie- / cxíTerent 
*ra o, de Aguaderas; al punto ellos hizie- le ? om r b * e ' 
con lo miímo ., figuiendole fin orden, nantgarde 
muy atemorizados^. Mas los Chriftia- waioit 
líos los perfiguieron,matando y hirien- ^ y a an la 
do muchos dellos ¿j^que no fe eícaparon momagne. 
detodos trecientos.Siguiófe el alcance peffraye?, 
k hafta la fuente de Pulpi junto de Vera, ^vircrit ^" 
Quedaron/losGhriítianosconfingular toant & 
vidoria. Fué efta batalla diaí de ían b }^urs 
[Patricio. Y las dos ciudades Lorca y r n fúivít 
Murcia , celebran efte dia en memoria í* vi&oire 
^efta batalla, Los Chriftianos visorio- { c d n " mcüre " 

fos t le jour 



a rctournC' 
rcnt 



28 HiftorU de las Gutrras 

jfbs/e bolvieron a áLorca,yendo ca 
b >'en allát gados b de defpojos,de armas y cavallc 
charga y otras cofas.Alonfo Faxardo fe llevav 
t menoit á 3. fu cafa r al Capitán Malique Alabez: 
fa maifon, queriéndola meter por un poftigo d d 
Untmcurc un huerto ^ que al li tenia dixó Alabe; 
par une Que el no era hombre de tan baxa fuei 
porte de te/que avia de entrar prefog por poít 
/d'un 6 S°> ^ ino P or i a r ^al puerta de la ciudac 
jardín Y porfió h en eíto tanto de no querer 
conditió entrar P or e ^ poftigo 3 que enojado Aloii j 
g priíónier f° Faxardo lo hirió de muerte ¿.Eítá fu< 
hü s'opi- Ja fin de aquel valeroíb y famofo Capi ¡ 
* nfvou- tan ^y Alcayde de Vera, Murieron en h ; 
Joir batalla dpze Akaydes Alabezes parien- 

k le blcíTa á t ^ s deAlabez deVera 5 y dos hermanos ¡i 
/ freréf fuyos Alcaydes , de Vera el blanco, y el | 
Ruvio : y mas murieron ochocientos 
Moros. Chriítianos murieron quaren-j 
mb\zñcL ta,uvo docientos heridos m. (Redaron 
Terent vU " n ^ os ^ e Lorca y Murcia con gran famaj 
o renom- o con tan vencimiento á gloria de DiosJ 
ni ^ e - nueftro Señor , y de fu bendita Madre.. 

nons° * Bolvamos f al Capitán Abidbar que: 
^quis'en fué huyendo q de la batalla. Como ai 
SMlm Granada llegaífe r y el Rey fupieífe/ lo» 
/fceuft que paffava , le mandó degollar t : por 
^j. ouper * a que no avia muerto como Cavallero 
a conduits eix la batalla pues el les avia llevado ^í 

la 



Civiles de Granada. i^ 

i guerra. Pafsó^fiendo en CáftillaRey 
)on luán el fegundo , y en Granada A- 
•enhozmin décimo feptimo,como eíta 
licho, a el quai reynó ocho años, y fué 
éfpojado del Reyno, año de mil y qua- 
rocientos y cincuenta y tres. Por eíía 
atalla de los Alporchones íe hizo aquel 
jmañce antiguo , q dize delta manera. 
A Lia b tñ Granada la rica 

jt\ Infirumentos oy tocar , 

En la calle c los Gómeles 

A la puerta de Abidbat: 

El qual es Moro valiente 
| T muy fuerte Captan , 

Manda juntar muchos d Moros 

Bien diefiros en pelear e.* 

Porque en el campo de Lorca 

Se determina de entrar , 

Con el falen ítres Ale ay des 

Aqui los quiero nombrar g: 

Almoradi de Gaudix 

Efte es de fangre Real ¡ 

Abenaciz es el otro 

T es el Bo¡a natural i 

T de Vera es Alabez 

Desfuer co muy fmgulár > 

Y en qualquier h guerra fu gente 

Bien la fabe caudillar i : 

Todos fe ¡untan k en Vera, 

Tara 



a comrñé 
ilaeftédít 



bM 



c rite 



d cotn* 

mande 

aíTembler 

plufieurs 

e au com* 

bat. 

/Tortent 

gi cyjc les 

veux 

tiommer 



6&en 

chaqué 

¿r'allier 

mettre en 

ordre 

k s'aíTem- 

blent. 



a feront. 

b delibc- 
rcnt. 



i fe fónt 
unis. 

dpouT 
cviter. 



e lieu 
/aurivagCí 



I áepou- 
vanter. 

frfans rien 
leur de- 
mcurer. 
i Tencog- 
nurc. 

k & en 
arrivant. 
/ prirent* 



30 tíifloria de las guerra* 

Para ver lo que harán a* 
El campo de Cartagena 
Acuerdan b de jaquear: 
Alabez, por fer Caliente 
Lo hazén fu General. 
Oíros doze Alcaydes Moros 
Con ellos juntados fe han c : 
gúe aquí nú digo fus nombrei 
Por quinar d prolixidad , 
Ya fe partían los Moros , 
Ta comiencan de marchar t 
Por la fuente de Pulpe 
Por fer fecreto lugar e > 

Y por el puerto los Peynes 
Por orilla f de la mar : 
En el campo Cartagena 
Con furor fueron a entrar ¿ 
Cautivan muchos Chriftianoi 
.glue era cofa defpantar g : 
Todo ló corren los Moros 
Sin nada fe les quedar h 
El rincón 1 de San Cines 

Y con ello el Pinatar : 
guando tuvieron gran prefo 
fíazia Vera buelto fe han, 
Y en llegando k al Puntaron 
Confejo tomado \ han 1 

Si paffarian por Lona, 
fi yrian por la mar $ 
Alabez* como es wlkntg 



Civiles de Gr añada ¿ 
Por Lorca quiere a paffar s 
por tenerla muy en poca 
T por ha&crle pefar b ; 
T anfi con toda fu gente 
Comentaron de marchar ¿ 
Lorca y Murcia lo fupiefóü 
Luego los van a bufcar c 
T el Comendador de Aledó 
Que Lifon fúelen llamar d 
Junto de los Alporchones 
Álli los van alean f are. 
Los Moros yvan pujantes $ 
No dexavart de marchar > 
Cautivaron un Chrijliano 
Cavallero principal , 
Qual llamavan Quiñonero , 
Que es de Lorca natural : 
Alabez que vio la gente 
Comienza de preguntar f 
Quiñonero , Quiñonero , 
Diga me aora la verdad ; 
I Pues eres buen cavallero 
No me la quieras negar g 
Que pendones h fon aquellos 
Que eflan en- el olivar. 
Quiñonero le refponde 
Tal refpuefia le fue a dar 
Lorca y Murcia fon feñor. 
Lorca y Murcia que no mas ¿ 
Y el Comendador de Aledo 



3* 



a vcut 

b & ROUÍ 

Iuv faire 
aífront 



c ínconti- 

ncnt les 

vont cher- 

cher 

d ontcoü- 

ílume 

d'appeller 

t la on les 

attrape 



/ de de- 

mander 



g ne me f a 
Vouleí nicr 
h Guidons 
ou cornet- 
tes. 



De 



A ti gC 

b ihencnt 
des che- 
vaux gras 
e envieux 

¿¿plein de 

ragc& 

depit 

e puis pour 

gras qü'il 

les amenét 

/ia chauf- 

íee 
| Ükú 

b arriva 



íaucom- 

bat 

k riiener 
/neveu* 
knt plus 
at tendré 
jwchaufíee 
» encoré 
que 

dfaitgrand 
place cV 
lieu 

£ tua 



fríen 

rtuent. 



51 Hiftma de las Guerras 

Be valor muy fingular > 

Jgne de la Francefa fangre 

Es fu pro/apta a Real i 

Los cavallos tráyan gordos b 

Ganofos c de pelear. 

Allí refpondib Alabez, 

Lleno de rabia y pejar d 

Pues por gordos que los traygan € 

La «rambla f no pafjaran , 

T (i ellos la rambla paffan 

Alba g , y quan mala feñal / 

Fjlando en eflas razones 

Allegara h el MáHfcal, 

T el buen Alcayde de Lorca\ 

Con esfuerzo muy fin par : 

Aquefte Alcayde es Faxardo 

Valer ojo en pelear i 

La gente traen k valerófa 

No quieren mas aguardar 1 

A los primeros encuentros 

La rambla m pafjfado han 

T aunque n los Moros fon Muchos 

Alli lo paffan muy mal ¿ 

Mas el valiente Alabez 

fíaze gran piafa y lugar o 

Tantos mata p de Chriftianos 

£)ue dolor es de mirar ; 

Los Chrifiianos fon valientes 

Nada q les pueden ganar 

Matan i untes de las MPm 



& 



Civiles de Granada. 33 

Que era cofa de efpantar a : , 

Por la fierra b de Aguaderas d'admira» 

Huyendo J ale Abidbar ñon 

Con trecientos de a cavallo g™ nta * 

Que no pudo mas facar c. É tirer da- 

Faxardo prendió a Alabez» vantage 

Con esfuerco fingular, 

Quitaron la cavalgada d ¿ofterent 

Que en riqueza no ay fu par e /fon^fem- 

Abidbar llego f a Granada blable 

Y el Rey le mando matar g /arnva 

Eíte fin es el que tuvo efta íatigf ienta mandad® 
>atalla de los Alporchoñes. Vamos ao- letuer 
a á la cuenta h de los Reyes Moros de h a j ons , 
iranada. Ya hemos dicho de Aben cetteheure 
Iozmin 3 que fué el decimo-íeptimo^en au conté* 
iempo del qual pafsó la batalla de los 
ilporchonés : eñe reynó ocho años¿ 
aé deípojado del Reyno 5 año de mil y 
uatfocientos y cincuenta y tres años. 
El Rey décimo oélavo de" Granada 
xb Ifmael: y efte le quitó el Reyno á A- 
en Hozmin,como eftá dicho. En tien> 
o deíte Ifmael murió Garcilaífo de la 
r ega en una batalla que los Moros tu- 
lleron rcon los Ghriftianos. Reynó - euent 

ido Ifmael doze años.- acabó ¿año de , 

m . r n - * mourut 

mi y quatrocientos y íeíenta y cinco. 

El décimo nono Rey de Granada fe 

C dixo 



34 Hiflorh de las Guerras 

a s'appclla dixo a Muley Hazen: otros le llajmaro | 
Albo Hazen. Eñe fué hijo de Ifmaí, 
paíTado. En tiempo deíte fucediero 

¿enlabclle grandes co fas en la vega b de Granad; 

campagne y en la miíma ciudad de Granada.Tuv 
eíle un hijollamado Boaudilin.-y tuvo* 
fegun cuenta el Arábigo , otro hij 
baftardo llamado Muga : efte dizen qu 
lo uvo'en unaChriftiana cautiva. Teni 
eíte un hermano llamado Boaudiiin 
aflicomoel hijo del Rey. Eíleinfant 

¿fort aimé Boaudiiin era muy querido d de los C. 
valleros de Granada > y muchos dellc 
por eítar mal con el Rey fu padre> le a 

e le cree- <¿aron c por Rey de Granada 5 á cuya caí 

l f our la- ^ a / ^ e ll 3 ^^ 011 e l & e Y Chiquito g.Otrc 
queiie Cavalleros íiguieron la parte del Rey,c 
caufe manera que en Granada avia dos Reyc 
fem P ieRoy padre y hijo, y cada dia h avia grande 
Petít. pefadumbres t entre los dos Reyes 
b chaqué y f us van( j os ¿ : y a fft unas yezes amigc 

i fafcheries Y otras enemigos Fe governava el Re 

k fes ta- no ? y no por eíTo fe dexava de continus 

dions j a guerra^y entradas contra Chriíliano] 

EfteRey padre delChico eftava fiempí 

/ toufíours ' en e * Alhambra , y el Chico en el A 

bayzin^y en el aufencia del uño mand 

va,y governava el otro.-mas el viejo ft 

el q adoraó y hizo muy magnificas 1; 

coi 



Civiles dt Granada. 3<j 

3 fas de Granada , y muy grandes y fb- 
ervios edificios, por fer muy poderoíb 
rico.Eíte mandó labrar a de todo pun- ¿edifíef 
) la famofa Alhambra á mucha coíta 
iya¿,porfer obrariquillima, Hizo la ¿agrands 
.mofa Torre de Comares,y el quarto c /^ s r ficn ij 
i los Leonés: llamaíe anfi > porque en logis 
edio de un quarto defeubierto , muy 
icho y largo ay d una fuente de doze ^ Iar £« & 
sones de Alabaítro , muy ricamente y a 

brada: todo el quarto eftá lofado e de e elaboré^ 
uy luzidos azulejos/a la Moriíca.An- /pavédc 
ímifmo hizo eíle Rey muchos eftan- focar- 
les' de agua en el Alhambra,y los affa- reaux ci- 
ados Algivés g de agua tan nombra- jP*¡jJ|5 & 
)S. Edificó la torre de la eampana^de la g cifternes 
tal fe defcübre toda la ciudad y vega¿ 
izo un maravillofo bofque ¿ junto del ¿ b °cagc 
s hambra ? debaxo dejos miradores i de f 0lls dc ¿ 
J( piifma cafa Real,donde fe parecen oy gaieries 
D £ \ dia muchos venados y conejos k y ||^ e -> 
\ ros géneros de ca$a.Mandó labrar los Jbcfte* 
]C ,üy f amofos Alixares con obras mará- fruyes* <& 
lofas de dro y azul / de magoneria to- / ^eufde 
i i s á lo Morifco. Era eíta obra de tanta lambriíTu- 
n( | fta, que el Moro que la labrava y ha- re 
|t , ganava cada diawz cien doblas, achaque 
ando hazer encima del cerro n de jour 
peta Elena (que afli fe nombra oy JgJ* 
G i aquel coiünc 



*l 



36 lliflorU de las Guerras 

aquel collado ) una caía de plazer muy 
rica.Hizo la cafa de las Gallinas,una le- 
gua de Granada,que no ay tal cafa para 
el efeíto en Eípaña. Enlamifmaorill; 
flcuvc del no a Genil tenia elle Rey encimí 
k jardin del rio Darro una huerta b y jardín, Ua- 
¿nommé rnado c Generalife , que no avia Rey 
Q') )U y UI que tal tuvielTe , que oy dia d fe entre- 
tiene : en la qual avia, y ay,diverfos gé- 
neros de frutas : muchas y muy bien la- 
bradas fuentes : diverfas plagas y calles 
callees hechas de un fino y menudo arraya*, 
bordees' de Tiene eíta huerta una caía rica y bier 
minhe labrada ? en la qual ay muchos apofen- 
/ ertages tos Y falás,y ricos quartos/. Tiene mu- 
g feneílres chas, y muy ricas ventanas g 9 todas la- ¡I 
bradas de fino oro,y en la fala mas prin- 
cipal pintados por grandes pintores ten 
h jufqucs á dos l° s Reyes Mór,ps de Granada haíta ¿|l 
fu tiempory en otra fala todas la batallas 1 
que avian paífado con los Chriílianos: 
todo tan al vivo que era cofa de admii 
ración. Por eílas obras,y otras tales qu 
avia hecho en la ciudad de Granada d 
\ fíc . tanta hermofura adornadas , hizo i ej 

Rey Don Juan el primero aquella pre- 
k demande gunta k al Moro Abenamar el viejo, 
/riviere eftando en el rio / da Genil, que di- 
ze anfi. 

ábenam0¡ 



■ i 



Civiles de Granada. 

ABenamar y Abe ñamar $ 
Moro de la Morería , 
El dia que tu nacijte 
Grandes Jeñales avia : 
Ejtava la Mar en calmk s 
La Luna eflava crecida , 
Moro que en tal figno nace, 
No deve dezir mentira. 
Alli le refponde el Moro y 
Bien oyreys lo que diria j 
No te la diré feñor 
Aunque me cuefie la vida : 
Porque foy hijo de un Moro 
Y de una Chrijtiana cautiva ¿ 
Siendo yo niño y muchacho a 
Mi madre me lo dezia , 
Que ?nentira no dixi/fe , 
Que era grande viüama. 
Por tanto pregunta b Rey 
Que la verdad te diria : 
To u agradezco Abenamar x 
Aquefja c tu cortefia , 
Que cafiillos fon aquellos. 
Altos fon y rcluzian , 
El Alhambra era Señor 
T la otra la Mezquita d 
Los otros los Alijares 
jLabrados e a maravilla. 
El Moro qm los labrava í 

C3 



3? 



#eftantpc« 
tit enfant 
& garlón 



h demande 



c cette 
tienne 



¿/Mofquée 

e elaboa- 
rez 
fqui tra- 

Cien vaiiioit 



«jardín 
qui n'avoit 
fon fem- 
blable. 
b parla 

€ íi tu euf- 
ics voulu 
djc me 
mnrierois 
avcc toy 
^ en mar i a- 
ge 

jfmariée 
fuis 

g vcfve 
i> il m'a* 
moit beati- 
foup. 



¿chofe 
efmerveil- 
lable 
1 favorisé 
de la For- 
tune 

/n'cuífe 
renvené 
m enavant 



38 Hifioria de las Guerras 

Cien doblas ganava el dia, 
T el dia que no las labra 
Otras tantas fe ferdia : 
JE¿ otro el Generalife > 
Huerta quefar no tenia a> 
"El otro Torres Bermejas 
f afilio de gran valia : 
Alli hablo h el Rey Donjuán, 
Bien oyreys lo que dezia : 
Si tu quifieffes c Grmada, 
Contigo me cafaría d 
Dar te h} yo eh arras y dotec 
A Cordova y a Sevilla : 
Cafada foy f Rey Don Juan, 
Cafada foy que no viuda g, 
Él Moro que a mi me tiene 
Muy grande, bien me queria h. 
Moítravan en fi tanta grandeza 3 ) 
magnificencia los íobervios edificio!' 
ele Granada, y de fu Aihambra : que 
era coíade efpanto i, yhaíta oy dia 
parecen. Eítava eíte Mulehazen tari 
rico y prpfperp , y de fortuna bien atv 
dante k y que no avia Rey Moro qu© 
tan bien eítuviefle como el 5 defpues dei 
gran Turco > fi la fuerte defpues no re- 
solviera /fobre el 5 como adelante m fe 
dirá. Era muy acompañado y férvido 
de muy ricos y preciados Cavalleros j 

de 



Civiles de Granada. 30 

le claros linages a, todos de gran nom- , 
)radia:porque fe hallavan b en Granada rcnommce 
:reynta y dos linages claros de Cavalle- h ft trou- 
•os Moros , fin otros muchos que avia, voient 
nuy ricos y de grande eítima c : todos ¿. reputatio 
os quales defcendieron de aquellas gen- 
:es Moras que ocuparon á Efpañaen 
tiempo de fu perdición. Y porque me 
¡pareced que fera juila razón nombrar- ^¡| me 
les á todos por fus nombres 3 fe dirás anfi fembic 
lúfmo de donde e vinieron , y de que d , oú 
tierras y provincias, 

CAPITULO TERCERO. 

\p. n que fe declaran los nombres de los Cava- 
lleros Moros de Qr añada: ylostreyntay 
dos linages ¡de otras cofas quepajjaron en 
Granada : anfi mifmo pondremos todos 
los Lugares f que en aquel tiempo efia- jr tous j es 
van debaxo g de la Corona de Granada, lieux 
A que avernos tratado de * 
algunas coías de la ciudad 
de Granada , y de fus ediíi- 
cios^diremos de los precia- 
dos Cavalleros que en ella 
vivian,y de las Ciudades, Villas,Caftillos 
y Lugares £ a que eítavan fujetos á la Real ¿ & i¡ C ux 
CorQna de Granada. Para lo qual co- 
I menearemos por los Cavalleros deíta 
C 4 manera 




40 fíijloria de las Guerras 

manera , nombrándolos poríüsnom 
bres. 
Los trema Almoradis de Marruecos , Alagezes 
y dos lina- Alarbes Benarages , Alarbes Alquifae 
ges de Ca- de Fez , Gazules Alarbes , J3;irragis d( | 
G a CF d*- ^ ez ' Venegas de Fez , Zegris de Fez I 
nos. Ma§as de Fez, Gómeles de Velez de tí 

Gomera , Bencerrages de Maruecos 
Albayaldos de Marruecos,Abenamares 
de Marruecos , Álatares de Marruecos. 
Almadanes de Fez , Audallas de Mar- 
ruecos , Almohades de Marruecos,Ha- 
zenos de Fez , Langetes de Fez , Azar- 
ques de Fez , Alarifes de Velez de la 
Gomera , Abenhamines de Marruecos^ 
Zulemas de Marruecos , Sarrazinos de 
Marruecos , Mofarix de Tremecen, A- 
benchpares de Tremecen, Alman^ores 
de Fez 3 Abidbares de Fez , Alhamates; 
de Fez , Reduanes de Marruecos, Ado- 
ladines de Marruecos , Alducarines de 
Marruecos , Adoradines de Marruecos,; 
Álabezes Maliques de Marruecos , de-^ 
• ¿tendientes del Rey Almqhabez Malí- 
que , Rey de Cuco. 

Los Lugares del Reynay Vega, de Granada, 
fon efios. 
Granada, Malacena, Alhendin > Co- 
gollos , Cabíala grande, Los Padules, 

Gabia 



Civiles de Granada. 41 

[labia la chica , Alabia , Alfacar , La- 
iubia , Pinos ., Alhajma 5 Albolote, 
Loxa p y Lora , Monte-frio , Guada- 
. ortuna , Alcalá la Real, Cordela, Mo- 
jlin, Yllora, Colomela, Famala,Yz~ 
alloZj.Guelma. 

Los Lugares de Baca. 
\ Baga , Zujar, Freyla , Ben<¿alema,Ca~ 
ril , Benamautel , Caítilleja, Cuefcar, 
>rce, Galera, Cullar, Caniles, Velez eí 
lance , Velez el ruvio , Xiquena ,Tir 
>e$a. 

Los del Rio Almancora. 

Seron,Tijola,Bayarque,Almuña,Pur- 
lena, Ulcila,Urraca, Jumuytin, Ovon- 
1 , Santopetar , Guercal , Las Cuevas, 
ortilla, Vera, Mojacar, Turre,Benita? 
ía, Albanchez, Cantpria, Eria,El Box, 
lboreas , Partaloba, £urgena, Cabre- 
- , Terefa , Antas , Sorbas ,Lt)briñ, 
leyla del carppo , Serena , Guebro. 
Los Lugares de Filabres. 

Filabres , Vagares, Sierro , Gegal, El 
oloduy. 

Los Lugares del Rio de Almería. 

Almería , Enix , Terque, San¿la Fé, 

*lix, Vica , Guercal, Pichina , Alhama 

1 feca , Guecija, Gueneja , Santa Cruz, 

fhanes, Almancata, Abiater> Rioja, 

C 5 Ylar 



4% fíiftorU de las Gimras 

Ylar , Laquunque , Ragul , Esfincion 
Cangiyar \ Mieles, Marchena. 
La tabU de Audarax ¡y Oxicar. 
AudaraX;,Oxicar 3 Beixhul 3 Lanjaron 
Murtal , Turón, Berja , Las Albuíí uelas.l 
Las Cuajaras altas. Las Cuajaras baxas. 
Valer el alto,Valer el chico,Cadiar,Ca 
(tillo del hierro , caniles Azeytum , Da 1 
laas,Ynox, Tavernas , Potros, Alcudia ; 
Guadix, Lapeca, Veas, Fifiana, La cala- 
horra , Burriana. 

Eítos y otros muchos Lugares de las 
Alpuxarras y Sierra Bermeja , y Ron- 
da,que no ay para que nombrarlos,eíta- 
¿ « dcfíbus. V^n debaxo a la Real corona de Grana- 
da.Ypues avernos dicho de los Lugares 
¿dcslíeux. ^es meneíter tratar de los Cavalleros 
MorosjVIaliques Alahezesjeíte linage em 
Granada era muy claro , y por fu valor I 
f eftímé mu Y tenido c de los Reyes della. Para la 
qual es de faber,q como el Miramamo- 
lin deMaruecos convocaíTe á todos los 
Reyes del África para paífar en Efpaña,i 
quando totalmente fué deítruyda haíh 
d jufques 4 ^ as Aílurias, vino un Rey llamado Ab j 
e amenaft. derramen , y efte truxo e tres mil hom- 
/combat ^res °* e P e * ea f' Vino otro llamado j 
g nommé. Mulay Aboalay : y en compañia defte, 
vinieron otrqsveyn te y cinco Reyes 

Moros 



Civiles de Granada. 43 

¡Moros : todos los quales truxeron muy 
grande poder de gentes : y entre eltos 
¡Reyes vino uno llamado Mahomad Ma- 
íique Almphabez,que era Rey deCuco: 
itraya ¿«con el tres valerofos hijos lia- <?ameno,É 
imados Maliques Almohabez, Todos 
leítos Reyes con fus gentes paíTaron ea 
Eípaña,y anduvieron en las guerras que 
fe travaron¿ contra Don Rodrigo,y en m Hl^ nt ' 
aquella grande batalla en que fe perdió 
el Rey Don Rodrigo, y la flor de los Ca- 
valleros de Eípaña^á manos del Infante 
Don Sanchojmurió el Rey Malique, Al- 
mohabez y fus tres hijos figuieron las 
guerras , todos los ocho años quedu- 
Jraron haíta fer paífadas c todas, y Ef- c jufqucs á 
¡tpana puefta d en poder de Mpros. Acá- ^ if f nies 
;bada la guerra , el mayor de los herma- 
nos fe bolvió* en África bien cargado e s'en rc- 
sde Omitíanos deípojos, y fe fué ai Rey- tourrt 3 
1 no de fu padre > donde /reyno , y aun f ^ 
s deípues fus hijos defte vinieron á fer 
\ Reyes de Fez y Maruecos,y anfi uno de 
i los Reyes de Fez tuvo g un hijo llama- 
do h el Infante Abomelique 9 el qual § no mmé 
pafsó en Efpaña en tiempo que los 
J Reyes de Canilla tenían guerras con 
: los Reyes de Granada : y eñe Infante 
Abomelique fué Rey de los Algeziras ? y 

Ronda 



44 fíiftorU de las Guerras 

Ronda , y Gibraltar : por refpe&o que 
¿ Cflu f f ue ayudado a de los parientes íuyos q 
qu'üfut avian quedado b en Granada , decen-. 
|'dé dientes de aquellos hijos del Rey Almo- 

c i/eft dit é habez,que como arriba es dicho <r, el u- 
cy devant no fe bolvió dk fu tierra y Reyno.-los o- 
^s'cn re- t- r p S ¿Qg q Ue d ar0 n ? en Granada,por pa- 
edemeu- recerles/la tierra bien, yeítarmuy ri- 
rerent eos de los defpojos de la guerra de Efpa- 
qtfn ícm* ñ a 'F ueroi ^ e s dadas grandes partes,yha- 
bioit ziendasg en Granada ¿ íabiendo cuyos 

| * kíens hijos eran h\ y efpecialmente por el va- 
cftoient ' S ^ or ^ e ^ us perfonas,q era grande la raga 
fiís deítos Maliques Almohabezes en Gra- 

nada. Emparentaronfe i con otros cla- 
ros linages de la ciudad , que fe dezian 
Aldoradines.Sirvieron áfus Reyes muy 
bien en todas las ocafiones. Finalmente 
en Granada,ellos,y los Abencerrages.e- 
ran los mas claros linages, aunque tam- 
l quoy bien avia k otros tá buenos como ellos* 
qu'iiy euíl como eran Zegris ? Gomeles 3 Magas 3 Va- 
negas,y otros muchos / Almoradis,y Al- 
/pluíieurs mo hades , Merines, y Gazules, y otros 
que no digo. Finalmente con el favor 
deftos Cavalleros Maliques Alabezes, q 
m appeliez a ^ f ueron llamados wA Infante Abo- 
wQbtint melique de Marruecos alcangó^enel 
Jleyno de Granada á fer Rey de Ron» 






íilss'alJie- 
rent 



Chites de Granada. 4^ 

c da , y de los Algeziras, y Gibraltar , co- 
mo eítá dicho. Bolviendo^al propofi- ¿ rer0ui> 
co de nuefta HiftoTia/egün dize el Ara- nant 
bigo: el Rey de Granada a Mulahazen , 
de quien agora h tratamos > fe fervia de h a cetté 
todos eítos lináges principales de caval- re 
leros que arriba avernos contado c, con rdont 
los quales el Rey Mulahazen tenia íeu n ou*/vons 
corte proípera y bien andante d , y fus deíTus^ 
tierras pacificas > y hazia e guerra á los ¿&mar« 
Chriftianos ., y era en todas cofas muy ^i ntbien » 
íeftimado, harta/ que fu hijo Aboaudili <?faifoit 
fué grande: y entre el y el padre uvo /Jorques 
grandes pefadumbres y contiendas g b & deba» 10 ' 
Y finalmente el hijo fué aleado h por ¿lefiís fut 
Rey con favor de los Gavalleros de crée 
Granada> que eítavan mal con fu padre, . 
por ver los agravios / que del avian re- les indigni- 
cebido i otros feguian k la parte del pa- tez 
dre. Deíta manera andavan las cofas de ^¡JJj^ 
Granada,como atrás diximos/,y ñopo? nous iv 
eífo dexava Granada de eítar en fu pun- 5 V()ns dit 
to, fiendo bien governada y regidajmas ^1 q U Tpius 
el Rey que mas metia la mano m era el s'enméioit 
Chico , que al padre no fe le dava mu- e ^* Ie 
cho ñ dello atento o que era fu here- n n <?fe 
dero , ypaífava, aunque contra fu vo- foudoit 
luntad , por lo que el hijo hazia. Y j^ ^ n fí. 
es de faber > que de los treynta y dos deration. 

linages 



áác cha* 

que 

b empor- 

toicnt. 



c depuis 

deutbeau- 
coup de 
íoin 
e ramaíTer 

/depuis 



jrdéroúte 
h quM eut 



46 fíifiorh de las Guerras 

lináges de Cavalleros que avia en Grá-! 
nada, de eada a. linage avia mas de cien I 
cafas; los que llevavan b la Corte eti pe- S 
fo en aqueíte tiempo, eran los que aqui j 
diremos , porque haze al cafo á nueftra ¡ 
hiftoria , aíli como lo eferivió el Moro 
AbenHamin hiítoriador de todos aque- 
llos tiempos , defde c la entrada de los 
Moros en Eípaña .- porque efte Aben- II 
Hamin tuvo muy felicito cuydado d de 1 
tecogeir e todos los papeles y eferituras I 
q tratavan eítas cofas de Granada, den- I 
de/fu fundación primera y fegunda.Di- 
ze pues el* Arabigo,que los Cavalleros q 
mas fé eftimavan en la ciudad de Gra- 
nada,^ en fu Reyno,eran los figuientes¿ 

Alhamaresi Almoradis, Alabezes,A- I 
bancerrages , Gómeles ¿ Vanegas, Lle- 
gas, Ma$as> Zegris , Abenamares , Ca- 
pules. 

Los Cavallefos Ábefreerrages eran 
muy preciados,por fer de muy claro li- 
iiage decendientes de aquel valerofo 
Capitán Abenraho^q vino con Mu§a en 
eltiempodelarotag de Eípaña , y de 
eíte^y de dos hermanos que tuvo h def- 
cendieron eltos valeroíos Cavalleros A- 
bencefíages de muy clara y Real fangre a 
y aíli lo afirma el Arábigo en fu eícritu- 

ra ; y 



Civiles de Granada* 47 

ra : y también fe hallaron los hechos a a f 
de eítos valerofos Cavalleros en las verent les 
Chronicasde los Reyes de Caítilla,á las effc¿ * s 
quales me remito.Y quien feguia la ma- 
yor amiítad deftos valerofos Cavalleros 
*ran los Maliques Alabezes;y el valero-' 
ib Muga hijo baítardo del Rey Muleha- 
zen , como atrás queda dicho h y decía- ¿ coitime \\ 
bado.EíteMugaera Cavallero robuíto y f^m 
Tiuy vaiiente^omo adelante diremos,y 
como fe halla c en las Chronicas de los c fetrouve 
¡ChriltianosReyes.En eíte tiempo la ciu- 
íiad deGranada andava pueíta en grades 
ieítas aíH de cañas , fortíjas , y torneos, 
¡como en otros qualefquier regozijos d: ¿eífoitoc- 
b eílo mandava hazcr el Rey Chico.por cupée CI } 

des couríbí 

Saver recibido la Corana del Reynoraun- ¿ e b a g ue ^ 
^que como eítádicho,óontra la voluntad de canes & 
líe fu padre, el qual vivia en el Alham- ^de re^ 
ibra.y el Rey Chico en Albayzin y Alca- joüiílances 
fcava , vifitado de los Cavalleros mas 
principales de Granada , por quien avia 
recibido la Corona alli Abencerrages 
como Gómeles , Zegris y Magas.- entre 
todos eítos fe hazian e grandes fieítas, y e & &í* 
Muga las folenizava por fer Cavallero 01ent 
gentil y gallardo. Pallando eítas coías> 
1 'el muy valerofo Maeítre de Calatra- 
ya Don Rodrigo Teliez Girón con 

jnucha 



¿ayecplu 

fícars 

¿áflaiífit 



¿•aucun 
¿voulufíe 



e \\ delibe- 
ra 

/ meílage 



gprenant 

Zayant 

obtenu 

i il alia 

k faifant la 

reverence 

¿prit 



i» encoré 
que 



48 Hijlori a de las guerras 

mucha a gente de pié y de cavallo eíl 
tro á correr la Vega de Granada ,y 1; 
embiítió b y hizo algunas prefas. Y nc 
contento con eíto , quifo faber fi avrií 
en Granada algún c cavallero , que cor 
el quifieíTe d eícaramiagar langa por lan- 
ga. Y fabiendo como en Granada fe ha- 
zian fieftas por la nueva elecion del Rej 
Chico, acordó e de embiar uneícuderc 
con una letra fuya al Rey. El efeudere 
fué con el recaudo / del Maeftre á 
Granada, y fupo como el Rey eftava en 
Gerieralife con muchos cavalleros ■ 
tornando^ plazer : y como el efeudero 
llegó, aviendo alcanzado h licencia pa^ 
ra entrar , fué /. Y citando delante de] 
Reyhaziendo fu acatamiento k como 
al Rey íe devia 5 le dio la carta del Mae- 
ftre. El Rey la tomó l , y leyó publica-, 
mente alto , que todos lo entendían > 
y dezia lo figuiente. 

CARTA DEL MAESTRE 
al Rey Chico. 

Poder ofo Señor , tu Alteza, goze la nue- 
va Corona , que por tu valor fe te ha dado, 
con profiero fin. De mi parte he fentido\ 
grande contento ¡aunque m diverfos en leyes J 

maá 



Civiles de Granada. 4a 

tónfio en la grande mifericordia de Dios , 
que al fin tu y los tuyos vendreys a en claro a tu vien* 
conocimiento de la Santa Fe de Chrifio : y dras 
i querrás el amiflad de los Chrijlianos s pero 
b agora c en tiempo de tus fieflas que fon ¿ im¡g 
grandes, como es razón que los fe an ¡por tu ¿-maiute- 
mievaCoron ación esjufto quelosCavalleros nant 
: de tu Corte fe alegren y tomen dplazer?pro± ¿ s'éjoüf- 
\bando fus perfonas , con el valor que dellos f ent & 
i for el mundo fe publica y es notorio. Tanfipor P rctment 
efte refpe&o y yoy mi gente avernos entrado 
en la Vega, y la avenios corrido ¡y fi a cafo al- 
gunos de los tuyos quifiere e en paffatiepo [a- * vouloit 
iir í al campo a tener efcaramu(¡a uno a uno 3 b * 
dos a dos, o quatro aquatro: deles tu Alteza 
Ucencia para ello, que aqui aguardo g,en el g i'atten* 
Frefno gordo } barto cerca h de tu ciudad Xp a- h affe& 
raefiodoyfegaro,quedelosmios no faldran ^ roc c 
mas de aquellos que falieren i de Granada f - qu¡ f orí ¡ o 
fara efcaramucar. Ceffo, befando tus reales cent 
manos el Maefire don Rodrigo Tellez Girón. * avec m jr 
Leída la carta el Rey con alegre fem- / jj ^ vit ° 
blante ¿miró á todos fus Ca valleros, allerftróu- 
y viólos andar alborotados /, y con b 



m avec 
de 



gana de falir m á la efcaramu^a 5 qual- envié 
quiera dellos pretendiendo la emprefa fo ** ír 
pe aquel negocio n. Y el Rey como los a fía¿re 
cvióanfi,les mandó que íe íbíTegaflen o> quiste 
<y preguntó f t íierajuítoyr á la efca- ^ c tS 
P raffiu§a 



^o Hijloria de las Guerras 

a deman- ramuda que el Maeítre pedia a : y todos 

doit reíjpondieron ydixeron que era cofa 

muy juíta. Porque haziendo lo contra- 1 

rio, ferian reputados por Cavalleros de 

poco valor y covardes : y para efto uvo 

b diverfes muchos pareceres b, fobre quien faldria 

c ?« cciuy * e ^ a C >Y q uant ^ s ^y fué acordado ¿/,que 
qui dcvoit no fueffen aquel dia mas, y fobre quien 

¿f tir d r av * a ^ e ^ er ^ e P a ^ aron grandes differen^ 

ber ¿ ' cias. De modo e que fué neceífario, que 

e de forte entrañen en fuertes doze Cavalleros, y 

/íbrtiífe e j q ue f^ieffe f primero ¿ de una vafija< 

g vale de platag fu nombre eferito, que aquel 

'tfWfv fuefle affi deliberado h los eferitos para 

¿fuít dcll- - _ ¿ ir- 

bcré las fuertes fueron los íiguientes. 

Mahomad Abencerrage $ el Malique 
Alabez, Mahomet Almoradi , Vanegas 
Mahamet,Mahoma, Gomel, Maho- 
mad Zegri,El valiente Muga,Mahomad 
Maga, Albayaldos , Abenamar , Alma- 
dan , El valiente GafuL 

A viendo íeñalado todos eftos Cava- 
lleros , y eferito fus nombres, y pue- 
crach" 6 ^° en un cantara de plata /, y bien re-- 
d'ar^ent bueltas k las fuertes , la Reyna con fu I 
k meílées mano las facó /, que eítava alli con fus | 
a tira Damas , y la fuerte dezia el nombre de 
Muga. Quien os diria el grande plazer 
m & le re. de Muga en aquella hora j el pefar m de 
£ reí todos 



Civiles de Granada. «51 

todos los demás Cavalleros feñ alados. 

i Porque cada uno dellos holgara en e- 

lítremo a y de voluntad,íer el contenido a & acm 

¡en el redoliño b porprovar el valor y d'euxeuft 

íesfuerco del Maeftre.Y aunque deípues efté cxtrc * 
' 1 n. j 1 r> 11 o v 1 mement 

ideíto entre todos los Cavalleros fue de- a ifc 

jípues muy conferido y debatido, q me- ¿aubillet 

! jor fuera íalir c quatro á quatro, ó feys á 

,jfeys¿noíe pudo acabara con Muga. Y ¿obtcnír 

ianñ luego e fe efcrivió al Maeftre una 

i letra , y dando la al efcudero del Mae- <?ínconti- 

fjftre,en reípuefta de la que avia traydo/, ? ent . 

i le embiaron g. El efcudero bolvió adon- pqrté 

de h el Maeftre aguardava , y le dio en g i! * i'en- 

;jfu mano el recaudo del Rey Chico , y ¿^oúat- 

labierta la carta , dezia anfi. tendoit 



RESPUESTA DEL REY CHICO 

á la Carta del Maeftre. 



meíTage. 



Valerofo Maeftre y Muy bien fe mué- 
ftra en tu generofo pecho i la nobleza de tu ipoltrinc, 
(angre , y no menos que de tu nobleza fu- ou ame 
Miera falir el parabién k de mi eleccion y y ¿ r éj üif- 
recibimiento de mi Real corona. Todo lo íance 
vqud me ha puefio en obligación de te acu- 
\dir 1 a todo aquello que al amiftaddeun f 

^verdadero y leal amigo fe deve tener > y pon< j f e 
Jknfi te ofrezco todo aquello que de mi y 
\mi Reyna uvieres menefter m. Con muy 

Dz come- mbQÍom 



aeortoifes ^ x Hiftoria de las Guerras 

der comedid as a razones embias a -pedir b a mi, 

c te remer- cavalleros efearamuca , en.la vega 3 dizien- 
c J e (mt : elté dv que por alegrar mifefta y lo qualte agrá- 
1 e for t dezco c grandemente. Entre los masptrinci- 
e chacun W¿>¿ cavalleros de mi Corte fe echaron fuer- 
/cuíi voulu ./^ d , /w¿ wr <p¿/ dW/ar faldria a verft 
allcr contigo : porque qualquiera dellosc quifie- 

Idematn ^7 r ?- finalmente la fuerte cayo g ¿ ifefofü 
¿fausta mi hermano. Mañana hftendo Mahomafer- 

parole ^^ £ wr ¿ contivo folo , debaxo de tu pala- 
¿regarde- 7 ./ , , v y J ■ , , £ r, 

ront «#* l $ ue no jera de ninguno de los tuyos of 

/ íedcmeu- fendido. Bien se que la efearamuca ferk de 

reáfaire por fer hecha entre dos tan buenos ca- 

pour toy > i J . N 

ce qu'ilTe- valleros , la qual mirar anclas Damas de 
ra neceí- ; /¿¿ ¿^^ ¿fc/ Alhambra. No mas > ^¿/¿ 
itfíoycux /^^ A* í^ ^ cumpliere Ven Granada. 
«bien loin AllDALLA REY DE GRANADA. 

bcH^cam- Alegre m fué el buen Maeftre , con 

pagne la reípueíta del Rey , y aquella noche fe, 

o pre- retiró buen rato la % Vega á dentro n, 

p°zl™ ce mandando á fu gente que tuvieífe a< 

crainte quella noche vigilancia o , y gran reca-t 

ajnehiy to y con recelo p que los Moros no le 

qudque hizieffen algún daño q. Lá man ana r ve- 

dommage nida , fe acercó/a la cuidad.llevando | 

f Sppró? ^°^ os cincuenta Cavalleros de los fuyos 
cha para fu guarda, dexando lo demás muy 

ímenant grande trecho apartados u , con avi- 
ífXéiw^ ípq^ apreítadoseftuvielTen^porfilosj 
ués ! Moros 



Civiles de Granada. ^3 

Moros quifieíTen/f intentar alguna cofa a vouluf- 
no devida, rompiendo la palabra en a- fent 
quel cafo dada. Y anfieftuvo aguardan- 
do b á Muga , que de la ciudad falieife c h cn at 
para hazer con el la batalla. dant 



¿■qu'il for- 




CAPITULO QUARTO. 

gue trata de la batalla que el valiente 

Mufa tuvo con elMaeflre > y de 

otras cofas mas qucfajjaron 

Ssi como el menfagero del 
Maeftre fué partido con la 
carta d fiendo el defafio a- 
ceptado 5 los CavallerosMo- 
ros, y el Rey quedaron ha- 
blando e en muchas coías , principal- 
mente en el defafio del valerofo Mae- 
ftre. La Reyna y las Damas que allí efta- difcourant 
van.no fe holgaron mucho Aiello,por- /nepnrent 

o j j í bcaucoup 

que ya fabian bien q el valor delMaeítre de piaifir 
i era grande y dieftro en las armas. Y á 
quien mas en particular eíte defafio pe- 
só g fué á la muy hermofa y difcreta Fa- . a efié 
tima , que amava á Muga de muy pi us marry 
firme amor ; defpues que dexó los 
amores del valiente Abindarraez, 
yiíto que Abindarraez los tratava 
D 3 coa 



í/lettrc 



e demai- 
rerent 



<(4 Hiftoria de las Guerras 

con la hermofa Xarifa. Efta Fatima era 
muy hermofa , y era Zegri , y Dama de 
muy grande juizio y diícrecion 5 eítava 
muy aficionada al valiente Muga y fus 
cofas, dandofelo algunas vezes á en te 11- 
í% iuy don- der a,con un fabrofo y dulce mirar .Mas. 
nant a en- Muga eítava muy fuera deííe propofito a 
tendré. p 0r q U Q amava de todo coraron á la 
hermofa Daraxa,hija de Hamar Alagez, 
J> de quí Cavallero de muy grande cuenta b > y 
1? onfaifbit hazia por ella y en fu férvido muy gran- 
gran e at ¿ es y feñaládas cofas. Mas Daraxa no le 
* amava; porque tenia todo fu amorpue- 
fto enAbenhamete,Cavallero Abencer- 
rage , hombre gentil y gallardo , y de 
muy grande valor. Y affi miíino el A- 
bencerrage amava a la hermofa Daraxa* 
y la fervia en todo quanto podía. Pues 
c retour- bolviendo c á nueílro Muga 5 aquella no- 
naní cne figuiente, aderezó todo lo necesa- 

rio para la batalla que avia de hazer con 
el buen Maeftre.y la hermofa Fatima le 
embió con un paje fuyo, un pendonci- 
d un galán lio d de feda para la langa, el medio mó- 

. , rado e y y el otro medio verde, todo re- 
ferís brun l J . 1 > • 

/rchauíTé camado con muy ricas f labores de 
g en bro- oro g y y por el fembradas muchas FF. 
en que declaravan el nombre de Fa- 
tima. El paje lo dio á Muga, dizien- 

do 



Civiles de Granada. ^<* 

do : Valerofo Muga: Fatima mi Señora 

os befa las manos,y os fuplica,que pon- 

gays en vueítra langa eíte pendoncillo a <t que vous 

en ílx férvido. Porque ferá muy con- mcttiei 

tentafilo llevays h ala batalla. Muga deroie^" 

tomó el pendón r>moftrando muy buen b fí vous la 

femblantej porque era para con las Da- P or ^ x 

r / *¿ r . r¿uidon 

mas muy portes d , aunque cierto mas ou cornet- 
quinera e que aquella emprefa fuera de te 
la hermofa Daraxa , que de ninguna o- ^ e nne 
tra Dama del mundo.Mas como era tan e cuííe 
difcreto , como valiente , 1q recibió, mi í ux ai ~ 
diziendole al paje .- Amigo , di á la her- 
mofa Fatima y que yo tengo en grande 
merced el pendoncillo/que me emhia, 
aunque en mi no aya méritos, para que { ^ e bancic ' 
prenda g de tan hermofa Dama lleve ggage ou 
commigo. Y que Alha me dé h gracia taveur 
para que yo la pueda íervir: y que pro- Dieume 
meto de poderlo en mi langa , y con el <ionne 
entrar en la batalla. Porque tengo en- 
tendido que con tales arras i embiadas ^ •. 
de tan hermofa Señora 5 ferá de mi parte * 6 ° 
muy cierta la viétoria.El paje fe fué con 
eíto ;y en llegando k á Fatima , le dixp k en amvát 
todo lo que con el valiente Mugapafla- l J^^ m 
va;que no fué poco alegre dello . Pues el eores eom - 
alva aun no era bien rompida /, quan- me/icé á 
ng el buen Muga ya eítava de todo bo!me rC 

D 4 Palito conche. 



<¡ 6 fíifioriA de las Guerras 

ét pour punto muy bien aderezado, para falír É I 
íortir al campo.Y dando dello avifo al Rey, fe 
levantó y mandó,q fe tocaffen las trom- 
b que ron P etas y clarines b, al fon de los quales fe 
fonnaíl lej juntaron gran cantidad de Cavalleros, 
hauboi? ^j e j os mas p r i nc jp a l es ¿ e Granada , fa- 

biendo ya la ocafion dellq. El Rey fe 
puso aquel dia muy galan^conforme á fu 
pérfona Real convenía. Llevava una 
e cafaque, marlota c de tela de oro tan rica^que na 
ou juppe tenia precio,con tantas perlas y piedras 
de valor que muy pocos Reyes las pu- 
dieran tener tales. Mandó el Rey que 
¿fortiílcnt falieíTen d docientos Cavalleros á pun~ 
f c p ¿¿jre tp de guerra e > para feguridad de fu her- 
mano Muga , los quales fe aderezaron 
muy prefto. Todos los demás fueron 
muy ricamente vertidos que no uvq 
Cavallero que no viftieíTe feda y broca-. 
/toilc d'or do/ Bol viendo al cafo; aun no eran los 
rayos del fol bien tendidos por la her- 
g bclíe mofa y eípacioía Vegag,quando el Rey 
cainpagnc Chico y íü cavalleria/alió h por la puer- . 

ÍOftlt ta que dizen de Bibalmagan, llevando 
i cqq dui- a fu hermano Muga al lado />y todos los 
fantfon demás Señores con el , que era cofa 
trerca fon ¿j e j^ar ¡ a diverfidad de los trages 
k la varicré y vertidos k de los Cavalleros Mo- 
¿efa^on ros , y los demás que y van de guer- 

q'nabits. J 



ra 



Civiles de Granada. «57 

a, no menos mueftra y lozanía lleva^ 
jan aparecían tan bien con fus adargas a empor- 
llancas y langas y pendoncillos b y con toi ?, m 1 e r 
mtas diviías y cifras en ellos , que era ^¿andero- 
|ofa de admirar. Yva por Capitán de la les 
¡ente de guerra, Mahomad Alabez, var 
jente Cavallero y gallardo , muy galán, 
namorado de una Dama llamada rCo-? n0 mméc 
|ayda,en grande eítremo hermofa. Lie- 
java efte Moro un liíton morado d en d roban 
¡1 adarga e y y en el por divifa una coro- & rls WJ 
!a de oro,y una letra que dezia, De mi 
\ngre. Dando á entender, que venia de 
jquel valerofo Rey Almohabez , que 
¡afsó en Eípaña en tiempo defude- 
jruycion y el qual mató el Infante Don 
lancho , como arriba es dicho/. La / corrim c 
jiifma divifa He vava eíte gallardo Mo- deüuscft 
p en fu pendoncillo. Anfi pues falieron d,t 
je Granada eftas dos quadrillas g y y £CCS( j C ux 
nduvieron harta donde h eftava el bandes 
uen Maeítre, con fus cincuenta Cava- h ] } s ^ ler ^ 

t . . . . míques óu 

íeros aguardando 1 5 no menos atavia- ,- a tteüdánt 
jos k y apunto que la contraria par- k omez 
m Affi como llegó el Rey , fe toca- 
Ion fus clarines, / á los quales ref /fonnerem 
>íondieron las trompetas del Maeítre. l€Sháubo ^ 
'íierto que era cofa de ver affi los 
el uno como los del otro vando. 

Defpues 



*; 8 Hiflorla de las Guerras 

a regardc Defpues de averfe mirado a los unos 
los otros , el yalerofo Mu^a no veya 
hora de verfe con el Maeítre , y tomai (i 
1 &prenant do b licencia del Rey fu hermano /alió 
f fortín con f ucava ii p a |fp ^ p a ff con mi h 

gentil ayre y gallardía, mpítrando en i 

afpecto fer varón de grande esfuer^ I 

Llevava el bravo Moro fu cuerpo biq< 

guarnecido , íobre un jubón d de arm 

point r " una mu Y fina y delgada e cotajazei* 

e deiíée na f> y fobre ella una muy fina corag ¿ 

/cote de toc } a a f orra d a en terciopelo £ verde , f 

g doubiée encima della una muy rica manota n c 1 

de yeiours mifmo terciopelo muy labrada con í 

jupón ^ p^ e jj a f em ]3 rac j a$ muchas DE). <tf 

i faites oro , hechas i en Arábigo. Y efta leti 

, . llevava ¿el Moro por fer principio c I 

nombre de Daraxa, aquien el amava 1 1 

Ipar trop derqafia /. El bonete era anfi mifmo v<| 

de con ramos labrados de mucho orcí 

lacadas con las miímas DD. Traya u|t 

m targe muy fcuena adarga m , hecha dentro 1 

^unruban Yez , y un lífton n por ella traveíTadi 

anfi miímo verde , y en medio una cül 

galana , que era una mano de una de fe 

o filie quí zella,que apretava o en el puño un ct- 

preíToit ra^onj tanto al parecer , que falia (| 

coraron gotas de fangre , con una le 



que dezia ; mas merece. Yva 

Un 



s 



c inconu- 
nent 



Civiles de Granada. 5 9 

;>$ano a Muga , que qualquier que lo * K a \ u H 
urava ¿, recebia de verle grande con- queíere- 
*nto. El Maeítre que venir lo vio , lúe- %&$?# 
o c colligió q aquel Cavallero era Mu- 
l a,con quien avia de hazer la batallas y 
í níi al punto mandó á fus Cavallerps, 
! ue ninguno fe moviefle d en fu focor- ¿que per- 
í o,aunque le vieifen pueíto e en neceíli- £ onne JJ e 
ad,y lo uvieíTe menéíter/. Y dando de e °^ C& 
1 is efpuelas g al cayaílo fe fué palfo ante /Vil euíl 
I aíTo hazia b la parte que venia Muga, b ^ e n r0I1 
¡011 no menos ayre ylogania i que el ¿s'enaija 
¡jdveríario, yvaelMaeftremuybienar- Y ers , T 
;iado,yfobre las armas una ropa de ter- ,ga ar ie 
iopelo azul muy ricamente labrada y 
ecamada de oro k. Su efcudoeraver- ¿ re haufíée 
le,y el campo blanco, y en el pueíta u- d'or 
laCruz roja herrnofaja qual íeñ al tam- 
bién llevava en el pecho /.El cavallo del /en ^ c a . 
víaeltre era muy bueno, de color rucio mac 
odado m, Llevava el Maeítre en la lan- m P« V°~ 
;a un pendoncillo n blanco , y en el la n b an dcro- 
^ruz roja como la del efcudo ; y baxo le 
le la Cruz una letra quedezja 5 por 
i s t a r por mi REY.Parecia el Mae- 
tre tan bien , que a todas dava de verle 
SFíindiflima alegría: Y dixo el Rey á ios 
]ue con el eftavan y No fin caufa efte. 
¿vallero tiene gran (ama o porque en fu ° rc y nom " 
• ' ■• * talle 



chcrcnt 
b & aprcs 
s'cftre re- 
gardc 
£ le pre- 
mier qui 
parla íut 



¿heureux 



ebienheu- 

reux 

/ i'obtinef- 

ie 



giede- 
meurafTe 



h meíTage 



60 fíifloria de las Guerras 

talle y buen a difpoficion fe mueflra elvaloi 
de fu perfona. En eñe tiempo llegaron ¿ 
los dos valientes Cavalleros cerca e 
uno del otro. Y defpues de averie mira 
do ¿muy bien,el que primero hablo fui 
c Muga diziendo. Por cierto valerofo Ca 
vallero , que vueflra perfona mué jira bie> 
claro, (er vos de quien tanta fama andapo\ 
el mundo: y vueflro Rey Je puede ejlimarpo* 
muy dichofo d en tener un tan preciado Ca 
vallero como vos a fu mandado. Y porfiólo t 
renombre que de vueflro valor huela por te 
do el mundo jne tengo por muy bien andant I 
e Moro entrar con vos en batalla: por que 
Alha qui fie (fe, y Mahoma lo or dona (fe quey\ 
de tan buen Cavallero alcan(¡affe ívicloru\ 
todas las glorias del ferian mias,que nopoc\ 
horra y gloria feria para mi y todos los mio.\ 
7 fi al contrario fucffic,que yo quedaffe g ven 
cido y no me dar i a mucha pena ferio de tn 
?nano de tan buen Cavallero. Con eíto di 
Muga fin á fus razones. A las quales-p? 
labras refpondió el valerofo y esforzad 
Maeítre muy cortefmente, diziédo. Pfi 
un recaudo h que ayer recebi del Rey, se q¡ 
os llaman Muca, de quien no menos fama \ 
publica y que de mi vos aveys dicho y que fo I 
fu hermano ,defic endiente de aquel valer o(t I 
antiguo Capitán Muca, que en lospaffiad J 

tier) 



f Civiles de Granada. 6 1 

lempos gano gran parte de nuefira Efpaña. 

anfi lo tengo yo en mucho a hazer con tan a i'eftime 

lío Cavallero batalla.Tpues que cada uno b bcaucoup 
fe fu parte dcffea la honrra y gloria della^ c um 
rengamos a ponerla en execucion , de x ando 
\ n las manos de la fortuna el fin del cafo y no 

guardemos c que mas tarde fe nos haga. El '& n ' at - 
I aleroíb Moro que aííi oyó hablar d al ¿ qu ¡ en l 
yíaeftre , le íbbrevinó una muy grande tendit ainíi 
;erguen5a,poraver dilatado tanto la ef- parler 
I aramu^a; y fin reíponder palabra algu- 
na con mucha preíleza rodeón fu cava- e Q . 
¡o,elqualera de grand bondad,y apre- beaucoup 
, andoíe / el bonete bien en la cabera, de vitcíí¿ 
ílebaxo g del qual llevava b un muy fino yxerrant 
I azerado caxco,íe apartó / un gran tre- bien le 

:ho: lo mifmo avia hecho el Maeítro.A ^ c et en Ia 
Ble tiempo la Reyna y todas las Damas ¿ deííous 

¡ltavan pueftas ¿en las Torres del Al- ¿portoit 
:iambra,por mirar defde allí / la efcara- \ m^S 8na 
,,nuga. Fatima eítava junto á la Reyna, /pour re- 
nuy ricamente veitida de damafco ver- 8 ar(ier de 
jle y morado, de la color del pendonci- 
,1o m q le embiara a Muga.Tenia por to- m de la 
lia la ropa íembradas muchasMM.Grie- builderoIe * 
l*as,por fer primera letra del nombre de 
jü amado Muga. El Rey como vio los 
^avalleros apartados n y que aguar- «efloigncz 
lavan feñal de batalla 3 mandó tocar 

los 



6z "Hifioria de las Guerras 

¿iks hau- los clarines i y dulgaynas , á las qualc 
bois reípondieron las trompetas delMaeftn 

Siendo la feñal hecha, los dos valiente 
¿pouílerét Cavalleros arremetieron b fus cavallc 
el uno para el otro ¿ con grande furia 
braveza , con la qualpalfaronel un 
por el otro , dandofe muy grandes ei 
cuentros : mas ninguno perdió la fill 
ni hizo ademan ni mudanza , qud m 
c minc,ny pareciefle c. Las langas quedaron íana 
mem quí e ^ adarga de Muga fué fallada, y el hie 
paruít mal ro de la langa tocó tn la fina coraga 
d targue y rom pió parte della,y paró en la jacei 
e en la cot- na *>$& hazerle otro mal. El en cuenti 
te de mail- que dio Muga también pafsó el efeuc 
del Maeftre , y el hierro de la langa t 
f toucha có/en el fuerte peto g, que á no fer I 
g au fort tan bueno/ uera por el duro hierro fa | 
piaftron fado,por fer muy fino,y echo en Dama 

, . co.Los Cavalleros faeáron h las lancj 

h tirerent t . j n. 1 

muy ligeramente , y con gran deítre;¡ 

comengaron á efearamugar, rodeand 

i fe tour- fe i el uno al otro,procurando de fe 

^'bíefler r * r ^' mas e * cava ^° ^ Maeítre,aunqi|| 

/ qui me- era de granbondad , no era tan lige 

npít como el q llevava / Muga , á cuya caul 

voít fraper e * Maeftre no podia hazer golpe á I 

a fonpiai- gufto m por andar Muga tan veloz f 

w Wrompt con el fuyo ; y ^^Sa entrava y fall 

cpmo 






Civiles de Granada, 63 

¡ uando quería con grandiflima ligere- 
an dándole algunos golpes al Maeftre. 
(Iquai como vieífe, q el cavallo de Mu- 
ja era tan rebuelto a y pronto , no fabi- utour- 
1 ndo qfe hazer, acordó b muy confiado ^Tft 
[ n la fortaleza de fu brago, de tirarle la 
inga : y afli aguardando q Muga le en- 
ralle , como le viefTe venir contra el , 
on tanta furia como un rayo c y con ^vefvi- 
^anpfeftezaterceó d la langa y levan- fteíTe 
¡ido fobre los eíhribos con extremada em Poigna 
aria y forteleza fe le arrojó e. Muga q e in a j etta 
enir la vio , quifo con gran defembol- 
i ara / hurtarle el cuerpo : anfi en un - f ~ 
enfamiento bol vio la rienda g al caval- g tourna \i 
p por apartarfe del golpe ¿ : Mas no lo bride 
judo hazer tan preíto i, que primero la $££ j¿T 
I mga del Maeftre no IlegaíTe k , la qual coup 
|ió al cavallo por la hijada / un duro iR toñ 
jolpe,que lo pafsó de una banda a otra, /i^fUnc 
Ll cavallo de Muga fintiendofe tan ma- 
amente herido m , comengó a dar tan *»blefle 
;randes faltos 7 y á hazer tales cofas , 
lando muy grandes corcobo$~#,que era « e crou P a- 
|ofa de efpanto. Lo qual fiendo de Mu- 
a entendido, porque defumiímoca- 
j alio algún daño o no le viníeíTe , falto mC \in 
tó la filia en tierra, y conanimo^ de un dommage 
j-eon , fe fué para el Maeftre por del- £ ^ v g e e c 

jarre- 



a couper 
les jarcts 
h inconti. 
nene 

c oifeau 



¿pleindc 
eolerc 



e s'en alia 
blcíTer 
/tres vo- 
Iontiers 
g combatre 

¿grands 
coups 



i Voulut 

Aoúarri- 
voit 

/ fit feintc 
wzqu'il le 
vouloit 
» par def- 
fous la 
cu i líe 
o á la de- 
ferí fe 

p á fin que 
íacuiílcne 
fuft blefsée 
q redoubla 
un avam- 
maiíi. 



64 tíiJlorU de las Guerras 

jarretarle a el íüyo.El Maeftre que ven 
le vio, luego b entendió fu intención : 
anfi falto del cavallo tan ligero como u 
ave c. Y embragando fu efeudo, pu¡ 
mano á fu eípada, y fe fué para Muga, 
qual ya venia lleno de colera y faña 
contra el Maeftre; por averie tan mal 
mente herido fu cavallo.-y con una he 
mofa cimitarra, fué á herir e al Maeft 
de muy grandes golpes ; el qual de mi 
buena gana/le recibió. De efta fuer . 
en pié comentaron á pelear g los d<¡ 
fuertes Cavalleros , dandofemuy cree i 
dos golpes ¿, tanto que fe deshacían L j 
efeudos , y las armas ; mas el valero * 
Maeftre q era mas dieftro en ellas qi 
Muga,puefto que Muga fuelle de bra^, 
coragon y animo inviflcible,c(uisó i m \ 
ftrar do llegava k fu valorjy anfi afirma \ 
do fu efpada fobre la cimitarra de M» 
ga, hizo íeñal / y muefíra que le queij 
m tirar por baxo al muflo n-, anñ dexai- 
do paffar la eípada por baxo el alfang 
apuntó y feñaló aquel golpe; Muga ecl 
preftezafuéal reparo aporque fu muí» 
no fuefle herido p. El Maeftre ccU 
una prefteza increyble bolvid J 
mandoble q á la cabega , de móci 
que el valiente Muga no pudo yr.H 

repa)| 



Civiles de Granada. 65 

¡reparo tan prefto a como fuera neceP f - 
i fario .• y anfi el golpe del Maeftre hizo 
1 efeto de tal manera , que la mitad del 
\ verde bonete corteado el penacho vino , 
íalfufclo ¿* quedando c el cafeo defeu- ¿¿emea- 
ibierto,que ñ tan fino no fuera, y de tan rani 
i eftremado temple^ Muyalo paflara muy 
: mal: mas con todo elfo no dexó de que- 
[dar ¿medio aturdido de aquel peíado , 
\ golpe. Y reconociendo el mal eftado en cmcu re* 
que eftava^acudió e con fu cimitara con 
grande prefteza/y fuerza > y defeargó /avec^i* 
¿un deíaforado golpe g-, el Maeftre lo re- teíTe 
ícibió en fu efeudo > el qual por la fuer- ^ pn co j? p 
í 5a dé aquel golpe , vino cortado el me- 
dio á fierra , y fiendo rota la manga de 
la loriga h y recibió una herida i en el ¿cotte 
brago -, aunque pequeña k de ado le \^¿*l* 
palia mucha fangre. Cauía fué efta que petite 
iherida , que el Maeftre fe encendiefr 
¡fe en viva faña / , y determinado ,. 
vengar la herida , acometió un golpe en vive™* 
Jala cabega m deMu$a, el qual con cofere 
prontitud fué al reparo por no íer ™^ l / Qm }* 
i i en ella herido. El Maeftre viendo eniatefte 
iel reparo hecho ¿ íe dexó caer n «tomber - 
con la efpada de revés por baxo> 
({y le dio una herida eñ el ttiüílo 0, 
¡que no le prefto la malla que en- SXfe 
I , £ cima 



a qu'il por- 
toitdellus 
l ne trou- 
vafíe 
c alloicnt 
¿/acharnez 
¿fccha- 
maillant. 



/& le mis 
parterre 

gdcmcu- 
roitfort 
blefté 
b endurér 
i avec un 
cvanoüif- 
fement qui 
le íailit 
k turaba á 
terre 

/evenemét 
m cqn>- ¡ 
manda de 
luy jetter 
del' can 
au vifage 
#avec la 
quelle 
fi Di dure 
o íerctour- 
nantáefva- 
nou'ír 
/longteps 
^com man- 
da de l'crii ■ 
porter.cn 
ía chambre 



66 • * Htftorh de las Guerras 
cima Ueyava a, , para que la fina eípada 
•del Maeftreno hallaíTe b carne. Delta 
manera ios dos Ca valleros andavanr 
muy bravos y encarnizados d, dandofe 
grandes golpes e. Quien a éíla hora mit- 
rara á lahermofa Fatima,bien claro co- 
nociera el amor que á' Muga le tenia; 
por qafli .como vio aquel bravo golpe 
que el Maeltre le diera v y le derribara/ 
jel bonete y penacho,ella entendió y tu- 
vo por cierto , que Muga quedava mal 
herido g 5 y mas viendo el buen cavallo \ 
ya tendido rhuerto^io lo pudo fufrir k,\ 
mas de todo punto perdido fu colorí 
con defmay o cruel que le dio i, fe le cu- i 
irió el enamorado coraron , y cayó fin 
ningún <fe¡ntido en elfúetai álos piésjl 
de la Reynái La qual maravillada de tal 
acaecimiento /, le mandó echar aguaj; 
en el roítro m ; con cuyos frióse Fati- 
ma tornó en fi ; y abriendo los ojos to«! 
dos llenos de agua , dio un grande fufi 
piro , diziendo : O Mahoma, y pof< 
que no te dueles de mi í y tornándote 
á mortecer 0, ¿ítuvo anñ una gran pie- 
§a p. La Reynala mandó llevar á fl 
cámara q, y que le hizieíTeñ alguno* 
remedios. Xarifa y Daraxa y Coi 
hayda la Itevaron á fu apoíento , cor 

hartí 



Civiles de Granada. 6j 

harta a triftezadel mal tan repentino de davccafía, 
Fatima 3 por íer dellas en eftremo amada. 
Eítando en fuapofento la deíhudarony 
acollaron en fu eama b y haziendole los b on la des- 
remedios neceíTarios.hafta tanto que la h - bll [a & 
t r t- • v' •> - r \ coucna en 
hermoíatatima torno en íu acuerdo r¿y f on ^ 

buelta les dixó á Daraxa y á Xarifa> que c jufques á 
la dexaffen alli fola un poco , para que ^m^ 1 ^ 
repofaíTe. Ellas affi lo hizieron 3 y fe tor- 
naron adonde eftava la Reyna ; mirando 
la batalla de Muga y el Maeltre, que en 
aquella fazon andava mas encoleriza- 
da d y encendida. Mas bien claro fe mo- ¿ a u ; t 
ftrava el Maeftre llevar grande ventaja e plus irn'tée 
á Muca,por fer mas dieítro en las armas: j^mportcr 
puefto cafo que Muga fueíTe de muy avanta S c 
I bravo coraron , y no moítralfe punto 
¡ de covardia en aquel trance/ 3 antes con f^ors 
| mayor animo g redoblava fus golpes, | r and CpIus 
\ hiriendo h al Maeftre muy duramente, courage 
| que no menos de fu parte lo eftava ? y h bleíía nt 
■ con ventaja como es dicho. A Muga le 
\ falia i mucha fangre de la herida del ' fortoít 
: mullo k, y tanta que ya no fe podia fc^fc 1 ^ 
dexar de fentir, que Muga no anduvieP cuifíe 
¡ fe algo desfallecido /. Lo qual vifto por l PSk 
el Maeítre , confiderando , que aquel 
Moro era hermano del Rey de Gra- 
i nada 7 y que era tan buen Cavallero, 
Ex deífean- 



a aux aftai- 
xes 

¿de ne 
paíícr ou- 
trc 

cinconti- 
nene 
d'ü me 
íemble 
que pour 
dcsatfaires 
€ faire 
/Icque! ' 
m'a offert 
des bien- 
faits 
grien 



b tu ne 
vcux 



f tircr 
kvcüx 



/gracc 
«? debat 
n je nema 
queray 
jufyues 

€> ie te re- 
mcrcic. 



68 Hiftoria de las Guerras 

deíTcando que fuefle Chriíliano , y que 
fiendolo fe podría ganar algo en los ne- 
gocios a de la guerra , en provecho del 
Rey Don Fernando > determinó de no 
llevar la batalla adelante b , y de hazer 
amiítad con el , y affi luego c fe retiró i 
fuera, diziendo : Valer ofo Mu(¡a y pareceme 
que para negocios d de fieftas > hazer e tan 
fangrienta batalla como aquejla no es j u/lo; 
démojle fin fe te pareciere ,que a ello me mue- 
ve fer tu tan buen Cavalleroy hermano del 
Rey, de quien tengo ofrecidas mercedes f. T 
no digo efto porque de mi parte fienta yo a- 
ver perdido nada g del campo , ni de mi es- 
fuer (¡o fino por que deffeo amiftad contigo, por 
tu valor. Muga que vio retirar al Maeftre 
muy maravillado dello, también fe reti- 
ró,diziendo : Muy claramente fe dexa en- 
tender, valer ofo Maeftre, que te retiras ,y no 
quieres h fenecer la batalla por verme ent 
maleflado ,y en termino que de lia yo ñopo- 
diafacar ifeno la muerte, y tu de compajjiom 
movido de mi mala fortuna , me quieres k i 
conceder la vida , de la qualyo conozco que' 
me hazes merced 1. Mas te shdezir , que fe > 
tu voluntad fuere que nueftra lid m fe fe- 
nézcale mi parte no faltare hafta n morir i 
co el qual pagare lo que afer buen Cavallero 
devo. Mas fe como dizes lo hazes por refpeto 
de mi amiftad , te lo agradezco agrande- 



Civiles de Granada,. 6g 

mente ,y lo tengo por merced a , que un tan a & - !e 
fmgular Cav altero fe me de por amigo X ajji tiens á 
prometo y juro defer lo tuyo hafla la muerte, bcaucoup 
y de noyr contra tuperfona agora ni en nin- 
gún tiempo, fino en todo quanto fuere mi po- 
der fervirte. Y diziendo eíto,dexó la ci- 
mitarra de la mano,y fe fué para elMae- 
ftre,y lo abragcny elMaeftre hizo lo mif- 
i morque el animo le dava fe 3 que de aquel b le ceeur 
i Moro avia de falir c algún notable bien Iu y dirbii 
á los Chriítianos. El Rey y los demas,q c íortir 
eftavan mirando d la batalla eípantados ^ qui rc . 
i e de aquel eípe&aculo , fe maravillaron gardoient 
i mucho ,y no fabian que fe dezirjy al ca- e ^omm 
bo / entendiendo que eran amiftades, / á la fin 
él Rey con folo feys Cavalleros, fe llegó , 
; á hablar g al Maeftre, y deípues de aver- g s'appro- 
fe tratado cofas de grandes corteñas fu- cha a P arIcr 
!pó el Rey las amiftades del Maeílre y de 
fu hermano, aunque á la verdad no hol- 
gó mucho dello b , dio orden de entrar h n'y prit 
I en Granada ; porque Mu$a fiíefle cu- pas be f^" 
fado i y que lo avia meneíler k: y affi fe piaifír 
partiéronlos dos valerofos Cavalleros, '"pensé 
llevando / en fus corazones el amiftad yoi^bcfóin 
muy fixa y fellada : yeítefintuvo eíta /menant: 
batalla. Buelto m el Rey á Granada ««toumé 
con los fuyos , no fe hablava n en otra n ne fe 
cofa , fino en la bondad del Mae- parioic 
E3 ftre 



jo Hiftoria de las Guerras 

ftre, y de fu valor , esfuerzo y corte- 
ña , y con mucha razón , porque todo 
cabía en a el buen Maeitre y por el 

compiy^n ^ e dlxo ac l u ^l famofo ¿ Romance ¿ que 
luy dizen. 

¿rcnommé 



¿•helas 



uparla 
belle cam- 
pagne" 
e dcpuis / 
/jufqucs 

¿mct 



AT Dios c que buen Cavallem 
El Maeflre de Calatrava y 
T quan bien corre los Moros 
Por la Vega d de Granada: 
Defde e la fuente del Tino 
Hajla f la Sierra Nevada, 
T en effas puertas de Elvira 
Mete g el puñal y la lan(¡a a 
Las puertas eran de hierro, 
De parte- a parte las pdffa* 



Siendo ya fenecida la batalla del| 
Maeitre y del fuerte Mu<ja , el Maeftra; 
con losfuyos fe falió háe la Vega* lle- 
vando / muchas, cofas ganadas dellaj 
Dexemos lo á el , que fe fué á fu cafa I 
deícaníar , k y hablemos / de lo que! 
paíío en la Ciudad de Granada , def 
pues que el Rey entró en ella, y fue 
pe parions fano Mu<ja de fus heridas r que tarde 
mas de un mes. 



h fortit 
i nienant 

k qui s'cn 
aíJa repo- 
íer á la 
m ai fon 



CAPITULC 




Civiles de Granada. *j\ 



CAPITULO QUINTO. 

ghíe trata de unfarao que fe hizo a en pa- q Uet bul f e 
lacia y entre las Damas de la Rey na y los ^ 
Cavalleros de la Cortejen elqual uvope- 
fadash palabras c entre Muea y Culema chufes ** 
Abencerraje ,y lo mas quepdfsb. c paroles 

U Y grande fué la reputa- 
ción que cobró d el gallar- ¿recouvra 
do Muga , de fer valiente 
Cavallero, pues no quedó e e ¿ tí - s ne 
del Maeítre vencido : cpmo demeura 
lo avian fido otros valerofos Cavalle- 
ros, de quien fe tenia muy grande noti- 
cia averio fido en aquella Vega, y muer- 
tos por la mano del Maeítre: y bolvió á 
Granada 5 acompañado de toda la mas 
principal cavalleria 5 y aíli miímo de fu 
hermano el Rey. Entraron por la puerta , ^ 
de Elvira > y por las calles /donde páífa- <r fortoient 
van, todas las Damas le falian a mirar g, P our le 
y otras muchas gentes aíTomandofe k^bferntitU 
las ventanas h que era cofa de versyvan. aux fcnc- 
dandole mucho loor i por la batalla ^f? . 
que con el Maeítre avia hecho. Deíta i ay donnát 
fuerte llegaron ha% k el Alhambra, beaucoup 
donde fué Muga pueíto/ ea fu apa- fj^ n§e 

E 4 f?ntQ rec jufques 



á oü il fut 
mis en fa 
chambre, 
& pemé 
b &dcmeu- 
raprefque 
unmois á 
fe gucrir 
r eüt " 



if qui fe 

rejjó^ii 

davantage 

le voyant 

e encoré 

qu'ilfijft 

libre de 

cettepen- 

fcé 

/lafitfeoir 

á fon collé 

gluyde- 

manda 

b trop grad 

i il me fie 

grace 

k domina- 



/entelef- 
froy nous 
mit 
*í qu'il 
vou'donna 
avous mit 
par terre 
« i] nc me 
refta 



j% FiJlorU de las Guerras 

fento , y curado a con gran diligencia, 
por un grande Maeftro Moro, que íabia 
muy bien el arte de la cirurgia. Eftuvp 
Muga en íanar bipn cafi un mes h. Do. 
fpues de ellar fano,fué á Palacio á befar 
las manos al Rey ; eiqualcpn fuvifta 
tuvo c grande contento , afli mifmo to* 
dos los demás Cavalleros y Damas de la 
Corte. Quien mas viéndole fe alegro ¿/, 
fué la hermofa Fatima , porque lo ama- 
va mucho , aunque el muy fuera dtava 
de aquel cuydado e . LaReynalehizq 
fentar á la par de fi/", y le preguntó g , 
como fe íentia , y que le avia parecidq 
del esfuerzo delMaeftre. El larefpon- 
dio ; Señora el valor del Maeftre ¿s en 
demafia h,y el me hizo merced / que la 
batalla po paíTaíTe adelante , por efeu- 
far el notable daño k que avia de mi 
parte : que ya eílava muy conocido; 
y por Mahoma juro , que en lo que 
yo pudiere , le tengo de fervir. Al- 
ha lo confunda > feípondió Fatima, 
que en tal fobrefalto nos puso / á to- 
dos ,- efpecialmente á nii : que afli 
como vio , que de un golpe que os 
dio m y os derribó la mitad de vue- 
ítro bonete n con todo el penacho, 
no me quedó o gota de fangre , y 

fal* 



Civiles de Granada. 73 

¡altándome de todo punto el alíen- 
lo ¿ 3 me cay en el füelo b medio muer- a me man- 
ía. Fatimadixo eftS, parandoíe c muy ^ uant 
rolorada , como la fina rofa , de manera h \txi\¡xf 
ijue todos echavan de ver ¿/queamava enterre 
|il valerofo Muea. El qual refpondió: ' devenan * 
i*mme peía e, que tan hermofa Pa^ rc m 
na pormireípeto viniefle á tal eítre- ^ je ruis 
I no , Alha me dexe pagar tan alta mer- marry 
¡:ed / como eíta : y diziendo ello bol- fDku nw 
ió los ojos á Daraxa , mirándola afi- laiííepaycr 
sonadamente , dándole á entender ¿yf^ e 
jue la amaya en fu coraron : mas 
;)araxa abaxava fus ojos fin moítrar 
jii hazer mudanza alguna j yaeraho- 
a de comer , y el Rey mandó que íS 
raxeífe la comida g > y fe aíTentalfen á > 

amefa h todos los Cavalleros mas f^ortaíT 
)rincipales de Granada , porque def le manger 
mes de comer fe hizieífe granfieftay ¿ala ta ^ c 
cambra ii y con el Rey fueron de me- . ' ^ 
a los Cavalleros feguientes ; Quatro d/fcfte & 
Cavalleros Vanegas. Otros quatro Al- bal 
noradis. Dos Alhamares. Ocho Gome- 
es. Seys Alabezes. Doze Abencerra- 
£es:y entre ellos algunos Aldoradines,y 
\benamaryMuga. Todos eftósCava- 
leros eran de grande eñima , y porílx 
/alor el Rey fe holgava de ponerlos áfu 

me- 



74' Hifloria de las Quenas 

«prcnoit me ^ a -^ Aíli mifmó con laReynacá-lj 
plai ii r de mian muy hermofas Damas y de grande • \ 
" C f mC ui tre eílima : las quales erín, Daraxa 5 Fatima 3 
Xarifa, la Cohayda > la Zayda^ Sarrazi- 1 
na, Alboraya. Todas eítaserande 1oj|J 
mejores linages de Granada; Daraxa de' 
los Alagezes,Fatima de los Zegris, Xa- i 
rifa Almoradi, Alboraya de los Gome 
les , Sarrazina de los Sarazinos,Cohay j 
- da de los Vanegas. También eítava allí 
h la belie la linda b Galiana hija del Alcayde c de 
c Gouver- Almería, que avia venido a las fíeílas^il 
era parienta de la Reyna , y todas erar! 
hermofas y muy dií cretas. Deítabellíli 
Galiana andava d enamorado Abena- 1 
rñar valerofo Cavallero , y por ella avií I 
hecho cofas muy eltrañas en efcaramu|| 
$as 9 y por eíta fe dixp aquel Romance 
quedize. 



ncur 



¿eftoit 



e vis a vis 

/pour ap- 

puy fon 

mantcau 

álaTurque 

g& pour 

tapis fa 

tar^ue 

¿platte 

i app latir 

¿mis 

/& aveela 

wbride 

attachée 



EN las huertas de Almería 
Eftava el Moro Abe ñamar 
Frontero e de los palacios 
De la Mora Galiana : 
Por arrimo fu Albornoz, f 
T por Alhombra fu adarga g, 
La l anca llana h en el fue lo 
<£ues muchú allanar i fu lanca, 
En el ar(¡on puefio k el frena 
T con las riendas tr avada l 



C& 



i 



\Civiles de Granad^. 7*5 

La fe?ua entre dos linderos & uu*¿. . 

7 ¿> r - i a ¡a ivrmcnt 

Porque no je pierda y pazca b ¿ entre deux 

Miravar un florido almendro c /^ r fi CS 

CV?# la flor á. mufliay quemada-Q qu'ellene 

Por la inclemencia del cierno f fe perde & 

A todas flores contraria. &c. qu'elie 

J 3 paiíle 

¿r regar doit 

Efte Romance lo dizen de otra mane- unamaQ * 
•a, diziendo., que Galiana eítavaen To~ J^ cmy 
edo.: y es falfo, porque la Galiana de efkítne & 
c Xoledo/ué grandes tiempos antes que rj Ul f° b v 
• ! os Ahenamares vinieflen al mundo. EP 
1 ^ecialmente, eíte de quien agora trata- 
dnos : y el otro de lapreguntag del Rey g demande 
3on Juan , porque en tiempo deftos, 
Toledo era de Omitíanos 5 y alli que- 
da h Iji verdad clara. La Galiana de To- 
ledo fué en tiempo de Carlos Martel, 
fué robada deToledo,y llevada i á Mar- i enlevée 
jfella por Carlos. Eíta Galiana de quien 
laqui tratamos , era de Almería , y por 
ella fe dize el Romance , y no por la 
|otra. Y -..eíte Abenamar era nieto ¿ ¿ pe tit fiís 
del otro Abenamar > de quien atrás 
avernos hablado K Bol viendo á nue- /avons 
ftrocafo , el Rey con fus Cavalleros/y para- 
la Reyna con fus Damas , comían con 
: mucho contento , al fon de diverfas 
muficas 9 affi de meiieítriles, como de 
! ' . . dul~ 



jG Hijforia de las Guerras 

a haubois dul§aynas *> harpas, y laudes b que en h 
iLuts real fala avia. Hablavanlos Cavalleros 
y el Rey de diverlas coías, eípecialmen- 
te de la batalla del Maeftre,y de Muga 
y del extremo valor delMaeílre y de íl 
corteña , que era muy grande* de todo 
reftok lo qual le pefava c al Moro Albayaldoí 
marry que alli elíava, que fentia un fumo def- 
dc g f a i? dC P ec h° ^> porque la batalla no fe avia a- 
§ ii íuy cabado, que le parecía e á el, que el va- 
fembioit^ lor delMaeílre no era tal como del fe 
{¿^ dezia : y que fi el peleara con el/que le 
bata avec llevara g la batalla á un gloriofo fin. Yi 
lu .y affi tenia pueílo en fu penfamiento,que| 

Importé I a primera vez que el Maeítre entraíTc 
en la Vega, fe avia de provar con el,pot 
b favaleur ver fi fu esfuerzo h y valencia era del 
modo que fe dezia. También las Da- 
í en lear nías en fu comida hablavan i de la bata- 
paíioient Uapaflada , y del animo de Muga y de 
iár defa fu buen donayre k. Abenhamete nal 
bonne gra- p^tia los ojos de Daraxa, que la amava 
en eftrémo, y no viviael Moro engañan 
/& n'eftoit do í> <l ue ella lo adorava : mas avia par- 
trompé tes en Abenhamete Abencerrage paras t 
que fuefle amado, por fer muy bien fa-. 
liado y valiente por fu perfona,y era Al-i 
j»grand guazü mayor m en Granada , queeftejí 
Frcvoit cargo y officio no fe dava fino á honv 

bres 



Civiles de Granada. *jy 

>res de grande valor y eítima. Y por la 
nayor parte no falia 4 eíte oficio de los ¿íbrtoit 
^avalleros Abencerrages > como fe po- 
1ra ver en los Compendios b deEítevan ¿ ¿ nx a b re . 
le Garibay Zamalloa Chronííta de los gcz, 
leyes Chriílianos de Cartilla. Pues fi 
Albayaldos eítava con deífeo de pro- 
r ar el valor del Maeítre > no menos los 
enia fu hermano Atetar, que fe precia- 
ba de valiente , y quinera ver ñ el es- 
! uer^o y valentía del Maeítre, era tanta 
orno del fe publicava. El valerofo Mu- 
' :a ya no curava c defto , mas de tener c ne fe fon- 
1 Maeítre por amigo : y más le y va en Ci0it 
airará la hermoíá Daraxa que en todo 
¡ios demás , y tanto la mirava que mu- 
lias vezes olvidava el comer. Su her- 
nano el Rey paró d mientes en ello > y ^P r »gard» 
;ntendió que Mu$a amava á Daraxa^ y marry 
lello le pesó e mucho por que también /piufieurt 
;:lla amava defecreto: y muchas ve- rencores 
:es / le avia defeubierto fu coraron, b ne faifoit 
.unque g Daraxa todas fus razones las eftal 
:chava por alto , y nohazia caudal h ¿ne^y™ 
\\ cafo i dellas , ni le queria dar oydo k voulut pre- 
ii menos lugar / á que el Reypu- tt cri, ° reil - 
lieffelalir m con fu intento. También n \ n i iieu 
víahomad Zegri mirava á Daraxa: w *°™ r 
íte era Cayaliero de mucha cuenta o, y "grande 

fabia eííime; 



«galante- 
ries 

¿alliance 
t pour ma- 
r i ages 
í/qui 
eítoicnt 
entre cux 
e parlant 
/ayant 
achevé de 
difncr 
gtous les 
nutres 
h arriva 
iflechiflant 
¡es ge- 
noüilscn 
terre 
k ce bo- 
quee 
/pour le 
mcttre 
^regar- 
diez 

«preniez 
garde 
«ni plus -ni 
moinsle 
met 



78 Hiftoria, de las Guerras 

labia que Muga la deffeava fervir , n$ 

por elfo no deiiílió de fu propofito : d 

todo lo qual Daraxa.no fe dava coi 

ninguna, por tener ella.pueftos los oje 

en Abenhamete valeroíb Cavallero 1 

bencerrage, hombre gallardo y bien di 

pueíto.La Reyna tratava con las Dam; 

en cofas de los Cavalleros y fus biza: 

rias a> y entre todos de los Abencerr; 

ges y Alabezes , los quales dos linages 

fe tocavan en deudo por cafamientos 

que andavan de por medio ¿¿Eítando 

Reyna hablando <?, como es dicho, ce 

fus Damas \ aviendo ya acabado de o 

mer f el Rey y todos los demás g, o 

mengaron algunas dangas entre Dam 

y Cavalleros. Llegó b un page de par 

de Muga , y hincando las rodillas en 

fuelo i ^ le dio á Daraxa un ramo ( 

muy hermofas y exquifitas flores y n 

fas > diziendo : Hermofa Daraxa , r 

íeííorMugaosbefa las manos, yosí 

plica que recibays eñe ramillete k quea 

mifmohizó y compuso por fumand 

para ponerlo /^n la vueftra ; y que n 

mireys/z? el poco valor del, fino lav<! 

luntad con que fe os da, y q advirtays 

que dentro de eífas flores viene íü cor 

gon;y q aíE ni mas ni menos lo entregí 



1 



Civiles de Granada. 79 

ti vueftras manos. Daraxa miró á la 
eyna , y fe paró muy colorada a,,y no ¿devínt 
ibia q fe hizieffe^fi lo tomafíe bb no: y rouge 
iíto que la Reyna lo vio , y no le dixó p r S el^ 0Ít 
bía ninguna 9 lo tomo c por no íer mal c le prit 
¡lirada d con un Señor tan preciado e>y ^P°ur 
íermano del Rey; confiderando que en nu ¿ peu * 
hcibir el ramillete / no offeadia á fu courtoife 

Dneftidad , ni á fu querido ? Aben- e J^ llim f 

? . 7- ■"* - t /apondré 

írrage , el qual muy bien vio como lo ce bouquet 

I :cibió, diziendo al page,que el le agrá- 1 bien atofé 
> ícia el prefente que le embiava. Quien 
íí 1 aquella hora mirara á Fatima , muy 
¡en entendiera lo mucho que le peso h y h combien 
prque Mu^a avia embiado el ramillo , í u * P efoic 
as diílimuló quanto pudo.- Y llegan- . , 
)fe i á Daraxa le- dixó : Finalmente c hant 
) fe puede negar que no es vueftro a- 
atite Muc/a , pues delante de todas las 
amas y Cavallcros os ha embiado el 
millete : y no podeys negar que no 
quereys bien,pues lo recebiftes. Da- 
Ixacafi afrentada k por lo que Fatima * hontcufe 
i dixera ,' le reípondió.. Amiga Fati- 
ga, no os maravilleys ñ recebiel ma- 
loxillo de flores , que porMahoma 
Jro, que de mi gana / no lo aceptara , /mavo- 
ho por no ferie aquí , delante de tan- lonté 
fes cavalleros mal miradas: que fi por S^^ 

eíto 



8o HíJIoyíX de las Guerras 

eíto no fuera ,delante de todos lo hizie 

amule ramil pedamos a. Con eíto dexaron d< 

picecs hablar mas en aquel caíb : porque man 

do el Rey que dan<-alfen las Damas ; 

Gav alteros > lo quai fué heeho > que A 

benamar dan$ó con Galiana hermofifli 

^cxcctlc- mámente b : el Malique Alabez dan$< 

ment bien GOn ^ u £> ama Gohayda > ymuybier 

porque eraCavallero en todo muy eítre 

i en tout ma d° c - Abindarraez dangó eon la hei 

forte ac- mofaXarifa : y Vanegas darigó con 1 ; 

compiy hermofa Fatima : Almoradi bizarro 

^ a an Cavallero y valiente , pariente del Re] 

dan^ó con Alboraya: un Cavallero Zc 

gri dangó con lá hermofa Sarrazina 3 pe 

extremo. AlhaminAbencerrage dan$ 

con la linda Daraxa. Y en acabando c 

dangar,al tiempo que el Cavallero le fi 

rreverence á hazer mefura e : ella hizierídole ur 

hermofa reverécia¿ le dio /el ramillete 

m\t bou- e ^ ( l ua ' tom og Q l valerofo Abeneerra* 
quet muy contento ? por fer cofa de fu mató 

£P"t Muga que mirando eftavaladan§ 

como aquel que no quitava los ojos cjj 
fu Señora Dar axa : viíto que le avia djj 
do el ramillete que el le avia embiad. 
ardiendo en viva colera > ciego 
h aveuglé enojo h y pafsion que recibió por ell| 
d'enimy § in a UdI ¿^ reípeto al Rey , ni á tod.i 



Civiles de Granada. 81 

los demás Cavalleros que en la Real fala 
eftavan¿fe fué para el Abencerrage, con 
una viíta tan horrible, que parecía que 
echava a fuego por los ojos , y con una . 
hoz b foberviale dixo. Di,vil y baxo vi- ¿ iclix * 
llano, decendiente de Chriítianós > mal 
; nacido; íabiendo que eííe ramillete fué 
por mi mano hecho, y que yo lo embié 
^a Daraxa , lo oíafte tu tomar r, íin mas c pendre 
:oníiderar q el era mió? en punto eítoy 
de caítigar tu fobrado atrevimiento d:y ¿tateme- 
i no fuera é por lo que al Rey devo, ya r¡té 

Í:euviera dado la pena. Viíto el bravo ^ n ' euft 
abencerrage el mal termino deMu<ja,y 
" poco réípeto que áfu antigua amiítad 
l^nia, no menos encendido que el ¿ de 
'a miíma manera perdiéndole todo a- 
atamiento / le refpondió , dizien- f xt ^^ 
Iq : Qualquier g que dixere que foy g quicou» 
allano y malnacido ; mientemil vezesj <l ue 
lúe yo foy muy buen Gavallero, y hijo 
yiealgo/?.- y defpues del Rey mi Señor > ^j¡ <j e 
mé ay ninguno tal como yo. Y di- noble 
ífiendo eíto , los dos bravos Cavalle- 

lbs puíiéron mano i alas armas, y fe ..,..,,. 
I-.- - / i . r \ ^ v j mirent la 

n 'ineran k muy bien íi el Rey a gran main 

IrieíTa / no fuera á ellos, y fe puñera en * & fe fuf- 

|iedio 5 y los demás Cavalleros: y el Rey /^jf ffe * 

)|iuy enojado contra Muga.-porque avia 

F fidQ 



a fort fa • 

chelines 

paroles 

b inconri- 

hent fortiíl 

banny 

c íi peu de 

refpecl: 

d\c trou- 

veroit á 

dirc 

e tourna 

lescfpaulcs 

pour s'en 

aller de- 

hors 

/le prirent 

& l'arreíte- 

rent 

g & revo- 

^uaflle 

barmiííe- 

ment 



h ce trou 
ble paGé 
s'efmeut 
un autre 
prefque 
pire 
i chef 

¿&ne prit 

garde 



8 z fíiflorh de las Guerras 

fido el promovedor de la coía > le dixó 
muy peíadas palabras a ? y le mandó que! 
luego falieffe deíterrado¿ de la Corte, | 
pues tan poco miramiento c avia teni- 
do. Y Muga le dixó, que el fe yria,y que 
feria poffible que algún dia en eícara- 
mugas que tuvieife con Chriftianos , le 
hallaria menos ¿/,y diriá: HaMuga,don 
de eltás? Y diziendo eftaspalabras^bol, 
vio las efpaldas para yrfe fuera e de 
Real Palacio : mas todos los Cavallero 
y las Damas aíieron del, y lo detuvie 
ron/: y fuplicaron al Rey^que íe le qui 
taffe el enojo ? ydgaffe el deítierrog 
Muga. Y tanto pudieron los Cavallero! 
y las Damas , juntamente con la Reym 
que lo perdonó 5 y hizieron amigos 
Muga y al Abencerrage ; defpues le p<| 
so á Muga de lo hecho, por fer como q 
ra amigo de los Abencerrages. Paflac 
efta barraunda fe movió otra cafi peor ¡\ 
y fué la caufa , que un Cavallero Z< 
gri que era la cabega i dellos , le di: 
á Abenhamete Abencerrage. Señcl 
Cavallero , el Rey mi Señor echó 
culpa á Muga fu hermano 5 y nop;| 
ró k mientres a una razón que vos 
xiftes , que defpues del Rey, no av| 
Cavalleros tales como vos , fabiei 

(i 



Civiles de Granada. 83 

; do que aquí en Palacio los ay tales y tan 
buenos como vos : y no es de Cavalle- 
I ros adelantarfe a tanto,como vos aveis a yant 
hecho : y fino fuera por albororar b ¿tmubiee 
el Real Palacio , yo os digo que uviera- 
des comprado caro c lo que aqui delan- c í'aorjez 
¡te de tan honrrados Cavalleros aveis ac ctec cr 
dicho. El Malique Alabez que era muy 
cercano deudo d de los Abencerra- ¿fort pro- 
ges , como hombre valiente y muy che parent 
] emparentado en Granada, fe levantó 
; en pié , y refpondió al Zegri , diziendo; 
¡Mas me maravillo yo de ti > enfentir- 
|| te tu folo e adonde ay tantos y tan pre- 
ndados Cavalleros : y no avia para que edQ r , e pl ~ 
I J r ^ quer tout 

jagora tornar a renovar nuevos efcan- f eu i 

¡dalos , y alborotes/; porque lo que / troublej. 
dixo Abenhamete, fué bien dichc?, 
porque todos los Cavalleros que ay 
en Granada, fon muy bien conocidos» 
quien fon > y de donde vinieron : y 
nopenfeys vofotroslos Zegris , que 
[porque foys de los Reyes de Cordo- 
íva venidos, y de fu fangre , que foys 
¡mejores , ni tales como los Abencer- 
1 rages , que fon naturales de Marrue- 
cos y ¿e Fez , decendientes de los 
Reyes de aquellas partes que digo, 
y del grande Miramamolin ; pues los 
F % Amo- 



dparens 



b fe font 

teus, parce 
que tu as 
voulu de 
nouvelles 
jiotes oa 
procés 

c gentil- 

hümme 



¿fenflam- 
mez de 
courroux 
* pour 
donner 

/autre li- 
gue 

* g troublé 



h eriant 
i tirer les 
armes 



84 Hijloru de las Guerras 

Amoradis , ya fabes que fon deíta cafa 
Real de Granada,tambien delinagesde 
Reyes de África. Pues de nofotros los 
Maliques Alabezes , no ignoras que To- 
mos del tronco del Rey Álmohabes Se- 
ñor de aquel famofo Reyno del Cuco,, 
y deudos a de los famoíos Malucos; 
pues donde eítán todos eltos que digo 
y avian callado , para que tu querias re- 
novar nuevos pleytos b y paífiones,pues 
fabete que lo que digo es verdad , que ; 
defpues del Reynueftro Señor no ay 
ningunos Cavalleros que fean tales co-l 
mo los Abencerrages : y quien dixe- 
re al contrario miente , y no lo ten- 
go por hidalgo c. Como los Zegris Jfl 
Gómeles y Magas , que eran todos ü- 
nos, oyeffenlo que Alabes dezia , en- 
cendidos en faña¿ fe fueron para dar- i 
le e la muerte. Los Alabezes y Aben^' 
cerrages y Almoradis que eran otro j 
vando f, viendo fu determinación fa 
levantaron para fefiítírlos , y ofern 
derlos. El Rey que tan alborotado 1 
vio fu palacio , y en peligro de per-; 
derfetoda Granada , y aun el Rey- 
no : fe levantó dando bozes ¿, di- 
ziendo ; Pena de traydor , qualquiet! 
que aqui fe moviere , yfacar armas 1 

Y di 



Civiles de Granada. 8^ 

y diziendo eíto echó mano a de Ala- a ■ 
bez y del Zegri , y á grandes bozes ma i n 
¡llamando b la gente de fu guarda les ¿ appeiian 1 
mandó llevar prefos c. Los demás ¿emmener 
Cavalleros íe eftuvieron quedos d, ^íteure- 
por no caer e en la condenación de renttout 
traydores. Alabez fue prefo en el Al- c °y s 
toambra,', y el Zegri á las Torres Ber- €tom er 
tnejas; y puertas guardas los tuvieron 
i buen recaudo /, los demás Cavalle- /lestin- 
Iros de Granada trabajaron mucho por ¿remen 
i acordar las amiítades ; y al fin fe hi~ k°£ne 
zieron , y el mifmo Rey lo apaziguó. 
p los Cavalleros prefos fueron libres. 
K para confirmación de las pazes , fué 
acordado que fe hizieífe una fiefta pu* 
3Üca de torneos , y toros y cañas : 
b quien la concertó g , fué Mu^a , y g accorda 
el mifmo. Rey y la qual fuera mejor 
que no fe concertara , como ade- 
lante h fe dirá. * á l ' adYC * 



mr, 



E 3 CA- 



85 



tliftoria de las Guerras 



CAPITULO SEXTO. 



ns'enílam- 
merent 



b touchant 
í'esamours 



eñ verita- 
blement 

d marier 
e laiíla fe 
pourmener 
fü íbuvent 
g ouverte- 
ment 
deferiée 
b mirent 
i beaucoup 
de garde 
k ne la laif- 
fant fortir 
aux fenc* 
ftres 
/profíteiet 




Como fe htzieron fieftas en (¿ranada , y co* 
mo por .ellas fe encendieron a mas las 
ene?nifiades de los Zegris > y Abenccrra-- 
ges , AUbezes y y Gómeles $y loque mas 
pafio entre Zayde y la Mora Zayda ¡a, 
cerca de fus amores b. 

Ntes de pafíar adelan- 
te con la concertada fiefta ; 
diremos del valerofo Zay- 
de , Moro, gentil, y gallar- 
do^ de la hermofa Zaydaj 
á quien el valerofo Zayde fervia tan de 
veras r, que no fe hablava de otra cofa 
en toda Granada : y tanto que fu padre 
de la hermofa Zayda > y fu madre , de- 
terminaron de la cafar d, 6 dar fama de- 
lio 3 porque Zayde perdielfe la eíperan 
ga de fus amores 5 y dexaífe el paffear-i 
le ¿'la puerta tan á menudo/: porque 
la fama de la hermofa Zayda no fueífi 
tan rotamente publicada g. Y con 
eñe intento pulieron h en Zayda mu. 
cho recato / a no dexandola falir a las 
ventanas k, porque con Zayde no 
hablafle : mas poco aprovecharon i 

femé- 



^ 

i 



Civiles de Granada, 87 

femejantes remedios -, porque Amor es 
de tal calidad , que nada de tales reca- 
tos a permite : que no por eífo Zayde a rien de 
dexava de patear la calle ¿,ni ella le de- g^gj* 
xava de amar con mas fervor q de an- ¿poúrme- 
ítes : mas la famar del cafamiento de nerparla 
i Zayda como andava tan derramada d T Jf e bruit 
: por toda la ciudad, que fus padres la ca- ¿/efparfé 
íavan e con un gallardo Moro de Ron- e manoient 
I da, poderofo y rico/ : el bravo Zayde f . fl 
j no podia repofar fola una hora de no- & r j c h e 
I che ni de dia , ocupado en mil varios 
penfamientos,procurando eítorvárg el _ ¿ c Q our . 
tratado cafamiento , con dar muerte al tier 
deípofado b: y affi no ceffando ni hora h en ? on ' 
punto de paííear la calle i de fu Dama cortan 
por ver fi la podria ver y hablar, para fa- fiancé 

I ber de ella fu parecer k y voluntad: por- ' dc í: _ 
r r 1 1 11 j \* pourmener 

I que íe eípantava / el gallardo MorOj, pa r la rué 

1 que fu Zayda vinieífe en talcafamien- ¿fonopi;- 

; to m\ porque entre los dos eílava trata- y T ^ on . 

j do que fe cafarían. Y afsi con eíle cuy- noit, 

¡ dado de noche y de dia la aguardava n m ™ ann S c 

; que falieíTe á un balcón como lo folia $¿# 

hazer. La hermofa Zayda con no me- 

( nos pena y cuydado o que fu galán/, o (buey 

andava muerta por hablarle , y darle ^°" r fei> 

cuenta de lo que fus padres tenían 

acordado. Y con eíle penfamiento en 

F 4 tiempo 



88 HiftorU de las Guerras 

tiempo oportuno falló al balcón , y de 
allí, vio á Zayde que fe andava paífean-j 
¿Sansfcr* do folo fin ningún criado a¡ con fem- 
*i ícur blante h trille y melancólico : el qual al- 
c levant $ando c los ojos al balcón, y viendo á la 
¿beiie hermofa d Zayda , tan gallarda y her- 
. . mofa, fe le antojó e tener un fol reíplan- 
/s'appro- deciente delante de fi \ y llegandofe/al 
chant balcón cafi temblando la boz 3 a fu Zay- 
da habló delta manera.Dime Zayda her- 
g cílil vray mofa , es verdad efto que fe fuera g pos 
court ]t qUI Granada : que tu padre te cafa h ? ñ e$ 
h te marie verdad dimelo , no me lo encubras /ni 
i neme le m e traysas ¿fufpenfo : que li anfi es 3 

caches . K iP ¡ r i y 

k ne me VIV ^ ^ ia ¿ ( i ue ten g° de ípatar m a| 
ticns Moro que te pretende ¿ porque non go- 

/ par le / Z e de mi gloria. La hermofa Zayda le 
?%jc tucí ay reípondió los ojos llenos de lagrymas n. 
».ips yeux Affi me parecen Zayde que mi padre 
íarrnes me caí" a jí> ; cqnfuelate, que affi haré yo/ 
e ii me b.ufca^ otra Mora á quien fcrvir, que 
íembie p 01 , tu valor no te faltará r 5 ya es tiem- 

* me mane n r- rx- 

* cherche P° c l ÜC nueltros amores tengan íin.-Uios 

r manque, fabe las pefadumbres /queá tucaufa 

rficherics ten §° rece bidas con mis padres. O 
cruel , refpondió el Moro : pues effe es 
la palabra que tu me tienes dada de fer 
¿pendant mia mientras / vivieres? Veté Zayde 
ulaüe™ T ae n0 P^^do hablarte mas u , dixó la 
-ius Mora 



Chiles de Granada. 89 

Mora , porque mi madre viene en mi 
bufca a,y ten paciencia.Diziendo efto la a á me 
Mora fe quitó b del Balcón llorando c , chercher 
iexando al valeroíb Zayde en tinieblas, ( piorañt 
Dcupado en mil penfamientos , fin fa- 
Derfe determinar que haria para íu pe- 
ía. Al fin no fin falta della fe fué á íii 
mofada d , con acuerdo de no dexar de ¿* fon lo- 
ervir á fu Zayda , haíta ver el fin de fu g?s 
:afamiento e. Y por eíto que pafsó Zay- e mariagc 
le con fu Dama , fe dixó efte Romance. 



POr la calle de fu Dama 
P afeando fe anda Zayde 
Aguardando f que fea hora 
£)ue fe affome para hablarle ' g ; 
pefefyerado anda h el Moro 
En ver que tanto fe tarde \ 
Que fienfa con folo verla 
Aplacar i el fuego en que arde 
Yiola falir k a un Balcón 
Mas bella que quando fale 
¿a Luna en la cfcura noche , 
X el fol en las tempeflades : 
Lleqofe 1 Zayde diziendo , 
Bella Mora Alha te guarde , 
\ Si es mentira lo que dizen 
\ Tus criadas m y mis fages ? 
pizen que me quieres dexar n 



Porque 



/attcndant 
¿qu'ilfoit 
temps de^ 
fe mettre á 
la feneítre 
¿va 

i amortir 
k íortir 



/arriva 



f^tesfer- 
vantes 

«quitter 



bx\t me 
trompes 
c ne vueil- 
les 



90 Hifeoria de las Guerras 

a te marier Porque pretendes cafarte a 
Con un Moro que es venido 
De las tierras de tu padre : 
Si eflo es verdad , Zayda bellc^ 
Declárate y no me engañes b, 
No quieras c tener fecreto 
Lo que tan claro fe f abe : 
Humilde rcfponde al Moro, 
Mi bien ya es tiempo fe acabe 
Vueflra amiftad y la mia y 
Pues que ya todos lo [aben : 
Qué perderé el fer quien foy d 
Si el negocio va adelante 
Alha fave fe me pefa e 
T quanto feento en dexarte :■ 
Bien fahes que te he querida 
A pefar f de mi linage x 
Tfabes las pefadumbres g 
Que he tenido con mi madre \ 
Sobre aguardarte de noche h 
Como fiempre venias tarde y 
T por quitar ocafeones 
Dizen que quieren cafarme q 
No te faltara otra Dama 
Hermofa y de galán talle y 
Que te quiera y tu la quieras k 
Porque lo mereces Zaide : ' 
Humilde rcfponde el Mora 
Cargado de mil pefar es 1 
No entendí yo ZaidA belle 



¿¿queje 
ibis 

eDkü Í£ait 
&combieii 
je fuis 
marrie 

/au dépit 
g fácheries 

hpom t'a- 
voir attédu 



íqu'ils me 

vculcnt 

marier 

k qui t'ay- 
me,&que 
tu l'aymes 

¡ déplaifírs 



Civiles de Granada. gi 

£Oue con migo tal ufajfes : 

No crey que tal hicieras 
Que ajji mis -prendas a trocajjes a mes ga- 

Con un Moro feo y torpe b fTid & 

Indigno de un bien tan grande : lourdaut 

Tu eres la que dixijle 

En el Balcón la otra tarde > 

Tuya foy 3 tuya fere 

Tuya es 5 mi vida , Zayde. 

Aunque c la hermoíá Zayda pafsó ^ encoré 

con fu Zayde lo que aveys oydo,no por que 

elfo le dexava de amar en lo intimo de 

| fu coraron , y el valerofo Zayde por lo 

¡ femejante ¿/laamava;y aunque la Mora ¿femblabie 

i le defpidió e como avernos dicho, mu- , , 

, r r v i i i e luydonna 

chas vezesíe tornaron a hablar como con gé 

; folian j aunque no con tanta libertad, 

porque los padres y deudos/ de Zayda /paren? 

no le fintieífen ^haziendo h la bellaMo- £ 



recon- 
iíTent 



ra todos los favores que acoftumbrava: h luy faí- 
aunque el valerofo Moro por quitar ef- fant 
Cándalo no continuava paífear la calle 
como de antes i: mas no era eílo tan fe- * pourme- 
creto q no fueíTe fentido del moro Tar- "Jj % m . 
fe 3 amigo dt Zayde,el qual moria de em- me aupa- 
bidia mortal dentro^de fu alma, porque ravant 
de fecreto amavaá la hermofa Zayda.- 
el qual como vielfe q jamas Zayda dexa- 
ria k de amar k Zayde 3 acordó de rebol- * laiílcroít 

verlos 



«delibera 

detroubler 

¿mettant 

diílcntion 

c ícmbla- 

bles 

dcílcou- 

ftume 

d'arriver 

edelafefte 

cy deíTus 

métionnée 

/arriva 



gdontles 
beaijx che- 
veux en- 
tortillent 
l'amour de 
millelacs 
h avcugles 



jmonfort. 



9 % fíijloria de las Guerras 

verlos a poniendo zizaña b entre los 
dos , aunque efta fu pretenfion le coito 
la vida, como adelante fe dirá : porque i 
en femejantes c cafos aífi fuele aconte- ¡ 
cerd a los que no guardan fidelidad á 
fus amigos. Pues viniendo agora al cafo 
de la fiefta atrás referida e , trataremos 
primero de un Romance nuevo, que fel 
hizo enreípuefta del palfado , y defpues. 
diremos lo que en las fieílasfucedió/, 

BElla Zayda de mis ojos 
T del alma bella Zayda ¿ 
Ve las Moras la mas bella 
T mas que todos ingrata : 
De cuyos bellos cabellos 
Enreda amor mil lacadas g y 
En quien ciegas h de tu vifié. 
Se rinden mil libres almas : 
¿lúe gufto fiera recibes 
Be fer tan mudable y varia , 
T con faber que te adoro 
Tratarme como me tratas ; 
T no contenta de aquejto 
Ve quitarme la efperan$a , 
Porque del todomla pierda : 
Ve ver mi fuerte i trocada : 
Ay quan mal dulce enemiga 
Las veras de amor me fagas 

Pues 



Civiles de Granada. 

Pues en cambio a del me ofreces 

Ingratitud y mudanza : 

Jguan prefio hicieron huelo b 

Tus pr orne fas y palabras > 

Pero baftavan Jer tuyas c 

Para que tuvieffen d alas. 

Acuérdate e que algún dia 

Davas de amor mueflras claras 

Con mil favores tan tiernos 

Que por fer tanto ya faltan f. 

Acuérdate Zayda he r mofa 

Si aun aqueflo no te enfada g 

Del gufto que recebias 

guando rondava tu cafa h : 

Si de dia i luego k al punto* 

Salias a las ventanas 1 > 

Si de noche en el Balcón 5 

O en las rexas te hallava m, é 

Si tardava > o no venia , 

Mofiravas celofa rabia n. 

Mas agora que te ofendo 

Que a Corte el paffar me mandas > 

Mandas me que no te vea > 

Ni eferiva Billete , o carta , 

Que a un tiempo tu gufio o fueron 

Mas ya tu difguflo caufan p. 

Ay , Zayda , que tus favores 

Tu amor , tus palabras blandas q, 

Por f alfós fe han defeubierto 

T defeubren que eres faifa: 



93 



a changt 

b firent vol 

e mais c'eíl 

aíTezeftre 

tiennes 

¿cuílent 

e fouviens 

toy 

/ manquet 
defía 

g ne É*en- 
uuye 

hie rodois 
par tamai- 
fon 

i de jour 
k inconti- 
nent 
/ fortois 
aux fene- 
ílres 

m aux gril- 
les je te 
írouvois 
n jaiouíie 
emagée 

tftonplaifír 

/ca ufe toa 
dépiainr 

q douceá 



¿tune ^ai- 
Inés 

b encoré 
que 

¿•pour ne 
te reíTem- 
blcrcnricii 
d autánt 
que tu es 
de glacc 
e flamme 
/angoiíles 
g que Ta- 
mour fon- 
dee en 
verité 
h íe rend 
tard au 
change- 
ment 
i rencou* 
vrir au 
precedent 
k parament 
/demeura 
m diminu- 
tion 

» la vou- 
loient 
marier 
oinquict 
/> alloit 
^ la rué 
r fortoit 
auxfeiie- 
ítres 

/á la fin 
t avecin- 
flanee 



94 Hifloria de las Guerras 

Eres muger finalmente y 
A fer mudable inclinada y 
Que adoras a quien te olvida, 
T h quien te adora, defamas a / 
Mas Zayda aunque b me aborreces 
Por no parecerte en. nada c 
¿Quanto de yelo tu fueres d 
Mas fuflentare ?ni llama e : 
Pagar} tu defamor 
Con mil amorofas anfias f 
Que el amor fundado en veras g 
Tarde fe riende a mudanca h. 
Por fer eíte Romance bueno , y aci 
dir al paffado /,íe puso aqui, y por adoi 
no i de nueítra obra. Pues tornando 
nueftro Moro Zayde y valerofo Alber 
cerrage, quedó / tan apaílionado por 1 
que la bella Zayda le dixó , 'que vio 
á gran deícaecimiento mdefu perfon; 
folo en penfar fi feria verdad que lc| 
padres de Zayda la querían cafar n ;j 
afíi con eíte cuydado muy afligido 
penfativo o andava p el gallardo Morcc 
y muchas vezes paííeava la calle q de jj 
dama como folia,mas ella non íalia á Llj 
ventanas r, como otras vezes acofluní 
brava hazer , fino era alguna vez al c 
bof de muchos dias, aunque la Dan; 
le amava en fu coraron muy ahincad 
mente t ; pero por no dar enojo a f ! 



Civiles de Granada. 9<; 

padres íe efcufava todo lo que podía de 

hablar con fu cavallero Zay de ; el qual 

amentido mudava trages y venidos a ¿fouvent 

conforme la paííion q fentia. Unas ve- ^cSlverfes 

zes veíiia negro folo., otras vezes negro üvrées 

y pardo b : otras de morado y blanco c ¿drap de 

por moítrar fu fe ; lo pardo y negro por ^5™^ 

monftrar fu trabajo d* Otras vezes venia ¿ f on tra- 

azul e y moítrando divifa de rabiofos ce- vail 

los/.* otras de verde, porfignificar fu fH^y 

¡efperanga : otras vezes de amarillo g , enragées 

por moftrar defconfianga : y el día que gjauíne 

jhablava h con íü Zayda íe ponia / de ¿ ? ^hüblu 

jencarnado, y blanco , feñal de alegria y ioit 

contento. De fuerte que muy claro fe 

íechavadever k en Granada los efetos ¿f aífo,t r e - 
i, r r j r ^ , connoiítre 

de íu caula , y de íus amores. Pues de- 

lita manera andava el valerofo Zayde 

Can amartelado, q vino a enflaquecer /y / emmai- 

feílar mal difpueíto : y por confolarfe ^p lein 

¡lleno m de amoroías anfias ^una noche n angoíles 

muy efcura , efcogida o á fu propofito , choirie 

muy bien aderezada p fu perfona, tomó p paree 

un rico Laúd q, y fe fué á la calle r de fu ? P f | d £ rí - 

iSeñora , a la hora de la media noche : y r r ^ u '■ 

comentó á tañer muy eílremadamente, 

jcomo aquel que lo íabia muy bien ha- /avecune 

Izer , y tocando muy fentidamente/en grande 

Arábigo, dixo efta fencida / canción. ^moa* 

CAN-néz - 



ú adóucii* 

¿retourne- 

ray 

rfortirent 

d íiretit en 

durs ro- 

chcrs 

* marques 

/amdllit 
g retournc- 
ráy 

bümt for- 
tics 



íluth 

i de temps 
en temps 
/ angoiíícs 



m qui íe 
touchoit 
fiiout bel- 
lement 



96 tíiflorta dé las Guerras 

CANCIÓN. 

LAgrimas que no -pudieron 
Tanta dureza ablandar a ¿ 
To los bolvere b a la mar 
Pues que de la mar falieron d, 
Hicieron en duras ferias d 
Mis lacrimas fentimiento , 
Tanto que de fu tormento 
Dieran unas y otras Jeñas e k 
T pues ellas no pudieron 
Tanta dureza ablandar £ > 
To las bolvere g a la mar 
Pues que de la mar falieron. h 
No íin faltar lagrimas el enamó 
fado Zayde dezia ella Canción al foi 
del íbnofoíb Laud¿ , acompañadas di! 
muy ardientes íuípiros que dava d< 
quando en quando k 3 con que acre 
centava mas las congoxas / de íli pa< 
fion. Y li el gallardo Moro pailioi 1 
fintia en fu alma , como alli moítra. 
va > nd menos la fintia la bella Zay^j 
da.* la qual aifi como vio y lientió d 
Laúd , y que fu Zayde era el que U 
tañia m > como ya de antes le cono 
CieíTe , Í£ levantó muy queda n ¿ y fij 
fué á un Balcón que tenia baxo, dondí 
muy atentamente oya la canción y lo:| 
fufpiros que dava fu Amante , eoterne! 

cid' 



"Civiles de Granada. 57 

¿ida le acompanava en íli miímo fenti- 
miento con lagrimas,trayendo á la me- 
moria ¿,lafentencia déla cancion^y por a \c ra- 
la cauía que el Moro la dezia.La qual es mcntcvaat 
dé faber, que la primera vez que Zayde 
vio á la hermofa Zayda, fué en Almeria 
un dia de San Juan r fiendo Zayde Capi- 
tán de una fuíta , con la qual hazia el 
Moro grandes entradas , y robos por la 
mar b: y a cafo la mañana c de San Juan . . ■ . t , 
llegó d Zayde con fu vaxel á la playa de par ^ ™* 
Almeria, ala fazon que la bella Zay da fdeform- 
eítavaenella , que fus padres la avian ¿¿g*- m ' 
llevado á holgar alli? con ciertos pa- dzmva 
Tientes que tenián. Y como la galera lie- e i'avoienc 
;gó á Íaplayacargadadedeípojos/Chri- ¡JXgJ 
ítianos , y cdn el alegriadellos tendidas joüir 
muchas flámulas y banderas y gallarde- f d ?. $ de * 
tesg,euyas hermofas viftas fueron parte g ¿ndero- 
bara q la bella Zayda y fu padre, y eier- ies,faitcs 
tos parientes fuyos, entrañen en la mar |K dlvc rfc* 
á ve r aquella hermofa galera, y á fu Ca- 
pitán , el qual era dellos muy eonocido, 
í entrando en ella , el valerofo Zayde 
los recibió muy alegremente¿poniendo 
los ojos en lá hermofa Zayda muy ahin- 
cadamente ¿, a la qual le prefentó mu- b fiíemcn? 
:has y muy ricas joyas : y coneíto def- 
cubriéndole en fecreto fu eoracon, 
Q fien. 



aaccord 
b laiíTcr 
c demcu- 
rant 

Runfien 
parent ' 

i <?jufques 
/ticdeur 



g n T n peu 
iaiíler 



¿tout bel- 
lement 






i marc- 
nomraée 



98 Hifioria de las Guerras 

fiendo tan pagado della , que la impri 
mió para fiempre en íü alma.No menos 
la Mora bella fué pagada del valerofc 
Moro ; Finalmente íé trató entre ellos 
que fi Zayde fueífe á Granada, ella le a 
maria , y le tendría por fu Cavallero : ] 
él con efte concierto a determinó de 
dexar b la mar , y yrfe á Granada , que 
dando c fu galera á un deudo fuyo d. 
eítando en Granada el gallardo Zayde 
firvió á fu Zayda,como aveys oydo ha 
íla e aquel punto, Y viendo la tibieza 
de los padres de la bella Mora, y com< 
ella ya no fe le moftrava como íolia,te 
niendole por muy grande disfavor, fin 
tiendofe lleno de amorofa paífion,aque 
Ha noche, cantó la canción que avey 
oydo; trayendo á la memoria la primer 
villa de fu-Dama.Pues como la hermoí 
Mora oyó la cancion,y fintió la pena coi 
que fu Amante la dezia,no pudó dexar 
de hazer el mifmo fentimiento que f 
querido. Y anfino pudo eftar fin q le l| 
malTe muy a palTo h por no íer fentidá 
El gallardo Moro íe llegó muy contenti 
al llamado de fu Dama,y ella le dixó de 
íta manera. Toda via Zayde perfe vera 
en darme pena y enojos? no fabes qu 
pones mi nombre i por tierra, y q to 

Granad 



Chiles de Granada,. 99 

Granada tiene ya que dezir. Advierte a r . 
q mis padres me tienen por tu caula b ¿^ton 00 
¡en eftrechavida,yno me dan la libertad c ^on 
que folian ; anda veté c antes que feas * vauii 
fentido de mis padres,que han jurado fi 
ce fienten b te veen por eíla calle ¿/ 5 que d rué 
i me han de embiar á Coyn en cafa de un 
Icio mió e, hermano de mi padre, q feria e ¿ e mnn 
para mi 1a muerte.No pienfes mi Zayde onde 
que no te amo como á mi mifma,dexa/-f laiíIe . 
:orrer el tiempo, que el como Maeítro 
1 :urarag las cofas.Y quédate con Alha h, g g uer í ra 
rljue no puedo mas aguardar /.Diziendo h Dieufoít 
feftofe quito del balcón llena de iagry- ^Se 
ñas, dexando al fuerte Moro como en 
anieblas ¿, faltándole fu luz,el qual me- * en de- 
ludo en varios penfamientos, fe fue á fu 
bofada /, nofabiendo en lo que avia /áfamai- 
fie parar m el fin de fu amorofa paílion, fo 2 . 
p el remedio que avia de tener en ella, «tetournat 
|?ues bolviendo agora n alpaífado ía- acette 
!u ao¿?, y las prometidas y concertadas a Criquet 
íiieílas, lasquales fuera mejor que no 
ife concertaran p por lo que dellas fu- p quMs ne 
u :edió^, como adelante le verá. Dezi- les aiflent 
]í nos,que en efte farao r y fiefta/e halló/ q a ° riva 
%1 valerofo Zayde , Cavallero Abencer- r lifons 
fege , el qual amava a la hermoía l^mbiée 
]í Zaydá a la qual era de tanta hermofura /f e uouva¿ 
G \ que 



loo Uiftoria de las Guerras 

rfégaloient que pocas le ygualavan a, y eílahazu 

gran favor al Moro Zayde, afli por fi 

valor como por fu gentil talle y gracia 

porque en toda Granada no avia Cava 

b de fi bon- llero de tan lindo parecer ¿¿ni tan dota 

nc mme ¿ Q como e i a f s ¿ en ginete c como er 

dangar^tane^cantar^y otras cofas de qu« 

¿jeunes fe \ os Cavalleros mo^os fe arrean d.Y alie 

* & aráva g° ^ tanto, que el demafiado amor que 

/retourna Zayda le tenia, fe le bolvió/ en cruel a 

borecimiento,coía propria de mugeres 

amigas de novedades.Y fué la caufa^qu* 

la Dama como tanto le amaíTe,un dig de 

¿cheveux ^ us mifmos cabellos g 9 que eran come 

h filets hebras b de oro 3 le plisó en el turbante 

turban* * U una r * ca tren S a > tex ida con feda encar 
nada y oro^con la qual el Moro Zaydí 
k demeura quedo el mas ufano k Cavallerode 
plus gail- mundo 3 y como el bien recebido fi no e, 
J&commc comunicado /, parece q del no fe goza 
le bien ne Zayde lo comunicó con Audalla Tarfé 
£efcmbi e f u grande amigo ? y le moftró el turbante 
qu'cn íant J^ trenca hermoía de los cabellos d| 
qu'iieft có- fu Dama tan querida #z diziendo la gla 
Quinqué r j a q ¿ c n j e f e f u i tava # # £i MoroTarfe 

cherie lleno de mortal y venenoía embidia 

n qui luy viendo el alteza en que eftava puerto f 

«o reveno* am jg z a yd e ^ determinó de dezirfell 

á la bella Zayda s y afli un dia hablar 

d 



Civiles de Granada, \ót 

3o con ella a fu cafa le dixó ; Que mi- 
? aife á quien amava , porque eftuvieífe 
nuy cierta que fus prendas las andava 
Honrando á todos los que fe le entoj a- 
y&a 3 aífí Cavalleros como no Cavalle- ■ 
¡ros. Lahermofa Zayda llena de enojo o U jafcu*s 
p triíteza , viendo que fus cofas anda- átousceux 
;t T an de aquella manera , determinó dar- fW k° n ■ 
e de mano á Zayde. Y para efto eftan^ t>lpít 
io advertida que Zayde con toda lain* . 
jlancia poíEble preguntava álos cria-» : 
ios y criadas b de fu cafa , que era lo h retv ,j tcurs 
que ella hazia > y con quien hablava , y &fervante$ 
quien la vifitava ■,' y que color veftia, 
determinó de le embiar á llamar. Y el 
ruendo venido con aquel contento que * 
tiíiempre folia , la Dama de colera en- 
cendido el roftro c le habl&defta fuer- vir 
te. Holgaré d en eítremo Zayde 5 y émflámmé 
mira que te avifo % que por mi calle 4$**$*] . 
no paffes , ni hables con mis criados, re J° uira y 
Ini efclavos .• porque no es mi voluntad 
que mas me firvas , pues tienes tan 
poco pecho que tus fecretosno gúar- . 
das e. Yo eftoy informada que la trenca t $ peu fe . 
que te di / de mis cabellos , la has mo- crct 
Arado al Moro Tarfe , y á quien á ti te ^^S^J? 
1 ha dado güito g y poniendo mi honrra 
endetrimiento.YaséqueeresealanjVa- g&áqu 
G 3 líente ^ {e]á 



a mai J 
h te dé- 
mcntent 
f jemcfuf* 
fe refioüy 



<f& ne 

t'attens de 
parler á 
moy plus 
que cette 
fois 

c en une 
chambre 
/les excu- 
fcs 

g pour la 
taire arre* 
fter 



¿ni dema- 
de ce que 
je fajs 

íme plai- 
íent 

¿cellesqui 
me fautent 
au vifage 
i honteufe 

raque tu 
m'ettes en 
pieces 



I o x ffifloria de las Guerras 

líente Cavallero.de linage, gentil-hom* 
bre dotado de gracias, empero a tus h- 
bips y tu boca te cjeícpmppnen b. Yp 
holgara f que pacieras mudo , que ñ lo 
fueras yo te adprar^.Np tengo m^s que 
dezkte;veté en buena hpra 3 y lo pafladp 
feapafíadp : y no eíperes ya hablarme 
mas defta v$z d. Y diziendp eftp lloran- 
do fe metió en un apofcntp e , q no ba- 
staron las difculpas/ del Moro para ha 
zeda eítar quedag, diziendo:que todos 
mentían quaqtps lp avian dicho * y con 
eíto juro de matar al Moro Tarfe. Y po: 
eftp fe hizp un galanRpmance que dizc, 

MJR A Zayde que te avifo 
¿gue nopaffes por miedle \ 
Ni hables con mis mugeres, 
Ni con mis cautivos trates : 
Ni preguntes en que entiendoh, 
Ni quien viene a vifitarme> 
Ni que fieftas me dan gufto, 
Ni que colores me aplazenu 
Bajía que fon por tu caufa 
ías que en el rojlro me falenk* 
Corrida 1 de aver mirado 
Moro que tan poco /abe : 
Confiejfo que eres valiente 
<¡>ue rajas , hiendas , y partes m 
T que has muerto mas Chrijlianos 



Civiles de Granada. 103 

Que tienes gotas de fangre : 
Que eres gallardo ginetc a 

Y que dantas , cantas 3 tañes , . m 
Gentil-hombre bien criado b , 
Quanto puede imaginar Je : 
Blanco ruvio c por eftremo , 
Efclarecido en linage > 

El gallo de las bravadas. 
La gala de los donayres : 
Que pierdo mucho en perderte d , 

Y gano mucho en ganarte e , 

Y que fi naciexas mudo 
Fuera pojjible adorarte: 

Y por efle inconveniente 
Determino de dexarte 

Que eres prodiguo de lengua 

Y amargan tus libertades : 

Y avra menefier ponerte í 
Quien qmfiere fufientarte , 
*Un alcacar en el pecho g 

Y en los labios un Alcayde h 
Mucho pueden con las Damas 
ios galanes i de tus partes 
Porque los quieren briofos 

Que hiendan y que defgarren k : 

Y con ejte Zayde amigo , 

Si algún banquette les hazes 
El plato de fas favores 
Quieren que coman y callen I 

G4 Cofto- 



a & que tu 
es ^alarida 
cheval 
b courtois 



¿blond 



i qui perds 
beaucoup 
en te per- 
dant 

í&gagne 
beaucoup 
en te gag- 
nant 



/befoin de 
témeme 

gun rocher 
fort en la 
poitrine 
h Geolier 
* gailiards 
k qui fen- 
dent& qui 
faíTent 
bravades 



/mangent 
& fe taifent 



aác grand 
coufl 

b euíTct 
íiccu 

c commc 
lu as í^eu 



¿Quandtu 
as Paic des 
tiennes 6c 
de mon 
mal heur 
la montre 
rtuas 
mon (Iré 
/je ne de- 
mande que 
meladou- 
nes 

fjeveux 
portes 
ítulpdé- 
fias 

k de maü- 
va i íc vo- 
lóme me 
ris 

/ plaifente 
folie 
m veux 
n adrrícttre 
d'excüfc 
o rctourne 
f advertir " 
p dernicre 
g parle 



104 fíifloria de las Guerra 

Coftofo fue a el que hizifle 
Vcnturofo fueras Zayde , 
§i confervar me fupieras t} 
Como fupfic c obligarme :. 
Pero nojalifie a ferias 
De los jardines de Tarfe, 
¿guando hififte de las tuyas. 

Y de mi defdicfaa alarde : 4 

Y a un Morillo mal nacido t 
Me dixeron que enfeñafieo. 
La trenca de mis cabellos 
£)ue tu puse en el Turbante 1 
No pido que me la 4)s f > 

Ni que tampoco la guardes, : 
Mas quiero g que entiendas Moto, 
£)ue en mi dejgracu la tr'aesh: 
También me certificaron 
Como le defafiafle i 5 
Por las verdades que dixo 
¿£ue nunca fueron verdades 1 
De mala gana me rio k 
£íue donofo difparate 1 
Tu no guardas tu fecreto 
Quieres m que otro te le guarden 
No quiero admitir difculp'a n 
Otra vez buelvo avifarte q 
Efia fe'ra lapoflrerap 
£¿ue me veas y te hablo q $ 
Dtxo la difereu Mora 
Al altivo Abencerrage, 



Tal 



Civiles de Granada. ié% 

T al de/pedir a le replica y 
<%uien tal baze que tal pague. nantcon¡é 

Elle Romance fe hizo por lo que a- 
p*as avernos dicho b,y viene muy bien á b nous . 
¡la hiítoria. Pues bplviendo c áellaj que- * v ¿"^ 
jdó d Zayde tan defefperado viendo el c re tour* 
deíden cruel de fu Dama/iendo mentí- n^nt 
Ira de todo aquello que le increpava e: *$¿£¡^ 
que faliendo de allí , fué cafi perdido el 
¡juyzio en bufga/de Tarfe para le ma- f á la re« 
íjírg, al qual halló h en la plaga de Biva- cherche 
rambla , dando orden en algunas coías f trouva 
delasfiefias que íe efperavan hazer. Y 
llamándole i a parte le dixó,que porque $ & Tappei- 
ileaviarebuelto k con fu Dama Zayda, **"* bJ > 
'tan fin razón? A lo qualTarfe reípondió, 
que eítava inocente de aquello. Y que 
d np avia hablado / tal cofa.De palabras . ,. 
en palabras vinieron á riñir m de tal mo- m f e que- 
do , que las armas uvieron de andar de r eller 
por medio ; y de la pendencia quedo 
mal herido n Tarfe , que no vivió fino n de Ia 
feys dias. Y como era amigo de los Ze- querelle 
gris,quifieron matar á Zaydejel qual va- j ^J^J™ 
lerofamente íe defendió dellos : y en fu 
favor acudieron o muchos Abencerra- ar rive- 
ges : yfi no fuera porque á lafazonel rent 
Rey Chico fe andava pajeando p por la 
plaga de Biyarambla que a gr^n prieA \j¡ t ™ f t l 

ía menant 



lo6 fíijloria de las Guerras 
a vínt au f a acudió al ruydo a a aquella dia fe per- 
diera Granada: porque Gómeles, y Ma- 
£as,y Zegris, y todos los que eran de fu 
l de ft vando b , fe avian armado para romper 
fa&ion Q Qn \ os ^bencerrages, y Gazules, y Va- 
riegas, y Alabezes, Mas el Rey Chico a* 
comparado de muy principales Cava- 
llerosde otros linages^ hizieron tanto c| 
c les appai- los apaziguaron c y y Zayde fué preíb en 
J^J . fi el Alhambra. Hecha la averiguación^ 
canon " del cafo, fe halló e que Tarfe tenia cuU 
e fe trova pa dello; y porque la fama de la hermo- 
fa Zayda no quedaíTe en diíputa ; hizo el 
/mariaffe Rey q Zayde fe cafafle/con ella, y fué 
perdonado de la muerte de Tarfe , por 
aver tenido ella. culpa. Y delto queda- 
ron los Zegris enojados;más no por eflb 
g ceflerent las fieítas q fe aviar* de hazer pararon g i 
b touiiours q ue c l R C y mandó q toda via h fe con* 
tinuaíTen. No ha faltado quien acerca 
jfureela deíto i y del paflad o Romance hizieffe 
otro en refpueíta del, que affi dize, 

DI Zayda de que me avifas x 
Quieres que mire y que calle k* 
No des crédito a mugeres \ 
No fundadas en verdades :■ 
l fi je de- gue fi pegunto en que entiendes \, 

mande ce o que n viene a vifitarte i 

que tufáis Sm 



Civiles de Granada. loj 

Son feflas de mi contento, 
tas colores que te f alen a 
Si dizes fon por mi caufa 
Confuelate con mis males 
Que mil vezes con mis ojos 
Tengo regadas fus calles b : 
Si dizes que ejlas corrida q 
Ve que gayde poco fabe y 
No /upe poco d , pues /upe 
Conocerte y adorarte : 
Conoces que foy valiente ," 

Y tengo otras muchas partes^ 
No las tengo pues no puedo 
Pe una mentira Rengarme: 
Mas ha querido e mi fuerte ', 
Que y ya en quererme te canfes f, 
No pongas g inconvinientes, 
Mas de que quieres dexarme : 
No entendí que eras mugerh 
A quien novedad aplaze i 

Mas fon tales mis def dichas i 
Que aun lo impojjibile hazen 
fían me pueflo en tal eflrecho 
Que el bien tengo por ultraje , 
X acabas me por hazer 
La nata de los pe f ares k. 
To foy quien pierdo en perderte 
X gano mucho en amarte, 

Y aunque hablas en mi ofenfa 

No dexOfie de adorarte : T>i- 



4 fortent 



h i'arrofc 
tes ruéis 
c honteufe 
d le n'ay 
í^eupcü 



e a voulu 
/que tute 
laflede 
m'aymer 
g mettes 



h femme 
i roalheurs 



llaerefme 
des def- 
plaifírs. 



£ domma- 

¿jedcvien* 
muer pour 
m'excufer 

«sjufqqes 

¿la fafche- 

rie 

e ma poir 

trine eít 

cachot 

j Geolier 
g fcílins 



h que je 

m'ay fgeu 
*fay 

mieux fc;eu 
t'aimerqiíe 
tu n'as fyeu 
joüir de 
moy 

i mentent 
í euíle me- 
nace 
#»letuer 
»ce chica 

o qu'en bas 
cceur ne 
pcuvcnt 

teñir 



1 08 Hifloria de las Guerras 

Dizes que fi fuera mudo 

Fuera pojjible adorarme , 

Si en mi daño a yo lo he fida 

'Enmudezco en difculparme h 

Ha te ofendido mi vida , 

Quieres feñora matarme x 

Hajla e dezir que bable 

Para que el pefar d me acabe * 

Es mi pecho calabozo e . 

Ve tormentos immortales 5 

Mi boca la del füencio 

Que no é>4 menefer Alcayde f? 

El hazcr plato g y banquete 

Es de hombres principales ¡ 

Mas défayores hazerfo 

Solo pertemce a- infame ¿ 

Zayda, cruel , has me dicho 

Que no fupe confervarte h 

Mejor fupe yo quererte > 

Que tu fupifie gozarme i 3 

Mienten k los Moros y Moras % , 

T miente el villano Atarfe > 

Que fi yo la amenazara I 

Baftara para matarle m .■; 

Efie perro n mal nacidft 

A quien yo moflre el Turbante 

No le fe ya fecretos 

Que en baxo pecho no caben o i 

To he de quitarle la vida 

T he de eferivir cw fu fangre 



Civiles de Granada. io§ 

Lo que t# Zayda replicas , 
guien tal baze que tal pague a* aquifait 

Eítaesla hiftoriadel valerofoMoro < elk: <*<>* 
Zayde Abeneerrage : por la qual fe han p e a 5 y g e a 
hecho dos Romances , á mi parecer h ¿monopi- 
buenos : donde nos dan á entenderlo- ninn 
mo no es bueno rebolver á nadie r >por- e mettre 
¡ que dello no íe eípera íino el galardón diflemioii 
de Tarfe,que murió á manos de fu ami- ^" au " 
go Zayde* Y fi es cafo que fué mentira* 
.queTarfe no ayia hablado , tomare-. 
i tnos d exemplo en la liviandad de Zay- ¿nous 
¡; da,que por creerfe de ligero ^fué caufa P^ndrons 
de la muerte de Tarfe. Finalmente por ' é a e¿er€ ~ 
*fto , y por las palabras que el Malique 
Alabez avia hablado en el íarao/, y Zu- f 
lema Abeneerrage , todos los Zegris y q uet - " 
[ Gómeles y Magas \ y los de fu vando 
quedaron irritados g, y con malos pro- ¿'¿¿£¿1 
pofitos,propuefta la venganga dello, co- dion de- 
no adelante verán en el diícurfotde meurerene 
aueltrahiftoria:y con grande razon 3 por rougez *" 
[as fobervias y arrogancias de los Ala- 
bezes y fus prefumpciones j yporefto 
muy enojados y confufos quedaron los 
Cavatleros Zegris 3 por las razones que 
avia hablado el Malique Alabez , y el 
Abeneerrage : mas como ya eran he- 
chas las amiítades 9 no fe trató mas en 

lo 



lio HiftorUde las Guerras 

lo paíTado : aunque dentro de fus cor; i 
a ácmcüra $ones quedó a muy fellada una eterr 1 
b mauvaiíe ma l querencia ¿y enemiitad; la qualdi 
volóme f imu i a da con mucha difcrecion, no d< | 
xavan de comunicarfe con los Abence 
rages y los Alabezes,como que ya no i 
c qui nc fe acordavan c dé las paliadas peñdun 
^ fa V chaies ^ res A : mas propuefto tenían todos le 
ravoiont del linage Zegri vengarfe e¡ como de 
delibere de p ues p arec ¡o. Eftando un día todos k j 
e vang r ^egris en el Caítillo de Bivataubin>m< 
/demeure rada /"de Mahomad Zegri^cabo y cab< 
g le chef & jgag de los Zegris, tratando en las cofi 
premier 1 pandas > trayendo á la memoria las p; 
labras de Alabez 5 y en los cafos q conv< I 
nía para las fieítas q fe eíperavan, afli d 
los torneos, Como del juego de las M 
b cannes á " as ^MahomadZegf i habló á todos lo 
i tous les demás i q alli fe hallaron k de fu Ünag< 

Sacrón- ^ eJ ^ a manera : ^ u y ^ iCn f a beys Hluítre ' 
trouvez Cavalleros Zegris^como nueftf o Real 1 
antiguo linage es en todaEípañamui 
conocido^y no tan folamente enEípaña 
fino dentro de África, donde nueítro lili 
íiage vive: y bien veys en lareputacior 
que fiempre ha fido tenido en Cordova 
y en las demás partes por mi agora re 
feridas : y como fiempre avernos fidd 
reputados por gente de real y clara íán 



Civiles de Granada. ni 

gre 5 y agora como aveys viíto hemos fi- 
(do menofpreciados a, y en poco reípe- a mcprifcs 
¡tados de los Alabefes y Abencerrages 5 y 
aun contra nofotros fe han buelto ¿los 
íAlmoradis : de rodo lo qual tengo tan retoume* 
; grande pefar c , que el coraron fe me ffigrand, 
¡quiere romper y deshazer en el pecho d *. e 8 ret 
m pienfo que de enojo hé de venir á mo- C aeur me 
lrir,fi dello no me vengo. Y pues a todos Greve c " 
^oíbtros toca la venganza deaquefta la í >01tnné 
deshonrra , que por tal la tengo, todos 
"omos obligados á la venganza della: y 
pues fortúnanos ofrece tan buena oca- 
ion de nueítra venganza , noladexe-* 
i nos e perder , antes gozar/ della con e \^ m ^ 
] ; :oda diligencia > y el aparejo que fe /piutoít 
-ios ofrece es en, eñe juego de cañas J oulr 
|) en los torneos hazer de manera que 
, :odos quedemos g muy bien venga- c j emeu . 
i. jos , procurando de matar h al Mali- nons 
I que Alabez , ó al fobervio Abencer- h tucr 
'age .• que íi eftos dos echamos / del ¿ c ^ff oas 
: nundo, tendremos dos enemigos mor- 
rales menos , y defpues, el tiempo nos 
|i/rá moítrando y dando ocafiones co- 
no vamos acabando todo efte per- 
. ido linage de los Abencerrages , que 
• jan eftimado es en Granada y en to- 
)lo el Reyno , y tan querido k de ¿airof* 

toda 






1 1 i fíiftoria, de las Guerras 

toda la común gente. Y para efto eft< 

mos advertidos , que el dia del juego d 

las Cañas>vamos todos muy bien ader< 

#en bonnc ^ados a de armas, y jacos fuertes de b; 

conche xo ¿ e nue ítras libreas: y pues el Rey m 

¿ i c . ha hecho quadrillero ¿> de la una part 

chef dcia faldremos c treynta Zegris , y llevara 

troupe mos todos libreas roxas y encarnada; 

* r ° rtirons con los penachos de plumas azules, ar 

tigua divifa de los Bencerjrages , pai 

¿donner dalles toda la pesadumbre d que fe pu 

toute la diere : y provaremos fi por eíte reípet 

fafchene^ fe quieren rebolver e con nofotros. 

q Uer fi faliere bien lo que digo> hareme 

con prefteza nueftro hecho con vzk\ 

rofo animo , pues fomos todos no me I 

nos valientes que ellos s de modo qu 

quarído fe venga á entender no fe pue 

, da el daño fuyo remediar. Y no tengí 

/&iiedou- mos duda/, fino que faldremos con 1 



tons 



que digo,aunque no fea fino matar g 1 

ño ó dos dellos,y pues tenemos de míe 

ftra parte Magas y Gómeles , noay á 

, , que temer h cofa alguna. Y fi caío fue 

íé que por la divifa azul riada fe leí 

i nefe M- diere i en el juego de las Cañas , a la 

fent fon- fegundas bueltas por Cañas les tirare 

T°aflez mos agudas langas, que harto k de ma 

hw tambe ferifi algún Abencerraje no cayere i 

Eft 



Civiles de Granada. ni 

fEftees mi parecer ¿í. Quernaagora fa~ ^^ eft 
ber el vueítro fies conforme con el mió. mon opi- 
I Aíli como acabó Mahomad fus razones, nioa 
todos auna dixeron b que les parecía ¿ t oúscn« 
muy bien aquel acuerdo : y quedando temblé 
\ aíli concertado c eíle modo de traycion dl J cnt 
para íu venganza cada uno fe fue a fu rant aind 
pofada d. En eíte tiempo Muga y los acepté 
[ Ca valleros Abencerrages ordenavan fu á fo^ioiu 
] quadrilla ¿^fiendo por mandado del Rey e fa troupe 
Muga fu hermano quadrillero de aque- ? e 
illa quadrilla/ en la qual yvaelbuen /chVfdt 
Maiique. Alabez arriba nombrado g a- certetrou- 
cordaron de facar todos fus libreas de pe 
; damafeo aful, aforradas b entela defina g deffii* 
i ¡plata i , con penachos azules y blancos, ?°j Tirné ; 
; y pagizos ¿ , conforme á las mifmas li- /fin'arJenr 
1 breas .* los pendonciilos / de las langas k jaane 
¡^blancas y azules,reeamados con mucho pailie 
[ Dro m en las adargas n : todos llevavan /jes bande* 
oordiviíasunosXalvages: foloelMali- rolIes 
que llevava fu mifma divifa- en el li- SjjJ* 
,' Iton o morado una corona de oro > con ríe 
u letra que dezia ; d e misa n g r e, n aux lar- 
:omo yá tenemos contado; Muga ¿ruban gris 
levava la mifma divifa quefacóel dia b ^a 
]ue hizo batalla conelMaeítre , que 
1 >ra un coragon púeílo en el puño de 
r ; ¿na Dama ¿ el coragon diftüava fan- 
H grq 



114 Hijlorta de las Guerras 

gre.con la letra que dezia ; por gloria 
¿autres tengo mi PENA, Todos los demás a 

¿ont porte Cavalleros Bencerraees facaron Mo- 
les rubans ¡ .J>. , ° r , v 

nes v y arras cada uno a íu modo. Y en- 
tiéndanle los Monesyvanpueíios de 
manera en las adargas,que no perturba- 
van ladivifade losfalvages. Concerta- 
<• troupe da eíta quadrilla c de Muga defte modo, 
ja* L a acordaron de llevar yeguas blancas d > 
des cavai- encintadas las colas con cintas azules e 
les biáches d e f e da y oro. Llegada ya el dia/de la 
¿"s^jées* 011 fieíta, que era por el mesdeSetiem- 
des ataches tíre, quando ellos guardavan íu Roma- 

Bieues ¿^ „ aca bados los días de la cuenta de 

/le.jour ¿ a „ ,, 

eíhnt venu W ayuno , mando el Rey traer veynte 

g L°rs y quatro toros de la fierra h de Ronda, 

fer voient mu y eítremados .* y pueíta la plaga de 

leur caref- Bivarambla como avia de efiarparala 

" 1C . ''I fielta : el Rey acompañado de muchos 

ne h Cavalleros, ocupó los miradores i Rea* 

ilesgale- les, que para aquel efeto eítavan dipu-i 

tados. La Rey na con muchas Damas, 

íe puso en otros miradores de la miíma 

orden que el Rey. Todos losventana-i 

k feneílra- ; es ¿ ¿ e j as ca f as ¿ e Bivarambla eítavan 

ees 

/beiks Henos de muy hermofas / Damas.Y tan- 

warriverét tas gentes acudieron m del Reyno que 
n efeha- no fe ballavan tablados n ni ventanas 
faux donde po4er eftar , que tanto nu- 

mero 



Civiles de Granada. 115 

mero de gente jamas fe avía vífto en fie- 
ftas que en Granada fe hizieífen. Por- 
que de Sevilla y Toledo avian venido 
tnuchos y muy principales Cavalleros 
Moros. Comengaronfe á correr los to- 
fos por la mañana*. Los Cavalleros A- a \ e m ^ n 
bencerrages andavan bz cavallo por la h alloicnt 
plaga,comendo los toros con tanta ga- 
llardía y gentileza q era coía de elpanto. 
No avia Damas en todos los balcones ni 
ventanas r 5 que no eítuvieflen muy affi- € f cnc ft rcs 
cionadas á los Cavalleros Abencerrages. 
Mas fe tenia por muy cierto,que no a- 
via Abencerrage en Granada , ó en fu 
Reyno,que no fuefle favorecido de Da- 
mas^ de la masprincipales,y eíta era la 
? caufa principal por donde los Zegris y 
Gómeles y Magas , les tenian mortal o- 
dio d y embidia: y afli era la verdad, que ¿ ha¡nc 
no avia Dama en Granada q nofepre- 
cialfe de tener por amante un Bencer- 
: rage , y por defdichada e fe juzgava, y e malhca* 
: por menos que otra,la que no lo tenia: rcufc 
y en efto tenian grande razón, por- 
que jamas uvo Abencerrage de mal 
talle, ni de m¡al garbo f: y no fe halló g fde man- 
Bencerrage que cobarde fuelfe , ni I^JJJJ 
de mala diípoficion. Eran eftos Ca- 
valleros todos á una mano muy afa* 
H * bles 



1 1 6 HiftoYtA de las Guerra* 

bles , amigos de la gente común. No fe 
a ne fe vit vio a jamas que á quafquiera dellos lie* 
gáíTe alguno con neceffidad , que no lo 
focorneiTe, Eran finalmente amigos de 
Chriílianos : ellos mifinos en perfona fe 
b prifons halla que yvan a las mazmorras b á viíi- 
d'efciavcs tar i os Chriftianos cautivos.y les hazian 
captifs bien , y les embiavan de comer con fus 
< leur en» ^ criados f. Ya eíta caufa eran de todo 
manger C * e * Re Y no bien quiños d,y muy amados: 
avccieurs y fobre todos valientes y buenos gine- 
fcryiteurs tes €t Nunca en ellos íe echó de ver 
vouhw temor , aunque fe les ofrecieflen muy 
rbiená arduos cafos. Davan tanto contento 
cheval alli en la plaga donde andavan , que fe 
Uevavan tras fi los ojos de toda la gen- 
te > y mas los de las Damas. No me- 
nos que ellos yvan los Alabezes aquel 
dia, que eran bizarros Cavalleros. Los 
Zegris también íe monítraron ferde. 
f tuercm á muc h° va I or •' porque aquel dia , alan- 
coups de cearon / ocho toros muy dieñramen- - 
lance _ te,fin que ningún Zegn moffcraíTe ave? í 
c^tenfee rece bido defdengenla fillarylos toros 
h tuez a q eran muy bravos 5 fueron alanceados h 

Unces de ^ e tá * ^ uerte '■•> *l ue no uvo neceflidad de 
i de leur desjarretallos /. Y feria la tina del dia 
couper les quando eftavan ploze toros corridos, 
Konner ¥ el Rey mando tañer los clarines k y 

les haubois dul- 



Civiles de Granad*. ify 

dulgaynas , que era feñal que todos los 
Cavalleros de juego fe avian de juntar 
allien fu mirador a Y afli keftafeñal aenfa 
todos fueron.y el Rey con grande con; gaÜerit 
tentó les mando dar una muy rica cola*- 
cion: Lo mifmo hizo la Reyna á fus Da- 
mas^ as quales aquel día eftavan muy ri- 
camente aderecadas b: y con tanta belle- b parees 
za,que era coía de admiracion.Salieron 
todas muy coftofas c. Salió la Reyna con ^ 0rtlren * 
una marlota de brocado de tres altos d chement 
con tantas y tan ricas labores J que no veftues 
tenia precio , porque era mucha pedre- dc U toiUe P ° 
ria la que por ella tenia íembrada.Tenia dor á trois 
un tocado ^eítremadamente rico, y en- efta ^es 
cima de la frente hecha una rofaencar- f ure 
: nadador maravillo fo arte ; y en medio 
I engaíiado/unCarbunculo,que valia u- /enchafsé 
| na ciudad. Cada vez que la Reyna me- 
neava la cabeca g á alguna parte, dava . 
de fi aquel Carbúnculo tanto refplan- fbis queía 
¡ dor , que á qualquiera h que lo mirava Reine 
\ privava de la viíta. La hermofa Daraxa leftc 00 '* * 
falió toda de azul , fu marlota i era de h á chacun 
¡ un muy fino damaíco , toda golpea- »i u PP° n 
da k por muy delicado modo , yefta- ¿ decqupée 
va aforrada / en muy fina tela de pía- /doubiee 
ta m 9 de modo que por los golpes fe 
parecia fu fineza, y todos los golpes to- wd'argent 
H 3 ; mados 



* les dc- 
coupureí 
rcprifes 
b fa coefc 
fure 
ffau coílc 



¿ furpaíToit 
* parees 



/jufques 
alors 
g lajupc 
eftoit t bala- 
frée 
¿ toile 
<Torgri$ 
brun 



i par trop 
grandes 



k détrom- 

p¿e 



l veloux 
gris brun 



1 1 8 fítfloria de las Guerras 

jrcados a con lazos de oro. Su tocado h 
era muy rico , tenia puertas dos plumas 
cortas al lado c, launa azul, ylaotr^ 
blanca , divifa muy conocida de los A- 
bencerrages.Eftava con eíte veítido tai} 
hermpfá,qup ninguna Dama de Granada 
le hazia ventaja 5, aunque a la fazpii allí 
las avia muy hermofas, y tan ricamente 
aderezadas e como ella. Galiana de Al- 
mería falió aquel dia, vellida toda de un 
damaíco blanco, muy ricamente labra- 
do,de una labpr haíta entonces/no vi- 
fta. La Marlota eítava acuchillada g por 
muy gran orden y concierto , aforrada 
en brocado morado h ? fu tocado era 
eítraño. Muy bien fe dexava entender 
en fu veftidp eftar libre de paffion ena- 
morada , aunque bien fabia que el va- 
liente Abenamarla amava mucho: mas 
á Muga ella le avia dado muy demafia* 
dos /favores. Aquel dianoera Abena? 
mar del juego. Fatima falió veítida de 
. morado , no quifo falir de la librea de 
Muga ; porque ya eítava defengañada k 
que Muga tenia puéfta fu afición en Da- 
raxa. La ropa de Fatima era muy coíto^ 
fa, por íer de terciopelo morado , y el 
aforro de tela blanco de brocado , el 
tocado rico y coftofo ? al lado pueíta 

-fola 



Civiles de Granada. 119 
fcla una garrota ¿verde. Eítavatanher- a ^ 
piafa > como qualquiera de las que alli 
eítuvieífe b. Finalmente Cohayda ? y Sar- ¿ fafíe 
razina 5 y Arbolaya , y Xarifa , y las de- 
mas Damas c que eítavan con la Reyna, & . 
falieron con grande bizarría d y coito- ¿es Dames 
fas maravillosamente , y tan hermofas^ ¿ bienpa- 
que era cofa de grande admiración ver recs 
tanta hermofura alli juntan. En otro evoir tant 
balcón eítavan todas las Damas del li- de beautei 
nage Abencefrage , que no avia mas en f emblc 
que ver ni delFear , affi en trages 
como en riqueza de vellidos y en her- 
mofura : especialmente la hermoía 
Lindaraxa hija de Mahamete Abencer- 
rage , que á todas fobrepujava / en fcxcedoít 

: hermofura. Y con ella avia otras * 
Damas do fu linage , tan hermofas, 
que le ygualavan. A eíta hermofiffima g . ]lc 

! Dama Lindaraxa íervia y amava el va- 
leroíb Gazul, y por ella hizo cofas muy 
feñ aladas citando en San Lucar , como ¿retournát 
adelante fe dirá. Pues bolviendo h á ¿ rero,c h nt a . 
nueítro propofito ferian ya las dos de resc ju ifoi? 
la tarde i quando los Cavalleros y Da- ¿& quand 
mas acabaron las colaciones, y quando %^j^ 
foliaron k un toro negro bravo en de- m \\ n 'af- 
mafia /, que no arremetía tras hombre íai]loít 
que no lo álcangaíTe m y tanta era fu li- ^^£5^ 

H 4 ge- trapaííc 



qui i'ef- 
cjiapaílála 
courfe 
b tucr á 
coupde 
Tancc 
c encoré 
qu'ileút 
bien voulu 
d patienta 



e grispom- 

inicié 

/couíin 

germain 

g Gouver» 

ncur 

hát beau« 

coup 

d'cftat 

i tuerent 

^.appellez 

/aimoit 



rn de fcp t 
freres 
n decollé 
o acetre 
heure 
f> mis en 
poíTcífion 
dugouver- 
ncment 



1 20 fíifioYU de las Güeñas 

gereza" ; y no avia cavallo que por uña 
fe le fueíTe a. A efte toro dixo el Rey, 
fuera bueno alancear b , por fer muy 
bueno. El Malique Alabez fe levantó y 
|e fuplicó,que le dieíTe licencia para yrfe 
á ver con aquel bravo toro. El Rey fe la 
dio 7 aunque bien quinera c Muga falir á 
el y alancearlo .• mas vino que Alabez 
guftava de falir , fufripfe d. Alabez ha- 
biendo reverencia al Rey, y a los demás, 
Cavalleros corteña , fe f^lió de los mi- 
radores , y fe fué a lapla§a , donde fus 
criados le tenian qn muy hermofo ca- 
vallo rucio, rodado e, de muy grand 
bondad l el qual le avia embiado un pri- 
mo hermanó fuyof hijo del Alcayde g 
de Velez el Ruvio y el Blanco, hombre 
de mucha fuerte h. A fu padre defte 
Alcayde mataron i a traycion Cavalle- 
ros Moros, llamados k Atquifaes,de em- 
bidia que le tenian por fer tan bueno, m 
q el Rey lo queria / mucho: mas el Rey, 
vengó muy bien fu traycion: porque de: 
fíete hermanos m que eran, no eícapó; 
ninguno que no. fueíTe degollado : n. Y 
efte buen Alcayde Alabez de quien 
agora o tratamos, puefto en la tenencia 
del Alcaydia^ de Velez el Blanco , a- 
mava mucho el Rey Audalla , que aqui 

llama- 



Chiles de Granndd. 1 2, x 

llamamos a el Chico : Deíte pues como 
iigo , vino el cavallo , ibbre el qual fu- nommons 
bió b Alabes, y dio unabuelta á la plaga: l monta 
mirando todos los balcones adonde c 
eftavan las Damas , por ver á fu Señora c ou 
Cohayda. Y paflando por junto del bal- 
cón, hizo d que el cavallo pufieífe las dñt 
rodillas en el fuelo <?, y el valerofo Ala- e n^lit .!5 , 
bes puso la cabera entre los argones 3 hi- fierre 
i zieiido grande acatamiento/á fu Seño- /reverencc 
|ra,y á las otras Damas que con ellaeíta- 
s van. Y hecho ello puso las efpuelas áT 
:avallo : el qual arrancó g con tanta fu- g pi qua 
1 ría y prefteza que parecía un rayo h. El ion chevai 
Rey y codos los demás que en la plaga h íoudre 
pítavan , fe maravillaron en ver quan 
í oien lo avia hecho Alabez : folo á los 
e £egris pareció mal : porque lo miraron 
:on ojos llenos i de mortal embidia.En »P kins 
i- "fto fe dio en la plaga una grande grite- 
| ña , y era la caufa , que el toro avia da- 
| do buelta k por toda la plaga , aviendo k tournoyé 
e jierribado / mas de cien hombres , y 
muerto mas de feys dellos ¿ y venia co- * t ™± par 
no un águila adonde eítava m Alabez ^oúeítoit 
:on fu cavallo. El qual como le vio 
i reñir quifo hazer una grande genti- 
\ leza aquel dia , y fué, que faltando del 
avallo con gran ligereza, antes que el 

toro 



1 z z fíijloria de las Guerras 

* aprochát toro ^ e ? a ^ c A ' e &li° al encuentro: ¿ 
¿vintau con el albornoz en la mano yzquiei 
devantí ¿ a r# £i t0 ro que lo vio tan cerca d, £ 

¿•lacaiaque , , ,, 

álamain vino a el por le coger ? ; maselbuei 

gauche Malique Alabez , acompañado de íi 

d\\ proche b ravo coracon, le aguardó f : y al tierr 
^attrapcr ■ * « r« • 

/ i'attcndit po que el toro baxo la frente para exe 
g coup cutar el bravo golpe g, Alabez le ecfo 
h gauche el albernoz , con la mano yzqmerda 
en los ojos , y apartandofe un poco 
i Ceretirant un lado i } conla mano derecha le afió 
coíté U a del cuerno derecho tant rezio que le h 
¿leprint zo tener /: y con grande preftezal 
Í!?m ? a. echo mano m del otro cuernó/y le tuv 

qu ü lefit r , ?J 

arrefter tan firmemente , que el toro n® pu( 
wjetta la hazer golpe ninguno. El toro viendoí 
% fevoyant a ^° > n procurava defafirfe o , dand 
pris grandes faltos , levantando cada vez 

° cha°ue er al bUCn Alabe * del fuel ° í- Puelto ari 

fois dava el bravo Moro en notable peligre 

? de terre y por poco fe huviera arrepentido pc( 

aver comentado aquella dudofa y pe 

grofa prueva. Mas como era animofo 

de bravo cora<jon,no defmayó un pun 

r ne perdit to r . m as antes con gran valor v esfue; 

point cou- , P , ...= y n 

rage 90 como aquel que era hijo delbrav 

/Gouver- Alcayde / de Vera, que murió en Loi 

ca, quando aquella fangrienta batali 

de los Alporchones (como eltádichc 



Chiles de Granada. 113 

e mantenía contra el toro,el qual bra- 
nava por cogerlo a entre los cuernos: a?0ÜT \ e 
ñas era la deitreza del Moro tanta, que prendre 
:l toro no podía fahr con fu intento .A- 
abes pareciendole vergüenza andará ¿a , Uer 
le aquella manera con tal beftia,íe arri- ^coüé 
no c al lado yzquierdo d del toro , y u- gauche 
ando de fortaleza y maña e y torció/de r ™ r ¿¡ t 
os cuernos al toro , de tal manera que ? qu'ii toba 
lió con el en el fuelo g, hiziendole hin- 3Vec Iu y 
:ar b los cuernos en tierra.El golpe i fué Ifi^her 
an grande , que pareció que avia cay- i coup 
, !lo k un monte,y el toro quedó quebrá- Zembla 
i :ado /, que no íe pudo mover de aquel bé 
: ato m. Él buen Malique Alabez como l demeura 
■iffi lo vio 5 lo dexó 3 y tomando fu Al- Jalone 
íi)ornoz n que de fina feda era , fe fué á temps 
:iü cavallo , que fus criados lo euarda- * & P renSt 

r 1 : v ^ , t P fa cafaque 

7 an 0, y iumof en el con gran ligereza, a la Tur- 
¡in poner pié en el eftribo , dexando á W 
odos los circundantes embelefados q J e ^ s J^. 
le fu bravo acaecimiento r y valor. A doiem 
:abo de rato/ el toro fe levantó , aun- P & ™ onta 
¡jue no con la ligereza que folia. El Rey f (!US ^ " 
embió á llamar / á Alabez, el qual fué á afliitans 
ü mandado con gétil continente, como ^j°" c n /* 
i tal no uviera hecho jy llegado u el Rey / au bout 
£ dixó: Por cierto Alabez, vos lo aveys de queique 
lecho como valiente y esforgado Cava- \ c ™/ ? * pcVltt 

llero «&arrivé 






«JCVCUX 



b gouver - 
nenicnt 

c grace 
d quatre 
heures du 
íbir 

e íbnner á 
montcr á 
cheval 
/parer 
g finis 
b Tabou- 
rinsou 
bcdons 
ahautbois 
¿par la rué* 
/chefd'u- 
ne troupe 
m de íi bel 
air 
#partirent 

o tous en 
troupe 



p prirent 
q deííus 



rtaúlc 

d'argent 



1 24 fíifloria de las Guerras 

llero , y de oy mas quiero a que fea} 
Capitán de cien cavallos , y teneos pe 
Alcayde de la merca de Cantona qu 
es muy buena Alcaydia ¿, y de buer 
renta. Alabez le besó las manos, p< 
la merced c que le hazia. En eñe tiemp 
ferian las quatro de la tarde d y y el Re 
mandó que fe tocaíle á cavalgar <?.Oyc 
la feñal , todos los Cavalleros del iueg 
fe fueron aderezar,/ para íalirquand 
tiempo fueíTe. Los toros acabados g y o 
menearon muchos inftrumentos ( 
trompetas y arábales k } y añafiles /,fiei 
do la plaga defocupada,por la calle k d ¡ 
Zacatín entró el valerofo Mu^a,quadi i 
llero de una quadrilla /. Entraron c 
quatro en quatro, con tan lindo ayre 
y con tanta preíteza , q era cofa de ve 
Deípues de aver paífado todos,por la c i 
den ya dicha arrancaron n todos jund 
de tropel <?, tan ligeros qual el vientci 
Eran todos los delta quadrilla treyntl 
todos Cavalleros Abencerrages famc 
fos , fino folo Alabez que no era del 1 
nage, mas por fu valor le tomaron^ pi 
acompañarlos. Ya tratamos arriba q c 
las libreas y divifas,que eran azules y ( 
tela de plata r,y pprdivifas falvages.B 
traton todos también, y con tanta gi 



• Civiles de Gravada. ix^ 

ia : que no avia Dama que los vielíe % 
ue no quedaífe amartelada a. Por cier- a quí ne 
b que era cofa de ver la quadrilla de los demcursfl 
dsencerrages , todos fobre yeguas h ¿^"dej? 
•lancas,como una nieve;pues fi bizarros cávales 
galanes c entraron ellos*- no menos € t ! ,ene * 

• 2 r ■ i i - quippez 

íítofos dy galanes entraron , por otra ¿ paroif- 
alíelos Zegris > todos de encarnado y fitó* 
erde, con plumas y penachos azules, y 
Ddos en yeguas vayas e de muy her- é cávales 
loíb parecer: y todos trayan/una mif /poftoienf 
ia divifa en las adargas 3 pueftag en ri^ g aux rar- 
os linones £ azules. Las divifas eran # es ™ ife 
ínosLeones encadenádos^por mano de 
na donzellasla letra dezia mas fuerza 
'une el AMOR.Deíta manera entraron 
jn la plaga de quatro en quatro : yde- 
bues todos juntos hizieron un gallardo 
íaracol i y efcaramuga 3 con tanta bizar- ' íimaco « 
la k y concierto.que no menos conten- ¿ ga ] ante _ 
b dieron quelos'Abencerrages* Y to- ríe 
lando las dos quadrillas íüs pueftos lj l & les 
ercebidas de fus cañas,aviendo dexa- p^ p T [ m 
o las langas al fon de las trompetas y nan$ leurs ' 
ulgaynas m> fe coméngo á travar n el p - a h c a * t _ 
íiego con mucha galantería y bien con- t>ois 
ertado,faliendo las quadrillas de ocho «éntreme- 
¡n ocho. Los Abencerrages,q avian pa- 
lido amientes como los Zegris llevava avo?ent 

plumas prisgarde 



i 



¿jettcra 
ierre 

¿targues 
c fortir 

Wfortmélé 
&troublé 
¿en cor 
que? bien 
ordonué 



/jufques 

^ábon 
efcienc 
¿mai-hcu- 
rcuxjour 
i chcf 

k refolu 



i deflus 



( 



wí tombaít 
en tú trou 
pe 
wlererour- 

üaílcw. 



lz6 Hiflorh de las Guerras 

plumas azules, divi-ía dellos muy con( 
cida, procuravan en quanto podianpc 
derribártelas a con las cañas : mas 1< 
Zegris fe cubrían tan bien con fus ad 
gas b y que los Abencerrages no pud 
ron íalir c con fu pretenfion. Y afli a 
dava el juego muy travado y rebuelto 
aunque muy concertado *,que verlo e 
grande contento. Y uvieranlas fieft 
muy buen fin,fi la fortuna quinera : m: 
como ieamudable,hizo de manera,qi 
aquellos Cavalleros, afli de la una par 
como de la otra 5 íiguielTen eternas ení 
miftades : hafta/que fueron todos ac 
bados,como adelante diremos.Come 
^ando muy de veras g defde eíte defc 
chado dia h de eftas fieítas,fué la caufa 
todo el mal Mahomad Zegri,cabeg 
del linage de los Zegris: que como ten 
penfado k y tratado conlosfuyos,de c 
la muerte al buen Alábez , ó alguno 
los Abencerrages,por las palabras paí 
das,como arriba / diximos:y como eí 
va afli concertado,Mahomad Zegri á 
orden q Alabez falieífe de la parte co: 
traria,y cayelfe en fu quadrilla w 3 tenie; 
do como digo el Zegri intelligenciarp 
raque el con fus ocho rebolvieífen 
fobre Alabezesy los fuyos. Y aviene 



Civiles de Granada. 1 27 

/a corrido feys cañas^el Zegri dixó a los 

ie fu qüadrilla; Agora es tiempo que el 

uego va encendido. Y tomando á fu 

:tiado & una langa > con un hierro muy a prcnant a 

igudo y penetrante , hecho en Damaf fon fcrvi * 

:o de uno temple b aguardó c que Ala- ¿t rem p e 

pez vinieíTe con los ocho cavallerosde ¿-attendit 

lü qüadrilla d> rebolviendo e fobre los ^ tr ° u P e 

ríe la contraria parte , como es ufo del nant 

¡uego al tiempo que Alabez bolvia / /rctour- 

j:ubierto muy bien con fu adarga con- n01t 

ra el y los fuyosjfalióel Zegri, y llevan- 

lo puertos los ojos en Alabez, mirando 

^or donde mejor le pudieffe herir g , le g bleíler 

irro jó h la lanca, con tanta f uerca , que , 

r v 1 j 1 - * 6 luy letta 

s pal so el adarga de una parte a otra 3 y ' 

jl algudo hierro i prendió en el brago ,• f er 
lie tal fuerte que la manga de una fuer- 
ce cota que AlabSz < lleva va no fué par- k portoít t 
e para refiftir k , que el agudo hierro ne fot ba- 
lo la rompieífe y y el brago fue paífado / ^L 
fe partea parte. Grande dolor fentió m & arrí* 
{Uabez delle golpe / , y en llegando á. **•£,? r ° n 
ü puerto fe miró el brago m 9 y como fe g ;ir da íoa 
íalló herido y lleno de fangre n , á bo- bras 
:es o le dixó á Muga ya los demás/? Ca- £ lc £? ^ 
falleros, grande traycionay contra no- piciu de 
btros,porqueá mi me han herido mala- £ ar !S 
nente. Los Abencerrages maravillados VO i X 

de P autres 



a prirent 
¿deíiare- 
tournoit 
ir fon poíle 
¿ftraverfa 

t menoit 

/Tatteignit 

g la bleíTu- 
rc 



¿ un pan 
i coup 
¿qu'incó- 
tincnt ü 
tomba 
/de fa ca- 
valle 



m empor- 
toient l'a 
varitiige 
pota i ler 
mieux en 
conche 
n domma- 

g e 

o!a cncrie 

p'lerrouble 



I i 8 fíifiorh de las (Guerras 1 
de aquel caíó i al punto todos toma 
ron a fus langas para eítar apercebido? 
Aeftahorayabolvia b el Zegriconf 
quádrilla para yrfe á fu pueíto ^quand* 
Alabez con grande furia fe atravefsó . 
de por medio, fabiendo que lo avia he 
rido. Y como llevaífe e una muy liger 
yegua muy preíto le akangó f , y le tir 
la langa diziendo; Traydor, áqui m 
pagarás la herida g que me difte,le pafs 
el adarga y la langa •, no paró halla qu 
pafsó la fuerte cota que He vava el Zegr I 
y entró por el cuerpo mas de un palmo jí 
de langa y hierro. Fué el golpe i de tú 
fuerte, que luego cayó k el Zegri de í 
yegua /medio muerto. En efte tiempo 
como ya de la una parte y de la otr 
eftuvielfen aper cébidos dé fus langas 
entre las dos partes* íe eomengó un j 
brava efearamuga y muy fangrientabd 
talla. Más los Zegris llevavan lo mejor 
por yr mas bien aderegados m que le I 
Abencerrages. Mas con todo eífo , k 
bravos eavalleros Bencerrages , y Mil 
ga, y el Valiente Alabes, hazian en cílc| 
muy notable daík>#. Labozeria e eil 
muy grande, y el alboroto^ fobervioJ I 
Rey que la efearamuga fangrienta vio] 
no fabiendo la caufa dello^ a muy gra 

prieÍH 



Civiles de Granada. 12,9 

priefla íe quitó de los miradores a 3 y fué a d 
á la plaga , fubiendo b fobre una hermo- hafte s'ofU 
fay bien aderezada yegua , dando bo- jjesfene- 
zes 3 á-fuera afuera relevando unbaíton /montant 
en la mano , fe metió entre los bravos c dehors, 
.Cavalleros que andavan muy encendí- P Iacc >place 
dos d en la batalla que hazian* Acom- ¿¡f 0Tt e p. 
ipañaron al Rey todos los mas principa- chauftci . 
les Cavalleros de Granada, ayudando á 
ponera paz. Aqui eítuvo en muy poco/ ¿ mettre 
po perderíe Granada, porque de la par- / n tínt á 
:e de los Zegris acudieron g los Gome- P su . 
es y Magas , y de la parte de los Aben- |^¡[- 
perrages , los Almoradis y Vanegas. Y 
k efta caufa andava la cofa tan rebuel- 
|:a¿, que no tenia remedio de poneríe ¿ f 
[paz. Mas tanto hizo / el Rey ¿ y los de- bieV 
ñas k Cavalleros, que no eran tocantes * fa 



k autres 



en 



\ eílos vandos /, que los pufieron m en f^¿§2 
>az. El valerofo Muga y fu quadrilla fe ees fa&iós 
üé por el Zacatín arriba n,y no pararon » jnírent 
■jaitas el Alhambra, llevando coíifigo/? o& e ne a s s » ar . 
[odos los Almoradis y Vanegas. Los Ze- reíterent 
|ris fe fueron por la puerta de Bivaram- fí^* ní 
>la al Caftillo de Bivataubin, llevando á avec foy 
vlahomad* Zegri ya muerto. Todas 
as Damas de la Ciudad, y laReyna 
:p quitaron de las ventanas ^, dando t* 9 oftcrct& 
nil gritos , viendo ja baraúnda y rebo- ít ^ cn ^ 
I lucioa 






a voyant la 

confufíon 

tumul 

tueufe 

b les unes 

ploroienc 

leursfreres 

«•doleances 



dtua 

e ilsavoiét 

aííez áfairc 



/eurent 

gdemeu 

rant 

b troublée 



• dehors, 
retircz 
vous place 
k eíloignez 

VOUS 

/Chefde 
la troupe 



m d'argent 
«derubans 
ctraveríées 
tes rargues 
p cavalles 
^decigne 
r queues 
liées 
/traverfent 



130 tiijloriade las Guerras 

lucion a* que pafTav^. Unas lloravan 
hermanos jotras maridos 5 otras padres, 
otras á fus amantes Cavalleros. De fuer- 
te que era de muy grandiflimo terror y 
eípantOjy por otra parte de grande com 
paflion, ver las Damas las laítimas c que 
hazian. Efpecialmente la hermofaFati- 
ma, que era hija de Mahomad Zegri el 
que mató d Alabez. Harto tenían que 
confolaria e , mas mal confuelo tenia 
que no avia coníolacion que la confor 
tafíe ni conortaife. Elte triíte fin tuvie- 
ron/citas fieítas, quedando g Granad: 
muy rebuelta b. Por eftas fieítas fe com 
puso aquel Romance , que dize. 



A Fuera. , a fuera , afuera i 
Aparta , aparta ? aparta k, 
Que entraelvalerofoMu^a 
Cuadrillero 1 de unas cañas: 
Treynta lleva en fu quadrilla 
Abencerrages de fama, 
Conformes en las libreas 
Azul y tela de fíat a m ' 
De liftones.ny de cifras 
Travesadas las adargas ó, 
Yeguas p de color de Cifne q 
Con las colas encintadas r : 
Atravieffan í qual el viento 

♦ Z 



Civiles de Granada, 
Lá piafa de Bivarambla , 
Dexando en cada a balcón 
Mil Damas amarteladas b í 
Los cavalleros Zegris 
También entran en la piafar 
Sus libreas eran verdes 

Y las medias c encarnadas i 
Al fon de los añafiles d 
Travan e el juego de cañas , 
El qual anda m¡iy rebuelto t 
Parece *vna gran batalla : 

No *ay amigo para amigo 

Las cañas fe buelvtn g lancas^ 

Mal herido h fue Alabez, , 

Y un Zegri muerta quedava i ; 
El Rey Chico reconoce 

La ciudad alborotada k> 
Encima 1 de* hermofa yegua 
De cabos tn. negros y vaya íi 
Con un bafion e*n la mano 
Va diziendo aparta , aparta, o t 
Mufa reconoce al Rey 
Por el Zacatin fe efcapa ; 
Con el toda fu quadrilla p , 
No paran hafia q el Alhambra i 
A Bivataubin los Zegris 
Tomaron por fu pofada t. 
Granada quedo rebuelta { ¿ 
Por efia quefiion iravada, 
ti 



w 



Quedó 



«la ! íTant 
en chaqué 
h paífioa- 
r.ées 



t bas de 

chauílc 
¿haubois 
e entre - 
íneílent 
/foitmcfld 



g fe re- 
tournent 
¿fortblef- 
sé 

i demeura 
¿troublée 
/deílüs 
t m d'extrc- 
micez 
n bayes 

o place 



p troupe 
q s'arre- 
ítent jai- 
ques 
r Prirent 
pourleur 
logis 

ydcmcura 
troublée 



a de filis 

b troublée 

¿rnife' 

dfa&ions 

¿alloit 

/troublé 

g chaqué 
jour 
b bon ef* 
cicnt 



i enquefte 
k s'eltoient 
troublcz 
/ fe trouva 



«?voulut # 



« repos 
acítoit au- 
paravant 



1 3 x fíijloria de las Guerras 

Quedó por -lo arriba a contado h 
ciudad de Granada" muy llena de efean 
dalo y rebuelta b : porque la.flor de lo 
Cavalleros eítava metida c en eítos van 
dos d y paffiones. El Rey Chico anda 
va e el mas atribulado/ hombre de 
mundo , y no fabia que fe hazer coi 
tantas novedades como cada diagfuce 
dian en la Corte. Yprocurava contó 
das veras h hazer las amiítades deño 
Cavalleros : y para ello mandó fe fr 
ziefle perquiía i , porque ocafion í 
avian rebuelto k. Finalmente fe halló 
en claro y limpio, como Mahomad Zc 
gri muerto en el juego , fué el agrelTc 
del negocio : y fe fupó de la traycio 
que tenia urdida contra los Bencerragí 
yAlabez. Por loquaLel Rey quisó; 
proceder contra ello's: mas los Cav; 
lleros de Granada foizieron tanto , quj 
el Rey no trató en ello. Y por eíla cau 
fa , con mas facilidad fueron eítos van 
dos hechos amigos , y Granada pueíi! 
en grande foffiego n , como fe ella) 
de antes o. 



C 



Civiles de Granada, 133 

CAPITULO SÉPTIMO. 

gue trata, del trifte llanto a que hizo la a dcüil 
hermofa Fatima , por la muerte de fu 

\ padre : y como la linda b Galiana fe tor- ¿ Ja be |j c 
nava a Almeria^fi fu padre no viniera c: c fuft venu 
hqual eflava vencida de amores del va- 
ler ofo Sarrazino , y de la pe [adumbre d ¿fafcheric 
que Abenamar tuvo e con el una noche e eut 
en las ventanas ídel Real palacio, /feneilres 

'fKSSflfe Randes y triítes llantos g * p!eurs 
W^^^^m hazia la hermofa Fatima 
i^^S*^ por la muerte de Maho- 
^^^^^ mad Zegriíu padre, y tan- 
S ^^^W ib tQS eran ^ s ¿efconfuelos h 7 ¿regrew 

que 110 era parte la Rey na , ni ninguna 
pe las Señoras de la Cortejara poderla 
ponfolar. Y como lloraffeeontino/ y i pleuraft 
:on tanto dolor .- fe vino á defeaecer y ^? ntnm ' 
■parar k tan flaca y debilitada,que grande % oeicheoir 
parte perdió de fu hermofura /. Laítima- & devenir 
zafe m tanto , y hazia tantos eftremos ^ffl". té 
ie dolor, que fué neceflario fecalla n de geoit 
3ranada 5 y llevarla á Alhama donde era * *» fortif 
Alcayde* un pariente fuyo* elquaite- neur^"" 
nía una hija muy hermofa p^ para que />avoituuc 
I !dli en fu compañía perdieífe algo de (¡¿jf fott 

1 3 fu 



134 HiftortA de las Guerras 

fu trifteza. La hermofa Galiana , qu$ I 
hafta aquella hora fiempre avia fido li- 1 
a r ronvq bre de paílipn de amor , fe hallo a tan 
béj$\fe prefa b de Hamete Sarrazino , y de fu 
buena diípoficion y talle > que no fabia 
que fe hazer. Y como fe le acabavala 
licencia, que de eítar e# Granada tenia, 
e fe dclibe- acordó c de embiar á llamar d al fuerte 
/d'en- Sarrazino, con unpagede fufecreto. 
voycr ap - Siendo llamado el fuerte Moro, no pu- j j 
peiier fo n i n g Lina dilación en cumplir el man- ¡ 
dado de tal Señora , y affi con el mi£ 
mo page fe fué á palacio. Y entrando en j 
el apofentode la hermoía Galiana , la 
flatrouva halló e fola fin ninguna compañía. La 
Dama quando lo vio, fe levantó toda 
mudada la color, y el fuerte Sarrazino 
haziendole un muy grande acatamien- 
/íuyfaif to/ledixó .- que era lo que mandava, 

fort W de ( l ue Gn ^ u ^ exvicl0 hizielfe. La hermofa 
rcvcrcncc Dama le mandó fentar encima de uní 
g feoir dcf- eftradog muy rico que eílava puefto fo-> 
vlT llt bre una alcatifa de feda h de eítrañá; 
h tapis de manera labrada, rica y coito fa,y ella nq< 
Tmquie muylexo» i del .- Comentaron de ha- 
V&°&aióf blar en las fieílas paífadas, y muerte del 
rcnouvci- Zegri , y bandos renovados k por tan 
/attcmive- P ec l ue " a ocafion. Sarrazino que muy 
ment re- de veras mirava / á Galiana y fu 
'■gardoit gran- 



Civiles de Grabada. I3<; 

¡grande hermofura a y íatisfaziendole á ¿beamé 
ciertas preguntas b que le hizo acerca l deimn " 
de lo dicho r, pafsó mas adelante d, di- r a Ppro . 
ziendo $ Hermoía Señora , de mayor chant de 
braveza y mas afpera batalla , es la que crto?tdit 
vueftra hermoía vifta caufa áqualquie- doúttq' 
ra que alcanza e vueftra eítremacla bel- e á quicon- 
dad : y Alha quifiefle/ que yo fuefle pa- atteiiidíc 
ra vueítro íervicio algo de provecho g: (& pieuft 
que por Mahoma juro, que toda mi vi- aDieu 
dagaflaíTe h en folo procurar vueítro p ro fit. 
contento. Aveys me embiado á lia- h em- 
¡mar i, y no sé íi ha fido por darme con ¿]SJ¿^ 
¡vueftros hermofos ojos la' muerte : y fi 
laili es , yo doy mi muerte por bien em- 
¡pleada , en morir a manos de tar\ alta 
Princefa. Y diziendo elto, no pudo de- 
xar de moftrar un apaffionado fenti- 
¡miento que fentia dentro de íü alma: y 
idando un profundo fufpiro 5 calló k, Ga- k fe teut 
liana holgó mucho / de ver mueítray /ferefíotiit 
feñal de tan crecidos amorenSarra- Jgrand 
,zino : porque ya ella le amava de todo 
coraron , por fer gentil y gallardo y de 
muy principal linage. Y anfi con un 
Temblante alegre #,le reípondió. No es nv \fa e 
cofa de maravilla que los hombres á la joyeux 
primera vifta de una Dama íe rindan o o fe rendé* 
y luego/? defeubran fu pena:lo que mas incpqt ¡. 
l 4 era n ent 



«prendre 
b paroles 
¿noyc 



noble 
ejüfques 



/ demairj 

¿lettre$ 



h méttrcí 

deííous 

¿allez in- 

continent 

¿Dieuaille 

avecvous 

/prit 



136 Hiftork de las Guerras 

era de maravillar , que luego perdían la 
fe á los primeros días prometida.-de mo- | 
do que de los hombres no avia que tOr | 
mar a ni tener crédito de fus hablas b ni ! 
promefas. Sarrazino reípondió: El alto 
cielo Mahoma me niegue c, fi de todo 
punto no es vueítro mi coraron, mien- 
tras el alma mandare dentro las carnes, 
y no fe empleara mi vida, fino íblo en 
tu ferviciojq eílo ferá grande gloria pa- 
ra mi. Y juro como Cavallero y tajo de 
algo d: que no faltaré un folo punto en 
lo que aqui digo,haíta e la muerte. Muy 
bien entiendo yo que foys tan buen Ca- 
vallerOjdixo Galiana,que,complireys lo- 
que aveys dicho; y alfi yo foy contenta ; 
de recebiros por mi Cavallero : mas ya 
fabeys , que mañana /me tengo de yr a< 
Almeria , porque tengo cartas g de mil 
padre que no eíté mas en Granada: porr 
agora no podemos tratar mas en eíté: 
cafo aporque no tenga el Rey deGranadaa 
noticia de efto : mas efta noche os pon- 
dreys de baxo h de los balcones deftaJ 
fala, á hora que no os pueda ver ningu-i 
no ? y podremos yo y vos .hablar algunas j 
cofas mas de eípacio q agora.-y por tanto 
yd os luego *¿ y Alha vaya con vos k. El | 
fuerte Sarpzino le tomó / las manos > y i 

por 



Civiks de Granada. 1 37 

:por fuerga fe las besó: y deípidiendofe a 
iella, fe íalió del apofento b el mas con- *£!i c en- 
centó Moro del mundo. DeíTeandoqla ¿ fonit de 
noche vinieffe, haziendofele la hora un la chambre 
año maldezia al fol que tanto íe tarda- 
ba en fu curfo: parecíale al Moro q mas 
e detenia en hazer fu j ornada aquel dia 
que otro ninguno, Y allí anduvo c todo 
ú reíto del dia, fin hallar d lugar como- '*£* 
lo á fu contento donde repofaffe. Ve- tr ouver 
íida la noche harto deíTeada e del bra- 
^o Moro: fe aderezó/ muy bien , rece- \^¿ fou " 
andog no le fucedieíTe algún peligro , /fe prepara 
; ífpecialmente eftando Granada tan ecraigna-nt 
1 ebuelta h entre los Cavalleros , como ^¿ trou ' 
t íe ha tratado. Y fiendo hora de la una , 
fcn tiempo que la gente fcítá con fofie- 
;o i 5 fe fué a la parte donde la bella Ga- 
liana le dixera:y fiendo cerca de los bat- * rcpof 
Itones , oyó tañer un Laúd k muy fuave- 
flnente: y juntamente oyó cantar una f^niuth 
¿í |)oz muy delicada. Y eftando Sarrazino 
i itento y recelofo / por ver en que para- \ 

T a m aquella mufica, entendió muy bien hettiif 
¡ilia canción que muy delicada y nueva wáquoy 
4'ra,yenmuy delicada y cortefana len* teníl0IC 
ísj ^ua Arábiga , comentando con un pro- 
fundo y doforoíb fuípiro 5 q parecía falir 
,i le lo intimo délas entrañas , affi dezia: 

CAN- 



a 1a pom- 

me 



b vifage 
íbeauté 

¿joiür 



e de Ion- 
gues.án» 
néés 
/monte 

g icy en 
toutc cette 
terre 
él'afficttc 



i mi tic col 

k au lacs 



/fimauvai- 
fe afíigna- 
tion 



interne 



138 Hifloria de las Guerras 
CANCIÓN, 

Divina, Galiana , 
Es tal tu hermosura 
<£ue y guala con aquella que el Troytm 
Le diera la mangana a: 
por quien la guerra dura 
Le vino, al fuerte murp de T>ardanü n 
O rofiro b foberanp , 
Pues tienes tal lindeza e , 
El que podra gozarte d 
Dirá que nunca Marte 
Gozo quando fue prefo tal belleza : 
Ni el que fe llevo de Argos 5 
La caufa de la guerra de años largos c 
Y pues fube f de punto 
Tan alto tu belleza , 
<gueno ay fuy^ualaca en todo efle fuelo 
No muejíres el afiento h 
Tan lleno de a ¡pereza 3 
Como Anaxarte hizo al fin confueh \\ 
Amante y que de buelo 
El cuello pufo i al lazo k : 
Por falir de tormento ? 
O duro fufrimiento 
Pues quifo que llega ¡fe tan mal plazos 
Mueftrate piadofa 

Pues eres en beldad divina Diofa. 
Con una rabia intrefeca m, el braw 
Sarrazino eítava oyendo la enamori 



Civiles de Granada. 139 

da canción, y no pudiencjo mas fufrir,á 
paíTo tirado a fué á aquella parte, con ¿grandpas 
intento de conocer quien era el que 
cantava. El qual como íintió que venia 
gente , dexó el tañer b y el cantar, aper- y ceí j- a ¿ e 
cebiendo fu perfqna,para íi algo íe le o- joüer 
frecieíTe. Y aveys de íaber que el q dava 
la mulica,era el fuerte Moro Abenamar, 
que ya aveys oydo arriba r,andava muy c C y.defík% 
amartelado ¿/por amores de Galiana 5 y eíloit 
iquella noche le quisó dar aquella mufi- "P affionn 
:a, como hombre quefabiamuy bien 
íazerlo. ELfuerte Sarrazino liegos, y C m\va 
dixó.-Que gente? Fué le reípondido,que /quicon- 
m hofribre. Pues qualquiera que vos f"y C ^ us 
j,;eays/lohazeysgmalendarátal hora ¿faites 
mufica á las ventanas h del Real palacio h fc Qeftre$ 
'porque dormian en aquella parte la 
leyna y fus Damas,y podria el Rey con- . 
:ebir alguna fofpecha de aqueffe negó- f OU ci™pa¡T 
:io.) No fe os dé á vos nada de elfo /,re- de cela 
pondió Abenamar, ni ay para que vos ^ deman - 
luerays pedir k Jo que podiarefultar de /& nevous 
m cantar y tañer, fino paíTa vueltro ca- fouciei 
nino,y no cureys /de mas palabras. Vi- j^ nt e /°~ 
lano,refpondió Sarrazino,pues no que- fortir d'icy 
eys de grado yr os de aquí m> yo os ha- n Ie vous 
é por fuerza yrá mal de vueítro gra- forcé ^líer 
Jo n que os vays. Y diziendo efto, em- maigre 

brago vous 






arondachc 

qu'ilpor- 

toit 

¿cimeterre 

í&difpos 

le trouva 

í/metartf 

lamain 



ecemps 
/le bruit 

jeunes 
h cher- 
choient 
i vindrent 

k nefut 
befoin 

/qu'il ve- 
noitdes 
gen? 

% fe fepa- 
rerent 
#prenant 
o deineu- 
rant blefsé 
en une 
cuiíle 
f encoré 
quepas 
beaucoup 
q dcnul 



1 40 Hijloria de las Guerras 

bragó una fuerte rodela que traya a, y 
poniendo mano aun damafquino alfan- 
ge k,fe dexó yr para Abenamar, que no 
menos valiente y defembuelto le ha- 
lló c, El qual embragando otra rodela, 
y echando mano d á fu alfange que 
traya muy bueno , aviendo puefto el» 
laúd en el fueló , fe comentaron á dar 
muy grandes golpes e fin conocerte el 
uno al otro. Era tan grande el ruydo/ 
que hazian con fus golpes, que algunos 
Cavalleros Moros mancebos g que, 
bufeavan b fus pretenfiones > acudie- 
ron i al ruydo ; y queriendo poner- 
le en medio , no uvó necellidad k¡ 
porque como Abenamar y Sarrazino 
fintieron que acudía gente /, ellos de 
fu voluntad por no fer conocidos fe 
apartaron m , echando cada uno por 
fu parte : tomando n Abenamar fu 
laúd , quedando herido en un muflo o, 
aunque no mucho f. Eíto fuédemau 
ñera , que no pudieron fer de nadie (\ 
conocidos. La hermofa Galiana muy 
bien vio todo lo que paíTava , y las pa- 
labras que palfaron : porque ya ella; 
eftava pueíta en el balcón , quande 
commengó Abenamar á tañer y can- 
tar. Y como vio la rebuelta , llena de 

temo) 



Civiles de Granada. 141 

temor fe retiró á fu apofento a> con de- <* en ía 
mafiada b pena por lo fucedido, imagi- ¿ h e a ^myc 
nando que alguno dellos quedaría mal 
herido.Eíte negocio no pudo fer tan fe- 
creto que no lo íupielTe el Rey por la 
I mañana 5 ymuyíentidordello mandó f lamati- 
í hazer pefquifa á fu Alguazil. mayor d: née & K>K 
i mas no pudo jamas facar raílro e dello, ^faTe in- 
. ni quien fuelTerí los de la paífion/. Pat former par 
I fado efto fe dio orden como la hermofa £ on Gratlcí 
'Galiana fuelfeg á Almena. Y para ello ¿tirer trace 
? mandó que fe adere^affen h cincuenta /querelle 
Cavalleros que He vaífe i -en fu compá- f 5 ^S. 
:íñia$y citando todo apunto para la par- íiaffent 
!:tida entró en el real palacio Mahomad «quime* 
¿IMoítafa Alcayde ¿ de Almeria , y padre ¡TGouver- 
íde la hermofa Galiana. Traya / en fu neur 

ifcomparíia una hija m menor que Galia- lmcnQl t 

1 , V n l m une filie 

gna , ytanhermoía como ella ^ y aun » encoré 

. : imas/z; la qual fe llamava o Zeuma* El P Jl J s 
Rey fe levantó y abracó al Alcayde, di- \q^ Qí ' 
ziendo : Que buena venida es efta , mi 
buen amigo Moltafa,que con tu venida 
¡me has dado grande contento. Ya á tu 
hija Galiana eítava de partida para yrte 

paver, y todo eítava aderezado p,y con * a preíié 
tal compañia como era razón que con 
¡ella f uelfe. Moftafa le refpondió : Bien 
tengo yo entendido que tu Alteza me 

hará 



i 



¿gfands 
bicns 
touiiours 
b laiilcz- 

cela 



'autres 



¿lidverd 
e Gouver 
neur 



/feoir pres 
de foy 
gluy de- 
manda 
¿beaucoup 
relioüi 



i amener, 



í 4x HiftorU de tas Guerras 

hará grandes mercedes fiempre a> aun- 
que yo no te las aya férvido. Dexaos í 
deflb Moftafa, dixó el Rey , que yo os 
tengo buena voluntad.Y diziendo eíto, 
fué á abracar á la hermofa Zelima,y ella 
le besó las manos. Todas las Damas de 
la Reyna, y la Reyna fe levantaron á re- 
cebir á Zeuma. La qual besó las manoí 
á la Reyna , y abracó á fu bef mana Ga- 
liana^ á las demás c Damas que con la 
Reyna eftavan : las quales fe maravilla- 
ron de la grade hermofura de Zelimarj 
ella aíli mifmo maravillada de la hermo- 
fura de todas 5 fe aíTentaron en el eítra 
do d de la Reyna. El Aicayde e Moílafa^ 
fiendo recebido de todos aquellos prín- 
cipalesCavalleros,el Rey le mandó íen 
tar par de fi/ 5 y le preguntó £ diziendo: 
Mucho he holgado b> valerofo Alcaycte 
Moítafa con tu venida y de tu hija ¿ j 
querría faber la Cauía dellas,fi á tu te pa-: 
rece dezirmela. Muypoderofo Señof : 
dixóMuftafa,la principal caufa de mi ve< 
nida no es otra cofa , deípues de .befan 
tus reales manos j fino traer / á mi hijs 
Zelima para q firva á la Alteza de mi Si 
ñora la Reyna,y eíte en compañía de 
hermana Galianarporque enAlmeria ri 
fe halla fola ; efpecialmente que fíen- 
teme 



Chiles de Granada. 143 . 

temer ofa de los rebatos a que muchas comité 
vezes?nos dan los Chnítianos , por eíto desfurfauu 
me pareció que eftaria mejor en Grana- 
da por agora, que en Almería. Tu has 
hecho muy bien en traerla b y dixóel ¿ ramenef 
Reyrporque aquieítará en compañia de 
fu hermana,y gozará c de muchas fieítas c J nüirí * 
que fe házen en Granada : aunque unas 
»que fe han hecho , han cauíado harto d ¿ a fl ex 
efcandalo. Eíl ando en eíto , entró un 
Moro viejo á gran prieíTa^diziendoco- el grand 
itno un Cavallero Chriftiano paíTeava 5p^ Ia 
oor la Vega/muy bien aderegado,y fo- campee 
bre un poderofo cavallo,el qual no para £ < ^ ffier 
pie reptar g,de forma que ponia temor á 
quien lo oya. Valas me tu h Mahoma, y ¿soisen 
tauien podrá fer elCavallero,dixó el Rey: mon aide 
IDimeMoro , tunoloconoctsporíe- 
|ías$es por ventura el Maeftre,Seiior yo 
lio lo conozco, dixó el Moro.-sé dezir q 
z% Cavallero de muy buen talle, y mue- 
"tra en fu perfona fer de grande valen- 
cia. Luego i el Rey y los demás k Cava- ^ onu " 
leros, y la Reyna y fus Damas féfubie- ¿autres 
ron/ á la Torre de la Campana , que lmo ^ Cm 
tss la mas alta del Alhambra , por ver 
juien era el Cavallero Chriftiano. A 
*fta fazon el Rey Chico eftava en el Al- 
ambra > porque tenia amiltad con fu 

padre 



a encoré 
qü*il nc 
íógcaít 
b a pnrt 
c fenelíre 



¿lesautres 
e fe pour- 
mener 
/noir 
¿les nan« 
niílcmcnt 
h ponoit 



i falúa, oü 
baiíla la 
terte 

k fe nrrent 
á la rene- 
ftre 

/mconti- 
nent mit 
une bande- 
íolle 

m}c ferois 
joyeux 
n demande 
§ ífachc 



^ attend 



144 Hijloria de las Guerras 

padre , aunque no pofava a en la cafí 
Real,fino de por íi b en la Torre de Co- 
mates. La Rey na y fus Damas tenían fi 
mirador c á parte para ver lo que paíTa 
va en la vega. Mirando el Rey y los de 
mas d al Cavallero Chriítiano 5 le vierot 
paffearfe e fobre un hermofo cavallo 
tordillo/$los relinchos^ del qual , mu; 
claramente fe oyan en el Alhambra.-Ne 
podían conocer quien fuefle.-porque He 
vava h una Cruz roja en el eícudo,y ei 
el pecho,mas bien fe dava a conocer n< | 
fer el Maeítre de Calatrava.Y eítando ei 
efto^ieron como el Cavallero hizo me 
fura i á laReyna y á las Damas^íli com< 
fe pufieron al mirador ¿.-también la Rey 
na le hizo mefura, y las Damas le hizie 
ron revcreneia.El Cavallero luego pus* 
un pendoncillo / rojo en la punta de íi 
langa 3 q erk feñal de pedir batalla.ElRei 
dixó, PorMahoma juro, que holgara, m de fe 
ber quien es efte Cavallero Chrifttano, ' qú> 
a/fi piden batalla. El valer ojo Gazul que eftí 
va junto del Rey, le dixb: Señor ,fepa o vuii 
jira Alteza y que el Cavallero Chrifliano qtt 
aguarda p efearamuca ¡> es Don Manut 
Ponce de León , que yo lo conozco muy bien j 
y es de bravo coraron y valentía ,y no tiew 
el Rey Chriftiano otro tal como ejtejn todo 

ft 



Civiles de Granada. 145 

ñor todo. Mucho holgar a jrefpondíb el Rey, de 
verle pelear z, que ya tengo de fu fama muy a <j e ¡ e voíf 
larga noticia* Mofiafa Alcayde de Almeria cómbame 
dixo: Si til Mageflad me da licencia ,yoyré 
% verme con el Chrifliano: porque me acuer- 
do b, que a un tio c mió hermano d de mi b fouviens 
udre, e/te le mato, querrU probar fi fortuna cm ó oncie 
toe haria tanto bien, que por mi mano alean- rere * 
:affe e la venganza de la muerte de mi tio. e tj t ¡ ne ¿j e 
Vb cures defio , dixo el Rey , que en mi Corte 
P¡ quien pueda muy bien hazer efia efe ara- 
nuca. Todos los Cavalleros que allí 
'itavan pidieron de merced /al Rey, /^mart- 
ille les dielTe licencia para yr á verfe cfcrent dé 
Ion el Ghriftiano que eítava en la Ve- 8 race 
j|;a. Un paje del Rey dixo : Señores Ca- 
balleros 5 no os aprefureys g tanto en de- haflez. 
mandar licencia al Rey para la batalla, que 
hí un Cavallero ha falido h del Real h{on 1 
mlació y para yrfe a ver con el Chri- 
mano. T quien le dio licencia a effe Ca- 
millero , parayr a verfe con el enemigo? 
\\l paje refpondiO) Señor > mí Señora la 
1 \eyna fe la dio , porque fe la pidió muy 

hincadamenté i. T quien es el Cavalle- . 
h , dixo el Rey ? El Malique Alabez, 3 ref- beaucoiíj* 

¡indio el paje. Puesfejfo es, dixo el Rey, d'inítanee 
Muy bien avra que ver en la batalla : porque 

¡Ube& es muy buen Cavallero y de gran- 
K de 



a furcnt 

manís 



á&n'euft 
voulu 
c s'ofta de 
lagaüerie 
d'& s'en 
alia a fa 
chambre 
f avcc 
beaucoup 
/& buey 
£ atten- 
doicnt 



¿attendoit 

i&feno 

fíres 

k fortoit á 

la capagne 

/apreíla£ 

íent lou- 

dainement 

m fuííent 

»mtfait 

ob'appre- 
ííerent 

pattendant 
q fortifíc 



146 fíifioria de las Guerras 

de valor por ju ferjonajfiendo tan vahen 
tes los dos competidores y brava fera la efea 
ramuda. A algunos Cavalleros les pesó a 
porque yva el Malique á la batalla, ma 
á quien mas le penó , fué a la hermoí 
Cohayda que lo amava en eftremo , ce 
*mo ya os avernos contado. Y no quific 
ra b ella que fu Amante fe puñera en ft 
mejante peligr o:y allí pidiendo lieenci 
á la Reyna/e quitó del mirador c ,por n 
ver la batalla , y fe fué á fu apofento c 
con harta e pena y cuydado/del fucell 
que podria aver. El Rey y los demás C; 
valleros, aguardavang^ue-clMaliqi 
Aiabez faheífe al campo : yaffinim; 
ni menos toda laCiudad de Granada í 
bia como un Cavallero Chriítiano eíp< 1 
rava h batalla. Y muy preíto fe pufierc jj 
en miradores y ventanas / 5 para poder 1 
ver 5 fabiendo que el valerofo Aiabez í 
lia á la Vega k a verfe con el Chriftian 
El Rey mandó, que fe adere^aífenc j 
preíto / cien Cavalleros para q eftuvkii 
fen m en guarda de Alabez,y no fe le \ 
zieífe alguna traycion.Aífi fué hecho 
que todos ciento íe aderezaron o y 
pufieron en la puerta de Elvira , aguí 
dando p á que el valerofo Aiabez fali< 
fe q á hazer batalla con el Chriftian 

P í| 



Civiles de Granada* 147 

>áfa yr en fu guarda , afli como el Rey 
o avia mandado 9 y por fer de todos 
luerido^ • aúm4 




CAPITULO OCTAVO. 

Retrata de la cruda batalla que el Mali* 
I que Alabez tuvoh con Don Manuel Pon~ ¿>eat 
ce de Leon¿n la Vega e de Granada* c en la belí« 

campagné 

Penas Don Manuel Pon* 
ce de León avia puefto el 
pendón d rojo en fu langa, ¿bande- 
que era feñal de batalla, co- ro c 
mo eftá dicho : quando el 
tlerofo Malique Alabez fe quitó del 
lirador ¿, donde eítava con el Rey y * a s ° a ^ € 
m los demas/Cavalleros. Sin que na- /autres 
bglo entendielfe/ué al mirador don- «gaucun 
! eítava la Reyna y fus Damas. Y hin- 
ndo la rodilla enelfuelo h, le fuplicó, & flechif- 
ie le dieíTe licencia para yrfe á ver g a e noüil en 

fn aquel Chriltiano que eítava en la terre 
, ga: porque en fervicio de las Damas> 
1 ©quería hazer la efcaramu§á.La Reyna 
acremente fe la dio , diziendo : Plega 
a gran Alha i, yánueítro Mahoma, *Piaifcati 
qe de tal manera os fuceda amigo granjea 
K z Ala* 






« refioúif- 

íiez 

h demeu 

ttei 

cqíí Dieu 



con* 



dpnt 
e autres 



fCortít 
g arnvant 
alón logis 
h lellaílent 
le poulin 
gris 

i fon, cou- 
lín 

k cotte de 
mailie 
/lcsfervi 
teurs luy 
donnercnt 
toutce.qui 
luy faiíoít 
beíbin 
m un jup- 
pou de ve 
lours gris 
brun 
«jaulne 
pailie 
o bande- 
reóles 
j> aigrettcs 
de mimme 
$ ferra 



148 Hijtoria de las Guerras 

Alabez> que alegreys a nueítra Corte 
vos quedeys b con grande honrra,y gl 
ria de la batalla que agora vays á haze 
Yo confio en Alha c del cielo , que a 
fera dixó Alabez: y befando las manos 
la Reyna, íe deípidió d della y de las d 
mas e Damas. Y* al partirfe,pufo los oj 
en fu Dama Cohayda,qüe muy turba< . 
eítava por ello : y aífi fe falió/ del Re 
Palacio. Y en llegando á fu pofada 
mandó que le enfillaífen el potro r • 
cío h, que fu primo i el Alcayde de 1 1 
Velez le ayia embiado , y que le dielí I 
una adarga fina , hecha en Fez, y u 
rica cota jacerina ¿,que el tenia labra 
en Damafco. Los criados le dieron 
do /recaudo afsi como lo pedia m. I 
fofe encima de las armas una aljuba 
terciopelo morado #, toda guarnec 
de muchos texidos de oro , quev 
muchos dineros > y encima de un fi 
te caxco , fe pufo un bonete afsi me 
do como el aljuba , en el qual pufoJ 
penacho de plumas pagizas ¿,y blanol 
martinetes/, y con el unas ricas gan| 
tas pardas,y verdes, y azules q. Api 
el bonete y caxco en la cabe$a,con 1 
riquifsima toca azul de muy fina f(| 



con oro entretejida 



dandomucí 
buí! 



Civiles de Granada. 1 49 

lueltas/tálacabega, hiziendo della un at0VLts 
nuy hermoío turbante.-en el qual alien- 
3 b una muy rica medalla de fino oro, ¿mit 
rayda del-Arabia.La medalla era labrada 
¡ or maravilla toda de montería c, con , c haíle 
'nos ramos de un verde laurelrlas hojas 
e los quales eran de muy finifsima eC- 
keralda,y en medio la medalla efculpi- 
la la figura de fu Dama muy al natural: 
: l medalla era de mucho valor y eítima, 
j ¡* eítando el valerofoMoro aderezado d iequíppé 
|(íu contento: tomó déla lancera e una ^P"tdu 
k;.n$a con dos hierros hechos en Damaf 
ib, de un fino y azerado temple. Y fu- 
tiendo fobre fu poderofo y rucio f ca- ^g r ¡ g 
fallo , á grande prielTa íalió de fu pofa- 
la. g y fe fué a la calle hdc Elvira, por la gíbrtít de 
tual pafsó con tal ayre i y bizarría, que ¿ a r ™ ir ° a 
f í todos los que lo miravan dava muy i conte- 
jpande contento con fu buena difpoíi- naiíce 
'".fon. Y llegando k á la puerta de Elvira, k arr j Vant 
■dio / los cien Cavalleros que el Rey / trouva 
tíiandara que fueran con Alabez: y afsi 
i| ftdos falieron de la Ciudad,arremetien- 
!»3 m los Moros fus yeguas n por el cam- m ¿ ammt 
7p , y efearamugando unos con otros, carriere 
fueron á paífar todos juntos por delante £¿¡J¿iféi 
ifé los miradores o del Rey; y en llegan- par dtvít 
Ib el buen Alabez hizo, quefucavallo lesgaüc- 
K 3 fe " 



nes 






I $o fíifloria de las Guerra? 

s'agc- fe arrodillafle a } y el puso ¿la cabera en- j 
noújiiaft cima del argón delantero, hiziendo uní ! 
b feifant £ r ^ nc * e m ^^ ura *" y acatamiento al Rey 3 
une grande á las Damas.Y hecho elto fe fué donde c 
reverence el valerofo Don Manuel aguardava e. ) . 
h4n\\ia 3¿** como llegaron cerca/, los cien Ca 
d'uü valleros fe quedaron atrás g, y Alabe; ¡ 
í attcndoit pafsó adelante h : y fiendo junto de doi 
g demeure- Manuel le dixo, Cierto , Cavallero Chri 
rent derrie» fiiano,quefi tu eflas tan dotado de valenti 
h palTa qu- r¿?w¿? tu parecer i /<? mueflra, que en balde 1 
i mine ha fidomi venida , porque refpefte de t¡ 
h en vain ¿#¿># /¿//p^ graciado no puedo valer nada \ 
jwftray pero ya que hefalido 3 holgare m deprovan 
bicnayfe me contigo n en efcaramu$a. 7 fiMahomr 
p avec toy quiere q^ que yo fea tan corto de fuerte r qu 
muera a ttp$ manos ? lo daré por muy buen 
morir a manos de un tan buen Cavalki 
como tu $ porque td me pareces. Tfiyolk 
va/fe lo mejor } p me feria reputada m 
oue ^ eterna gloria. T querría fino te efiuviejj 
í'avanrage mal q 7 ni uvieffes dello pef adumbre r , i 
2 & je vou- nombre me dixeffes : porque deffearia fabt 
np°vous €0n quien tengo de efear amular, que holgl 
efloit mal re ffaberlo. Muy atento eftava el val< 
feant f Q fo p on M anU el y a las palabras é 
/jeieray Moro , y muy pagado de fu corteña 
bien aife buen talle , yjuzgavalo por hpmbre v;P 
líente y rico, porque el traje tan biza c 



Civiles de Granada. - 1 ^ \ 

ro que ufa va & y aquel dia llevava , lo 
dava á entender. Y por íatisfazerle , le Í^S^Í 
dixo, Moro, qualqutera que tu Jeas o, has íerqu'ü 
me parecido tamhien.que por fuer (¡amovido Portoir 
ufe /»¿ buenas palabras y te avri de dczir t ^ \¡ 
quien foy. Sabrás que a mi me llaman Don 
Manuel Ponce de León: Tporprovarji ay en 
Granada , algún Cavallero que quiera comU 
ro efcaramucar , he venido aqui.«Yafe de 
hidalgo c , que me has parecido también > ■ ^ - ¿ 
Ijue entiendo que ay en ti tanta bondad y como gentil- 
tu buen talle promete. T pues ya /abes mi hommc 
nombre ,fera muy bueno ¡yjujlo queyofepá 
d tuyo , y luego podremos hazer nueftra ba- 
falla , del modo y manera que a ti te diere 
íguflo d. Mal lo baria, dixo Alabez 9 (i mi d\\ vous 
^nombre a tan buen Cavallero yo nevaffe: lia-* P ] ú fe , 
fnome e el Malic¡ue Alabez , fipor ventura pe j¡ e 
m avras oydo dezir: mi linage es tal>que no 
te depreciaras de hazer comigo batalla. Y 
$p.ues por los nombres tenemos ya noticia de 
iquien,y quienfomossfera razón que nos co- 
nozcamos agora por las obras, pues para ejfo 
^vernos venido. Ydiziendo eftqbolvio//tourna . 
fu cavallo en el ayre. Lq mifmo. hizo el 
;;buen Don Manuel! Y tomando g del cá-. £ P rcnant 
; po aquello, q les pareció fer peceflario,y 
rebolviendo h el uno fobre el otro afsi f^m 
como, dos furiofos rayos t. Yfiendolos í foudres 
K 4 /cava- 



<3 COUpS 



b les tire- 



l <$ z HifiorU de las Guerras 

cavallos muy buenos , con la velozidad 
dp fu correr,muy preíto fueron juntos; 
los dos bravos Cavalleros fe dieron 
grandes golpes a de langas ; y tales, que 
no uvo ninguna defenfa en los efcudos 
para que no fueíTen falfados : mas con 
Angular ligereza tornando á boltear fus 
cavallos , teniendo las langas firmes en 
los puños y las íacaron b de los efcudos, 
rejir donde con harta grande violencia a- 
vian fido metidas. Y dando muy gallar- 
das bueltas por el campo comentaron 
a efcaramugar el uno contra el otro.'. 
fbieífcr Y para execucion de fe herir' c feacer-; 
d s'apprq - cavan d'0 fe herian cada uno * por don-. 
e chacun ^ e P°d ia > moltrando fu esfuerzo y ma- 
/ & indu- ña / en aquel meneíter g. Aíli efcara- 
ñnc mugavanlosdos valeroíos guerreros el 

Ifaire. uno contra el otro tan gallardamente, 
que era cofa de, maravilla. Mucho íe ! 
Kerefioü. hoIgavan¿ los quemiravan laefcara- 
iíToicnt muga,de ver quan dieftramente fe man*- • 
caucpip ten j an e j uno contra el otro. Dos horas S 
grandes eran paíTadas , que los dos va-?, 
i cíloient lientes Cavalleros andavan i en fu ba- 
talla ? fin que íe pucñeíTen herir el uno 1 
al otro , porque aunque k fe alcanza- 
¿encorc van ¡ ^ ¿ ar a ig unos golpes de langa, 

/s'attcig- eftavan cierto tan bkn armados , que; 
noicnt no 1 



Chiles de Granada. 1 55 3 

no fe podian h^rir a. A efta hora el ca- ^pouvoiét 
vallo de Don Manuel andava¿ un poco blefíer 
mas canfado c que el del Moro , y Don * pf¿ ?t laí jg 
Manuel bien lo fentia, y le pefava mu- 
cho ¿/dello 5 porque no podia dalle al- dk fefaf- 
eance e al Moro á fu guíto.El Moro co-« cho ^ fort 
nociendo que el eavallp del Chriftiano atteínte 
andava con menos furia que antes, ale* 
grófe mucho fi porque por alli peníava /fe rejoüit 
alcanzar g viétoria de fu enemigo. Y affi íobteni? 
fedavamuy grande prielfaá rodearla agrande 
pon Manuel , para que fu cavallo fe a- hafte á 
eabaífe de canfar i. Y acercándote k una ¿XfeTaf- 
vez mas que folia , muy confiado en fu fcr 
buen cavallo, hirió /á Don Manuel de \^P°' 
íuna mala langada en defcubierto del / bieira 
•efeudo 5 y fué tal que rota la loriga m, w rompue 
le hirió en elladoyzquierdo n de un ^colté 
Itóal golpe , del qual comentó a correr gauche 
mucha fangre. Mas no fe fué el Moro 
¡fin fu pago , por que al tiempo de re- 
bol ver el Moro fu cavallo o y penfan- #pendant 
do hazer aquel golpe franco , no lo q^iitour- 
pudo executar con tanta preflezaque í l ^||¿ 
el buen Don Manuel, no fe lo hallaf trouvaíl 
fe muy cerca V \ y como y va rebol- fort p roch ? 
viendo du* en deicubierto por un la- pouvant 
do un golpe tan braveo que no preñan- refifter la 
0o la fina jazerina q cofa alguna fué, ^11/° 

Vota 



I «5 4 fíifioría de las Guerras 

rota a } y la cuchilla del agudo hierro, b 9 
íkcoa^ entr ° h a ^ a llegar rala carne, dondo 
pant du fcr abrió una peligrofa herida. No uvo Ser- 
afi!é , % pienteniAfpide tan pongoñofo ¿avien-* 
touchcT a ^°l e pifedo ¿> alguno como lo fué aquel 
d veni- valerofo Moro , que ' fintiendofe he- 
mc " x , rido y tan mal , con una iníána furia/ 
par deflus ca fi frenético de colera , rebolvióg fu 
/une fbr- ca val 1 o y fué íobre Don Manuel,y á to- 
j C retourna da furia lo enviftió^, dándole una gran 
h le cbar- lanzada que le pafsó el efcudo , y Don 
K ca Manuel fué íegunda vez herido. El 

ríe mau- ^^ co mo fintieífe la mala burla / lle- 
váis jcu no k de enojo , porque un Moro lo avi^ 
kpiem herido dos vezes , arremetió fu cavalla 
/piquaíbn con tanta prefteza /, que el Moro no 
chcvaiavcc tuvo lugar m de fe poder apartar n , y 

promp! % affi fué herido de otra ma í a herida ; de 
tude la qual y déla primera , le falia mm 
wn'eut c h a fangre. No por elfo en el Moro fe 
«Vdíoig- hallava punto demcnofcabo $, antes \ 
ner mas coleribo y encendido haziafu b&- - 

voít tr point ta ^ a > entrando Y friendo todas las ve^ - 
de defail- zes que hallava oportunidad parahe- 
iancc r í r p a i Chriftiano. Ya andavan q los 
í \u a\> dos Gavalleros heridos en tres 6 quatro 
loientdeíia partes , y no fe conocía ventaja alguna, 
ffhé ypor efto muy ^enojado r Don Ma- 
.nuel de tanta dilación 3 que avia qua- 
tro 



Civiles de Granada. itf 

tro horas grandes que eftavan en la pía- 
§a , y no fe haziá nada a ; penfando que a ríen 
eníucavallo eftuviefle ¿la falta , fea- * fu ft 
peo c del con grande ligereza. Y cubier- c mit pie ¿ 
to de fu efcudo , aviendo dexado d la á terre 
lan^a, puso e mano á fu efpada,que era dlZ1 ^ 
de grande eftima, y fe fué/para el Mo- / s ' en alia 
ro. El qual como le vielTe a pié , muy 
maravillado dello > letuvogporhom- gletint 
bre de bravo coraron. Y porque no fe 
lereputafle a villanía eftando el contra- 
rio á pié eftar el á cavallo : fe apeó, ar- 
rojando h la lan^a , fefuéal^Chriftiano ¿; ettant 
muy confiado en fu fuerga \ que era 
grande , con un alfange / muy rico y $ couteías 
buenojabrado en Marruecos. Y cubier- 
to bien de fu adarga,que era buena,los 
dos Cavalleros fe comentaron á dar 
muy grandes golpes k, cada qual por ¿coups 
donde mas podia. La fortaleza del Mo- 
ro era grande , y la deítrezadel Chri- 
ftiano mayor : la qual tenia acompa- 
ñada de un Angular fufrimiento, con el 
qual hazia muy notoria ventaja en la 
batalla al Moro , porque cada vez / ^ afquc 
que fe juntavan,el Moro falia herido m: m r or toit 
porque la pipada del valerofo Don Ma- Wefié 
nuel , era la mejor del mundo , y no u£! _ 
le alcangava n vez con ella, que no lo *oit 

hirieffe 



«blcíTant 

htrop 
*frapaft 

«/couvert 
e nuíre 

/añif 

g laífítude 



fc manque- 
ment de 
courage 
í'vuide 



k combat 
/moríures 
«zcoups de 

pied, rua- 
res 

#maiftre 



ofínie 
pavee aftez 
de dom- 
mage 



t «j 6 Hiftoria de las Guerras 

hirieíTe ¿. Loqualera muy al contra- 
rio del Moro : porque aunque con de- 
mafiado b esfuerzo entrafTe y íacudief- 
fe c á fu contieno , lo hallava de tal ma- 
nera reparado ¿/,que no le podía dañar e: 
de fuerte que ya el Moro andava fatiga- 
do y prefluroíó/, lleno de fangre y fu- 
dor , del canfánciog que tenia : mas no 
iiioftrava en fu valor punco de desfale- 
cimiento h. A efta hora el bravo ca vallo 
de Alabez , como ñntieíTe tener la filia 
vacia/ y eftar libre , dando grandes fal- 
tos fe fué gl cavallo de Don Manuel , y 
entre los dos comentaron una brava 
pelea i, y tal que ponia efpanto .-porque 
los bocados / eran tantos, y las cozes m 
que- fe da van tantas, que no fe puede ef 
crivir. Al cavallo del Moro llevavalo 
mejor ^y mordia mas cruelmente: pofr 
que fu amo n le tenia enfeñado á aque- 
llo. De forma que las dos batallas de los 
Cavalleros y cavallos eran crueles:quien 
á efta hora mirara bien el combate, que 
los do$- Cavalleros hazian , bien claro 
conociera la grande ventaja que el buen 
Don Manuel tenia al Moro. Y muy 
prefto fuera la queftion fenecidas, 
con harto daño p del valer ofo Malí- 
que Alabez: mas fuele en efta hora fe- 

vora-^ 



Civiles de Granada. i «57 

Vorable la fortuna , y fué que eítando 
combatiendo , como os avernos dicho, 
cavallos y Cavalleros^allegaron ochenta 
Cavalleros que Don Manuel avia dexa- 
do atrás a: los quales venían para ver en alaiíTé 
que eftado eítava la pelea de fu valerofo derricre 
Capitán con el Moro. Los cien Moros 
que eftavan en guarda de Alabez^como 
vieron venir aquel efquadron de cava- 
llos, y que liegavan tan cerca b donde ¿appro* 
los dos Cavalleros hazian pendencia lo í ho r 3 5 nt de 
tuvieron c por mala feñal. Ypenfando ¿-i'eurent 
que venían en favor del Chriftiano, to- ¿enfernbte 
dos juntos d dando un grande alarido e l^yf. 
arremetieron/al efquadron Chriítiano, rent 
á toda furia de los cavallos. Los Chri- 
ftianos , entendiendo que eratfaycion, 
por guardará fu Señor , les falieron al 
encuentro g: y entre las dos partes íe g kur for- 
travó¿ una brava efearamuca L muy l, rentau 
fangrienta : andava la brega de tal fuer- ¿ m ¿¡ a 
te, que muchos de una parte y de otra ¿combat 
cayana muertos. Los dos Cavalleros ' 
que hazian fu. contienda l, en aquel / j°^j 0lgt 
punto mas crudas y fangrienta , viíto af 
la grande rebuelta , movida fin faber 
porque , tuvieron por bien de fe apar- 
tar n y y cada una acudir á íu parte 0, 
para hazer los retinar fi ppffible fue/Te, f f*#°g 

porque feranger 






f<$8 fíiftoYhde las Guarros 

a aliaft porque fu difputa fue/Te al cabo a. Doíl 
jufquci á Manuel fe fué á fu cavallo> por ver fi lo 
Arciidrc P°dria tomar b : lo mifmo hizo Alabez, 
€ touíiüurs al fuyo : mas toda via c andavaii los ca- 
^íuí vallos tan puertos d en fu riña e que no 
f appro- av * a q u i en a ellos ofaíTe llegar/Los Mo- 
chcr ros Cavalleros que andavan rebueltosg 

|S¿ eí11 con los Chriítianos acudieron donde h 
h vmdrent Alabez eítava , por darle fu cavallo ; los 
?ú . Chriítianos aíli ni mas ni menos , acu* 

aarrivcrcnt ¿j eron ¡ p 0r f ocorre r á Don Manuel. A- 

qui fué la prieíTa de los unos y de los o- 
tros: unos por favorecer al Moro 3 otros 
por ayudar alChriftiano: andavan apea-* 
k ailoient. d os k mas de cincuenta Cavalleros, hi* 
pie a terre zlQn ¿ Q g ranc j e batalla los unos con los 
/ fit otros. El bravo Don Manuel hizo / tan- 

w arnva to q Ue j] e g¿ m a j os C avallos,que yu fe a- 

o efpou* vian apartado n eípantados o del tro- 
vantez pel^ de los otros. Y el primero q halló a 
^frouva la mano ^ 5 fué el cavallo de Alabez: en- 
a la main chandole ma.no de las riendas r ¿forjado 
r jc^tant la ¿ e j a neceflidad en que fe via,no guardó 
la bnde Q } decoro/ que era obligado a tomar / 
/courtoifie el fuyo y dexar el ageno u: aunque no 
* Ser C era °kJ eto notable,porque en la guerra 
ceiuy d'au- todo fe fufre.Y faltando como un ave # 
truy íbbre la filiare fué dada fu mifmalan^a. 

x oyfeau y como la tuvójuegp fe metió en me- 
dio 



Civiles de Granuda* I «59 

dio de los enemigos, con tal furia .• que 

un rayo a parecía entre ellos. A eíta fa- a efciatr 

zon ¿,ya el bravo Alabez eftava a cava- b alü " 

illo.-porque le avian dado el de Don Ma- 

f\ nuel,q muy poca falta le hazía el fuyo t 

, íalvo que el fuyo era mas ligero ; mas 

j el cavallo de Don Manuel era de gran- 

;defuer<jayfufrimiento. PefoleráAla- ¿futmarry 
\ hez del trueco d, mas viendo que no ^ a chan * 
i podía fer menos, tomó lo que fortuna 

en aquella fazon pudo dalle. Y a viendo- 
i le también dado fu langa , fe metió por 
i entre los Chriítianos, tan f uriofo , que 

un león dañado e parecía , derribando/ *navré 
3 y matando muchos dellos. ElReyChi- /m e "ant 
jico de Granada que la cofa vio tan re* j^roubíé-j 
Ibuelta ^quitándole de los miradores h 3 % feneítres 
I dando muy grandes vozes , mandó que 
] falieífen milCavalleros al focorro de los 
i fuyosjpara lo qual fué necelfario que fe 
, fonaffe alarmaXa qual fe tocó tan rezia 
r :y con tanta prielfa i que los que ella- * íí fort <St 
I van en la Vega haziendo fu batalla muy ^Se 
1 claro hoyan. Y el valiente Alabez con 
1 diligencia difcurriendo por la batalla, 

bufeo k a Don Manuel, y no parando ¿chercha 
l haíta le hallar/: afsi como lo vio fe fué /s'arreítant 

para el , y hiziendole fefias m que fa- ¡^trouvé 
I lieífe del tropel de la gente > fe falió de wiuyfai. 

l a faniiigne 



1 



í (So Hifíorh de las Guerras 
la batalla y Don Manuel empos a, deí¿ 
ttiXci con harto b contento por ver íi podriá 
€ achevcr acabar c fu debate. Mas quando eítuvci 
; f . apartado d de la gente, que con grande I 
e touiiours f ur ¿ a toda via é guerreava > Alabez fe 
/s'appro- llegó /á Don Manuel,y le dixó, Valerofo 
jneVaíTe GavallerOjtu bondad me obliga á que yo 
queique haga algog por tisadvierte, que en Gra- 
? h ° re , , nada anda grande alboroto b , y fe toca 

¿trouble , 9 „* r iJ r 

i fortiront alarma aprieiía,para que leamos íocorri- 
k fais que dos. Y por lo menos faldrán i mas de mil 
liaban^ cava U° s > haz que k tu gente fe recoja i 
donrent con preíteza : y en buen ordeín defam 
n prens paren m la Vega ; porque fon pocos reí 
hombre ípeíto del focorro q vernan: y lo paíTá 
p combien ran muy maL Y toma n eíle mi coníejo 

% mointe. • ^ aun( l ue fo Y Moro > % hidalgo o, ) 
nant fais foy obligado en ley de Cavallero > aun ¡ 
ce que tu q ue p enemigo^ darte avifo. Agora has I 

Voudras < l r - 

r fi tu veux tu a tu P arecer $ : <l ue h quieres r, otrc | 
} parole dia daremos fin á nueítra lid : que yo tí | 
t t Q ^ lm doy mi palabra /, que para fenecerla! 
queique yo te bufque do quiera que eftuvieres / 1 
üeuquetu Don Manuel reípondió : yo te agraJ 
írcmercie dezco u Cavallero el avifo • y tomaré;! 
xjepreá- tuconfejo , porqué me parece bueno 
dríi h h Y P ara °hhgarte áque mebufques^j 
%, j'amcne- llevaré z tu cavallo , y tu lleva a e 
ray mió 3 que es taa bueno como el : qiwij 

* emM ' quand«l 



Clvitts de Granad A. 1 6 1 

qúandó otra vez nos veamos deftroca- 
remos a: Y diziendo eftó , tbcó á reco- a nous 
ger con un cuerno de plata que lleva- ¿ h r ^ e n r ^ $ 
¡ va b al cuello.los Cávalleros Chriftianos retraite 
oyendo la feñal de recoger,al puntó de- ave <- un 
izaron c la batalla.y fueron recogidos eri g° nt q^¡\ 
un momento. Los Moros hizieron lo portoit 
I mifmo,y cada¿/ efquadtón fe fué e por ¿^aíue^ 
| fu parte , dexando dé cada/ banda har- e s'cn aiu 
\to$g muertos, y llevando muchos heri< /laiílant 
í dos h Alabez y los fuyos llegaron á. Gra- a^ que 
[ñada.ál tiempo q pot la puerta de Elvira ¿emmenat 
i íalia i el fócórto 5 Alabez hizo i q fe tór- ^™ té dc 
liiafTen.El Rey en perfona falió á recebir ,-fortoit 
f á Alabez y otros muy principales Cava- ¿ 6* 
|ílleros,y no pararon harta / la cafa deAla- fterenn uK 
íbezrel qual fiendo defarmado,f ué echa- ques 
Ido m en un rico leclío,y cubado con grá m ?? u £ hé 
Idiligencia de fus heridas #,qüe eran pe- ^dange^ 
fligrofas ^.Bolvamos/ a Don Manuel , q reufes 
jy va con fu gente por la Vega adelantb q % £on S OUI> 
I tan enojado y cblerico,por nó áVer áca- q bien a- 
fcado r aquella batalia,q no háblava/ni van * 
eípondia á cofa que le füéífe pregunta- /p^iou 
lo /.Davá mucha cúlp»a a los fuyós, por t demanda 
ver llegado u a aquella fazón dónde el ¿ arrivé 
ítava peleando x con el Moró , que fi xcomba« 
silos no llegaran , el diera fih glbriofo á tan * 
h batalla, y era aíft la vfcrdádj que fi los 
t fuyos 






tfCUt 

b mcnant 

c fefit 

¿fcllez 
moy le 
poulin gris 
e doniiez 
moy 
/lacotte 
demaille 
g fers 
¿tousdeux 
de trempe 
aigue 

i gris brun 
I) aune 
paille 
/plumes 
d'un oy- 
feau nom- 
iné marti- 
net, aigret- 
tes mini- 
mej. 

•m avante 
n donnez 
moy 
oqu'on 
m'aporte 
/>pour me 
mettre 
? feüüles 
rdites • 
/qu'elle 
iorte 



1 6z Hiftoria de las Guerras 

fuyos no f ueran,los Moros no fe movic 
ran de un lugar. Aíli uvo a fin eíta bata- 
lla,llevando b el buen don Manuel ga- 
nado aquel famoíb cavallo del Alcayde 
de los Velez 5 por el qual y por efta bata- 
lla/e levantó c aquel Romance q dizen. 

ENfdleyfme el fotro rucio d 
Bel Alcayde de los Velez , 
Deys me e eladarga de de Fez 
T la jazerina f fuerte : 
T una lan(¡a con dos hierros g 
Entrambos de agudos temples h , 
T aquel azerado caxco 
Con el morado i bonete : 
gue tiene plumas pagizash 
Entre blancos martinetes 
Gar cotas verdes y fardas 1 ' 

Antes m que me tifian den me Vil 
Traygan me o la toca azul 
£)ue me dio para poner me p 
La muy hermofa Cohayda 
Hija de Llegas Líamete : 
T la muy rica medalla 
¿¡¿ue mil ramos la guarnecen > 
Con las hojas q de efmeraldas 
Por fer los ramos laureles : 
T dezilde r a mi Jeñora , 
gue falga {fi quiere verme , 

Hazet 



Civiles de Granada. 163 

tíazer a muy cruda batalla «áfairc 

Üon don Manuel el valiente : 
¿gue j fi ella me efia mirando ¿ 
Mal no puede fucederme* 

CAPITULO NOVENO. 

En que fe pone unas f ole nes fie fias , y juego 

defortija b , que fe hizo en Granada y y , f , 

como los vandos c de los Zegrisy Aben- bague 

cerrares fe yvan mas encendiendo d. c fe&ions 
1 J ¿alloient 

A fabia el valerofo Moro P^ s **aiia* 

AbenamarjComo era el va- mant 
líente Sarrazino aquel con 
quien avia tenido la re- 
budian en las ventanas/del . » 
Palacio, y baxogde los miradores de la /feneítreg 
Reyna, anda va h muy de malpropofito sdeflou* 
con el , reípeclo de aver aquella noche ali0lt 
cítorvado la mufica y averie herido i > ¿bíefsé 
aunque la herida k no fué mucha. Ypa- k combíen 
rando mientres / en el Real Palacio, vio 3 ue la bleí * 
como la hermoía Galiana le hazia m ¡ p r rcnaDt 
muy grandes favores: de lo qual el vale- garde 
rofo Moro fentia muy eftraña pena y wfair ° IÉ 
dolor. Y vifto q la ingratitud de Galiana 
era tanta que no fe acordava que en los 
paíTados tiempos le avian férvido y ella 
L z hecho 




1 64 Hijlorm de las Guerras 
afoh hecho a muy íeñaladosfavoreSj en Al- 
mena y en Gránadayy que el por ella a- 
via hecho muy feñaladas cofas : deter- 
h delibera minó olvidarla b, y poiier los ojos c en 
dei'oublier j a hermofa Fatima , que ya eítava en 
íes yeux Granada,y la avian traydo d de Alhama> 
^amené fabiendo que Muga no curava de fus a- 
mores 3 fino de los de Daraxa. Y comen- 
gola de fervir en todo, y por todo,y Fa- 
tima lo recibió por fu Cavallero,hazien- 
e luy fai- dote e grandes favores : porque Abena- 
fant mar era muy principal CavallerOjValien- 

4con° nne tc Y g enti l hombre / y muy amigo de 
los Abeñcerrages,aunqüe efia no eítava 
níuy bien con efte linage , por las cofas 
palladas, y otras dichas. Mas eonfide- 
fando el Valor de Abenamar, pufo to- 
g mit tout do lo demás en olvido g¿ En efte tierna 
lerefte en p Daraxa y Abenamin Abencerfage 
/Tpourfe eftaYan y a P aía cafarfe h, porlóquál 
marier el valerofo Muga avia puefto i los ojos 
íayoit mi$ en la hermofa Zelifiía , hermana k de 
ía linda Galiana. Todos los demás > 
Cavalleros principales amavan aque- 
llas Damas que eftavan eñ Palacio ,• $ 
con eíto andava / la Corte tan alegre 
y cotí tantas fieílas , que era cofa de 
eípañto. El bravo Audalla amava i 
la hertíiofa Axa ? y como era Gavi- 
llero 



Civiles de Granada. i 6$ 

liero principal y Abencerrage , fiem- 
pre¿ordenava juegos y fieftas. Demo- ¿touííours 
do que la Ciudad de Granada, toda an- 
dava llena ¿de fieftas y plazer. El vale- ¿eftoít 
rofo Abenamar , por vengarfe de la lin- P leme . 
da c Galiana y por hazerle tiro d alva^ &cllc 
líente Sarazino, ordenó con el Rey, que ¿& pour 
fe hiziefie una fieíta muy folene el dia lu ? fa ! re 
deb. Juan, que venia muy cercan: de ípr¿s 
un juego de cañas y de fortija /, y que / bague 
el quiera íer el mantenedor della.El Rey 
como amigo de fieftas, y por tener ale- 
gre fu corte, dixó que era muy bien que 
fe hizieíTe aquella celebre fieíta 5 eípecial- 
mente porque avia falido g Alabez tan g f or ty 
bié librado de las manos del bravo Don 
Manuel Ponce de León.- que no fué po- 
ca maravilla efeapar affi de fus manos,y 
porque eftava ya bueno h de fus heridas. ¿ ft port0 j t 
Ávida i \\ licencia del Rey , mandó pre- defia bien 
gonar k por toda la ciudad la fieíta de la Í*W$ eu 
fortija y juego dg Cañas, diziendo que pu 
qualquiera Cavallerp que quifieífe /cor- / chaqué 
rer tr§s langas con el mantenedor, q era ^^ouiuft 
Abenamar,fatiefle y truxefle el retrato m m fortül & 
de fu Señora al natural, y que fi las tres aportaft le 
langas el mantenedor ganava , el aven- P ourtrai 
turero avia de perder el retrato de fu 
Pama: y fi ganava, el Cavallero ventu- 
L 3 ' rero 



; 



1 6 6 fíijlorh de las Guerras 

rero, ganaíTe el retrato de la Dama del 
Mantenedor , y con ella una cadena de 
oro que pefaíle mil doblas. Todos los 
* s*efioüi- Cavalleros enamorados,holgaron a mu? 
^éry cho del pregón ¿, pormoftrar el valor 
de ííis perfonas .* lo uno,porque las her-j 
mofuras de fus Damas fueífen viftas. Y 
todos con efperan^ade ganarle al Man- 
tenedor fu Dama y cadena de tan fubi? 
rhwtnrw do precio r. El valerofo Sarrazino^muy 
bien entendió la caufa porque fe avia, 
movido a Abenamar á fer mantenedor 
4 fin bien de aquella fiefta, holgó d dellp : porque 
aife por aquella via entendía el darle á en- 

tender a fu Sen ora Galiana 3 fu valor y 
f & íncon- deítreza, y luego e el y todos los demás 
Cavalleros principales que pretendían 
correr la Sortija ? hizieron a fus Damas 
cada uno lo mejor.y principalmente que 
podia, adornando el retrato de fu Se- 
ñora como mejor parecicíTe , ycpna- 
/vefiemcns <l ue U os vertidos/ y ropas que mas aa> 
g aecpuíla- ftumbravang llevar; porque fueífen co- 
mojcnt nocidos de todos. El dia de fan Juan 
venido ffíefta que todas las naciones 
del mundo celebran) todos los Cavalle- 
ros de Granada fepufierpn galanes, aili 
los q eran del juego como los que no lo 
eran ; falvo que los del juego fe.íeñala? | 

van 



Civiles de Granada. l6y 

van en las libreas , y todos fe falieron á 

ia ribera a del muy frefco Genil : y he- a fortircnt 

£has dos cuadrillas b para el juego; la u- * ¡« riv e 

'i -* • i *> • j a ¿& ayant 

na deZegns 9 la otra fu contraria de A- fait ¿ eux 

bencerrages, hizofe c otra quadrilla de troupes 
Almoradis y Vanegas y contraria defta > c íc ñt 
fe hizo otra de Gómeles y Magas. Y ai 
fon de muchos inítrumentos de añafi- ¿haubois 
Jes d y atabales fe comentaron dos jue- 
gos de cañas riquilíimos.La quadrilla de 
los Abencerrages y va toda de tela de 
oro leonado e , y qon muchas y muy ri- e xinzolín 
cas labores ; llevavan/por diviías unos 9 b fcur 
Soles , todos fus penachos eran encar- ^^ onQ 
nados. Los Zegris falieron g de verde, ~ fortirent 
todas fus libreas con muchos texidos h />tiílurcs 
de oro y eftrellas 5 fembradas /por todas J^?!] 108 
fus divifas medias Lunas. Los Almora- 
dis entraron de encarnado y morado k > í S ris brun 
muy ricamente puertos/. Los Magas y pal 
Gómeles vinieron de morado y pagi' wzjaune 
zo m 5 muy coftofos, Era de ver las qua^ ? 4illc 
tro quadrillas deftos Cavalleros un efpe- 
ctaculo bravo y de grande admiración : 
todos corrian por la vega de dos en dos, 
de quatrp enquatro. Y al íalir n del fol £ au fort ^ 
parecían tan bien que era cofa de mi- aors 
rar. Y entonces fe comentó el juego: 
porque ya en aquella hora fe podia 
L' 4 muy 



* alloit 

¿aucun 
troublc 
^tcgar- 
doieiit 



dccjom la 



e firent 

jflejeu pa- 
rachevé 

galloient 
j'efchati- 
fant 
¿jettant 
en l'air 

r cejourlá 
í regardoit 



/ fe teut de« 
venant 
rouge 
m\x\\s 
n encoré 



o regardoit 



1 68 'HiJlorU de las Guerras. 

muy bien ver de las torres del Alham- 
bra. El mifmoJ^ey andava 4 entre ellos 
muy ricamente veílido > porque no u- 
viefle algún alboroto b ó efcandalp. La 
Reyna y todas fus Damas míravan c de 
las torres del Alhambra el juego, el qual 
yva muy bien concertado y gallarda- 
mente jugado, Finalmente los Ca valle- 
ros Bencerrages y Almoradis , fueroq 
los que mas fe feñalavan aquel dia d. W 
valerofo Muga y Abenamar,y Sarazino, 
hizieron e aqueíle dia maravillas. Acá 
bado el juego /por orden del Rey, por- 
que ya los Zegris y Abencerrages fe 
y van encendiendo g> todos los Cavalle 
ros corrian y efearamugavan , abolan 
^ando b mil cañas por el ayre , tan bieq 
que las perdian de vifta. El gallardo A- 
bindarraez fe fenaló bravamente aque- 
fte dia i : miravalo k fu Dama 3 que eltav^ | 
con la Reyna en las torres del Alham- 
bra. La Reyna le dixo: Xarifa, bravo y 
gallardo es tu Cavallero. Xarifa callo 
parandofe colorada / como rola. Fati- 
ma no menos tenia los ojos pueítos m 
en fu Abenamar ? pareciendole tambie n¡ 
que eftava del y de fus cofas muy paga- 
da : aunque Xarifa entendia que mira- 
va o a fu Abindarraez. Y llena de ze- 

los 



fiviks de Granada. 169 

los ¿le habló defta manera. Grandes fon ^ picíne de 
las maravillas del amor ,her mana bFati- jaioiiiic 
ma> que jamas; donde predomina y rey na ¡no, b fce H r 
puede ejlar encubierto, c. Alómenos no me ícac ^ 
\\ podras tu negar Fatima amiga , que no e ¡las 
1 1 tocada de eflapajfion -.porque realmente tu 
I hermofo roflro d da dello clara fenal.Porque 
■■! folias ferajji colorada y hermofa , como la ^ aüV1 " 
\ \frefca roja en el rofaly agora e te veo trifte, e & mait*« 
1 1 melancólica y amarilla f. Y ellas fon evíden- r / nant 
, 1 tes jenalcs que el amor caujasypoco mas o J 
■ menos bien diria yo que el valor de Abin- 
^darraez tf tiene puefia en cffa tan acabado 
\ \ ejlremo g. Yfi effo es affifa mi no fe me deve 
negar ni celar cofa alguna^ 3 pues tu f abes f^J™ cx> 
quan le al y verdadera h amiga tufoy. Y en tremí té 
ley de hija de algo i te juro, que fi de mi has ¿veritable 
menefier qualquiera cofa k, que por el amor g^"- l 
que te tengo ¿n todo te haré muy buenfervi- k as befoíu 
w.Fatimaq muy diícretiflimaera,lue- ^qadque 
go /entendió 9I tiro m ¡ de Xarifa ? y como / incomi- 
ya ella fabia q tratava amores con Ábin- v*m 
darragz , no quifo resolutamente darfe- m tra,t 
lo á entender. Mas dillimuladamente le 
refpondió defta manera. Si las maravi- 
llas de amor fon grandes y no han llegado ñ 4 » n ' ont ar " 
mi noticia fus e fetos , ni dellas tal experien* ¿ cvant 
fia tengo el no tener color como de antes 3 y & aller 
yndar o dello tanmelacoUcafa caufa tego, en 

la 



I jo fíifloria de las Guerras 

la mano Riendo tan reciente y f re fe a la muer* 

te de mi buen padre , y el ver los bandos que 

a les fa- ^ andan a toda via entre Zegrisy Abencerra^ 

font* qU1 S eSm T P He fi v ca f° ^ ue y° uru ^ e í! e de eftar en 
h queje tal ejlremo b,fiendo dello la caufa amor y yo 
devois ¿ e cer f t fi c0 amiga Xarifa,que no caufara effe 
telleextre- daño Ábindarraez, como tu dizes : que alli 
mité en el juego de las Cañas ay Cavalleros que 

fon de tanto valor como el 3 y de tanta gallar- 

• .. dia. Tpara ello el dia c en que e/tamos., alia 

t oepour ■ * > i i l i i 

cela lejour en la tarde d veras de Lo que dtgo claro te- 

d\i au íoir flimonio en el juego de lafortija e : pues alli 
* ^ ue han de parecer los retratos de los mas fama* 

fosy principales Cavalleros de Grana i a $ y 
f & alors entonces f tu veras quien fon las Damas 

férvidas ^ y los cava/los fus amantes. Con 

f e teut ^9 ca ^° & c l ue nQ *^ x ® r P as / in P paran- 
% prenant do mientes h en los Cavalleros que an? 
garde davan efearamugando en la Vega. Fa- 
ceiou fit t i man Qp aft i a l° so J os dcfuAbenamar, 
que aquel dia hizo i maravillas , y muy 
bien lo conocía Fatima.por las feñas de ¡ 
un pendoncillo morado k que Abena- ■ 
iegrUbrun mar U evava er * fu langa 3 con una F. de ; 
plata/, y encima una media Luna de o? 
/ d'argent ro> Armas y divifa de la hermofa Fatima. 
wksautrcs El Rey y los demás m Cavalleros avien- 
«devant do escaramuzado defde antes n que el 
p jufqucs ^ ol faliera ft haftap las onzp del dia fe 

fp?-- 



Civiles de Granada, 171 

tomaron á la Ciudad/olo por aderezar 
cada uno a lo que avia de facar¿ en el 
juego de lafortija. Por eíte dia de San 
Juan 5 y por eíte juego de Cañas , que 
avernos contado, fe dixó aquel antiguo 
Romance, quedizen. 

LA mañana c de San Juan , 
Al punto que albor eava á 3 
Gran fefia ha^en los Moros 
Por la Vega de Granada : 
Rebolviendo e fus caballos 
Jugando van de las lancas y 
Ricos pendones f en ellas 
Labrados por fus amadas : 
Ricas aljubas g veftidas 
Ve oro y Jeda labradas. 
Ll Moro que amores tiene 
Alh bien fe feñalava : 
T el Moro que no los tiene 
Por tenerlos trabajava h, 
Mirando i las Damas Moras 
De las torres del Alhambra : 
Entre las quales avia 
Pos de amor muy laflimadas k ? 
La una llaman 1 Xarifa , 
La otra Tatima fe llama : 
Solían fer muy amigas 
Aunque agora no fe hablan m ?' 
Xarifa llena de zelos n 

' J ' "" • ' A 



a aprefler 
chacun 
b tirer 



c matinée 

dálapoin- 

tedujour 



e tour* 
noyans 
/ bandero* 
les 



gjupes 



h travail- 

loit 

i les re&ar- 

doient 

k pafíiónée 
/ appellent 
m cncores 
qu^á cctte 
heure ne fe 
parlcnc 
n pleinc de 
jaloúfie 



a parloit 
¿ma fpeur 
c touchée 

d qu'á cct- 
tehcure te 
manque 
t taciturne 

/ mais 
g mettefc 
vous ácet- 
te feneftre 
¿galantjfe 

iluy parla 



k átué 
/i'euíle 
voulu 
m íoye$ 
fceur aíleu- 
rée 

» la* . 
o píate 
campagne 
p dequije 
pouvois 
eftre fervié 
q tu loües 
r mirent 
fin á leur 
difcours 



171 fíifioria de las Guerras 

A Fatima le hablava a .• 
Hay Fatima j hermana . a»/¿ b , 
pww ^/?¿j" de amor tocada c 
Í^/m/ tender color : 
Veo que agora te falta c\ 
Eolias tratar amores ¿ 
Agora efias de callada e. 
Pero f fi los quieres ver 
A y orna te a efifa ventana g \ 
T veras a Abindanaez> 
Y fu gentileza y gala h a 
Fatima como difereta 
Defia manera le habla i ¿ 
2Vb ¿y?^ tocada de amores 
Ny en mi vida los tratara , 
Si fe perdió mi color 
Tengo de lio jufia caufe :. 
Por la muerte d& mi padre 
¿)ue Maliqu x e 4l*btz> matava k 5 
T fi amores yo, quifiera 1 
afta hermana confiada m 
Que alli n veo cavalleros 
En aquella Vega llana o 
De quien pudiera fervir me p - 
T dellos fer muy amada. 
Be tanto valor y esfuerzo 
Como Abindarraez alabas q„ 
Con eflo las Damas Moras 
Pufieron fin, a fu, habla r. 



Bol 



Civiles de Granada. i 73 

Bolvíendo a á nueftra hiftoria,áviédo el r • . 
I Rey y los demás b Ca valleros de fu cor- nant 
te,ocupado los miradores c que eítavan b ™txts 
en la pla§a nueva,por ver losCavalleros ' ga cnes 
que avian de jugar la fortija ¿.vieron en ¿courir 
1 el cabo c de la plaga, junto de la fuente la bague 

de los Leones, una muy rica y hermoft y ¿nte^of 
I tienda de brocado /verde , y junto de ¿ buffet 
3 la tienda un alto aparador g> con un do- re3evé 
fel de terciopelo verde b. Yenelpue- ,' „-¿ 
I ítas / muy ricas joyas todas de oro, y en dais de ve. 
I medio de todas ellas eítava afidauna iqursverd 
1 hermofifsima ky rica cadena,que pefa- \ ny ^ifeT 
j • va mil eícudos de oro 5 y efta era la ea- á attachée 
r-dená del premio, fin el retrato / de la ? n .? tre * 
IJDama que con ella juntamente m le ga- ¿ du prí i 
|:nava.No quedava # en todala ciudad de i pounrafc 
iGranada quien no uvieffe venido á ver o JJ^^? te 
i aquella fieíta , y aun de fuera de la «nede- 
íciudad , de todos los lugares i fabien- meuroit 
do que eldia de S.Juan , fiempfe fe fu^venu 
jhazian/ en ella grandes y galanas fie- fmt 
< ftas : por fer fu cavalleria muy erande y t t ^ u . fiouré 
inca. No tardo mucho eípacio de tiem- ^quiíor- 
po ? quando fe oyeron muy dulce fon to jt par u 
de meneítriles , que falia por la calle q rue 
de Zacatin. Y la caufa era 3 que el va- 
'lerofo Abenamar ¿ mantenedor de 
aquella fortija: ? venia a tomar fu pue- 
rto 



a prcndre 



174 fíijíoria de las Guerras 
fto a : y la forma de fu entrada era la fr 
f/pface" guíente* Primeramente quatro hermo- 
ábeaax (as azemillas de recamara b y todas car- 
bagaje d ° § a< ^ as ^ e aligas para la fortija , con fus 
rcouver* reporteros c de damaíco verde , todos 
* r <r s íembrados de muchas eítrellas d de oro." 
e piu/icurs Uevavan las azemillas muchos pretales 
poitrais de de cafcaveles de plata e,y cuerdas / de 

d^írgent $ ^ ec * a ver ^ e - ^ as ^ ueron con hombres 
/ cordes de guarda de pié y de cavallo , fin parar, 
g arrefter harta donde eítava g la tienda del man- 
diüit CS ° U tenedor , y alli junto fué armada otra 
muy rica tienda también de íeda verde* 
y por fu orden fueron puertas todas a* I 
quellas langas ,que era cofa muy de ver. ¡ 
nent ramc. Luego fueron llevadas h de alli las aze- j 
nées millas,que ver el aderego i dellas , dava 

iparement g r andiílímo contento/egun las reiteras 
poi 1 y pi urnas q Ue Hevavan k. Trasefto ve- 
/ pares nian treynta Cavalleros muy ricamente 
m picces aderezados / de libreas verdes y rojas, 
d"argcnt con muc h° s fobrepueftos de plata #z,to-) 
a & au dos plumas blancas y amarillas : quinzei 
derriere venian de una parte y quinze de otra,y á j 
manteleta laportrera# enmediodellos elvaIero-)j' 
la Turque fo Abenamar, vertido de brocado verde,, 
che deífo ^ e muc ^ ia co ^> marlota y capellar o de 1 
lebras gran precio. Traya también una muj 

droit hermofa yegua rucia rodada p, los pa- j 
|>cavalle 1 






Civiles de Cunada. 17*5 

ramentos y guarniciones de la yegua £ ns P° le 
eran del miímo brocado verde , teñera 
y penacho muy rico,verde y encarnado: 
, y aili miímo lo llevava a el valerofo A- a portoit 
: benamar. Llevava el Moro gallardo , 
íembradas por todas fus ropas muchas 
eítrellas de oro,y en el lado yzquierdo b h cofté 
i fobre el rico capeUar c un fol muy re- 8 auche 
, íplandeciente, con una Letra que dezia. 

Solo yo , foU mi Dama y 
Ella Jola en hermofura , 
To folo en tener ventura , 
Mas que ninguno de Fama. 

Eíta mifma letra fe echava d por la ¿/jettoít 
pla^aj tras e del valerofo Abenamar , « demerC 
venia un hermofo carro triunfal de ri- 
cas fedas adornado y el qual traya feys 
gradas /, muy hermofamente atavia- i? ?*?* 
das g : y por encima de la mas alta gra- j 1 ^ c e " 

j da, íe hazia h un arco triumfal , de g bien orné 
eítraña hechura y riqueza, y debaxo i h . fe ^p 0It 
iel arco pueíta una rica filia, y en ella r us 

\ entada y metida por tan fútil arte k y Adexterité 
orimorel retrato de la hermofa Fari- 
ña, que no dixeran, fino que era el mi£ 

r no original. Eílava tan bermofa y tan 

■ icamente adornada, que no avia Dama 

que 



: 



iy'6 UiflorUde las Guerras 

que la miraíTe a y que no qüedaíTe h 
l nc^dc- 8 tóuerta de embidia,m Cavallero que no 
incuraít fuelle amartelado c. Su venido era Tur- 
r páifionné q ue f CO) d e mU y eftraííay ño viítahechu- 
^jaune ra ; ' a m ^^ pagizo i ; y la otfa mitad 
pailie inorado e y todo fembfado de eítrellaá 
e gris brun d eo i:o y con muchos texidos y recamos 
l l¿ c fa«¿ c . de oro/. Toda la ropa era cortada por 
f vec me- mucho concierto g i el aforro h era de 
jfar c tela azul de plata; el tocado / galán, fus 

i la cocffa- cabellos fueltos k como lina madera de 
re oro /; fobre ellos una guirnalda de rofas 

/ deí efchc* bl ancas Y ro Í as > tatl riaturales q pareeií 

vcaud'or que en aquel puntó fe cortaron /¿de 

.wfecou- rpfal. Sobre fu cabera fe moítravae 

Scnftrit ^*° s de Amor,nino defnudo # 3 comó Id 

nud pintan los Antiguos con fus alicas abier- 

ó pctto tas ^[ as plumas de mil col ores.Efte niño 

vertcs parecia citar poniendo la hermofa guir- 

p rncttant nalda/> á la linda imagen ; á los pies de 

gukíandc la q ual eftava el arco y aljava q dfe Cupi-i 

| carquois do 5 como por fu deípojo:Llevavaía herí 

r nn bou- mofa imagen un manojo r de violetas 

rcueiily au mu y hfermofas,qen aquel miímo punte 

jard'i n parecía averias cogido en la húeítá/ di 

t táu'ant Genelarife.Def te modo yva efla hermo 

fa imagen de Fatima haziendo i un eípe 

¿laculo coníü viítano viíto.El hermofi 

earro en que y va ¿ q avernos contado fe 

rie I 






Civiles de Granada. 177 

rico y hermoíb tiravan quatro hermo- 
ías yeguas a, blancas como la nieve. El ¿beiies 
carrocero y va vertido de la mifma librea cava¡es 
de I9S Cavalierós. Tras del carro y van 
t^nta Cavalierós ¿ de libreas verdes y 
I jencarnadas^con penachos de las miímas 
í ¡colores. Defta forma entró el valerofo 
Abenamar mantenedor de la juíta : y al 
fon de los meneftñles h y otras muficas h hau&oi$ 
que llevava,dió buelta c por toda la pía- c tourna 
I za nueva > paífando por baxo de los mi- 
>radores d y balcones del Rey y déla 
? Reyna , dexando^ á todos tan admira- ¿ par ¿£ 
I dos de fu traga y buena entrada, que no fous les 
; \ pudiera fer mas en el mundo : porque S* 1 fe Ití * 

no u viera tal principe por rico que fue- 
íjra , que faliera en tal trance , ni para tal 
l íefeto mejor. AíH como llego / el car- 
ero á los miradores de la Reyna , ella^ arnya 
y las Damas quedaron efpantadas de 
ver el retrato déla hermofa Fatima,taii 
al natural. Fatima eítava junto de la 
Reyna , y con ella Daraxa , y Sarrazina> 
y la hermofa Galiana, y fu hermana Ze- 
uma, Cohayda^y Arbolea, y otras mu- 
chas y muy hermofas Damas. Y holgan- 
i- |do con ellag, le dezian , que le era en % & fe 
v grande obligación al buen Cavallero J Í üaní 

Abenamar. Y que aííi fabia fervirla^ * VCCC4 * 
i M ¥ 



a rcncon- 

tréá tircr 

¿plus heu- 
rcuíc 



c avoit 
voulufaire 
'¿neíe 
foucioit 



¿mis 
/á faire 
g á tiré 

h chacun 
faic 



i faites 



¿mais 
mainte- 
nant 

/je í'erois 
marric 



1 78 fíiftorin de las Guerras 

y defenderla en el juego de la fortija, 
como la avia acertado á facar a tan 
triunfante que ellapodiatenerfe por la 
mas feliz y dichofa£ Dama del mundo. 
Fatima fatisfizo á todas , diziendo : cjg& 
ella de aquel negocio no fabia cofa n*i-~ 
guna,que libre el tavadello .- yquefiA- 
benamarlo avia querido hazer c que á 
ella ninguna cofa fe le dava d , y que la 
defendieife ó no la defendielfe, que ella 
lo tenia en muy poco. Ora pues, no fin 
myíterio dixo Xarifa el Cavallero Abe- 
namar,fe ha pueíto e á hazer/tal brava- 
ta^ hafacadog vueítro retrato. Eífe 
motivo deAbenamar,refpondióFatima, 
el folo lo entiende,cada uno haze h á fu 
guíto,ó deshaze 5 fino miraldo por vue- 
ítro Abindarraez,que por vos, ó por lo 
que á ella eítá bien, tiene hechas / cofas 
muy grandes, y dignas de memoria. Lo 1 
de Abindarraezpara conmigo,dixó Xa- 
rifa, es cofa muy publica, y faben todos > 
que es mi CavaUero; pero agora k lo de 
Abenamar ños parece á todos cofa muy ' 
nueva ; y en verdad queme pefaria/, 
fi oy Abindarraez y Abenamar fuellen j 
competidores ; que lo íean ó no lo 
íean , que pena os da á vos ? dixo Fa- 
tima. Dame pena 3 dixo Xarifa , que no 

querría 



Civiles de Granada. I 79 

querría a que vueftro retrato que oy ha 
entrado con tanto toldo ¿,vinieife á mis y J c u ^ ¡* 
manos. Pues por tan cierta teneys la b piaffe 
buena ventura de vueftro Abindarraez, 
dixo Fatima , que ya me teneys por 
vueftra? Pues no os fatigueys agora c fma i nt e. 
tanto , ny tengays en tanto el valor de nant 
vueftro Cavallero, que ya podria la for- 
tuna dar la buelta ¿í al contrario de lo ¿tournec 
que vos agora e penfays j queencafos 
de Cavalleros, no tenemos de que te- * a P re * ent 
ner ninguna/confianga ; por eftar fu- yr aucune 
getos al arbitrio de la fortuna. La Rey- 
na que muy bien entendió las razones, 
dixó.De que importancia es tratar cofas 
de que fe facan g muy poco fruto : en- . 
trambas h foysyguales enhermofura$ f toutcs* 1 
oy veremos quien lleva i la palma y deux 
gloria de beldad , y callemos k agora, J t ^ p n ° s rte 
y paremos mientes / en lo que para la n ous 
fieftaj que la fin corona la obra. Con ' & Pl- 
eito dieron fin á fus razones. Ytenien* nQns & ar c 
do cuenta m vieron como Abenamar ^& prc- 
aviendo dado buelta á la plaga , llego a- nant garde 
donde eftava la hermofa tienda. Y def- 
pues pueflo n fu rico carro , junto del «ayant 
muy rico aparador o donde eftavan P lac ¿ 
muchas y muy ricas joyas j mandó po- ^ ¡f P rc P ara - 
ner el retrato f de la muy hermofa Fa- p pourtrait 
M z tima 



1 8o Hijlovh delatGncYtds 

aiu hau- tima> al fon de muchas dulgaynas a ? y 
boi« meneftriles,coía que dava á todos gran- 

diílimo contento. Hecho efto ? fe apeo 
, f > . de fu cavallo, y dándole á fus criados b } 
tcurs fe aífentó á la puerta de fu rica tienda, 

en una hcrmoía y rica filia, aguardan- 
c en atten- do r<que entralTe algún Cavallero aven- 

turero. Todos los Cavalleros que a- 

vian acompañado al valerofo Abena- 
d fe raircnt mar, fe pufieron d por fu orden arrima- 
¿ arrangei ¿ ose a una parte , haziendo todos una 

larga y viítofa carrera. Eftandoyalos 

fcfchaffaut J uezes P UG ft° s en ül1 tablado/¡en lugar 
y parte que pudielTen muy bien ver cor- 
rer las langas ; todo el mundo águarda- 
j • vag qué entra/Ten algunos ventureros. 

g atten oit j^ qs j uezes eran ¿ os Cavalleros Zegris. 

muy honrados , y otros dos Cavalleros 
Gómeles , y un Cavallero Abencerra- 
je appeüé ge¿ llamado h Abencarraz. Eñe era AI^ 
* C0I *? I £ e güazil mayor i dé Granada, officio y car- 
voft **' -go que no fe dava fino á Cavallero de! 
k grand gran cuenta k y de mucho valor y efti- 
cftat :l nia.y como hombre tal, elle al prefente : 
lo era. No tardó pues mucho > que po£ s 

/ la me' ^ a Ca ^ e ' ^ e * OS dómeles > ^ e Y a g rm 

m grand ruido de mufica de añafiles my trompe- 

bruitde, ^ -, y todos pararon n mientes en' 

^prrrcnt loquepodriá fer , y vieron entrar una í 

garde ber- 



Civiles de Granada. 181 

fiermofa quadrilla a de Cavalleros j to- 4lronpe 
dos puertos ¿ de una hermofay rica li- ¿pare* 
brea de Damafco encarnado y blanco, 
con muchos frefcos y tegidos de oro y 
plata c. Todas la plumas y penachos e- c brodcrics 
ran blancos y encarnados. Tras defta dcdiverfes 
hermofa quadrilla venia un Cavallero f^n^*^ 
muy bien pueíto A á la Turquefca, veíti- t iííus d'or 
do. fobre un hermofo cavallo tordillo é: & d'argem 
paramentos y cimeras eran de brocado e ^¿ ix 
encarnado, con todas lasbordaduras 
de oro/: penachos de las mifmas coló- * j 10U {r cs .& 
res de gran precio : lamarlotay cape- cíéíks 
llar g fembrada h de grande pedreria. ^f^'ór* 
Luego /el Cavallero fué conocido de gjuppon 
todos, fer-el valerofo Sarrazino,tan va- « petit 
liente corao gallardo : teas del venia un ™^tta- 
hermofo y rico carro, labrado a mucha chefous le 
coíta, encima del qual fe hazian quatro brasdroit 
arcos triunfales de eítraña hermofura ¿, i j nC onti- 
en ellos labrados todos los aflaltos / y nent 
batallas que avian paíTado entre Moros J^^f 
y Chriílianos en la vega m de Granada, ^en la. 
por tal arte que era coía de admiración, bel|e cam " 
entre las quales batallas efíava dibuxa- ^pourtrai. 
¡da galanamente n, aquella que tuvo te gaiam- 
el famofo GarcilaíTo .de la Vega , con men * 
el valiente Audalla Moro de gran fa- 
vm^tobicsúAve Mar i a que llevava 
M 3^ ea, 



1 8 z Hiftoria de las Guerras 

*qucuc enlácela a de fu cavallo : y fmeftas> 
otras muchas por muy dieílra mano en- 
B gravees talladas y entretalladas b. Debaxo de 
los quatro arcos triunfales , fe hazia un 
trono enredondo,quepor todas partes 
fe podia muy bien ver, el qual trono pa- 
recía de un muy blanco y fino alabaftro, 
en el entretelíadas grandes y ricas labo- 
d deerande res * E nc * ma del trono venia puerta c u- 
beauté na imagen de mucha hermofura d > ve- 
eát toile flida de brocado azul , con muchos re- 
rehaufsé UC camos y franj as de oro ¿^coía muy rica 
en brode- y coítoía. A los pies deíta hermofa ima- 
* l *'°t'\\ § en ven ^ an g rar ^des defpojos de milita- 
res trofeos, y alii el mifmo Dios de A- 
/foulé aux mor vencido y atropellado^ quebra- 
pieds do g fu arco, y rota fu aljava b y faetas: 
f TaTqooís ' as plumas rnuy hermofas de fus alas ef| 
parzidas eri muchas partes. El bravo 
portoit Sarazino lie vava /una divifa de un Mar,; 
, , y en ella un peñafeo k combatido de: 
muqhas olas , y una letra que dezia : 

Tan firme efta mifk como la roca, 
Que viento y la marflempre le toca, 

i fe jettoit Efta letra íe derramava /por la plaga, 
para que á todos fueíTe manifieíla- 
Afli entró el valerofo Sarrazino , con 

fu 



Chiles de Granada. 183 

fu carro no menos rico y hermofo, que 
el del mantenedor. El quaí tiravan qua- 
tro cavallos vayos , hermofos , y muy 
ricamente enjaezados a con paramen- a enharna- 
tos y íbbreíeñales b encarnadas. Tras el chez 
carro venían una muy gentil quadrilla c Q ^ e ^. 
de Cavalleros , con las mifmas libreas toicnt icur 
encarnadas. Y affi con íblemne mufica dcvifc 
dio elSarrazinó buelta a la pla^a,dando c 
grande contento á todos los que lo. mi- 
ra van. Luego d fué el retrato de la Da- ¿incomí- 
mapor todos conocido , ferelde la nene 
linda Galiana y que admirava fu hermo- 
fura ek todos quantos lo miravanjCTo- e fa b eam é 
dos dazianj bravo competidor tiene el /resar- 
mantenedor. La Reyna miró g á Ga- do.' ent 
liana que eftava junto de ñ > y le dixo : £ rcgar ' 
De fia vez, hermofa Galiana , non fe pie den 
efe ufar ni celar vueftros amores : yo huelgo 
mucho h que fupiftes efeoger i un tan pin- Hefuis 
cipal y valer ojo Cav altero : aunque en la ^.^tu as 
verdad , no le faltava nada al valer ofo í^eu choi? 
Abenamar : y fue por vas dej denado ? pero fir# 
guftofos fon k. La hermofa Galiana . 
calló /> parandofe m. muy colorada de f oílt <jc$ 
vergüenza. Y el Rey dixó á los de- appetit* 
mas n Cavalleros : Oy avernos de ver * f ¿^^ 
■ grandes cofas 5 porque los Cavalleros del na nt 
juego fon de grande valor , y mu) eftre- n aux 2% 
M 4 mados ues 



1 84 Hifioria de las Guerras 

rt&chacun m ¿dos , y cada uno a procurara llevar U 
b cmpoi tcr mejor b. Atendamos a ver que es lo que ha- 
/prenin^ — e l valerofo Sarrazino. Y afli parando 
garde mientres o vieron como aviendo dado 
dfalt un buelta á la pla^a d } mandó arrimar e fu 
Upílce carro á un lado , junto del carro del 
<? appro- mantenedor > y palTo entre paffo fe fué 
chcr á la rica tienda vel valerofo Abenamar, 

f d b y ' e : Cabete, Cavallero, que vengo a 

correr tres Un (¡as de fortjja í guardando en 
g cricr t°Á° 1° que tu tienes mandado pregonar g, 
Xfi mi fuerte fuere tal.que todas tres lan- 
gas te gane>he de llevar el re trato de tu Da- 
ma, y la cadena que tienes feñalada,que pe- 
fi mil doblas .Tfi cafo fuere que turne gana- 
res f levar as el retrato de mi Damajyjunta- 
¿emporte- mente con el > llevaras h efia manga i labra- 
"manche de fu mano,, que vale quatre mil doblas,, 
y los Señores juezes lo determinaran, confor- 
me vieren lo que es de derecho. Verdad 
dezia el valiente Sarrazino, que la man- 
ga que traya en el bratjo derecho , era 
de grande eftima 5 y la avia labrado k la 
IgrSS" : ünda Galiana, ámuchacofta/. Y por 
frW eítamanga fe dixó aquel Romance > que 
tan agradable ha fido á todos. 

»*ucorps fcf y.*A.WF«?. d § Comares m 
dc togis Xj La hermofx Galiana^ 

Con 



Civiles dé Granada. 
Con eftudio y gran defireza 
Labrava una rica manga, 
Para el fuerte Sarracino 
Que por ella juega canas; 
L& manga es de tal valor 
Que precio no Je le halla a, 
De aljófar b y perlas finas 
La manga yva efmaltada c, 
Con muchos recamos d de oro 
Y lazos finos de plata e. 
pe Efmeraldas y rubis 
Por todas partes fembrada f } 
Muy contento vive el Moro 
Con el favor de tal Dama ; 
Lo tiene en el coraron 
X la adora con el alma y 
Si el Moro mucho la quiere g 
Ella mucho mas, h le ama : 
Sarrazino lo merece 
Por fer de linage y fama 
T no le ay de mas esfuerzo 
En el Reyno de Granada s 
Pues fi el Moro es de tal fuerte ', 
Bien merece a Galiana 
Que era la, mas linda i Mora,. 
£hte engrandes partes fe halla k 
Muchos Moro? la firvieron 
lüadie pudo conquiflalla 1 
Sino el fuerte Sarrazino 
Que ella del fe enamorara? 



i8 S 



a trouve 
b perles á 
1'once 
c efmailíée 
¿canetilles 
e lac* d'ar- 
gent 

/ feméc 



fl'aimc 
, ellebeau- 
coup plus 



9 la plus 

bélle 

kfe trouve 

/nulnela 
put vain- 

Y Crc 



¿zlaiíla 



l fe mari- 

ront 

íavecjoyc 



d Gouver- 
íicuí 



fVOUlllt 

mettrc 



* ouit par- 
Icr 



£ demanda 

qu'ils luy 

donafíent 

/rinconti- 

nent 

iharna* 

chcz, 

k de bague 



X 86 Hiftori/t de las Guerras^ 

Y por los amores del 
Dexara a los de Abenamar, 
Contentos viven los dos 
Con muy llenas efperancas, 
¿¿ue fe cafaran b muy prefto 
Con regozijo y con Zambras c, 
Porque entiende el Rey en ello, 

Y tiene y¿ la palabra ' 
Del Alcayde d de Almería 
Padre de Galiana y 

Y ajji en Granada fe dize 
gue ello fe hará fin falta. 

Finalmente la manga no tenia pre- 
cio fu valor. Y el fuerte Sarrazino con- 
fiado en fu gallardía y deftreza , qui- 
só poner e la manga en cpndicion de 
perderla , no conñderando el bravo 
competidor que delante tenia. El quat,: 
como afli oyó hablar f* al fuerte Sarra-. 
zino dixó : que aquella era la poftura; 
del juego > y que con tres langas fe avia, 
de perder ó ganar al premio feñalado; 
Y diziendo eíto , pidió que le dieífen^ 
uncavallo , del qual luego ¿ fué íervi-i 
do , de ocho que alli tenia enjaeza- 
dos i y y pueítos para el efeto, cubiertos 
con la librea que ya fe ha dicho: y an- 
fi ni mas ni menos fué férvido de una 
grueífa langa de fortija k. En el cava- 
He 



Civiles de Granada. 187 

Hofubió a fin poner el pié en eleítri- 
bo,y tomando^ la langa íe fué paffean- \ p r cnant 
do c por la carrera con tan gentil gra- e s'enaiia 
cia.y poftura, que á todos los q lo mira- ^ t rmc " 
van d dava gran contento de fi. Dixó el ¿/regar- 
Rey á los Cavalleros q con eleftavan : doícnt 
Aoranonfe le niegue e a Abenamar que no e 3cctte 
es muy gallardo y gentil hombre de c avallo f heure ne 

y Sarrazino no te va atrás 2,aue también es ? u nie ^ omt 

¡i 1 ; // /bien a 

muy gallardo y buen Cavallero^y dy avernos cheval 

de ver grandes cofas en el juego de lafor- ¿nede- 
tija. En eíte tiempo llegó el valerofo A- riere- 6 " 
benamar al cabo de la carrera, y hazien- 
dolé dar a fu cavaílo una buelta en el ay- 
re , dio un falto muy grande, que fe le- 
¡yantó del fuelo mas de tres varas h de ¿aunes 
medir : y luego i partió afli cpmo fi fue- * ínconti- 
¡ra un rayo ^íiendo governado y guiado ¿ e ¿ n Voudrc 
por la mano de un tan buen / ginete,co- / un C\ bon 
mo lo era el valerofo Abenamar^el qual homme de 
en medio de la carrera , con grande ga- 
llardía tendió fu langa fin hazer calada m m rans ía 
con ella^i cofa cj[ mal le carecielfe.Y en baiíícr ny 
llegando á la fortija, hizo un muy galán hav ^* cr 
golpe n, q con la punta de la langa dio uparle 
en la íbrtija por la parte de arriba ¿?,que hau * 
no faltó medio dedo para embocalla, /> filtre ° 
y dio tan por derecho como fi fuera una dedans 
yira #.De modo que fi no fueíTe llevan- f ™c fic * 

do c e 



I 



1 8 8 Hiftorh de las Guerras 

do la fortija no íe podía ganar , y anfi 

paísó muy gallardamente adelante,cor. 

« avecaflh, harto pefar a, por no aver llevadpia for 

¿barreas- t ^ a * ^ parando fu cavallo paíTo a paflc 

ion chevai fe tornó para fu tienda K aguardando t 

retonrna á lo que haría el fuerce Sajrazino en ÍL 

rattcndant C arrera - El qual eítava muy confufo y 

¿iecoup defcontento , avicndovifto el golpe a 

que avia hecho el valerofo Abenamar ; 

• Fort gran mofeando muy buen animo e, confia- 

/ demanda d° en ^ u g ran deftreza pidió /una lan# 

¿ ínconti= de la qual luego g fué férvido .Y ponien? 

dofe en la carrera con muy gentil ay 

reay continente la páíTeóhafta llegar al 

fcjuf&ues á ca b°4> y luego bolviendofu cavallo s 

arri ver au con una preíteza novilla, arrancó i con 

b out . tata velozidadjComo fi fuera un rayo k 

Y tendiendo la langa , la llevó tan bien y 

^unfoudrc tan fofííegada /, compfi fucavalloen 

/reposen e j curJ p ¿ e f u correr no hiziera ningún 

movimiento.y llevándola bien enriítra-. 

da m, la metió por medio de la fortija m 
y^entitrée Y paíTando como un viento , íe la lie? 
&ue la ba v ° ° met ^a en la langa. Toda la gentet 
e í'empor- de la plaga y todos los que micavan,i 
sa dieron una gran boz 5 diziendo : Abe- 

namar ha perdido el premio por el pue- 
f demeura $ a ^ U Y u f ano quedó p el valerofo 
gaiiiard Sarrazino , ppr aver llevado h fortija,! 

X 



Civiiés de Granada. i 89 

|y díxo > que el avia ganado. Mas el va- 
íerofo Muga , que era padrino de Abe- 
¡namar, replicó que no avia ganado^por 
quanto fe avian de correr tres langas,y 
aun faltavan a dos. El padrino del Sar- ¿ m an- 
razino , que era un Cavallero Azarque> quoient 
Idixó que ganado era el premio con a- 
jtjuella langa. Con eíto comengaron á 
[dar grandes bozes, cada uno alegrando 
de fu juñicia; los Juezes mandaron que 
^allaíTen b, que ellos ló determinarían^ , 
[ifli fué determinado , que no avia gana- te u^cnt 
¿do, atento c que quedavan dos langas tattcndu 
puii por correr. En viva colera ardia el 
tuerte Sarrazino , porque ño le davan 
leí premio , y no tenia tazón 5 rrias co- 
jino era Cavallero de bravo coragon , la 
ípaflion le predominava. Mas fi el fuer- 
te Sarrazino eítava mohíno d y coleri- d Fafcjic 
Jto, no ío eítava menos Abenamar ? que 
1 Te queria dexar morir de pefar y enojo e , . 
í; por aver perdido la primera langa. Jai ^ er 
1 Quien áeíta hora mirara ala hermofa .mourirdc 
[Galiana : muy bien conociera en fu faf chcrie 
¡roftro f 9 la demafiada g alegría que /(bnvifag¿ 
; norava h dentro de ííi coragon; por ¡rtrop 
j aver ganado fu Cavallero aquélla lan- *> logeoít 
:í ga. Lo contrario era en Fatirfiá , aun- 
j jue con fu difcrecion diilimulava la 

pena 



lyo Biflor ia de las Guerras 

pena q tenia; pero no podía fer tanta , cj 
en algo no fe dexaíTe de ver. Xarifa co- 
a gauííeuíe mo burlona a y Dama de palacio le dixó 
b mal luy Amiga Tatima, mal le va b a vuejlro Cava 
llero a las primeras entradas y fi ajji va ha/la 
¿je nc luy *l fin y no le arriendo la ganancia c. Notengt 
-accorde cuenta con effo, refpondio Fdtimaiparaji ago- 
gain ° ra ^ háyap mal y defpues le podra y r bien : j 
d mar r ic de tanto que a vos os pe fia de fu buena andaba d 
ía bonne porque ya os tengo dicho que al fin Je canU 
la gloria. Aora bien dezis, dixo Xarifa 
aguardemos el fin de la aventüraX miran- 
do el juego , vieron como el valeroíc 
Abenamar fué férvido de otro cavalk 
y langa 5 y ardiendo e de enojo tomó 1í 
carrera^ muy disimuladamente come 
que no llevatTe paílion alguna , la pafs¿ 
palfo entre paífo, con admirable donay 
re y gracia. Y al cabo bolvió/íü cavalíc 
con una prefteza g increyble , y arran- 
cando h a toda furia , parecia un ave / i 
y tendiendo la langa la llevó tan feguii 
da k y derecha como una vira / 5 y paflann 
do por la fortija m affi como un péfamúi 
ento fe la llevó metida n en la langa. Lí 
gente dio grande grita o \ diziendo: D< 
eíta vez^ ganado tiene el mantenedor 
El fuerte Sarrazino, fiendo férvido d< 
langa, fe puso en el cabo q de la carrera . 

y iris 



e & bruf- 

laht 

jftoUrn'3 

g prompti- 

tude 

h partant 

í'anoyfeau 

ilatenoit 

ii bien cpu- 

chée 

/une fle- 

fche 

m par la 

bague 

"n l'empor- 

ta mí fe 

<?donna 

grand cry 

p decette 

ibis 

y femitaut 

bout 






Civiles de Granada. j 91 

rebolviendo a en el ayre como ün vi- a & rctour- 
nto, llevando fu langa muy bien pue- nant 
ta, pafsó la carrera* mas no tocó ala 
jbrtija con la langa, y paíTando adelante* 
)aró b muy gallardamente. El fuerte A- ¿ avant 
>enamar dixo : Cávallero , otra carrera s arre a 
[ios queda r¿ para q fe concluya nueftro c re ^ c 
|>leyto d, corramos la luego. Y diziendo ¿debat 
ílo pidió e una lángara quál le fué dada , , 
( pueíto en el cabo/de la carrera , bol- /misau 
iógfucavallo á toda furia afii como fi bout 
aera un rayo h,y llevando fu langa bien f y^ 
uefta, pafsó por la fortija,llevandofela i ¡ rcmpor- 
le camino, con tanta preíteza,que á pe- tenc 
|as fe la vieron llevar 5 a que la gente 
llovió un grande rumor y bozeriai\, di- ¿ cr i er | c 
tiendo: de todo punto ha ganado Abe- 
|amar. A eíta hora muy bien fe parecia 
:in la hermoía Galiana, no eítar tan con- 
junta y alegre como de antes lo eítava , 
iendo que fu Sarrazino y va de perdida. * p | ** . 
íl qual muy defconfiado dé ganar , to- «unoiteau 
cío /una langa,y fe puso eíi el pueíto m, o parcit 
\ rebolviendo como una ave n , arran- \ i a baeue C 
[ó o á toda furia, y en llegando á la íbr- q en un co« 
|ija^, le dio con la punta de la langa en ñ ¿ f 
nlado^, de modo q la derribó al fue- qu'íiíajet- 
o r, y paísó adelante como un paífador. ta par tcrrc 
7 aviendo parado/, luego/ losjuezes {££. 

lo nent 



i 



1 9 1 fíiftorm de las Guerra* 

niWpelle- *° ^ amaren *> ' e dixeron como avk 
rcnt perdido, que preftaífe paciencia. Si ago 

¿bague ra he perdido en la fortija ¿, refpondic 
el fuerte 5arrázino,algun dia feré de ga- 
e gaifr nancia c en verdadera efearamu^a con 
¿¡don vers langa que tenga dos hierros d: y lo que 
r alore jete a g 0ra pierda , entonces lo cobraré e. A- 
ray benamar , que con el eftava amordaza- 

/aigry do/, por lo que atrás avernos dicho¿re< 
fpondió : Que fi por via de efearamugs 
peníava cobrar algo de lo perdido, que 
g pour le para luego g era tarde ,y que fino queria 
prefont luego h que quando le parecielTe le dief 
vouíoit^- & av ^° / j ( l ue & 1 e cumpliría k de juílicia, 
contment Los Juezes y padrinos fe pufieron en 
1 & ím^ me ^° ? y no confintieron que mas en 
fatitferoit aquel cafo fe trataífe. Y affi el fuerte 
/autres Sarrazino y fu padrino con los demás i 
Cavalleros que le avian acompañado en 
r . la entrada, fe falieron m de la placa y a-i 
wíaiílé viendo dexado/z perdido el retrato de< 
lahermofa Galiana , y la rica mangaa 
Todo lo qual al fon de muchos mene-í 

# haubois ^^ es ° Y otros inftrumentos fué puefta 
á los pies del retrato de la hermofa Fa^ 
tima , laqual no tema poco contento, i 
aunque no lo dava á entender. Muy 

pfonit defeontento y melancólico falió p el 
fuerte Sarrazino de la plaga,pero c¡ bieri 

acom- 



Ci-viles de Granada.: 1 93 

acompañado de muy principales Cava- 
lleros de la Corte y por fei* Sarrazino 
rríuy buen Cavallero y ricoshombre por 
fu perfbna de mucho valor y esfuerzo; 



CAPITULO DÉCIMO; 

r ir 7-r ¿CUtkjeu 

\nque Je cuenta, el finque tuvo el juego de delaba>;üc 

la Sortija, a, y el defafio b que pafsb & £ le defñ 

entre el Moro Albayaldosy el c ¿ °*™ n ^ 

Maefire de Calatrava, ragc 

e bague 

A aveys oído como el bra- V oir eu fi 
vo Sarrazino íalió c de la mauváiíe 
plaga, lleno de enojo,yra- ^M 
biad¿ por averie y do tan jufques á 
maleneliueeo de la for- 1,ame . , 

j- j 1 j £ árnva a 

tija e¡y en el aver perdido el retrato de f a ma ¿ )n 
¡ü Señora, que eíto le Uegava al alma/1 ayant don- 
\lli acompañado de todos aquellos Ca- ? e ? onge A 
alleros q con el avian íalido, llego a fu á tcrre 
ofada , y aviendo defpedido g toda la i s, ° fta lc « 
avalleria que con el yva, fe apeo h del ¡^ iípor- 
:avallo , y poniendo mano á la cabera, toit fes de 
qütto-hs fobrefeñales y cimera y plu- y c f^^ Ics 
as ¿, que muy ricas eranjy con una fa- k courroux 
a cruehdió con todo en el fuelo ¿,y aíli | ctta touc 
N mifmo alcrr * 




a & moi> 
tant á fa 
chambre 
fe laiíTa 



1 94 Hiftória de las Guerras 

mifmo fe quitó la librea , y la arrojó. V 
fubiendoíe á fu apofento , fe dexó caer 
encima de una cama a tan Heno de yra, 
que parecia una cruel íerpiente: y fe co- 
mentó á quexar b de fi mifmo, y de fu 
tomber Tur corta ventura c , diziendo : Di Cáva- 
la plaindre ^ ero ^ axo > yruyndepoco valor d : 
c mauvaife que cuenta , ó que defeargo darás á h 
fortune hermofa Galiana de fu 'retrato y man 

ddc neant vi % 

e de fon g a ¿^perdido por tu poco vaior:con que 

cara/ofarás parecer ante eliaf O Maho 

ma traydor , perro g pérfido engaña 

dor h, y en el tiempo q avias de favor e ¡ 

cer mis eíperangas, me faltaíte ? Di ped 

¿trompeur Y0 ^[[ p r0 pheta,yo no te avia prome 

tido hazerte de oro todo/i me davas vi 

¿loria en tal jornada como efta , y di 

quemar i grande cantidad de incienft 

en tus arras k í Porque pérfido me del 

amparaííe /? Pues vive Alha m y don fa 

ib Mahoma ? que por oprobrio tuyo qu|¡ 

me tengo de tornar Chf iíliano; porq 

es mejor fu ley>que tu feda mala y lk|¡ 

na de engaños n , y efto yo lo cumplí 

como Cavallero., y do quiera que oyer 

tu nombrejie de blaíphemar del. Eífc 

y otras cofas dezia el bravo Sarraz 

no , quexandofe o de fu poca fuert 

y de Mahoma, Pues fi el eítevá lleno 



portraiéb 
&fa man 
che 

/vífage 
g chien 



i bruílcr 
Pautéis 
/ m*as a- 
ban¿onné 

uparle 
Dicu vi- 
vant 



#pleinede 
iromperie 



o fe plaig 
nant 
P plein 



Civiles de Granada. 19^ 

de venenofa yra y faña^no menos fe ha- 

llava la hermofa Galiana, y muy bien fe 

le echava a de ver la paííion que fentia a fe jettoit 

en fu alma. Mas como muy diícreta fa- 

bia diílimular fu pena , hablando b con 

la Reyna y con las otras Damas^las qua- par ant 

les la confolavan, diziendo: que no por- 

« que íii Cavallero uvielíe perdido íü re- 

¡trato, dexava ella de eftar c en» toda íii c laiflbít 

¿libertad > que rieíTe dello. Ninguna pena f eftre 

me da , dezia la hermoía Galiana, <p¿ 

?ffos negocios fon de Cavalkros : mas aun- 

yuecflo dezia > otro le quedava á en ele o- ¿demeu- 

'AQon. 7 dezia : Ha Cavallero Abenamar, roic 

como te has vendado a manos llenas ede . . 
. . . .. . , n s , . * planes 

"ni ingratitud. Pues agora con gloria tuya 

ni retrato y manga f labrada por mi > con f m $ p 0Ur . 

anta cofia mia lo entregaras gatu Dama, trait & ma 

quedando ella muy ufana h>viendofe trium- ^at as 

dadora por el valor de fu Cavallero. Eíto ésmains 

ezia, y no tan fin paííion \ que fus ojos h den 2 eu * 

o diellen algún teítimonio dello, fien- gajij a °<5e 

o arrofados de agua /. Su hermana Ze- * picin 

ma confolandola quedo k y le dezia; ¿' ea *. * ■ 

ue para que hazia allí / aquel fenti- /faüoitiá 

iento , que miralfe la Reyna no lo fin- 

iefle. Galiana dillimulando lo mas 

[uepudo m> femoítrava alegre y de Ius 

uen ftmblante , enxugando los ojos qu'eiieput 

N z con 






! 



1 96 tíifiorU de las Guerras 

á eíluyant Con un pañizuelo a,ú defeuydo ¿.Eftan- 
avcc C un do en eíto^íe oyó un ruydo c por la pla- 
moachoir ^a ? y parando todos d mientes en lo que 
fammenT * er * a > vieron como por la calle e de Elvi- 
c bruit ra entrava una muy grande Serpiente, 
¿s'arre- lanzando de fi mucho fuego : tras della 
rrotf 91 " venian treynta Cavalleros vertidos de 
?gn$ brun una librea morada y blanca / 3 con pena- 
chos de v la miíma color,ellos y fus cava- 
llos ,cuyas cubiertas y paramentos eran 
g defqueis de lo mifmo g. En medio dellos venia 
íes couver- un cavallo fin Cavallero, con paramen- 
hoSes tos y g uar niciones de brocado h mora ¿ 
//toiied'or do y blanco , con teñera y penachos de 
lo mifmo. Venia con ellos una conceíi 
i acdor- tada i y foñoroía mufica de meneítrileí 
¿haubois y dulgaynas k. La gran ferpiente dic 
buelta á toda la pla$a 5 y enfrente de loi< 
/fituttour ventanajes / donde eftavan el Rey y h 

fcneftícf 8 Re Y na >y toda Ia Corte > laferpientefc 
m s'arrefta páró^, lanzando grandiflimo fuego dJbi 
»piufieurs fl ? de mucha coheteria y piulas #, qüu 
fufées* S& davan muy grandillimos eftallidos » 
obruitíou- eftampidos. Toda la ñerpe fué que 
dain . máda p, y confumida , dexandofe cae 
ífciaiflant ' a media a uncabo q, y la mitad a 
cheoir otro , pareció en medio dellá un Cs 
d 'ton e C d T o é vallero veítido de una librea de brc 
grhbrun° r cado ttiorado y blanco r 9 con mi 

che 



Civiles de Granada, 197 

eho$ recamos de oro y texidos de pla- 
ta a ; el penacho era de plumas blancas a broderie 
y moradas, Con el eítavan quatrofal- ^ e ?% ü " 
vages muy al natural , los quales tenian ¿'argent^ 
, una rica filia , guarnecida de terciopelo 
ímorado ¿,con toda la clavazón de oro, ¿velours 
¡eniaqualeítavaelretratodelahermo- gris brun 
p Xarifa,el qual fué de todos luego co- 
j nocido : afli mifmo el Cavallero fer el 
Ivaleroíb Abindarraesz.Elhermoíb retra- 
jo de la Dama venia adornados de un cp ^ 
jriquiflimo atavio d de brocado e bl anco d or nc- 
y morado, todo recamado de fino oro, "¿J^ ds 
todo fembrado / de muchos luzerosg canctiiic 
de oro.El tocado h no tenia precio:eíta- f^tif 
va tan hermofo el retrato.que ygualava | /diíFure 
al natural. El Rey y la Reyna y todos 
os demás miraron i álahermofaXari- iiesautrcs. 
fa, que fe avia puefto k muy colorada de ¡^nf e " 
una honefta vergüenza que fintió^y con k mis 
¡aquella, hermofa / color aumentó en /beiic 
eftremo fu hermofura m. La Reyna le m beauté 
dixo c Agora, hermofa Xarifa llegado 
ha n la hora en que je ha de ver el valor de ^ arrivé 
vueflro. Cavallero t y el de Abenamany ajji ni 
mas ni menos qual de los dos retratos que- 
da o con gloria de fu vencimiento. Hdga p demeure 
la fuerte lo que quifiere, dixo Xarifa ,y dif p f aG e 
yponva a fu ruflo q , que tan buena cara, le h ce qu*il 

6 Nj W**®' 



b fe teurcnt 
c fcroit 



g 



monta 



198 fíiftortA de las Guerras 

haré a a lo uno como a lo otro. Con eítot 
vfíagc je° n callaron ¿,por ver lo que haría c el vale- 
fcray roíó Abencerrage , del qual fe chanta- 
ron todos , viendo que á el ni á los qua- 
tro falvages, niá el hermpíb retrato de, 
dnc luy Xarifa , no les avia d empecido e cofa 
avoit ninguna el fuego de la gran ferpiente. 
/demanda El valerofo Cavallero luego pidió /fu 
cavallo,el qual le fué dado muy hermo- 
fo , todo blanco cómo la nieve , y en el 
fubió como una ave g$ y fué dando una 
comme un bueltapor toda la pla$a,fiendo acompa- 
oifeau nado de losCavalle.ros que con el avian 
venido, llevando los quatro falvages en 
medio , con la linda y rica filia, y en ella 
piíeíto el hermofo retrato de Xanfa; 
h admire- con tanta beidad que fe admiraron # 
rcnt todos los que los miravan ¿ Y en lie- £ 

dment* gando ¿adonde eítava el valerofo A^- 
km arri- benamar , los quatro falvages fe arri 
JsVran- mar °n / a los dos carros que eftavan 
gerent junto del muy rico aparador de las 
m buffet de joyas m. Y levantando la íiermoía filias 
n efpauíes en a ^ to f°b re fas hombros #,por que fu 
retrato fuelfe bien viíto , fe eítuvieron 
ecíemeure . quedos o. El valerofo Abindarraez fe 
rent cois llegó p al mantenedor y le dixó ; Vale- 
p s'aprocha ro f Q (^vallero, foys férvido, que con 
q mí fes * as condiciones puertas, q del juego, 

cor- 



Civiles de Granada. 199 

:orr amos tres langas ; dixó Abenamar^ 
corramos las en muy buena hora qjie 
para eíTo eftoy aqui a. Y diziendo ejftp, <* pour cela 
:omó b una langa que ya eftava á cava- ¿ e ^ ls ic y 
lo,y fe puso c en la carrera: y en llegan- c f e m i t 
io al cabo d, fyolvió e fu cavallocon ¿arrivant 
grande furia ¿ y fué la carrera tan bien * f ^ 
>aíTada, que el buen mantenedor llevó 
ín íü langa lafortija/, pallando por ba- /emporta 
[o g de la cuerda como un rayo b. la ^ a r g d u c e f , 
i luego bolviendó / paífoá paíTo, f OU s 
naridó quelafortijafe tornaíTe á poner \ foudre 
m fu lugar. Y fiendo hecho k el valerofa ¡¿¿f^ 
\bindarraez no eípantado de aquello, toumant 
ué férvido de langa , y paíTando la car- ¿ ce t i u J" 
era con muy buen continente y gallar- 
lia^al cabo /bolvió ^fucavallo con tan- /aubout 
a velocidad n cqmounaguila,y llevan- ^^a* 
io o fu langa bien pueíta > en llegando/? o &portant 
1 la fortija, también q fe la llevó r como P en arr l " 
jd mantenedor avia hecho/ La gente qm ^{ 
novióungranruydoybozeria í, mas ** í'empor- 
uego fe pufo un grande filencia , para J?^ 
/er en que pararían las otras dos langas, t bmít & 
¿l mantenedor enojado por tal acaeci- crierie 
mentó ^torno a la carrera,y arrancan- ment 
lo x con fu cavallo aíli ni mas ni menos x partant 
e la llevó y en la langa como la prime- .>; a l ' eill P ar - 
évez s. H fuerte Abindarraez , pue- - P rem;cre 
N 4 fto. Í0J5 



aoo Hiílorla de las Guerras 

«mis ■ J 

¿tourna ño a en el fin de la carrera,bolvió b fu 
I Uba "u? c W&\o,y cn\ic%2Jido2LteL fortija, tam- 
áuíTi bien c íe la llevó ¿/ de buelo.Grande gri- 
4 i'cmpor- ta fe movió en la pla^diziendo: Halla- 
rá trouvé ^° ^ a e * mantenedor forma de fu medi- 
chaíTbre á da ¿'.Quien parara/mientes á efta fazon | 
f Euñt ' en e * S e ^° ^ e tarifa Y Fatima,muy cla- 
garde C PnS ro conociera eítar llenas de temor g;por 
gplcinct loque íeaguardava^ de la tercera lan- 
í^mcá* ? a, y n i n S una dellas quinera i que fu Ca- 
doit vallero la perdiera , por quanto valia el 
i cufie mundo. Dezian todos, ó Santo Alña,y 
¿comnient en queháde parareiío ¿. Luego cayó í 
finirá cela un profundo lilenciq,tanto como ñ per- 
/ mcoiiti - £ Qna v j va e fi' uv i era en i a placa.Y el fuer T 

ba l te Abenamar tomando m otra langa le 

*»prcnant p us 5 z \ c¿foo de la carrera n , y muy de. 

boút m ' taU efpacio bolviendo a fu cavallole puso. 

ú tournsnt los acicates/?, y arrancando q como un 

? } í|P cron¿ viéto fe tornó á llevar la fortija r 5 no con 

tfpartint poca gloriq, fuyayde la hermofa Fatif 

r cmporter ma. La qual viendo que el fin de las tress 

pague langas f u ¿ CQn tan buena fuerte, miran- 

rregardant do/ aXarifalavió de todo punto mu- 

t ehaiigéc dada t fu hermoía color ,y riendofe con 

una gentil gracia le dixó. Hermana Xari- 

fa , no aypara que mudar de color tanpre \ 

* cncores fi° U >4 U€ Atm ¡ e queda x a vueftro Caballera 

demeure una ¡anca por correr, y podría fucedelle 

de 



Civiles de Granada. < 20 í 
de fuerte > que no perdiere nada a de fu de- a r - 
techo. En duda pongo yo effo,y dixola Rey na: 
grande maravilla feria ft Abindarraezefia ¿empói* 
vez llevaffe b lafortija. Y trayendo cuen- ta ff e 
ta c a lo que hazia d el valiente Ab indar- nant gardc 
rae z, vieron como tomó? una langa, y ¿feífoit 
pueíto al cabo de la carrera , dando un e pnt 
gran grito arremetió/Tu cavallo: y affi / pouíla 
corno un pafíador diíparado de una fuer- 
:e vergag de azero,pafsó la carrerajmas i. fle . rchc 
fu fortuna no fué tan buena como las 
otras dos vezes,porque deíta vez h no fe ¿ C ertc foíí 
¡levó la fortija i> aunque la tocó con la ¿n'empor- 
Mulita de la langa : y alli paíló adelante. £^ la 
}Luegofonaronlosmeneftriies¿y mufi- k haubois 
p del mantenedor , moítrando grande 
klegriapor vi&oria. Los Juezes llama- 
ron / á Ábindarraez ? y le dixeron como / a pp C i c - 
iavia perdido. El qual con alegre fem- rent 
¡plante dixó: Claro era^que el uno de los dos 
wvia de perder, y pues que Mahoma avia que- 
údo m que elfueffe el que perdieffe , que no m aV0 ¡ t 
l wiam,as replicar en ello. Mas aunque* el voulu 
lierte Abindarraez eílo dezia , otro le 
quedavaen fu pecho n 5 que no quifie- »4 emc, í" 
•a o elaver perdido el retrato de fu Xa- CGeur 
ifa , por quanto valia el mundp. Con on'euft 
;fto al fon de mucha muíica 3 el di- ?° mt vou - 
)uxo/» deXarifafué pueítqalos pies p portraic 
I 1 del 



i 



aox Hifiloria de las Guerras 

del de Fatima , junto con el de Galiana. 
La Reyna que junto de Xarifa eftava, 
riendo, le dixó : Dime amiga Xarifa, rece- 
« penfes a las agora a que el retrato de Fatima venga 
cette heure ¿ tHg mAnos ?jq te deziayo que el fin corona 
la obr admira pues tu retrato a los píes del de 
Fatima.No/abes tu que Abe ñamar es uno de 
los buenos Cavalleros que ay en la Corte > y, 
que Abindarraez, ni ningún otro fie le puede 
ganar : pues aguarda un poco que nopienfics 
f por- que e/las dos hechuras b han de fier fiólas , 
que mas ha de aver de las que tupienfias. i 
Bajía ,dixo Xarifa, que la ventura de Abin- 
darraez hafiido corta en efito : mas confiuelo- 
me que en otras hafiido larga. Con eíto el 
valerofo Abindarraez fe falió c delai 
t fortit pla$a llevando d coníigo e todos los de 
d menant fy. guarda, y los quatro falvagesrmas an- ! 
f devana tes /q ue falieffejos Juezes le mandaron 
¿appeiier llamar g y porque avian tratado entr^; 
ellos que de invención y galán ganaíTe. 
h pr,JC jpya h Y fiendo buelto Abindarraezjos; 
Juezes le dixeron como avia ganada 
joya de invención y de galán. Y luego 
uno dellos q fué Abencerrax, Abencer- ¡ 
«dépendit ra g e 5 defcolgó i dos axorcas k de ora 
/ beiles mu Y liadas /y fe las diórlas quales valían 
docientos ducados. El valerofo Abin- 
m les prit darraez las tomó m alegraniente , y las 

puse 



Civiles de Granada. 203 

puso a en la punta de la langa al fon de 
mucha mufica. Fué llevado b á los mira- bmcwé 
clores c de las Damasdo eítava laReyna: c aux gai- 
¡y llegando ¿/,haziendo el devido acata- ^^ rriv j t 
miento, e tendió la langa hazia/la her- e faifant 
mofa Xarifa fu Señora,y le dixó: Hermo- deu¿ " reve * 
\(a Dama , do queda g el original no me da y" e c r ^ 
\muchapena elaufencia del retrato: yayo hi- goú dc- 
táh lo que pude, fortuna me fue contraria, í 1 ?^ 6 fí 
\effo no porque en vueflra hermofura aya, 
funto de falta ,fino que en mi poco valor e- 
ffuvo el perder fe vueflra ¡¡u/licia. De inven- 
ion y galán fe me ha dado e fie premio , fed 
r ervida i de recibillp,ji quiera por memoria i qu'il vous 
le que no fupek defenderos. Lahermofa fók» ay 
Karifa riendo con alegre roftro / to- f ?C u 
no m las lindas manillas n, di ziendo. /vifage 
Zon efio me contento, pues ha fido ganado por ^¿^ceiets 
\itlan : quefimi retrato fe perdió , vale que 
ayo en buenas manos que le tratara bien. 
La hermofaFatima quinera o reíponder; • vouloit 

as no uyo lugar/, porque entro en la 
blac;a por la calle q del Zacatín unagra- tju0 ^ 
|ie peña r tan naturalmente hecha , co- r rocher 
no fi fuera taxada de una/fierra /,toda / j 0U P é 
Cubierta de muchas u y diverías yervas x t mo ntag- 
k flores.Dentro de la peña^ fe oyan mu- ne 
:has diferencias de muficas,q gran con- J ^¿¿^ t$ 
ento dava á quien lo oya. Al rededor z> y rocher 
le la peña venian doze Cavalleros muy ^ai'entour 



1 



ao4 Hiflorh de las Guerras 

a parefc ^ien pueftos a de una librea parda b de 
b minimc brocado muy fino, y muy bien labrado: 
los paramentos de los cavallos eran de 
, , c y x lo mifmo : la tela eítava toda acuchilla- 
la cónfufió da de eícaramuga c de unas cuchilladas | 
d doublurc grandes : y por ella fe parecía un aforre 
depile verde de brocado d que parecía eftre- 
e aiioit madamente bien. Todo yva lleno e de | 
P Ici ." ; lacadas de oro.tomadas las cuchilladas { 
decoupu- Y nn e ^° otros muchos recamos y la- 
xes (gos ? por muy buena orden puertos h y y 
SSffitó tanto que dava de fi cita librea grandlf 
h mis fimo contento : fobre léñales i y pena ¡ 
i les enfei- c hos , y teñeras k eran de plumas ver 
mwia de- des y pardas de mucho valor.Muy aten- 1 
vife tos eítuvieron todos en la peña para vei I 

/ arriv? 01 e * ^ n ^ C ^ U aventura > * a 4 ua ^ *® com < 

m gaiieries llegó / junto de los miradores m del Re] 
y de la Reyna íe paro n : y luego lo 

tí sVreíta d ze Cavalleros , vieron como el una 
. . fe apeó a de fu cavallo y y eíte parecía 

ten-e P1C * elmas difpueíto y gallardo , yelquu 

^paré mas ricamente venia aderezado p ; 

* a pr ¿" ant parando q mientes todos en fu perfe 
na , le conocieron fer el farnofo Re 

r s'efioüi» duan. Todos holgaron r mucho con í 

rent v ^ z y con f u g a i ana invención, y cocj 

Aderando lo que ha.ria , vieron ce 
mo puso mano á un hermofd alfar 



Civiles de Granada. 26^ 

ge a que llevava b Damafquinp , y con a cimctei> 
gentil ayre y meneo c , fe fué para la r e 
peña d:y á penas eftiívo della tres paflbs ¿qu'ilpor- 
quando en la peña íe abrió é una grande /^onte- 
¡puerta, y por ella íalia/grande llamara- nance 
;dag de fuego , y tanta que al buen Re- y^^J* 
duan le convino tetirarfe dos ó tres paf c her 
fos atrás h. Siendo la llama del fuego * s'ouvrit 
confumida , por la miftna puerta de la g flamee 
¡¡cueva i falieron quátro demonios muy h derrierc 
feroces y feos ¿,cada uno con una bom- * caverne 
iba de fuego en las manos, y todos qua- ches & 
¡tro enviítieron al valerofo Reduan, mas 3aids 
tpl con fu alfange i fe defendía dellos ; y l c,metcrrc 
[ípeleó m tanto q los encerró # en la pena, acomba- 
IfAperias fueron entrados quando falie- tít 
Iron o quatro falvages con fus magas en * ¿jff r r e ^ 
rías manos, y comentaron á pelear/ con p comba- 
1 iel famofo Reduan,y el con ellos: y al ca- íre 
^bo¿/ de granpie^a fueron los falvages q aüt ^ mt 
f |vencidos ; y por fuerza tornados á encer- r roche 
z \zx en la peña r,y tras ellos/el buen Re- / &3 P re * 
duan. Apenas uvo t entrado , quando la * eU t 
gran puerta fué cerrada ? y dentro íe oyó 
grande enmendó y bozeria ú , defpues **>"«*& 
'nucha díverfidad de mufica que era *tranfpor- 
^loria oyrla* Todas las gentes eítavan tez & e- 
í devados y abovados*, viendo y oyen- y°™f? 
í ios cofas femej antes)- que aquellas. No bies 

tardó 



io6 Üijloña, de las Guerras 

t ou vri r tardó mucho quando 1 a puerta de la pe- 
c fortit , ña 4 fe torno a abrir í,y por ella falió c el 
íportoiaít valerofó Reduan,y tras del ¿los quatro 
/un lima- falvages:los q'uales trayan e un caracol./ 
$on requiílimo hecho g en quatro partes.El 

I & au arco P^r ec ^ todo de oro > y por el dos 
detfous mil follages y pinturas,y debaxo h pu& 
l mif ? ,r,\ # a i unafilla de extremo valor,la qual e- 

k pourtrai- ' . * 

tes & faites ra toda de Marfil blanco como una nie« 
i pourtrait ^e , y en ella dos mil hiítorias antiguas 
» toüie dibuxadas y hechas k de talla: y en la íi- 
d'or lia venia un retrato / de ünaDama eítr£ 

° dC efure ée mamente hermoía m,y de grande belle- 
q doubiée za toda vertida de azul de un brocado n 
r les de de fingular precio.Toda la ropa era cor- 

rpris U avec tac * a ° P or § ran ¿o^cierto p aforrada \ 
des paire- de una rica feda naranjada,la qual fe pa 
] ens F recia por todas las cortaduras r. Todoí 
» a ' los golpes tomados con finos alamaresj i 
u laiíToit de ororel tocado / era en fupremo gra 

A- ft ?nconti- ^° r i co >P ue ft° a lo Greciano, parecía Ú 
nent bien 5 q a todos dexava abovados ú el re< 

yapres trato. Fué luego a: conocido ferdelí 
dcs°oüeurs hermofaLindaraxa del linage famofo ck 
d'inítru- los Abencerrages.Tras^ los íalvages y h 
Dama venían todos aquellos q haziañ h\ 
mufica atañendo muy dulcemente.D< 



mens 

t 

re 



ments 



ú apreí 



¿eux la ?aga deftos a venían los demonios puc 
h m j s ftos b en una cadena al parecer de plata c 



e d'argent 



Avien 



Civiles de Granada* 207 

Aviendo falido a toda aquella compa-^ayant 
ííia de la hermofay erande peña ¿,eii un fy n Y 

•r vi v i-/- ¿rocher 

iimprovifo,comengo la roca a diíparar c cxmQl ¡^ 
de íi grande cantidad de fuego,del qual tire* 
fué toda la peña confumida. Luego ¿le d mcomi * 
fué dado un poderofo e cavallo al buen e puiílant 
!Reduan,todo encubertadó,como tene- 
mos dicho arriba: en el qual Reduan fu- 
oió/fin poner pié en el eftribo:y hazien- f monta 
io grande mefurag al- Rey y á laReyna ^faiíant 
:>>afsó,dandobuelta¿á toda la plaga ha- S rande 
i la llegar donde / eítavael mantenedor, ¿falfamun 
d en llegando k el bravo Reduan acer- tour 

:ó /fu cavallo, mas hazia m la tienda, y ^vc^oú 
mxbiFalerofo Cavalier o ,pareceme n que la k & en ar- 
hj puejla en el juego es correr tres langas: * ivant 
mas de parecer eftoyfi vos gufiays dello 9 que ml\mvti% 
mo corramos mas de una jorque no nos can- 
mmos o en y das y venidas. Si vuejlro gujlo n il me 
jkdixo Abenamar, correr fola unalan<¡a y fen ^ le 
<ambien pyoguflo dello. Y diziendo elto p auñi 

ornó q una langa, y paffando con buen i P rit 

lonayre r por la carrea/ Al cabo bol- g ra °e nc 
lió t fu cavallo a toda funa,tan rezio u fcarriere 

iomo un viento , y el golpe que hizo x * au boüC 
, fio fué tal como penfava, que entendió u fi f or t 

- s evarfe^ lafortija, affi como otras ve- -*iecou? 
\ ees z folia: mas no le avino afli , que dio £ ^porter 

n poco alto en buena parte^y bien difi- z f is 

cultofa 



a outre 
touma 
b atten- 
dant 
c pris 



¿/arriva 
e coup 



/tóurna 

g malhcu- 

rcux 

¿jcenpuis 

davantage 

f qu'cltrc 

niarry 

k cmportc- 

rez 

Í donnez 

tn pendans 

Toreille 



n fait 
$ mis 



¿> aíTcz 
d'envic 
^fedéfai- 
taut 

r l'cnnuy 
/ prit les 
pendans 
d'oreillc 



io8 Hijíoria de las Guerras 
cultofa deganar.Pafsó adelante a y bol- 
vio á fu tienda continente , aguardan- 
do b que corriéffe el contrario >• el qual 
aviendo tomado c una lan£a con gallar- 
do continente, vino al fin de carrera , 5 
tornando aíli como un penfamiento j 
llegó d do la íbrtija eítavarmas al tiempo 
de exeeutar el golpe e i fué mas defgra- 
ciado q galán ¡ porque la erró por altó , 
y aviendo paífado , luego bolvió/ 1 co» 
bueil fémblante dizierído ; Tan defdi 
chadog foy en lo uno como en lo otro 
no puedo mas^ depefarme /.Vos avey: 
perdido, dixerón los Juezes : mas de m 
vención y gallardo llevareys k una joya 
Luego le fueron dadas / unas atraea 
das m Tur quefeas de fino oro,y de gran 
de obra, que valian dozientas doblas/; 
eíto fué al fon de mucha müfica q fona 
vade todas partes. Y el arco triuílfal 
cjuatro partes hecho n > y filia y íetrattt) 
de la hefmofa Lindaraxa, fué pueító oi\ 
losí pies del retrato de la hermofaFan 
ma , q ño poco alegre y contenta eílíl 
va con la buena ventura de fu Cavall<| 
ró , y con harta imbidia f de Galiana 
Xarifa , en laqüal fe eftavarí deshaziei 
do ^.Reduan diflimülando el pefar re 
fus entrañas a tomó las arracadas/i y pu» 



Civiles de Granada. z 09 

ftas a en la punta de la lan$a > íiendo a- 
ompañado de muchos Cavalleros y * 
uficá,lo lie varón a los miradores b de b lemenc- 
las Damas donde eítava la hermofa c rc ™ a ^x 
íLindaraxa, y alargando d la langa , le di- f *ú cftoit 
xó : Sea férvida, Señor ajrecebir e(te peque- la bclie 
no c férvido, aunque harto? caro me cuejta: , ten " 
>ero no mirando g mi poca fuerte, en lo que e petic 
■oca al]uegodelaforti]a,efta obligada refpe- /encoré 
lo de lo mucho que dejfeo fervirle a recebir ^df ne 
\l pequeño hprefente que losjuezes me han regardant 
1 ado.no porque yo lo mereciefe ¡fino enten- \ P etic 
iendo que tuve los penfamientos altos en 
r fu Cavallero. Reciba las joyas por ellaga- 
adas en el juego de lafortija, ufo es de Da- 
as , refpondió la hermofa Lindaraxa, 
4o por nofer malmirada \y como lo que di- . 
Mpfea coftumbrek,por e(folasrecibo:pero\ '¿¡fe ° Ur " 
eys de faber ¡Señor Reduan, que me ha pe- k couftume 
Mdo mucho m en que vosMnconfentimien- ™ ais n , 
mto ajji ayaysjacaao n mt retrato : yjt lo fbrt marric 
eys perdidoso no lo doy por tal, pues no ay n tir ¿ 
f; : \nfentimiento mió de por me dio ¡y fabed que 
i ¡9 reconozco ninguna ventea en cofa nin- 

una a Vatima , aunque o fea del linage de o encoré 
{kZegris - 9 porquedemiyafefabequefoy ^ uc 
)J?encerrage : de modo Reduan que yo tro uve 
ytyuy libre me hallo p de vuefira perdida. % pnt fá¡- 
;;.tí diziendo eíto, tomó q las joyas de la lí 



reverertce 

O - punta 



i 



ziadecou* 
ftume 
b faire 
í-euíl vou- 
lu 
¿n'eutlieu 

e faite 

/mife 

g íi elle 

alloitfur 

l'eau 

h pleine 

abandero-' 

les 

k gris brun 

itoile d'or 

m huppes 

n forg a ts 

o camiíbles 

pmife 

# les rames 

r faits d'ar- 

gerit 

/tapis de 

toile d'or 



íportoit 
trois 

u deman* 
tibuloit 



210 Hifloria de las Guerras 

punta de la langa , hiziendole el acata- 
miento que una Dama fuele a en tales 
cafos hazer b á un Cavallero. Reduan 
quinera c replicar á la hermofa Dama, 
mas no tuvo lugar aporque entró en la 
plaga una muy hermofa Galera, tan bien 
hecha e 3 y tan bien pueíta/¡ como ñ an- 
duviera por el agua g, toda llena h de ri- 
cas flámulas y gallardetes i morados y 
verdes ¿, todos de brocado / muy fino, 
toda la flocadura m de muy fubido valor, 
La chufma n de la Galera venia con fus 
almillas o por quarteles pueíta/>;los unos 
de damafeo morado,los otros de damaf 
co verde. Toda la palamenta q> y arbo- 
les y y entenas parecian fer hechos de fi- 
na plata r , y toda la obra de popa de fi j 
no oro 5 con un tendalete/de brocada 
encarnado, fembrado de muchas eftrec 
Has de oro , y affi mifmo era la vela d& 
baftardo , y trinquete, las quales venían 
tendidas con tanta mageüad y pompan 
que jamás fe vio Galera de Principe etó 
mar, que tan rica ni viftofa fuefle,ni quti 
navegaífe con tanto grandor > magnififj 
cencia,pompa,y aparato.Traya tres t ñ 
nales requiffimos,q parecian fer de ore 
La divifa de la Galera era un Salvage i 
defquixalava #unLeon,feñal y divií 

d 



Chiles de Granada. 2,11 

de los claros Abencerrages. Todos los 
marineros y proeles a venían venidos a g ens de 
de damafco rojo,con muchos texidos^ fovicede 
! y guarniciones de oro : toda la xarcia c / t ^„ r ^ 
i de finafeda morada d. En elefpolon ¿cordage 
venia puerto un Mundo hecho e de cry- d &'} % br "n 
ftal muy rico, y entorno una faxa / de /5 an d c 
loro , en la qual avia unas letras que de- 
izian : Todo es poco. Bravo blafon, y 
folamente digno que elfamofo Alexan- 
dro,ó Cefarle pufierang: aunque h de£ z y cn {j- cnt 
xies por el les vino grande y notable mis 
\ laño á todos los dellinage claro de los h e " c ore 
I Abencerrages , del qual venían dentro que { 
í ie la Galera treynta Cavalleros manee- 
pos/ Abencerrages , muy galamente ijeuncs 



>U! 



iftos k de libreas de brocado / encar- * p3 T ez ,, 
InadOjtodas hechas m de riquillima obra m f a ¡ tes or 
"He texidos y recamos de oro n. Los pe- » broderie 
1 tachos eran encarnados y azules, po- Ie e canetl1 " 
1 >lados o de mucha argentería p de * parfemez 
D rftro , cofa brava de ver. Por Capitán P áQ P a P il - 
: e todos venia un Cavaller o llamado^ * appeiié 
[í ; Ibin Hamete,de mucho valor y rico. 

enia arrimado r al eftanterol de la rappuyd 
>' Calera , el qual parecía de oro fino, 
;° tefta manera entró en la plaga muy 
i lea y bizarra galera , con mucha mu- 
* fcá de chirimías y clarines , /tan fuá- ^ hauboi , 
O Z Ve & claironf 






2 i x Hiftdoria de las Guerras 
ye , que fe elevavan los entendimien- 
aPartifice tos. El ingenio a. conquenavegavala 
galera era eítraño y de grandillima co- 
b qu'ellc ft a ^ que parecia que y va b en el ayre^pa- 
recia bogar de cinco en cinco : las ve- 
las todas tendidas de modo que y va á 
remo y vela > con tanta gallardia y que 
f&enarn- era cofa de grande admiración. Y en 
vfsdesgal- llegando enfrente de los miradores c 
Jeries Reales , la Galera defparó d el canon de 
^&T - crugia , y las demás e piezas que lleva- 
tres va/, con tanta furia , que parecia hun- 
/portoit dirfegtoda la Ciudad de Granada. Aca- 
g en oncer ^ a j ae j ar tilleria gruelfa , luego dozien- 
tos tiradores que venían dentro de h\ 
h urerent Galera,diípararon h mucha efcopeteria ; j 
i bruit con tanto eítruendo y ruy do i ? que íifl 
fe .veyanlos unos á los otros. Toda lí | 
plaga elíava efcura,por la mucha huma 
k beaucoop reda k de la pólvora. Alli cómo la Gale 
de fumée ra ^ XZQ / [ u f a lva 5 reípondió toda la afti 
llena del Alhambra y Torres Bermejas 
m aecordé que affi eítava ello concertado ^.Todíl 
n enfoncer el mundo parecia hundirfe ^.GrandiíEI \ 

mo contento dio á todos tan bravo fpc 

.# bruit ¿taculo y ruydo o: y affidixó el Rey ? qu 

^ f a it no fe avia hecho/> mejor entrada que í 

quella. De mortal rabia yembidiaat 

dian los Zegris, y Gomeles,en ver q k 

Abei 



Civiles de Granada. 213 

I Abencerrages uvieflen hecho a femejá- * & ?t 
te b grandeza , como aquella de aquella ble 6 
galera; aíli un Zegri le dixo al Rey .• No 
s\ donde han de -parar c los penfamientos de- c jé ne fqay 
fie linage deftos Cavalleros Abencerragesy oúfinirortc 
]fm pretenfiones^que tan altos andan que ca(l 

I\van efcureciendo d las cojas de vuefiraCa- ¿ obfcur- 
\fa Real. Antes no teneys razón, dixo el Rey, ciíTant 
\que mientras mas e honrados y valerofos |^ ^¿ 
.pavalleros tiene un Reyno/ms £ honrado y f plus 
m mas es tenido el Rey: y ejlos Cavalleros 
\Abencerrages, como fon claros de linagey de 
*afta g de Reyes , fe efireman h en todas fus £ * acc 
sofas ,y hazeni muy bien. Bueno fuera, dixo ient 
mCavallerodelosGomeles^y^rtf/kf ¿font 
\ucranendere cadas k aun llanolybuenfin, *?£ s Cmi * 
tyas paffan por muy alto fus penfamientos. /droice 
i \Jajla agora m no hanpa rado en ningunma- 
y, ni dellos fe puede prefumir cofa que mala ^j^^ cs 
.pi, porque todas fus cofas fe arriman n a heure 
íemafiada virtud. Con eíto fe puso fin á «s'apuyét 
a platica, aunque los Gómeles que- 
ian o paíTar adelante p con damnada in- °p ™ t r e ,cnt 
íencion contra los Abencerrages; mas 
Jorque la Galera fe movía , paró fu in- 
tento. La qual acabada q de j ugar íu ar- - . 
illeria, diobuelta r por toda la plaga, í- fkun 
on tanto contento de todas las Da- k>m 
las, que no pudo fer mas : porque to- 
O 3 dos 






a 14 Hiftoriade las Guerras 

dos los Cavalleros fueron conocidos 
fer Abencerrages , de cuyas proezas, y 

l arrTvéc ^ ama e # ava elmundo lleno a. 

c aprés Llegada b la Galera junto c del man- 

tenedor , todos los treynta Cavalleros 

^ oú faltaron en tierra , donde d les fueron 
dados muy poderofos cavallos , todos 

etoiicd'or encubertados del miímo brocado c en- 
carnado, y adornados de grandes pena- 
chos y teñeras riquiflimas. Apenas los 

/fortirent treynta Cavalleros falieron/de la gale- 

g faifant ra í quando ella hiziendo g , cia ¿,efcur- 

i tirana re a ' f° n ^ e ^ u ricz mu fi ca >y diíparando i 
k fortit toda fu artilleria/e falió k de la pla$a : y 
/ íaifía ^ e u a refpondiendo el Alhambra,dexó h 
n mainte- a todos embobados m y llenos de con-* 
nant tentó. Agora n ferá bueno bolver o al fa^ 

6 retoumer mo f Reduan yAbindarraez,q toda via 
avian eftado en la pla^a, por ver lo que 
paíTava.Reduan muy defeontento y tri- 
ne jpor lo queLindaraxa le avia dicho 3 a- 
viendoíe encontrado con Abindarraez 
le dixó defta manera:0 mil vezes ipAbin^ 
P tol$ darraezbien afortunado, que vives conten-* 
to y confaber que tu Señora Xarifa te ama^ 
que es el mayor bien que puedes tener. Y yo 
q malheu- cien mil vezes desventurado q ¡pues clara* 
reux mente sirque a quien amo,no me ama^ni me 

eftimay oy en efie dia r muy agrámente me 



Civiles de Granada. 215 

u de ¡pedido y def engañad o a. Sepamos, dixo 

ib indar raez, quien es la Dama a quie eflas Salomé 

-endido tan de veras $ tan foco conocimien- con ge , & 

o tiene de tu valor? De tu prima b Linda- ffclaircy 
r ¿A n j v» < ¿couíine 

vo^reípondio Reduan, Pues no ves que 

ras muy engañado c,que ella ama a Hame- c ; trompé 

e Gazul ¡porfer bizaro y gentil Cavallero: 

le orden de ovidarla d,y nopienfes mas en ¿l'oublier 

lia aporque f abras que fera tu cuy dado cper- e p l 

Jido,y no has de facar fruto dello,dixoAbin- 

'arraez, no porque no llevas í brava injig» f nc portes 

'ia de tupaffionjymuy bielo has publicado, 

nos no ay de que hazer g cafo dcmugeres y g fairc 

\uemuj brevemente buelve la veleta h a 0. tm ?. rneIa 

lodos vientos. Eíto dezia Abindarraez, 

í^ntiendoíe , y era verdad, querReduan 

licó aquel diá / una muy avifada infig- i tira ce 

I tia de fu pena , que era el monte Mon- i° ur lá 
;ibel,ardiendo en vivas llamas £>muy al k flammes 
latural dibuxado l, con una letra que 'P "" 11 
Jezia .-Mayor esta en mi alma. 
leduan viendo que Abindarraez fe 
bnreya , dixó : Bien parece , Afondar-, 
\aez y que vives m contento : quédate a w demeu- 
>ms 3 que nopudofufrir mas la pena de mi re 
'olor, y nada n me da plazer. Y diziendo * ríen 
íto , pico á prieffa, y falió o de la plaga „. fortít 
1 y fus Cavalleros t lo miímo hizof A- P ñt 
indarraez . defpidiendofe q de fu Xa- ? prenant 
O 4 ' rifa cou§e 






a mis 
b bague 
¿•arriva 
¿portón* 
e portraits 
/metí re 
g nous 
vou!ons 
h chacun 



cette fois 



k haubois 



/celafait 
m bonne 
grace 
«firentu- 
ne mefléc 
o limaron 

p fortirent 

q IaiiTant 
r eurent 
ibrty 
/tirant 

/ pleín 
u guidons 



2 1 6 Hifioria de las Guerras 

rifa. Los treyntaCayallerosde la galera, 
ya puertos a en orden para la íbrtija¿ 3 e 
capitán dellos llegó c al mantenedor 3 
le dixo: Señor Cavaller o ¿quino traemos 
retratos e de Damas para poner f en compe 
tencia>Jolo queremos g correr cada uno h de 
nofotros una lan$a , como es ufo y cofiumbre 
de CavaUcros. Y afsi por evitar prolixi 
dad , todos los treynta Abencerrages 
corrieron cada qual una langa muy ga 
llardamente 5 y tambien,que al mantene- 
dor le fué delta vez i muy mal : porqu< 
cafi los treynta Cavalleros le ganaron 
joyajas quales les fueron dadas : y ellos 
al fon de mucha mufiea de meneítriles k, 
las fueron dando , y repartiendo por to- 
das las Damas á quien ellos fervian. He- 
cho efto /, con muy gentil ayr e m entre; 
todos hizieron una travada n , y gallar-i 
da efcaramuga y caracol o , con langas. 
y adargas -, c¡ para aquel cafo avian pro-r 
veydo. Y afsi efcaramugando fe falie- 
ron^dela plaga, dexando q á todos s 
muy contentos. A penas uvieronfali- 
do ?% quando entró en la plaga un muy \ 
hermofo Caftillo , difparando /mucha ¡ 
artillería , todo lleno / de banderas y 
pendones ^.Dentro fe oya mucha y muy 
dulce melodia de diverfos inftrumen- 

tos 



Civiles de Granada. 2,17 

,:os de mufica. Encima de la Torre del 
íomenaje a> venia puerto b el fiero y ¿tourfeig- 
angriente Marte > armado de unas ar- neoritje 
ñas muy ricas. En la mano derecha mis 
raya un eítoque dorado muy lindo r, y f f rt bcau 
n la otra mano un pendón d de broca- ¿gmáon 

e verde, con unas letras ¿e oro $11 ftoiied'or 

1 talladas , que dezian.* 

guien del humor fangriento guflay baña, 
El azerado hierro íy temple duro , /aceré fcr 

Con immortal renombre que no daña g , g endom- 
Se queda h eternizando un bien futuro : ™df meure 
DelGange al Nilo,y lo que ciñe Ejpana 
\De Poliphemo el padre tan cfcuro y 
pe fama queda lleno i, pues de Marte » demeure 
\Conviene quefefiga el eftandarte. 
[Eíta letra llevava k el Dios Marte en fu k por toit 
índon / , dando á entender que el va- l guidon 
adelas armas es immortal, y por el 
I alcanga lindo ^renombre , y gloria. m s , ac- 
lodos los demás pendones n delher- quiertbcau 
tofo Caftillo eran de brocado o de di- «toas les 
ferfas colores. Los de la una parte eran g U¡ d ons 
1 verde, con fluecos y cordones mo- otoi'ed'or 
dos/» muy ricamente hechos q, Eítos ^ g™ brun 
mdones r verdes eran ocho, todos te- r a guidons 
ian una mifma letra que dezia afsi ." 

No es muerte la que por ella 

Se alcanza gloria crecida , 
: ;■■! Sino vida efclarecida. De 



uguidons 
b houpcs 



% 1 8 fíiftoria de las Guerras 

Pe la otra parte del Gallillo contra- 
rio de los ocho pendones a verdes avia¡ 
otros ocho pendones de damafco azul 
muy ricos^con la flocadura b y cordo- 
nes de oro muy fino. Tenían todos una 
rniírria letra que dezia affi : 

Cante la fama las glorias 
De Granada , pues fon tales, 
£¿ue fe hazen c immortales. 

En el otro liento d del CafUüo , avia. 

dtoúc pueftos e otros ocho pendones de bro- 

/toiicd'or cado/encarnado, con brollas g de ore 

ghoupes muy fino » y cordones. Los pendoneí I 

eran de muy gran precio, y de muy her- 1 

mofavifta^ con una letra todos de und 

mifma fuerte , que dezig. afli ; 



fe font] 



% vraye 
jfuivre 

k renom- 
méc. 

/baíide 



whoupes^ 
n leméc 
q <f argent 



La verdadera h nobleza 
Bfta en m feguir i la virtud,, 
Si acompaña rectitud 
Gana renombre k de alteza 

En el quarto y ultimo liento / de« 
hermofo Canillo avia otros ocho pen 
dones muy riquiffimos de brocado mo 
rado 3 con fluecos m de oro y cordone 
todos fembrados n de medias Lunas d 
plata o x que era, cofa muy viltofa. Te 

do 



Civiles de Granada. ziy 

dos tenian una miíma letra que dezia* 

Toque la famofa a trompa ñ fonne ¿J 

T todojilencio rompa, glorieufe 

Publicando la grandeza 

Vefia nuefira fortaleza 

guefale b con tanta pompa, £q U i f orfc 

Si rica y linda c entró la Galera , no c belIc 
ríenos rico y hermofo fué el Caftillo. 
io fabia nadie atinar d de que f uefíe fa- ¿ nu i %& 
ricada, folo qué parecia todo de oro, voit juger 
on mil labores y follages, y otras mu- 
has hiftorias : y con aquellos treynta 
dos pendones e tan ricos : hazia / un e guidons 
|»ravo y viítoíb efpe&aculo.Difparavag /faiíbit 
iumerableartilleria:fonavaidentromu- g llr01t 
hay dulce mufica de dulzainas y me- 
eítriles^y trompetas baftardas, ylta- ¿hauboís 
anas , que era cofa de oyr. Anduvo i f ciairons 
(te Caftillo hafta ponerle k en medio ¿ Ju fq U esá 
e la pla^a , y alli paró/. Venian tras m fe mettre 
el Caftillo muchos Cavalleros todos \f£ s ' ar " 
eftidos de muy ricas libréaseos quales «sapres 
srayan de dieftro # treynta y dos cava- «nenpient 

J , j j pírla brido 

los muy ricamente adornados o de pa- - pic% 
amentos de brocado/ de diverfas co- p ceuver- 
>res , como adelante q diremos. Pues jjgg ^ 
hiendo parado el caftillo en medio de ^piasavát 
pla^a , vieron que por la una parte 

donde 






^lO Hiftoria de las Guerras 

donde eftavan los pendones a de broca- 
Sons d° verde fe abrió b una grande puerta, y 
b ^ouvrir flp elta el Caítillo tenia otras tras tan 

ocultas, q no íe divifavan,y cadar puer- 
co aque ta e ftava á la parte de los pendones. 

Pues fiendo abierta d la primera de los 
¿ouvene pendones verdes : por ella falieron e 
e ortircnt oc ^ Q Cavalleros,muy ricamente adere- 
/parez sados/, con libreas del mifmo brocado 

de los pendones , con ricos penachos 

verdes. A eftos Ca valleros , luego g les 
g mconti- f U eron dados ocho cavallos muy podé- 
is puiííants tofos h encubertados i de brocado ver- 
i couverts de, ios penachos de las teíteras eran afsi 

mifmo verdes. Los Ca valleros fubie-; 

k monte- ron * en e ^ os ^ in P oner ' P^ erl ' os e ^" 

rent vos : los quales luego m fueron conoci- 

/fans dos,íer CavallerosZegris,de mucho va \ 
m Inconti- * or Y r * cos * Y to dos holgaron /? con fií 
nem vifta, por íer o muy buenos Cavalleros 

* cn s t ' efioui " y muy dieítros en la Cavalleria. Los Zei 
opoureítre gris fe llegaron f al mantenedor y Id 
/> s'apro- dixeron: 5)p«^r Cavallero, aqui avernos vet 
s ^/¿/¿? 0r/w Cavalleros aventureros , ¿^>m/¿M 
^courfede vueftrovdor en la carrera de la fortija q 
la bague y¿¿/ contento que corramos una lan$a cadi- 
r chacun ##¿/ r j)¿» ^#y tó#¿ voluntad \dixb Abena ' 
fie íuisicy ' n n • 

¿ncoreque m & Y >% uc fM& € lt°cjtoy aquí: aunque no ve> 

le ban de #// conforme alprevo del juego de mi fortija. i ' 
ma bague 5 „ ^ 



Civiles de Granada» zzi 

k 7 diziendo efto tomó a una langa , y fe *P rit 
r r uéalcabo¿ de la carrera, y la pafsó ^^ n 
nuy gallardamente. Un Cavallero Ze- bout 
*ri corrió,mas no ganó joya. Finalmen- 
ede ocho Cavalleros que eran,los cin- 
:o dellos ganaron joya,y los tres no,por 
üdefcuydor: los que las ganaron , al f a ^ rICUr 
¿>n de mucha mufica , dieron á fus Da- ¿¡nconti- 
nas fus joyas. Luego d todos ocho fue- nenc 
on al Caftilloyy fe apearon ¿ de fus cava- em \ rcnt 
los y los dieron á quienlos avia traydo^ pied aterre 
ellos fe entraron por lá puerca q avian 
úiáofs íiendo recebídos con grande ff OTty 
aufica,y mucha artillería q difparavang. g tiroicnt 
n acabando h de entrar los ocho Cava- * aehevant 
ros verdes, al punto fué abierta i la ¿ouverte 
juerta de los pendones ¿ azules,y por e- k bannieres 
falieron / otros ocho,muy gallardos, /fortiren* 
flidos de libreas de damafeo azul , 
J^mbradas m de muchas eítrellas de oro, ™ femées 
Jj)s penachos de lo mifmoj llenos de ar- 
, pnteria n de oro fino. Luego fueron „ pIe5nsdc 
])s ocho Cavalleros azules conocidos , püiottes 
. ¿r Gómeles ; parecían también que da- 
^kn de fi, grande contento a los que los 
, niravan^. Incontinente fueron fervi- oreg3r . 
os de ocho ricos cavallos , encuberta- doicnt 
I k>s de brocado/* azul , conforme á las 
'ibreas; las teteras y penachos de muy \™™* 

|k ricas d'or 



I 



«ehacun 
¿firent 



€ pluS 



d fortirent 



e les ban- 
nieres de 
toile 
d'or gris 
brun 
/ parez 
g belle á 
voir 
h arrivez 



ihommes 
k¡ bannie- 
res 

ffortirent 



^^^ Hiftor'u de las Guerras 

ricas plumas azules adornadas. Eílandc 
á cavallo > fueron á do eltava el mame 
nedor, y corrió cada uno ¿unalan^a 
como hizieron b los otros Cavallero 
verdes. Y de todos ocho no ganaroi 
mas c de tres joyas: y dadas á fus Damas 
fe metieron en fu CaftiIlo,con la mifm; 
mageftad que los otros.EílósCavallero 
azules entrados en fu Caílillo al momé 
to falieron d otros ocho Cavalleros po 
la puerta donde eílavan los pendones é 
brocado morado e,y afli miímo de aque 
Ha tela tan rica y coítofajos Cavallero 
adornados/, con penachos morador 
Ai inflante fueron férvidos; de fus cavs 
Hoscos quales eílavan emparamentado j 
de lo miímo,que era una cofa hermoí 
de mirar g. Pues llegados h los morado 
Cavalleros á la carrera^por la miíma <$A 
den de los otros , corrieron y ganaro > 
fíete joyasrlas quales fiendo repartidas 
íiis Damas y al fon demuchamuficai: 
tornaron á fu Caílillo. EítosCavallered 
eranVanegas,varones i muy principáis 
y ricos^y en Granada muy feñalados e 
todo y por todo. Al improvifo por la u 
tima puerta de los pendones k encarní 
dos, falieron / otros ocho cavallerc 
con libreas encarnadas, del mifino bre 

c 



Civiles de Granada. 223 

:ado a y penachos encarnados lleno b de d'or 

^cnxy rica argentería c de oro. Los cava- h P lein . e 

los q les dieron, venían emparamenta- j^vcrts 

dos d del miímo brocado c. Ellos ocho <?toüed'or 

^avalleros eranMacas muy principales. ^??P C * 
1 i-v n. i-i qut ia re- 

brande contento dio eíta librea encar- gardoient 

daalRey,yátodoslosdemasquela 

íiravan/ También g eííos Cavalleros Ichacun 

ncarnados corrieron cada unoh la lan- * fe refioüit 

y todos ocho ganaron joya , con 

;rande contento de todos los circun- 

antes. El Rey de la miíma manera hol- 

ó i mucho detlo , que le peíara* i fi al- ¿ euí | e Q é 

uno perdiera langa. Dadas las gana- marry 

I as joyas áfus Damas , con grande con- ^^^ 8 

Jjpto , fe metieron en fu Canillo. A pe- 

j jas u vieron entrado , quando dentro 

iel Caílillo fe oyó gran mufica de cim 

¿jroias y dulgayms/. Acabada eíta mu- mqxklCoñ . 

.ra , fe oyeron trompetas que tocavan noient á 

lácaval^ar m. Al punto en cada una# ci \ cv ai 
la ] , ° r . , n a chaca- 

<ip las quatro puertas , parecieron ocho ne 

^valleros con ocho langas y ocho adar- o tardes 

[is o muy hermofas/. Las puertas del ^ bellcs 

^ pitillo todas fueron abiertas^, y por rchacune 

, 4daunafalieronr los mifmos ¿avalle- fortírent 

k que de antes/ Y fubiendo t en fus {^™~ 

! fallos , fe juntaron los treynta y dos t & mon- 

V (palleros,y entre todos hizieron u una ÍS É& 

^ruy galana entrada y efcaramuga. La-/* 



214 Hiftoria de las Guerras 

a achevée ^P 3 ^ ^ ien ^° acabada ¿¿fueron repartido* 
b troupes en quatro quadrillos b : y en punto fue 
ton de cañas férvidos 3 y comentaron i 
jugar muy hermofa y galanamente ur 
e meílé travado c juego de cañas. El qual fiendc 
acabado,haziendo un muy viftofo cara 
d faifant; col d, fe íalieron e de la pla9a : tambiei 
ümacon & Iió / el hermofo Caftillo , fonando ei 
í7ortirent el liempre g gran mufica y artillería 
/aüfíl íor- dexando h á todos muy contentos de íi 
gtoufiours braveza y riqueza: ydezian/todos,qu< 
% hiílánt fi la Galera avia entrado bien , no me ' 
$ diioicnt nos quilla avia entrado el Caftillo , r j 
menos^contento avia dado. Mucho 
Cavalleros que eftavan con el Rey m; 
tavan lo bien que el Caftillo lo avi 
¿fait hecho k uno del linage de los Zegris 
dixó. Por Mahoma juro y que tengo gram 
contento , porque los Zegris , Macas y 
l ontapor- Gómeles hanfacado 1 tan buena invención 
té r poraue con ella han hecho m brava punto, 
a los Cavalleros Bencerrages , y a no avv\ 
n forty falido n el Caftillo tan bueno y no uviet\ 
quien con los Abencerrages fe averiguara* 
fcgun de altivos pensamientos eftanadorm 
. dos Mas a lo menos defta vez o entendtraÁ 
que los Zegris y Macas y y Gómeles fon CaVií 
lleros,y tienen p artes tanfubtdas p depunk 
P i aute$ com0€ n QS% \j n CavaUero delgs Abei 

ce 



Civiles de Granada. i 2 ^ 

córrages, que alli a junto del Rey eftava, a \% 

reípondió : Por cierto Señor Zegris, que en 

lo que aveys hablado b , no teneys ninguna b parlé 

razón, por que los Abencerrages /fon c avallé- 

jos tan modefios , que por pro/pera fortuna 

que tengan , no fe al(¡an , ni por adverfafe 

éaxan ¡fiempre efian c deunfer > y viven c font to$- 

ie una manera con todos ,fiendo afables con J0Ur * 

os pobres, magnánimos con los ricos, amigos 

*n doblez, , ni maraña d ninguna. Y alli d feíntife 

iiallareys ^ que en Granada y en todo fu e vous 

trouverez 
\eyno,no ay Abencerrage defpreciado, 

id de nadie mal querido/, fino fon de fd'aucuii 
ofotros los Zegris y Gómeles. Yfinfa- maI Vüuiu 
í fer porque,ha muchos dias que les fafti- 
i iays y les foys odiofos g. No os parece, g vous icur 
ir bfpondió el Zegri, que ay razón baítan- eí * es "P' 
éf para ello > pues en el juego de las ca- odieux 
das, mataron la cabeza h de los Zegris f b ont tué 
fi-besno os parece ávos, refpondióel lechef 
n -bencerrage , que tuvieron i mucha ,- curent 
izon ? Pues todos los Zegris falie- 
ím k con mano armada , venidos k fortirenr 
ii í ertes cotas , y fuertes jacos para ofen- 
derlos y matarlos / : y por cañas arroja- / les tuer 
¿ >ides blandientes varas m de frefrio y m Y ^ 
c. ellas puertos finos, y damafquinos verges 
ferros», de muy duros temples, con braniantea. 
jfos muy penetrantes s de tal modo, * fer$ 
P que. 



i 



¿rarge 



5t 1 6 MJiorix de las guerrks 

que no avia adarga ¿t de Fez , por fina y 



h faites 



fr targé 
ícente de 

maillc 



fuerte q fueífe, qno la paífaíTe aíli como 
fi fueran hechas b de muy débiles y fla- 
cos cartones. Y íi no digo verdad, díga- 
lo el Malique Albez , que ni le baftó el 
adarga c fina, ni la jazenna d fuerte, quí 
el brazo no fueíTe pafíado de una parte 
á otra. Aíli que manifieftamente íe h; 
parecido, eftar en los Zegris la culpa de 
* & eiico- negocio, Y aun ¿? no contentos con efto 
* es fiempre/ les teneys odio g y mala vo 

¿ha?ne° Ur luntad > y les bufcaysé mil modos d 
b cherchen calumnias. Pues que aíli culpays á lo 
Zegris, f efpondió el Zegri , y dezis qu 
ellos fueron agrellores de la traycion : 
que caufa el Malique Alabez y va armíi 
l & portoit do, y llevava jacerina i ? O Mahoma, d 
cottede gafe la verdad? Yo os la diré i dixó i 
Abeiicerrage: Aveys de íaber 5 qué uno c 
vueítra quadrilla h le dio avifo de lo qi 
todos teniades concertado/, y fifue: 
licito á cavalleros , yo os dixera quierin 
dio: pero m no quiera n Mahoma que j 
lo diga. Y el Malique fué tan buen ca^ 
llero,que aunque o fabia el mal que co 
tra el fe conjurava j no dio parte á 1 
pjufquesá cavalleros Abencerrages , haftatantc 
tant ^ que fe vio mal herido q y de donde reí 
l felrou^ tó la bar ^ hu nda r paflkda , y el Malic 
ble " qi 



n troupe 
i reíolu 



ornáis 
#neveut 

o encoré 

íjue 



p 



Civiles de Granada. % 27 

iqüedó a muy bien vengado. Si quedó a d eme ¿ r ¿ 
bien vengado , querrá Alha fánto , que 
lo paguen algún dia ¿, dixó el Zegri. Maira á 
Muchos cavalleros AlaBezes, que alli qu ^ s ]e 
ieftavan con el Rey, moílrando muy nial payent 
temblante, quifieron c refponder al Ze- 9 uelc l ue 
Igri j mas el Rey que atento avia eítado c youiu* 
(a las razones paíTadas , viendo la altera- t™ 
jeion que fe iiiovia , y los muchos eava- 
lleros que avia dé ambos vandos d 5 les d deux fi- 
lmando callar e > poniéndoles pena de la f l °™ 
uvida fi mas alli hablaflen/ Y alli calla- comaian^ 
:ron g, quedando h muy enojados los da fe taire 
I Alabezesy Abencerrages contra los Ze- {^ ^^¡ 
jKgrts y Gómeles que alli avia ? y conpén- ge 
ámiencos de fe vengar los unos de los|^ eteuret 
otros. Eítando en efto , entró en la- pía- ranc 
%2. un carro muy hermofo y muy rico , 
|nas que ninguno de los que hafta alli i «jaiques la 
kvian venido. Parecía de muy fino oro -~ 

ñe martillo £ , en cada vanda dibuxá- / eu cha- 
las/ todas aquellas cofas que avian paf- que cefté 
fadodeíde*» la Fundación de Granada dé ?!^ s 
naíta entonces n , y todos los Reyes y «jufqucs 
Jalifas que la avian góvernado 5 cofa alors 
.te* grande admiración. Sonava den- 
tó del o muy dulce mufica de va- odzm ics- 
ios inítrumentos. Encima del her- luJf 
liófo carro^ eítava unagranda »uve , p beau 

P % por ch ariur. 



1 



1 1 8 Hifioria. de las guerras 

a mife por tan fubtil ingenio puefta a , que na* 

t ie U por- die * conocia < como yva tan al natural , 

toit que parecía que la traya c el ayre. Echa- 

d jcttoít va ¿/ ¿ e fl infinidad de truenos y relampa- 

res & ¿fc § os *> °l ue * u eltruendo / poma terror « 

ciairs quien la miravag. Tras eíto llovia h un2 

^regardoit mu y menu da g ra S ea de a nis,por tal con 
| apres ce- cierto ¿,que admirava. Defta manera an 
lapiouvoit duvo k por toda la plaga , y luego come 
Jure 1C mC " ^ J unto de l° s leales miradores /,fub 
k alia til y muy delicadamente^ con gran pre 

¡ gal ft rl ír ^ eza m > ' a § ran< ^ e nUve ^ Cierta n ei | 
n ouvertc ocho partes, deícubriédo dentro un cié I 
o paré lo azul muy hermofiílimo , adornado 

de muchas eftrellas de oro muy teluzi 
t mis entes. Eftava pueíto / por fútil arte ui| 

Mahoma de oro, íentado en una mu; 

belle r * Ca ^' a » e ' < 3 Ua * tell ' a en ' aS manos un 

r pourtrait linda q corona de oro , q la ponia fobr 

f poner fes l a cabera de un retrato, r de una Dam 

dettachea Mora, en eítremo hermofa, laqual mor 

t filets itrava traer fus cabellos fueltos / corníj 

* t0lIe . hebras t de oro. Venia vellida de brocq 

bmn 8n do morado u coítoíiflimo, la ropa acq 

v decou- chillada *u por fu orden, de modo que í 

S^doublu- P arec * a UQ a f° rro x de brocado blai 
re co. Todos los golpes y venían tomr 

y decou- dos, con unos broches^ de finos rub 
Treprifes y diamantes y efmeraldas. La Dátil, 

lucg * 



Civiles de Granad*. 2 2,9 

negó fué conocida fer la hermofa Co- 
íayda. A la par della una grada mas 
>axo ¿ a venia fentado un gallardo cava- ¿une mar* 
j ero,veítido de la mifma librea de la Da- {¡j£ pIus 
oa, de brocado morado y blanco b , y b toile 
'luirías moradas y blancas , con mucha £' or & ris 
rgenteria de oro c. Tenia al cuello una / pa piiio- 
1 irga cadena de oro , y el remate della , tes 
uefto d en la mano del hermofa retra- d le bout 
)'o de Cohayda j de modo que parecía d, | cclie 
vsnirprefo. Conocido fue luego e tam- e inconti- 
•fien/ el cavallero , fer el famofo Mali- nent 
$ue Alabez, que fiendo íano de las gran- ' aul l 
■fes heridas g que avia recebido en la g bleflTures 
f ega, del valerofo Don Manuel Ponce 
Ib León, quifo hallarfe h en eítas fieíias h fe vou- 
[ h tanta fama, y poner en condición el luttrou- 
Itrato de fu Señora, confiado en la de- ver 
í-eza de fu brazo y valor de fu perfona. 
'liego al fon de mucha muíica, le fué 
(litada i la cadena del cuello,y por cier- » ofiéc 
: t's gradas baxo k de lo alto del carro , y k defcen- 
áooca pieza le vieron falir / á qaváiló » : "f ! ¡- or ¿j- 
> pruna puerta grande que el carro re- 
irá, fecreta. El cavallo era poderofo m , m puiflant 
^ eje era aquel del famofo Don Manuel 
t'Bnce de León, que ya aveys oydo, 
; cmopafsó. Salia de cavallo todo en- 
cbercado del mifmo brocado mo- 
P 3 rado 



i 



a toille 
d'or gris 
brun 



h mainte- 
nant 

¿Ven alia 
devant 



¿farrivant 
oú 

¿jcyj'ap- 
porte ce 
pourtrait 
/mettre 
ávec les 
auires 
g prif 



h emporta 

la bague 

i ñi 

& toutes les 

/emporte- 

rent la 

bague 

m bruit 

#avoitde 

beíbiíi 



%y% Biflor ia de las guerras 

rado y blanco a, teñera y penachos de la 
mifma color.Grande contento dio á to- 
dos en verlo por fer muy gentil y gallar- 
do cavaüerp, ydenpucho valor. Y der 
zian»* Grandes langas fe han de correr 
agora ¿; porque Alabez es muy dieftro y 
valiente. El quaí íe fué delante c de fu 
carro , poco á poco y muy de efpacio I 
por fer bien viíto de todos. Y en llegan- 
do adonde ¿/eítava el buen Abenamar, 
le dixó: Cavallero 9 fi os agrada \ corramos, 
conforme a la condición de vuejlro juego x 
tres lanzas y que aqui traygo ejjte retrato e I 
queft me lo ganays , lo podreys poner con loi 
demás f que aveys ganado. De/lo foy yo muy 
contento, refpondio Abenamar. Y diziendoí 
$íto y tomó g una grueíTalanza, y corriq 
fu carrera de modo que. fe llevó el ar- 
golla ¿de pafíb. El buen Alabez corrió 
y hizo i lo mifmo. Las tres lanzas fe< 
corrieron , y todas las k vezes fe llevad 
ron el argolla /. Grande ruydo m fe moó 
vio entre la gente \ diziendo : Encom 
trado ha Abenamar lo que avia menee 
íter#. Bravo cavallero es el Malique : 
y de gran deltreza, pues no ha per-' 
dido lanza 5 por cierto que es digno 
que fe le dé muy buena joya. En eñe 
tiempo los Juezes avian confultado 

que 



£iviks de Granada* 



■3* 



jue los dos retratos a y de Abenamar y el . 

del Malique Alabez, fe pufieífen £ juntos y fe mif* a 
igualmente , pues que fus cavalleros fent 
íran también yguales. Y que al Malique 
fe le diefle ana rica joya de fútil inven- 
don , por fu valor. Y para efto llama-, 

'con c ai Malique , y fe lo dixeron. A lo *appelte; 

.juairefpondió, que fu retrato d el fe lo x ¿™ omtTÚ% 
jueria llevar configo e : que vienen fi e le vou- 
Lvia otra cofa mas que hazer f. Los loit €m " 
r uezes respondieron, que na. Y levan- avecíoy 
andofe uno dellos, quitó del aparador g /davantár 

, ¡nía juyamuy rica, que era un pequeña ge a n ^'^ 

riavezilla^deorocon todos fus adere- bufe 
;osf, fin qdle le faltafle coía alguna, y ¿petitna- 

I p la dio, ai Malique: el quál la tomo i 5 J^quipage 

'¡| r alfóademucha/'mufica dio buelta^? k prit 
>or la plaza, y en llegando adonde n ^ be ^ uco ^? 

1 i;ítava fu Dama Cohayda que eítava en tour 
:ompañia de laReyna , le dio la rica » en am-. 
¡íavecilla, diziendo: Torneo Señora efie T^JJS; 
iave , que aunque -pequeña , pjus velas Jen p perke 
\r andes ¡porque fe llenan q de efperanza.La % rs^ppIiC- 
\ermofa Bamala recibió, hiziendole aque- 
ta mefura r que era obligada. La Reyna toma r courtofre 
¿ nave en fus manos , y. U miro f muy de /la regaK 
fpacio y ydixo: Por cierto que es muy fútil y a 
ica viteftra nave y y que ñ las velas dellas las 
leva t la efperanza x ella y vos hareys buen t COÍ1 ¿ u j t 
P 4 puerto 



a fe teut 
b pleine 
c eleve- 
riant rou- 
ge 

d s'en alia 
* femit 
/ ayant 

g reveren- 

ce 

h luy jet- 

terent 

i commc 

il l'avoit 

porté 

k mi fe 

/ aupara- 

vant 

?n tonner- 

res , ef- 

clairs, & 

f o adres 

n grand 

bruit & 

efclats 

o emplifc 

fant 

p mettant 

q íortit 

y laiííant 

f mil le 



t defpens 

lü hors 



23 2 Bijloria de las Guerras 

puerto en compañía de tan buen Piloto > como> 
es el Malique.Lz bella Cohayda calló a lie- I 
na b de vergüenza , parándole muy en- i 
cendida r. El Malique fe fué dz fu carro, I 
donde aíli á cavallo como eftava, fe me- 1 
tió e dentro , a viendo hecho /grande ¡| 
mefurag al Rey , y á todas las Damas y : \ 
Ca valleros. Y fubiendo á lo alto del , fe - 
fentó en fu filia, como antes eltava. Y al 
fon de muy dulce mufica , le echaron h 
la cadena al cuello, affi como la traxó i:, 
Y á penas le fué puerta k y quando la gran 
nuve fe cerró como de antes / , comen- 
zando á echar de fi grandes truenos y ! 
relámpagos y rayos m \ c!on grandes 
eftampidos y eítallidos n, inchendo o de 
fuego toda la plaza, poniendo p grande 
terror y eípanto en toda la gente. Defta 
manera el rico carro y nuve íe falió q , 
dexando r á todos muy efpantados da 
tal ventura, y muy contentos de tara 
buena entrada como avia hecho. El Rey) 
dixó á los demás cavalleros ; Por Mahoma, 
juro , que de todas las invenciones que <ty[* 
han entrado ¡ninguna {e/pero ver mejor que 
eftd,nital. Todos los cavalleros la loa- < 
ron por muy buena y de mucha futileza 
y gaíto t. En eítando la nuve fuera u de 
la plaza , al punto entraron quatro qua- 1 

drillaí 



a troupes 



Chiles de Gramda. 233 

drillas a de cavalleros muy bizarros y 
galanes, y todos de muy ricas libreas ve- 
llidos. La una quadrilla que era de feys 
cavalleros, venia de librea rojada y ama- 
¡rilla¿/ de muy finiffimos brocados c : ¿ de coar 
los paramentos d de los cavallos de la \ c ^ d€ 
nifma manera , con plumas y penachos c toiies 
lie la propria color. La otra quadrilla e , d ' or 

r r , . ; ■ r ? , j d couver- 

jue eran de otros feys , venia adornada turcs 
íe una vifloía/ librea de brocado g ver- e troupe 
, le y roxo , en eftremo rica y coftofa : ^ <*$¿¿^. 
I os cavallos venian de lomifmo, y las 
i >lumas de la mifma color. La tercera 
1 [uadrilla, venia de librea azuj yblan- 
J o, de unos brocados h riquiffimos , to- ¿ brodée 
i :1a recamada de plata y oro ; los cava- de canetil- 
i os venian adornados de lo mifmo 3 y le d ' ar S ent 
tos penachos de las propias colores , y 
I aucha argentería i de fino oro , co* ¿ papillote 
¿ja muy viítofa y gallarda. En la quar- te « 
[¡ a y ultima quadrilla k , venian otros ¿ i, aiu j c 
;e feys cavalleros , de librea naranjada y 
i norada de brocados/ finiffimos, con /toiies 
f nuchos lazos y recamos m de oro y pía- ^°£ rocIc _ 
1 n : los cavallos encubertados o de los n es de ca- 
lo lifmos brocados , y plumas naranjadas ne ^, lle 

moradaSjde tanta viíta y gala,q era cc« n CQ ^ e e " s 
¡; a de ver fu hermofura/>. Todos eíios /> beamé 
i eynte y quatro cavalleros entraron 
f ! con 



a mis 
i troupes 



3,34 Biftoria de las guerras 

a targcs c;on lanzas y adargas 4, en las lanzas fu< 

pendoncillos de la color de fus libreas, 

Y entre todos comenzaron un muy her 

h beau ii- mofo caracol, tan bien hecho y rebuel 

ma^nfáit to¿,como fe podia hazer f,en el mundo 

¿uetour- y acabado 5 hizieron d una brava eícara 

c faire muga doze á doze muy rebuelta y reñi 

4 firent - da^ afli como fi fuera y paíTara en verdac 

bien deba- La efcaramuga hecha /, dexaron g la 

tue lanzas y fueron brevemente proveydo 

^, fa .lí5 de cañas, las quales los ca valleros iuea 
slaiílerent \ ^ ' ° 

ron muy hermofa y dieítramente , pue 

ftos h en quatro quadrillas i, feys á fóys 

Jugaron tan bien, que á todos davai.: 

grandiffimo contento. El juego acabaj 

k achevé do ¿,todos por fu orden fueron paífand 

van? íes P or delante los miradores / del Rey, hs 

gaiieries ziendole fu acatamiento devido m > y ai 

m luy fai- j^ifmo á la Reyna y á las Damas. Y d& 

deue revé- fpues fe llegaron al mantenedor,y pidk 

renee ron , fi quería n correr con cada uno 

s'a^rodíe 5 una l an S a: e * b uen Abenamar refpondici 

rent& de- que fi de muy buena voluntad. Finaa 

nianderent me nte todos veynte y quatro cavallera 

• chacun lt corrieron cada uno una langa. Ydetci 

dosTellos fe ganaron quinze joyas , \ú 

quales aviendolas dado á fus Damas 

p haubois f on ¿ e mucha mufica de añ afiles/*, por 

mifma orden que entraron en la pla$a i 

fali< 



civiles de Granada. 3,3 <j 

alieron a della, dexando al Rey y todos /. . 

os demás muy contentos de fu bizarría 
¡/gallar dia. Agora es bien q fepays b quié ¿ fgachiez, 

ran eftos valerofos y gallardos cavalle- 

os, que fera mucha razón dezir , quien 
: ran y de*qué linages. La una quadrilla c c trou P c 
¡ [ran Azarques , y la otra Sarrazinos 5 la 
^ercera Alarifes; la quarta quadrilla eran 
] Uiatares : todos gente principal y rica 
' \t mucho valor. Los antepaffados d de- d anceftres 
» lf :os cavalleros > agüelos y vifaguelos e e %™ u £\ c 
^j nerón vezinos de Toledo , y alli pobla- p e [ es ¿ e 
'] ores y gente en mucho tenida/y flore- fes grands 
a ian en Toledo eftos claros linages, en J^beau- 
1 empo del Rey Galafio , que reynó en coupd'e- 



1 . oledo.' Eíte tenia un hermano g y que ^ e 

^ Ira Rey de un lugar h que fe dezia Bel- | tic J 

%ite,junto áZarago^a enAragon,alqual 

y, Hamavan/ Zayde, y efte tenia grandes * a PP cl - 

^iompétencias 1 y guerras con un bravo oient 

forro llamado Atarfe, deudo muy cer- 

" 1! ; ;ano k del Rey de Qranada. Y aviendo fo^pro-. 

ffi iecho pazes el Zayde Rey de Belchite, che 

eI el Moro Atarfe Granadino , el Rey de 

- l r oledo hizo / una muy folene fíefta , en / fit 

iqual fe corrieron toros y fe jugaron ca- 
as ; as. Y quien jugó las cañas, fueron eftos 
l0[ 'uatro linages de cavallerosrSarrazinos, 
l ? Ivlarifes, y Azarques , y Aüatares, agüe- 
los 



: 



% 3 6 Hijíoria de las Guerras 

ugrands los a de los cavalleros aqui nombrados 

¡Tieu de en e ^ e Í ue S° ^ e f° rt U a ^ Dizen otros, q 
bague las fieítas que el Rey de Toledo hizo, no 
fueron fino por dar contento auna Da- 
€ prit le ma muy hertnofa llamada Zelindaxa , y 
pretexte para ello tomó por achaque c fes pazes. 
que Zayde fu hermano hizo con el Gra- 
nadino Atarfe. Seafe por lo que fe fue- 
dfc firent re , q al fin ellas {§ hizieron ¿como eíta 
dicho : y eítos cavalleros eran de aque- 
e race fta profapia e y fangre de aquellos quatro 
/ nommez linages nombrados / La caufa de vivir 
eítos en Granada fué , que como íe per- 
dió Toledo, fe retiraron á Granada , y. 
? &iá de- allí quedaron g vezinos por fu valor y 
meurerent nobleza. Y de aquellas fieítas ya dichas , 
h qui fe fit y de aquel juego de cañas que fe hizo h 
i demeura enToledo,quedó¿ grande memoria;por! 
íer las fieítas notables de buenas , y po$ 
ellas fe dixó aquel Romance que dize, ■ 

Ocho a ocho , diez a diez, 
Sarrazinos y Aliatares , 
juegan cañas en Toledo 
contra Alarifes y Azar que s : 
Publico fe/las el Rey 
por las ya juradas pazes , 
de Zayde Rey de Belchite ^ 
y del Granadino Atarfe: 
Otros dizen que eftos fteftos 

firvie* 



*37 



Civiles de Granada. 

firvieron al Rey de achaques a 

y que Zelindaxa ordena 

fus fieftas y fus pefares b ; 

Entraron los Sarracinos j 

en eavallos alazanes , 

de naranjado y de verde 

marlotas y cabellares c : 

En las adargas trayan d 

por emprefas fus alfangcs e 

hechos f arcos de Cupido 

y por letra y ¥ ueg o y SANGRE. 

Iguales en las parejas" 

les figuen g los Aliatares % 

con encarnadas libreas 

llenas h de blancos follages * 

Llevan i por divifa un cielo 

fobrc los hombros de Athlante 

y un mjote que ajji dezia , 

Tendrelo hasta que canse k : 

Los Alarifes figuieron > 

muy coftofos^y galanes , 

de encarnado y amarillo 1 

y por mangas Almayzales m 

Era fu divifa un ñudo 

que le deshaze un falvage > 

y un mote fobre el baflon 

tn que dize Fuerzas valen: 

Los ocho Azarques figuieron n 

mas que todos arrogantes , 

de 



á excufée 

ou pretex* 

te 

b fafche- 

rics 



c juppcs & 
mantel ees 
á la Mo* 
refque 
d por- 
toient 
e cimeter* 
res 

/ faits 
g les fui- 
vent 
h pleines 

i porfent 



k jufque a 
ce qu*il 
i'enitayq 

/ jaune 
m crefpes 
de fine 

toile 



n fuivirent 



a bleu gris 
brun & 
jaune 
jpaillc 
^ ils por- 
jtoient des 
targcs . 
c tout y eft 
compris 
atrompees 
e en vairi 
f regar- 
dant á la 
troupe 
% fon 
prevoíl, 
¿je met- 
tray ce 
foleil 
i íbrt 
k groífes 
verges 
/ ou mon- 
tent & 
tombent 
wfehelires 
#alongctit 
o efehaf- 
faux 

p íi fe re- 
pare 
q íort 
rDieu (bit 
iavectoy 
jT donne 
luy la 
mort 

íarroufer. 
i/efpandoit 
& arreíle 
ártefté 



i 3 8 Hifloria de las guerra* $ 

de azul morado y pagízo a 
y unas hojas por plumages : 
Sacaron adargas b verdes , 
y un cielo azul que fe afen \ 
dos manos > y el mote dize 

EN tO VERDE TODO CAÉfe 

No pudo fufrir él Rey 
que a los ojos le mojir¿ilfeñ\ 
burladas d fus diligencias , 
y fu penfamiento en balde e. 
T mirando a la qüadrilla f 
le dixo a Se Un fu Alcayde g 
aquel fol yo lo pondré h 
pues contra mis ojos fale ii 
Azar que tira bohordos k 
que fe pierden por él ayre l 
fin que conozca la vifla 
a do f uben ni a do caen \ l 
Como en ventanas m comunes 
las Damas particulares 
facan n el cuerpo por^verle 
las de los andamios o reales i 
Si fe adarga b fe retira p 
del mitad del vulgo fale q 
un gritar y Alha te guie r, 
T del Rey un muera y dalde £ 
Zelindaxa fin rejpeóío 
al pefar por rocialle t 
un pomo de agua vertía v 
T él Rey grito } paren , paren ü .• 



Civiles de Granada. %$$ 

Creyeron todos que el juego 
parava a por fer ya tarde 3 á s » arre . 

T repite el Rey zelofo ftoit 

prendan al traydor de Azarquex 
Las dos primeras quadrfllas b troupes 

dexando c cañas a parte c laiílant 

piden lanfOá y ligeros 
a prender al Moro > falen > 
gue no ay quien bafle d d\\ n'yá 

contra la voluntad de un Rey amante 9 ^ío^^ 
Las otras dos refiflian 
fino les dixera Azar que , 
aunque e amor no guarda leyes e encoré 

oy es ]uflo que las guarde. ^ ue 

Riendan lan$a mis amigos ; 
mis contrarios langas alcen 
y con laflima f y vicforia /córñpaf- 

lloren g unos y otros callen h e°pleurent 

Que no ay quien bafle ¿íetaifetifc 

contra la voluntad de un Rey amante. 
Prendieron al fin al Moro 
y el vulgo para libralle 
en acuerdos diferentes 
fe devide y fe reparte : 
Mas como falta caudillo i « chcr 

que los incite y los llame k 5 - 

fe deshazen los corrillos 1 
y fu motin fe deshaze : 4 

£¿ue no ay quien bafle 
contra U voluntad de un Rey amante* 



a vouloít 
b , fe jettcr 

€ follC 

qu'cft ce 
que tu fais 
d malheur 
tu fc.ais 



earnvaun 
meííage 

/unernak 
fon de fes 
parens 
g prifon 

¿jechoifís 



i tirerent 
k troupes 

/touíiours 
m forty 



2,40 Hiftoria de Ls guerras 

Solo Zelindaxb grita, 
libralde Moros , libralde % 
y de fu balcón quería a 
arrojarfe b por liberarle : 
Su madre fe abraza della 
diziendo , loca que hazes c ? 
muere fin darlo k entender 
pues por tu def dicha fabes d , 
J>)ue no ay quien bafle 
contraía voluntad de un Rey amanix 
Llego un recaudo e del Rey > 
en que manda que feñale 
una cafa de fus deudos f 
y que la tenga por cárcel g • 
Dixo Zelindaxa, digan 
al Rey que por no trocarme 
efeojo h para prifon 
la memoria de mi Azar que % 
T avia quien bafte 

contra la voluntad de un Rey amanté t 
Affi que eítas mifmas divifas, motet 
y cifras , faca-ron i las quatro quadrr 
lias k de los cavalleros ya nombrados); 
como aquellos que las avian heredadd 
de fus antepaífados , y fiempre/ fe prej 
ciaron dellas. Pues aviendo falido ; 
como avernos dicho de la placa, co;j 
tanta bizarría , dexando toda la corti¡ 
muy contenta de fu gallardía y divife| 



Civiles de Granada. 241 

y buen proceder: entró un Alcayde a de * garde 
las puertas de Elvira á gran prieffa, y no ™Ylrmd 
parando harta donde b eítava el Reyravi- haíte & ne 
endo hecho fu acatamiento c dixó: Sepa s ' arrc fta 
vueftra Mageftad , que alas puertas de Ayant filie 
Elvira ha llegado d un cavallero Chri- farevercn- 
jftiáno, y pide licencia para entrar y cor- ¿^ . * 
!:er tres lanzas con el mantenedor : vea 
7ueítra Mageftad fi ha de entrar. Entre , 
dixó el Rey , que en tal dia como el de 

)y,á nadie e fe le ha de negar la entrada, e á mil 
; ñ licencia, efpecialmente aviendofie- 
i tas reales.Con eíto el menfagero bol vio 
I gran prieíTa/, y no tardó mucho,quan- /retourna 
lio vieron entrar un cavallero muy ga- * & ralld 
í ardo y bien difpueílo , fobre un pode- 
|ofo cavallo ruciog rodado la librea del g gris po- 
lavallero: era toda de brocado blan- meIe 
\oh> anfi como nieve , y toda bordada ¿toiled'or 
■pn muchos lazos de oro eítremada- 
ojjiente rica ; los penachos eran aíli miP 
1 10 blancos , de plumas finiflimas , 
¿>tan mucha argentería de oro i , el ca- ,- papilla* 
c¿ kilo venia adornado de paramentos k tes 
;f } guarniciones de lo mifmo : reitera f ur c ^ U7era 
lo \ penachos del cavallo , affi mifmo 
flancos, de muy gran precio. Moítra- 
e; nfe tan gallardo , que era cofa de 

vx: no quedó Dama ni cavallero en 
Q^ toda 



24 ^ tíiftorh de las guerras 

toda la plaza que no puíieffe los ojos efl 

uqucnele el¿; quedando b todos contentos de fu 

rcgardaí- buen talle c y donayre. A la parte yz- 

¿° demea- 9 u i er< ^ a del capellar d xx aya una cruz co- 

rant lorada e, con la qual atlornava en fupre- 

c bel le nio grado el valor de fu perfona. Y po- 

¿dTcoílé niendo los ojos á todas partes/¡dióbuel 

gauche da ta g por la plaza , fiehdo de todos ex 

manteiet tre mamente mirado h. Y en llegando ¡ 

une ctoix los miradores del Rey y de la Reyna,lé: 

rouge hizo grande acatamiento í , inclinand< 

{e^yeuxde * a cabezal entre los arzones. Lomifm- 

touscoikx hizo el Rey, conociendo que aquel a 

g & UI * vallero era de gran fuer te.Las Damas t( 

^regardé das fe levantaron en pié, y la Reyna co 

i teveren* ellas , y le hizieron / grande mefura i 

FbaiíTant Luego el Chriítiano cavallero fué c 

la tefte muchos conocido, fer el Maeítre de C 

l firent latrava , de cuya fama el mundo eíta^ 

wreveren- u eno ^.¿ e q Ue no p OCO fe alegró el Re. 

n plei-n que un tal cavallero vinieíTe á fu Cor 
o íembia* en femejante o ocafion. Aviendo pues; 

Maeítre paífado toda la plaza,moftrano 
p vifage& una hónrrofa preíencia p y un vultoc 
reííem- fimulachro del Dios Marte / llego áú 
q arr^vaoü de q eftava eí mantenedor , y le dix. 

Buen Cavallero 3 fereys contento de correr < I 
t avee moy migo r un par de lanzas , a ley de buenos \ 
f gajure valleros ¿fin que aya apnefias {de retratos < 

Dame 



Civiles de Granada. 243 

t)artas ? Abenarriar mirando a atenta- a regar» 
biente al ca vallero q le hablava¿> fe bol- ¿ a pa rloíc 
vio c á Muza fu padrino, y le dixó. Si no c fe tourna 
me engaño d, elle es el Máeftre de Cala- d { } ) C ? G 
trava, porque íü prefencia lo mueítra , y ITK trope 
ja cruz de íu pecho e, y miradlo /bien q <? poitrine 
el mifmo es fin falta : de quien vos que- / re S arde 
tdaítes g amigo en la batalla fi os acor- gdemeu- 
■days¿. Muza puso i los ojos en el Mae- rátes 
! [tre>y luego He conoció:y fin mas aguar- n¿° uvue " 
¡dar alli á cavallo comoeítava le fue a i mit 
' abrazar , diziendo : Buen Maelíre .flor de k ,neoll£l * 
¡ ZbrijUanos,]eays muy bien venido ,que yo en- 
I 'iendo, que aunque Chrifiiano , aveys dado 
Ir ande contentóle ti la Corte del Rey s porque 
lodos los que en ella viven , os conocen por 
húejlra bondad. El Maeílre le abrazó , a- 
[$radeciendole/lo que en fu loor m avia ¡ i ereme ^ 
picho. Y el buen Abenarriar, llegandofe n ciant 
:¡;erca o con femblante aleere le dixó : m loüan S e 
¡$uc el bolgava p de correr tres Lanzas con c \ unt 
;l y y aunque (upiejfe perderlas todas ,lo ter* o pré? 
\]úaamuybuena dicha y ganancia q;poraver fof%¡fo¡ t 
orrido lafortija t con tan buen cavallcro. Y q heur & 
liziendo efto, tomó/una lanza y la cor- & a ¿ n 
pió eítremadamente bien .• mas por bien f p ^ nQ 
[ue la corrió , lo hizo mejor el Maeílre. 
r inalmente fe corrieron todas tres 
inzas, y al cabo garló t el Mae.ítte. To- * a Ia fí * 
Qz do 



a jamáis 
b ccttcfois 



t emporte 

de püur- 

trait 

d apporte 

e il euít 

emporré 

f allant 

eoíté 

fit ua 
tour 

i & en ar- 
rivant aux 
feneftres 
k mis 
/ prit 
m mis 
n tendit 



o joyau l 
p & de 
chaqué 

£ devint 
íbrt rouge 
r furprife 
f retourna 
/ enclina 
la teñe 



144 Hifioria de las Guerras 

do el vulgo dezia á vozes: Nunca a en el 
mundo fe vio tal cavallero : defta vez / 
perdido ha el mantenedor fu gloria > los 
Juezés dieron por premio la ricacadens 
que pefava dos mil doblas , pues no avií 
traydo retrato c en competencia i que f 
lo traxera d , fe llevara e el del mantene- 
dor. El buen Maeftre recibió fu cade 
na y al fon de muy grande mufica 
acompañado de muy principales cave 
11er os , yendo ./ el bravo Muga á fula 
dog, dióbuelta¿á la plaza. Y en He 
gando á los miradores i de la Reyna 
pueítos k los ojos en ella>comoel bal coi | 
no eftuvieíTe muy alto,tomó/la cadena 
y pueño m fobre los eftribos , alargó n 1 
mano> diziendo: No ay a quien con mayé, 
razón fe deva dar efia cadena de oro , que 
vueftra Mageftad , (i a mi atrevimiento J 
da lugar i por tanto vuefira Magefladla reci 
ba de grado > que aunque diverfos en U 
eyeSy muy bien fe puede prefentar una joya « 
en tal ocafwn como efia , y de qualquier 
alta Princefa puede fer recibida. La Rey 
na fe paró muy colorada qy hermofai 
y atajada r de vergüenza, no fabier 
do lo que fe haria , bolvió f á mirar ? 
Rey , el qual le hizo ferias t que la rec 
bieíTe, Yaffila Reyna levañtandofe e 

ñ 



Chiles de Granada. 24 ^ 

^ié 3 y con ella todas las Damas que con 
islla eítavanje hizo una grande mefura¿, a reV eren* 
y tomó b la cadena, poniendofela c en la ce 
ooca,y defpues alcuello^haziendo^una b £ P nt 
grande reverencia fe tornó á fentar. El tant 
Maeítre hizo una mefura e muy grande d faifant 
\Ú Rey y á la Reyna. Y bolviendo ríen- J; e re - veren - 
jdas/al cavallo , fe fué pajeando g con / bridé 
Vluca.y con otros principales cavalleros £ s ' en alIs 
vloros,que le querian bien, por fu valor. uant 
In eíta fazon , el valerofo Albayaldos y 
juegran deiTeo tenia en fu corazón de 
,/erfe con el Maeítre , y de aver con el 
;patalla , á caufa que el Maeítre avia 
^nuerto un deudo íüyo h muy cercano , h fíen pa- 

quitó i del lado del Rey , diflimulada- r™t 
¡nente, defcendió ala plaza ,fobre una * %0 a 
lermoía yegua tordilla ¿. Y acompañado k cavalle 
le algunos cavalleros amigos y criados /, " oire . 
¡¡legó zzz donde eítava el buen Maeítre, y teur r s 
^viéndole faludado puso los ojos n en m arríva 
A, contemplándole muy bien de arriba n jetta ! f s 
baxo o , confiderando , fu valor. Y @ de haut 
¡lefpues de averie muy bien mirado , ea bas 
íabló de fia manera: Por Malwna ju- 
m y Chrifiiano Cav altero, que tengo grande 
ontento y plazer , en verte puefló galán 
de fie fia s porque armado y de guerra ya 
e he vifiü otras vezes en la Vega p P y ¿fio p campar 
(^ 3 era S nc 



£46 Hifioria de las Guerras 

era lo que yo alprefente mas dejjeava: porque 
a remplít la fama de tu valor hinche a toda la tierra y y 
¿intimide atemoriza b todos los Moros de fie Rey no. Yfc 
e reíioiiy he holgado c con tu vifia, mucho mas en ver- 
me contigo en la Vega haziendo batalla s por- 
que a ello me llama y incita, lo uno tu valor \ 
lo otro aver muerto a Mahamet Bey primo 
d coufín hermano d mió. 7 auncpue murió a tus manos 
germam enjufla batalla , parece que fufangre vertí* 
e versé da o, por tu mano , me llama a la venganza: 
f t ¡ cn y por tanto buen cavallero ten te defde agora f 
des á cctte por defapado , para conmigo hazer battalh 
heure mañana en la Vega con tus armas y, c avallo r 
„ j e f or _ que affi faldre g yo a verme contigo , y Job 
tiray llevare • h un padrino conmigo. Y fenalo al 

h meneray ^^YofoMalique Alabez^fin llevar otra per- 
fina.M'dy atento eítuvo el buenKlaeftre i 
i - las razones de Albayaldos , mas nada 
i maís atemorizado^, con alegre Temblante, 
point refpondió de aquella fuerte : Por cierto , 
intimide valerofo, Albayaldos , que no menos plazer y^ 
contento tengo de verte y que dizes tener deh 
averme vijlo : porque el nombre de tufamai 
fuena entre los Chrifiianos , como el delft-i 
mofo EÑftor entre los Griegos. Dizes que te 
k appclle incita y llama k a tener batalla conmigo, mi 
valor. Otros cavalleros ay , Chrifiianos ; de 
mayor valor que el mió > con quien pudieras 
emplear el tuyojque mas buen te efiuviera.Sí 

dizes 



Civiles de Granada. 2,47 

dizes que la vertida fangre a de Mahamet a le fang 
Bey primo hermano tuyo ; se te dezir , que el eí P andu 
murió como valer ojo cavallero a pie ando b x b comba- 
donde c mo(lro el gran valor de fuperfona x xm \ 
por donde no aypara que tomar d venganza ¿ p ren dre 
de fu muerte. Masfi toda via quieres verte 
comigo y afola e como dizes con folo un pa- e tomes 
drino^fea el que has feñalado, a mi me plaze * 01S lu 
de te dar effe contento. T affi maruna te VQXT ü vec 
aguardo^ una legua de aqui, ó dos, que J era moy icul 
en la Fuente del Pino 7 folo con otro padrino l ¿main 
que yo llevare g, que f era Don s Manuel Ponce je t'attcn- 
de León \ cavallero que fe puede fiar del todo dra y 
lo del mundo. Tpara que je as cierto , que lo j ay 
que digo [era ajfi ? toma h efie mi gaje en fe- ¿ p re £ s 
nal de batalla. Y diziendo eílo le dio un 
guante déla mano derecha* el qual to- 
mó i el Moro ; y Tacando una fortija k * P rít 
del dedo, muy rica, que era con la que U ncblzns 
fellava, felá dio al Maeftre. Y aífi que- 
do /aceptado el defafio entre los dos. / demcura 
El valerofo Muga y los demás m cava- >» les au- 
lteros, mucho quifieran n efcuíar aque- j ^ifr ¡¿ 
lia batalla , mas no pudieron con ningu- 
na de las partes recabarlo o. Y aíli que- o impetrec 
do hecho/? el defafio entre los dos bra- ^ m ^^ 
\ vos, cavalkros para el dia figuientte q. q jour fui- 

vane 

0,4 CA- 




248 Hifloria de las guerras 



CAPITULO O N Z E. 

<s cut Ve la Batalla que el Moro Albayaldos tuvo a 
con el Macftre de Calatrava , y como el 
b le tua Maejtre le mato b. 

Ceptado el defafio de 
los dos valerofos cavalle- 
ros, era ya muy tarde , q ya 
* vonioit ^^^^É^l fe quería poner c el fol. El 
coucher «Sl^BÍ Maeftre fe falló d de la pla- 
e s'en alia za ,' y por la calle de Elvira,, fe fue ¿> de: 
/íaiíícrons l a ciudad. Al qual dexaremosyr/ fu ca- 
er '& re- mino , y bolveremosg al fin de nueítro 
toume- juego de fortija q fiendo puefto eí fol h 3 
Fáoieiie- y a no ven * a n i n g u n cavallero venturero, 
ftaritcpu- los juezes mandaron áAbenamar que. 
ché .„ dexaffe la tela /, .que muy bien lopodiaa 
lice a a hazer k , pues no venian cavalleross 
k faire aventureros á correr lanzas 5 que el lo) 
, f . avia hecho / muy gallarda y valerofa- 

in aííez mente y y avia ganado harta m honrraa 
en aquel día. El valerofo Abenaman 
Z buffet mu y ategre mandó, quitar n el muy ri- 
f dcfcen- co aparador o de las joyas , que aun 
<3lrcnt ' quedavan muchas. Los Juezes baxa- 
faut von p del tablado c¡ 4> acompañados de 

los 



Civiles de Gramda. 2,4 9 

os mas principales de la Corte , y 
rayan a al valerofo Abenamar y fupa- a tenoient 
Irino el fuexte Mu§a en medioillevaron- 
os b por toda la plaza , con mucha hon- h meneret 
a al fon de muchos meneftriles c y ata- haubois 
>les 3 y otros géneros de muficas de la 
iudad , que davan de fi gran contento, 
-levando los retratos ¿/ganados aquel ¿ P° U1 * 
lisr, moítraudolos á todas partes , con traiti 
Jrantriumphodel, quelos avia ganado 
afta e que llegaron al mirador / de la$ c jufques 
i )amas , donde eftava la Reyna .• y á la f § alIe ^ e$ 
jjsrmofaFatima : álaquallos prefentó 
ií valerofo Abenamar , que gran gloria 
i :ícibió dello , y Galiana y Xarifa gran , 
cipfar. Eftava la hermofa Galiana, la mas 
:onfufa y arrepentida mugerg del mun- femme 
:io , que bien entendía ella que aquellas 
¡titas avia hecho Abenamar por re- 
lieéto de averie ella defdeñado.Y alia en 
ú ingrata memoria 3 rebolviaA milqui- ¿v tourno ¡ t 
iteras / , y mil vanas eíperanzas. Y i e himcres 
¡ruas que no avia parecido k el va- ¿ m 
rlrofb Sarrazino másenla plaza, def- 
rjies que corrió y perdió fu retrato. 
:"h eftas confufiones y otras , eftava 
<1 memoria ocupada. El Rey á efta 
; lora viendo que era muy tarde , fe 
uitó de los miradores/, yenunaher- / s'ofta de 

mofa la fcncftre 



2<jo JJiftoria, de las Guerras 

4 medita mofa corraza metido , fe fubió a al Al 

hambra. Lo mifmo hizo la Reyna y fu 

Damas. Aquella noche tuvp el Rey di 

¿fítfeoir á me ^ a kr % todos los cavalleros del juego 

ía tabie fplo faltó c Sarrazino y q fingiéndole in 

€ j ™ e a " c qu r a difpueíto, fe defeulpó d con el Rey,y n( 

rA * íe halló en aquella real cena e : la Reyn 

/ eut á fa tuvo de mefa jf las principales Damas d 

table Granada, haziéndoles toda la honrra de 

piundo, en la qual fe celebraron muy a 

legres fieítas, y danzas , y mil modos d 

juegos, y fe hizo una muy fingular Zanc 

g dance ^ bra g ) y fe tuvo grande y libertado ü\ 

la Moref- rao h. Y danzaron todas }^s Pamas y q 

¡Tbanquet vaUeros,afllcon las libreas que avian ji 

gado lafortija : fola Galiana no danzó 

ppr eítar mal difpueíta , por el aufenq 

de fu cavallero. Bien fentia la Reyna ; 

mal de que procedía, mas diílímulavaíi 

i afléz ^ a hermofa Zelinda , harto ¿ dezia á 

ítourmet hermana que no.tuvieflepena ¿, y 

coníolava, mas poco aproyechavan t 

les confuelos para ella. Finalmente to 

aquella noche íe pafsó en fiefta, mas 

que danzó muy eítremadamente íbb 

todos, fué el valerofo Gazul, con lata 

mofa Lindalaxa , á quien el ama 

mucho, y ella el ni mas ni menos. I 

loqual el gallardo Reduan fentia derr- 



Civiles de Grwada. 1^1 

iada ¿f paffion , viendofe defamado de a ¿ áé *$$®& 
[uien el tanto querían. Y de celos c ar- Taimoit 
liendo , propuso en fu corazón de ma- c jaíQuíie 
ar d ai valerofo Gazul , mas no le avino d ^er 
ffi como lo pensó, como adelante e e C V a pre« 
iremos , eñ una batalla que tuvieron//qu'euret 
>sdos,fobrelahermoía < g;Abencerrage. £ bcl1 ^ 
)efta Dama fe haze# mención en otras £f ait 
artes, y mas en una recopilación i que i recueil 
inda hecha agora ¿nuevamente, por el k faite ma r 
; achiller Pedro de Moncayo , adonde J ní ífflj 
,i llama /Zelinda. Llamáronla aíE , por eílappci- 
¡t hermofura m y lindezajmas fu proprio % 
hombre era Lindaraxa, ó Lindarraxa, % íabeaur 
;or fer Abencerrage. Y adelanten tra- n cy aprcs 
[¡iremos della, y del valerofo Qazul, 
[efpues de la muerte de los cavalleros 
.bencerrages, por gran traycion. Pues 
Drnandoá nueftra hiítoria, fiendo gran 
aríe delanoche ya paflada, aviendo- 

el Rey hecho o al valerofo Abena- o faít 
iar, y á los demás/? cavalleros del jue- P a ^ tre * 

mucha honrra, mando que todos 
ifueffen^ á repofar á fuspofadas. La a fyn al^ 
ermofa Fatima, reítituyó á la hora to- ^ Qnt 
ds los retratos ganados , por Abena- 
par, alas Damas cuyos eran; paífan- 
o entre ellas muchos donayres r. Aíli r piuííeurs. 
j efpedidios todos los cavalleros del gauíkncs 

Rey 



l^i fíijloria de las Guerras 

^maifcms Re Y >& fueron á repofar a fus pofadas a 
b aufíi y también b las Damas. Solamente que 
c demeu. daron e con la Rey na, las que eran de fi 

rercnt , , * v , 

d ordinai- P a ^ aci ° y continuas d : no reposo muchc 
res aquella noche, el bravo Albayaldos. 

qual faliendo de la Alhambra , aguard 
e arrívant al buen Malique Alabez; y en llegando 
/ fony le dtxó : Tarde avernos falido f de la fie ¡la 
g \h me Aj]i me parece g dixo el Malique, pero h ma 
fernble ñaña repofaremos. del txabaw pallado. Ante 
h mais M revés i rejpondio Albayaldos > porque j 
i pJuftoft efia fie fia aveys andado galán y de librea 
tra ,C ° n " m anana yreysfor cojamente armado. Porqut* 

refpondio Alabez f To os lo diré, dixo Albdj ¡ 
k vous aldos : Aveys de faber k > que tengo batali, 
devez fea- a pl az¿íc la i mañana m , con el Maeflre á 
/ affignée Calairava : y a vos os tengo Jenalado por m 
m demain padrino. Valame n Mahoma y dixo AL 
n m ayde y ez ^ ^ ue cm ta ¿ cdV allero tcneys aplazaa 

o pleuíl á batalla ? Plega dfantoAlhaoqueosfuc 

^ cu da bien,pprque aveys de faber que el Maeftil 

es muy buen cavalleroy muy experimentaa< 

en las armas , y muy valer ojo en ellas. 

pues que ajfi es , y por padrino, me ave 

f en alado , vamos muy en buena hora 

Mahoma nos guie. X por la Real Coroi 

p je mere ¿ e m ¿ s antepagados y que me holgar ia qi 

jQüirois bolviefíemos p con visoria deldefafio. T 

mouniaf- Re yf a ^ e ^godejlo ? To entiendo que nofi c 

íions 



Civiles de Granada. 2.53 

(oes a que Muca no fe lo ha dicho que" fe ha- a fy* ¡i 
lio bpre/ente a nuejtro áefafio. Sea como fue- ¿Uo^ ue 
re , jefa lo o no > tomemos la mañana c dtxb ¿Te rrouva 
Alabez, y fin que el Rey ni nadie lo entienda, ? P renoi ; s 
(algamos á a Vega^ a vernos con el Maestre. ¿ foríons 
Tfepa yo (i el Macflre feñala padrino > Si , 
dixo Albayaldos : . a Don Manuel Ponce de 
León. Si ajfi es , vive Alha e que las teñe- ^WJ v ¿ 
wos ¡porque yo , y Don Manuel no podemos vant 
Hexar de venir alas manos : porque ya fa- n 

heys la batalla que tuvimos f 3 y el tiene alia mes 
micavallo^y.yotengo acá elfuyo^y quedo g £ demeura 
I ijue quando nos viejjemos otra vez dañamos ?íjíw¿;¿ 
mn a nuejlra batalla. No os de pena effo , que dreíle 

r i alvo quifiere , dixo Albayaldos^ hombres *acom- 
'r ^r j \ a. w 1 moderez 

hornos, que placiendo a nuejtro Mahoma : nos ¿ ¿ e f orte 

fiaremos buenrecaudoh. Dixo el Maliquei qu'ií ne 

I í^^^j- /w, ¿77^ /£ haze tarde, y ella noche no nou ? ™ an ' 

ib dormir , ///?<? aderezar \ bten nuejtas ar- u ríen 

^naSyde modo que no nos falta hevilla k.Con ' s ' en al- 

::íto fe fueron los dos valiantes cavalle- jf^Jjig: 

'os á fus pofadas /, y cada uno m pre- íbns 

taró fus armas y todo lo demás que m & cha - 

i fiviah de llevar n, Y una hora antes del n & touíc 

lia fe juntaron , y fobre fus cavallos autre^cho- 

p fueron á la puerta del Elvira, ¿^eat 

-as guardas á aquella hora ya la te- porte* 

luán abiefta p , para que faliefle ^ la * Ven aIIe- 

:ente al campo a fus labranzas. Y affi f^ er ¿ 

paf- f fortift 



i <$ 4 HtftorU de las Güeñas 

paíTaron los dos cavalleros fin fer conci 
a & prirét cidos, y tomaron ¿ el caminó de Albo 

lote ? un lugar q era dos leguas de Grana 
b pour de da 5 para de allí yr h á la fuente del Pinc 
la aiicr ¿ Q e fl- ava feñalado que fe avían de ve. 
tfffit Albayaldos y el Maeltre.El Sol echava 
deux miiic fus rayos > moftrandós fus hermofos re 
diverfítez {piadores variados ¿ haziendo dos m 

vifos ¿/, bailantes á privar la vifta á qua 
e qui le quiera que lo quinera mirar cj quand 

i/ouloit re* 

garder ' os dos valerofos Moros Albayaldos 
/arnve- el Malique Alabez ¿ llegaron/á la Vill ! 
rC fanss'ar- ^ e Albóíote ; y paífando fin parar g i 
reílcr fueron a la fuente del Pino,tan nombrr 
da y celebrada de todos los Moros d 
Granada y fu tierra : feria una hora fal 
i> foity do h el lbI ? quando llegaron i á lá herme 
rent rVe ^ ^ frefcá fuente > á laqual cubría k m 
k couvroit hermofa fombra > de un pino / donze 
i fapin mU y grande ; y por elfo tenia aquelll 
fuente , el nombre de la Fuente de 
*»arrivez, Pi no . Llegados alli m los Moros valen 
»ne trou- f° s no hallaron á nadie #,ni vieron caw 
^erent llero alguno. Y apeandofe b de fus caw 
perfonne u os coleando p las adargas de los arze 

b & met- 9 : * r . & ■ ¿ 

íant pied á nes, arrimadas q fus lanzas , fe fueron 
ierre la clara fuentejy fehtandofe junto dell 
jípuyéef fe lavaron y refrefcaroil fas caras m 
r vifages facaron de las mochillas alguna cofa t 



Civiles de Granada. ^$5 

:omer a ytratavan de como no avia ^manger 
legado ¿ elMaeitre,no íabiendo la caufa * arrivc 
le íü tardanza , Dixo Albayaldos, mas 
mo hiziefíe burla reí Maeftre en no ve- € s 'íi fci 
lir^-NodigayseíTo, dixo el Malique moquoic 
\labez, q el Maeftre es buen Cavallero, e nous 
' no dexará de venir, q aun es muy de 
ciañana d, y á fe que no tarde, almorze- ¿ q UC etí ¿ 
nos e á nueftro plazer q Alha proveerá cores eít 
d q ha de fer en nueftro favor ¿ó en nue- jj£P ma " 
'¡tro daño /. Con efto almorzaron á fu e deíieu* ' 
• •ontento, tratando en varias cofas. Y n °ns 
| un no avian acabado > quando vieron ^ e ma% 
reñir dos Cavalleros muy bien pueftosg g bien cu 
|bbre fus cavallos, con lanzas y adargas, couche 
J:ntrambos h vellidos de una mifma deu™* 
fuerte , de veftido pardo i y verde, plu- i minime 
Inas délo mifmo. Luego k fueron cono- k incomi- 
Eidos^ porque en la adarga /del uno fe y C t ^ ge 
(precia la Cruz de Calatrava roxa a q en 
o blanco del adarga fe divifava mucho* 
umque de lexos*». El otro cavallero > « encoré 
1 también traya n en fu adarga otra Cruz ^ g de 
t jroxa, mas era diferente > por fer de San- * auifi 
\ iiago. No os dixeyo, dixó Alabez , qáé el portoit 
vMaeJlre no tardaría 5 mirad oji ha tardado, a regardefc 
^enor,a buen tiempo nos coeen P 3 dixo Al* P nou? ¿ 
bay alaos , que avernos dado re jac ton a nue- 
%9$ Mergos? Pefá mapeu f<ir vos fe pue- 
de 



a 



z^G Biflor ia de las güeñas 

dedezir > dixo Alabez. Muera Marta 
nacure muera HARÁ a. Pues ya fabeys mas , ri 
Marte , & fpondio Albayaldos; que tengo de morir}' ?ut 
faouie am ^ ten ¿>° confianza en nueftrogran Mab\ 
b encores ma , que oy tengo de foner la cabeza c dt 
¿ mettre la M Ae fl r e en una délas torres del Alhambn 
d Dicu élh& quiera d que ajjifea , dixo Alabez. I 
vueíiic ftando en efto, llegaron e los dos valere 
íarrivcrét f os cava n eros , ¿or de la valentía Chr: 
/ eii arri- ftiana , y en llegando/ Taludaron á le 
vant dos Moros. Y dixo el Maeftre: Alomen 

g au moins hafia agora g no avernos ganado nada h,anu ' 
;S2j?*|¿ fomos perdidos ,pues tanto nos avernos ú 
re -. dado. Muy poco baze i effo al cafo > re 
h ríen pondio Albayaldos 3 que a la fin fe canta 
\ mettez gloria. Apeaos de los cavallos k , que ble 
pi ed. á lo podeys hazer 1 feguramente ? y refre 
Y* re caros heys en el agua defla fuente fria , qt 

m aíTez y a avra harto m tiempo en que demos fin 
lo que avernos venido : Sino es mas de ej 4 
y dello guflays 4 re fpondio Don Manuel 
que nos phze de muy buena voluntad , qt¡ 
n injurier en muy poco nos puede agraviar n . 
fortuna 5 eflando en compañía de dos ta 
buenos cavalleros. Y diziendo eílo , arr 
enfembie kos a una * e apearon de íus cavallos o 
mirent y los arrendaron p á unas ramas b; 

P liere t nt re XaS ? ^ UC e ^ avan a ^ ^OYiCO del pin O , j 

q pendant colgando las adargas q en los arzones, 

les targes ¿jj 






Civiles de Granada, 257 

.arrimando* las lanzas alpino fe aífenta- a poí - aat 
ron junto de la fuente : en la qual fe re- 
frefcarón manos y cara b , y defpues fe » vifage . 
\ pufieron á hablar c en muchas cofas, to- í fe ™ rci ^ 
das tocantes á la guerra, y en el valor de a par cr 
los Moros de Granada, y los claros lina- 
¡ ges que en ella avia, Y aíli difcurriendo , 
.dixó el Maeítre : Por cierto Señores ca- 
yalleco£ ? que alómenos de mi parte hol- 
Igara d que tales dos varones ^ como vo- ¿ J£ : me ' e * 
¡(otros foys, vinieradesen conocimiento ^¡¡JJ^j 
i .de nueftra fanta Fe Catholica, pues fe ía- 
i.be claramente fer la mejor de todas las 
Boyes del inundo , y la mejor religión. 
VíBien puede ello fer/, dixó Albayaldos : ^ ce i a peut 
Ibas como nofotros no tenemos cono- bieneitre 
pimiento della , no nos damos nada g g íbucions 
|por fer Chriftiancs , hallándonos h tan ¿ nous 
. oien con nueftra feéta. Affi que no ay trouvail$ 
,para que tratemos agora i deíio ..* polli- ,• ma i ntc . 
Jble feria defpues andando el tiempo k y nam 
Irenir en conocimiento de eíFa vueftra \^[ le 
ífé: porque muchas vezes / fuele Dios / fois 
i locar los corazones de los hombres ¿y 
in fu voluntad no ay cofa buena. A- 
'!" iendo acabado m de de zir Albayaldos wá chcvé 
>ftas razones , el cavallo del Maeítre re- 
nchó/z, bol viendo la cabeza la via¿ de n hannit 
\ íranada. Los quatro cavalleros torna- j^'^f " ant 
', i R ron vers 



2. <¡ 8 Hiftoria de las Guerras 

ron el roftro a á aquella parte, por ver la 
caufadel relincha de aquel cavallo/y 
vieron venir un cavallero al golpe de fu 
train grand avallo ^ > veítido de marlota y capellar 
f de jupón naranjado r, y en el adarga, q era azul , 
iante un f \ entre unas nuves como negras, q 
parecía eícurecerlo, y entorno del adar- 
ga, unas letras roxas, que dezia : Da Ui 
luz, ó escóndete d. Atentamente fué 
mirado e y de Albayaldos y Alabez I 
conocido íer el valerofo Mu§a. El qualj 
como otro dia de la fieña , echafle me- 
nos/ Albayaldos y Alabez,entendló que 
avian falido de Granada á la batalla apla- 
zada^ con el Maeílre, y fin dar cuenta 
anadien, fe aderezó y fubió i un podé 
rofo cavallo , y falió de la ciudad á tod; 
m . prieíraporhallarfe¿ á tiempo, y por ve 
moda, & íi la podria efcuíar 5 y vino á la fazotl 
monta ^ que eftavan los quatro cavalleros en 1 
ver 6 r ° U * que aveys oydo platicando /. Y a; 
/ difeourat como llegó m y fe alegró en demafia ¡0 

Z s'cfiííütt P° r í u f no avian comenzado la batalli 
ie dixó .* Bien penfavades vofotros Sem 
res cavalleros , que aviades de ejlar fin 1 
tn efte concierto o , por Alha Santfo y que¿ 
lo por hallarme p aqui he dado muy malí 
q mauvais to q¿ mi cavallo ; porque defde r quefalí 
^apres que Grámdá ^ he venida a media rienda (j 
f au galop ¡ 



a vifage 



let oran* 
ger 

d donne 
moy lu- 
miere, ou 
cache toy 
* regardé 

/ tróuvaít 
á diré 

aflignée 
fans ren* 
dre com* 
pteá per- 
forme 



outre me- 
fure 

o accord 
p metrou- 

ver 



Civiles de Granada. z^y 

parar a ## yM? /w//¿0* Y dizíendo eíta „ * f&n* aj&» 
faltó del cavallo , colgando b fu adarga , ^ a r chant 
de un ramo del pino que alii eítava , y 
arrimando c fu lanza, fe fueá aJTentar d c pofant 
en compañía de los quatro cavalleros. jj^?* alIa 
O valor de cavalleros > que aunque <? di- * encoré 
i verfos eii leyes , y contrarios unos de <l ue 
otros y y viniendo á pelear y á matar- 
, fe / , hablavan en converfacion , affi /combatre 
\ como Afueran amigos. Jamás, en aquel & fe tuer 
i lugar , tales cinco cavallefos fe junta- 
ron , como aquel diag. Aviendófe fcn- - ce j our & 
tadoelvderofo Muga, junto del buen 
[Maeítre, habló h deíta manera. Mucho h paria 
I holgar ia i valer ofos cavalleros , que la bata- % *? eílüüt * 
* [lia aplazada hfi dexajjé 1 , pues della no \ aífignéc 
%\puede réfultar fino muerte de uno , o de en- l fe laifTaít 
^\ír ambos m , y pues no ay ocafioriún bajlanie m tous 
\\queaelloosfuerze, me parecen que feria ¿eur 
i^gran mal? que tales dos cavalleros murief ^¿^f^ 6 
i{en,y la caufa de mi venida es cfta con tanta 
prlcjja, Y affi de merced a todos os lo deman^- 
4°> ruego o y fuplico , principalmente al Se- pr ic 
por } Mae(lre y y querría p que mi venida no ,, vouc j ro í s 
, fueffe en valde q. Con eíto el valiente q en vain 
Muga dio fin á fus razones , á las quales 
ú valerofo Maeítre refpondió deíta 
manera : Por cierto valerofo Muga » 
3ue de mi parte fi>y contento , ha- 
iR % zeros 



* vous 260 fíijloria de las tuertas 

petit «zéroseffe pequeño a férvido; po'tqu^ 
h depurs defde el dia que quedamos b amigos , os 
dVmturat P rome ti hazer c por vos toda coía, y co- 
mes mo Albayaldos quiere d dar de mano al 

c faire defáfio , de mi parte no trataré mas en 
e encoré ello > aunque sé que me ha de fer mal 
queje í^ay contador. Gran merced refpondió Mú- 
ferawro- S a - Señor Maeítre, no menos que eíto 
che eí perava yo, de tan honrrado cavalleró. 

/ & fe y bolviendofe/á Albayaldos, le dixó : y 
?SeSe vos Señor Albayaldos , no me hareys 
ferez vous merced que pare eñe negocio g? Albay- 
tant de a ldos dixó: Señor Muga, delante de mis 
ne paíTer ojos h tengo la fangre vertida de mi pri* 1 
outre nio hermano /, por la violencia del hier< 1 
íncs ycux ro P enetrante del Maeítre, que eítá pre« i 
i ver^ de fente , y efto folamente me obliga á no I 
mon cou- d cxar k la batalla 5 aunque íupiefle / mbrii j 
mam"' en ella. Y.fi murieíTe yo ámanos del 
k nc íaiíTer Maeítre, honrrofo feria mi fin; y fi á cafe ] 

qu? jc rC y° a * ^ aeJ ^ re macare ** , ó le venciere 
fceuíle todas fus glorias ferán mías. Y en eftít 
«íjetue que agora n digo , efloy refuelto parí 
natu ainte " fiempre jamas ¿.El valerófo Don Manufa 
© á tou- Ponce de León , no guítava/> de tanta? 
í¡°neVre- aren § as 1 tan k^gas, y alli refpondic 
noitpiaifir Señores cavalleros 7 jo no se f ara que } 
q fe cher- bufeañ q medios , de aplacar t la colera l 

r appaifer ®* ór M ^] Mos ? El quiere f vengar 1 

fu vmt mué 



Civiles de Granada. 3,61 

fuerte de Mahamet Bey fu primo a, no ; a coufíri 
esmeneíter b dilatar mas la venganza * jí n ' eft 
i quedeiIea,fino ya que han falido c aqui c ^ f 
para el effeco , refumillo d 3 con la muer- d rcfoudre 
te del uno ó de entrambos ¿\ Y el Se- J c j^ s 
\ ñor Alabez* y yo quedamos concerta- /fommes 
¡ dps /de dar fin á una batalla , que teñe- demeurez 
¡nios comenzada. Y pues oy viene á pe- £ tropos 
¡lo ¿y coyuntura, pelearemos h padri* fc.nous co- 
jijos y ahijados i, , y todos faldrpmos k ^joi$ 
íde deudas prometidas. Ala mano de Ma- u com- 
bpma , dixó Alabez : Efloefa bien concer- batan» 
jta¿/<? , ^ Mu^a fera el padrino de todos ortirons 
\quatro\ y ejlo no fe resfrie mas l , ni fe / mor f on . 
\nospaffe el tiempo en balde m, y fean las dedavan- 
Mras mas aue las palabras. Sola una co- tagc 
%\fa quema que 'Je MzuJ/en , j/#¿ /#g¿r ; ^ „ V ou- 
íkr ^^ «51" c avallo que tiene el Señor Don drois qui 
¿Manuel > melodiejfe, y el tome elfayoo.f^^^ 
Saüe yo tengo , y anden luego p las ar- le fien 
mas / y y. a quien Mahoma fe la diere , P & mar * 
■Malique fe la bendiga. No quedara por continent 
effo delta vez, q , dixó Don Manuel , Soy q nc de- 

vontento , dadme mtcavajla> y tomad el meurcra 
i/7' *? j fc ' / v / / pour ccrte 

vuejrro, que antes de mucho r /er¿# /<w ¿to fois 

del uno denofotros. Ydiziendo efto , fe r «fcyanfc 

levantaron todos en pié y Don Manuel ¿^ s 

tomó / fu buen cavallo , y Alabez el/prit 

fuyo> elqual relinchó* conociendo á ¿ hknmk 

R } íti 



%Gz * fíijíorU de Uf guerras 

fu Señor, El valerofo Muga viílo <Jue ( 
a ríen nada a. avia podido en aquel cafo , fu- 
b monta \y{p y fobre fu eavallo : lo miímo hizie- 
d prTnant ron f ' os otros, tomando d fus lanzas 
y adargas, O quan bien parecian a ea- 
vallo todos los cinco cavalleros ! Eí 
. Maeítre entorno de fu adarga Uevava e é 
€ p0! unas letras rojas,alíi como lá Cruz,q de- 
zian : Por esta morir pretendo. Don 
/ le bord Manuel llevava por lo orla/de fu adar- 
ga orta letra que dezia : Por esta y 5 
por la Fe, El Malique y Albayaldos 
yvan de una ttíifma librea azul , de da- 
£ juppc & mafco^marlota y capetlar &con muchos 

Jk a MoreG ^ re ^ cos ^ e oro - Alabez llevava en fu a-* 
que dargafuacoítumbradoblafon y divifa y 

h feüilia- en campo rojo una banda morada i y y] 
Txúfe €n ' a banda una medía Luna 5 los cirer- 
brane • ños arriba,» y encima k de las puntas; 
4 en haut de los cuerdos una Hermoía corona de; 
oro , con una íetrá que dezia .• De mi .í¡ 
sangre. Albayaldos llevava por divifái 
en fu adarga en campo verde/ un Dra- 
gón de oro , con una letra que dezia em 
I mil me Arábigo s'Nadie me toque /. Pare- 
touche cían también todos , que era maravilla 
m deífoos d e ver fus libreas y divifas debaxo m de- 
^portoiet las quáíes llevavan n muy fuertes ar- 

Domts" mas y ibones o eftofados. Pues éftan- 

%;:m > . dO 



Chiles de Granada. 2.6 y 

do ya todos á cavallo , el valerofo Al- 
bayaldos, llenos de colera, movió fuca- a piein 
vallo por el campo , con gran velozi- 
dad b eícaramuzando , llamando € á la b vifteíTe 
batalla al Maeitre. El qual hiziendo d la ' a PP<r IIaIlt 
feñal de la cruz 3 movió fu cavallo a me- e ^mi 
dia rienda e > poniendo los ojos / en íu courfe 
enemigo con gran diligencia. El bravo { e me " a x nt 
Malique Alabe z , como feviófobrefu 
cavallo , que le embió g el Alcayde de g envoya 
los Vele? fu tio b ; afli como fi fuera un ¿ f on on- 
Marte, arremetió / por el campo j lo cíe 
mifmo hizo k Don Manuel, y deíta ma- J-omfe 
ñera los quatro valerofos cávajileros ¿ k fie 
comenzaron a eícaramuzar, acercando- 
fe/ los unos á los otros > tirándole gol- l s ' a PP ro% 
pes^ de lanza muy bravos y con mucha m coups 
deltreza. El valerofo Albayaldos , vien- 
do al Maeftre muy junto de fi , arre- 
metió n de buelo lanzadoíe parada, n ¥&$%, 
afli como un dañado p León penfan- yerfiuy 
do de herille q , de manera que fueífe p endom- 
la batalla de aquel encuentro fenecida. í^tefler 
Mas no le vino afli como lo pensó; 
porque como el Maeitre le vio venir r fipreci-' 
tan abalanzado r > hizo / femblante P it$5 
de le aguardar t y mas al tiempo del , Je i'at* 
enveftir , con mucha deftreza picó tendré 
al cavallo, haziertdole dar u un gran ™J^\^J 

R 4 falto ner 



quiva 



¿le trou- 

vant 

e alia fur 

luy 

d coup 

* portoit 

/ pour- 
point 
g bleíTé 

¿ foulé 
i n opine» 
ment 
i domma- 

£ c . ] 
k, irrité 

/ bleífé 

m retour- 

ii a 

n fi prés 

le trouva 

o plein 

■p enveni* 

mee 

q n'eut lieu 

r adreíle 

/le blcífa 

íesbrechée 

arreítant 

ja 

%> arriva 

# portoit 

^ jettant 



a 64 fíiftoru de las Guerras 

faltó en el ayre , y le hurtó el cuerpo a i 
de modo que el encuentro del Moro no* 
hizoeífeto, y e l Maeftre con gran de- 
ftreza y fortaleza , 'hallándolo b tan jun- 
to como un penfamiento \ fué fobre 
el c. Y en defeubierto del adarga, le dio 
un golpe d de lanza tan duro , que la 
fuerte cota que el Moro lie vava e fué 
rompida , y el éftofada jubón /páíTado /, 
y el Moro , -herido g muy malamente. 
Ño uvo afpide ni ferpiente , piíada aí 
defcuydo h del ruftico villano , que tan 
prefta fueíTe á la venganza de fu daño i i 
ni embravecido k león fobre onza, que 
le uviefle herido /, como rebolvió m 
el bravo Moro 3 fobre el Maeftre , 
bramando como un Toro, Y como* 
tan cerca de fi le halíaífe n y llenp o de 1 
emponzoñada/? colera, le enveftió con 
tanta prefteza , que el Maeftre no tuvo 
lugar q\ de ufar de la primera maña r 
nideftreza, y affi el Moro le hirió fi 
tan poderoíamente , que el adarga del 
Maeftre fue aportillada ¿ , que no le: 
preító fu fineza , para que no lo fuelfe,y 
la cruda lah¿a lio parando alli #, llegó v 
á romper un duro yaz erado jazo, que 
traya x y fué herido galamente. Aqui 
rompió el Moro fu lanza y arrojando y 

en 



Civiles de Granada. 2,64 

1 tierra el trozo della, con gran prefte- 

i bolvió a fu cavallo , para tener lugar a tourna 

£ echar mano á fu alfange b j mas no b ^ c "jeia 

, . r. G , , mam a 10» 

¡ido rebolver c tan preíto como lo pen- cómelas 
I de manera que el Maeftre tuvo lugar c retourncc 
e arrojártele ¿porque no fefueíTe e. i™*^* 
hqual fué lanzada antes de tiempo i e afinqu'il 
[)rqúe pafsó por delante de los pe- "jj J^ 11 
Ctos/ del ¿avallo de Albayaldos > con / p a ar devat 
tnta furia como fi fuera una flecha fali- la poi trine 
I de la corvada ballena. De modo qué 
gan parte de k dura afta , fué hincada 
el el fuelog. Y efto á tiempo qué él ca- g lanccfut 
vjllo del Moro llfegava¿, elqualfeem- tichée¿en 
■raizó /y tropezó k en fa ianza,que que- ^ er ^ r ivoit 
iva retemblando /. De fuerte , que de i s'empef- 
o^io fu poder vino de hocicos m en el £ hj ? , 
!;lilo.El bravo Moro, como en tal aprie- /demeu- ' 
1I2? vio íu cavallo y fu vida, le aguijó o roit bran- 
dólas efpuelasjpara que de todo punto j*P^ mu- 
a cay efle: mas no lo pudo el Moro ha- fcau en 
itt p tan prefto , que al bravo Don Ro- íer \ e 
t%o no f ueíle íbbre el con fu eípada , ^ep^cqua 
I ntes q que el cavallo del Moro fe acá- p fairc 
¡pife de levantar, le dio de punta una ? devant 
3«va herida r, aviendole rompido toda r bkfíure 
l¡á¡cota. El Malíque Alabez que con 
Jp Manuel andava / en brava efcara- f ailoít " 
lotyza w acertando t á bolver los ojos u á * attai « n ^ 

CE v-iLd les yeux 



z66 HíJIqy'u de las Guerras: 

eíta fazon , para donde Albayaldos 
a comba- Maeftre lidiavan ¿,como lo vieffe en t; 
toient notorio peligro b , dio buelta confuí 
€ vers gCr vallo, hazia c aquella parte> dexando I 
d laiííant Don Manuel, por focorrer á fu amigo 
combLm ahi J ado * Albayaldos.Y affi como fi fue 
/oifeau ant una ave/, llegó adonde g elMaeftre i 
¿arrivaoú nia el brazo levantado para tornall 
b bicííer \^¿ YX b 9 y de través le hirió de un gol 
de lanza tan duro que el Maeftre no e 
* non ob- largante i fer malamente herido , eít 
ftant vo en términos de caer del cavallo, 
al fin'cayera.fi no fe abrazara con ele 
lio del. Aquí rompió el Malique al lan 
k fait aviendo hecho k aquel bravo golpe/. 
I coup av j a pleito m mano á fu cimitarra , p I 
» arríva fegundarle otro golpe ., quando ílegj 
© courrou- el buen Don Manuel tan feñudo o co I 
?arrivcr« «naferpien te , que á no llegar /r á 
I danger buen tiempo^el Maeftre corria peligtl 
de muerte 5 la qual alli fin duda ningij 
recibiera, á manos del Malique Alahl 
fiDon Manuel no llegara á aquelkli 
i jetté 2on. Aviendo arrojado r la lanza , vi 
do á fu enemigo fin ella con la efpjfj 
que era mejor que cay allero ceñía | 
dio al Malique un tan duro golpe fe f s 
| í*ms fqu- Ja cabeza , que cafi fin acuerdo/nii 1 
&E. no vino al fuelo U Mas fué ventur A 

* a ierre 



Civiles de Gravada, ±6y 

ie la eípada fe bol vio medio de llano a, a fe touma, 
h fuerte, que aunque quedó herido b y t^ mi 
|) lo fué mucho, que fi la eípada no fe ¿ encoré 
viviera r, alli el Maüque acabara s mas <j CI J|? lr * ft 
\ dexó medio aturdido d. Y affi como ■' e n ^ ut 
¿:ava, reconociendo fu peligro e, como tourné ; 
jsfle de bravo corazón , íe quisó f le- ¿ JL 1 "***- 
¿ntar : mas Don Manuel no dio lugar g flourdy 
ira ello , que aviendo faltado de fu ca- e danger 
fio , Fue (obre el, y con gran furia le ^ c c v d ° ^ 
$> otro golpe por encima de un hom- temp* 
)¿,tal que le hizo i unamalaherida¿. * eípaule 
aquel golpe / , el tornó a caer en el \ bieíTure 
jilo m, y Don Manuel fué {obre el por / coup 
:tallelacabeza^5masd[Maliqueco- * 



terrc 



> fe vielfe en tal eftremo, aviendo re- n ¡ay cou- 
brado todo fu natural acuerdo o, pu- P erla tefte 
mano á un puñal muy agudo que te- ° ^ 
\ y con grande fuerza le dio á Don 
nuel dos grandes heridas q ? una tras q bieflures 
,otra. Don Manuel viendofe tan mal r , , mit ' 
pdojpuso r mano a una daga que lie- t g or ge 
wa/, y levantando el poderoíby ven- u deítour- 
eflor brazo, le fué á dar por la gaf gan- * a regJlrd a 
■. Mas eítorvófelo # el valerofo Muga, jofques 
qfe avia citado mirando harta?; aquella * 4 an £ er 
%<ra la batalla, que como vielfe ai Mali- {ouSe- 
qéental aprieto x , aguijo muy pre- ment 
,yarrojandofedelcavallo« > tuvo l£ }Ctmt 

el 



x68, fíijhria d* las Guerras 

el brazo poderofo de Don Manuel , d 
ziendo: Señor Don Manuel Juplico os me ha 
a mefairc gays merced a déla i/ida defie vencido ca 
grace vallero. Don Manuel que harta entor 
b jufques ces b no le avia viíto ni fentido , bolvi 
aiors la cabeza c por ver quien fe lo pedia , 
ía terte"* conociendo íer Muga hombre de tant 
d bicffé valor, y viéndole tan mal herido d rea 
landofe e fi no le dieííe¿ de aver con 



e craigoat 

%¡ < ■ ' bravo cayallero batalla, en tan malafa 
f . zon 3 dixó que le plazia hazerle / aqu 
pequeño feryicio. Y levantadofe de e 
cima del Malique, con graqde trabajo 
por íer las heridas g que tenia penetral 
|1É- íesledexó b libre. El Malique eftsgji 
medio muerto , perdiendo mucha fai 
gre : y Muca dándole la mano le ayuó 
á levantar del fuelo , y dio a Don W 
nuel las gracias , y llevó i al Malique a 
Vregar- fuente. Don Manuel mirando ¿ ..el .ci 
dant do de la batalla del Maeítre > y Api 
yaldos; vio como Albayaldos anda 1 ; 
/aiioitfbrt muy defmayádQ/.yporcaer, porqt 
découragé ten i a tres moríales heridas m\ qüe< 
m bieíTures Maeítre le avia dado , una de lanzas > 
dos eftocadas. El Maeítre viendo qi 
demeuré ^ on Manuel av * a quedado n venced- 
o recouvra de un tan buen cavallero corteo Al 
courage bez* cobró grande animo o* y lleno/' ■ 

> piein ; p * J '■ ^ 



* mena 



^Civiles de Granada. "i 6c^ 

tergücnzá , porque tanto fe dilatava fu 
H&oria, arremetió a con toda furia para a aí f aiI! j t 
1 Jbayáldos : y dándole un golpe b muy ¿ coup 
:fado fobre la cabeza , no pudiendofe 
\\ el Moro anípárár c , malamente heri- ; nart%T 
(D ¿/ dio con el en tierra fin ningún a- d biefíe 
<jerdo e , quedando / también el Mae- * ^ aü - 
re herido g de tres grandes heridas. El /^enS^ 
fterte Muga, q vio cay do á Albayaldos , rant 
lie al Maeítre, y le pidió de rnerced h y q | ¿^ hd *| 
D páífaíTe mas adelante i lá batallajpues de grace 
¿Ibayaldos era mas muerto que vivo. El * P lu$ 
¡jlaeftre dixó;q era muy contento dello. ^pVenant 
Itomando^á Albayaldos de las manos, / ieme- 
¡ira llevarlo l ala fuente donde eftava ^ er & x , 
.labez, no lo pudó levantar, que eílaVa peiiam par 
iiifi muerto. Y llamándole por íü nom- íbn norn 
iré m y Albayaldos abrió n los ojos,y con ^ a chevoit 
jbz muy débil y flaca, como hombre p vouioit 
f.|ie fe le acabava o la vida , dikó : que 1 *| efiom - 
jfieria^ fer Chriftiano. Mucho holga- r &iepre- 
*pn^ los Cavalleros Chriftianos dello , nam &.. 
^tomándolo todos en pesó r , lo lleva- [°^ ^ me- 
;Dn/a la fuentes y alli el Maeítrele echó nerent 
el agua fobre la cabeza t , en nombre \ lu f, J etu 

de 1 can 

¡p la fantiflima Trinidad Padre , Hijo, f Ur uteíte 
i jEfpiritu Santo, le llamó u Don Juan : y u & rap- 
|uy íentidos eítavan de verlo tan mal |^¿^ 
trido v.y le dixb;Smvr i dad infinitas gra- reutemenc 



Vqu'ii *yo Hijloria de las guerras ' 

¿°extrcmi- ctas * ®* os delfoberano bien que os haz \ 
té . pues en tal trance b os ha convertido ajfi y 

f. f 1 re ^ ,ent ajjiguraos que en qualquiera hora que lli 1 
e demeure mos nuejlro pecado, el nos acude c con fu > - 
/metrez fericordia : Efiamos mal heridos d : ymo, f 
^ en gar- ¿ curar ^ ¿^ q Ue ¿ e e cn vue Jl ra gudrda í 

b & regar- defpues dixeroná Mu§a : Señor Mu 

-% t on M % € II e &v&$er° cobro g , y mirad 

plaira € ¡>y * Dios, Señor. Alhafanto os guyejcfy 

k les bene- dio Muga, jy el querrá i que algún tiempi 

Í^L.« ~> pavue las mercedes k que devofotros te, 1 
/ monteret * ¿ , . , ; T ™ • n. ■ J « 

?woú recemdas. Los Lhriltiano& cavalleros I 
«attendoít bieron íeú fus cavallos,y fe fueron á tj 
r¡ e a aprai " de »z fu gente les aguardáva # , que 1 
¿> la r¡ viere una legua de allí, en el foto o que di; i 
^penfez deRoma, por do paila el rio p Ge. 
nons Allí fueron con toda diligencia cu*; 
/"demeuré d os ^r. Bolvamos r al yaieroío Muga,< 1 
enTon™ av * a quedádo/en la fuente del Pino,c i 
fens ^ los dos valerofos Moros heridos.El í 4! 

'* faíref ^ ue ^ a ^ u ^ to en toc *° & Cuerdo t j 
x attendre no tan mal herido u como fe peníavá ¡s. 
y fi vous dixó á Muga: q es lo q penfava hazer £ 
de P quoy Z dix ° 5 P* en f > aguardar x en que par el 
vous pen- buen Albayaldos; y vos, fi trayes coc| 
** er f curaros^ , yo os curaré, y fubid z ío e 
* & lávous vueítro cavallo, y partios para Albolc ¡¿ 
pourrez y allí os podreys curar deípacio a. P * 
fe°r U á S mirad en mi mocbilla ¿ 3 dixo Alab« , 

¿valiíe <$ 



Civiles de Granada. 27 1 

ue alli hallareys a lo neceflario. Muga * trouve- 
ié al cavallo de Alabez, y halló b paños f^ rouva 
ciertos ungüentos > lo qual tomó c , y e pr ít 
jró ¿/ al Malique,y le apretó las Hagas e. ^ff €tt ¡ 
deípues el Malique fubió / en fu buen í c $ piayes 
ivallo, y fe partió para Granada , yen- f monta 
\og confiderando el valor del buen Don 8 allant 
lanuel y del Maefíre, le vino al penfa- 
ñento fer Chriftiano > entendiendo q la 
é de JefuChrifto ,era mejor y de mas ex- 
lefencia , y por gozar h de la amiítad de £ joráit 
fin valeroíbs cavalleros como aquellos 
I otros , de cuya fama el mundo eftava . . 
bno i. Con eíios penfamientos llegó k a ^^" a 
Llbolote , y en cafa /de un amigó fuyo / en la 

I apeóz* do fué curado de manos de un ma,í P n . 

r ~ , , , «amitpted 

íuen cirujano. Donde lo dexaremos n aterre 

or bolver ó al buen Muga, que quedó/? * laiííeros 

blo con Albayaldos, que aunque fe tor- to^ner^* 

6 Chriftiano, no lo quisó defamparar q> $ demeura 

ptesr procuró de le curar; y querien- 2 n f le 

¡ole defnudar, le halló /tres heridas Kaadonner 

rueles y penetrantes > fin otra mala he- r piutoíl 

jida que tenia en la cabeza ? que fue la ¿efpoüüier 

loítrera t que el Maeííre le dio #/Y vien- íuy trouva 

o que era mortal , no quisó curarlo v ; * Cerniere 

ti 1 1 v é. u donna 

jntes por no dar le pena ledexo.v 3 di- V ne le vo- 
leado : No dirás, buen Albayaldos, que no lutpenfcr 
^aconfejeque dexajfes y la batalla , fuyfte f l ^^ $ 

per- 



%y% BiJlorU.de l 'ai 'guerras 

a opmia- pertinaz a enfeguirla , y por ella te hallo 
b trouva ^ muerte. En elte tiempo, el nuevo Ch 

ítiano Don Juan,los. ojos abiertos mira 
c re^ardát do e al cielo , con el anfia d del morir, 

/¿yW, ¿sW merced de mi , y no mires , 

fiendo Moro té ofendí, perfiguiepdo tus ck 

ftianos :.. w/Vv* /# grandijfima mifericord* 

que es mayor que mis pecados, y mira Sem 

que dixifteportu boca , que en qualquu t 

; , fiempo que el pecador fe bolviere a ti , fe 

f vouloit perdonado. Mas .querría f dezir el bu 

Sepút Ü ^ on J uaq * P er ° n0 P u ^° ¿ : porque fe 
¿iuy.de. travo h la lengua > y comenzó á ago 
nieurá at- ¿ar y rebolcarfe á un cabo y a otro 
/áure aux P or un l a g° d e ftngre que de fus herk 
abois de la íalia^de laqual eftava todo bañado k,q 
^üdtoit era S rai ráe compaflion de verle. Y f 
toutbagiié ello iedixo aquel Romance que age 
nuevamente ha íalido, que dize affi. i 

/ bleífures T~"\ B tres mortales heridas 1 

M_J*De que mucha fangre vierte 
El valerofo Albayaldos 
Herido ¿flava y de muerte : 
El Maeflre le hiriera 
\ Aa En batalla dura y fuerte y 

¿«feveau- Rebolcandofe m en fu fangre J 

Con el dolor que le advierte ; j 

n 



Civiles de Granada. 
Los Qjos püefios a al cielo 
Dezia de aquefla fuerte : 
P legua a ti dulce lefus , - 
£¿ue en cfie tranfito acierte b 
Acufárme de mis culpas , 
Para que yo pueda verte. 
T tu madre piadofa 
Mi lengua rixa y concierte c 
Porque Satanás maldito 
, Mi alma no desconcierte. 
{ O hado d duro y acerbo e 

O ejlrella muy mas que fuerte ¿ 
\ O Muca buen cavallero > 
\ Si yo quifiere f creerte 
I No me viera eto tal efiado y 
\ Ni viniera ¿JJi a perderme , 
| ¿El cuerpo doy por perdido 
£>ue el alma óy g no fe pierde % 
Porque confio en las manos 
Ve aquel que pudo hazerme ^ 
^ue ufara de piedad 
Ffle dia por valerme h ¿ < 
Lo que te ruego i buen Mucá > 
Si en algo quieres k focorerme 9 
Que 9 aqui me des fepultura 
Vebaxo 1 e/le Pino verde , - 
T encima m pon n un Letrero o 
Que declare efla mi muerte. 
T diraite al Rey Chiquito , 
Como yo quise bolverme p 
S 



*73 



a fichet 



h je puiíTe 

atteindre 



c accordc 



d deíliri , 
e afpre 

/ ñ t'cQffc 

voulu 



g aujour- 

d'huy 



h aíder 

i prie 
k (i en 
quelqüe 
choIe me 
veux 
/ defíous 
m dcílas 
n mcts 
o fufcrip- 
tiou 



ChrL 



p tourncr 



<% accaíion 

b mcntcur 
c Voulut 



d laifíer 
r. faire 
/ tendré 
douleür 

fóbtenues 
laiííbit 
i vigueur 



k mis 

/ blefsé 
m terrc 
n fe veau» 
trant 
« & luy 
voulant 
parler 
s'approcha 



p front 
q poulces 

r appro- 

chez 

f efteints 

# Terrees 



174 fíiftoria de las Guerras 

• Chrifliano en aquefie trance a> 
Porque no. pueda, ofenderme 
El fementido b Alcorán^ 
Que ajfi quisú c efcurecerme. 
Muy atento avia citado el valerofd 
Muga á las palabras del nuevo Chriítia- 
no, y tanto fentiafu mal , que no pude 
dexar d con las lagrymas en los ojos, de 
hazer e un muy tierno fentimiento / i 
conííderando el valor de un tan buei 
cavallero , y las grandes victorias por é 
alcanzadas £ contra Chriítianos , las ri 
quezas que dexava h, el brio / , la gallaiJ 
dia y fortaleza de íu perfona, y la granfl 
de eftima en que era tenido, y la reputa 
cion en que eftava pueíio k > y verle al 
al prefente tan malamente herido l, tei 
dido en el duro íuelo m, rebolcandofe 
en fu fangre y fin poderle dar remedie 
Y queriéndole hablar , fe llegó o á el pe 
le confolar , mas no uvo neceflídad dd 
lio; porque ya efpirava, y vio como o 
valerofo cavallero de Chriíto, hizo la í 
nal de la Cruz en fu frente p y boca , Ü 
con las manos juntas, los dos pulgares 
puertos en Cruz , llegados r á fu boa 
dio el alma á fu Criador. Como el buí 
Muga viefTe ya los ojos quebrados J 
trafpillados / los dientes, la color palie 



Civiles de Granada. 27^ 

y del todo punto muerto , de puro do- 
lor y compallion , foltó las riendas a al a i a r c ^ a * a 
llanto, diziendo fobre el Chriftiano ca- bride 
vallero mil laítimas b , y eílo le duró una pj¿¿¿*¿ 
gran pieza, fin poderfe coníolars porque 
Albayaldos era grande amigo fuyo. Y 
vifto que el llorar c ni hazer fentimento c le picu- 
I dolorofo hazia nada d al cafo , fe con- ^ er ¿ . 
I foló , dexando el llanto e, y procuró co- (bit ri,cn 
jmo el podría dar fepultura en aquel lu- ? teto^f 
Igar tan defierto, y eftando affi con eñe e plorcr 
rcuydado/, Dios le focorrió en tal necef- / r ° uc y 
jíidad \ para que el Chriftiano cávallero 
ífuelTe fepultado, y no quedaíTeg fucuer- £ jkmcu- 
tpó en aquel campo defierto á las aves£. j aut 
lYfué que quatro míticos y van i por oifeaux; 
leña k alli ala fierra / Elvira , con fus ¿¿S 
vagájes y herramientas m , para corta- re du bci* 
^la#, y azadones parafacar las rayzes y kntafl- 
epastf. El buen Mu^a que los vio, fué S'^iSrc- 
uy alegre y los Hamo ; los quales vi- ráéns 
ieron , y Muca les dixó: Amibos, * S ou P er 

' Í . * . ° o pies , 

or amor de mi, que me ayudeysáen- pourtucr 
;:errar el cuerpo deíte cávallero , que dcs i ' ^' 
-iiquiefta muerto, que Alha os lo pa- c es 
*ará. Los villanos refpondieron > que 
¡o harian p de muy buena voluntad, p feroíent 
í aviendo feñalado Mu^ael lugar don- 
Je q fe avia de hazer la fepultura , los ^ 01 ¿ 
S z villa- 






zj6 Hifloria de las guerras 

villanos con diligencia la hizieron , al 
mífmo pié del Pino. Y tomando a el 
cuerpo del cavallero muerto, le quita- 
ron la marlota b y capellar c , y le defar- 
marón de las armas que tenia pueítas , 
tan poco provechofas d á los agudos fi- 
los, y templen déla efpada y lanza del 
Maeítre. Y tornándole a poner fu mar- 
Iota y capellar , fobre el eftofado ju- 
bón/, lo enterraron, no fin lagrymas del 
buen Muga. Y aviendolo fepultado 
los villanos fe defpidierong , efpantados 
de las mortales y penetrantes heridas. Ytf 
s Muga, facódefu valija una efcrivania 
y papel ; que fiempre h como hombre 
curioíb, para fi algo fele offrecia , yva. 
dello apercebido. Y efcriviendo , puso ¿ ; 
en el mifmo tronco del Pino , un Epita- 
fio que aíli dezia. 

EPITAFIO DE LA SEPUI 

tura de Albayaldos* 
Aqni jaze k Albayaldos 
De cuya fama el fuclo eflava lleno 1, 
Mas fuerte que Reynaldos 7 
Ni el Paladino Conde aunque fue bueno 
Matóle el hado ageno m 
Ve fu famofa vida 3 
Embidia conocida ,. 



a prcnant 



* jüpoh 
c inantelct 
d profita* 
bles 
e trempc 



/.pour- 
poinc 

g prirent 
congé 



s rnit 



k cygift 
/ de la re- 
no mmée 
duquel la 
terre eíloit 
pleiite 
7fr &letua 
la deftinée 
cftrangere 



Civiles de Gran Ada. %jy 

Pe aquel fangriento Marte 
Que pudo tan fin arte , 

Ponerlo al hierro a dura a fcr] ¡ 

Por bivir en fu cielo mas figuro. 

1T Efte Epitafio puso el buen Muga ¡ 
en el tronco del Pino, fobre la fepultura 
l del buen Albayaldos. Y tomó lajazeri- 
ina¿ y cafco, y bonete, y plumas, to- h cotte de 
Idas llenas de argentería e , y el adargad. ™p}^ nes 
I Y haziendo de todo con el alfange e en de papüio 
medio, y el tronzon de la lanza un * es 
jhonrrofo trofeo, lo colgó en una rama e colóla* 
del Pino , y encima / del puso efte le- / defflis 

írero & infeription 

EPIGRAMA AL TROFEO 

del valeroíb Albayaldos. 

Es el trofeo pendiente 

Del ramo de aquefte Pino y 

De Albayaldos Sarrazino 

De Moros el mas 'valiente 

Del eftado Granadino. 

Si acjui Alexandro llegara h¡ ¿ arrivoít 

A efte fepukhro llorara i y i pleurc- 

Con mas embidia y mas fuego 

Que lloro en aquel del Griego 

guel gran, Homero cantara* 

s 3 m 






roit 



a achevoit 
h mcttre 

e la plus 
á Faire 
d monta 
e prcnant 
/par la 
bride 

g íe dcba- 
«ant 



l) n'euíTes 
¿ronché & 
tombe 
* jetta 
i fut finie 

/ blaímer 



m debats 

n dcftin 
o contse- 



f tous 

4eux 
q facón 
r juppon 
jaune 
f manteau 
á la Mo- 
refque - 
$ lamoitié 



2.78 HiJtorU da las Guerras 

Afli como el buen Muga acabo a do. 
poner h el trofeo con las letras ya di- 
chas, viendo que ya no avia alli mas que, 
hazer c, íu¡o\b d en fu cavallo , y toman- 
do e el de Albayaldos de la rienda/, fe 
partió camino ele. Granada , riñendo g 
con el cavallo de Albayaldos, diziendo; 
Vamonos,tnal dito íeas mal cavallo,Ma- 
homa mil vezes te maldiga, pues tu fuy- 
íte la caufa de la muerte de tu Señor , <J 
fi tu no tropezaras y cayeras h en la lan- 
za que arrojó i el Maeítre , tu Señor na 
fuera tan malamente herido , ni la bata- 
lla feneciera k tan á fu daño. Mas no te, 
quiero culpar / tanto, que no fué mas en 
tu mano Pi que ya hizifte lo que pudiíle , , 
ello eítava ya ordenado del cielo^ q avia 
de fer afli, no ay para que formar contra 
ti querellas m , ni contra nadie , fino es i 
contra el duro hado n$ el qual no fe pue-> 
de contraftar o en manera alguna. Yendoq 1 
allí razonando,aun no avria andado tress 
rnillas, quando vio vertir dos cavalleros,> 
entrambos^ de muy buen talle ^,elunci 
venia veffcido. con una marlota amari-i 
llar, y el capeliar amarillo /, bonete y i 
plumas de lo mifrpo 5 el adarga lame: 
día t amarilla y la otra azul , y en la me- i 
dia azul pintado un fol y metido, entre 

una: 



Civiles de Granada. 2,79 

unas nu ves negras, y debaxo a de fol , a de][Tou¡g 
una luna que lo eclipíava , con una letra 
que dezia en Arábigo defta fuerte. 

Ya, fe eclipso mi efperanza 

X fe aclaro mi tormento 3 

Ageno foy de contento 

Pues no ay raftro b de mudanza c. h trace 

c change- 

. La lanza defte cavallero era toda a- men£ 
marilla, todo el jaez y adorno ¿/del ca~ d harnofe; 
vallo amarillo , y la vanderilla e de la ^ a ^d> 
lanza también. Muy bien moítrava eíte rolle 
cavallero vivir en eftado defeíp erado, y 
por la letra, fin remedio de efperanza.El 
otro cavallero, venia vertido de una 
marlota , la mitad roxa > y la mitad ver- 
de, capellar, bonete, y plumas de lo 
mi fino , la lanza verde liftado / con / bandee 
rojo , y la vanderilla della verde y roja, y 
todo el aderezo g y guarniciones del „ p ar cmet 
cavallo de la miíma color , el adarga * 
la media roja , y la media verde , y en 
la parte roja , unas letras de oro muy 
bien cortadas h que dezian affi. h decou; 

Mi Luzero no efeurece P écs 

Antes e [clarece el dia i y ¿ ; our 

T e/lo me caufa alegria 

Porque mi gloria mas crece. 

S ,4 De- 



2¡ 8o HifiorU de las Guerras 

* deflous Debaxo & deltas letras de oro , avia 

un gran luzero también de oro , con los 

rayos muy largos , y quando le dava el 

fol , refplandecia de manera que privava 

¿regardoit ¿ e j a vjfta a quien lo mirava b. Muy bieri 

moítrava eñe. cavalíero , vivir contento 

y alegre , fegun lo davan á entender las 

colores de fu librea y blafon , yfcñal de 

e targe f u adarga c Las marlotas d de los dos ca- 

juppo ] > va u eros era n de damafeo muy rico. El 

cavallo del del Sol , era eaftaño claro 

Andaluz, y parecía fer muy bueno. El 

?. noir cavallo del del Luzero , era tordillo m 

/puiííant mU y p d ero fo fv también Andaluz. 

g toas _ J f J J 

deux Entrambos g cavaüeros venían rezo- 

k dmmt nando h y caminando á buenpaflb. EIJ 

% rc¿ar ant va ¡ £ro f Muga los eítuvo mirando /, por 

Ver fi los podia conocer \ mas no pudo, 

k arrive- haíta que llegaron muy cerca k. En- 

rent bien tonces / fueron los dos conocidos , que: 

/Sors aveys de íaber que el cavalíero de le 

amarillo , era el buen Reduan ," y ve- 

ília de aquella manera de amarillo JS 

porque lo defamava Lindaraxa Aben-H 

cerrage. Y el otro de lo roxo y verdea 

»* c - nu - era el animofo m Gazul y veília de aque-J 

rageux Ha manera ; porque Lindaraxa lo amava. i 

Y los dos venían defafiados , íbbreí 

p empor- quien avia, de llevar n la hermofa Dama, i 

fer Mará- 



Civiles de Granada. x8 1 

vfaravillófeMuga de verlos , y ellos de 
'era Muga con aquel gavallo délas nen- 
ias a 9 y fin ningún efeudero q le acom- ¿ par k 
!>añaíle. Y en llegando los unos á los brlde 
>tros , fe Taludaron fegun fu coftumbre, 
defpues^el que primero habló fué Mu- 
ja, diciendo: Por nueftro Mahoma jum 7 
ue me efpanto en veros yr a los dos > por e¡le 
variado b camino , y que vueflfa venida no b efearte. 
'fin algún myjlerio , y me hariades gran 
¡azer ,fi me dieffedes cuenta c. Reduan re~ c & me fe- 
jondiks rnas razón ay de maravillarnos ^^^^ 
íifotros , enveros venir ajjifolo y y con ejfe m'en ren- 
i vallo del dicftro d:y no es menos, fino que diez coav " 
w aveys tenido alguna batalla , con algún ¿ par i a 
^vallero Chriflianüy y lo aveys muerto ,y le bride^ 
weys quitado e effe cavallo. To holgara f í 9> ^ eroij 
me fuera dejja manera , refpondib Mufa s joyeux 
[9¡as dezidme feñor Reduan , es pojftblc que 
tus no conoceys efte cavallo > Reduan mi- 
Mndo^ el cavallo dixo: O me engaña h £ regardlt 
Wúifla , o efie cavallo es de Alhay oídos ? y m 
yo es ciertamente ? fu fe ñor do queda i ? * °ú eft^ il 
W$ me lo preguntays k , refpondib Mu- ¿ e ™man- 
íí> yo-jsladire. Aveys defaber , que ayer de£ 
m el juego déla for tija 1 , aviendo corrido el ^ i eu ác 
s:he(lre de Calatrav a fus tres lanzas jy gana- ^\ toa . 
tí* d mantenedor y Atbayaldos vino a la pía- chant 
?*:,y acerca m de la muerte de fu primo n Ma* * n f °" £ óu " 

hamete mam 







xSz Hifloria de las Guerras 
„ hamete, porque fabia que el Mae/lre le mata* 

a 1 aVOlt .f J t J .-.,"■?; , r r \ ir 

tué ra 2l y delante demt.b le dejajio a mortal ha* 

b en mu talla. Y quedo c> que fe avian de ver oy en U ¡ 
í&arre- f Ucnte del Vino y llevando d Albayaldos por 
flercnt fu padrino al Malique Alabez y y el Maeftrt 
d menant fcñalando por el fuyo > a Don Manuel Pona 
e i ortit de León > fe falto de la pkzayfe fue e. Efl¿ 
/ trouvay ma % am comafuy a palada , eche menos f ¡ 
Albayaldos y al Malique Alabez ,y acordando 
g me ref- mc g del pajada de/afia f , fin dar cuenta J „ 
ouvenant nA fo e ^ ¿¿g¿£ y or ¡ A ^ j¡. a ¿ l A f uen t e del Vino 

h & la ^ f//¿ ¿¿//¿ h ¿ /¿j quatracavalleras ya nom " 
tzo & VZ q brados. T harto i trabaje, parque el defafo n 
k outre pifara adelante k , ^ /# /tf#/¿ recabado 1 ¿¿ 
/ obtenu Maeftre ? mas Albayaldos efluva tan pertí 

naz en ello , que al fin uvieron de venir > 
m faire hazer m armas. El Malique y Don Manm 

tenían antes de agora comenzada una bata / 



lia y que como vosfabeys no fue fenecida , 
» aufll también n los dos la quifieron o acabar , & 
o vüuIq- modo que los padrinos y los ahijados p hizii 
pti\ lols ron ¿trmas mu J cruelmente. T al cako <\>par ' 
q & en fin f#^¿ defte c avalla 7 fue Albayaldos malheu 7 

do ¿ porque cayo con fu feriar y aviendo trof 

^choqué ZSL do r en la lanza del Maeftre. Einalmem 

, . ' Albayaldos vencido y a punto de muer 
J vouloit /. V . r i^i fn... ^, ,, /• 

€ íj re dixo, que quena Jer iChrijhano. El Maliq 

k auífí también t quedo mal tratado y vencido* 

f)on Manuel } yfi no fuera por mi alli murta 

m 



i 



'4 









Civiles de Granada. 283 

Jilo de merced a a Don Manuel, y el me la * je le de 

r 0020 honrrado cavallero. Afrétele las ^" e ay 
7¿¿íf b^ entiendo que ejla curandofe cen ¿je luy 
Wtfte. Albayaldos buelto áCbrifiiano,por £ cr ™y & 
w¿#0 ¿aW Maeftre j y pueflo por nombre c q U ',i f e 
n Juan y de al li apoco e/piro e , llamando fait pen- 
¿y# Chrifto. Antes í del morir me rogo g -, Jr efourn £ 
3 /? ¿//<3J/& fepultura a baxo h áfe aquel e rendit 
w. r<? le kize , y de fus armas puse un ^*™ Q 
mojo trofeo, y lo colgué encima i de fu fe- ~ Ine pr ,^ 
tura.EfiopaJfa como lo digo. Agora hazed- h deíTous 
plazer k , me digays a donde es vuefim * ^ ldls 
riño, que holgare \ de faber los porque fi yo k á cette 
medofervir en algo m , lo haré n de muy heure % 
na voluntad. Obligación ay , dixbelvale- p "jfíJ 
1 Gazul, daros cuenta o ¿/<? nueflra ve ni- l je feray 

##¿\f 1/0/ /í'^r Muca. nos U aveys dado J°y eux 
/ ; /rr ,, r j> 1 • w quelque. 

lo que ha payado. Mas rejpondiendo pn~ c h Q fe 

r¿? 3 a la mala fortuna de Albayaldos, y del n feray 

lique , digo que me pefa en el alma y por ¿recoma 

los dos tan buenos cavalleros y en quien pr e 

Rey Chico tiene pueflos p fus ojos , por fu p m is 

lory aun q todo el Reyno. Be nueflra ve* 1 encoré. 

la os diré lo que paffa: elfeñor Reduan me 

e defafiado ,y fin porque; y la caufa es, por- 

Lindar axa no le ama, y a mi me haze r r ^ a,t ¡ 

im¡> dize que me ha de matar (>por que foy ftuct 

'ador de fu gloria. Y para eflo vamos a 

fuente del Pino 7 por fer lugar aparta- 

do a i 



^84 Biflor i a de las Guerras 

do %¡y nadie nos eflorvera b la batalla. M< 
ét efcarié ravillado Muza del caíd, mirando á Re 

h & nul duan le dixo : Pues como fenor Reduan, po 

nous de* r i -Á 

ftournera f uerza quereys c que la Dama os ame ¿ m& 

c voulc^, amor es efe. De manera que fi ella quiere < 

d íi elle ¿ otro q Ue ¿, ¿ e mas g U fl 0y q tle y e ys vos por ell 

venir en competencia y batalla con quien n 
e r ien os deve nada e , donde arrijeays perder la vi 
f cherchez fa $i e n A no os amA ^ bajead i otra que o 

ame. Que nofoys tan defpreciado cav alien 

en el Reyno, que no/eays tan bueno como otr, 

g quelque- qualquicra g, affi en valor de perfon& , com* 

Ü x Iít e# bienes y linaje. Harto h bueno feria po 

cierto ^que los cav alteros mas preciados qu 

el Rey tiene, cada diaje falie(fen a matar e\} 

i chaqué la Vega 1 , y quedajfe el Rey fin que halla/fe | 

jour í or- cavallero en fu Corte ', de quien pudiefe echa 

pourVe m*#o 1 ¿ #¿tf neceffidad ^teniendo cada dia n I 

tuer á la los enemigos a la puerta. Mirad en que hj 

campagne p ara ¿¡o Albavaldos , por no tomar n mi con\ 

k trouvaít v . , s A £ sr / • r / j 

/ s'ayder J e J°* No es menejter pajjai 'de, aqpii. , jmoboU 

m chaqué vamos o a Granada, muy bienfabeys vos Stii 
i QU prendre ** or Re duan [, que yoamava de todo corazón 

ii n'eft a la bermofa Daraxa,y de principio me hizoyl 
befoin de favores, tantos como a cavallero fe pudieron 
toumons hazer q , defpues bolvib r la hoja y pusofi ! 
p me fit amor en Zulema Abencerrage,y no hizo a 

1 fo de mi. guando yo vi aquello , aunque 
luego lo fe nú gravemente 7 me confieren 

tendiend 






Civiles de Granada . 283 

viendo que las voluntades de las muge- 
\s a y fus firmezas, fon como vellida b de a femme* 
re, y le di de mano c > y mude mi volun- b gíroíiet- 
i a otra parte. Luego bueno fuera ¿ que c me ^ 
r que Daxara me aborreció y puso d fu afi- pertay ¿j 
m en Zulema Abencerraje , que matara e d'eHe 
1 al que culpa no tema ? Mt pacecer esí e , e tua ^¿ 
íores que mudeys de propoftto , y fe de fe- /mon opi¿ 
m rencores y pe f adumbres g , por cofa que m ° n r e h _ 
• ellas muy fácilmente fe pude remediar h. r ¡cs 
)n eílo dio fin á fus razones el valero- h oubliec 
i^víuga .• á las quales reípondió Re- 
an , diziendo : Es tan gravijjimo mi 
mentó , y- tan grande el infierno que arde 
mis entrañas , que no me de xa i repofar > j a ^ 
foto punto ; porque de noche en mi pecho k k poitrine 
le un Mongibelo, de día 1 me enciende ¡ ¿ Q ]our 
Fule ano y un Efirongalo y fin jamas ceffar 
folo punto de encenderme. De modo que 
'd aplacar m fuego tan vehemente y que ^efleindre 
s entrañas abraffa > no hallo n otro re- n je nc 
dio fino la dura muerte , que con ella to- trt)Uve 
avra fin. Quiero os preguntar fieñor o Re- 
m-y dixó Muga: que remedio penfays 
lar p defpues de muerto, de todos vuefiros ° ¡ e ™ uá 
tiles? Defcanfoq , refpondió Reduan. m3n der * 
lepamos r ? dixó Muga , fi cafo es que en p títet 
{¿malla que penfays hazer f fialis victoriq- 1 $ r c C f c ^ )nS 
fea matays t a vuefiro competidor, y toda via / tWe 

la t iücz 



« obtcnu 



b je voú« 
drois 
c aííignée 
d 9a (ton- 
ques 

e cepen- 
dant 

/ oütre 
g fit 



h Tamener 

i marcha 
apres eux 

k allerent 

/ arrivant 
m Jia 
?z"pricr 
e delaifM 



I» avanga 



i 8 6 fíifioria de las guerras 

la Dama os aborrece y que remedio avreys , 
canzado a: ejpecialmente Ji ella luego pone 
afición en otro cavallero , aveys de ma\ 
también at otro? No se que me diga , di 
Reduan^ir agora yo querría b dar fin a 
batalla que tenemos aplazada c , que dcjfi 
el tiempo dirá lo queje ha de hazer. Alto 
no dilateys mas el negocio, dixó el valere 
Gazul y que mientras e mas lo prolonga 
mosjera peor. Y diziendo eíto, picó el < 
vallo para yr adelante/; lo miímo hiz< 
Reduan. El valerofo Muga , viítalA* 
terminación de los dos cavalleros, y q 
no podia aplacar á Reduan^ ni traello I 
la razón, viendo que fe partían para.) 
fuente del Pino, aguijó tras ellos * , d 
ver en que parava la cofa , y fi podrú 
páziguar aquel negocio. Tanto anduv \ 
ron k , que muy brevemente arribar,; 
á la fuente del Pino : y en llegando i 
Muga arrendó m el cavallo de Albajyj 
dos al Pino, y de nuevo tornó á roga; 
áReduan, que fe dexaífe o de aqúeif 
emprefa, mas fin le refponder palabw 
dixó contra Gazul .• Ea robador de mi ¿ 
fia, agora ejlamos en parte , donde Je ha 
acabar de perder mi ejperanza. Y dizien» 
efto , lanzó p el cavallo por el campo 
caramuzando , llamando á Gazul , q 



Civiles dt Granada. 1 8 f 

lieíTe á la efcaramuza. El valerbíb Ga- 
:ul ya mohimo y enfadado a de las cofas a courrou- 
[le Reduan , poniendofele delante bco- cé & en- 
río pretendía privarlo defubien,encen- ¿feíemet- 
ílido c en colera aiíi como una íerpien- tant au 
[e, abalanzó el cavallo por el campo : y ^flamb 
fin aguardar flores de efcaramuza d , en d ¿'amufer 
ím punto .fe juntó con Reduan,y Reduan g* brava- 
b acercó *á el, -y con gran deítreza fe /Vappro- 
omenzaron á tirar grandes botes /de cha 
anza. Reduan fué el primero que apor- f co ^ s -, 
illó el adarga g del competidor, y la Ta targe 
í mza llegó h á romper un fino jaco q el h vm 
tfcen Gazul Uevava u Elqualquedóhe- ¿ ¿emoira 
ido de aquella vez en el lado yzquier- bieííécette 
lo k, de una herida no muy grande, mas *°l s au c ,°- 
¡ella falia / fangre en abundancia, laqual / fortoic 00 
íareció luego m en los arzones y en el » mconti- 
orzeeui n. Gazul viendofe herido o afli "TI* 
[ los primeros golpes p, como muy die- bieííé 
4ro en aquel exercicio , tuvo mucha? cou P s 
íuenta q al tiempo q Reduan bolviefle gard""' 
} cavallo de lado r , para con preíteza/ r da cofté 
Secutarle un golpe t en defcubierto>-{ vr,íteíre 
lie avino aiíi como lo pensó, porque 
Reduan que fintió que avia herido * « bicñi 
\ fu contrario , muy gozofo ^ quisó fe- v fcrtjoy.* 
undar le otro golpe, y para eíto fuero- £^y* 
■'cando al buen Gazul acercaadofe x chmt 



a88 fíifiorh de las guerras 

lo mas que pudo.Quando Gazul vio tai 

% fí proche cerca a, arremetió b íü cavallo con tant; 

b piqua prefteza, que quando Reduan pensó eí 

caparfe de aquel encuentro , ya lo teni; 

c n'eut recebido , que no tuvo lugar c , finó po 

loifir ner d de prefto el adarga delante e , po 

t h ^a^e rccebir el golpe en ella , mas no le valí< 

aa dtvant fu adarga fer muy fina, que no fuefle ro 

f T ?™ ?ue ta/", por la fuerza de los duros azero: 

I p L ortoit del hierro £ de la lanza que llevava h e 

i arnva buen Gazul, y paíTada llegó i á la jazeri 

maule C C na ^ Y aunque fuerte, también / fué faifa 

/ aaífi da ,, y Reduan malamente herido m. } 

mbicfté faliendo n el fuerte Gazul fuera con íi 

o faifant cavallo , dando una buelta o en el ayre 

un tour tornó fobre Reduan aíli como una agui 

la, á tiempo que Reduan venia fobre el 

Y los dos fe encontraron fin poder haze 

otra cofa, tan poderofámente , que fue 

ron las dos lanzas rotas , y ellos quedaí 

p demeu* ron j, malamente heridos en los pÉ 

J C eüomacs c ^ os ?• ^ como fe hallaífen tan cerca 
r & trou. el uno del otro, fe juntaron, y ebri gran 
pre? 111 fi braveza fe abrazaron , cada uno / proc 
/chacun curando facar t al otro de la filia. V 
i tiier • a fii anduvieron gran pieza afidos u 
fa main" ^ in P°derfe derribar el uno al otro v 
v mettre Los cavallos como fe vieron tan jun 
rtroubks t0Sí a ^orotados relinchando x 9 abrie 

henniflant ro 



Chiles de úrMddü. 289 

roTÉVfcibócas P a r a morderte , y empinan- 
dbCe a á pefar b de fus Señores , fe rebol- a fe cah- 
vieronr de ancas , para hazerfe guerra ™ ns 
con los pies. Y al tiempo del rebol veríe, c í^tour- 
comó los ¿avalleros eítavan afferradps d nerent 
el uno eólíi el otro,de heceilidad u vieron d a 8 raffa 
áe venir al fuelo e afli abrazados como € tn terre 
eítavan. Mas Reduan que era ca vallero 
je mas fuerza, fe llevó f tras fi al buen / emporta 
iSazui, cayendo Reduan debaxo g. Los g deííbus 
^:avallos viendo fe fueltos ¿.comenzaron ^KJL 
1 pelear / bravamente. Mas Reduan auá- tre 
¿jue¿ íe violen aquel peligro 7 , ño per- * encoré 
filió fu buen animo *¿, que haziendó # ¿¿¡nger 
üjran Fuerza á ía una parte , efiribañdo o m courage 
¡:on los pies en el fuelo i) , pudo tanto , n f a jí ant ^ 
¡[ue boleo a oazul a un lado q , quedan- p en terre 
lio la pierna derecha r Reduan, fobre.el. y rentería 
; Jazul con fobrado animo, afirmó la ma- * ^emeurát 
lió derecha con gran fuerza, por cobrar !a jambe 
3 perdido , mas no pudo : porque Re- droltc 
¡[luán tenia fu mano yzquierda/ya firme¿ í gauche 
i jon que hizo renitencia , y affibregári- 
o t el uno con el otro , fe uvierori de * deba tant 
cantar del fuelo. Y con gran prefteza 
ornaron fus adargas u , y poniendo v f P rlI * nt 
iano a fus alfanges x , fe comenzaron ges 
eherir^cruelméte,darido golpes adié- vh mettát 
> ;ro y á finieítro¿de tal manera 4 en poca * ™fc* 
T pieza 



a dcmcura lq0 HitfarU de las GaérraS 

b alloicnt ' J '\ ■ ..,-. 

par tcrrc pieza no les quedó "a, adarga en losbra- 

c bleílurcs zos q hechas mil pedazos andavan por 
¿plusblcf- ••- . ' p , n r , r 

fé el íuelo b y y ellos ya cada uno con mas 

c bleíTez, de feys heridas r. Mas el que mas heri- 
qucs alors do d eftava, era Reduari; porque de lari- 
f fans tar- za tenia dos heridas. Finalmente anda- 
ge, íe fai- van ma i heridcTs -, más harta entonces é 

foient plus ' / . , .-, 

grand ventaja no íe conocía algunascomo eita- 

dommage van fin adargas, fe hazian mayor daño/. 

fncMoí" ^a ^ e ^ us l^reas y penachos quedavá g¡ 

h oú iis fe muy poco. Patentemente fe moítravan 

pouvoicnt } as armas de que venian armados 5 dec 

erand P " modo que reconocían la parte por don- 

dommage de mayor daño fe podian hazer k Loíi 

^escome- a ]f all g es ¿ eran damaíquinos , y de muy 

k coup finos temples s no tíravan golpe k q la 

/ devant armas no fuellen rompidas, y ellos herí 

«qu'auaíh dos. Yaííi antes / que uvieíTen- pafladt 

cíemeuraft dos horas andavan m tales, que ya no |{ 

envíe efperava q vivo qüedafle alguno n. Rt 

toit le pire duan llevava lo peor ó de la batalla; auá 

p |$Si!p n q^e era f de mayores fuerzas , pero | 

tf U mafs 01t Gazülleaventajavaenligereza,y entn 

r fortoit á va y falia mas á.fu falvo r, y heria/comi 

ion avan- q Uer i a y \ que no hazia Reduan, á cujH 

f biefíbit caufa andava r mas mal herido u. Emp< 

t aiioir fo Reduan el golpe que acertava en 11 

% mÍ$ no v 3 embiava & s armas y la carne , 
lítete en fuelo m Mal heridos andavan los de 

¡piara # terre muct 



Civiles de Granada. i 9 1 

íiiucha fangre vertían a:\o qual viílo por a cf pan- 
Mu§a, entendiendo q fila batalla paííaf- ¿°¿™ e 
fe adelanten, aquellos dos tan buenos c qu'iicdfc 
, cavalleros avian de morir ,de compaffion ™£ t pied á 
que tuvo y fe apeó r de ñi ¿avallo , y fe ¿ mettrc 
fué aponer en medio d : diziendo: Se- aúmiiicu 
ñores cav atieres, hazcdme merced e quepa- ^ovcrace 
reysy no lleveys al fin vuefifa batalla. Porque f dutre 
(i adelante ífafia, juntos os llamara g la £ v ,^ us 
muerte. Gazul como cavallero mefura- ¿ courbis 
}do b ■ luego fe apartó i : loqual Reduan * ^efcarta 
¡no quinera^, pero uvóíó de hazerpa- f jJ CV0U " 
^rando/ mientes que eítava Muga de por / prenant 
I tnedio, y era hermano m del Rey. Y allí £ ar ^ e 
apartados n. Muga les hizo curar o > y el n f e p ar c¿ 
nifmo les apretó p las llagas. Yfubien- o les fit 
jo q fobre fus cavallos, tomando r el de £ e & C f crra 
Álbayaldos del dieítro /,. fe partieron q & mou- 
a buelta t de Albolote. fc Y íeria lascin- tanc 
:o de la tarde u quando llegaron v , y y- ^4 | 
Preguntando x donde eítava Alabez, le bride 
íallaron mal herido en un cama y > mas * v ? rs . . 
jurados 2: con gran diligencia , por un v arnve- 
l men maeítro que alli eítava. Luego los rent 
tos cavalleros , Reduan y el Gazu^ fue- faj™™" 
;on pueítos en fendos lechos a ? y allí y líct 
buy bien curados y proveydos b de z pcns ^ 
odolo neceífario. Mucho fe maravilló C unenfor¡ 
Uabez en verlos afli venir v le pesó mu- ] i& 

T x cho b ? cnfe£ 



29^ fíi/foria de las Gucrfas 

niairy 011 c ^° ' A porque eraivfus amigos. Mas de ¿ 
b les laifle- xáremos los b aquí curandofe, y amigos, 
rons y bolveremos c á contar de Granada, de 
ncrons " algunas cofas que en ella fuccedieron el 
d ce jour dia d que paflaron eftas.dos querelas. 



£ en lieu 
convena- 
ble 

h menant 
i avec íby 




CAPITULO fiOZL 
e fafcherie £# que fe cuenta, una fej adumbre e que ló¿ 
f cúrent Zegris tuvieron f con los Abe ncerr ages ,) 

como eftuvo Granada en f unto deferderfé 
Uestos los cavalleros á reo 
caudo g y curandofe cor 
toda diligencia,, el valeroíi 
Muza fe partió para Grana- 
da, llevando b el cavallo di 
k achevoit Albayaldos configo h Seria la hora qu« 
/ viíW¿ r elfo l fe acabava de poner k\ quand 
Muga entró por las puertas Elvira , cu? 
bierta la cara con el cabo del capellar/í 
por no fer de nadie m conocido. Y aíi 
deíta manera fe fué haíta que llegó n á 1 
caía Real del Alhambra, á labora que t! 
Rey fu hermano o fe fentava á la mefa pf 
ra cenar ^. Y apeado de fu cavallo mane 
que á los dos le les diefle buen recaudo < 
y el fe entró haíta el real apofento rM 
ravillofe el Rey de verle alii venir de c 
mino, y fentado á la mefa, ñendo por 



avec le 

bout de 

fon man- 

teau 

m de nul 

n jufques 

á ce qu'il 

arriva 

o frere 

p table 

pour fou- 

per 

q fuííent 

bien pen- 

fez 

r chambr. 



Civiles de Granada, 2,93 

$.ey preguntado a , como aquel día no i 

avia parecido, Y que donde ¿ aviaeítado. * é mtCfro " 

yuga le dixó : Señor, cenemos agora o b oü 

que defpues os contaré lo que oy ha \ cettc° nl 

fucedido , que os efpantareys. Concito heure 

cenaron muy bien,y con harta gana dde ¿ aírez 
x m - j 1 j- • d envíe 

Muza,q en todo aquel día no avia comí- e mang ¿ 

do e. La cena acabada , luego f Muga / incomi- 
|! íatisfizq al Rey de fu pregunta^, contan- n ¿"L and 
dolé muy por exteníb todo lo que avia \ 
\ panado 5 la muerte de Albayaldos , y la 
¿batalla de Gazul y Reduans de todo 1q 
\ qual, fué el Rey muy maravillado y eno- 
jado h. Luego fe fupói por todo el Real h fafché 
.palacio, l^.nueva de la muerte de Albay- i inc o nti * 
i:aldos 5 y no falto quien fe lo fué á dezir al f ?e n ut 
:Moro Alatar, primo hermano fuy o k % el ¿ f on cou , 
iqual hizo /muy grande fentimiento,por fin ger- 
11a muerte del primo : y juro á Mahoma, ™£ ,n 
ie le vengar ó morir en la demanda. 
Qtro dia por la mañana m, fe fupo n eíta m au ma , 
.nueva por toda la ciudad, de la qual tín 
besó o a todos los cavalleros della. Y co- * £ c ^f 11 
mo Alatar fuelle tan cercano deudo p,fe mmis 
[¡untaron en fu pofada ^muchos cavalle- V fíproche 
ros por darle el. peíame. Los primeros q ^hambre 
acudieron r fueron los Zegris 3 Gomeles, r qui. arri- 
y luego Vanegas y Magas, Gazuies y verent 
Benarages,y otros muy principales cava- 
T 3 lleros 



294 Hifloria de las Guerras 

a a la fin lleros de la Corte, y á la poftre a fueron 
* mis Alabezes y Abencerrages.Y puertos b to- 
€ íieges dos en fus aílientos c y como en cafa d de 
mai on tan principal cavallero, defpues de aver- 
Souioit"" ^ ^ LO elpefame*,fe trato fi feria bueno 
/ faire hazer por él el devido fentimiento /^que* 
pour luy p 0r femejantes cavalleros fe fuele ha-- 
¿ e ¿ UCI zer g. Para eflo uvo grandes pareceres m 
X eft ac- porque unos dézian que aoj por quanto 
faire Umé * ^ ie ^° Albayaldos Moro , al tiempo del 
b y eut de morir fe tornó Chriftiano. Los Vanegas 
grandes dezian que no le importava aquello 3 que' 

^outcfois tóc ^ a Vl2i í era bu. eno ? q ue f us deudos km 
k fes pa- amigos hizieffen feñ al de alguna triíteza, 
*$ m afíi por lo uno como por lo otro. Los . 
Zegris dezian , que pues Albayaldos fá 
l revenu avia buelto / Chriftiano y que no holga- 
re " e oit* r ^ a ^ Mahomá j; que por él fentimientá 
n íe fit fe hizieíFe # , y que efto era guardar de- 
dcüii rechamente el rito ¿r del Alcorán. Los 
o_ceremo- ^b^ ncerra g CS .- c j C2 j, an ^ q Ue e J bien que 

p taire fe ha de hazor/> , avia de fer por amor í 
de Alha , y que fi Albayaldos fe avia he- • 

£./ ait \ cho q Chriftiano al tiempo del morir 

que aquel fecreto folo Dios fabia»>y que * 
para él lo remitielTen ¡ y que no por elfo -i 1 

r laiffaft fe dexaífe de hazer fentimiento r por él. 

de faire y a cava llero ( Zegri, llamado /"Albin 

¿¿ Hamad dixo : O el Moro Moro , o el Chrt- 

m tn t • ftitmo 



'Civiles de Granada. 2,95 

piano Chriftiano. Digolo , porque aqui en 
efta ciudad ay cavalleros, que cada dia zdel a chaqué 
mundo embian limofna a los cautivos b Chri- jour 
ftianos que efikn en las mazmorras c del Al- n j|£g on * 
hambra , y les dan de comer d,y los c avalle- c cachots 
Ü ros que digo fon todos los Abe ncerr ages. De- ¿ m anger 
i zis verdad , dixó Albin Hamad Abencer- 
rage, que tpdos nos preciamos de bazer ' e e faire 
bien y cbaridad a los Chriftianos , y a otras 
qualefquier gentes que fean j porque los 
bienes y el fantto Alba los da> para que 
1 fe haga f bien pourfu amor , (in mirar g r f H ^ c 
leyes : que también h los Chriftianos dan g prendre 

limofna a los Moros en nombre de ~Dios y por P rde ^ 

■ r 11 1^ a j r h auífl 

\ ¡u amor La hazen¿\ : y yo que he ejraao cau- ,• i a fbnt 

iivo lo se , y lo he vi fio muy bien , y a mi me 

han hecho k algún bien 5 y por eftoyo 5 y los k m'ont 

de mi Un age hazemos 1 el bien que pode- f a ' c . 

mos a los pobres > y mas a los Chriftianos ai on * 

que eflan cautivos 9 que no (abemos quan- 

\ do lo efiaremos , pyes tenemos los enemigos 

a la puerta. Y al que le pareciere mal 9 es 

muy ruynm , y fíente poco de cbaridad 9 y m &qui le 

offendafe quien quiftere. Y el que dixere 9 m^uvkls 

que bazer n bien y limofna 5 a quien fe qui- cft un 

i fiere o no es bueno , miente ,y lo haré bueno vaultrien 

f| donde fuere menefter p. El cavallero Zegri á qui que 

\ ardiendo en faña q , viéndote alíx def- ce foit 

1 menrido, fin refponder palabra, ateór la P b f™ lQ 

T 4 mano r leva 



%$6 fíijkrh de las Guerra 

e plein man0 de enojo lleno a , y quisó herir, er 
dVnnuy el roítro b aí ca vallero Abencerrage. E ! 
b vouioit q ua [ como vio venir el golpe, lepafcci 
vi%e aU con el brazo yzquierdo c .• mas no fue 
c gauche tan buen el reparo, que el Zegri no le al- 
^atteignif* can zalle en la cara ¿/ , con los eítrempjsi 
ge * de los dedos. Lo qual fentido por el A- 
, bericerrage,como león Hi£cano,en biva 
e coiere colera y faña e ardiendo , pufo mano / 1 
mSn 3 una daga s y en ijii punto envÜUó¿ coq¡ 
g attaqua el Zegri, y antes que fe piidielTp poner h ■ 
quMibpút en defenfa, le dio dos puñaladas,, y tan¡ 
rttettre penetrantes que el Zegri cayó ¿a fus pie^ 
i comba muerto. Otro Zegri , arremetió k al A- 
t bieíler' bencerrage por le herir /.con un puñal , , 

mas no pudo , porque Con grande pre- 
wl'áttaqua fteza , el Abencerrage le enviftió m , ha- 
n. par le ziendole préfaen el b^azp derecho po# 
poignet j a mu g eca ¿ 9 cqn tantg, firmeza* que el i 

Zegri no pudó hazerá fii voluntad lp; 

quepenfava. Y el bravo Abencerrage leí 
o ble/Ture d¡o una mala herida o por el eftomago ¿ , 
% tom a de laqual el Zegri cayó/» en tierra mues- 

to.Todps lps cavall^rosZegrisqjie avian i 

viíto lo que paiTava y que eran mas de 
q mirent veynte, pulieron % mano á las armas, di- 
r de race ziendo: MueranJos,tr£ydores, de caflar 

de ChriíUanos. Los Abencerrages Ce pu? 

fieron en defenfa, los Gómeles vinieron 



en 



Civiles de Granada, i<£? 

en favor de los Zegris , los quaíes feriap 
mas de veynte , y los Magas con ellos, > 
i que ferian otros tantos. Lo qual viftp 
Ipor los Alabezes y Vanegas , fueron en 
¡favor de los AbencerragQs, y entre eítos 
mys linages de cavalJeros , fe comenzó 
í ma rebuel ta a tan brava y reñida b\ que 
tn un momento fueron otros cinco Ze- ble 
;ris muertos. Y tres Gómeles y dos. car ¿ debatuq 
falleros Magas. Y entre eítos tres linar 
es, nomas de catorze heridos r. I¡)e c uufty. 
os Abeucerrages i no uvo muertos , 
las cafi todos fueron heridos, qu§ 
aflara de diez y fíete , y á uno le cor- 
aron un brazo á cercen d 4 De los Alabe- d luy coa- 
es , múrierqa tres , y uvo ocho mal P erent un 
sridos. Algunos V anegas falieron mal J* 
arados e, y dos muertos. Y mas uviera e fortirent 
s todas partes de muertos y heridos , 
no que Alatar y otros muchos cavalle- 
)$ fe pufieron en medio f, y algunos £¿j¡|Kj^ 
ellos también falierong heridos. Con gaufilfor- 
¡rta barahunda ¿, que parecía hun- tjtqú 
ir fe .* Granada > fe íalieron todos á ¿^¿n. 
i callé , fin dexar el reñirá unos con cer 

«iros. Mas los cavalleros que ponian * r ° rt N lren ^ 
L / i i i tous a la 

\iz /, erap muchos, y de mucho va- rué fans 

ir, que eran Alageces yBenarages , tóflcrte 
(azules /Almohades > Almoradis. Y /^iet 

tan- lapaix 



mal trai- 
tes 



; 



a miren x 
¿encoré 
que 

c fortit 

d trouva 

r du trou- 
ble 

/ Pelearte- 
rent cha- 
cun 

£ faite la 
verifica- 1 
tion 

h prifon 
i mettre 



k fort en- 
nuyé 
/ j'acheve 
ees facliós 
m oíler á 
chacun 
d'eux 

n courrou- 

cé . 
¿-■St 
p troubler 



298 Hiftorja de las guerras^ 

tanto hizieron, q los puíieron 4 en pa< 
aunque ¿ con gran dificultad , porqi 
los de la pendencia eran muchos.En el 
tiempo, el Rey Chico fué avifado de 
q paiíava ,y al punto' faltó c del Alhar 
bra, y fué donde érala queftión , y aii 
halló d el" negocio no del todo apazigí 
do. Los cavalleros de la rebuelta e y 2 ¡ 
como reconocieron al Rey,fé apartar* 1 
cada uno/por fu parte. Hecha la ave I 
guaciong del cafo, mandó prender h 
Abencerrages , y les dio por cárcel h i 
torre de Comares ."ya los Zegris m; I 
do poner / en las torres Bermejas , ;| 
los Gómeles en el Alcagavá , y á los \ii 
gas en el .Caítillo Bivataubin , á los Á I 
bezes en la caía y palacios de Genera- 
fe, á los Vanegas en una torre fuerte p 
los Alijares. Y muy enojado k el Rey 9 m 
tornó para el Alhambra, díziendo : Áfé 
dé Rey,que yo acabe eítos vandos /,cA 
quitará cada uno dellos m íeys cabe2»¿ 
y no fe tardará , juro por Mahoma. ife 
cavalleros q acompañavan al Rey, vi*, 
dolo tan ayrado n leíuplicavanque'p 
HzieíTe ¿tal, porque feria alborotar;!: 
Granada, que eran todos erriparerp 
dos , fino que fe dieíTe orden de ha;fc 
los amigos, ylosmifmós ca vallero |q 
■'■' to;:a- 



Civiles de Granada, 299, 

ornaron ¿á fu cargo.Finalmente aplaca- ^ 1c - 
lo b el Rey, los Abencerrages : , y Alabe- rent * 
res, y AlmaradiSjhizieron r tanto,qiie de *■ w?™¿ 
llid en quarto días e , todos los caválle- c d ¿[ \ 
os de la paífion fueron amigos, y las e jours 
nuertes perdonadas, llevandoles/la ju- f icurem- 
cicia á algunos gran cantidad de diñe- P onant 
os. Efto paffado y los cavalleros prefos 
leron fueltosg , quedando fríos Zegris ^ delivrefc 
luy laílimados y quebrados i-, aili mif- h demeu- 
io los Gómeles, y fipmpre k procurado ™2éfáá$ 
i venganza de tan gran daño / y des- k tou- 
onrra, Y para eíte, un dia m fe juntaron ü° UTS 
)dos los Zegris y Gómeles en uña cafa ma g^" 
e plazer n y qeftava junto á Darro, q era m unjour 
liuyhermofa^, donde avia muy linda * ™ x f? n 
[uerta/> y jardinqp.Y defpues de aver co- C e 
íido y holgado q> eftando todos juntos ° fortbellc 
n una muy viítofa fala fentados por fu f ard |^ x 
Tden, un cavallero Zegri, á quien to- q foangej 
os los demás r refpeétavan por mayor & s ' dwu \ 
i\ cabeza/clellos,hermano / de aquelZe- autres 
¡iri que mató u Alabez en el juego de las fchtf 
¡lañas , comenzó á hablar v, moítrando * ^ c 
¡ rande trifteza , yádeziranfi. Valerosos v parkr 
Uv añeros Zegris deudos miosx , y vofo- x mes pa- 
itar los Gómeles amigos nuefiros ,• advertid y Cn ma j n te<» 
vmybien lo que agora os quiero dezir y con nant je 
igrimás de [angre dejliladas del cora- *™ s veü2£ 

zon a 



yoo fíijhrU de las Guerras 

-con 2. Ta tendreys entendido donde llegtk 

lou arrive € ^P unt0 ^ e l* honrra , y quanto fe deverÁ 

€ ' prendre rar c por ellas porque fi el t hombre una vez 1 

garde la pierde, jamas la t colora. J>igolp ¡porque 1 

Granada no (otros los Zegris, y vojotres r ( 

* fommes Gómeles!, e fiamos puefios cen el cuerno de í 
jni« luna, de riquezas y^ honrras bien abajladoi 9 
j ourms ^ ¿ e i R e y tenidos $n grande e (limación ; f. 
g baftards ejlos cavalleros meftizps g Abencerra^ s 
h nous procuran de de/pojarnos iella,y abatirnos p¡ 
atyeéb X a ms tienen muertos a mi hermano i : \ 
i frcre otros deudos k,y anfimifmo de ¿os cavalle s 
k pareos Gómeles* haziendo 1 de todos nofotros in - 
m moque- nte menojprecto y befa tir, todo, loqualp g 
Il S una eterna venganza $ porque fi nolop I 

curamos ,prefto harán los Abencerragcs 1 1 
n ríen m fe amos nadie n,y queperfona nos efihf, 
o il cíl X para el reparo de fio , es menefler o por h 
neceílaír e ¿^ ^ ^^ y mo ¿ os q Ue f e y pudiere > / fe 

p cher- hufquemos p como [e amos vengados li , y m\ 
chions ftros enemigos defiruydosy aniquilados, : fk 
q demeu- <H ue nofotros quedemos q permanecientes r k 
rions nueflra honrra. Y todo ejloellonofe pmf, 
hazer por fuerza de armas , refpeto queH 
Rey puede proceder contra nofotros. Masm 
f encoré 3 tengo penfado una cofa que nosfaldra r % ty 
que bien, aunque f es contra ley de cavallerc : 

* mais p ero t ¿ e ¡ enemigo fe ha de bufear de m l- 
^chercher' . j r 1 ■ it .' 
par qucl- q mer m odo u que ¡ea la venganza. Un 1- 

que moyé vallero de los Gómeles refpondió, Se # 



Chiles de Granada. 301 

*egriMohavid } ordenad a vueflro gnfio ¿0- 
Wc \os pareciere z>de qu alquero, manera que "fcmbleríÉ 

f ea os feguiremos en todo y por todo. Pues 
1 tveys de faber mis buenos amigos , dixo el 
1 Zegri , que tengo penfado de poner b mal h mcttre 
! t los Abencerraje s con el Rey ¿ de modo que 
1 ninguno quede a vida: Diziendo que Albin 

Uahamete > que es cabeza c délos Abencer- c \ c c h e f 
\rageSy haze adulterio con la Rey na , y efto 
: f o tengo de verificar con dos cavalleros de 
I vofotrosfeñores Gómeles : por tanto quando 
ho hablare d con el Rey ¡obre efie negocio , me * í e P ar " 
ktérceareys diziendo \ que lo que yo digo es «.áquicon* 
'^gran verdad > y que lo defenderemos en el que,,* 

campo a qualquier e que nos contradixere > ^q^ oü c " 

\con las armas en las manos. Y también aña- g le tuer,& 

\ diremos f , áut los Abencerraje s pretenden oí * er le 
í j t -\ * ■•* ■ ' • / i- a royaume 

! de le matar o quitar el rey no g. 7 con ejto > ¿ Je vou> 

\yo os doy mi palabra h ^queel Rey los man- donne má 

\ da decollar i a todos y y para ello dexadme P arole „ 

( el cargo k, ^#¿70 daré La orden. Ejto es lo que de ieur 

¡ & #g0 penfado mis buenos amigos y parientes, trancha- 

t Agora dadme vueflro parecer\,y efto ha de fer /iahVezen 

ton todofecreto, porque ya veys lo que impor- moy la 

ta. Acabando el Zegri fu razón diaboli- f 1 ^ 

* ca, y mal penfada, todos auna mano di- heuredon* 

xeron^qúe ello eftava muy bien acorda- nez moy 

ido m,que fe hiziefle affi,que todos favo- ™ a^ 18 

recerian á fu intención. Luego n fueron n iacomi- 

feñalados dos cavalleros Gómeles ? pa- ncnt 






jo V HifiorU de las Guerras 

a propo rá.quc ellos el Zegripufieífen¿ elca: 
faíTcnt anre el Rey. Acabado de concertar b e 
b ívcord t ^ n folene traycion 3 fe fueron alac 
dad , donde eftuvieroñ con fu daña 
ffattendantpenfamiento 5 aguardando c tiempo 
^ícmcttre lugar para ponerle d en execucion.Y a 
e les laifle- los dexáremos e a ellos 1 , y bolverenioj f 
Jons al Moro Alatanque muy cónfufo y en - 

/retourne- .-. , a \ \ J ■ r ; r J 

rons J ac *o eítava^ por lo que en íu cafa g ai | 
g ia mai- fucedidó l5 y trille poi: la muerte de |! 
lün buen primo Albayaldo$,y juró de le ve $/ 

gar con todo fu poder : y aífí propi]| 
h delibera de yr á bufear h al Maeítre \ y le mata I 
de cher- fl pudieífe. Y para eíto no quifo pone I 
i &ietuer mas dilación : y aderezandofe / mil 
k ne you- bien de un jaco azeradb \ fobreunmt 
lut mettre e ft f ac Jo jubón m,v fobrd*el una marlc fc 

/ s accom- . , ' r J ::.:& v '■■' , 

inodant leonada # lin guarnición alguna por el , 

m pour- y un muy azeradq«cazco / y fobre el 1 

u juppon bonete leonado , y en el puefto o un ] f 

2-inzoiin nacho negro, mandó^ aderezar un mf 

obicur poderofo cavallo negro \ que paíTava ,b 

p com- diez años, el qual mandava á tres cap| 

jmanda vos ^ Chriílianos que lo curaífen ,. ji., 

f íuydon- P Dr ^ u mano * e ^ ava ceva da r. Y pue.l 
■ñoit de el cavallo todo de un jaez / negro f 
í'ayoine lanza y adarga t , fin otro feñal ni 4 
t 1*1%™ v ^ a: íalió de fu poíada u tan furiofcjf 
% fprtit de gallardo, que ningún cavallero de . : fc 

ía maiíbn afán- 



Civiles de Granada. 303 

famados le ygualara. Y en llegando a a a & en ar * 
L plaza nueva , con la yra que Ilevava , 
10 bolvió a mirar b a Darro, al tiempo de > 
>aíiar la puente, y delta manera fe partió n e retour* 
le Granada, camino de Antequera , en n a regar- 
jufcar del Maeítre , ó de otros cavalle- r e £h er . 
os Chriitianos , para vengar la muerte chant 
le fu primo d Albayaldos. Y eítando de d coufín 
i a parte de Loxa , vio un efquadron de 
; Chriftianos \ que venia para entrar en la 
1 ega¿ : los guales trayan/ un pendón .. 
jdancoy unafeñal roxa, láqüal era la beiiecam- 
;Cruz de Santiago g. Y por caudillo h P a g ne . 
I enia el buen Maeítre de Calatrava, que gS.]al^§ 
| r a eftava fano de fus heridas i, por aver- h chef 
las curado con preciofo balfamo. El va- * bleíííir ^ s 
erofo Alatar luego ¿ conoció fer aque- ñent 
la feñ a de Maeítre : porque muchas ve- / pluíícurs 
:es / le avia vifto en la vega. Y Ueeando- *\ :L^ 
e #2 con un bravo animo , hazza n el ef prochant ._. 
, juadrondelosChriítianos,quandoeftu- n coura g e 
jvo junto fin temor o alguno dixó en alta r ms 
pozp : Por ventura Cavalleros , viene en- crainte 
hii vofotros el Maeftre de Calatrava > El £ ^ u£e 
IjMaeítre que lo oyó , fe adelantó q de íii q s'avangá 
gente un buen trecho, para donde eíta- r trai( %> 
v-arelMoro.Yfiendocerca/le dixó : eftoit° U 
Para que demandays por el Maejlre \ fe ñor ca- f pres de 
I vallero l Demando for el,por le hablar t, ref- ^¿ y ^ 

pon- 



3b¿j. fíijliria délas Guerras 

pour au- P on< ^^ & moro. Sino es para mas a, yo/ó i 
trechofc dezid lo que os pareciere b. Alatar parai 
h ccqu'il d c mientes en Maeftre , luego le c<( 

I°prenant noc ^ > Y mas P or ^ a ^ e ^ a í del lagarto qt 
gaide traya en el pecho dy en el efcudó. Y 11< 
¿«tatoard gandofe á el, fin temor e alguno le dixc 
toit en fa fin fatudarle •• Por cierto valerofo Maefln 
poi étri ne ^^ r ¿?# rás0# ¿tf podeys llátkar f ¿/V/z 4/0/tt 
chamfans m do ypues porvueftramano ¿veysmuer 
crainte tantos y tan buenos, cavalleros ! , ejpecialme 
f appeller ^ ¿gw¿ g ? ¿p¿ murió a vuefiras manos ? 
iiant " "í Y tmo hermano h Albayaldos-¿ "honor y. gloy 
h mon délos c^v alteros de Granada ¡ *que con. 
* " Muerte que le da¡teys fkft queda i efcureci 
i dcmcure toda Ja Corte de mi Rey. T yo lleno de gr< 
k & moy pefar\y trifleza, y con obligación de vengt 
pein n- i e \p Ara m j je ven ¡d 0m Y pues Mahoma ha pt 

i je vqus mitido que os aya hallado, holgare 1 que 

ay trouvé, ¿fo fagamos batalla, yftyocn ella muriet 

ííoüiray yre confutado de morir amaños de un .// 

m taire buen caballero como vos ^y por hazer m coi 

pania a mi amado primo Albayáldos. Ce 

n fe 5 teut efto calló n. A loqual el buen Maeftre i; 

}?. m .' e * ípondió delta fuerte. Holgara o buen Ai 

tar, ¿^ j»¿ gw* wf 4^j encontrado fuá 

para coja en que yo os pudiera fervir, que p 

p trou- como cav atiero , que en mi h altar ades 

ver ícz ^ #/¿ jr¿ amifiad , y me ale gr aria que conm B 

2 ¿c fiflic2 ## hizieffedes q batalla s que os doy mip^ 



Civiles de Granada. 30 <¡ 

Ira , que vuefiro primo Albayaldos, hizo a el ~ 
dever como valer ojo cavallero. ¿guijo Dios b Diea 
llevártelo b al Cielo , porque en el tiempo de vouIut 
fu muerte ', le conoció y pato c agua de baptij- c Amanda 
mo y y allife torno Chrifliaño. Bien aventura- d bien- 

do d el y pues avora e/la «rozando e de Dios. heur ?. u * 

n a • c a a j ■ ■ e J ou ííant 

Por ejto quema r vuejlra ami¡ta,d , y que no / je vou- 

; viniéremos a reñir, fin aver para que g ? find *Sii 

¡ m/¿fc mi fi puedo Jerviros en algo , que lo f re C foí| s a " 

\iaretande veras h como por mi hermano i avoir le 

¡*arnal. Gran mercedSeñor Maefire, feípon- P our ^ u °y 

¡Hó Alatar> por agora ky ó no tengo nécejji- q Ue n chote 

j lad 1 de otra cofa 9 fino de vengar la muerte que je te 

\le mi primo , y para efio no esmenefier dila- ^Tvemeit 

| &T mas el cafo, fino hazed m como honfrado i frere 

^vallero, en afíequrarme el campo de vuetlra ¿j> our ce *- 

c r jj r j teheure 

érente \ porque yo no je a ofendido Jwo de vue- ¡ ^ n » c ^ 

| ra propria per Joña . Mucho holgara n dixo el de be ib iij 
iíaefire y que no pafarades adelante o con <$£ 
Quefir o intento >mas pues es ejjaju voluntad , f u /Te beau- 
legaje lo que quifieredes p. En lo demás q dé C 9W re * 
Rigente yo os a([eguro,queno os enojara ntn- 10 outre 
)i'mo de losmios.Y diziendo eíto ; alzó r las p fe fatfe 
Jíianos a fu gente,hiziendo feñas q fe re- ce ffi 
'jjjrafle de alli/: y eíta era beftante feñal pi° a ^ a 
>jta feguro. La gente luego fe retiró , lo q au fur- 
to juaWifto por el Moro, dixo al Maeflre .- £ Il ^ va 
At cavallero , que ya es tiempo de comenzar f de lá 
\W e firtL batana. Y diziendo eíto ? movió fu 
I V bravo 



306 fíiftoria de las Guerras 

bravo cavallo por el campo á media 
a au galop rienda a , efcatamuzando con una muy 
b tfeiie linda b gracia. El buen Maeftre , hazien- 
€ faifant le do la feñal de la Cruz , alzó r los ojos al 
íjgne,ieva c ¿ e i 0j diziendo : Por vueílra fantiífima 
Pallion Señor mió Jefu Chrifto , que me 
deys Vitoria contra eíte Pagano. Y dicho 
d courage e ft 0> con valerofo animo d> arremetió fu. 
fon cheval cavallo e por el campo > efcaramuzandc < 
contra el Moro; Y aun no eftava bien fa- 
/ & encoré no de las heridas/q Albayaldos le diera, 
n'eftoitbie j as quales* le hazian grande eítorvo^ 
bidlures CS mas con & bravo corazón, todo lo paf • 
g empef- fava, moítrando grande esfuerzo, uíaní 
chement ¿ ¿ e f ü acoítumbrado valor i Y notandc 
luy mefme la bravofidad del Moro Alatar > y fu de i 
é prendre nuedo , y la ligereza de fu efcaramuzarJ 
f^ Q a dixó entre fi b. A mi me conviene anda i 
k ce jour muy fobre avifo i , para q eíte Moro na 
/ repofa f a ]g a vitoriofo eíte dia k y lo qual Dios m 
fiours mis permita. Y diziendo eíto, íbflegó / fu cfj 
n qu'ii vallo,yendoíe poco á poco los ojos fiemj < 

faner fi P re P ueíl:os m en ^ u enemigo, para ver lll 
lafche q haría n. El Moro q afli vio al Maeítr fe 
t l ' envi - andar tan íloxo o y no íabiendo la cauji|ji 
pouiMuy del niiitério, fe fué rodeándolo , y ac< 
faire quei- candofele para hazerle algún daño p 
mage° m " P udieííe - Y viendofe muy cerca del^j 
q prés de confiado en el vigor de fu poderofo brr 
luy 



Civiles de Gramtdaí 3 67 

zo y en la deftreza de fu tirar > penfando 

q el Maeftre no eítaria en el cafo adver- a iuy jetta 

tido, levantandofe fobre loseítribos le i le / er * 

v 1 1 . 1 banderolle 

arrojo ¿la lanza con tanto ímpetu y bra- € rC tentif- 

veza , q el hierro y vanderilla b y van re- **nt 

chinando c por el ayre. El valerofo Mae- * ^°{¡ nce 

ftre q entonces d no dormía , afli como f rougiftát 

' Vido defembrazar la lanza* > y q el afta l P iv ^ a m 

, -.¿. , J l ~ ion cheval 

Venia rugendoj por el ayre, con gra pre- ¿ ¡ uy ^ :Qm 

^ ífezaarrementiófucavallog á una par- bam le 

! ce, hurtándole el cuerpo ¿.De fuerte q la ?°£ s fi£ 

lanza no hizo golpe í y paflando adelan- cou? 

\ te f> con aquella violencia q fuele llevar k outre ¿ 

íj un paílador/^ y dando eñ elíuelo m, en- une^fiéche 

¡ tro por el mas» de dos palmos* quedan- «* en terre 

i do corvada v cafi todaeñeifuelo/>. El *^ cü . 

¡ Maeftre avíendólé efquivádó el cuerpo ranc cour- 

feori la ptefteza q el falcotl fue le aflaltar á bée 

i ( !los aftutos gorriones q > arremetió r al | ^ufcz 1 

í i Moro por le herir/El qual Como le vief- moinenu* 

Efe venir tan determinado, no osó aguar- r , ¿j5r 1!lt 

ttjdar * que le enviftieíTe. Y affi boltean- t attendre 

1 Ido» fu ligero cavallo por el campo, íe * vpjtige- 

iídexóyr acornó un penfamiento , para * n [- e ]aiía 

111 tíonde eftaya fu lanza hincada ¡c. Y en aiíer 

ce [llegando y á la par della fe dexó coleara * fichée 

aÍj 1 n y arnvant 

f Ide los arzoneSjCon tanta prefteza como ¿ pan cher 
ij !un ave, la tomó y facó a del füelo donde a oifeau la 
tfeftava hincada" > paliando adelante ¿ J r J¿ a lir * 
V % como 



terre 



t> 



308 fíiftoria de las guerras 

* & re- como un viento. Y rebolviendo a, para el 
^iewouva Maeítre, lo halló cerca de fi b q le venia 
présdeíby álos alcances r,y no fe pudo hazer¿/otra 

tcinte$ at * co ^ a ^ lno envej ^^^ e uno a ^ otro, ponien- 
d fairc dolo todo en las manos de la Fortuna : 
y fe dieron dos grandes encuentros. El 
e le bieíTa Moro encontró al Maeílre por medio de 
en poitn y u efeudo, y íe lo falso, y tocó en el bra- 
f bkfíurc zo , y rompiendo las armas , le hirió en 
\ e* c ta [e° ' os pechos € de una ma í a herida/ El gol- 
que pe que el Maeítre hizo, fué bravo : por- 

% & ne q U e rompió el adarga g del Moro , aun- 

jufques 3 fl ue ^ dura Y f uerte > no P ar í> e ^ hierro ha- 
á donner fta dar / en el azerado jaco , con tanto 
¿luyprofi- ¿ m petu que no le aprovecharon nada 

toient de _ * ? , c rr 1 

ríen íes fus azeros k, para que no fuelle roto /, y 
aciers con una mala herida que llegava alo 
«/ j™<mes hueco m : de la qual comenzó á falir 
au vuide *, grande copia de íangre. Bien fintió el 
oú au de- Moro, q ella va muy mal herido, mas no 
náéfoW- P or e ^° mo ^^ punto de deímayo #,an* 
lance tes con mas animo o y esfuerzo q prime- 
ávec U ph?s r°, arremetió/*- al Maeítre blandiendo f 
decourage la lanza como un junco. El Maeílre usó 
p aflaiiiit ' de maña r con el, al tiempo q íe uvieron 
t 4$W& de encontrar los dos, ladeó /el Maeílre 
f coftoya un poco fu cavallo á un lado t , de fuerte 
' c u oa ^ que Alatar le hirió á foílayo u en el adar- 
v de par ga>y aunque lapafso de vanda a vanda v 

en part & 



Civiles de Granada . 309 

el hierro a, no encarnó h en las armas * le fer 
del Maeftre. Mas el Maeñre le hirió c fo- * ha ne la c ou " 
bre mano al través tan duramente > que chair 
fué otra vez malamente herido , porque ' le bkíra 
fué el golpe en defcubierto de la adar- 
ga d. Bramava el valerofo Moro , vien- d le coup 
dofe herido e de tal fuerce, fin poder y^^ ^ 
aver venganza de fu contrario , y afli targe 
defatentadamente / como ya perdido , e h j,^ é 
arremeda £ el Maeftre por le herir. Mas iément VCl " 
el Maeftre fe guardava del , ya fu falvo g aflailioit 
le hería h fiempre de través. Vifto el y a f 0I1 
Moro la gran deftreza del Maeftre mará- avamage 
viHado delia, paró i fu cavallo, y le dixó: x ?£¡¡¡® 1 
Cavallero Chriftiano , mucho plazer re- 
cetoría, fi quifieífes k que dielfemos fin k fí tu 
á nueftra batalla á pié - 7 pues que ya ha voul ° ls ■'. 
gran rato / que combatimos á cavallo. / i rtg 
El Maeftre como era tan dieftr o en las temps 
armas á pié, como á cavallo, dixó que 
le plazia. Y anfi los dos bravos guerre- 
ros , fe apearon m de fus cavallos á una, m mircnt 
y embrazando bien fus efcudos , con P ied l tcr- . 
la cimitarra el Moro t y con la eípada r< 
el Chriftiano , fe acometieron n con n \¡ s s > a £. 
tanta braveza, , que era cofa de efpan- faiiiirent 
to, mas poco le valió o al Moro fu va- pro fi ta 
lentia, que tiene bravo enemigo. Co- 
menzaron de fe herir p por todas par- ? ft blcffcf 
V 3 tes 



jio fíiftoria de las guerras 

tes muy cruelmente procurando cada, 

chacun uno ¿ dar la muerte á fu contrario, y afli 
b aiioicnt andavan b ambos á dos muy encarniza- 
"anpor^ dos ^-Llevava^ el Moro lo peor,aunque 
toit el no lo fcntia, porque de fus dos llagas 
* Ia d g U3 r . chorrava alarga vena de faqgre, y tanta 
toit que donde Alatar ponia los pies, queda- 
/ demeu- va Heno / de fangre. Blanco tenia el ro- 
£°v\íkgc° ^ ro £> y defcoloxido por la fangre que le. 

y va faltando. Mas como, era hombre de 
b coeur tan gra,nde corazón h, no ( lo fentia, y afli 

fe mantenía en fu batalla valerofamen- 
ícómbat- te. Quien á ?fta hora viera fu cavallo, 
ttQ pelear"/, fe efpantara de ver los faltos j, 

k ruades & las coces y bocados /' que fe davan. Avia| 
ínorfures mucho q Ue mirar / en las dos batallas 

/ regarder , ^ r C, . , ^ ~* <\- 

m ñ bien que a una fe h?zian también reñidas m, 
combamos En elle, tiempo el buen Maeftre , de un 
revés que le tiró á fu enemigo , le cotó 
v targe la mitad de la adarga n , tari fácilmente 
j (*'."• de como fi fuera hecha de requeflbn o. Lo» 
^ ai f C r t ot s qualviftQjelMoromuyfañudo^ , dio, 
courroueé un golpe tan bravo al Maeftre por en- 
cima de fu efeudo , <Jue giran parte del 

1 kvá 1 * v * no a ' fue '° # ^ como el Maeftre i 
j teñe' lo alzó r por defender la cabeza f , la^ 

¿dmeterre punta del alfange £ le alcanzó u fobre- 
f^teigmt e]la .• CQn td íüerza que d azerado 

caxco deí Maeftre fue roto, y el en la 

ca- 



Chiles de Gravada* 3 1 1 

cabeza heridos La llaga b no fué gran- a bleíré * 
de, refpeto que el alfange c le tocó con la tefte 
|os eftremos, mas faliale d tanta fangre , * £ play * 
que le ofufcava la vifta , de modo q tur- i a$ 
bava. Y fi á efta fazon el Moro no andu- d íbrtoít 
Viera tan deíTangrado e y lacio por la edcfpour-; 
falta de fangre , el Maeftre corría peli- J^ c 
gro : como el Moro vieíTe tanta fangre 
en el roítro / del Maeftre , cobró gran / vifage 
animo g , y le comenzó de herir brava- 1 r ^£ 
mente. Mas como ya eftuvieíTe defan- c 
grado no pudo cometer h al Maeftre co- h \<^\x xt 
mo quinera % ni moftrar el valor de que i \\ euft 
tra dotado : perp con todo effo , ponía v° ul * . 
en apriecoi 4 Maeftre. Elqualcomofe C ri™anger 
vielfe tanaquexado / deíMoro, y vief- / oppnmé 
fe que tanta fangre le íalia de la herida 
de la cabeza m , de todo 'punto enoja- «WeíTure 
do , poniendo, n fu vida en todo rieP » e m ettant 
go o , cubierto de fu efeudo , con a- * tome rift 
quella parte que del quedava/?, arreme- S ^ mcu , 
tió q con Alatar llevando r fu eípada de roit 
punta. El Moro que lo vip venir , no le % aflaiiiít 
rehusó/ que también le enviftió t 9 penr fnelle^ 
íando con aquel golpe fenecer la bata- t qu'aufii. 1 
Ha. El Maeftre con eran brio hirió k ai Vskíí * úht 
Moro de punta con tal fuerza, que bieíTa 
las armas rotas , la efpada le bufeo v lo «f chercha 
mas fecreto de fus entrañas x. Mas no xcntI&i]lQS 
V 4 pu- 



3 1 ¿ fíifionA de U f guerras 

pudo él Maeftre hazer tan á fu falvo eíte 
¿faite tant golpe , que el no quedaífe mal herido & 
á fon a- de otro en lacabe2a, de tal fuerte que 
qu'ínc atordido del , vino á tierra , derraman- 
demeuraíl do b grande abundancia defangre. El 
frv¿m Mor °q ue enelfuelor vio al Maeftre, 
c en terre Heno d de tanta fangre , pensó que y$ 
d plein era muerto , y fué fobre el con intento 
de le cortar la cabeza ; mas quando qui~ 
e voulut. f e rnoverfe para ello , cayo de todo 
de toutc f u citado en el fuelo/ : por el daño g de 
fa hautcur la mortal herida que el Maeftre le diera 

1 domina- ^ e P unta - íf en cayendo no movió inas 1 
ge pie ni mano s por fer la llaga tan pene- 

trante. A eíta razón el Maeftre torno 
h_ en fon en fu acuerda h y viéndote- pueíto i en 
,^ is taleftado, yecelofo^ que el Moro no ■ 
k craintif vinieífe fobre el , con gran prefteza 
/ regarúat fe l eva ntó , y mirando / por Alata* 
le vio muerto tendido en el fuelo, y 
m enterre hincando las rodillas m en tierra, dio] 
ks Pl gc >aUt muc Uas gracias á Dios, por la Vitoria; 
noüiis que le avia dado : Y levantándote ,, fe 
n luy cou- f u ¿ a j \joro y le cortó la cabeza n . y la; 

palateíle --i t - 1 

& la jetta arro P ° Q n el campo. Luego toco/? Uíl 
p Tonna cuerno queconfigo traya q 7 al fon d§l 
ivl^íT* °l u ^ vino toda fu gente á gran prieíTaj 
r ic tmu- y como le hallaron tan mal herido r, leí 
veienr fi . pesó grandemente. Y deíbartiendo los 
**W*e* ° F ' cava . 



Civiles de Granada. 313 

avallos ,* que toda via andavan pelean- 

a , le dieron al Maeítre el íuyo,y to- 
bando de la rienda b el otro, y la cabe- 
ade Alatar pueíta en el pretal rfiendó el 
/íoro deíarmado fe bolvieron d donde 

1 Maeítre fuefíe curado.El qual,quedó e 
eíta batalla con gran honrra: y por ella 
: canto aquel antiguo Romance , que 
i2e. 

DE Granada fale f el Mora 
<£ue Alatar era llamado g¿ 
Primo hermano h del valiente 
£)ne Albayaldos fue nombrado ; 
El que matara i el Maeftre 
En el campo peleando k. 
Sale a cavallo ejle Moro , 
De duras armas armado , 
Sobre ellas una Mar Iota \ 
Be damafeo leonado m. 
Leonado era el bonete , 
Negro el plumage azulado : 
La lanza también n es negra % 
Adarga o negra ha tomado p, 
También el cavallo es ncero 
De valor muy efiimado 9 
No es potro q de pocos dios r 
De diez años ha paffado. 
Tres Chriftianos fe lo curan f 
T el mifmo le da. recaudo t i 

Sobre 



a alloient 
combatát 
b & prenat 
par la bride 
c mife au 
poitrai! 
d retour- 
nerent 
e demeara 



/fort 

fappellé 
coufín 
germain 

i tuera 
¿combatat 



/ juppon 
m 7.i£izolia 
oblcur 



n auíTi 
o targe 
f pris 

q paulain 
rjours 
/ le pensét 
t & luy > 
meírne 
donne les 
remedes 



a arnvaní 
Í veri 
e regardé 



d caní» 
pagne 



* defíre, 
trouver 

/ & en ar 

rivant 



g guidon 



¿S. Jaque* 
i s'apprOf 
chant 
k fans 
crainte a 
demandé 
/Ja 

tn appellé 
n s'eft 
efloigné 
• cherche?; 
f. inconti- 
Éent 

f. portoit 
aú coftel 
c aufíi 



1 1 4 fíifloria de las Guerras 

Sobre tal cavallo el Moro 
Se fale muy enojado 
Llegando, a a la plaza nueva 
BazU b Barro no ha mirado c^ 
Aunque pafso por la puente 
Según va colerizado , 
Sale por la puerta Elvira 

Y por la Vega d fe ha entrado^ 
Camino va de Antequera , 

En Atbayaldos penfanda. 
Hallar deffea e al Maejlre 
Para bazerle vengado. 

Y en llegando f junto a Laxa s 
Vn efquadron ha encontrado 9 
Todo de luzida gente 

Y por feña un fedon g blanco y 
En medio una Cruz muy roxa 
Del Apoftol Santiago h , 
Llegando/e i al efquadron , 

Sin temor ha preguntado k* 

SI venia allí X el Mae/lre 

Que don Rodrigo es llamado mi 

Él Maefirc alli venia 

De fu gente fe ha portado n * 

Y dixb y qu¿ bufas o JMorv , 
Yo foy el que haí demandado* 
Conócele luego p el Moro 

Por la Cruz que traya al lado <}*. 

Y también r en el efeudo 

gue lo tiene acofiumbrado » i 



Civiles fó Granada. 31^ 

Alha te guarde buen Maeftre > 
Buen cavallero efiimado > 
Sabrás que foy Alatar 
Primo hermano a de Albayaldos M 
A quien tu difte la muerte ' 
t ló bolvifk b Chrifiiano , 
Y agora c yo he venido 
Solamente por v engallo.* 
Apercíbete a batalla 9 
Jíue aqui te aguardo & en el¡ (rawptk. 
El Maeflre que efto oyó , 
No quifo mas, dilat,alloQ x 
Vafe el upo para el otro 
Muy grande esfuerzo moftrandp^ 
Vavanfe grandes heridas £ 
Reziamente peleando g ; 
Mi Maefire es valerofa 
£l Moro no k ha durado. 
Finalmente le mato h, 
Como varón i esforzado^ 
Cortar ale la cabeza k 
X en el pretal la colgado I ¿ 
Bolviofe m para fu gente 
Muy malamente llagado n, 
T fu gente lo llevq o 
t> onde fue muy bien curado^. 
1í Al cabo q de quatro días r que 
ffsó eíta dura batalla , fe íiipo / en 
(ra,nada como fue muer to Alat ara ma- 
nos 



£> coufín, 
germaiq[ 
b & le 
tournas 
c a cette 
heure 



d icy je 
t'attens 
e ne vens,* 
lut davaa- 
tage dif- 
ferer 

/ fe don-» 
noient de 
grandes 
playes 
g yigou- 
reufement 
comba** 
tant 
h tua 
i nomine: 
k luy coup- 
pa la teíte 
/ au poitral 
í'á pendu 
m s'cn rér 
tourna 
n bleíle 
o cmmena. 
p per^é 
q au bout 
r jours 
/Te í^eut 



3 1 6 HijlortA de las Guerras 

nos del Maeftre. De lo qual no íintió j 'i 

ca pena el Rey , en ver en quan po L 

a manqué tiempo le avian faltado a dos tan buer i 

cavalleros y tan valientes , como <| 

Albayaldo ; s y fu primo Alatar. Tambi g 

lo fentia Granada, y fi toda la ciucl 

h jours avia eítado alegre los paliados dias b, 1 

c aiors de- tonces fe bolvió c en trifteza y pefar 1 

^ennuy P or ' a muerce deítos cavalleros , y j r 

e faétion & los vandos y pefadumbres e que avia \¿ 

fifcheries tre los cavalleros Abencerrages y,!! 

f delibera gris. Lo qual viíto por el Rey , acore j 

el y fu confejo , que la ciudad fe ton j*j 

& fc. re * fe á rogozijar g, y para ello ordenó j < | 

todos los cavalleros enamorados, ¡ 

avian corrido lanzas en la paíTada fi 

¿dujeude del juego de la fortija fe cafaífen h <1 

bague , fe fas Damas , y que fe hiziefle farao i , I 

Tfe M un blico > y fecantaíTe y danzaífe la Zfr 

banquet . bra k ( que era entre Moros fieíta ijij 

Í d i?JÍ ire Í eíUmada y en mucho tenida ) y qu< 

Ja Moref- - m re ■ a 

que corrieiíen toros y uvieile juegos de 

/ la cou- ñas. Y para eíto dio el Rey las vezzi 

muñere a * valeroío Muga fu hermano m.El q.|l, 

n prit la tomó á cargo de hazer las quadrill; | « 

charge de del juego , y traer o los toros. Gnile 

troupef contento fmtieron todos los cavall ios 

o emme- mancebos^ , que tenían Damas ; 

* C L m ciudad fe tornó tan alegre como de to 

p jeuues. ^ 



3 



fe 



. Civiles de Granada. 317 

*s y mas *,. Porque lueeo los cavalle- a aupara- 
is •, vant&dc- 
os comenzaron a ordenar juegos , y vantage 

Rafearas de noche b por las calles c > b de rmicl 
Candando hazer grandes hogueras ¿/ y c /^ x de 
í oner luminarias por toda la ciudad, de JO yc 
aerte que la noche e parecía dia f. Sera e nuiét 
ueno dezir g> quien fueron los cava- f i°™ 
peros y Damas que fe cafaron />. El fuer- § marieret 
fe Sarrazino con Galiana 5 Abindarraez 
on Zarifaj Abenamar con Fatima 5 
f.ulema Abencerrage con Daraxa > El 
Palique Alabez con Cohayda , que ya 
|yiabue!to¿ de Albolote, yeítavacaíi ¿ ret0 tirné 
tno de fus heridas k ; Azarque con Al- k bkííures 
orahaya j Almorabi con la hermofa 
arrazina 5 Abenarax cdn Zelindora. 
ífodos eítos bravos cavalleros y hermo- 
is Damas , fueron cafados / en la cafa / rnariei 
[ -al > en laqual uvo mas m de dos mefes m i! y eut 
Eeítas y Zambra n. Y como era gente \ ^a! á u 
xincipal y rica, y la flor de Granada , fe Moreíque 
jizieron muy grandes gaítos, aíli en co- 
radas como en ropas o , oro y feda. De ° r rc d firent 
panera que la ciudad eftava á eíta fazon frais, mu 
1 mas rica y opulenta , y la mas ale- en mail ~ 
re y contenta del mundo : y gran qScSh¿ 
lien le fuera á Granada , fi fortuna bits 
i tuviera fiempre p en eñe citado .• t toufiourí 
nas como fu rueda es mudable > pre- 

íto 



ú tourria 
ce que 
deííiis 
deííbus 
b en terre 
t de joyes 
en pleurs 
d ey apres 
e aufíitoíi 
accorda 
les troupes 
f prenarit 

frere 

bclle 
i jeune 

k fes pa- 

rens 



I emmenefc 
tin joúr 
in comba- 
tirent 
fe galleries 

o fcñeftte 
ny efehau» 
fáut 



p dclivré 
q p-aiílant* 
le pour- 
menant & 
faifa nt des 
xourbettes 



3 1 8 Hiftma. dv las Guerras 

íto bólvió ló de arriba á baxo i,y dio i i 
todo en el fueló b , convirtiendo tan ii 
plazeres> y regozijos , en llantos c y { 
íteza, como adelante d direínos.El v; > 
írofo Muga, como hombre á quien av r 
dado cargó de las fieíiaS, prelío conc - 
tó las quadrillas e del juego. Tomanc j 
el uú püeító , con treynta ca valle I 
Abencerrages >y el otro dio á ün cava i 
ro Zegri, hermano g de lahermofaé * 
tima, mancebo i de mucha valor ; y I 
líente, y ejfte íeñaló treynta Zegris d i 
dosfuyos¿: avia de fer d juego eiig 
gran plaza de Bivaramblá» donde fu- 
vían de correr los toros. Los quales fe 
traydos, un dfci / feñalado> los lidiaroi % 
con grande alegria de toda la ciudad i 
ítandoel Rey en fus miradores n, y| 
Rey na y fus Damas en los fuyos, Nc# 
Via ventana , cadahalfo é ni balconil 
toda la plaza de Bivaramblá ; que nc# 
ftüviefle ocupado , de Damas y cavaa» 
ros , y de mucha gente foraítera ¿ «p 
avia venido de todo el Reyno , á ve* 
quellas fieítas. Ya fe avian corrido qw 
tro toros muy bravos, y avian íóltade» 
el quinto, quando pareció en la plaza* 
gallardo cavallero fobre un poderofo f 
vallo ruando q : fu marlota y eapellar I 

ven * 



Civiles de Granada. 3 1 9 

erdé , como hombre que bivia con e£ 
)eranza , fus plumas de lo mifmo con a papíiio- 
nucha argentería a de oro 1 con el falie- * e$ f 
on feys criados b con fu librea, y cada fu hívt 
ino traya un rejón en la mano negro , teurs 
:on unas Mas de piara c. Gran conten- J^^SSi 

dio el cavallero, á todos los que eíta- efguiilon 
an mirando d las fieítas > y mas á la her- j' *n?«it 
aofa^Lindaraxa .• porque luego cono- e f¡$¡fi at 
ió el cavallero fer el valerofo Gazul, q /cy deííus 
on el bravo Reduan hizo aquella cruda { * auffi 
jatalla, q atrás/ aveys oydo q yaeílava íut cejour 
jmo de fus heridas* Y también g lo efta- lá fe tro ^ 
;a Reduan , el qual no quisó aquel dia YIq$\ú¿ 

1 allarfe ¿ en fieftas,por eítar tan mal con- fírs 
jsnto¿ con los de fabrimientos i de Lin- k remett ré 

v , v , en me- 

¡araxa.Ypornoverla, y no traerá la moire 
memoria k fus penas, aquel dia fe falió á l ce J<>ur 
i Vega / armado , por ver fi hallaría m c °í?í * !f 

1 r>t_ -/v 1 campagnc 

Igun Chriítiano con quien pelear n> m trouve- 

ues como el valerofo Gazul entró tan rQlt 

; ^llardo , y vio q todo el mundo lo mi- f re Com at * 

1 ava o,& pafleó/> en medio de la plaza ,y ° regardoíc 

jjiuy foflegadamente aguardó ^que el S routbST 

I pro vinieífe por aquella parte ; el qual lement a¿ 

Uo tardó mucho , que aviendo muerto tend í t 

inco hombres , y derribado y atrope- [crre $ & ar 

ado r mas de ciento , llegó á él/ Y f°uté aur 

flTi como vio elcavallo, con una furia ^ r d r * 7a á 

eftrema iuy 



3 io ÍJifioria de las Guerras 
eítrema, dando un gran bufido, arreme 
a foufflc, tió a al valerofo Gazui , el qual le aguai 
aííaiuit do, y al tiempo que quisó hazer b fu er 
fairc U Ut cuentro, el bravo Gazul fe lo impidió c 
c empef- dándole un golpe con el rejón d 3 ta 
*j¡lf . . cruel por medio de los hombros e , qu 
/au g mi ° vino redondo /á tierra > fin hazer m; 
lieu des al cavallo. Y tanto dolor fentia , qu 

/ tout ron- ^ ue ' tos ' os P^ s arr iba g , fe rebolcava 
demem bramando en fu fangre. Admirado qu< 
g tourne ¿r> e l Rey y toda la corte de ver el gol 
en hauc S del valerofo Gazul, y de como aquel t 
h veautroit ro tan bravo, quedó /tendido en tierr; 
ijemeu. jQ onefto el ga u ar d Gazul andava pe 

& comba* la plaza con gran contento , lidiando 
tam con deñreza los toros que fe corria [ 

jufquesT aguardándolos haíta llegar muy cerca 
arriver y deípues con el rejón los agarroch 
fort prés Va m ¿ Q f ue rte, que no bolvian mas n 
íonnoTt " el. Y porque aquel dia o, el gallardo G; 
n mour- zul lo hizo tan bien , fe le compufo 
T¿ %T Romance que fe figuc¿ 

Stando toda da Corté 



E 



De Abdili Rey de Granada 
Habiendo una rica fiefia. 
/> ayánt Fait ^viendo hecho la Zambra p 
Je bal -pof .refpeffo de unas bodas <j 

2 nopces j^ c g rm m mbradia y fama > 



Chites dé Granada. 3x1 

Por lo qual fe corren toros 
En la plaza Bivar ambla : 
E/lando corriendo un toro 
Que fu braveza efpantavA , 
Se prefenta un cavallero 
Sobre Un c avallo en la plaza , 
Con una marloia a verde 
De damafco vandeada b. 
El c apellar c de lo mifmo 
Mue/lra color de efperanza 3 
Plumes verdes , y el bonete 
Parecen de una efmeralda; 
Seys criados d van con el 
.Que le Jirven y acompañan 
Veftidos también e de verde 
Porque fu feñor lo manda , 
Como aquel que en fus amores 
Efperanza lleva f larga , 
Vn rejón g fuerte y agudo 
Qualquíer criado llevava h> 
Negros eran de color 
T vandeadas i de plata. 
Conocen al cavallero 
Por fu prefencia bizarra k , 
Que era Gazul el muy fuerte 
Cavallero de gran fama : 
El qual con gentil donayre 1 
Se pufo m en medio la plaza ,' 
Con un rejón n en la mano 
Que al gran Marte femé java ; 

X T con 



a joppon 
b ábandet 
c le maíi^ 

teles 



d fervi- 

teurs 



aufí] 



/ empor- 

coit 

g aigüü- 

Ion 

b chaqué 
ferviteur 
portoit 
i bandez 

k gen ti lie 



/ grace 

«w fe mit 
n avec 

i'aigoilloQ 






a courage 
b attcndoit 



c jettoit 
d peur 

e partoit 

/ portoit 



bleíloít 



h demcu- 

rant 

i annichi- 

lée 

k cffct 



/ qnitta la 
place 
m fáifant 
n revcíen* 
ce 



3 2 z Hifioria de las Guerraí 

T con animo a invincible 

Al fuerte Toro agúardava b» 

El toro quando le vio 

Al cielo tierra arrojava c 

Con las manos y los fíes , 

Cofa que gran temor d davas 

T dejpues con gran braveza 

fíazia el cavallo arrancava e 

Por herirle con fus cuernos 

Que como aleznas llevava f* 6 

Mas el valiente Gazul 

Su cavallo bien guardava : 

Porque con el rejón duro 

Con deftreza no f enfada 

Al bravo toro heria g 

Por entre efpalda y efpalda* 

El toro muy 7nal herido 

Con fangre la tierra baña 3 

Quedando h en ella tendido 

Su braveza aniquilada u 

La Corte toda fe admira 

En ver aquella hazaña k 

T dizen quel cavallero 

Es de fuerza aventajada* 

El qual corridos los toros 

El cofío defembaraza ]> 

Hazicndole m al Rey mefurn n 

Ya Lindar axa fu Dama : 

Lo mifmo hizo a la Reyna 

T a las Damas que alli eflavan* 



Civiles de Granada. J l i 

% Bolviendo a al propofito, el fuerte * retour- 
Gazul corrió en la plaza los demás h to- ^"íürpius 
ros que quedavan r , en compañía de c demeu- 
otros cavalleros que los íidiavan d. Y los ™^ ba _ 
otros toros corridos , fe falió e de la pía- to ienc 

za, haziendo al Rey y á la Reyna grande ' í° rlit 

r - r o ~ t • f f revereri- 

acatamiento/, y a fu Señora Lmdaraxa: J CG 

dexandog á todos muy contentos de fu g laiflant 
gallardía y valentia. Luego ¿fe tocó á ¿ inconti* 
eavalgar, para que eritralíe el juego de nene 
cañas. Los cavalleros del juego , fe fue- 
ron aderezar i : y no tardó mucho, que * accou- 
al fon de militares trompas, entró el va- ítrer 
lerofo Mu§a con fu quadrilla k con tanta k troup¿ 
bizarría, gala y gentileza ¿ que no avia 
frías que ver. Toda fu librea era blanca 
y azuúcon girones y vandas /pagizas m 9 /efehantií- 
plumas encarnadas , y blancas, con mu- lons bl § ar " 
cha argenterías de oro > pordivifa en ^aune 
las adargas un falvage ¿ que con un ba- paule 
ítorí deshazia o un mundo ( efta diviía * $ P a P ll!o ° 
era de los Abencerrages muy ufada,) cJéfaifoife 
con una letra á los pies del falvage 9 
que dezia¿ 

Abencerrages levanten p p levent 

Oy q fus pluma* bajía el cielo f, f^mw 
Pues fus famas en el fuelú f r jugues 

Con la fortuna combaten. auCicl 

X % Deíta r en terre 



3 14 fíiflortA de las guerras 

Defta manera entra Muga, gallardo 
é troupe y bizarro con toda fu quadrilla a , que 
ferian harta treynta Abencerrages, todos 
b firentun cavalleros de mucho valor. En entrando 
hmnon hizieron un caracol muy hermofo b , eÉ 
/& adíe- caramuzando unos con otros : y acaba* 
vé prin- do , tomaron fu acoltumbrado puerto t. 
í!í-IL lc ^ r Luego entró el vando d de los Zegris 

place ac- ni n *• 

couftumée muy gallardo* y no menos viftofo é que 
d party i os Abencerrages : fu librea era verde y 
* oir cau a morada, quarteadá de color jalde/, muy 
/ jauncs viftoía .- todos venían en yeguas g bayas 
Pai cav 11 mu y P oc * e rofas y ligeras : los pendón* 
5 bandea cilios h de las lanzas eran verdes y mora- 
rolles dos /, con borlas k jaldes . Y fi los Aben- 
\ lioupej" cerr ages hizieron buena entrada y cara* 
/portoient colviftofb, no lo hizieron menos her« 
m cimetei- mo fo los cavalleros Zegris. Trayan / poi 
n dieu tic divifa en las adargas unos alfanges m fan 
vuciiie grientos , con una letra que dezia : 

o aujotir- 

d'huy „ , . 

monte Awa no quiere n que al cteló 

V{ll l e . .~ Oy fubd ninguna o pluma* 

p s'abifme ¿ J r / j r r 

&fubmer- Smo 1 ue J e *****. y P ma p 

ge Con el azero en el fue lo q. 
a avec 

terre Y aviendo hecho fu caracol r mi 

r fait fon gallardamente , tomaron fu puerto/: 
fpnnnt al punto los dos vandos fe apercibí- 1 1 
leur place r<W 



Civiles de Grm*d&- 3 % $ 

ron * eje cañas para el juego. El Rey que a f Cgar( ^ 
ya tenia villas Jas divilas y letras d§ los ren 
cavalleros , por ellas entendió que efta- 
va la paflion en las manos , y porque no 
refultafle algún efcandalo en tiempo de 
tan grandes regó zi jos é ; fe quitó muy h j 6ycg 
prefto de los miradores r* yacompa- c s'ofta 
\ ñ,ado de muchos cavalleros de la Corte, ^Í°í* 
; haxó d á la plaza antes e qu$ íe co- ft r cs 
i menzaflen las canas, Y puerto al un la- dfefccndit 
\ do / de la plaza > mandó qu§ fe jugaf- e f |^f | 
líen luego. Al fon de muchos inrtrumen- un coíté 
i tos , de añafiles , y dulzaynas g y ata- % hauboís 
I bales, fe comenzaron a jugar, hechos 
• los cavalleros en quatro quadrülas , de 
\ quinze a quinze. Las cañas fe jugaron 
I muy bien , fin aver defconciertQ h algu- h difcord 
no > aunque cierto lo ^viera aiuy gran- 
de fi el Rey no defcendiera á la plaza : 
porque lqs Zegris venían de mala i ' *; mau * 
contra los Abencerragcs , lqs quaies jomé V 
no eftavan apercebidos para fu daño k , k dcmma* 
mas la fagazidad del Rey fué grande , ge 
en eftar advertido , en lp que podría 
fuceder. Aviendo vifto. los motes // les divi- 
de los dos contrarios vandos, quando fc * 
al Rey le. pareció que era tiempo de 
dar fin al juego , mandó, debatir- 
los. Y allí fe acabaron las fteftas de 

aquel 



j 



3 i 6 fíifioria de las gamas 

• fans.faf- aquel dia , bien y fin peíadumbre a \ que 
no fué poco. Y por efta fiefta de toros y 
juegos de cañas , fe hizo eíte Romance. 



h avec plus 
hommes 
d un foir 



e fort 

/jaune 

pailltí 



g chaqué 
targe 



h aujour- 

d'huy 
i juíques 
k les oife- 
au?f 

l troupe 
m rué 
n juppes 
& maníc- 
lets á !a 
Morcfque 
jaune s 
o b.iguarru- 
res 

f d'argent 
Íes eípe- 
runs 
q cavallts 



COn mas b de treynta en qmdrilU 
Hidalgos c Abencerrages 
Sale el valerofo Mu$a 
A Bivar ambla una tarde d : 
Por mandado de fu Rey, 
A jugar cañas , y fale e 
Ve blanco azul y pagizo £ k 
Con encarnados plumages. 
T para que je conozcan , 
En cada adarga g un plumage r 
Acofiumbrada divífa 
Pe Moros Abencerrages. 
Con un letrero que dize : 
Abencerrages levanten 
Oy h fus plumas hafia i el Cielp 3 
Pues deltas viflen las aves k. 
T en otra quadr illa 1 vienen , 
Atravéffando, una calle m , 
Los valerofos Zegris 
Con libreas muy galanes* 
Todos de morado y verde 
Marlotas y capellares n , 
Con mil jaqueles o gualdados 
"De plata los azicates p. 
Sobre yeguas q bayas todos i 

m 



Civiles de Grabada. 317 

fíermofas , ricas , pujantes 

Por divifa en las adargas a a targes 

r#0¿ fangrientos alfanges b ¿ cautelas 

Con una letra que dize : ' n ^r 

, t l r f ■ c nc plaite 

No quiere Alba c Je levante > á Dicu 

$#0 gw? caygan d r# //Vrra ¿ tombent 

Con el azero cortante e, * coupant 

Apercibenje de cañas 

El juego va muy pujante ; 

Mas por indufiria del Rey , 

No fe rebuelven , ni bazen f /troublent 

Los Zegris un mal concierto g fí í f° nc 

jg#¿ ^ penfado le traen h. folie mt 

Acabado el juego de las cañas, el h icpor- 

Rey y los demás i cavalleros principa- tr !\ cnt 

les de la Corte, la Reyna y las Damas 

con los novios k y fe retiraron á la Real k nouve- 

ícafa del Alhambra ; donde el Rey con "jg ma " 

|todos hizo rico gafto en la cena / , y / dcfpens 

muy contento, porque aquel dia z® no au fou P er 
•1 r 1 1 »í ce iour 

avia ávido rebuelta n, entre los cava- lá J 

lleros del juego. Aquella noche uva » troubie 
Real Saraos, y los defpofados danzaron banquee 
con las defpofadas , y el Rey danzó con 
la Reyna, y muy bien , y Muga con la 
hermofá Zelima , con no poco conten- 
to de ambos/*. El gallardo Gazul fe ha- p rous 
116 aquella noche q y y danzó con la dc "* 
hermofa Lindaraxa , haziendo cuen- va ceS 
X 4 ta nuíc 



3*8 fíifloria de tas guerras 

* faifant ta a los dos* que eftavan en la gloria. Ya 
cftat quería amanecer b , quando fe fueron á 
votloft repofar los defpofados. La hermofa Ga- 
parpiíire liana , como fe vid en los brazos del va- 
le jour lerofo Sarrazino,á quien ella tan?o ama- 
va , avieado paflado mil amores > ella le 
€ luy parla habló c defta fuerte. Dezidme amigoy Je- 
d le jour ñor , que fue la caufa , que el di a d defant 
loan aviendo corrido con el vAÍerofo Abena- 
mAr las tres lanzas en el juego de lafor* 
e bague *ff a e > ^ ue g° f os faitees g de la plazA ,yno 
f inconti- pAreciftes mas en Aquellos quAtro,bfeys dias> 
,C f * t'ft fot por venturA , porque ferdiftes la joya h , 
h le prix b porque ? que lo defeo faber. gueridA efpo 



Jai y y amada, feñora , la caufa fue queda* 
simée menguado k, aviendo perdido vueftro retrA? 
k clemeu- to\,y(a hermofa y rica manga y labrada tan a 
reílé " tC " vueftra, cofia, va.T pfft faher de muy cierto, que 
i pourtrait AbewmAr ordeno aqyel juego df Jor ti/ a , por 
«? defpens ven g ar f e ¿ e VO sy de mi. De vos , poxque* lo 

defdeñaftes : y de mi , porque una noche Ut 

~ herí debaxo n de vue Jiros balcones, ejlandoek 

dcíTou* dando os um mufica , que bien creo tendrgysi. 

o fheure noticia dellg. T viendo que la dicha o leja* 

vorecÍQyian a medida de fu de/feo p, y en ye& 
de fon ác- me - a M €n una tan importante ocafwn desfa- 
fir vorecido de la fortuna, caiq en una grande 

f toI1 ^ay trijlezay de fe fper ación, de fuerte, que de me< 

iancoljco, >jfi#ve en un lecho algunos dios ■ - : 

mal 



Chiles de Gr opada. 3x9 

maldiciendo mil yetes a mi fuerte, y alfalfa a fo * f 
de Mah orna, pues tan contrario me fue aquel 
dia b. X aveys defaber bien mió, que prometí y ce ; our 
como cavallero,defer Chri¡liano,y lo tengo de 
cumplir , o morir s porque cierto tengo por 
mejor la Te de los Chrijlianos, que no la bur* 
leria de los ritos c , y. fe cía de Mah orna. Tfi f^mocquc- 

\vosJoien mió. me auereys d tanto como aveys nc des . €C% 

n t 1 • J / r „i /z- J remontes 

mojtrado, tambten e aveys de Jer CbriJHana , & obfer- 

jue noperdreys nada f en ello, antes g ga- vanees 
nareys muy mucho en ferio : que Dios nos aufíf X 
nyudara.T yo se que el Rey Pon Fernando nos f ríen 
fiara grandes mercedes por ello. Concita í P lurtoft 
calló h Sarrazino, aguardando i lo que la h ^ tellt 
l[iermofa Galiana fobre aquello refpon- iattend¿t 
diera. La qual, fin peníar mucho en ello 
irjpfpondid •' Señor , no puedo yo huir k en ¿ f u j r 
ninguna manera devuefira voluntad , antes 1 / piuíloft 
Qguirla en udoypor t¡odo : vosfoys mifeñor 
I marido y a quien yo di tpi corazón, no podré 
hazer m menos que feguir vuefiros paffos. m aire 
\Quanto mas; n que seque la Fe de los Chri- « ? ] ^ 
íianos es mejor q#e el Alcorán : y ajfiyo pro- 
veto defer Chxifíiana.Acrecentado me aveys 
las marcedes de todo punto, re fpondió Sar- 
razino.^ no menos de tan te al y fiy me pecho ex o po j tr ] nc 
I r e efperava. T diziendo ejlo^ la tomo p en- p la prit 
j f re fus brazos , y con mil blanduras q , y dul- 
zuras pafaron aquella noche % y ajjimifmo ** 

todos 



330 Hifloria de las guerras 

. . todos los demás defpofados. La mañana 4 
n ¿ e venida, todos los grandes de la Corte fe 

juntaron , y ordenaron que Abenamar , 
b mariaíTe pues era tan buen cavallero , fe cafaife b 

con la hermofa Fatima; pues en fu nom- 

bre avia hecho tantas y tan grandes co- 
r fes. Los ca valleros Zegris, quifierdn que 
r voulu- aquel cafamiento no fe hizieífe c : por- 
rcnt que que Abenamar tenia amiítad con los ca- 
ZTñT valleros Abeacerrages. Todo loqual fué 
dk% autres P ar te para que el Rey y los demás d ca- 

valleros hizieíTen que el valerofo Abe. 

ñamar fe cafaíTe con la hermoía Fatima, 

Hecho eíte cafamiento , las fieítas fe au« 
e bal mentaron , hiziendo Zambra e, mucha 

danzas, y juegOs,de modo que la Cort 
f aiioit andava / cada dia pueíta g en fieítas j 
g chaqué mafcaras y mil invenciones; Adonde lo 
i° oum>us dexaremos b , por contar lo que al buei 
Jes laitfe- cavallero Reduan le fyecedió yendo po 
rons la vega / de Granada , aborrecido y de 

p%t la" fefperadoi porque Lindaraxa no le hazi; 
campagne favores, y fe los dava á Gazul.Pues es di 

vouiut° ^ er > ^ ue como ^° ^ e Granada y n< 
voir quifo ver k la fieíta de los toros y cañase 

/ pn't íe tomó la vía de Genil abaxo / , y en lk 

defeendát 1 g an do m ^ f° to de Roma, que era un 
w&enar- grande efpefura de arboledas, que al 
* Tef ir 't ^ e k az * a n '^^O leguas de Granada 



Civiles de Granada. 331 

ió una batalla muy reñida a entre qua- * fort de- 
ro Chriftianos, y quatro Moros.Y era la batue 
¡auía, que los Chriftianos querían qui- 
ar b una hermofa Mora , que los Moros b vouloiét 
rayan oy los Moros y van á mal andará, ofter ,.J 
>orfer los Chriftianos buenos caValle- c ¿ ^oient 
os. La Mora cita va mirando la batalla í mal me- 
lé los ochos cavalleros, toda bañada en ne¿ 
igrymas. Reduan como los vió,aguíjó e e les vií 
acavallo, para favorecer a los Moros, piqua 
ias por gran priefla que fe dio, ya los 
phriftianqs tenían muertos á los dos 
/loros, y los otros dos andayan mal 
tarados^ de tal fuerte que forzados del / maltrae 
smor g de morir bolvieron las riendas h tez m 
fus cavallos, defamparando / la hermo- | ^ourne- 
1 Mora que llevavan k , por falvar las rent bride 
'idas. En eñe tiempo, llegó / el buen ' abandon * 
teduan , y como vio la hermofa Mora ¿ q U 'ü S - 
anllorofa^, y que fus guardas la de- emme- 
amparavan n , movido de compaffion f £™ ñ 
>or librarla délos Chriftianos, fm ha- ^efpiorée 
)lar o palabra,arremetió p fu cavallo con * l ' aban " ' 
;ran braveza contra ellos. Y del primer par i er 
encuentro, hirió q al uno malamente en p piq aa 
lefcubierto del adarga , de modo que \ ^^ 
<ino á tierra. Y rebolviendo r con gran toumant 
)elozidad fu cavallo, fe apartó f de / «'efcarta 
s tres Chriftianos, efcaramuzandó 

un 



• 



« rctQurna 
» oifcau 

c mit par 
terre 

d demea- 
roicnt 
.« tpu* 
dcux en- 
femble 
/ blcíTa 
g encoré 
que 

h i'efcar* 

tant 

i effroya- 

ble 

k jetta par 

cerré 



/ perdit 
courage 
m pluitoft 
n roideur 
»'en alia 
ver* 

• en terre 
p libres 

q sHrn c- 
lloient 
fuys, s'ar- 
reíterent 
r finiroit 
/défait 

# retour- 
nerent 

* laiffé 



3 3 % fíiftom de las Guerras 

un gran trecho. Y luego rebolvió 4 , ail 
comp una ave b fobre ellos,y de otro en 
cuqntro derribó c otro cavallero , nu 
herido. Los dos cavalleros Omitíanos, c 
quedavan d , enviftieron a Reduan en 
trambos e á una , y el uno dellos le di< 
una gran lanzada j de fuerte que 1( 
hiná/,aunque£ no fué mucho.- el otr< 
cavallero , aunque lo encontró no le 
hirió , y rompió fu lanza. Reduan apar 
tandoíe h dellos , viendofe heredo , coi 
animo feroz / , les tornó á enveítir d 
fuerte,que al que fe le avia roto la lanzaJ 
derribó del cavallo en, tierra^ de un brs j 
vo golpe que le dio.. El otro cavaller<:| 
Chriftiano le tornó á herir , aunque n< 
mucho : mas no por eflp el valerofo Re 
duandefmayó/, arites m cpnupbraví 
tefon arremetió n para el Chriftiano , 
qual no le osó efperar , por no teño 
compañía á fus compañeros que eítava, 
mal heridos en el fuelp <> , y fus cav* 
líos fueltos^ porel campo. Los dos Me 
ros que avian ydo huyendo fe pararoiju 
por ver en lo que parara r la bataílí 
y viíto como el valerofo Reduan ta 
brevemente los avia desbaratado/ b< 
vieron / muy eípantados * á do avia 
dexado u laMora.Reduan cftava hablái 



Civiles de Granuda. 333 

¡o 4 con ella , muy maravillado de fu e- 
;raña beldad y hermoíura, que lepare- a par ant 
ia á Reduan que ni Lindaraxa , ni Da- 
axa, ni quantas avia en la Corte de Gra- 
ada fe le ygUalavam Y áffi era verdad* 
ue eíta Mora de quien tratamos , era 
luyhermofa, tanto que ninguna en el 
.eyno de Granada lehazia ventaja b. y f a jf 0Ít 
¿Liedó c Reduan tan prefo de fus amo- avantagc 
es , que ya no fe acordava d de Linda- ¿fc^JJ 
|axa,ni aun fi la viera^y tanto que le pre- venoit 
runtó* quien era, y de donde/ En eñe * lu y de - 
¡iempo llegaron g los Moros> y dándole ™& n ^ 
jas gracias del focorro, le dixctomSeñor g arrivc- 
\avallero y elgran Mahoma vs traxbpor aqui h í ent 
tal tiempo », que fin duda, fi vos no viniera- conduit 
¡fes del todo eramos perdidos y muertos > ¿ icy 
nanos de aquellos Chriflianos cavalleros , y * * r^ *¡| 
\le lo que mas nos pe/ara i fuera perder efta, euífions 
Dama y que Uevavamós k a nueñro careo. T ellé P laf 
pw^wi nos parece 1 ^#<? ¿y&íyí berta* m , /*- ¿ nouf 
íj«» & maniftejta lafangre que de vos jale s menions 
bamoshazia n Granada ¡adonde nofotrosyva- [ e ^ s e 
fnos ^ y en ü camino os diremos lo que aveys m bieflTé 
preguntado o i 7 mwvm? p / ¿/¿yfttf cavalleros * vers 
Chriftianos fe ha de hazer alguna cofa. No , * ^^ 
dixb Reduan , ^*¿ ¿¿r/¿ q en fu daño fe ha q aílez 
hecho Mno que les tomemos r los cavallos y y fe r r P rcn, ? ns 
tos demos $or queje vaya donde ellos quijieret i cnt a n $ 

Deíto vottdcont 



a prirent 



b alfant 
€ íouíiours 

d fatis faite 
e allane 



/ frerés 



g demeu- 

rent iá 
h demeu* 
rons 



i plaira a 

Dieu 

k mettent 

/ gouver- 

neur 

m appellé 

n deman 
da unes 



334 fíifioria de las Guerras 

Defto fe maravillaron mas los Moros . 4 
entendieron cj aquel caValIero era de 
tado de mucha virtud ; y afli tomaron 
los cavallos de los Chriítianos , y fe le 
dieron; y ellos tomaron la vía de Grana 
da, yendo h Reduan fiempre i junto d 
la hermofa Mora. La qual no menos ps 
gadad de que y va Reduan, que el delh 
Yendo e por fu camino el, un Moro ce 
menzo á dezir deíta fuerte : Vos avreys a 
faberfeñor cavallero,que eramos quatrohe\ 
manos íy una hermana, que es la que p "efe) 
te veys. De los quatro hermanos ya aveys v, 
fio como quedan alia g los das muertos 
manos de los Chrifiianos ,y aun avernos fia 
tan para poco los dos que quedamos h 
que aun no les avernos enterrado': mas que\ 
ra el Santío Alha i , que encontremos algún 
villanos que pagando felo , los pongan^ t 
fus fepult uros. Nueftro padre es Alcayde 
de la fuerza de Ronda y llamado m Zam 
fíamete , y comofupimos que en Granada} 
haziañ tan grandes fiefias , pedimos n l 
cencía para venir a verlas. Pluguiera \ 
Mahoma que no uvieramos venido > púa 
tan caro nos ha cofiado ¡ pues nos han mué, 
to dos hermanos ¿ como vos feñor aveys v 
fio s y fi no vínierades y muriéramos ñoj 
iros como ellos 3 y la honrra de nuefira he 

man 






Civiles de Granada,, 335 

mana a corriera notable -peligró b. Éflo es a faeur 
( eñor cavallero nueflra hiftoria. Tpues aveys b á. 3 nger 
w entendido nuefiro viage, recebiremos muy 
rran merced que nos c digays quien foys , b c g race 
ie donde , porque fepamos d aquien teñe- que nou$ 
wos de t dar las gracias del bien recebido. $ ac * 101 ** 
Holgado he € fe ñor es cavalleros > dixó Re- e je me 
iuan y de faber quien foys , y de donde; JP'f.re- 
)orque yo conozco bien a vuefiro padre 10UI 
. Zayde H ámete , y a vuefiro agüelo f Al- f pere 
nadan , bravo hombre en fu tiempo , y por grand 
u valor le maté g Don Pedro de Soto mayor. z j e tu 
r merogozijo h mucho de aver podido fer- , - 
nros en algo i y en todo tiempo que yo fue* joüis 
ie de provecho, os fervire de muy buena vo- * e ^ quel- 
untad. T a/]i mifmo deziros quien foy , y <lue c ° 
Je donde. A mi me llaman k Reduan > foy ¿ i* on 
\iatural de Granada. Bien entiendo que por m'appelle 
ni nombre foy conocido : a Granada vamos 
[(onde mi pofada 1 fer a vucflra , muy a vue- . 
Wo contento : en ella Je os hará todo el re- f on 
alov&pojfible. Gran merced fieñor Reduan , m p on 
eípondieron ellos ,por el ofrecimiento que VOJS fera 
ios hazeys ; deudos tenemos n en Grana- t ° a ^ em °ent 
la , donde podemos yr a pofar o > quantú n nous 
nos que por la defgracia fucedida 5 no pa- avons des 
aremos mucho en la ciudad , efpecialmente \ ovzx 
kndo ya quando lleguemos p tarde parapo* p arrive* 
Ur gozar q de la fiefia. Eñeíto y van ha- ™?oü : r 
>lando r los dos hermanos de Haxa y r déviíaní 






5 3 6 fíiftoria de las Guerras 

«coüpeurs Reduan 3 quando vieron venir unos le 
de bois fiadores a que y van por leña al monte < 

avernos ya contado : y como Uegaroi 
l arnveret j unto \, y dixeron los dos hermanos á Re 
** s duan. A muy buen tiempo vienen eftos vi 

€ pourroit llanos por aqui, que podría fer querepe da, 
cftrc vou- fepultura a aquellos dq^hermanós nueftros 
¿prier pdgandofelo. Yo ferien fe lo rogar d , dix< 
e íonit Reduan. Y diziendo efto falló e á ellos 

porque íe apartavan/del camino , y k 

mem?** x ^ ; H ermanos P or amor ¿ti $ ant0 A ^- 
que nos hagays charidad de dar fepultura 
g demeu- dos cavalleros^que quedan allí baxog mué 
rent labas fp*j os fer a bien apagado. Los villanos qu 
conocían á Reduan, le refpondieron qt 
h feroient lo harían de grado h fin ínteres de pag 
voionuers ^ Q$ ¿ Q$ i^ oros hermanos , dixeron 
Reduan : Señor Reduan , ya que nos ave 
comenzado a hazer buena amiflad , osfupt 
i cependát camos , que mientras i nofotros van* 
a dar tierra a nueffros hermanos y m 
atendays aqui en compañía de nueftra hen 
h demeu- mana Haxa , que quedando k en tan búa 
rant guarda, vamos nofotros muy confados , q$ 

tnlionl^ eftara bien affegutado , ella yfuhonrra. jj 
n cmrae- yremos a tomar 1 los cavallos que andarán 1 
nc " t ít t or ¿llipwdidoS) que mas valdrá que nos 
bien vou- provecbemos dellos , que no que fe pierda 
lu o fe los leven n Chriflianos Mucho quifera t< 

di:' 



Civiles de Granada. 331 

dixó Reduan, acompañaros s masques hol- 
gays a que aqui os efpere y guarde vuejtra a c > c ft V d- 
hermana ^ foy contento de os complacer. Los ftfC plaiflr 
Moros fe lo agradecieron ¿ y fe fueron 
con los villanos para dar fepultura á fus 
hermanos, y cobrar los eavallos perdi- 
dos , 'y Reduan quedó b en compañía h demcuns 
i de la hermofa Haxa. El qual ardiendo 
1 sn llamas c de amor : le habló d deíla <• flammes 
¡fuerte. O fui ventura , fue gran defven- *P arla 
|. ura mia aver acertado e eftedia un talen- e recontré 
vuentro , comoefie: en un punto vi muerte 
' vida ,- cielo y fue lo f, empeftady bonanza, f tetté 
I az y guerra. T loque mas fie nt o es g > no g ce q Uf - 
liberelfinde una tan efiraña aventura > m'eft plus 
i orno es la que óy el cielo me pufo delante h. ¿ r jl t 
i V 0W0 efioy bermofa Hafta , que ni se f! devane 
\%y en el cielo , 0*72 el fue lo i, y? wy #í i cerré 
íMgtf, temerofo k afc /¿ que por mi ha paffa- , . f 
? 3 animofo por provar ventura, que eftable 
¡ w/ de (feo fue fie. Ac ovar dome , fin ofar de* 
\ítrar lo que mi corazón fíente, ardo en 
% \ivas llamas 1 , fientome mas frió m que /flarrirrics 
,n|r /í/jW de Alemana , no se lo que por mi m froid 
ifffa, ni sefi me hable n, ofi me calle o , ni * £¡£ C 
%$medio que tengo de tomar p , para poder p prendré 
¡¡clararme , def cubriendo un Mongibelo, que 
i ale en mis entrañas , un Eflrongalo , un 
Mean ¿ o un mar furiofo y tempeftuofo 
Y hafía, 



3 ^ fíiftoria de las Guerras 

uf ues k a ft a a e l c ^° IwaM/uIo una Silla y Carib- 
b picinsde des y de ponzoña llenos b. Tornee al fin pot 
poífon remedio de mis males, callar, lo que fie nt o,) 
¿me^ui- mortr callando d. Solo diré hermofijjima Se 
íánt ñora , que tu fióla h'as [ido la caufia de mi vi 

e ee jour da, o muerte en efte dia e¿ Y diziendo elt< 
/ fe teut 3 calló , quedando tan fin acuerdo ■/ de I( 
fi C tran^ nt S av * a <¿icho,como fi fuera hecho de u 
pone durobronze: fus ojos baxos , lacole 
? changée mudada g. A lo qual la hermofa Hax 
' refpondió (que muy atentamente efcu 
b efeou- chava h lo que Reduan deziaj no menc I 
toient e u a pagada del i , que el lo manifefta^ 
de^uy 31 e e ^ ar della: y contemplando fu gallard 
k conté- y buen talle y garbo k, gentil difpoficic 4 
fbQmté de ^ hermofura de roftro /, le refpondió < i 
vifage breves razones lo que en muchas le p j 
diera dezir , guardando lo que devia r 
m la mo- decoro m de fu honeftidad ¿ mas con » : 
» C trouvaf- hallaíle n tiempo oportuno y brevef pe iy\ 
fe que aguardavaá fus hermanos*?) refiM 

o attendoit v j¿fe en pocas y breves razones, dizie* 

íes íreres " ' 

do deíta fuerte ; Aunque tus razones , <fx\ 
p ont cfté /^^ Reduan, han (ido p ca(i como por mei* \ 
q inconti- phora dichas, luego q las comprehendí^ di* ¡ 

¿/tf évz í'/ £/¿#r ¿sfc tu motivo, Dizes (dex^ 
r laiílánt do r aparte todas las demás (arengas ) . |t 4 
f le$ au- ^¿» 4fl&?¿ 7 queyofiuy la caufia de tu dan jf I 

que por me eftas hecho unMongibelo y Mi 

Ejlfr 



Civiles de Granada. 333 

Eflrongalo , Sylla y Caribdes > f.quc en tu 
tima efla un tempefluofo mar de bramadoras 
¡las • 2. lleno: Todo te lo quiero conceder fer a bruyati- 
/J¡ , por no bolver tu palabra atrás b > mas * es va S ues 
on mts focos anos se y alcanzo c, que es pro- p0 ur ne te 
rio dezir de los hombres , por alcanzar d lo defdirc . 
ue apetecen > y que debaxo de aquellas c ¿ jL^^í 
\ ; fonajas e , ay otras cofas ocultas ¡ en daño e flattcrics 
\ ¿ ¿íí- //7/fe mugeres, que de ligero fe creen. 
\ Quiero refumirme > porque parece que veo 
reñir mis hermanos : y rejpondib , que fi 
t ie amas , te amo ¿ fi en poco tiempo te ren* 
tefe, en poco tiempo me rendi ; fi bien 
b parezco > bien me pareces ; fi quieres 
\ mfeguir f tu de ¡fe o como dizes , prejlo * tl J. vcu * 
he hallaras g con palabra de efpoj a : pide- g bicntoít 
%e\ h a mis hermanos y a mi padre Zay de me trou ~ 
! r ameto por muger i , que yo te doy palabra demande 
wmo hija de algo k , quefidellos alcanzas 1 moy 
l' fi y que de mi parte no falte la voluntad. ' P our 
porque mis hermanos vienen cerca m> ¿ damoi- 
o fe trate mas en ello agora x\,ftno tu fc-lle 
Mgocia , folicita y pide o , ^que harto p de ^¡¡^f® 5 

I ? al fer a > que fien do tu tan buen cavallero , n maime- 

I I r chufen la parada q y queda r fatis fecho nant 

1 iiefi ellos negaren a tu demanda algo , que °p\ff el 
^convenga a tu de ¡Je o f y me offrezco que de q te re fu» 
U parte no avra falta , para que no fea l f nt ' a 
Mmplido. Y porque mas feguro vayas de r ciérneme 
f\ Y z mi f defir 



¿prensce- 
ttc miennc 
bague 
k bague 



t prit 

¿mit 

e demctf • 

rant le 

plus 

f\\ voulut 

g arrive- 

rent 



kmme- 

noient 

i par la 

bride 

k ne pío- 

raíl 

/ parlant 
wvouloiet 
al ler met- 
eré pied á 
ierre en la 
rnaifon 
d'un íien 
paren t 
n jufques 
a la mai- 
fon 
o ruc 
p prenant 
eom.é 
d'eux, s'en 
retouma a 
ion logis 



334 fíiftoria de las guerras 

mi palabra , toma efla mifortija a , en feñai 
que la cumpliré. Diziendo efto , íacó del 
dedo una íórtija b muy rica y con una 
piedra de una efmeralda muy fina, y fe la 
dio á Reduan > el qual muy alegre h 
tomór, y befándola mil vezes , lapu 
fo d en fu dedo , quedando el mas < 
contento Moro del mundo. Quifiera J 
hablar á la hermoía Haxa ¡ mas el tiem 
po no dio lugar á ello, porque llegaron ¡ 
fus dos hermanos , todos bañados ei 
lagrymas , los quales avian enterrado 
fus dos hermanos , y trayan h fus caví 
líos del dieítro /. La hermofa Haxa n 
pudo eílar que no lloralfe k como aí 
los vio venir* Reduan los recibió muí 
bien , confolandolos lo mejor que 1 3 
pudo. De eíta manera hablando / c\ 
muchas cofas llegaron á Granada. Ya ei £ 
noche y paífada la fieíla los cavallenr^l 
Moros y íühermnadixeron á Reduar; 
que fe quedan yr á apear en cafa de il 
deudo fuyo m , hermano de fu padre 
cavallero principal y de eítimaen Ori- 
nada , de los Almadanes. Reduan 1 
dixó que hizieffen á fu güito , y el 1 . 
acompañó hafta la pofada n > que eran 
la calle o de Elvira. Y defpidiendoíe c • j 
líos , fe bolvió para fu cafa/>, que eíta v 



; 



t - , 

Civiles de Cunada. 33 <} 

:ñ los Arquillos de Alcazava. Mas al 
iempo del defpedirfe a , los dos nuevos a prendre 
mantés no quitaron los ojos el uno del con^é 
)tro, de tal manera que quando fe apar- nen- 
iaron b , quedaron c como fin almas, He- c demcu- 
ios d de mil varios penfamientos > y afii J :re 1 n J ng 
íinguno dellos en toda aquella noche , 
>udo dormir ni repofar. Los eítrangeros 
j :a valleros y fu hermana, fueron del tio e e onde 
)ien recebidos,y muy trille por lamuer- 
\ e de fus fobrinos/. Otra diapor la ma- / neveux 
1 iana ? , Reduan íe levantó, y virtió muy £ le lende- 

^ ' . j?vi ti- mam nía- 

>izarro y galán, y fue al real palacio, por tm 
l )eíar las manos al Rey , el qual en aque- 
ja hora fe acabava/rde levantar y veítir, b achevoit 
! >ara yr á la Mezquita mayor , á ver el 
! Vcala i que fe hazia por un Moro de fu \ ]ñ pnere 

I' ¡tl it 1 *-»• 1 1 • ,; ■ n & ceremo- 

e¿ta, llamado Cidemahajo.Y como vieu n i e des 
eá Reduan tan bien aderezado k y ve- Mores 
\ tido de marlota y capellar / de damafeo p a f é blCíl 
verde y de la mifma color las plumas , /jupón & 
¡ilegrofe grandemente con fu vifta; por- niantdet 
(juc avia muchos dias que no le avia 
'rifto, y preguntóle m donde avia eíta- m Iuy ^ 
3o, y como le avia ydo n en la batalla manda 
|:onelvalerofaGazul, Reduan te fatisñ- ^* t 7 u m " 
Ijodiziendo : que Gazul era bravo ca- dloit arri- 
vallero y hoble , y que ya Muga los vé 
*via hecho amigos. Con ello el Rey y 
Y 3 los 



33 6 Hiftoria de las Guerras 

los demás cavalleros de palacio , que le 
folian acompañar , que por la mayor 
parte eran Zegris y Gómeles : fe fueron 
á la Mezquita major , q era en la ciudad. 
a & la Yalli ^ con grande aplaufo , fe hizo el 
b la prire A§ala , y acabadas las Alcoranas b cere- 
& cercmo- monias, fe tornaron al Alhambra. Y en- 
nic trandoen el palacio Real, hallaron c a 

rem la Reyna y fus Damas., que era coftum- 

bre del Rey Chico , y aíR lo tenia man- 
dado , que en qualquier tiempo que el 
d fortiroit falielfe d de palacio, á la buelta ¿avia" de^ 
/mmver r h a ^ ar f a " a R eyna y á fus Damas en fm 
fala, que dezia que en ello recebia gran 
contento. Y á mi parecer no era ello , 
g jeunc fino como era mozo g y enamorado , fe 
h \ ./[' Cnoit holgava ¿de ver las Damas de la Reyna, 
y mas Zelima hermana de Galiana , que \ 
la amava en alto grado , por laqual el y ¡ 
el Capitán Muga tuvieron grandes pefa- 
* rTles lumbres ¿, como adelante k diremos,- 
ikfcheríes Entrando pues en palacio con todos los) 
k plus avát cavalleros de fu Corte, todas las Dama* 
¡ s'arreíle- ^ e P araron a mirar al bizarro / Reduan , 
rent pour muy maravilladas de fu gallardía y buen< 
rcgarder ¿ifpoficion y librea , llena m de todí 
m píeme efperanza. La hermoía Lindaraxa le mi 
n regar- rava n muy de propofito , y fe maravi 
Uava de ver como no la mirava, ni hazi 

cafe 



Civiles de Gr Añada. 3 37 

cafo de mirarla , y dezia entre fi : Gran 
diíRmulacion tiene Reduan : no pieníe 
pues que por fu defden en no mirarme 
fe me dará mucho , que toda via me 
quiero a á mi Gazul. L| Rey na fe llegó b \*¡¡j¡^ 
la Lindaraxa, y paliándole dixó : Lo ver- j' a } me 
de de Reduan es por ventura a caufavue- b appro* 
fira ? <gue lo fea , o no lo fea, ninguna pena 
\meda, dixo Lindar ax a. Pues por Mahoma 
juro, refpondio a la Rey na , que Reduan 
¡ tiene gallardo parecer c , y que qualquiera d * femblant 
r Dama puede tener fe por dichofa e en amarle. ¿ quelque 
Si por cierto , reípondio Lindaraxa , que 
qualquier bien f merece Reduan, y me bol- f tome 
gara g de no aver pueflo h en otra parte £ orte cle 
; mi afficion ; porque a no averio hecho > el g & C uíTe 
\fuera Señor della. Con eítq callaron /', ertébien 
¡ porque no echaffen las otras Damas \ 



1ÍC 



mis 



de ver k en loque hablavan /. Enefte i íl-teurét 
tiempo le dixó á Reduan el Rey : Bien k ?^ Qm 
I te acordaras m amigo Reduan, que una vez ¡ devifoiec 
me di¡le palabra, de darme alaen ganada m te fou- 
en vna noche , pues (I tu la cumples como la vicll( " as 
prometifie , doblarte he el fueldo de Capi- 
tán : y fi no lo cumples,, me has de per do- 
} nar , que yo te pondré en una frontera ,y te , 
1 tengo de privar de la vifia de lo que mas 
j amas. Por txnto apercíbete a l¿t emprefz, que 
\ yo tengo de yr contigo en perfona / porque ya 

Y 4 me 



338 fíiftoria de las Guerras 

<? cnnuyét rne enfadan a eftos Chrifbianos de Jaén, que 
¿chaqué' cada dia b nos corren c la tierra y talan. 

¡Truinent ^ ^ € S a : ^ t ues e ^' os me <v ^ enen * bufar d 
d chercher tantas vezes , yo los quiero yr c a bufcat 

e J e 1Cs .. una , y hazerles todo el mal aue pudiere : 
veux aller ■ J r , ¡y* r , " .f v 

/chaqué veamos p cada ata r me han de venir a. 

J°"r dar /obre/altos. Reduan naonítrando buen 

continente y alegre Temblante , reípon- 
dió diziendo : Si en algún tiempo di pa- 
labra de darte a *f>aen ganada eu una 
noche j agora de nuevo te la torno a dar : 

% combat dame folos mil hombres de pelea g , que 

h choilis fean e/cogidos h k mi modo , y veras fi 
te la cumplo mejor que te la doy. No* 
te Sé effo pena , dixp el Rey , que no 

i mais digo yo mil hombres , pero \ cinco mil 
te prometo, dar : y aunque yo vaya con- 

i avec toy tigo k \ tu fio has de Jer caudillo 1 de 

m\\Á t0 ^ a ^ ?> ente 4 ue - ffilier^ m « Gran mer- 
ivht ced a vueflra Mageftad , dixó Reduan, 

pues aunque no fea fino morir con tam 
honrofo cargo de General , me figue gram 
gloria. Pues tu Magejtad ordene U par- 
tida qu ando fea férvido > que prefio e/loy¡ 
para fervirte , y figuir en todo tu vo-¡ 
luniad. No fe efpera menos de tan hon- 
rado cavallero cómo vos : no perdereys 
nada n conmigo : con vos yran iodos los 

c avalle- 



\ 



Chiles de Granada* 339 

¿valleros Abencerrages M y Zegris , y Gá- 
neles y Mafas* , Faneca* , Maliques, Ala- 
>ezes , que fon tales para guerra como 
jos bien fabeys. T fin eftos yran otros 
michos principales cavalleros m la )or- 
wda : que bafta yr yo alia > para que 
úngun bueno quede á. El Rey eftava ¿ demcure 
liziendo eíto , quando llego b un por- » arriva* ■ 
ero del Real palacio á dezir , que 
lli c avia dos cavalleros Moros eftran- c la 
eros y una Dama , y que pedían d ^ demal *' 
cencía para entrar a le befar lasma- 
os. Sandio Alha , y quien ferán , 
ixo el Rey : dezidles c¡ue entren. El 
ortero bolvió ^y no tardó mucho , « retqurna^ 
uando ppr la faía Real entaron dos 
avalleros de muy buen talle , verti- 
os con marlotas y capeílares negros, 
orzeguis y paparos /-de lo mifmq j/jupans^ 
n medio dellos yema una Dama ve- ?™ mcíe Í£» 
^ida también de negro , tapado el fouiiers 
oítro con un cabo de almayzar g 3 ? courett 
ue folamente fe le defcubrian Tos le viíage' 
•jos , qué dos luzeros parecían , por ^^'^| 
1 viíta de los guales, muy bien mo- crcípe * 
:rava fer de grande hermofura. Ma~ 
avillado el Rey de ver aquella a- 
eatura', pregunto b; Dézid ca- ¿¿¿^ 

valleros» 



340 Hiftoria de las guerras 

a qu'cfl ce valleros, que es lo q buicays a ? Los do s 
chcrchcz* ca valleros hiziendc4e al Rey grande acá-; 
b remen- tamiento b y á al Reyna y Damas q alli 
ce eítavan, el uno dellos habló c de efta ma- 

1 ■ ' ñera ; Poder ofo Rey, tu Mageftad fabra 3 que 

lo que bufe amos y no es otra cofa, fino venir i 

befar tus reales manos, y las de mifeñora L 
d inconti- Reyna , y luego d partirnos y para nueftn 
" C petit fils tíerrcL *Nofotros fomos nietos e de Almadan 
f gouver- Alcayde f que fue de Ronda, y agora g nue- 
neur ftro padre también h lo es: y como tuvimos 
heure noticia de lasfiefias que fe hazian en efla in-^ , 
h aufíl figne ciudad de Granada, por los altos cafa 
3 managcs mientos i que en ella fe han celebrado acor da 
h nousde- mos k de venir a verlas. La fortuna no per \ 
liberafmes mitto que llevaremos 1 a tiempo, ni del las po 
f l0n% dief jemos gozar m .* y fue la cauja , que qua 

m jouir tro leguas de aquí y el dia de lasfiefias , e> 

un lugar de grandes efpeffuras 3 el qual ¡i 
n s appellc H^ma n el Soto de Roma , de improvifo fuy 
o fijrpris mos faiteados o de quatro Chriftianos cava 
p pour lleros muy valer of os s y tanto , que aunqu 
- ^ e nofotros nos pufimos en de fe nf a por ampan 
a foetir € fi A doncella p, que es nueflra hermana q 
r tuerent pudieron tanto, que t de quatro hermanos qu 
crainte S aramos , nos mataron r los dos , y nofotro 
i nous llenos de temor f de la muerte , queriamd 
youiions ya de f amparar t a efta nueflra hermana 
ner fino fuer a por el valor de e¡fe buen c avallen 

qt 



Civiles de Granada. 341 

jue e/la aja par de vuefira Magefiad a s y a auprc? 

lorque nuefiro gran Mahoma ajjilo quiso b ¿ '^ y S ' 

! todos fuéramos perdidos. T diziendo ejlo , íujt 

f eñalb con el dedo al gallardo Reduan : y ajji 

tenor, replicando ,yafonpa(fadas las fiefias 

r w provecho para nof otros , antes con harto 

laño c inventadas ' } pues nuefiros dos herma- c p iu£ ft 

ios quedan d en la Vega e muertos , nos que- avec beaii* 

; 'emos tornar a Ronda, y nos pareció , aue no 5 oup áe 
r • • n r • i 1 / a cfommage 

eria ]ujto jrnos y Jw venir a vejar vuejt ras ¿ demeu- 

\ leales manos ,y a defpedirnos f delfeñor Re- rent 

■ luán , de quien tan buen focorro recebimo?. l n ^ ampa " 

i r cierto Señor, que teneys en el, un tan buen f prendre 

; avallero , como lo ay en vuefira Corte ,y de congé 

I anto valor s que por el gran Mahoma juro , 

j )ue le vi envifiir g elfolo, a quatro cavalle- 

\ 'os, y de dos golpes h derribo i dos dellos heri- ¿ C oups 

\tos kpp :a morir, pues que no fueron feñor es * mitpar 

de tomar mas 1 las armas. T los otros dos f r ¡^ c ^ cz 

wr tener buenos cavallos ,fe efe apar on.Ago- l prendre 
'"a que tengo a vuefira M age fiad contada P íus 
[ vuefira venida, pedimos m licencia para m nous 
\urtirnos a Ronda , a dar cuenta a nuefiro <teman« 
! udre defia nueftra mala fortuna. Con efto 
p cavallero calló n , rnoftrando gran n f e teut. 

criíteza en fu Temblante : lo mifmo mo- 
[ítraron , el otro fu hermano y la donze- 

11a 0. Muy maravillado quedó p el Rey o . fií|c 

ie tal aventura , y muy trine por femé- p demeura 

jante 



34* Hijloria de las Guerras 
e rctour- jante defgracia, y bol viendo a á RecLuan 
Tfi juf- * e dixb •* P or cierto amigo Reduan, fi ha- 
ques á cct- fta aqui mucho te he querido ¿, agorare 
te heure quiero mucho mas. Y pues tal valor en 

je vous - i rJ Al J J 

aymois be- Cl mora c , tente deíde oy por Alcayde a 
aucoup de la fuerza y caftillo de Tijola , que eftá 
i. '°£ e , junto á Purgena. Todos los cavalleros 

d de<au- ' s -p . n 

jourd'huy tuvieron a Reduan por ca vallero muy 
por Gou. esforzado , y le davan grandes loores e. 
IToüiiiigcs Todo lo qual , eran clavos para Lmda- 
raxa , que ya eftava cafi arrepentida por 
k aver negado fu favor. El Reylesdixa 
á los dos hermanos : Pues guftays ami- 
/ alie* gos de yros,yd/a la buena ventura, que 
la licencia es vueítra ; mas gran plazer 
me hareys a mi, y a todos eftos cavalle- 
ros, y á mi Señora la Reyna, que vueffra 
hermana quite el rebozo y antifat de la 
l ofte le earag .- porque no fera razón, que dexe- 
íiiafque & mos h de ver fu hermofura , que yo en- 
vide * tt t ^ en< ^° c l UQ no deve de fer poca , fegun 
J? que tengo de fu talle colegido. Los dos her- 
nous iaif- manos le dixeron á fu hermana , que fe 
i crefpe defcubrieííq. La qual affi lo hizo,quitan- 
qqicouvre do del almayzar i un prededero que 
\ d J? c í> traya k: defeubrió el roítro l, que no me* 

# Une afta? J i j n* \rr -n - 

che q»ae nosqueel de Diana era. Allí pareció a 
portón todos los de la Real Sala, como quando 

^matin — e e * f° • P or ^ a m ^uá m ? dando, mil 

ref 



m matm 



Civiles de Granada. 34 j 

tefplandores de fus rayos : no menos or 
ftendia la hermofa Haxa los de fu her- 
mofura¿, mirando á todas partes, ma- a bcauté 
tando ¿á los eavalleros de amor> y á las b tuant 
Damas de embidia. Mucho quedaron & c beati- 
todos maravillados allí eavalleros como couP g r e J rt | 

; Damas , de ver la gran beldad de la her- 
mofo Haxa : y no uvo alli tal cavallero , 

. que no la defeafle por muger ¿ ó por cu- . 

; ñada¿/, ó parienta^para poder gozara de ^ belld 
fu hermofa viíla. Unos dezian, que mas ^*?¿ 
pudo íer Diana. Otros dezian , que mas 
pudo íer Venus : Otros, quemas por 
quien fe perdió Troya $ quien mas por 
quien perdió la vida Achiles Griego. De 
fuerte que todo ello paíTava entre todos 

\ aquellos eavalleros. La Rgyna qué no 

i menos maravillada eítava de tal beldad > 
le dixó al Rey : Señor > fea vuejtra Ma- 
gefiad férvido f , de darnos parte de effa f qu'íí 
Dama y porque podamos todos gozar de fu V0U M ai f e 
hermosura. Vaya en buena hora , que yo 
os doy mi palabra , que mas de dos de las 
que eflan a vuejlro lado g le han de tener CQ ^¿ 
invidia. La Reyna con el guante la 
Hamo h. La hermofa Haxa hizo una ¿ impelía 
gran mefura i al Rey y á los cava- i reveren- 
lleros, y fe fuéá la Reyna , hincando ¿ e fíchant 
■¡ las rodillas en el fuelo k 7 le pidió las ma- \ es genoá- 

nos ils * err e 



a nc íes 
voulüc 
donrter 
b pres 



c autres 



d regar* 
doit 

e ne tóur- 
naft 

/le fueíllet 



£ cam- 
pagnc 
b targe 



s vifage 



¡k je mere- 

joüirois 

rurt 



344 HijlorU de las Guerra,* 

nos para befarfelas. La Reyna no fe las 
quifo dar a antes le hizo fentar junto h 
della. Todas las Damas que alli avia, efta- 
van admiradas de ver tanta belleza , y 
con razón : porque aunque eítavan alli 
Caraxa, Sarrazina, Galiana , Fatima, Ze- 
lima, Arbolahay a , Daraxa, Cohayda , : y 
todas las demás c Damas deípofadas ¿ y 
otras de grande hermofura,no ygualavá 
conlabeldaddeHaxa.Y fi alguna Hegava 
á ygualar, era muy poco , porque aííi fe 
moftrava Haxa entre todas, como el Sol 
entre las otras Eftrellas. Reduan la mira- 
va dy ardia en vivo fuego contemplan- 
do fu hermofura : eítava dudofo no bol* 
vielíe e fu amada Haxa la hoja / y la| 
palabra prometida. La hermofa Dama 
mirava á Reduan : y fi bien le pareció 
en la Vega g á cavallo armado y con 
la lanza y el adarga h , no menos le pa- 
recia en palacio entre los cavalleros : fi! 
en la Vega un Marte , en Palacio unij 
Adonis. , Moftravafele. grata , amoro-> 
fa, con un femblante alegre, que no po- 
co confuelo le caufava á Reduan : de 
manera que en fu roítro / fe conocia 
lo muy alegre y contento que eítava. 
Y alli el Rey le dixó: Amigo Reduan J 
mucho holgar ak de verte en batalla con el 

valer o- \ 



Civiles de Granada. 3 4 «5 

vderofo Gazul, porque fiendo tu tan buen 
cavallero,y Gazul tan esforzado y valiente, 
feria vuefira batalla muy reñida a y peligro- a debatue 
\fa. Pregunten me lo a mi b , reípondió b qu'on 
Muga, que no aviendolos podido poner c en ™ e t ***■ 
p¿£ , í/?#i/¿ mirando d ¿í batalla, y tan va- c mettre 
fera <z/¿r dos f añudo s e Leones como a los ¿ regardáe 
) atar , finalmente quedaron f con ygual vicio- e c ¿ s 
í ria, guien les movm a bazer g aquella bata- f demeu- 
| lia, ¿porque ocaJion,d\x6 el Rey? Soncuen- rer ^ nt 
\ tos largos, reípondió Muga, no aypara que 
\ traer a la memoria h ; no refrefquemos vie- h ramener 
\ tas llagas i. Se dexir ,que dentro de tu Real * la . me " 
\ ulacio efia la cauja de fu enojo. Ta entiendo ¿ njaycs 
\ -o que puede fer, reípondió el Rey; j bien se 
m que agora Reduan no bolverak a bazer k ne re- 
\batalla con Gazul f obre lopajfado, por ningu- tournera 
\na cofa del mundo. Vueftra Magefiad efia en 
\(o cierto dixó Reduan , porque ya de aquella 
caufa non me acuerdo 1 , ni me curo de lia. / je ne me 
Verdades , que en aquella fazon , por ella r ° uv,ens 
perdiera yo mil vidas y fi tantas vidas tu~ 
¡viera m ; mas el tiempo buelve n las cofas y m j'eu/Ie 
las muda o. Deve de aver otra caufa nue- ca ¿ 
<va , dixo el Rey , que ello nú puede Jer me- a change 
W$. Quando el Rey dezia eftas pala- 
bras , los dos cavalleros hermanos de 
la hermoía Haxa íe avian femado jun- 
ítode-Mahardin Hamete cavaliero Ze- 



§« 



* demefu 

ice 



346 fíi ¡loria de las Guerras 

gridemuy buen talle,y valiente y rico 
y de los Zegris principales: el qual avien 
do viíto la bermofura de Haxa ¿ eítav 
it éftolf fi tan P re ^° a de fu viña , que no fe hartí 
épris va b de mirarla, y no quitava dclla le 
b ^r™* °J 0S > Y tan aquexado c fe hallava d qu 
IaiigüiíTant no pudo fufrir fu demafiada e pena,á qu 
j, tmuvoit no fe lo dixeffe á fus hermanos qjue á 
par del tenia 3 diziendoles delta manen 
Señores cavalleros , conozeys me f Señor 
para os fiervir > refpondieron ellos: qm 
como fieamos forefieros , no conocemos parí, 
cularmente los cavalleros Granadinos : m&{ 
pues eftays en compañía de tan alto Rey 
en fu real Palacio , bien tenemos entendic 
que no deveysfier de los que menos valen 
Granada ¿ fino de los mas principales dell 
Pues aveys de faber , Señores cavallem 
quejo foy Zegri , deficendknte de los Rey 
de Cordova : y en Granada no valgo ta 
poco , que no fie haze larga cuenta de mi\ 
de los de mi linage t y querria fi tuvififít 
des por bien í , que emparentafifedes contra 
go , dando mepormuger g a vueftra hei 
mana Haxa que me ha parecido tan biei 
que yo holgare mucho fier vueftro cuñado i 
y pariente. Ten ley de Moro hidalgo ijtm 
que yo pudiera en Granada e/lar muy 1 
t amenté cafado k , y en lo mejor delli* 

mi' 



f & vóü- 
dróis i i 
vó'ns le 
trouviez 
tton 

£ fcítlítlC 

h beau 
frere 
i foy de 
GcntiJ- 
honime 
k marié 



(Civiles de tíranada. J47 

has no he querido a cafarme hafia agora , a je n'a# 
quehevifioa vuefir a hermana 3 gw¿ «z<r¿>¿ voulu 
robado mi libre voluntad. Con eíto calló b y f e t cut 
el Zegri , aguardando con impaciencia 
< la diffinitiva fentencia de fu bien, ó de 
ifúmal. Los eítrangeros cavalleros her- 
manos de Haxa, remiraron c el uno al f fe regar* 
í otro, y fe comunicaron en breves razo- <* ereiit 
I íes : y al fin confiderando el valor de los 
2egris , de cuya fama eítava todo ei 
nundo lleno d , le dieron luego el fi , d pleiii 
I :onfiando que fu padre haría lo que dios 
úzieífen, y lo terniá por muy bueno. El 
¡1 :avallero Zegri , con la refpüeíta de fu 
gloria , fin rúas aguardar e fe levantó de- * a ^ndrc 
'ante del Rey , hincadas las rodillas / le f mettant 
íiabló defta fuerte: Alto y poder of o Rey y fu- les genoü- 
\lico a vueftra Mageftad > ya que nuefira in- lls en terre 
gne ciudad de Granada efta fue fia g en fie- r 
was , por los altos casamientos h en ella ¿mariages 
fechos, que el mió juntamente xon los 
lemas i fe celebre. Porque vuefira Ma- i autres 
\\eflad fabra , que yo vencido de los a- 
mores de la hermofa Haza , la demande 
I n cafamiento k a fus dos hermanos > los ¿ niaríáge 
males fabiendo quien yo foy , lo han tenido 

1 )w bien , y me la han dado por muzer I. Por t ¿ 

/ r" i* > n. ,/ a j 6 r r * ftmme 

1 o quaí juplico a vuefira Mage/taa , jea Jer- m trouver 

I ndo m de que nuefiros defpoforios n p con- agreabie 

Z fir- n fiíUua 



» ceremo- 
nies 

b rcgar- 
dant 

e foudaine 
reí'oíution 

d qu'il fe 

rejoüiílbit 

e nopccs 

/ i'e teu- 

rent 

g finifioit 



h deman- 
de 

i dcpuis 



k gages 

/ nul em- 
perche 
mon ma* 
riage 
m tort 



n troublé 
o marier 

p jufques 



348 Hiftoria de las Guerras 

forme a nueftros ritos a, ayan lugar , pues tal 
ocafion a tan buen tiempo fe nos ofrece. El 
Rey mirando b la Dama , y a íüs herma- 
nos , maravillado de tan repentino a- 
cuerdo c dellos* dixó $ Que fi ellos quie- 
rian, y la Dama coníentia en ello, que el 
holgava d grandemente de tales bodas e* 
Todos quedaron maravillados del cafo , 
y callaron /por ver en que paravag la 
cofa. Mas el valerofo Reduan aífi como 
mordido de fierpe venenoía , fe levanto 
en pié , y dixó. Señor efle cafamiento que 
pide h el Zegri , no ha lugar, aunque fus 
hermanos de la Dama lo ajan prometido, 
Porque la Dama es mi efpofa , defde i a I 
punto que yo la libre de los cavalleroÁ 
Chrijlianos y y entre los dos tenemos y¿\ 
dadas palabras , y también prendas k de 
uno al otro : y nadie me impida mi cafa 
miento \¡fino quiere morir a mis manos K | 
(i agravio m fe me hiziejfe , por el mifm^ 
cafo fe avia de perder Granada. Y porqm 
fe fepa y entienda la vetdad , la Da¡ 
puede dezir lo que paffa en efie negoc'u 
El Zegri refpondió muy* alborotado m 
que ella no fe podia cafar o fin liceij 
cia de fus hermanos y padre , y que fuy 
era > y la defendería haíta p la muerte^ 
Reduan que aquello oyó, ardiendo ej 

faí 



Civiles de Granada. 34 9 

aria d fe fué para el , afli como un león j a bmflant 
os cavalleros del palacio fe levantaron de cour- 
:odós los Zegris á favorecer fu deudo b i r° ux 
/ los parientes y amigos de Reduan de parcn * 
)tra parte , y en fu favor todos cavalle- 
os Abencerrages y Muza con ellos; 
/ilto el Rey el grande efeandalo que fe 
ííperava , mandó á pena de muerte á . ., 
cualquier que mas hablaJTe c eri el cafo , c pai 
í [ue el determinaría lo que avia de fer. 
•on efto fe folfegaron d todos ¿ aguar- ¿ ^¿ppaii 
lando la determinación fuya. Y vifto íerent 
; 1 Rey eílar todos foífegados e , fe le- e appaifa 
-antó y fué al eítrado/ de la Reynay las / lit vcrd 
)amas , que todas eítavan alborota- 
las g , y tomando h de la ttiano á la £ troubier 
; Lermoía Haxa , la íacó i en medio de ,• ^ c ^ z 
¡\ íala, y le dixó : que tomafíe k dé k príft 
> quellos dos ca valleros , el que mas qui- 
jieíle l. Para lo qual mandó á Reduan y / voudróit 
ílZegri, que fe pufieifeii juntos^. Ywfe mif- 
lifto hecho afli, la Dama hermofa fe fent P^ 
Kalló muy atajada n y confufa, y viílo * íurprifc 
>[ue no podia hazer ó otra cofa , pues o ne pou» 
b mandavá el Rey, aunque fe le puso VOlt fair ? 
leíante /> el aver fus hermanos dado . 

Palabra al Zegri 5 como ella amaífe { u Jeí^ 
t Reduan determinufe de le com- 
>lir la palabra que le avia dado en lá 
Z z Vega 



cam- 

pagne 
b jufques á 
arriver 

c faifant 
reverence 
d je veux 
c fort hon- 
teux de- 
¡meura 



/ ce jour 

la lesnop- 

ces 

g bal á la 

Moréfque 



h rava- 
geoieht 5c 
gaftoient' 
i quitter 
k íortir á 
la campa* 
gne pour 
combatiré 
/ gens de 
pied 

m & en ar- 
jrivant 
n s'atta- 
querenc 



5^0 fíifiorh de las Guerras 

Vega 4, el día que la librara : y afli paflb 
ante palTo , fiendo llevada del Rey por 
la mano , hafta llegar b á los dos cava- 
lleros, y en llegando, haziendo mefe^ 
ra c al Rey echó mano de Reduan , di- 
ziendo : Señor, ejle quiero ápor marido. 
Muy corrido y avergonzado quedó e el 
Zegri de aquel cafo ¿ y no pudiendo fu- 
portar fu dolor , fe falió del palacio con 
intento de vengarfe de Reduan , del 
qual fe celebraron aquel dia las bodas / 
y el otro figuiente , hiziendo en el real 
palacio grandes fieítas y Zambra g. Y) 
eftando toda la Corte en eítas fieítas^vi- 
no nueva , como muy gran quantitad 
de Chriíiianos corrian la Vega, y la tala- 
van h 9 de fuerte que fué neceífario dat 
de mano i á las fieítas por falir á la Ve- 
ga á pelear k con Iqs Chriítianos. Eí 
valerofo Muga como capitán general 
falió muy prelto al campo > acompaña 
do de grande cavalleria y peonage // 
que paífavan mas de mil de cavallo, ; 
. dos mil peones. Y en llegando m al e¿ 
quadron de los Chriítianos , travaron 
batalla con ellos muy fangrienta , en 1 
• qual murieron muchos,de ambas parteí 
Mas al fin fiendo el poder de los Me 
ros mas con tres tanta gente que le; 

Chi 



¡ 



Civiles de Gt 'anacía. 2^1 

Chriftianos , quedaron a vencedores y a demeu. 
ganaron dos venderás Chriítianas , y rerent 
i cautivaron b muchos Chriítianos: Aun- p ri p f ™ dret 
que les coito bien cara eíta viftoria,pqr- nier» 
que murieron mas de feifcientos Moros 
en el campo. Efta dia hizieron c los ca- c ce jour 
valleras Abencerrages y Alabezes gran- firent 
des cofas en armas .* y fi no fuera por fu 
(valor y fortaleza , no fe venciera la ba- 
¡ talla, Bolvió d Muga con efta viítoria , ¿ retourna 
i de que.no poco holgó, t el Rey con ella, e fe re* 
También fefeñaló efte dia el buen Re- fio ^ t 
j duao , a quien el Rey abrazo con grande 
amor 3 y por la viftoria tornaron á las fie- 
jftas dp los cafamientos/ , que duraron yr mar ¡ agss . 
; mas de otros ocho dias. Los quales pif- 
iados , el Rey determinó hazer entrada 
!en tierra de. Chriítianos 3 porque avia 
grandes dias que no fallan á corredu- 
rías g , y aífi determinó de falir labuelta g fortoient 
i de Jaén, que era la ciudad que mas da* a faire 
ño h hazia á la ciudad de Granada y fu ¿dommi- 
. Vega , y dando cargo á Reduan , como ge 
í eftava tratado , y atrás i avernos dicho., ¿ cy deílus 
fe partió de Granada , como agora oy- 
* e y s >y lo que les fucedió contaremos* 



o a- 



3 $ ¿ fíifioria de las guerras 



a allant 



h impofe- 

tcnt ' 



CAPITULO TREZE. 

£¿ue cuenta lo que al Rey Chico y fiu gente 
fiucedíb yendo 2l a entrar a laen > y U 
gran traycion que los Zegris y Góme- 
les levantaron b a la Rey na Mora: y \ 
los cavalleros Abencerrages $ y muertit 
dellos. 



c le der- 
nir jour 

d achevé 
e manger 

/parla 




L ultimo y pqílrerq día e 
fie las fieíla , aviendo aca- 
bado d el Rey de comer e 
con los mas principales ca- 
valleros de fu Corte , á to- 
dos habló / deíta manera : Bien se lea- 
les vaffalos y amigos , que ya os /era ocio/a 
la vida pajjada , en Untas pftas como { 
avernos pajfado , y que a bozes os efia lla- 
g appelié mado g el fiero y fiangriento Marte , de, 
cuyo exercicio fiempre h fiuifies ocupados. 
Agora i pues que Mahoma nos ka dexado kt 
ver las fie fias tanfioknnes que avernos hecho i 
en nuéfira antigua y infigne ciudad de Gra-í 
l marjages nada, y los cafiamientosl tan principales como 
en nuefira real Corte fie han celebrado , fiera 
muyjufto^que bolvamos m a la guerra contra 
los Chrifiíanos s pues ellos nos vienen a bufi- 
car i h afila n dar en vuefilros muros. Y para 

cfto 



h tou- 
fíours 
i mainte 
nant 
k laiílé 



vñ retour- 
ííions 
#chercher 
juíques 



I 



Civiles de Granada* 353 

¡tfio y A fabeys 9 mis huevos amigos , que los 
dias paffados le pedí a a Reduan una palabra a le de- 
que me dio i en que me daria ganada a Iaen manday 
en una noche. Y el de nuevo me la torno a 
confirmar, pidiéndome b Jólo mil hombres s h mc de< 
'mas yo quiero c que fean cinco mil, y que manda nt 

me la cumpla. Tpara. efto , doy a mi hermano c veux 
I Muza cargo de hazer la gente x del numero 
í que digo $ dos mil cavallos y tres mil peones , 
1 que fean todos expertos en las armas, y que 
Reduan vaya d en efta jornada. fu¡ General 5 y d aille 
! demos vifia a la ciudad de laen en quie@ 
) tantos daños e avernos recebidoy recebimos. e domina- 
\ ¿¡Ue fe a Iaen yo veo a mi poder rendida , 8 es 
por mi real corona juro , que yo ponga en 
aprieto f a Vbeday Bae<¡a, con todo lo demos f^ me 
de fu redondez g. Tpara e(lo quiero h que mettrayen 
luego me digays vue/lr o parecer . Calló i en a ¿^ en _ 
efto el Rey, aguardando k refpuefta de virons 
fus varones /. Reduan fe levantó y dixó , * J c veux 

¿le tcut 

que el cumpliría fu palabra.Luego el va- ¿ attendát 
lerofo Mu$a dixó , que el daría la gente / hommes 
en tres dias,hecha y puefta en la Vega m. ^ * c ^f 
Todos los demás n cavalleros que alli o pa gne 
eftavan refpondieron que halla p la » Ics au * 
muerte le ayudarían , con fuspesfonas y / ^ 
haziendas q. £1 Rey fe lo agradeció mu- p jufques 
cho á todos , por íu ofrecimiento. Los f mü ) cas 
dos hermanos cavalleros ? hermanos de 
& ¿l la 



3 5 4 fíijloru de las Guerras 

la hermofa Haxa , con licencia del Rey 
a rctour- ^ e bolvieron a á Ronda , adonde fueron .; 
nerchr de fus padres bien recebidos > y por una 
b mariagc parte alegres con el cafámiento b defa^ 
* pleins' hija con Reduan , y por otra llenos de 
5'fiis ;Uy P e ^ r c Y tristeza , por la, muerte de fus I 
e dcfcon. dos hijos ¿. Mas viendo que el defcon- 
for t fuelo e no les valia nada/ , para fu pena 

í coníbioit ^ e coriortavang con tener tan buen yer- 
h gendre no/7, como era Reduan. Eneíte tiem- 
po , mandó el Rey á Zulema Abencer- 
s Gouver- rage, que fe fueffe á fer Alcáyde i á la 
T¥m alia f uerza de Moclin > el qualfefué ¿ lúe- 
/ menant go , llevando configo á fu querida /Da- 
avecfoyfa raX a. El padre de Galiana fe tornó á la 
aynlée ciudad de Almería , dexando a» á la her- 
tó tá&hnt mofaZelima ># en compañía de fu her- 
mana. Otros muchos cavalleros íe 
«Gouver- fueron á fus Alcaydias n por mandado- 
del Rey , encargándoles la guarda y cu- 
ítodia de ellas. El valerofo Muga , con 
o dihgen- muc h ¿uydado hizo o tinco mil hoiiK 
bres de pié y de cavallo , toda gentes 
muy luzida y valerofa para la guerra , yy 
p nubout al cabo p de quarto dias q los tuvo r to- 
^ jours ¿ os en j a Veea de Granada. Y por man- 

#■ u les cut i • i 

dado del Rey vino Muga con la gente 

/ monrre 4 ]a ciudad, donde fe hizo refeña / de la 

gente toda, Y viíto el Rey la bizarría 

y 



Civiles de Granada. 3 «5 <$ 

'gallardía della: luego quisó a con ella a ¡ ncontí . 
artirfe la buelta b de jaén , dando á Re- nent vou- 
uan la conduta c de Capitán por aque- £" ^ 
I a vez. De lo qual Mup holgó mucho d c patent 
ue Reduan la llevafle ¿ 3 p^ que hazia oú con- 
l'l cuenta/que la llevava, fabiendoque J^¿¿j 
eduan era muy buen ca vallero. Y aíli fon 
or las puertas de Elvira falió toda la ar- e ^mpor-. 
iada muy concertada g, que era cofa f pourcc 
je ver 5 la gente de caballo y va repartí- qu'ii fai- 
a en quatró paites,y cada h parte lleva- ^^¿ re 
1 a / un Eítandarte. La una parte lleyava h chaqué 
valeroíb Mu§a , y en fu compañía * portoit 
v 7 an ciento y fefenta cavalleros Aben- 
i srráges, y otros tantos Alabezes 5 ca- 
balleros muy éfcogidos k 9 y con ellos k choiíis 
■ )dos los Vánegas. Su Eftendarte era 
)jo y blanco , de un muy rico damaí- 
), y en lo rojo, pordivifa un bravo 
lvaje a quedefquixalava /un León , y / arrachoii 
n la otra, parte llevava otro falvage, les ma- 
i- ue con un bafton deshazia^ un mun- ch T-c S r •* 
p , con una Letra que dezia , Todq 
> poco. Eíte vando n de cavalle- n troupe 
)• t>$ y va o todo muy ricamente ade- ° aIloic 
lazados y bien puertos p de cavallos />agcance& 
I armas: todos veftian marlotas ¿f de & P are * 
Irícarlata y grana , y todos calzavan q Juppons 
:icate$ r de oro y plata/ La fegunda r efperons 

qua- f *' áX ^ 



3^6 fJiJtorU de las guerras 

quadrilla > era. de cavalleros Zegris 

«troupe Gómeles y Magas, y efta quadrilla a y\ 

de batalla, no menos rica y pujante,qu 

la quadrilla referida de Muga , laqu 

y va de vanguardia. El Eílandarte de le 

■ Zegris , era de damafeo verde y mor 

h gris brun ^° ^ ; Mevava c por divifa una med 

f portoit Luna de plata muy hermofa , con ui 

letra que deziaj Muy presto se veb 

¿bientpft *- LENA ¿ > SIN QUE EL SOL ECLYPS/ 

fe verra la pueda. Todos eftos cavalleros Z 

pleine g r ¿ s y \| a ^ as y Gómeles , eran docie 

ios y ochenta , todos gallardos y bizí 

ros , todos con al jubas y marlotas de p 

juppom fi° e Tunezi ; la mitad verde y la mit; 
de drap de granají; también eftos llevavan acic 

í efperons í es de P lata <?• La otra tercera quadril 
cTargent á llevavan los Aldoradines,cavallerosmi 
la ginete principales : con ellos yvan Gazules 

Azarques: elEftandarte deftos erales 
h linTolin nado y amarillo h • llevavan / por divijj 
obfeur & un dragón verde : que con fas crueli 
jaune U1 ~ as ¿ deshazia una corona de oro, av 

«portoient , . T ) 

k ongies una letra que dezia 5 Jamas halle / Jtl 

1 n'ay sistenc i a. Efta quadrilla m yvamuyg* 
«Troupe Ü ar da y hermofa , y muy bien encava 
n momee gada n y armada : ferian todos ciento r 

quarenta.La quadrilla era de Almorad, 
y Marines, y Almohados^ cavalleros i 



, 



Civiles de Granada. 3^7 

i ran cuenta ¿reítos Uevavan elRealpen- fl 
f on b de Granada; era de damafco pagi- y cornette 
loe, y encarnado, con muchas borda- Manche 
* uras de oro , y en medio por divifa una p¿*g De 

I ermofa granada de oro , por un lado 

cierta d, y por el abertura fe moítravan 4 corté , 
i »s granos rojos, hechos de muy finifli- OQVerte 
? ios rubis. Del pezón e de la granada * qucue 
! lian dos ramos bordados de feda verde 
Eoñfus hojas/, que parecían q ella van-' *? ullle $ 

I I el árbol, con una letra al pié, q dezia.' 

j DN LA CORONA NACÍ. En efta ÚCZ 

t ladrilla , y va el miímo Rey Chico de 
ranada , cercado g de muchos cavalle- g envirorv 
5>s, deudos hy amigos. Era cofa de ver " é 
da efta cavalleria> fu riqueza tan gran- P arertl 
: y bizarría : tanta penacheria : tanto 
anquear de adargas /, tanto reluzir de i tar g ues 
erróse, tantos de buenos cavarlos, tan- k fers 
s de bayas yeguas ¿ tantos de pendón- / caváiie^ 
[los en las lanzas, y tandiverfos en co- 
res. Pues fi la cavalleria íalió m tan pu- m fortín 
j ite y hermofa,no menos íalió la infan- 
cia linda, y bizarra y bien armada, y de 
1 'dos tiradores de arcos y balleítas.Con 
tea pujanza» faiió el Rey Chico de Gra- n a vec 
í.ida, y tomó o el camino delaen. Mi- cette puiC- 
ivanlo f .'todas las Damas de Grana- ^| 
i. i y mas la Reyna fu madre ¿- y fu mu- p k regar- 

ger 4°tent 



a encores 
que ancien 

b te fou- 

vicns 
€ parole 



4 i e te 
banniray 
* & je 
jetteray 
/ oú tu ne 
joüiras 
g fans 
changer le 
viíage 
h me fou- 
viehs 
9 demanda 



i Gentll- 
homme 
/ cavalle 



m jupón 
n jupón 



3 5 8 Biflor ia de las guerras 

ger la Rey na con fus Damas de las T<M 
res del Alhambra, Por efta falida qu< ; 
hizo el Rey, fe levanto aquel buer 
Romance; aunque antiguo a , que di 
ze deíta fuerte. 

REduan fi fe te acuerda b, 
gue me difte la palabra c 
gue me darías a Jaén 
En una noche ganada i 
• Reduan fi tu lo cumplas 
Varete he faga doblada , 
T fi tu no lo cumplieres, 
Deflerrarte d he de Granada l 
Y echarte e en una frontera 
Do no gozes f de tu amada. 
Reduan le refpondia 9 
Sin demudar fe la cara g * 
Si lo dixe , no me acuerdo h i 
Mas cumpliré mi palabra, 
Reduan pide i mil hombres 
T el Rey cinco mil le dava % 
Pj? ejja puerta de Elvira, 
Se f ale gran cavalgada :. 
guanto del Moro hidalgo k ,. 
guanta de la yegu^ 1 baya , 
guanto de la lanza en puño * 
guanta del adarga blanca , 
guanta de marlota m verde, 
guanta aljuba n de efe ar lata , 



Civiles de Granada. 

guanta pluma y gentilleza > 
guanto capellar de grana a> 
guanto bayo borzegui b , 
guanto lazo que le cfmalta , 
guanta de la efpuela c de oro $ 
guanta ejlribera de plata d* 
Toda es gente valerofa 
Y experta para batalla: 
En medio de todos ellos 
El Rey Chico de Granada. 
Miran los las Damas Moras 
De las torres del Alhambra z 
La Reyna Mora fu madre 
Defta manera hablava e* 
Alha vaya contigo hijo f > 
Mahoma vaya en tu guarda ¿ 
X te buelva g de Jaén 
Con mucha honra a Granada. 



359 



a mantclet 
d'efcar- 
late 

b botine 
c efperons 
d d'argcnfc 



e parloít 
/ Dieu ail«? 
le avee 
vous, moii 
fils 
g retourne 



No pudo íeir tan fecreta eíla falida del 
Rey de Granada para Jaén , que en Jaén 
no fe fupiefle , por q los de Jaén fueron 
avifados de las efpias que tenian en Gra-' 
nada. Otros dizen 3 que el aviíb fué da- 
do de unos captivos que fe falieron h ¿ fortírcnt 
de Granada. Otros dizen, que lo dieron 
los Abencerrages , ó Alabezes: y eílo 
entiendo que es lo mas cierto , por- 
que eftos eavalleros Moros eran 

Í amigos 



3 6ó fíifioru de las Guerras 

amigos de Chriftianos. Sea como fuere 
á eut que al fin Jaén tuvo¿ avifo defta entrad; 
de los Moros en fu tierra, y afli de preftc 
fe advirtió á Baega,y á Ubeda, Caloría,; 
h autrcs QH e ^ a » y a los demás pueblos b al] 
pcupiades vezinos. Los qüáles luego fueron aliífo 
c enroiiet ¿os c y apercebidos, para refiltir los ene • 
d arrive- migos de Granada. Y juntos llegaron < 
1 ent con la pujanza que aveys oydo á la puet 

* oú iis ta de Arenas, donde hallaron e gran nu^ 
trouve* xncvo de gente que fe avian juntado, pal 
/ cmpef. ra eftorvar/aquel palTo , porque por allí 
cher no hizielTe g entrada el enemigo. Ma I 
nc P fit P oco va lw <I ue al fin los Moros aviendi i 

cofndp todo el campo de Arenas, entrcj 

h en dcfpit ron P ot ^ puerta, a pefar ¿ de los que Í| 

guardavan, y corrieron todo el campir 

* jufques de la Guardia y Pegalajara , haíta / Jods 

y Belmar. Los cavallefos de Iaen col 
k fortircnt gran preíteza falieron k á los enemigos; : 

porque fueron avifados que en la Guai 
i rallarme dia andava el rebato /. De Iaen íaliero I 

quatrocientos hijos de algo todos mu 
l^gentiis bien aderezados ;#: deUbeday Baec; 

f °« bien ^^ etón otros tanto y 7 hechos todos li 
enconche cuerpo de batalla , fueron con gran v| 
n chercher lor á bufcar H al enemigo que les corrí 
ppur en chef * a cierra > llevando por caudillo o y cap 
tan al Gbifpo Don Gonzalo * varón ó 

grat 



Chiles de Granada i 3 61 

rande valor. Juntaronfe las dos batallas 
e la otra parte del rio Frió, en un llano > 
alli fe travaron a los unos y los otros , * ie ^ ** rí " 
iziendo cruel y fangrienta batalla > la- unepiai- 
ual fué muy reñida y profiada b. Mas nc^iá 
ra el valor de los cavalleros Chriítianos **n* c c * 
il y tan bueno , que les convino á los b débame 
loros y r retirándole halla c la puerta de j^^P 11 "" 
arenas, de laqual avian rompido una ca- c jufqucs 
I ena que la atfavelTava d, y alli t fueran ¿ «raver- 
>s Moros vencidos de todo punto, fino *°j| 
lera por el valor délos cavalleros A- 
I encerrages y Alabezes, que peleavan/ f 9>mba¿ 
i alerofamente j pero^ al fin uvo de que- g ^aís 
I ar h por los Chriítianos el campo : mas h eut á de* 
I )S Moros con todo eflb llevaron i gran ¿^2¿ 
i refa de ganados k , anfi vacunos como tierent 
i abrunos ,• de modo que no íe feñalóde k troupe- 
[1 ¡inguna parte aver demafiada / ventaja* / U p ar tr0 ^ 
Etl Rey de Granada quedó m maravillado grand 
I n ver la prevención tan repentina dM J* ^ enlc ^ 
ps Chriítianos: y preguntando;* áunos n deitiait- 
I ¿haitianos captivos que allí trayan*, dant 
í[ue avia fido lacaufade averfe junta- ñola*? 1 *" 
¡io tanta gence en Iaenf le refpondieron, 
jue Iaen avia fido avifada muchos dias/> p pluííeurs 
¡iviade aquella venida , y por aquefta J0Urs 
, :aufa eítava toda la tierra puerta^ en q mífe 
ktma y ranpreftft. Lo qual fue baítan- 

I t@ 



3 6 tu H ¿(loria de fos guerras 
a excufe te difculpa a para Reduan , porque nc 
b parole pudo cumplir fu palabra b al Rey, de 
darle ganada á Jaén eii una noche come 
dezia. El Rey enojado y maravillado de 
aquel avifo, no pudo jatoas entender d 
c forty donde avia falido c > ni quien lo avia d 
do : mas Reduan muy bien fabia qucl 
Jaén no fe podía ganar anfi tan facili 
mente j mas como hombre robuíto j 
d arriver valerofo , tenia determinando llegar d 
Jaén, y enveftirla con el poder de fu gei 
te ; y fin duda que lo hizierá , fi Jaén n< 
r ri*euft eítuviera e advertida. Bol vio fe / el Re 
* fté á Granada , llevando g gran prefa qu 

g feíiipo" 4 av * a tomado h en el camino, donde fu 
tant muy recebido el y íu gente , y Granad 

pns hizo fieítas por fu venida. Los de Jae 
d f ™ eu * quedaron i glonofos , por aver refiítid 
tanta Moriíma , y muerto muchos d( 
líos. El Rey Chico de Granada come 
venia fatigado del camino, ordenó d 
k s'efioüT y r fe un ^ia a holgar k á una cafa de pk 
/ appei. zer que Uamavan / los Alixares , y co 
el fué poca gente, y efta eran Zegri 
y Gómeles : ningún cavallero Aber 
cerrage , ni Gazul , ni Alabez m 
con el > porque el valerofo Capita 
Mu^a los avia llevado á un rebato "i 
de Ghriíüanos que avian entrado* e. 



rerent 



loient 



m méné á 

une ren- 

contre ti 









16 



Chiles de Gravada* 36*3 

la Vega á. El Rey eftando en los Alixa- * can* 
res holgandofe b, un dia aviendo acaba- H^fioSlé 
do de comer c , comenzó á hablar d en fant 
I la jornada de Jaén, y del valor de los ca- c man 8tf 
calleros Abencerrages ? como por ellos, 
y por los Alabezes avian ganado gran 
ieípojo. Un cavallero Zegri, que era 
íl que tenia cargo de armar la traycion 
i la Reyna y á los Abencerrages , di- 
DO ; Por cierto cierto Señor 5 fi buenos Joñ- 
os Abencerrages y muy buenos y mejores fon 
< os cavallefos de Jaén 3 pues por fu valor 
ios quitaron e gran parte de laprej f a , y nos € ft crcr ¡$. 
izieron retirar mal de nuefiro grado f por f en deipit 
itefza de armaó . Y el Zegri dezia la ver- (le n0U! * 
lad en efto , que el valor de la gente de 
aen fué muy grande , y aquel dia que- 
[ó g con gran nombradla y fama 3 de g ce jour 
quella batalla , y por effe fe cantó aquel demcur5 * 
Lomance tan antiguo y famofo, que 
ize deíta fuerce, 

MVy rebuelto h anda Jaén ^ h froublé 

Rebato i tocan a priejfa 9 * rallarme 

Porque Moros de Granada 
Les van corriendo la tierra : 
! ¿Cuatrocientos hijos de algok k gentils- 

Se [alen a la pelea 1 , hommes 

L kM J Ari-i •' fertcnt 

Otros tantos han Jaudo au comba! 

Aá De 



a aufíi for- 

tent 

b gentils- 

hommes 

¿'honncur 

c filies 

d retour- 
ncr 

e bellc 



/ ont ar- 
rivé 

goú Talar* 
me 



h plufíeurs 
i kurfoíit 



k menoiet 
le devant 



/ comba- 

tcnt 

m s'cfloig- 

ncnt 

■n empor* 

terent 

q demeura 
P combat 



364 Hifioria de las Guerras 

Be Vbeda y' de Bacfa , 
Ve Caloría y de Quejada , 
También jalen a dos banderas* 
Todos fon hidalgos de honra b, 
T enamorados de veras i 
T juramentados Jalen 
De manos de las donzellas c ^ 
Ve no bolver á a laen 
Sin dar Moro por emprefa , 
T que linda e Dama tiene 
guatro le promete en cuerda. 
A la Guardia han allegado ,f 
Adonde el rebato g fuena , 
T junto del R:o Frió 
Gran batalla fe comienza : 
; Mas los Moros eran muchos h 
Les fyazen i gran refiflencia ¿ 
Porque Abencerrages fuertes 
Llevavan la delantera k, 
Con ellos los AÍabezes 
Gente muy brava y muy pera # 
Mas los valientes Chriftianos 
Turiofamente pelean 1 , 
Ve modo que ya los Moros 
Ve la batalla fe alexan m % 
Mas llevaron n cavalgada 
Que vale mucha moneda* 

, Con gloria quedo o laen 
Ve la paffkda pelea p 



Tt* 



a multi- 

tude 

h mcttent 
c tueric , 
firent 
d chiennc 



Civiles de Granad a. 36^5 

Pues a tanta, muchedumbre a 
t>e Moros ponen b defenfa ¿ 
Grande matanza hicieron c 
En aquella gente perra d. 
fcfte Romance íe compuso por memoria 
de aquella batalla : aunque otros lo 
cantaron de otra manera. De la una 
ó de la otra , la hiítoria es la que fe 
ha contado. El otro Romance fe 
comenzava deíla fuerte. 

YA repican e en Anduxar , 
En la Guardia es el rebato f > 
T fe falen g de Iaen 
Cuatrocientos hijos de algo h, 
T de Vbeda y Bae<¡a 
Se falieron otros tanto. 
Todos fin mancebos i de honra. 
T los mas enamorados , 
De manos de fus amigas 
Todos van juramentados 
De no bolver hjt laen 
Sin dar Moro en aguinaldo L 
X el que linda m amiga tiene a 
Le promete tres y quatro. 
Por Capitán dellos llevan n 
Al Obtfpo Don Gonzalo* 
Don Pedro Caravajal 
Defla manera ha hablado Q : p ÜV \¿ 

Adelante p cav alteros ? ayanc 

Aa % Que 



e carillón? 

nent 

/ Talarme 
fortcnt 
gentils* 

hommes 



i jeunes 



k retoar-, 
ner 
/ pour 
eíífene.s 
m belle 

n menent 



a que Ton 
m'empor- 
te le bcíliál 

b oflé 

c le re- 

íioüit 



d porte le 
íurplis 



e les ramé- 
tevoir 
/ mainte- 
naiit 



g vetour» 
jichis ma* 
imeiiant 



h en defpit 
d'cux 



366 Biflor ia de las guerras 

Que me llevan el ganado a > 

Si de algún villano fuera 

Ta lo uvierades quitado b : 

Alguno va entre nofotros 

Que fe huelga c de ?ni daño > 

To lo digo por aquel 

Que lleva el roquete d blanco, 

% Defta manera va efte Romance di- 
ziendo : mas efte, y el otro paíTado , to-» 
dos vienen aun punto, y á una mifma 
cofa. Y aunque fon Romances viejos , es 
muy bueno traerlos á la memoria e , 
para los que agora/ vienen al mundo j 
porque entiendan la hiftoria porque fe 
cantaron. Y aunque los Romances fon 
viejos i fon buenos para el effeto que 
digo. Sucedió efta batalla , en tiempe 
del Rey Chico de Granada , año de mi 
y quatrocientos y noventa y un años 
Bolvamos agora g alRey Chico de Gra 
nada , que eftava en los Alixares com< 
avernos dicho , donde el cavallero Ze 
gri le dixó , que los cavalleros de Jae: 
eran de mas valor que los Abencern 
ges > pues les avian hecho retirar 
pefar fuyo b. A loqual reípondió 
Rey. Bien eftoy con efto, pero fin 
fuera el valor de los cavalleros Abei 

cerr 



Civiles de Granada. ^6j 

cerrages y AIabezes,no fuera mucho no 
bolver¿ ninguno de nofotrosá Grana- a ne re- 
da , mas ellos hizieron tanto por fu va- toumcc 
lor , que falimos á nueflros falvo, fin que 
nos quitalTen la cavalgada del ganado 
que truximos b , y de algunos cautivos. h qu > em _ 
Ó que ciego c que eítá vueílra Mage- portames 
ítad, dixó el Zegri, y como buelve ¿por c aveugic 
quien fon traydores á la Real Corona, y tmir n e re " 
lo caufa la demafiada e bondad y con- e trop 
j fianza que vueltra Mageílad tiene deíle g rande 
! linage de los Abencerrages , fin faber en 
; la traycion en que andan. Muchos ca- 
válleros ay en Granada que lo han que- 
\ rido dezir /, y no fe atreven ni han ofa- f voulu 
¡do, refpeto del buen crédito que con- <to 
| tigo Señor eíte linage tiene. Y en ver- 
jdad que yo no quinera g dezirlo, mas g i e ne 
iíby obligado á bol ver h por la hora de ™? p r l ¿¿ 
;mi Rey y Señor. Y affi digo a vue- fpondre 
íltra Mageílad , que de ningún cava- 
llero Abencerrage fe fie de oy mas en 
[ninguna manera % fino quieres i perder ^ v tu ne 
jel Reyno. Turbado el Rey le dixó : pues 
di me amigo lo que fabes, no me lo ten- 
gas cubierto , que yo te prometo gran- 
des mercedes. No quifiera k fer yo el *fe 
defcubridor deíle fecreto > fino que o- 
■tro lo fuera; mas pues vueílra Mage- 
Aa i tad 



veux 



ne 

01:& 



a me de- 
couvrir 

h mis 



r mis en 

dií^racc 



d nú» 

e appeller 
./imffl 
g neveux 

h laííTeront 
i felón 

k couíins 
germains 
i fansplus 
de repos 
vi appeller 



n te tuer 
¡5our tV 

íkr 



368 tJifiorh de las G tierras 

tad me lo manda, lo avré de dezir j dán- 
dome palabra Real , de no defeubrir- 
me a : porque ya vuéítra Mageítad fabe, 
que yo, y todos los de mi linage,eitamos 
mal puertos b en las voluntades de los 
Abencerrages : y podrían dezir , que de 
embidia de fu nobleza y profpera fortu- 
na y fama los avernos rebuelto c con 
vueítra Mageftad : lo qual yo no querría, 
por todo lo del mundo. No receleys tal 
cofa , dixó el Rey , que yo doy mi Real 
palabra , que nadie ¿/lo entienda de mi , 
ni por mi fea defeubierto. Pues mande 
vueítra Magelíad llamar e á Mahandin 
Gomel que también/ fabe efte fecreto, 
y mis dos fobrinos g Mahomad y Alha- 
muy , que ellos fon tales cavalleros, que. 
no me dexarán» ¿mentir, fegun i lo que 
eítoshán viíto,y otros quatro cavalleros 
Gómeles , primos hermanos k del Ma- 
handin Gomel que digo. El Rey fin mas 
foffiego /, los mando llamar m , y fiendo 
venidos todos en fecreto , fin que mas 
cavalleros uviejle, el Zegri comentó a 
dezir deíla fuerte, feomo que le pefava>¡ 
moftrando en fuafpedto, ) Sabrás po- 
derofo Rey, que todos los cavalleros 
Abencerrages eílán conjurados contra 
ti, para matarte, por quitarte n el Rey 

n( 



Civiles de Granada. 3 69 

no, Y eíte atrevimiento a ha falido de- a audáce 
ilos, porque mi Señora la Reyna , tiene 
amores con el Abencerrage llamado b b appeiré 
Albinhamad , que es uno de los mas ri- 
cos y poderofos cavalleros de Granada: 
que quieres r , ó Rey de Granada que te ' voudrois 
diga , fino que cada d Abencerrage es achaque 
i un Rey , es un Señor , es un Principe : 
\ no ay en Granada fuerte de gente que 
no lo adore : mas e preferidos fon que * plus 
jvueílraMageftad. Bien tendreys en la^™¿„ 
memoria Señor mió, quando en Gene- bal 
\ larife haziamos Zambra/, que el Mae- g cnvo J^ 
I ftre embió á pedir g defafio, y falió Muca ^c^out 
I por fuerte : pues aquel dia, yendo paífe- m'aiiant 
i. ando h , yo y eíte cavallero Gomel que |^ t rme ~ 
j eftá prefente , por la huerta i de Ge- ¿ J3 rdin 
[■nelanfe , por una de aqueLlas calles k ¿ ruj* 
[ que eílán hechas de Arrayhan, de inv m ^Jfa 
j provifo debaxo l de un Rofal , que le temps 
haze rofas blancas , que es muy grande, ^¿ a [^ a 
[ yo vi ala Reyna holgar m con Albinha- beiiement 
I mad. Y era tanta la dulzura de fu. paila- nous nous 
í tiempo, q no nos íintieron, yo fe lo mo- ^&™ " 
ftré á Mahandin Gomel,que efta prefen- tendifmcs 
te que no me dexará n mentir , y muy ^. qu °y 
quedo nos defviamos de aquel lugar ;■, ^ & r °aa : 
y aguardamos en que parava la cofa a , y bout de 
; ! acabo de rato f vimos falir fila Reyna ^^ 
A a 4; íbla^ rorúr: 



370 fíiftoria de las Guerras 

fola por alia baxp a , junto la Fuente de 

'# par la los Laureles, y poco á poco fe fué adon : 

l>a* de eftavan las Damas mwy dillimulada- 

mente. De alli á una gran pieza , vimos 

falir á Albinhamad muy de efpacio difli- 

h faifant .muladó, dando buettas b por la huerta 3 

piufíeurs cogiendo c rofas blancas y rojas , y de- 

€ jardin , Has hizo una guirnalda y fe la puso en la i 

cueiiiant cabeza d. .Noíbtros nos Fuymos ázia 

la ^ííe^ e l e ? como ( l ue no fabiamos nada, y le 

e fufmes hablamos/ preguntando g en q íe paf , 

ve rs luy f a el tiempo. A loqual Albinhamad nosí 

juy C paria- refpondio i Ando tomando h plazer poti 

mes efta huerta ¿, que es muy rica , y tienq 

g luy de- mucho que ver. Y diziendo eíto, nos dic 
mandan* < t ^ , i r . r 

h je vay a cada uno k de nofotros dos rofas, j 

prennant afli nos venimos hablando , haíta llegan 
^ J chacun donde / vueftra Mageítad eíiava cor 
/jufquesá los demás m cavalleros. Quifimos n dai 
arriver oú te av ¡f ¿ e \ Q q Ue p a fla V á > y no ofamos i 

vn autres r - r , *,' ■ * r - ' j'-ri 

# nous P° fer cofa de tanto pelo , por no dirrp 
vouiumes famar á la Reyna, y alborotar ¿? tu Cor^ 
«&trou- te: porque entonces p eras aun nuevee 
p aiors Rey, Y eílo es loquepafTa, f abre ei 
q ouvre ojo , y mira q que ya que has perdido M: 
V^ 11 ' & honra 3 no pierdas el Reyno'y defque ¡ 
rcgai< ía vida, que es mas que todo.Es poíTiblc 
r ni tombé que no has advertido , ni cay do r en la 
, cofas de los Abencerraje^ ? no te acuer J 

da ! 



¡ 



Civiles de Granada. 371 

las a en el juego de la fortija de aquella a netc foq- 
¡leal Galera , que el vando Abencerrage vient 
netio ? como en el Efpolon traya b un h portón 
oundo hecho de criftal , y al torno del 
mas letras, que dezian : Todo es poco. 
\Xi efto ellos dan á entender , que el 
unido es poco para ellos : y en una 
ropa della en lo alto del Fapal, trayan c c lanternc 
¡n falvage que defquixalava d un león, ponoint 
t'ues que quiere fer eíto e y fino tu el £*'££. °* 
ieon, y ellos quien te acaba y aniquila? choircs 
I uelve/* Señor fobre ti, haz caftigo que e J^ e veu * 
ibmbre^ el mundo , mueran los Aben- f retournc 
^rrages, y muera la defcomedida h y g efpou- 
dultera Reyna, pues afli pone tu ^ c- 
íonrra* por tierra. Sintió tanta pena y furée 
joíor el Rey , en oyr cofas tales , como * met ton 
t juel traydor Zegri le dezia, que dando 
rédito á ellas, fe cayó amortecido k en k tomba 
erra gran eípacio de tiempo. Y al cabo efvanoüy 
e tornar en fi, abriendo ■/ los ojos , dio / ouvrant 
> \ñ profundo fufpiro , diziendo : O Ma- 
oma, y en que te ofendí, eñe es el pago 
ae me das por los bienes y fervicio que 
¡; he hecho , por los facrificios q tengo 
: frecidos , por las Mezquitas que tengo 
|n tu nombre hechas , por la copia de 
iicieníb que he quemado en tus alta- m j'ay 
fhm : ? A traydor, como me has enga- ¡£^;j? 

nado. 



yji fíijloru de las Guerras 

s trompe fiado ¿. No mas traydores , vive Alha 

que han de morir los Abencerrages, y 1 

Reyna ha de morir en fuego. Sus , cava 

Meros, vamos á Granada , yprendafe 1 

b incomi- Reyna luego ¿, que yo haré tal caítigo 

nem que fea fonado por el mundo. Uno d 

los ca valleros traydores,que era Gome 

€ \\ nc te dixó: Eífo no, que no lo acertaras c¡ po 

pas lta *l ue fi a ' a ^* e y na prendes, todo es perd 

d tu mets doj, y pones d tu vida y Reyno en cor 

dicion de perderfe : porque ü la Reyt 

fe prende , luego Albinhamad iofpech 

n[ra UP5 ° n " rá e la cauía de * P rifi °n 5 y recelar 
/ prendra ha/, y convocará á todos los de fu lin 
Talarme g e ? q Ue e ^án aliftadqs g para tu dar 
g enro es ^ ^ defenfa de la Reyna , y fin éíto ; i 
h fa&ion fabes, que fon de íii vando h , y parcia t 
dad los Alabezes y Vanegas y Gazule , 
que fon todos la flor de Granada. Mas fc 
que fe ha de hazer para tu venganza , i 
ífortpaifi- q Ue mU y foífegadamente y fin albor-. 
& e ftSs ' to í > gandes un día llamar k á los At> J 
bruit cerrages que vengan a tu palacio Red| 
k un jour y e ft a llamada / ha de fer uno á uno .1 

appeíler J % „ l¿ 

l & cét ap- ten veynte o treynta cavalleros muy 1 * 
pti _ aderezados m de armas, de quien tu I 
7 r mcz bie ñor te fies 5 yenentrento que entre 1 
n inconti- cavallero Abencerrage , mándale luéx 
nent de- desollar nX fiendo affi echo uno á u>fj 
«? puCf 5 " q J 



11 



Civiles dt Granada. 373 

guando el caío fe venga á entender , ya 
|o quedará ninguno de todos ellos; y 
¡uando fé venga á faber por todos fus 
imigos : y ellos quifieren hazer algo a a vou- 
ontra ti, ya tendrás el Rey no amedren- d™ntfaire 
Itdo b, y en tu favor á todos los Zegris y chofe Ue 
órneles y Magas, que no fon tan po- ¿intimidé 
:>s,ni valen tan poco, q no te (acaran c ' 



retire- 



ront 



paz y á falyo de todo peligro d. Y efto d períl 
fecho, mandarás prender á* la Reyna, 
pondrás fu negocio porjufticia, ha- 
endolefuaccuíacion de adultera 5 y 
■j je de quatro cavalleros que entren 
pn otros quatro, que la acufarán, á ha- 
it batalla. Y que ñ los cavalleros que la 
ífen4ieren vencieren á los quatro acu- 
dores, que ferá la Rey na libre; y que íi 
vs cavalleros de íu parte fueren vend- 
as > que muera la Reyna. Y deíta for- 
ía, todos los del ¡inage de laReyna,que 
>n Almoradis y Almohades y Marines, 

fe moítrarán tan efquivos ¿?,ni fe mo- e fi snfli- 
prán aíli tan ligero , penfando que eftá P ortabIes 

1 juíticia de tu parte , y lo tendrán por 

puy bueno. Y en lo demás , dexa/Se- / & au ¡; e " 
jor. hazer á noíbtros , que todo lo alia- ¿^phtirós 
aremos g , de manera que quedes h h tu de- :" 
|sngado , y tu vida y Reyno feguro. mcu ^* 
lien me aconíejays , ó cavalleros leales 
iios, dixó el Rey. Mas quien ferán 



374 HiJiorU de las Guerras 
los quatro cavalleros , que harátl el acu 
fation a la Reyna, y entrarán por ello ei 
4 fortcnt' batalla, que iban tales que íalgan a co 
fu pretenfion. No cure vueítra Mageíla 
deffo, dixó el traydor Zegri, que yo fer 
el uno , y Mahardon mi primo herm; 
f coufín j^ y e } o^o 9 y Mahardin el tercero , 
gcrmam ^ k ermano ^lyhamete el quarto. Y í 
f matate- en Mahoma , que agora c en toda i 
nant Corte no ib hallarán d otros quatro, qi 

rom° UVC " tan valientes iban , ni de tanto valor 
e fe mettre aunque fe ponga e Muga en cuenta 
jfeneojnp- p ues f us> dixó el engañado g y defve 
g trompé turado Rey, hagaíe anfi : vamos b á Gi 
h aiions nada y daremos orden en tomar / ju¡ I 
k infarta- ven S anza - O Granada, defaventurada ' 
néc de ti, y que buelta / fe te apareja, y q jj 

/changc- cayda m has de dar, taü grande q; 
m qheute J atllas no te puedas levantar , ni cobi ■< 
tu nobleza ni riqueza.- Goneíto fe ful 
ron los traydores y el Rey á Granad! 
y entrando en el Alhambra , fe f uerJ 
n ovl á la Real Cafa del Rey , adonde nná 
o fortirem R e y na con fus Damas , le falieron .1 
p jafqucs recebir haíta/* las puertas del real 14 
q ne voa- j ac j Q . mase lR e y no quifo poner q \ 

ojos en la Reyna , fino paífar de iargí , 
fin detenerfe con ella coqio folia, : 
que qo poco maravillada, la Reyna, 2 



Civiles de Granada. 37^ 

acogió a fu apofento a con fus Damas , 
o fabiendola caufa de aquel no ufado en la' 6 , 
kfdendelRey. El qualpafsó aquel dia¿ chambre 
[iflimuladamente con fus cavalleros, ^ á ce Jour 
Ufta la noche c que muy temprano d c jufques 
enó , y fe fué a recoger e á fu cámara / * ] * m }& 
iziendo, que fe fentia indiípueíto. Affi bonne^ 
odos los cavalleros fe fueron áfus po- heure 
tdasg. Toda aquella noche el defventu- j ^-¡j-t ■ 
idoReypaftó ocupado en mil penfa- g chaina 

(lientos: 110 podia repofar: dezia entre bres 
: O Jin ventura AudilliRey de Granada > 
, «¿# apunto eftas de perderte a ti y a tu Rey- 
' 0. Si yo mato h eflos cavalleros ,gran mala ¿ j e tue 
Hiyami Rey no je apareja, y (i no los mato i, i Ies tu é* 
í'j" verdad lo que me han dicho , tam- 
ben k foy perdido : no se que remedio to- ¡ preñdrd 
íwr para JalirX de tantas tribulaciones. Es pouribrtir 
ojfible y que cavalleros de tan claro Un age , 
enfajfen hazer tal traycion ? no me puedo 
\erfuadir a creer tal. T cspojjible que mi 
huger m la Rey na hizieffe tal maldad v\? no m rtia 
; creo s porque jamas he vi/lo en ella cofa femme 
ue no je deva a recada muger o¿ Mas i mecfoaá- 
ue propofito , y a que caúfa los Zegris me ccté 
an dicho e ¡lo f no fin mjjlerio me lo han 1 m °dcfte 
Hcho. Si ello es ajfi 3 vive Alha poder ofop> p vive 
ue han de morir los Abencerrages y la Di cu puif* 
*eyna % En efto y en otros diverfos íaiu 

pea- 



a jufques 
au matul 
b fortit 
c oü il 
trouva 
d atteti- 
thient 
e ííe:<e< 
f i everen- 
ce 

g luy dón- 
nant le 
bon jour 
h caitiipagr 

j'combatre 

.¿apon ie¡ 

7 s'eíiouir 

$» demeu- 

roit 

fc &appcl- 

lant 

inconti- 
hent il 
miít 

' p corpsde 
logis 

^bourreau 
r ínconti- 
rvetít 
f fortít 

1 & mit 
tn execu- 
tion 

fc s'enalla 
fc oü il 
írouva 
•* equipe* 



376 fíifloru de las Guerras 

penfamientos pafsó el Rey toda aquellí 
noche , fia poder dormir , haíla la ma 
ñaña a que fe levantó y falió h á fu rea 
Palacio , donde halló c muchos cavalle 
ros que le aguardavan d , todos Zegris ; 
Gómeles y Magas ¿ y con ellos los cava 
lleros traydores 3 todos fe levantaron d< 
fus allientos e , y hizieron grande mefu 
ra/alRey.* dándole les buenos diasn 
Y citando en efto , entró un Efcuden 
quedixó al Rey > como la noche palTad 
avia venido Muga y los cavalleros ^| 
bencerrages de la Vega h } dc pelear / co:J 
los Omitíanos, y trayan k dos vanderai 
de Chriítianos, ganadas, y mas de treyr I 
ta cabezas. El Rey moítró holgarfe |¡ 
delloi mas otro le quedava m. Y llamar J 
do n á parte al traydor Zegri ^ le dixtí I 
que luego pufiefle o treynta cavallerci 
muy bien aderezados en el quartp de leja 
leones^, y que tuvieíTe apercebido u|< 
verdugo q> con todo lp necelTario , pai 
lo que eítava tratado.Luego r el trayddj 
Zegri falió/del Real palacio, y puso poj? 
obra / lo que el Rey le mandara. Y eítí 
do todo püeíto á punto, el Rey fue aviííi 
do dello ,y fe fué ú al quarto de los lee 
ties,adonde halló v al traydor Zegri, coi 
treynta cavalleros Zegris y Gomek 
muy bien aderezados x-, y con ellos u : 



Civiles de Granada. 377 

erdugo á* Y al punto con un page fuyo *bourreaií 
lando llamar b aAbencarrax (u Alguazil * a PP cU< * 
layor c. El pagc fué, y lo llamó de parte ' ^mi 
¡el Rey 5 Abenearrax fué luego al real prevolt 
amado d. Y aíli como entró ert la qua- d appel 
ra e de los leones le echaron mano/Tin * ch ^ré 
ue pudieffe hazer renitencia 5 y alli en / lu/jette- 
na taza g de alabaftro muy grande en rcnt i a 
n punto fué degollado & Defta fuerte ™ ndef - 
íé llamado A toinhamad , el que fué a- giáenuné 
ufado de adulterio con la Reyna,y tam- <?oape , . 
ien fué degollado i corito el primero^ ¡ ^^ 
>eíte modo fueron degollados treynta fui decapa 
I íeys cavalleros Abencerrages de los ^ 
lias principales de Granada, fin que na- 
ie k lo entendieíTe. Y fueran todos fin q k auctiri 
¡uedara/ ninguno, fino q Dios nueítro / demeura 
1 Señor bol vio m por ellos: porque fus o- m retour* 
¡ras y valor no merecieron que todos na 
:abaíTen tan abatidamente n , por fer n actevaf* 
; puy amigos de Chriftianos , y averies ^J^*^ 
fecho muy buenas obras. Y aun quie- & enea. 
L-p o dezir los que eftaVan alli , al rc ? vo *- 
tempo del degollar p , que rüorian ™f™ s 
luiftianos , llamando q á Chriíto cru- qu'on les 
itficado , que fuelle con ellos £ y en eí ^ rg g|| 
i ijuel poftrer r tránceles favorecielfe : l uniere 
í i afli fe dixó defpues. Bolviendo f al / recour- 
; íifo, no quiso / Digs que aquella cru- " a ^ ^ 

eldad iut 



378 fíiftoria de las Guerras 

a de la eldad paíTafle de allí a , y fué que un pa 

gezillo, a cafo de uno denos cavalleros 

¿qu'aucun fe entró fin que nadie lo echafle de veri 

eu veu con fu Señor ; el quai vio como á fu Se 

c egorge- ñor degollaron c y vio todos los dems 

cavalleros degollados¿ Y al tiempo qu 
d ouvriret abrieron la puerta para yr á llamar d 
pour aiicr otro cavalleros el pagezillo falió, y tod 

e P 1dn d *' eno ^ e temor llorando e por fu Señoi 
crainte junto la fuente del Alhambra i dond 
pieurant agora eíta el alameda/, encontró co 
feíSf 1 ' el cavalleroMalique Alabez, y con Ata 
le botage ñamar, y Sarrazino, que fubian g al A 
g rnon- Cambra, para hablar % con el Rey. Y c< 
b parier V&Q aíli los encontraííe, todo ílorofo i 1 
i efploré temblando les dixó. Ayfeñores eavailero 

por Alba Santo, que nopajfeys adelante, jiti 
k plus óü« quereys k morir de mala muerte. Como 1 a¿ 
tre íí ne refpondió Alabez; Como , feñor , dbl 
/comment eipage, avreys de fabef , que dentro áú 
wcorpsde quartótnde los leones ay grande cantidí' ; 
decap'- cavalleros degollados n , y todos J\ú 
tez Abeñcerrages ;y mi Señor con ellos > queyoim 

t> écorger v ¡ degollar o .• porque yo entre con el , y ¡ jj 
p prirent pararon p mientes en mi : porque el Saw 
garde Alba ajfi lo permitió : y quando tornará 
q ouvrir a abrir q la puerta faifa del quarto de 1 
r íins forty l eoneSy me f a l¡ r p or Mahomafanto quepo 

fmetiez gays cobro f en eílo. Muy maravillad* 
ordre qu 



Civiles de Granada] 3 79 

Quedaron a los tres cavalleros Moros .• y a demeu , 
ñirandofe b los unos á los otros, no fa- rcrent 
:>ian que fe dezir , íi lo creyelTen , uno h fe re S* r * 
\benamar dixó : Que me maten c fino ay c tuenc 
rran iraycion , fi- efto es. Pues cómo lo /ábre- 
nos, dixo Sarrazinó? Como yo os lo diré dixo 
ilabe'z. Redaos d Señores aqui vofofros,y 4 <fe'meú* 
% vieredes que fiube c dgun c ¿vallero al At»\ monte 
I ambra, fia Ábencerrage , o no lofie¿¡ , no le 
¡exays f paffar , dezid que fie detengan un f laííTcz 
\vcó,y entre tanto yo me [legare g a la cafa £ j'arrivo 
I ealy/abre lo quepaffa , yfiere aqui breve- ray 
\iente. Guie os Alba, dixó Abenattiar." 
pi aguardaremos h. El Máliqúe ííibió i b jcynous 
i toda prieffa ai Alhatribrá , y al entrar ? ttend ^ns 

1 , , r 1 n v , * monta 

ov la puerta della encontró con el page 

fel Rey que á gran prieffa falia^.El Malí- k íbrtoit 

Uie le preguntó , adonde va 1 con tdlpriefi- / demanda 

íji : A llamar m voy un cavallero Ábencerra- oü allez 

U y refipondib el page. £)uien le embia a lia- m appeileí: 

Hr, dixo el Malique ? El Rey mi Señor , le 

ífpondib el page : no me detengays , que no 

i? cumple parar nada n. Mas fi vos Señor C. c ., 

Atltque quereys hazer o una buena obra , pqimarrc-' 

I %ud p a la ciudad \ y a todos los Ábencerra- ltcr ;; 

¡p que encontreys , les direys que fie fial- \]^ t% 

%n<\ luego de Granada , porque ay grande p défcéii- 

id contra ellos. Y diziendo eíto el pá$e, ^ 

t) paro allí r un punto 9 fino a gran ; nVrcíta 

Bb pri- tt 



i 



380 fíijloria de las Guerras 

a s'en alia prieffa fe fué /tala ciudad. El valiente 

Malique Akbez eftando fatisfecho y 

cierto de algún gran mal, bolvió adonde 

b tttoui-na avia dexado b á Sarrazino y al buen Abe- 

oú il avoit n amar , y les dixó: Buenas amigos , cierta- 

mente ay gran mal contra los cavaileros 

Abencerrages : porque nnpage del Rey , fia 

t par ícy ^r ^ ave y S v ij¡- p a ffar a prieffa por aqui c 

me dixo\que a todos los Abencerrages que en* 

d fortiíTcnt contraffe*, les diejje avtfo> que Je faliejfen d de 

e Dicu me fa ciudad, porque ay grande mal contra ellos* 

que Ton Valame Alha , atxo Sarrazzno , que me ma- 

me tue t en zfwo andan los Zcgris en efto f 5 Vamos 

nrélenT f re fi° * ^ c ' m< ^ A ^3 demos 'avi Jo de lo qué 
g mette ' pajja ¡porque a tan gran mal fe ponga g al* 
h cela ne g Un remedio. Vamos dixo Abcnamar, que en 
owbiier e fi° n0 q u ^ e wer dejcuydo bu Y diziendo 
i fe retoúr- efto , todos tres á gran prieffa fe bolvie- 

? & e devant ton * z ' a c ^ u ^^> Y antes de llegar á la 
que d'arri- calle k de los Gómeles , encontraron 
ver á la con e l capitán Muga ¿ y con mas át 
Tavoíent veynte cavaileros Abencerrages , de loí| 
eflc á la que avian ydo á la Vega á pelear / cor> 

f Sm- Iie Chriftianos > y le y van a habIar m al Re y 

bitre para darle cuenta de aquella jornada; 

m parier Alabez como los vio , les dixó todo al 

metteí borotado n : Cavaileros ¡poneos en cobro o 

vous en que una grande tracción ay armada contr» 

ícureté vofotros : y fabed que el Rey ha mandado mt; 
t> tucr plus ■ t ñ 

1 lar mas p de iteynta cavaileros de vuejn 



TAvtUs de Granada. 381 

, linage. Los Abencerrages eípantados y 
: atemorizados ¿ , no Tupieron que íe de- a , nt i m i, 
zir : Mas el valerofo Muga les dixó : A fe dez, 
de ' cavalleroquejitraycionay , que en ella 
andan Zegris y Gómeles , porque yo he p ara- 
do b mientes y no parecen en la ciudad^ b j'ay p r í$ 
que todos deven de eftaren el Alhamhra garde 
:onel Rey. Dicho efto , bolvió átras c c retour.- j 
í Jiziendo : Vengan/e iodos conmigo > que n01 ' c der- 
>o pondré d remedio enefteeafo. Afli to^ 5n r e e met . 
¡ ios fe bólvieron e con el valerofo Muga tray 
ila ciudad, y en llegando f á la plaza es ' enre - 

r'rr xí A -„ tournerent 

íueva, como fuelle Muga Capitán gene- f en am- 
al de la gente de guerra en ptuito man- vant 
lo llamar £ un añafil h : y aviendo veni- § É^ÜB 
(Jo, mando que tocaiíe a recoger / á te 
Mneíla. El añafil hiziendolo afli , fué * com ' 
íjiego oydo, y en un punto fe juntó "nncr 
'luchiflima gente ¿ afli de cavallo como pour fe 
'e á pié > y los Capitanes que folian raIlier 
caúdillar k las banderas y gente de k amaífec 
•uerra. Juntaróníe muchos cavalleros 
h mayor cuenta / 3 y todos los mas^ / de ^ran* 
jrincipales de Granada > fólo faltaron dc eñime 
" legris y Gómeles y Mugas , por donde 
} í acabaron de enterar m y fatisfázer m aC heve* 
hielos Zegris andavaa en aquella tray» r e "t de 
*|on. Quando eftuvo toda efta gente s ' aírcüref 
! .jnta 5 el valerofo Malique Alabezco- 
Bb z mo 



j8 % fíiftoria de las Guerras 

a nc pou- xñO no le cogía a el corazón en el cueijj 
voit teñir ^ Q ^ comenz 5 ^ dezir á bozes: eavalleros 
y gente ciudadana valer ofu: que eflays pre- 
fentes,fabed que ay gran traycion, que el Rey 
b cóuper chico ha mandado degollar b granearte de 
la tefte los eavalleros Abencerrages : y fino fuera 
descubierta la traycion por orden del Santo. 
Alha y ya no quedara ninguno a vida, vamos 
c nc vou- to ¿ os ¿ i¿ venganza , no queremos c Rey ty- 
d tufe ° rano, que ajji mata d los eavalleros que de- 
fienden fu tierra, A pena el Malique Ala- 
bez uvo acabado , quando todo el tu- 
multo de la gente plebeya > comenzó a 
e hurle» dar grandes bozes y alaridos e , apelli- 
™ ens ¿- dando /'toda la ciudad , diziendo : Tray- 
aonjrayaony que el Rey ha muerto ios cava± 
lleros Abencerrages: Muera el Rey , muera el 
g nous né Rey : no queremos g Rey traydor. Efta boz j 
vouions confufo ruydo h comenzó á correr poi 
toda Granada con un furor diabólico, ; 
i pnrent toc j os tomaron i armas á gran prjeífa , ; 
k monter comenzaron á fubir k al Alhambra, y ei 
/ plus un improvifo fueron juntos mas / de quai 
renta mil hombres, ciudadanos, officis 
les, mercaderes, labradores > y otros ge 
ñeros de gente } que era cofa de efpant 
y admiración , vqr en tan breve punt 
f«multitü- junta tanta muchedumbre m de gente 
dc fin la cavalleria que fe juntó , que ei 

grar 



i 



Civiles de Granada. 385 

grande, de Abencerrage^que avian que- 
dado a , que paffavan de mas de docien- a demeuré 
tos cavalleros : con ellos Gazules , Va- 
negas, y Alabezes, Almoradis, Almoha- 
des, Azarques , y todos los demás b de b autres 
Granada, Los quales dezian á bozes : 
Si efloje confíente? otro dia matarla c a otro c autre 

Uñare de los que quedan- d. Era tanta la Jp u ¡¡ íuer ^ 
¿. d . ** .4 1 /* d demeu- 

bozeria e y rumor que andava/, y un rent ? 
I conflito confufo , que á toda Granada e ajerie 
¡ aífordava, y muy Iexos de alli g fe oyan f |M* 
\ los gritos k de los hombres , tos alari- foing de \i 
dos i de las mugeres , el llorar de los ni- ¿ crieries 
I ños k. Finalmente paílava una cofa que í cmei ^ r " 
¡ parecía que fe acabava l el mundo , de k le piorer 
\ tal manera que muy claro fe oya en el * Q * S" fa . n$ 
I Alhambra. Y recelando m lo que era , el m & f 0U p. 
I Rey muy temerofq -m , mandó cerrar las gonnant 
\ puertas deL Alhambra-, teniendofe por * craimi£ 
mal aqpnfejado en lo que avia hecho o : o fait 
y muy efpantado. , como fe avia def 
cubiertoaqueLfecí-eto. Llegó p pues a- * arnva 
[quel tropel y confufion de gente al 
Alhambra, dando, alaridos #. y bozes r ■ , ^ciameurs 
1 diziendo : Muera el Rjey , muera el Rey , < c " s 
Y como hallaífen/ las puertas- cerradas , rC n t 0QU " 
i de preíto mandaron traer t fuego para t apporter 
quemarlas % loqual fué luego hecho. « r lesbruf - 
Porquatro, ó feys. partes . pulieron v fue- v mírem 
Bb 3 go 



3 84 BiftortA de las Guerras 

go al Aihambra , con tanto ímpetu y 

braveza, que ya fe comenzava á arden 

El Rey Mulehazen padre del Rey Chico, 

a trouble como fintió tan gran rebuelta y ruydo a, 1 

& bruit fiendo ya informado de lo que era, muy 

enojado contra el Rey fu hijo , delfean- 

h deíirant do que le mataíTen b , mandó al punto 

tuaflent abrir una puerta faifa del Aihambra , di- 

ziendo que el queria falir á ápaziguar 

c vouloit aquel alboroto c.Masá penas fué lapuer- 

íbrtir pour ta abierta, quando avia mil hombres pa- 

appaiíer n « 7 . 

ce trouble W entrar por ella. Y como reconocie- 
ren alie- ron al Rey viej o, arremetieron a eld > y 
rent vers levantándolo en alto dezian : Effe es 
nueftro Rey y no otro ninguno , viva el 
e&ieíaif- Rey viejo Mulehazen. Y dexandolo e 
faiit puefto en buena guarda por la puerta fai- 

fa entraron gran cantidad de cavalleros 
f gens de y peones/, los que entraron eran Gazu- 
les, Alabézes, yAbencerrages, conafc 
g plus gunos peones, que paffavan de masg dé 
docientos. El Rey viejo cerró preíto la; 
puerta faifa ¡ mandando á muchos que 
h ácmmxé con e ^ av * an quedado h , que la defen- 
dieíTenyporque nó uvieffe dentro del Ai- 
hambra mas mal de lo que podia aver 
con la gente que avia dentro. Mas po- 
co aprovechó eíta diligencia , porque la 
gente que eltava dentro / era bañante 

- á de- 



Civiles de Granuda. 38 <$ 

i deílruyr cien Alhámbras. Y la otra 
corria por todas las calles 4 , dando vo- a tus? 
zes, diziendo : Muera el Rey , y los de-, 
mas traydores. Y con eíte ímpetu llega- 
ron b á la cafa Real, donde hallaron c fo- \ *™ v e ¿f fc 
\ la á laReyna y fus Damas como muer- rent 
tas , no fabiendo la caufa de tan grande 
alboroto d y novedad, X preguntando e ¿ 5 ro d ubIe 

I donde eftava el malo Rey: no faltó quien mandant 
! dixó,q eftava en el quarto de los Leones. 
¡Luego /todo el golpe de lamente del finconti- 

I I tropel g fue alia, y bailaron h las puertas | c t n r oupc 
¡cerradas con fuertes^cerraduras, mas po* b truuve- 
jco. les aprovecho fu fortaleza, que alli rcllt 

I las hizieron piezas i y entraron dentro, ,- i C smir£t 
a peíar k dp muchos cavalleros Zegris cn P iecc s 
I que alli avia ,. que defendían la entrada. ma grq 
¡Y entrando los cavalleros Abenserrages Xt 
\y Gazules 3 y Alabezes, y viendo la mor- 
tandad i¿ de ios caballeros Abencerra- /■ tuerta. 
ges, que ayia en aquel patio ,m, que el m cn !a 
i Rey avia ¡ mandado degollar m quien «Xcapíter 
|ps diralafaña ef corage que los Aben- o courroux 
cerrages vivos irvieron y fintieron, de 
aquel cruel eípe&aculo , y con ellos 
todos los demás f, que los acompaña- ^icsautres 
van. No pudiera aver tigres tan crue- 
les como ellos y y aíli dando bozes , ar- 
remetieron á mas q de quinientos cava- 1*^}\ U 
Bb 4 lleros P s ' 



386 fíifiprU de las guerus 

líeros Zegris , y Gómeles , y Magas, que 
large éftavan en aquel ancho a y gran patio i \ 
b cotíh por defender al R^y Chico, diziendo ; 
mueran los trayejores que tal tráycioíj 
han hecho y aeonfejadp. Y con; anima 
furibundo , dieron en ellos a cuchilla 
c\ coups das c. Los Zegris y los de fu parte fe de : 
<i cfpee fendian muy poderofamente y porque 
eítavan muy bien aderezados y aperce- 
¿fortbien bidps d para aquel cafo. Mas poco les 
en couchc valia fu apercejpimiento , que alü los ha- 
rcifiez 3 * zim pedazos e: porque en menos de una 
e les mi- hora , ya tenian muertos gran numero 
^eces" de cavalleros Zegris, y Gómeles , y Ma- 
f fa pour- zas- Y figuiendfo fu porfía^ y van matan- 
fuit re do y hiriendo g mas dellps : alli era el 
fuam & nt ru ySo k y boze^ia^ allí acudía / toda la .. 
bieíTant gente que avia fubido k de la ciudad , y 
h la ertoit fiémpre diziendo .' Muera el Rey y los- 
i accou- traydores. Fué tal^g deítruyeion , que¿ 
rok los cavalleros Abencerráges , y Alabe- 

% fony ¿es, y Gazules hizierpn, y tal fué la ven- 
ganza de los Ábencerrages muertos %i \ 
que de todos los Zegris que allí fe halla-. 
/ fe trou* r bn /y Gómeles y Magas , quedaron po- ; 
^ C ffcaehá eos en vida. El defaventurado I^eyfeeí 1 , 
nik peut condió m 3 que no podía ferhaljado m 
„ d ] re trou " Efto hecho , los cavalleros muertos á r 
traycion, que eran treynta y feys s de los, 



ve 



civiles de Granada* 387 

has ricos y principales, ios baxaron a á a lt l&$ 

? ■■• - 1 1 ii- / 1 i y.u cendirent , 

a ciudad, allí b en la plaza nueva tobre y lá 

años negros los pulieron c 5 para que t. mirent 
oda la ciudad los vieffeylamoviefle a 
ompaílí on ,' viendo un tan dolorofo y 
rifté efpeélaculo llenó ¿de crueldad. ^ pieín 
"oda la demás gente, andava^ por toda <? aiioit 
I Alhambra, bufcando/ el Rey con tal j c *™ m 
Iboroto q fe hijndian g todas aquellas fu'iis s'en«¿ 
orres y caías , refonando el eco de lo q fongoieñt 
- ¡aíTava por tudas aquellas montaos* Y 
tempeílaj ruydo h avia en el Alhamí h^m% 
ra, no menor tumulto y llanto i avia ' P^ ur$ 
m la defdichada k ciudad. Todo el ¿ malheu- 
■D "¡bebió en común llorava /los muer- ^tnCe 
% Ábencerrages. En particulares cafas P lorolt 
iJoravan a los muertos Zegris, y Gome- 
)ijs, y Ma^as, y otros cavalíeros que mu- 
birbn a biíeltas de ellos m en la borrad m parmy 
|4. Y affi por efte conflido y albordtQ eux 
3ciíyentürada, n fe dixó eíte Romance , mal- 
sín ledize. " ' heureux 
m p N Im torres delAlhambra, 
I \Jj Sonava gran bozeria o , o crieríe 
I % Y en la ciudad de Granada > 
:cl Grande llmto^ fe hazia^ P P leur$ , 
í Porque fin tazón el Rey 
Hizo degollar un di a q q fít de- 
Treynta y Jeys Ábencerrages capitcrun 

Nobles 



a trahifon 
defloyalc 
¿ íes pleu- 
rc pías 
f hommes 



¿enfans& 
femmcs 
é pleurent 



/ rúes & 

fencflres 

$ grand 

deüjl 

h deüil ne 

fe mit 



i d'oü for- 
t'oit la de- 
íjoyale 
trahifotr 

k dcüii 

gortoit 



l^hardieíTc 

m trouve» 
ifent 



388 Hifloria de las guerras 

Nobles y de gran valia : 
A quien Zegris y Gómeles % 
Acufan de alevojla a. 
Granada los Hora mas b 
Con gran dolor que finti¿ , 
Que en perder tales varones £ 
, fy mucho lo que perdis, 
Hombres , niños y mugeres d 
Lloran e tan grande perdida i 
Lloravan, todas las Vamos , 
guantas en Granada avia, 
Por las calles % ventanas £ 
Mucho luto g parecía , 
No avia Varna principal 
Que luto no fe ponia h , 
Ni cavallero ninguno 
Que de negro no vefiia % 
Sino fueran los Zegris 
Vo falio el alevofia i, 
T con ellos los Gómeles 
Que les tienen compañía, 
Y fi alguno luto lleva k , 
És por los que muerto avian, l 
Los Gazules y Alabezes 
( Por vengar la villanía ), 
En el quarto de los Leones 
Con gran valor y ofadia 1. 
T (i hallaran va al R¿y 
Le privaran de la vida,, 



Civiles de Granada? 389 

gpr permitir la maldad a ¿mefchaii* 

Que alli consentido avia. 
% Bolviendp agora b al fangriento y ¿ re tour- 
pertináz c motín de la Granadina gente, pant ma« 
contrá el Rey Chico y íüs valedores d, Jf^Sre 
Es de faber que el valerofo Muga, comcx d adherans 
vio poner e fuego al Alhambra 5 con gran e me " re 
prefteza pufo /remedio en aplacar £ fus / mit 
uriofas llamas k Y fabiendo qué el Rey | ^^ G . 
Víulehazen fu padre avia mandado abrir 
a puerta faifa del Alhambra , luego fc 
r ué por alia i> acompañado de una gran i ¡ncontí- 
ropa de cavalleros y peones k, Y en lie- "n"^ 8 -^ 
;ando halló / al Rey Mulehazen acom- ¿ pietons 3 
)añadodemasde mil cavalleros que le {&^™*^ 
;uardavan, y á grandes bozes dezian : 
Siva el Rey Mulehazen, al qual reconor 
irnos por Señor y no al Rey Chico,que 
tan gran traycion ha muerto m la flor m * f aiC 
'e los cavalleros de Granada.Muga dixó: 
p¡va el Rey Mulehazen mi padre > que 
fli lo quiere n toda Granada. Lomifmo * le veut 
ixeron todos los que con el venian : y °J^ t ^" 
iziendo efto , entró en el Alhambra, y droit 
; fueron derecho o á la cafaReal,y buf- P la cher -\* 
andola/toda', no hallaron q al Rey.- f™\ wl ^ 
>e lo qual íe maravillaron mucho , y verent 
aíTando al quarto r de los Leones >' J° ipsde 
ieron el gran eftrago /que alli avia/tuerie 

de 



vant trou- 
va 



390 Hijlori-á de las guerras 

de cavalleros muertos , Zegris , y G| 

meles , y Magas, por las manos <: 

ios Ábencerrages, y Gazules, y A! 

bezes. Y Nlu$adixó: Si tracción feh\ 

4 las cavalferos Abencerrages , ella fe 

vengado bien , aunque la tyaycion no tit\ 

n&efhnt wcompenfa nifatisfaSion. Y pefandoll 

rnarry de lo que veya , íáliódealli b > y fucl 

h fomt de lacarnafa c ¿ e i a Rey na ,. laqual hall 

€ chambre ton ¿toda llorofa y turbada, acomj 

d trouve- nada de todas fus Damas, y con d 

ten * la muy hermofa Zelima , a quien Mil 

amava grandemente. La Reynaledj 

á Muza, temblando: £¿ue es efioaX 

go Mu^ , que de/aventura es efia 

faena en la ciudad % en, el/ Alhamb\ 

éjenepuis ñ ue ■ n0 f ue ^° dar Q en lo que fea ? Cí\ 

jbger fon del Rey,, dixóMuga, que fin I 

/regarder r4r mas f ¿ e fó q HC d ev i er ¿ f^Jk 

plus r Ii • J 

confentir una notable: traycioft contra m 

cavalleros Abencerrages , de., quien, em 
recebidomuy grandes y. fe najados fervim 
% aujour- T en pago d ellos , oy g ha muerto tm 
d'huy f¿ Cavalleros , y mas h , dentro em 
$ *P US guarto de los Leones. Efte es el il 
i ordre recaudo i que el Rey mi hermano y 'k 
í aujour- firo marido oy k ha hecho ¡ o permm 
Mv* 4 ue & bizie/fe; por lo qual el Reynp m 
perdido , y el efia , ft parece ¡ a punt\d 

\ei 






Civiles de Granada. 3 9 1 

erderfc : porque ya toda la gente de Grana- 
ada, ajfi Cavdleros como los demos a Ejla- a au t rc ¿ 
'qs y han recebido a mi padre el Rey Mulé- 
azen por Señor y fu Rey. T a efta caufa anda, 
¡alboroto b ymotin y que vos Señora oys 9 ¿ carche 
unto Alha c , dixó la Rey na , que efto paf letrouble 
1 f ay de mi. Y diziendo efto fe cayo * Dieu 
mortecida en el fuelo d 5 en los brazos 
e la hermofa * Galiana, hermana/ de d tombé 
'clima. Todas las Damas lloravan a- cfvanoüie 
largamente g el cafo dolorofo acón- € beiie 
scido , y lloravan á fu triíle Reyna 7 f feur 
ueíla h en tal calamidad,, La hermofa f^S"* 
laxa> y Zeuma fe hincaron de rodillas h mife . 
leíante i del valerofo Muca : y Zelima * «'genoü- 

il'Crcní en 

orno aquella que lo amava de corazón^ tcrre ¿ e% 
í r le habló k deíta manera. Señor mió > no vant 
ne levantare de vueftrospies y hafta que me \ lu ^ parI | 
leys palabra , de hazer en efto hecho 1 ce que me 
anto , que quede m apaziguado , y el donniez 
ley vueftro hermano , quede en fu poff*™ e \ n e CQ 
\eJ]ion como folia. Que aunque el ha an~ fait 
lado defeometido n con vos , procuran- m demeu * 
lo mi amiftad no fe ha de mirar en tal n encoré 
lempo a pagar mal por mal , fino por mal qu'ü aic 
bazer bien > porque de aqui adelante o ten- f cou ? t ¿í 5 
m cuenta p de no ofenderos en efto , ni en od'orefna- 
fira cofa alguna , y en efto me hareys a mi vant 
uy particular merced. La hermofa Faú- ^rade 



3 9 i Biflor ta de las Guerras 
ma que ya fabia el amor de los dos , | 
terceó , fuplicandofelo mucho. El grsl 
Muga, como vio fu Sol á fus pies poítrí 
% profter- ¿ Q % 9 y acompañado de tanhermo,; 
l laiílér Luna, como era Haxa , rio pudo dexar»: 
e appaife- de darles palabra , que él apáziguaria j 
í. oit ,. todo aquel alboroto d y y al Rey pondría r 
e mettrbit en poíieíiion de fu reyno; Loqual d: 
gran contento á la hermofa Zelima , 
f P rit eri pago dello, Muga le tomó/ una m 
no, y fe la besó, que Dama ninguna 1 
vio, fino la hermofa Haxa $ porque! 
g autres demás g eftavan ocupadas en echar agí 
k jettcr de e n elroftro h de la Reyna. Laqual torrk 
vifoge" 1 en fi M >oran do 3 y Muga la confoló lo m i 
que pudo. Y porque fe hazia tarde pa:i 
negociar tanto como avia prometido, I 
Ir prit con- decidió / de la Reyna y de fus Damas,! 
ge fe falió de la cafa Real,y fué adonde eft» 

va el Rey fu padre, y le dixós Señor, ma\ 
% s'appai- da que toda, la gente fe fojjiegue y dexe k /J 

fe & laiíTe a rmds . fo pena, de la, vida , porque de ot\ 
% inconti- J r r •■ mi ?r i t 

nent manera Jera imfojjible afaztguarlos .Luegcí 

m cry el Rey lo mandó affi con pregón m Re4 
por toda el Alhambra, y por toda el I 

k criant ciudad fué pregonando n , y Muga y J 
mandado como Capitán general de | 

o rctiraf- B ente ^ e g uerra > <l ue todos fe recogió 
rent fen & á fus cafas : y á otros rogando/*. E ; 
p prisñt fo. 



Civiles de Granada. 39^ 

>rma q bien prefto fe apazíguo el per- 
naz a motin y rebelión , llevando unos a s'appaifó 
itento b y de feguir á Mulehazeti , otros fi&Ni- 
2 aífegurar al Rey Chico. Para eíto ¿ayantin- 
/udavan á Muga todos los mas princi- teiítion 
ales de Granada, y los Linages defapaf- 
onados, que eran Alagezes 3 Benaragesi 
augetes , Azarques , Alarifes , Aldora- 
ines, Almoradis, Almohades, y otros 
mchos Señores y cavalleros de Gra- 
ada. Deíta fuerte fue todo apazigua- . 
o, y Muga rogó cá todos que no qui- € P na 
\{knd á fu hermano la obediencia, fi- d ^f 1 }* ? 

que Granada bolvieffe * al eftado que ¡J ° e tour* 
ites / eítava , quefi traydoresy malos naft 
¿valleros no uviera que aconfejaran / aupará ~ 

1 Rey tan mal \ no paliara aíli aquel ne- 
pcio. Todos los cavalleros le dieron 
lúabra á Muga , de no quitar g la obe- g íler 
liencia á fu hermano el Rey $ fino fue- 

|n los Abencerrages, y Gazules , y Ala- 
bes* y Aldoradines, eítos quatro Lina- 
b poder ofos y ricos>no quinero b eítair h ne voií- 
|l la obediencia del Rey Chico, pues lurclit 
\xq admitió un coníejo tan lleno i de— ^ p lei ¿ 
t aycion. Y aíli era la verdad^ que el Rey 
, =ndo acdnfejado , no avia de admitir 
r ¡n mal confejo , y fi lo admitía llevar el 
^gocio k por otra orden>q menos daño k conduire 
í la ciudad y fu República le viniera. Y 1,affa,rc 



a gcntih- 
hommes 

h parlant 



€ tuer 



e fait 
/trop 
grand 
| enfans , 
cí femmes 
b aimée 



i? mis fá 
pcnséc 



k attendent 
/nes'ache- 
Ve 



394 Mftória de las Guerras 

affipor efte malytraydor confejo, í 
dixó aquel Romance , aunque antigut 
bueno, que dize anfi. 

CAvalleros Granadinos 
Aunque Moros hijos Dalgo a, 
Con imbidiofos intentos 
Al Rey Chico van hablando b , 
Grand traycionfe va ordenando 
Dizen que los Bencerrages , 
Linage noble afamado 
Pretenden matar c al Rey % 
Y quitarle d fu Rey nado , 
Gran traycionfe va ordenando. 

Y para emprender tal hecho e , 
Tienen favor muy f obrado f 
Ve hombres ■, niños ¡y mugeres g 
Todo, el Granadino Éftado , 
Gran traycionfe va ordenando. 

Y a fu Reyna tan querida h 
De traycion la han acufado. 
Que en Albin Abencerrage 
Tiene puefio fu cuy dado i , 
Gran traycion fo va ordenando* ,\ 

Delta fuerte va procediendo eíté R« 
manee antiguo, declarando la Hiítoria i 
avernos contado > y la traycion j y par 
que me aguardan k otras cofas de -rrw 
importancia,no fe acaba /.Pues bolvia* 

- .ó 






Civiles de Granada. 39»; 

do a al valerofo Muga,que con gran dili- a puis re- 
gencia procurava aplacar los ayrados pe- ^^"udr 
chos b de los principales cavalleros y la les cour- 
demas c gente¿ para ponellos d bien con rou ^ ées 
el Rey Chico íii hermano como antes e ^°a Ut r r e eS 
eítavan ¡ y alli truxeron / muchos á fu d les mct- 

voluntad. falvolos quatro linajes que tre • 

,: , , ^ 11 * aupara-. 

avernos dicho, y algunos reas cavalleros vant 
que no quifieron eitar g á la obediencia /attircrenc 
del Rey Chico , fino á la del Rey Mulé- {^J? 
hazen» Y afli fiempre uvo h en Granada meurer 
grandes diferencias entre los dos Reyes ¿ toü| í°urs 
padre y hijo haítai que Granada fué per* ,• & gfo 
iida , y la caufa porque los Gazules , y jufqües 
Alabezes ,y Abencerrages , yAldoradi- 
ses , no quifieron fer k de la parte del * °c vou* 
Rey Chico , aunque Mu<?a lo trabajo ^e* 
mucho / 3 fué por que ya tenian tratado / le folicí- 
:odos de bol ver km Chriítianos , y pa£ ta &** 
I arfe con el Rey Don Fernando , como ^urner" 
idelante n oyreys.Pues como vieíTe Mu- n cy-dcvac 
;a la mayor parte ó toda de la ciudad, á 
ii voluntad reduzida, para que Granada 
>olvieíTe0 alo que de antes/?, y el Rey ret0lIr . 
Chico fueífe reftituido á fu Real filia q narit 
orno folia , dio orden de faber adon- P com ™ e 
le r eítava el Rey Chico fu hermano, e¿ q \\^ z a 
ual como vio aquel grande alboro- r oú 
: >/y efcandalo , movido en fu daño, y ¡ troub;e 
C c que 



3 96 fííftoria de las Guerras 

que los Abencerrages , y Gazules , y A- 
labezes , avian entrado en el quarto de 
los Leones, con tanta braveza matando 
a tuant & y deítrozando a á los Zegris y Gómeles, 
ínettanten 110 ofando aguardar b el fin delrepenti- 
b attendre no ímpetu, fe falió r de la cafa Real por 
€ fortit un a puerta faifa , q falia d al boíque del 
e jufqucs Alhambfa , acompañado de hafta e cin- 
cuenta cavalleros Gómeles y Zegris ¿I 
f allant yendo f con ellos los traydores ^que e 
v monta ma [ confejo le avian dado , fe fübió g \ 
i maime- una Mezquita que eítava en el cabezo < 
ñant ap. cerro h del Sol, que agora llaman el cei 

collfnc ^ ro ' ^ e ^ anta helena, y alli fe retraxó 
k fe retira maldiziendo á fu corta ventura y dia e 
/ fe piei- que avia nacido,quexandofe / del Zegr 
gnant q ue j c av ¡ a aconfejado hazer tal ma 
*SJ mé * v dad m como aquella que avia cometida 
contra los cavalleros Abencerrages; Leí. 
traydores Zegris y Gómeles le dixerorb' 
n prens Señor , no te fatigues tanto \ ni tomes n tanm 
-pajfion-, que aun tienes dé tu parte c$: 
quinientos. Zegris , y otros tantos Gome ti 
que morirán por ti. T el confejo que te dirrh 
bueno fu} $ (i no lo defeubriera algún diabí 
Eítando en eíto , vieron como Mu$a i\' 
'la Tañía? bia el cerro o, fobre unbuencavalk 
p piein de dello dieron avifo al Rey. El qual efal 
crainte , drizado y lleno de tremor, preguntó 



'Civiles de Granada. 397 

fi venia de guerra , b de faz. Be faz, viepe , 
refpondió un Zegri , y folo viene en tu 
hufea a fin ninguna duda. Plega Alba b a recher* 
upe por bien venga > reípondió el Rey , ¿ h p ieun . ¿ 
y que no venga para acabarme la vida. Dieu 
Dezia efto el Rey, porque fe temía c íC raignoit 
de Muga refpeéto de Zelima. Noven* 
drá para elfo , le refpondió un Gomel^ 
fino para tu favor y remedio ¿ que ai 
fin Señor es tu hermano d. Plega á ¿ í^fll 
■Alba* que' anfi fea, y cfüé mi penfa- Dicu 
^miento íalga / vano , dixó el Rey : f for ?e 
¡En efto llegó g Muqa > y preguntan- § % n ¿c. 

do h fi eftava alli el Rey , le fué dicho mandanc 
íjüe fi¿ Entonces i Muga , fe apeó k \ ^° rs . \ 
;lel cavallo , y entró dentro de aque- á terre - 
¡la Mezquita, adonde halló / al Rey, ' oü ii 
Icompañado de Zegris y Gómeles. ^&ft m 

i haziendole la mefura m y acatamien- la reve- 

3 como folia , le habló n deíta mane- reilce 
\ a. lW r/>r/0 ite^ de Granada , que defia 9 cette -^ 

p£ /r^y áW<? ?#¿í/¿ cuenta o ¿fe aquello fr>i$ vous - 
. W ## i? ¿^ ¿y?¿ oUigado a darla muy bue- J^j* c *??* 

k 4^ j^ permite degollar p ' f ¿Zw f¿*/¿- té 
j >w > ^ alborotar q una ciudad como la P eí g° r *' 
í,i' Granada , aviendo otro Rey vivo que 5^roubI¿r 
a !i vueftro padre , f0#/r¿ .«grct voluntad 
^xancafles r ¿e Corona y cetro , poniendo ;fr °btenu 
111 '< condición perder la vida > jy ¿j/*? j£ ^/V/- ' 



Ge x ^¿$ 






338 Hifloria de las Guerras 
da un Rey no ? Cierto hermano > que no lo mU 
rafes como verdadero Rey, fino como tyrano, 
y que aveysjido digno y merecedor que fe os 
quite la obediencia , Jólo por creer vos malos 
bicnúí™ con f e ] er <> s * Ello ya es hecho ,*nas holgaria a 
grandemente faber que fue la cofa que ajji os 
movió a hazer tal crueldad y tyrania > qut 
gufiaria en ello. T ^ jufia coja os movió di 
otra manera fe pudiera hazer mejor 5 porqm 



i 



b en quel- j¡ en a ¡„ ^ eYAn cí ¿¿p a ¿{ os ¿ os Abencerrages 
el Rey tiene pflicia para poder cafiigar 
quien lo mereciere, y no de aquella fuerte ai 
c troublant bor otando c un mundo. Hermano Mu$a > y 
i demandé que me has preguntado d lacaufademid 
terminada ira, yo te la diré aqui enprefencí 
defios Cavalleros que efian aqui ? refpoi 
dio el Rey. Tu [abras que los cavalleros * 
heneen ages tenian determinado demai, 
e me tuer me > y quitarme e el Rey no > y fin efto Albi 
f ma fem« hamad Abencerrage con mi muger f la RM 
me na hazia traycion de adulterio 3 quitante ■*.« 

g m'oílant me „ ¡a honra. Pues mira tu a#ora h , fi o 
h retarde . D , . ?> ' J jf 

mainte- Avta, de tener paciencia para tan gran m- 

nant dad > e fiando eflo que te digo da r amenté pm 

vado y fulminado proceffo. Muga que aqtí* 

lio oyó > maravillado de tal cafo , dixj t % 

No tengo yo ala Rey na r por muger que *- k 

i fcmme ria i tal maldad , ni a los cavalleros dfrt'i 

qui fie cerrares les pafiaria tal por el penfamieifrík 

¿es 






Civiles de Granada. 399 

Pues (i quieres falir a de tal duda 5 pregún- 
talo b a h lámete Zegri, y a Mahandin , y a f ort ¡ r 
Mahandon,que efianpre [entes, que ellos te h deman- 
diran la verdad de /¿¿/¿.Luego los traydo- e 
res nombrados, dixcron al valerofo Mu- 
yalo que le avian dicho al Rey. Lo qual 
Muga no quisó creer c \ ni a ello fe per- c voulat; 
íuadió jamas > porque conocía que la «oiré 
Reyna era de mucho valor y muy hone- 

fta,v llena ¿/de toda virtud y bondad. Y >¿& : *¿ 
r¿ 1 i- v „ ~> « píeme 

allí le dixo : Por curta Señores y que yo no 

\ creo que tal fea } ni avra cav altero que ofe fu- 

Rentare/lo fer verdad , -porque qualquier e e quicon- 

\que lo fuflentare,fera desmentido y y queda- que 

: ra {por infame^ Pues aqui lo fuflen taremos , / demeu- 

(dixóMahandon, a qualquier cavallero , o rera 

\ cav alteros que lo qmfieren g contradecir X& g voudrói 

;i,enojado Mu<¿a 3 refpondiódiziendo : Pues 

yunque no fea fino bolver h por la honra del ¿ ret0 ur- 

\Rey mi hermano^ he de hazer que efla caufa, ner 

f la de los Abencerrages fe ftga por jufiicia , 

\tfues quedays i a defenderla por las armas ; . ¿ emeu . 

mo se que ayeys de quedar k muertos o r ez 

define ntidas en el campo. Y fino fuera * demeu- 

por no acabar 1 de ramper el negocio que / ac hcver 

^ tenemos entre las manos ,♦ el qual jo voy 

, tpaziguando; m, doy mi palabra como c a- m a paifant 

* vallero y hijo de Rey , que antes que falte- n devant 

momos n deftá Mezquita ? ello quedara en ^ n ^' 

Ce j lym- 



a dcmcu- 
reroit ef- 
claircie 
b mais 



e troubler 



d &fere- 
tournant 



e dcmcu» 
¿oient 

f á cettc 

focure 
g je Tapia- 
niray 
h je vous 
veux 



» fctircnt 

k á fcspa. 
rens 
I fdrtit 



400 Biflor i a délas guerras 

limpio a y conocida .vuefira inhumanidad 9 
y manifiefta a Dios y al mundo vuefira tray- 
<ion i pero b lo que digo y llevo entre la& 
manos lo impide. Los Zegris fe comen- 
zaron á alborotar c, diciendo : Que 
ellos eran tales cavalleros, que lo que 
avian dicho , lo fuílentarian contra 
otros quatro cavalleros en el campo, 
armados. Eflb , dixó Mu^a , íe vera 
muy preño. Y bolviendo d al Rey le 
di$ó 5 Vamos al Alhambra , que yo lo tengo, 
apaciguado todo ,y el motin ha parado, jólos 
quedaban e quatro linages de caballeros, que. 
no os quieren dar la obediencia fino a vueftm 
padre : pajfen agora f algunos dios, que yo lo 
haré llano g con el favor de Dios. T vofiotros i 
Zegris y Gómeles, advertí una cofia que os 
quiero h dezir > que fi por vueflro refipecto 
han fido r muer tos qmrenta ocinquenta cava- 
lleros Aben cerrages, de vuefira parte ay mas 
de quinientos cavalleros muertos y Zegris y 
Gómeles. Td luego al Alhambra , y mandad 
que losfiacan i delquarto de los Leones, y les 
den jépultura , que anfi han hecho los Aben 
cerrages a fus deudos k muertos fin culpa. 
Con efto falió /• Muga de la Mezquita y 
el Rey con el , confiado en fu palabra 
le dixó. Di Muza, quien te dio avifio como yo 

efiaya aquienefla Mezquita l Jguíen os vh 

... . v , - -- . . ^ 



1 



Chites de Granada. 40 1 

do venir ¡dixo Mu<¡a y me dio avifa. Dizien- 
áo efto, todos juntos fe baxaron del cer~ 
ro a y fe metieron en el Albambra, Los a <j e fcendi- 
Zegris dieron orden de fepultar losremdeía 
cuerpos muertos , y para eíto los lleva- colline 
ron á fus cafas b, yendo Muga y otros h í'emmc- 
cavalleros con ellos , por evitar algún ¡^"^1 
efcandalo. Los muertos fueron enterra- fons 
dos, afíi los unos como los otros, y todo 
aquel día no fe oya por Granada fino tri- 
ftes llantos y gemidos f-.El Rey afli comb c pj curs & 
entró en el Alhambra rodeado d de fu gemifíb- 
£uarda> fe metió en fu apofento e ,y ™™ iron¿ 
mandó que á nadie / dieíTen lugar de n é 
entrar por todo aquel dia. Lo qual fué e chambre 
alfi hecho g , quena dexaron h entrar g %™. 
ni á la mifma Reyna, ni á fus Damas. De h íaiííereat 
lo qual la Reyna cobró mala efpina /, no ¿ pr ¡s 
fabiendo la caufa de a^uel nuevo encer- mauvaís 
Sarniento* pues todo eftava ya apazigua- au £ ure 
do k y que aíTi lo avia embiado á dezir k appais^ 
Muga con un page fuyo ¿ que no tuvieíTe 
fu Alteza pena , que todo eftava llano £ 
y podia el Rey eftar feguro. Con efto la 
Reyna fe recogió á fu apofento / , muy /fe retira 
íriíte y penfativa, que el corazón le dat- hambre 
va, ya lo que avia, de fer. 



Ce 4 CA« 



'4<5 %f fíífíoria de las Guerras 

CAPITULO CATORZE. 



mirent 



Que trata elacufacion que los Cavalleros 
tray dores pufierqn a contra la Reyna }\ 
Cavalleros Abencerrages : y como la Rey- 
na fue \frefa por ello , dio quatro cava- 
lleros que la defendiefjen : y lo quemas^ 



b appaifcZ 

■c, pleurs 



d rctour- 
gcz 



e ce jour 
f inconti- 

ncnt 



^ a c.ontre- 



h aftcndát 

i chambre 




Os muertos ya enterrados 
de la una parte y de la otra 
y folíegados ¿ya los llan- 
tos c por ellos hechos y Iaa 
mayor parte de los Cavalle 
ros de Granada bueltos d ala obedien- 
cia del Rey Chico por orden del valero 
fo espitan Muga , aviendofe paíTado a- 
quel cruel día e , tan detestable para 
Granada, luego / otro íiguiente, diq 
orden que fueflen al Alhambra para 
hablar con el Rey. Y anfi fe junta- 
ron todos los mas principales , y la 
fueron ayer, aunque muchos de muy^ 
mala gana g 5 mas y van por. dar con-i 
tentó á Muga. Y fiendo juntos en 
Real fala , todas fe Tentaron affi, cq- 
mo folian , aguardando h que el Rey 
íalieíTe de fu apofento ¿ ' Eí qual ' ,| 

comp 



Civiles de Granada. 403 

zomo le fué dicho que alli eílava Mu§a , 
¡y muchos de lps mas principales Cava- 
leros de Granada , falió á la felá ¿ todo 
/eítido de negro, moftrando el femblan- 
:e muy apaffionado y trille, aflentófe en 
ü real filia a , y mirando á todas partes/ a chaire 
omenzó á hablar deíta fuerte, 



Razonamiento del Rey á fus Cavalleros. 



Muy leales vasallos y amigos , y prin^ 
¡pales Cavalleros de mi Granada, bien si 
me aveys efiado contra mi odiosos , y con 
A oluntad de quitarrpe b vidayReyno, por b dem'o* 
, \) que ayer pa0 en el Alhambra , y eflo, ■ 
?r no faber vof otros la caufa y fundamen- 
. 9 del daño. Verdad es 7 que yo bien pu- 
■ iera llevar c la cauja de otro modo , porque s mcnet 
f wto escándalo fe evitara : mas algunas ve- 
\ ^Aviene la ocafim acompañada con pujan- «¿ fbís 
ó t de colera, de fuerte qm cerrantes, las e f ermallt 
\ tenas a la razón, tanto que dexando f fu f laiíTant 
g ormino a parte ,fe toma g otro que maf *?-. g fe prend 
l puna haga la venganza. Alha os, guar* 
jj e de Rey injuriado , que no aguarda h en h n'attendi 
fcjf venganza ninguna dilación. Y para fa- 
mfycion de mi poca culpa y muy f obrada \ * tro P 
milicia , pedida k , y demandada de mi ere- f "ejnan.- 
x« do agravio, 1 * aveys de faber , o nobles ca- dée 
{ 'uleros Granadinos 1 que ios Abe ncert ages, [^J^^, 
jlQ \ de de jujure 



404 Htfloria de las Guerras 
de cuja fama el mundo efla lleno, avian co¡ 
« me tucr [pirado y hecho conjuración para matarme ; 
b m'oíter y quitarme b el Rey no, y dejfo tengo fulmm 
doprocejsb, cop baflante información, p\ 
donde Jon dignos de muerte. Y fin efto Albu 
lóamete Abencerrage hizo y pufo una grano 
c tache ' mancha c contra mi honra ,fiendo adultei 
■■ ™ mmQ con Sultana mi mugerá , tratando con el 
fecretosy deshonefios amores. Aunque no 1 
fueron tanto, que nofueffen defcubiertos : g 
e tefmpins dentro defla Real [ala ay caballeros teftigosk 
devijta que lo dirán y lo [ujlentaran -,ya e J 1 
/hier caufa hize aycrí lo que vifieys, queriend\ 
g voula^nt p#r mi mano tomar h la venganza de m 
grande injuria y deshonra a mi hecha: yfi m 
i aujour- intento no fuera de [cubierto., ey i no uvim 
d'huy ' en Granada vivo ningún Abencerrage 
mas quifo mi mala fuerte que lofueffe, i 
s}yo por qual via . Be lo pafíado a mi me pi 
k trouble folo por el alboroto k de la ciudad , y por 

muerte de tanto buen cavallero como mM 
l demeu- a m anos de Ivs Abe ncerr ages que que dar o m 
serene vivos , y de los Gazules y Alabezes , jft 
m efpandu f m g re vertida, m de los Zegris y Gomks 
% deman- por mi refpeto pide n juftijfima <vcngam> 
^ e laqual yo prometo hazer por Mahomam 

o : d'jcy quien adoro , y dende aqui o digo y do)\or 
fentencia que los Abencerrages que fon tf- 
j| s audace fados en efto , por tener atrevimiento \fc 



Civiles de Granada. 40 «5 

mirar, con mano armada en mi cafa Real , 

itefean de/terrados a de Granada >y dados a bañáis 

W tray dores , y confiscados fus bienes a mí 

leal cámara befara que dellosyo baga cami & ? ha "^ e 

voluntad. T los que no fon tan culpados , y 

iie e ¡lavan fuer a de Granada y ajji Alcay- 

\esá y como no Alcay des y fiendoftn culpa , ¿Gouvcr- 

he fe queden e en Granada privados de Re ai " c ^meu- 

i ficio. T quefi tuvieron hijos varones f, que r C n.t 

s embien a criar fuera g de ¡la ciudad : yf¿ f & s 'í ís 

'eren hijas que las cafen fuer a h del Rey no* males 

efto mando que fea publicamente pregona? g á nourrir 

o i por toda Granada. T de lo que toca a la t ÍOrs . 

h 'na Sultana mi mugerk, mando que los hors 

\valleros que han de poner 1 fu acuf ación , * publié 

apongan luego m$ porque Riendo 4J}i hecho j ¿ m^tre; 

ij« ^r¿>/¿ ^ puefiá a buen recaudo n con la m ia mct- 

i' arda que convenga . ¿¿/fe o que fe vea fu tcnt ,n ' 
\n. . J , i 1 * - 1 r connnent 

\ meta y por la orden que mejor le fuere con~ n & m \c c y 

\fme al derecho pfenalado-. Que no es juflo íous bon- 

We un Rey tan principal como el de Granada ne %? r e 

'fi*x/¿ ^/ tan deshomado, jin hazer cajtigo p \ e droi<% 

!<; tan pe fado agravio q. $/lofuela eaufa , 9 t'ort; 

denos y leales Cavalleros, del alboroto r <p¿ r ¿™" er c 

Wo ayer f. ^0r¿ t «ft'ta f¿¿/¿ ##0 u ¿í ?tz¿- í rnaintc- 

1:1* <r/z /# pecho v , y i/f¿ (i de mi parte effa nan í 

wrazon, puejra a pedir ^venganza de mi. v proiétrí- 

¡íi^m , j refpondame luego, Aili como 1?? . _ 

íCkó el Rey lo que aveys oydo , todos ^^ 

t los 



406 fíiftona de las Guerras 

los cavalleros que eftavan alli ayunta 

<* fe regar- dos , fe miravan a los unos á los otros 

doiem muy maravillados de todo aquello qu 

el Rey dezia. Y no fabian que fe refpor 

der á lo que el Rey acabara de dezir,por 

h eítqúent c P e ninguno de todos los que alli avia 

la dio crédito en ello , alli en lo que toca 

va á los Ahencerrages , como á lo de 

«r&incon-^y^ y lue §° fe les encaxo c fe 

tinent le aquello todo gran traycion, Y alli todo 

niirenten i os cava n e ros Almoradis y Almohades 

y fmeítos otros 5 todos los qualesera 

parientes de la hermofa Sultana, hizi< 

ron entre fi grande movimiento , y et 

dhl\l fin tre ellos fe comunicaron. Y al cabo d d 

e attendoit una pieza , que el Rey aguardava e re 

puefta de alguno de los que en la fa 

/ onde eítavan : un Cavallero Almoradi , tio 

de la Reyna, hermano de fu padres 

g parla habló g deíta fuerte. Mentas memos ejh 

do Rey Audili , a tus razones , con l 

b fafcherie auales no menos pefadumbre y alboroto 

& trouble J r r^ i / 

que ayer Je ejpera , porque en lo que h 

% parlé hablado i manifíe [lamente k parece / 
i evidente- . . \ J ? . * J 

nient averiguada t raye ion ¿ ajji en lo quo toca 

los Ahencerrages ? como en lo que diz 

de la Reyna: porque los Abencerr ages jt 

nobles , y en ellos no puede aver traycion, < 

tal dellos fe puede prejumir porque qut 



Civiles de Granada* 407 

u bondad y nobleza feempre kan dado a ver- a toufíotirs 
íadero tejlimonio de fus obra*: > por las qua- ont donné 
'es tu y tu Rey no h)tn rcfplandecido y refplan- 
iece. Y fe agora b los manda defterraY c ; tu h mainte¿ 
Rey no de oy mas d lo puedes dar por ningu- " a £ a c . 
no e ; quanto mas que aunque tu los dieflier- ¿d'oreíha- 
<*es f , (i ellos de fu bella voluntad no fe fa- vant 
\len g de Granada > tu no les puedes hazer e ^ x t c enif 
r uerza, atento que tufólo no eres Rey della 5 pour per- 
r icndo tu padre Mulehazen vivo, elqual aun ^ u , *■ 
ye ejhma por Rey ¡ y el precia mucho a los cores que 
^ábencerragesy a todos los que fon de fu par- ^ les ban- 
validad. Sino , mira agora h en tu P alacio > " ] fo rtent 
y veras como en el faltan todos los Alabezes, h regarde 
Uñare de irán fama y nobleza. Mira como mainte- 
uqui no ay Cavalleros Gazules 3 ni efian aqui 
¡los Aldoradines , linage muy antiguo y efti- 
mado en Granada : tan poco veras aqui Va* 
■ negas : pues fe eftos que tengo referidos te 
faltan 3 y tras dellos fe va toda la demos i * aatré 
\gente de Granada 3 y todo el común , que 
has de hazer tu , y los que tu parte feguen > 
Komo podras defterrar h a los Abe ncerr ages f k barinír 
Repórtate Audili , y no te ciegue 1 la có- l t'aveugle 
lera recebida , por malos confcjos en tu da- 
no: e/lo es en quanto a los, Abencerráges. 
'Y en lo que dizes de la Rey na, es falfo porque 
en ella jamas fe ha hallado m falta ninguna, m troin é 
yesmuger n de grande honra > y deve fer » temme 

trt 



a des ma 

intcnanc 

b tort 



t allies 
d non* 
t'ofterons 
e quicon- 
que 

/mette ta- 
che oú 
g gentil- 
homme 
h lá oú il 
Voudra 
i couíin 
¿ avec 
courroux 



I mettaru 



«» troüble 



» firerit 
% laiílerent 
p piuíloít 
les firent 
appaifer 
f parla 



408 fíifioria de las Guerras 

en mucho teñid* y ejlimadaporfu valor. 
defde agora a te digo , que fe contra Sultar\ 
la Rey na te mueves , y le hazes algún agri 
vio b que fin razón fea , yo y todos los Almt 
radis y Almohades , y otros que a ellos ejla 
allegados c , te avernos de quittar d la oh 
dienciay tornarnos luego a la de tu padreé I 
qualquier e cavallero que pufiere falta o 
dolo en Sultana la Rey na > miente y no es h¡\ 
dalgo g, jo lo provare a do quiera que el qui¡< 
fiere h. El traydor Zegri,y Mahandin Go; 
mel ? yNÍahandon íü hermano y fu pri< 
mo i Ali Hamete, con faña k fe levanta 
ron y dixeron 5 que lo que ellos dezian M 
verdad , y que eflavan a punto de hazer i | 
buen o, por la honra de fu Rey dos a dos, y quA 
tro a qüatro^y quien lo contradezia mentia\ 
Los Almoradis fe levantaron,poniendo 
mano a las armas, los Zegris y Gómele 
lo miímo ¿ fe fueron los unos á lo | 
otros , mbvierido grande alboroto m N 
efeandalo en el Real Palacio. Mas loJ ; 
cavalleros Azarques y Alarifes 5 y el buen 
Muga y Sairrazino, y el bravo Reduan, | 
elmifmoRey hizieron # tanto , quenc 
les dejaron o juntar , antes les hizieror 
foífegar p y tornarfe á íentar. Y fiendc 
todos foifegados Muga habló q deílc 
modo. 

Ra 



Civiles de Granada. 490 

Razonamiento de Muca á losCavalíeros. 

Señores Caballeros y p holgare a que fe a je m'e- 

wn?a b a Sultana el acufation . i por ella fea 1°™JÍL 
7 r ai) r ■ ° «ícete 

>refa : porque yo confio en Alna > que ju in- 
nocencia ha de hazer, que los que la ae ufar en 
r ean muertos ¡y confejjada por fu mifma boca, 
u maldad c.De adonde le refultara a la Rey- jmeíchaa- 
\ta mayor gloria >y juntamente a iodos los de ceté 
v linage ; y para e fio f alga aqúi d la Rey na > d forte je/ 
fin que por ella refponda y yde y feríale ex» 
olleros que la defiendan. Todos eítuvié- 
onbien e en loque elvaleroíb Mu^a é trmvt _ 
via dicho, y ánfi luego fué llamada/ la rent bori 
léyna. Laqual falió g acompañada de / ¡«comí* 
ís Damas, con Temblante muy fereno y appdiée 
legre. Todos los cavalleros de la fala fe g ibrtit 
cantaron , y le hizieron grande acata- 
aiento h > falvo los traydores , que Ce , #'. 
(tuvieron quedos /. 1 antes k que la g ran d re- 
t'Leyna fe aífentafle en fu eftrado / como verence 
olia, Mu§a le habló m de aquefta fuerte. JeíenTcov '% 

Razonamiento de Muc^a á la Reyna. ravant 

Hermofa Sultana ? hija n del famofó Mo- m iuypar* 
tyzef de nación Almoradi , por la defi Ia 
wdencia del padre , y Almohades por la de 
udre , defendientes de los famofos Reyes 

Marruecos : fibras Reyna de Granada 

por 



a mettcnt 
tache 



b plúíloft 
c cfgorgé 

d autres 

» 

e tombé 



/ bruflée 

¿ voulu 

diré 

b avbit la 

hardicíTe 

i audace 



k conp 



4 1 o Hifioria de las Guerras 

po? tu daño , como en efta Real f ala ay cava 
lloros > que abominan y ponen falta a en ti 
caftidad) diciendo \ que no has guardado la., 
leyes conjúgales , c orno era tazón a tu mar id 
el Rey : antes b dizen que has adulterad 
y hecha gran traycion con Albinh ámete Abe, 
cerrage^ por cuya caufa ayer fue degollado 
con los demás Ábencerrages que murieron, 
ji ejh es anfi y loqualyo ni los demás d cava 
lleros de la f ala creemos ; ni ay alguno 
fe lo pueda perfuadif , porque ya teneme 
conocida tu bondad fer grande ¡ pero fegu 
a laacufacion , has caydo e en notoria pen\ 
y caftigo. Por tanto da razón de tu.perfoná 
porque no aya mas efe ándalo de lo que por t 
caufa ha ávido T fino y no dando la U 
qual convenga h un honrofo defeargo par 
ti y a tu marido , morirás quemada f , com 
nuefiras leyes lodifponen. Tote lo h} quen 
do dezir g , porque ningún cavallero de i 
Real Sala fe atrevia h > y no, entienda 
que yo tuve atrevimiento i para dezir te 
por gana de ofenderte 3 ni porque me fe 
en cofa alguna odiofa , fi no porque i 
repares con tiempo de tan miferable go 
pe k de fortuna, gueyo de mi parte í 
digo , que como hombre que efla muy bie 
fatis fecho de tu bondad > fer} en tufaví 
en quanto yo pudiere y el alma durt 



i 



>. 



Civiles de Granada. 411 

te en efte cuerpo. Con efto Muga calló a, y a fe teut 
fe aflentó en fu aíBento, aguardando b h attei > da «t 
que la Reyna refpondieíTe.La qual como 
oyefle tal cofa á Muga hermano de fu 
marido, ymiraíTer por todos los cava- ^regardoit 
lleros de la fala> y que todos callavan d , d p e tai- 
I tuvo por veras lo que luego al punto en- íoient 
tendió que Muga le dezia burlando e. Y e fe m °- 
reportandofe en fi un poco , fin mudar YchL^tr 
(color del roftro/, ni hazer mudanza de vifage 
ujmugerilg, refpondio defta fuerte. 2."? ^ auc 

Refpueíla de la Rcyna á la acufacion. ftminin 6 

Cualquier h que en mi honefiidady fa- h S uicoa - 
ma pura y limpia i alguna falta pufiere k , ¿ n ette 
miente y no es Cavallero , ni aun buen vi* 
llano , fino algún mefiize 1 de ruyn cafta m 
1 gente mal nacida , indigno de entrar en , m 
Real Palacio : y fea quien fe fuere y lúe- / baílard 

lo n aqui delante o de mi ponra p el acu- m maüvai- 
y - J ir ■ j x • í'e race 

faetón faifa, que no mt dará pena ninguna; n & ¡ ncon . 

Urque mi innocencia me affegura , y mi tinenr 

anidad y limpieza q *#*• baze libre. T ° Ic y <Jev5t 

\amas con penf amiento m obrahize ofenfa q netecté 

ti Rey mi marido, ni lapienfo hazer, en tanto 

que mi marido fuere , ni defpues que no lo fea , 

rafea por fipar ación de muerte , por re- 

udiacion de fu parte hecha r. Mas eftas r faite 

cofas y otras tales , no pueden falir i fino r for£ir 

Dd de 



r qi6 HiflorU de las guerus 

quien me defienda. Entonces el Rey man- 

a rcmmc- do q ue I a He vallen prefa a á la Torre de 

naflent * Comares, yqueeítuvieíTenconella,l^ 

P iere n " hermofa Galiana y fu hermana Zelima > 

¥ inconti- para que la firvieflen. Luego b Mu§ay 

nent otros Ca valleros, llevaron e á la Rey na á 

J~ la hermoía Torré de Comares, y íapu- 

¿ia mircnt fieron d en un muy rico apofento e , y k 

t chambre ] a puerta de la Torre doze cavalleros de 

guarda, con orden que fi nü fuelle 

Muga r . otro ninguno no pudiefíe en- 

/ parier trará hablar f con la Reyna. Efto he- 

g prirent chocados los cavalleros íe defpidieron g 

tongé del Rey, muy mal contentos con el , por 

jo que avia paflado. Todas las Damas de 

h s'enalie- j a Reyna fe fueron h \ las que eran doiv¡ 

i filies aux ?eHas 5 en cafas i de fus padres, y las cafa- 

rnaifons^ das k a fus cafas cpn fus maridos.Reduan 

! n ™' ! t cs fe llevó á fu querida / Ha*a. Abenamacf 

/ emmena ., < \ ^ v ¡ , •■ * , n 

U bien Ucvo m a Fatima \ la qual eítava muy tn- 

aunée ft e -. p 0r [ q f us parientes avian hecho. 

z emmena y Q das j as demás como digo íe fueron ' 

n j'cn alie- quedando n la Cafa Real como faquea- 

rent UjC- da 0,triíte y folá.Quedaron con p el Rey, 

o íiiccagée Zegris, Gómeles , y Magas, por le acom- ? 

p demeii- pañar y y muchos dellos avia que les pe- 

yeret ayec fa V2L - p 0r j Q q ue avian comenzado , que 

bien -fabián ellos , qué aquéllas cofas no 

podían tener fino un trille y doloirofo fin, 

LuegQ, 



Civiles de GnmdA. 417 

Luego fué pregonado a por toda la ciu- a inconü- 
dad de Granada, que los Abencerrages nent fot 
faliefíen h della deserrados c , dentro de ¿ fortiíTcnt 
tres días, fino pena de las vidas. A Ioqual c bannis 
aquel miímo dia , los Abencerrages pi- 
dieron d dos mefes de termino para fa- d deman- 
lir e i porque fu voluntad era yrfe / del ^¡^ 
Reyno. Y nieles concedido los dos me- /Venaiicr 
fes,á ruego g del valerolb Muga i porque g í lapriq- 
entreqlylos Abencerrages fe trató lo rc 
que adelante h íedirá, Efte pregón i y h enavant 
mandato del Rey Chico , fe tendió por l le ban 
toda Granada de fuerte, q eítava la ciu- 
dad la mas k triíte del mundo 5 porque ¿ p i us 
como aveys oydo , eítos Cavalleros 
Abencerrages , eran de todos muy que- 
ridos / y amados por fu valor y virtud, ¡ bicn 
y todos de muy buena voluntad pufie- vouiu 
ran m fus vidas y haziendas en riefgo n m eu ^ cnf 
de perderlas , por favorecerles. Pues mis 
como el pregón o fe tendieíTe por toda n & . f b:ens 
la ciudad, y vinieffe á noticia de una her- /Vcry 
mana/? del mifmo Rey Chico » llamada ^ ^ foeur 
Morayma, la,qual eftava cafada r con Al- i ^^f 2 
binhamad Abencerrage , qfuéacufado 
por adultero con la Reynas, q por fér tan 
principal ca vallero la uvo en cafamiento, 
tiena/efta Dama de enojo por una par- / mariage 
te,y de temor t. por otraipor que le avian [ c mpl,e 
Ucl 4 que- 



C VOUllh 

rcnt 



414 fíifioria de las guerras 

a rcgardc dili los ojos , y mira lo que hazes a, y ten nos 
ftis* UQ tU f ortus enemigos de aqui adelante b.Laher- 
b d'orefna- mofa Lindaraxa deípidiendoíe del Rey fe 
vant falió de Palacio , acompañada de fu ma- 
dre y de algunos cavalleros , que qui- 
fieron c acompañarla > fe baxó d á la ciu- 
d defcen- dad, y otro dia fe partió para San Lucar, 
dlt y en fu compañía el valerofo Gazul,que 

e cy-dcvát era el que la fervia , como atrás e ave- 
rnos dicho , y á f u tiempo hablaremos 
d^í^ics bellos, dexandolos yr/ fu camino, por 
laiflant hablar del Rey y acufacion de la Reyna , 
all ^ r laqual llorava muy efquivay dolorofa- 
íoTi%¿« mente g y con ella fus 4onzellas ¿.El Rey 
toyabic mandó al traydor Zegri que pufielTe i el 
iTfine • acufacion, el qual fe levantó en pié , di- 
f - qu >a ziendo deíle modo. 



mi t 



Acufacion del Zegri contra la Sultana. 

k á com- Por la honra de mi Rey , digo, que la 

mis Reyna Sultana hizo k adulterio con Albin 

trouvc^au Abencerrage , Mahandin > y yo la halla* 

jardn mos en la huerta 1 de Generaítfe , junto de 

™ f° uf la fuente grande debaxom de un rojal blan- 

plaUIr"' coque alltefta, tomando plazer n desho-\ 

o que neflo con el Abencerrage que tengo dicho. 7 

fommes € j¡. ¡ d e f cn deremos los quatro que aqui 

p tcls qui ejlamos o , a otros quatro Cavalleros , qua- 

puiíTenc U/quiera que fean p , y /obre ellos mori 

carC remo 



Chiles de Granada. 41 5 

remos defendiendo la verdad en el campo. 
Diziendo efto calló a. A las quales pala- a fe teut 
bras refpondió la Reyna. Tu mientes 
como traydor perro , defcreydo b .• y fia de b chien 
mi c , que me la tienes de pagar y y nopaf- meícroy- 
Jaran muchos dios d que Alha no me de la c a íf eurc 
venganza de mi parte. Entonces e el Rey toy 
dixó: Reyna Sultana mirad í"f, que dentro m d ^ icnt * 
de trcynta dios deys cavalleros que buclvan e alors 
por vos g, y os defiendan ,• donde no , fe f P¡" ens 
procederá contra vos > conforme a la ley. El | r r e f pon . 
bravo Sarrazino no pudo fufrir mas h la ámt d ? au- 
colera , y anfi dixó : To me ofrezco de de- * rc , forte 
fender la caufa de ¡a Reyna , y quando no aya ge 
otros tres que me acompañen , yo folo me 
ofrezcos labatalla. Reduan dixó ,yofere el 
fegundo , y cumpliré por el tercero y qu ar- 
to. El bravo Muga dixó : Pues yo ayu- 
dare a la Reyna con miperfona ; y no fal- 
tara i otro cavallero que nos ayude \ porque . 
fe haga k la batalla pareja. Y vea la Rey- quera 
na fi nos quiere admitir 1, que juramos k fe faite 
como cavalleros , hazer en ello todo nuejtro v ^%. 
poder. La Reyna dixó entonces m 5 Gran cevoir 
merced a vof otros Señores Cavalleros , por m alor * 
la que me hazeys tan grande : yo penfare 
en ello , y veré lo que mas a mi nego- 
I ció cumple de efpacio > pues tengo treynta 
dios de termino para refponder y bufcar n «chercher 
D d 3 quien 



4Ü 



fíiüoria de las Guerras 



de Moros , de quien no [den fino maldades y 
novedades como hombres de poca fe y malin* 
diñados. Benditos f can los Chrifiianos Reyes \ 
a jamáis y quien losfirve , que nunca a entre ellos ay 
blís meit f eme ] Antes maldades b ,ylo caufa eftarfun- 
chancee cz dados en buena ley. Pues una cofa os se de* 
€ je vous z j r c ^ Audili Rey de Granada >y a vofotros 
w ' Cavalleros della, que mi innocencia y liem* 
d netteté pieza d ha de parecer y y Alha ha de fer en 
* a Y de mi ayuda e ,y la maldad confesada enpubli* 
r trou . co , de aquellos que tal traycion me han le- 
vant mife vantado. Y doy mipalabra, que yo daré de mi 
g P<? ur parte , quien con juftajufticia me libre de tal 
h avec infamia : de la qualftendo yo libre , y ha* 
moy en llandome puefta f en mi libre poder , para 
lieu cou- J¡ em p re j amas g e ¡ Rey Audili fe vera con- 
i mainte- migo , en poblado h ni fuera del. Y efio que 
iiant agora i digo^ yo lofufientare affi como lo digo. 

v ] r lf ut Diziendo la hermofa Reyna eíto, no 
i pieurer pudo tanto fu corazón varonil k y que no 
™y ]] £ s : ~ comenzafle á llorar/, y con ella todas 
o picurs ^ us Damas y donzellas m\ De tal manera 
p fíchales que a todps los Ca valleros que alüeíta- 

ilevant IS van n > mo vian á S ran compaflion, y con 
q deman- lagrimas les ayudavan á celebrar fu pena; 
«k™ y llanto o. La hermofa Lindaraxa fe hin- 

/ enJa " c ° ^e rodillas delante^ de la Reyna , pi- 
ixiaifojn diendole q licencia para yríe r á fan Lu- 

Mcicf™ --c car > en Caj ^ c!e un tio fu y° hermano/de 

' ^ . fu 



Civiles de Granada. 413 

fu padre, díziendo : Pues que mi padre es 
muerto por mandado del Rey ¡fin culpa , y el 
Rey mandava que los Abencerrages fueffen 
deserrados a, que elMfe quería yr fuera b de * bannis 
Granada ¡ y no aguardar c a ver cofas de ^^^ 
tanta compajjion , como era ver a fu Reyna c attcndrc 
pueflaá en tan de/igual deshonra. La Reyna A milc 
la abrazó llorando e , diziendo 5 que fe e pieuran* 
fueíTe/ en buena hora : y quitandofe g [ff 1 ^^ 
una rica cadena del cuello , que era la q 
el Maeílre le diera quando el juego de la 
íbrtija h } le dixó : Toma i amiga, y per dona ¡ h bague 
que yo ma* k que efto tepenfava dar por tu¿ j P rens 
buenos y fieles férvidos $mas ya ves comofor- gc 
tuna tan cruelmente me amenaza , y no se en 
que me tengo de ver, ni lo quefera de mi. T 
diziendo ejlo , la abrazo muy efire chámente. 
Aqui fe acrecentó el llanto de todas las 
donzellas / , porque las yva abrazando y / f5ii es 
deípidiendofe m de todas. Eítavala her- ™ prcnajnt 
mofa Lindaraxa , vertida de negro por la con ^ c 
muerte de fu padre. Gran compaffion 
fentian todos los circundantes Cavalle- 
ros , de ver aquella dolomía deípedi- 
da n de Lindaraxa y de la Reyna, y no « départie 
pudiéndolo fufar, todos los Almora- 
dis y Almohades y otros de fu parcia- 
lidad , fe falieron llorando o de la Real fL¿¿ t 
fala , Diziendole al Rey : Abre p Au- pi curan z 
Dd % : düit ouvre *i 



41 8 Hifloria de las guerras 
* toy quedado dos niños varones a de Albín- 
dcmeurez hamad íu marido , uno de tres años y 
deux en- otro de cinco , fe fué b á la Alhambra , y 
fm$ maf- encr ¿ acompañada de quatro Cavalleros 
¿Ven alia Vanegas , llevando con figo fus dos 
c menant hijos c veftidos de luto ¿f , y ella por lo 
fcTdcux 7 femcjante. Entró en la cafa e del Rey fu 
cnfans hermano, para le hablar/ , alqualha- 

í maifon ^ & ^°'° Cn ^ U a P°^ nto * : P ^ ue Y a 

/ párier todos los Cavalleros fe avian falido* dq 
i trouva palacio , por fer hora de comer k > folo 
i S q^avan / los de la guarda del Rey. 
k difner Los quales como conocieíTen á Moray- 
1 dcmeü * ma , hermana del Rey > le dieron puer- 
ta franca. Y entrando de dentro , que* 
m demeu- ¿^ndoíbm los quatro Cavalleros fuera 3 
n hors ay- aviendole hecho la mefura devida , le 
ant fait la habló n deíta manera , los ojos llenos c 
íuy e paru ^ e l a g rim as falidas del cprazon^. 

o plcins 

p fortie» Razonamiento de Moráyma al Rey fu hermana. 

J¡ue es e/lo Rey de Granada ? Rey te digty 
q frere * no te diga hermano q , aunque es nombre dé 
r ie t'ap- mas pedadjnas yor que no entiendas que/o) 
peltc de los conjurados contra ti , como tu dizet 

fmamte- p or e ft te llamo r Rey. Pues di me agora i 
/ environ- que cielo es efle que nos cerca t tan cruel \ 
ne gac hado u tan rigorofo es efte ,yfangrie%' 

% oJhra- *°* §£ e ejlrella tan cruel y caliginosa v •• 
geufe mor 



Civiles de Granuda. 4 1 9 

tortifera corre predominando tantas defven- 
aras ? gue cometa llena a de fuego es efta , a pleinc 
ue ajfi abrafay dijjipa el claro linage de los 
ibencerrages ? en que te han ofendido , que 
jfi totalmente los quieres b defiruyr ? No ha. ¿ tu VCUI 
•a fiado que cáfila mitad del linage has de- c efgorgé 
\ollado c , fino que a?ora de nuevo los man- 4 bai } nir . 
as dejt errar d / con un edtto cruel ? que q U ef era 
tialquier que efiuviere e fin culpa de los A- f s'il a des 
'ncerrageSyfi tuviere hijos varones f ', que ^S 
m //fi/f# ¿ rrá*r § fuera de Granada ,y que g nourrir 
f/íj nobuehan h a ella? Tqu¡efi tuvieren * retour- 
yisf , ¿tf f¿/£# i/^¿T4 ¿fc/ /ty#0 ? Duropre- ^fjfies.les 
p k , cruel fentencia , ¿rer¿<? 1 mandato ; marient 
ime de que ¡irveri efias crueldades ; Y yo h b f an 
kezquina hermana tuya m por mi mal, que m chetivc 
tre con n e (los dos niños o , reliquias de foeurtien- 
^uelbuen Cavallero Albinhamete Abencer- £ e que f e . 
tge^por tu manos degollado pfin culpa ? No rayje avec 
xfto la muerte del padre (¡no agora defierrar ° en & n$ 
/ hijos q. A quien los encomendare > fuera ? ¿nnír 
tlReyno que los crie r?Si a ellos defiierras f, les enfans 
o ve es que defiierras también a mi, quefoy r f í ^"^ 6 
udre y tu hermana ? A tufangre tratas t j e *te 
fd± repórtate por Alha te lo ruego t, mira u P rie P our 
ue has fido mal aconfejado , no paffe mas ¿ e °¿^ 
delante v tu crueldad $ que no es cofa de- u regarde 
mte a un Rey,fcr tan cruel por malconfejo. v pl ¡? s 
! ÍQn efto calló x la hermofa Morayma , x f e teui 

no 



4^Q fíiftoria de las Guerras 

le laif- 8° dexando toda via de derramar a \¿ 
fanttou- gryn^as en abundancia , dando foípiros 
ííoursd'eí* }j er j 0S ¿q g ratl fentimiento 3 arrancados 
b tirez&i de lo mas b intimo de fu coraron r. Por 
P^ $ todo loqual, el Rey no fe aplacó un pun- 
*á amSa to ' ar * tes ^ eno ¿ de colérica ira contrs* 
piuftoíí ' fu hermana; el roítro e encendido en vi- 

pl i e n t vo ^ e S° y con l° s °J° S encarnizados y 
1 ^ el afpeclo crue^ affi le írefpondió. 

Refpuefta del Rey Chico a fu Hermana. 

í Z>¿ Morayma infame y fin conocimiento, 
pinguno de la Realfangre donde vienes , in« 
f delire digna de fer hija f de Rey > pites tan foco co- 
f ^ nocimiento tienes de fu valor , e£o me Di~ 

7 tache &$ s * $&» #0 confederas U gran mancha g 
h mit $ ue $ us0 ^ en ? ®í honrra el falfo y defíeal 
de tu marido > Si tu fueras otra de lo que 
i fouTer * res 5 avias de atrope llar i todas las cofas del 
aux pieds mundo, por bolverpor mi manchada ky ma- 

1 leTavoir cu ^ a honra x y dar muerte a aquel falfo de 
jetté tu marido., tan digno della-, y a eflos fus hijos:' 
W afín ' ¡ os ¿ € vias Aver echado, 1 en un pozo y por-> 
«temeure que no quedará m de tan mal padre femien^ 
y íi pea te s porque defpues feran tan malos como el. 

feur Xpues tan poco miramiento n has tenido , y 

attcnd ' nohas hecho el dever como hermana x aguar- 

V á iVn* ¿ A que yo han lo que tu no hizifee. Y di-' 

? & pre- ziendo efto arremetió al mñop mayor 3 

'Ü0 de cinco años y tomándolo q en pefo, k 



Civiles de Granada. q% i 

3USÓ debaxo el brazo y zquierdo a , y en * gwfce 
in punto pufo mano á una daga que te- 
ria eri la cinta, y en un inflante fe la mer 
ió por la garganta £,que no fué la madre h gorge 
ñafiante ni tan preíta , para le p'oder 
lefender. Y dexando c el cruel Rey < laiíTant 
tquel, ^fio <2Í del otro, y a pefar e dpfu d P ri * 
nadre, le metió la daga por la garganta , * ma gr 
lexandple 4 la madre, las manos fega- 
las/ de la daga, porque fe puso á defen- / coupée$ 
lerlo. Efta crueldad anfi hecha , dixo ; 
ícabfje de todo f unto l& mala cofia g de Al- g race 
inhamad defiruidor de mi honra. Xa madre 
: iílo el qfpeélaculp y muerte cruel de 
as tiernos h hijos $ dando gritos como h cendres 
nuger fin fefo¿ arremetió ¿al inhumano * infehsée 
Ley, trabajando de le quitar /la daga pa- *orps per^ 
a le matar con ella,mas el Rey la defen- da 
ia fuertemente. Y viíto que noppdia ' ofter 
or fuerza ni por via alguna defenderte 
ella, lleno m de enojo \ le dio dos mor- m piein 
ales heridas n por lps pechos o , dp las * Mcílúre* 
' u ales luego la hermofa Morayma cayó ° po! 
luerta en el fuelo^ con fus hijos. El Rey p tomba \ 
iendpla anfi, le dixó : Alia q yrks con tu te " c 
ur ido Ji tanto le amabas : que tangra tray- 
ora eras ut como el. Y llamando algunos- 
e la gualda, mandó que facafíen r aque- r tiraíTeiu 
os cuerpos muertos a y los enterra/Ten 



a demeu- 
rans 

¿accident, 
ouevenc* 

nicnt 



f inconti- 

ncnt 

d fe f$eut 

e tuer 

/ défiance 



41 x HiJloriA de las Guerra 

en la fepultura de los Reyes. Loquap 
zieron con brevedad, quedando /: 
pantados de tal acaecimiento b. Losfc 
valleros Vanegas fabiendo el cafo att 
que el Rey avia hecho , luego faliel 
del Alhambra , y fe fueron á la w 
dad , donde contaron el cruel cal 
otros Cavalleros. Y alíi luego c fe fíijl 
por toda Granada aquella crueldacl 
Rey , y muchos determinaron de le 1; 
tar e, fabiendo también la injuíta pril 
delaReyna. Mas vivia el Rey coip 
recato/ y guarda , que no uvo luga i 
lo poder executar, por que la puerti 
Alhambra, la guardavan mil Cav 
ros, y de noche la cerravan muy b 
y por los balvartes y muros fus gua 

Z foin puertas con gran c uy dado g , guardí 
la fortaleza , y entrada del Alhairl 
Aunque la gente que tenia el Rey tv | 
hazen , también guardava fu pa 
quartel, que era la plaza de los Aljjí 
del agua, y la famofa Torre que asj 

h autre» . dizen de la Campana , y las demás m 
res que eftán junto della 5 con toáM 
barbacanas y balvartes. FinalmW 
que lo mejor de la fuerza del Allftt 
bra tenia Mulehazen : y fu hijo el MI 
Chico , tenia la Cafa Real antigh 

qvirt 



Civiles de Granada. 4x3 

irto de los Leones y Torre de Coma- 
í y miradores a del bofque á la par- a gallcries 
¡de Darro y Albayzin. Y aunque las 
itrdasygente de ambas partes b efta- h d edeuK 
i\ feparadas y apartadas r, y cada uno c c fl jg. 
¡uia la parte de fu Rey, jamas entre néez 
j)s avia paffion ni alborotos d, porque ¿ troubles 
filehazen mandava á los fuyos que los 
íufaíTen , y también e porque Muga fe € auíIi 
i:enia fuplicado. Defta fuerte eítava el 
(íambra repartida en dos partes > 
^endo en ella dos Reyes; mas la gente 
t era mas principal, y íe hazia mas ca- 
pa Granada de ella, era la que feguia//fuívoient 
í>arte del Rey viejo. Porque le íeguian 
Lbezes , Gazules Abencerrages , Al- 
kradines, Laugetes, Atarfes, Azarques, 
bifes, y todo el común ciudadano * 
Deéto de eítar bien con los cavalle- 
$ Abencerrages y fus valedores g. Al í adherans 
fcy Chico feguian Zegris , y Gómeles, 
Mi$as , Alagezes, Benerages , Almora- 
Almo hades , y otros muchos lina- 
» y Ca valleros de Granada. Aunque b h enc < ,rc $ 
fpues de la prifion de la Reyna , fe que 
ta paíTado los Almoradis y Almo- 
des y Vanegas en favor del Rey 
:jo. Deíte modo eítava Granada di- 
ta y llena de vandos i y efcandalos ca- ' de \^¿ n s e 

da % \ 



414 HiJtortA de Us güefris 

da , dia y mas fe acrecentaron > quati 

do los Cavalleros Vanegas, que aviai 

acompañado á la fin ventura de Mo 

f ayma hermana del Rey Chico , dieroi 

noticia de la crueldad que el Rey Chi 

co avia hecho > en matarle los hijos ] 

deípues á elía. Lo qual fué de todo pun 

to caufa, que los Almoradis y Almo 

H hades y Marines > y otros muchos Ga 

donnafleñt Valleros lo defamparalfen ¿ de tal mane 

ra, que cafi toda Granada eítava aper 

b eftoit cebida h en fu daño. Solo le tenian f 

portee Zegris y Gómelas , y Ma^as, y como o 

c tou- tos tres linages eran grandes % fiempre 

¿°jufgues lefuítentaronenfuEftadohaíla d peí 

e cy-aprej derlo, como adelante e fe dirá. Bolvier 

nant° Ur " ^° f P ues * ^ muer te de los hijos de 1 i 
hermofa Morayma, y á la fuya, uv 
en Granada gran fentimiento del de 
lorofo cafo; unos la dezian cruel : otre 
tyrano .• otros enemigo de fu fangreJ 
otros enemigo de la patria; otros! 
dezian indigno del Reyno .* y anfi eík 
nombres como otros de efte modo,d 
fuerte que de todos era aborrezido J 
Íafne S & n mal quifto ¿. Y fobre todos quien mí 
maivouiu lo fintió , fue el Capitán Mu§a herman 
h oncie de Morayma, y tío de los niños degc| 
dccoUez, Hados h> y juró muy de veras, q aquel! 
crueldad avia de fer muy bicíi vengada 



Civiles de Granada* 425 

i? antes de muchos dias. Y fi Muga fintia 
nucho el cafo cruel y grave, también lo 
intió el Rey Mulehazen a que al fin fe 
o dixeron. Y deípues de aver hecho 
*ran llanto a por la muerte de la amada a pi e u r st 
lija y nietos b , lleno c de colera ardiea- ^ c üii 
:e , entró en fu apofento dy fe armó de " p^ 61 * 
?n muy fino jaco , adornando fu cabeza ¿/chambre 
:on un azerado cazco, poniendo fobre 
as armas una aljuba e de efcarlata , to- e Juppon 
no una tablachina /en brazo yzquier- > ndÍch& 
iog, y llamando h á fu Alcayde i le cfixo, * gauche 
juemuy preíto juntaffe la gente de fu ^ PP Q át 
;uarda , que eran mas de quatrocientos vx*ncur 
:avalleros. El Alcayde luego los juntó , 
ylesdixócomo el Rey Mulehazen fu 
Señor les mandava juntar , que eíluvief- 
en apercebidos k para todo lo que les ¿ qu *ji f 
nandaíTe. Ellos dixeron q de buen gra- tfuflent 
Jo lo harían /. Anfi pues viílo el Rey Mu- Yxtfaoxíx 
ehazen, que los de fu guarda eftavan 
untos y bien apercebidos, falió m á una m f 0r tit 
^laza a que eítava frente ^ de fu torre y * vis avis 
balacio,donde la gente ya eítava recoxi- . 
da o , y les habló deíta manera» o amaílee 

Razonamiento del Rey viejo á fu gente. 

Gente fiel y. valerosa > gran deshonra es 
nuejlra r tanto tiemfo tener otro Reynucftya 

antigua 



4i 6 fíifioria de las Guerras 

antigua, Alhambra. Ya no quiere el fantí 

a defia ne Alba, a que mas fe diffimule nifefufra. Muj 

veutDieu bien fabeys como a mi pefarmihijofehh 

h malgré llamar b Rey y con ayuda de los tray dores Ze- 

moy mon g r ¡ s y y Gómeles y Mafas i diziendo que yo e* 

appeHer * ra y A viejo y inútil para la guerra y gover- 

nación del Reyno. Y por ejta caufa muchos Ca* 

valleros de Granuda figuieron fu partido y 

, me dexaron c contra toda razón, ¿gue muy 

laiílé b&# fefabe > que ningún hijo puede fer heve* 

d bien ¿ero del Reyno > ni de hazienda d de fus pa* 

e jufques dres , hafia efu muerte y fin. Y affi lo man- 

f com- ¿ An f expresamente las leyes > las quales mi 

Trompues kij° tiene quebrantadas %>yel Reyno ufur- 

padoy procede tan mal en la gover nación x 

b de la $ He en t u g ar de llevarlo adelante h en paz 

pouflcr en yfojjiego i , guardando a todos retía kjufli- 

avant f ¡ a ^ fo fo aze a ¿ corí tf¿ r i 9 como c l aro ave p 

k droite vifto. Mirad como degolló i a los nobles Ca* 
l coupa ia valleros Abencerrages , fin tenerle culpa al- 
guna ; por loqual fucedieron tantos efeanda 
los y muertes: Mirad pues también como ago- 
ra fin fe lo merecer , tiene prefa a la hermofi 
m luy im- Sultana fu muger> levantándole m tan gran 
poiant teftimonioy maldad: y agora de nuevo há 
n efgorgé degollado n a mis dos nietos o > y a la triftt 
o pctit fih Morayma mi hija , fin averfelo merecido, 
p fait ma- Ptes fi efle haze agora p tan grandes cruel 
intcnant dades fiendo yo vivo , defpues que ya fe¿ 
muerto , quefeefperadcl? Bien podeys te 

dos 



Civiles de Granada. 417 

dos de f amparar a vuefira querida b ciudad \y a aban- 

bufcar c nuevas tierras donde podays femros ? , nner 

/.,, ., ' J J & n b bien ay- 

•z//i//r ¿fe /¿ tyrama de un tyrano como efie. m éz 

£)ue Nerón en el mundo fue tan emeleomo c Q ho 
es efie que alprefente tenemos? Ta no quiere c cr 
Mahoma que tal hombre fe confienta d : anfi d fe per* 
por efto eftoy difpuefioa la venganza de mi mette 
Amada hija Morayma^y de mis queridos e nie- * aymex" 
tos , dando muerte a efie tyrano. Por tanto 
amigos y leales vafalloSj vueftra ayuda pido f / J e de* 
para la tal venganza ¡que mas vale perder un man e 
mal Principe y que no que fe pierda por ftu ty- 
ranias un tal Rey no como el de Granada. Por 
tanto luego g todos feguidme^y mofirad vue* g inconti- 
Jiro valor acoftumbrado ; pongamos h en li- " cnt 
bertad nuefir a antigua Ciudad. Ydiziendo 
eíto, mandó á fu Alcayde/ que guardalfe * Chaftel» 
muy bien fu fortaleza, y íe partió para la lain 
Caía Real donde eftava el Rey Chico fu 
hijo , diziendo el y todos los fuyos ; Li- 
bertad, libertad \ Libertad > mueran los tyra- 
nosy quien losfirve 5 no queda k ninguno a & demeure 
vida. Y diziendo efto, dieron tan de 
improvifo en la guarda del Rey Chico , 
que cafi no les dieron lugar de to- 
mar /las armas. Y entre ellos fe movió / prendre 
una batalla cruel y fangrienta, cayen- "j^™" 1 " 
do m muchos muertos de ambas par- n de deui 
tes n* Quien viera al buen Rey Mulehazé c ^^ 
Ee dac 



a COÍté 

b mift par 
terrc 



€ jeunefíe 
d courage 



e jcune 
homme 
/ arrivoit 
g odtante 
b alloit 
i foudre 



k bleíTant 

/ audou- 
bie 

m malgré 

cux 

n crierie 

ó cry 
p confa- 
íion de 
gcns 
% q bruit 
r intimidé 
/ allcr 
$ aflamé 



418 fíifierU de tai Guerras 

dar golpes con fu cimitarra , á un cabo a 
y áotro. No dava golpe que no derribaf- 
fe b cavallero muerto mal herido , por- 
que aveys de faber que Mulehazen fiem* 
pre fué hombre de gran valor y fortale- 
za en fir mocedad c , y de grande ani- 
mo d. Y no era aun tan viejo, que no pu- 
diefle hazer armas tan bien como un 
mogo e : porque no llegava / el Rey i 
fefenta años : y aun tenia madre viva 
q no llegava á los ochenta g. Finalmen- 
te 3 el buen viejo andava b entre fus en 
migos tan ardiente como un rayo i 
qual viíto por los fuyos, también haziai 
maravillas, matando y hiriendo k en lo 
contrarios , que era cofa de efpanto. 
aunque eran mas que ellos doblado / 
les hizieróñ perder la plaza , y los me 
'rieron á fu pefar m dentro déla Caí 
Real, adonde era tanta la gritería n 
bozes , que no fe oyan los unos a 1( 
otros 5 falvo el apellido o de libertad. I 
Rey Chico que oyó tal tropel/? y ruido, 
muy efpantado y atemorizado y falió 
ver lo que era , y vio á fu padre andar i 
entre la gente de fu guarda, comot 
León hambriento t. Y íbfpechando 1 
que podia fer, entró de repente,y arm< 
fe lo mas prefto q pudo , y falió paragt¡ 



Civiles de Granada. 420 

los Tuyos con fu vifta tomaflen y cobraf- 
Ten a animo, al tiempo que el capitán de a rcprif- 
fu guarda llegó b á el, dando bozes y muy fcm 
mal herido diziendo: Sal c Señor a focorrer c ^[[ va 
los tuyos, que mueren a manos de la gente de 
tu padre: Jal y anímalos, que con tu vifta co- 
braran animo d , que yo no foy parte para f o- d couraga 
nerfelo , porque como veen a tu padre , todos 
.defmayan e delante de fuprefencia. El Rey e perdent 
Chicc > folio apriefíafjifocorrer los Joyos, dan- í^ortit 
io bozes, diziendo : A ellos amigos , a ellos, á grand 
¡fue aqui efta vueftro Rey : mueran,y no que- haítc 
ie g ninguno ávida* Diziendo eíto, co- f nc ure 
¡nenzo de herir h en la gente del Rey íii h frapper 
padre, con tal denuedo i y animo , que i démar- 
puso k á los Tuyos grande ardimiento y £ he ,. . 
Voluntad de pelear 7. Y tanto fué el es- / comb.me 
fuerzo que cobraron, que hizieron bol- m Arene 
;/er m gran pieza atrás n á la gente de rct X™e r e 
Víulehazen. Loqual vifto por el buen 
/iejo, dando bozes> diziendo : No os re- 
:if eys de eftos traydores y vil canalla , á 
;íllos , á ellos, que yo íblo baíto. Y con 
bfto los animó o : los de la una parte y de o en cou- 
- ja otra peleavan/> como leones. Maspo- x 3^¡^ 
|p les valió q á los del Rey Chico fu ardi- toient 
mentó, por fer mejor gente la del viejo í pwfitant 
íley , <j del todo perdida la efperanza de 
:obrar lo perdido, fe fueron retirando , 
Eex harta 



a jufques 
aux 

b cham- 
bres 

c monftre- 
rent vi- 
fage 

d comba- 
tre 
e blcíTex 



/cimeterre 

g regarder 

h fe met- 

tre au de- 

vant 

i afín qu'il 

ne l'atta- 

quaft 

k enfans 
/ coup 

m fendué 
« Roitelet 
blcííé 



o la 



p demeu- 

raiu 



430 fíiftoria de las üuerras 

harta los a mifmos apofentos b del Rey 
Chico > y allí hizieron roítro r, y comen- 
zaron á pelear d los unos con los otros 
cruelmente. De tal fuerte, que todo el 
Palacio eítava poblado de cuerpos 
muertos, y bañado de fangre , aíli de 
los muelos , como de los heridos e. La 
bozeria era muy grande de los unos 5 
de los otros. Y eftando la batalla en eñe 
eítado , le encontraron el padre y el 
hijo : y el viejo quando lo vio , con ut 
alfange / en la mano hiziendo grat 
daño en los fuyos , 'fin mirar g que en 
fu hijo , y fin ponerfele delante h el pa¡ 
ternal amor j para que no arremetiere 
á el con una furia de Hircanica ferpien 
te , diziendo j Aqui pagaras traydor i ufar 
pador de mi honra , la muerte de Morayml 
y de fus hijos k. Y diziendo eílo le dio ui 
tan grande golpe / con la cimitarra fobr<¡ 
una rodela en que fué hendida m en doj 
partes, y el Reyezillo herido n en el bi 
zo j y fi por la rodela no fuera aíli , ací 
baraeltrifte la vida. Loqual fuera muí 
gran bien para Granada , fi allí o mu 
riera ; porque , no uviera tantos makj 
defpues por fu caufa como uvo : porqu 
quedando p el con vida , fucedieroj 
defpues muchas muertes, y muchas dej 



Civiles de GunAda. 43 1 

venturas. Bolviendo a al cafo , como el * retour- 
Rey Chico fe vio defembrazado de fu ro- nant 
déla, y herido en el brazo yzquierdo ¿, b gauche 
lleno r, de venenofa colera ferpentina > c piein 
ino refpetando las canas d de fu viejo pa- d les che- 
dre, ni teniéndole aquella reverencia ni j^ a u * cs 
JDbediencia, que los hijos** han de tener e enfans 
¡i fus padres >*alzó el brazo para le herir 
J:onelalfange/, mas no tuvo lugar fu ^ bleííer 
i nal propofito, porque á aquella íazon avec le 
iiicudieron ? muchos cavalleros afli de cimcterre 

& £ accouru- 

ina parte, como de otra,cada uno h por rent 
favorecer á fu Rey. Aqui fe dobló la gri- ¿> chacun 
Seria , y fe renovó la civil batalla fan- 
í^rienta, de tal manera que era muy gran 
¡:ompaílion ver la mortandad i de aque- * maíTacre 
la mal confiderada canalla y beílial gen- 
í|e,que tan fin piedad fe matavan y he- 
Jian¿, como fi en ellos de antigüedad ¿íetuoient 
íiuviera algún mortal odio y civil guer- *. bí ^* 
a. Alli eran hermanos / contra herma- / f r ere$ 
ios, padres contra hijos , deudos m con- «* P arens 
ra deudos , amigos contra amigos : fin 
guardar el decoro n al parentefeo y ami- » le re - 
jtad ; no mas de guyados por pafllon y fpe 
ificion de los dos Reyes cada uno o fa- o chacun 
r oreciendo donde^ mas afficion tenia. P ou 
1 con eítos motivos, de cada a parte an- 
lava r la ofa tan fangnenta> como 11 que \ a n ¡ t 
Ee3 fuera 



4 mefléc 



h indii' 
tfricux 



<s pcrdit 

courage 

d eult 

e prochai- 

ne 

/ pverdirent 

courage 
prefque 
danger 

i quiter 



k courage 
/ i'en alia 
m le lailler 
au pouvoir 
» ibrtirent 
demeu- 
fanc 



431 fíijtorh d$ las Guerras 

fuera batalla travada a entre dos ene- 
migos exercitos. Mas como la gente y 
guarda del Rey Chico eran mas que los 
de Mulehazen , les tenían ventaja 5 lo 
qual reconocido por un Moro de la 
parte de Mulehazen , hombre de buen 
ardid b y buen Toldado , por falir con la 
vi&oria de aquel hecho , comenzó á de- 
zir á grandes vozes , que todos lo oyan : 
A ellos, á ellos, Rey Mulehazen, que en 
tu favor y focorro vienen muchos ca- 
valleros Alabezes y Gazules y Abencer- 
rages .• mueran eftos traydores , pues d< 
nueítra parte eítá la victoria, Eíla vo: 
oyda por el Rey Chico ;. afli deftnayo c 
como fi ya tuviera d la muerte cerca- 
na e, \,o mifmp hizieron todos los fuyoí 
que en aquel punto todos defmayaron/, 
que aynas gno pudieran fu/tentar las ar- 
mas en las manos. Y por evitar el not< 
rio ; peligro h q les amenzava : todos d< 
terminaron deíamparar i la- Cafa Real, 
por no verfe deípedazados á manos de los 
Cavalleros Alabezes y Gazules y Abenn 
cerrages. Y anfi con animo ¿crecida 
una tropada dellos arremetió / al Rey 
Chico,por no dexalle en poder m de fus 
enemigos , y fe falieron n ; del Real pala- 
cio , quedando o á fus eípaldas otra grar 
narte de cavalleros que le defendían de 



Civiles de Granada. 433 

fus contrarios. Los del Rey Mulehazen 
los feguian con grande ofadia a , enten- „ hardieílc 
diendo que anfi era verdad quetenian 
jíbcorroJDe manera que los unos retiran* 
dofe, los otros figuiendoles^nos defen- 
diendo, otros ofendiendo, llegaron b k ¿ arrivcret 
I las puertas del Alhambra > las quales ha- 
I liaron abiertas aporque los que tenían á trouve . 
I cargo las llaves d % fintiendo el gran albo- ren t ou- 
jroto e y rebuelta que dentro del Alham- vertes 
>j bra paflava, desampararon/ la guarda de e wrand 
la puerca, y baxaron g a la ciudad á dar troubic 
lavifo á los Zegris y Gómeles , de lo que f íibandon " , 
¡paíiava. Y alli en la Plaza Nueva halla- g dcfcea- 
j ron h muchos dellos ayuntados, los qua- ^ Cllt 
I les como Tupieron i el cafo, á gran prief f e n[ ouve " 
lífafubieron k al Alhambra; masvinie- i r^earcnt 
ron á mal tiempo , que al punto que lie- í monte- 
igaron/, ya el Rey Chico y fu gente / -arrivcret 
[ eíta van fuera del Alhambra , todos lie- 
(nos de temor m y y las puertas delira m pleins 
I muy bien cerradas* con grueífas allamu- decraime 
1 des de hierro # , y puertas guardas en las n barres 
I partes neceílarias. Los Zegris y Gome- ɧ fcr 
; íes y Ma9as otras gentes de fu parciali- 
\ dad o y como vieron al Rey Chico fue- 
ra f del Alhambra, de aquella fuerte o ligue 
herido q en el brazo , y la mayor par- % ] ™™ [é 
te r de fu guarda malamente tratada, fe t plus 
E e 4 efean- &wte 



a &prcnat 

h Iemene- 

rent 

¿•touíiours 

d Gouver- 

neur 

* fe logea 

/ penfé 

g &met« 
taitf 

h ne vou* 
lurent 

i & rem- 

plis de 
courroux 



k jettéde- 

hors 

i pardef- 

«zpartíe 



pleine» 

o haubois 
& clairons 



reíloit 



434 IJiftorU de las Guerras 
efcandalizaron. Y tomando a al Rey 
Chico le llevaron b al Alcagava , antigus ¡. 
Caía de los Reyes, laqual fiempre c tenia | 
fu Alcayde d y gente de guarda , y era ¡ 
muy fuerte y buena.En elta fe apofentó t \ 
el Rey, donde con grande diligencia fué ¡ 
curado /, por muy buenos cirujanos, Y 
poniendo g la guarda neceífaria para la 
íeguridad del Rey, los Zegris todo aquel 
dia, y el otro, le acompañaron, muy tri- 
nes de lo paliado a que no quifieran b 
ellos que el Rey Chico perdiera anfi el 
Alhambra. Y muy llenos de faña / , pro^ 
curavan la venganza della contra el Rey 
Mulehazen. El qu al como vio fu Alham- 
bra libre de fus enemigos, muy alegro 
mandó que todos los muertos de los 
contrarios, fuellen echados fuera k de la 
Alhambra por encima/ de las murallas ? 
y á los que fueron de fu vando m , los 
mandó enterrar en la mifma Alhambra , 
habiéndoles honradas íepulturas. Todas 
las torres de la Real Alhambra fueron 
llenas n de vanderas y eítandartes , moi- 
trando grande alegría, donde fe toca- 
ron los aííafiles y dulzaynas o del Rey,, 
En toda Granada luego fe fupó el ca- 
fo , y como Mulehazen quedava p íbló 
Señor del Alhambra, de que no poco fe 

holgó ' 



Civiles de Granada, 43*5 

¡oigo a: porque el Rey Chico eracafi de * fe re- 
ídos mal quiíto b. Eftas cofas muy bien ¿°™l x 
|s entendieron los Alabezes y los Ga- voulu 
?iles y Abencerrages , y Vanegas y Al- 
oradines, mas fabiendo el buen fuceflb 
vX Rey Mulehazen, fe alegraron dello, 
¡bo quifieron hazer movimiento en ña- 
dí f, pues no avia neceflidad fu ayuda d. c cnr ¡ ctt 
kambien e porque Muga fe les rogó f d ayde 
írque no fe movieffe toda Granada. % %^ 1 
tanfi el mifmo Muga fué luego g con g íncon- 
Cdos eítos quatro linages de Cavalleros tinent 
a-^er al Rey viejo, offreciendoie de nue- 
1 fu favor. Lo qual el Rey les agrade- 
é h mucho. El intento del valerofo h tes re* 
Nuga, fiempre fué hazer pazes entre fu mercia 
pdre y fu hermano , y anfi lo procuro 
tdavia i : mas era tan grande el odio i toufiours 
% viejo Rey , para con fu hijo , que no 
cfiíb aceptar cofa , que Muga le pidief- 
íé : antes dezia que no avia de parar / * «tenia»- 
(i'fta m verle del todo deftruydo. Muga / a ce íier 
1 quifo importunarle por fer aquel ca- m jugues 
Rtan frefco,y dexó que el tiempo le cu- 
rie # > como fuele á todas las cofas, n leremc- 
Caemos o á Mulehazen en fuAlhambra, diaü 
yilReyezillofuhijoenelAlcagava, fi- * laiíIbns 
giendo fus civiles guerras y pefadum- 
b-s^^ y tratemos de los Almoradis y p r¿ghc- 

Al- na 



43 6 Biflor i/t de las Guerras 

Almohades y Marines , linages poder \ 
íbs y ricos, y parientes delahermci 
Reyna Sultana, tan fin culpa preía, 1 

cydeíTus °yft es a #as '* * como eíto Cavaller I 

1 fortirem Almoradis y Almohades fe falieron ¿ c|! 

palacio amenazando al Rey Chico p? 

lo que hazja con fu muger la Reyna , ( 1 
c ouvriíl ziendole que abr|efTe el ojo c en lo q j 
í'ceil hazia. Pues afli como del Real palacio I 

Calieron , todos fe conjuraron contra I 
d de le Rey Chico , de matarle d ó á lo menl 
tuer privarle del Reyno , pues tan fin cail 

tenia prefa a fu muger la Reyna , paricl 

ta fuya. Y afli ni mas ni menos fe conjuil 
fmefchan- ron, contraías Zegris porlamaldacl 
& té que contra la Reyna avian cometido. I 

/ delihe- para eíto acordaron /de tomar amiill 
rerent con los Ca valleros Ahencerrages y 1 
gleurs ad- valedores g , íabiendoque por eftos 1 
f C par!y ^* an ^ e ^ u vanc k> k á toda Granada-GI 
. i refoiu- eíte acuerdo i fe fueron una noche á 
tl0n fa de un hermano del Rey Mulehaze 

k appeilé llamado k Ahoaudili, anficomo fe 

mava el Rey Chico , donde le hallar 
l «tiré recogido / x muy trille de las cofas c 

páíTaron en Granada ; trifte por la mu 

te de los Abencerrages , y deftruyc 
m toucé de los Gómeles y Zegris y laítimadc 
au vif p or j a muerte ¿q f u fobrina n la herm 
u mece £ , % r - i ••■ 

o cendres Morayma y de fus tiernos o hijos , y f 






civiles de Granada,. 437 

le no fabia en que fe avian de parar a a termine* 
das aquellas cofas b. Y como entraflen * choíes 
|s AlmoradiSj, que eran doze cavalle- 
rs, los quales íleayan c comiJlíon y c WFt^.ft 
crgo de negociar con ei Audili * fe ma- 
tvilló de verles á tal hora : y no íabien- 
í) a lo que yyan , les preguntó que huG 
evan di Los Cavalleros Almoi;adis le di- d Ieur de- 
3 ron , que no fe recelafle e, querub avia m ^ da c<? 
1 que , que antes veman por fu prove- cherchoi^t 
E o / que por fu daño : que le querían e ,<l u ^ 
piar de efpacio. Audili les mandó fen- £ e jn?d c 
t r en un díradog á fu ufanza, y citando peur 
(atados \ unos de los Almoradis le ha- f ? r S fit á 
b deíte modo, g x v ® 

(Razonamiento de un Almoradi á Audili. 
^Bienfabes x fiberam Principe (que aj]i 
fedo llamarte y pues eres hijo de Rey ) las 
((as tan infolentes que pajean en Granada y 
ierras civiles tan crudas, h, como aquellas h eradles 
m memor abijes de Silla y Mario. Y fibien 
fnes cuenta en elk y no ay calle i e:n Grana- i r ue 
I que no brolle fangrek de nobles Cava- £ M»^ 
hos , derramada 1 con laviolencia de las, £™ c a 
\úas\ yeftocaufia tu fobrino el Rey , fiendo l versee 
ral confiderado y mal aconjejado y pues fin 
cipa mando degollar tantos nobles Aben- 
irr.ages-^por cuya caufa muñeron muchos 

Cava- 



438 fíifloria de las Guerras 

Cavalleros Zegris , Macas y Gómeles. T 1 
contento con efto¡ mato aporfupropria ma i 
a fu mifrna hermana Morayma , y a fus t 
h á fes tyos niños y de muy foca edad b. Pues eft I 
deux fils cofas tales no fon cofas de Rey y fino de en \ 
de bas'áge ty™™ > derramador c de humana fang 
c efpan- Agora nuevamente con fu padre ha teriii 
** eur , una cruel pendencia d, que ya lo fabras > 
laqualhanfido muertos muchos cavalleros j 
al fin Mahomafue de la parte de tu herma) í 
de fuerte que ya tu fobrino efia expelid i 
t chafíe, & arrojado e de la Real Alhambra, y efia apoc. I 
i ett , é /i r *do íde la Cafa antigua del Ale a cava , c i 
da maiftre f avor de los Zegris y Gómeles y Macas , q í\ 
g toufíours fiempre g le favorecen efios linages. Nofot í 
los Almoradis,y Almohades , le avernos q\ 
b ofté tado h la obediencia ; porque fin culpa tit\ 
a Sultana la Rey na fu muger en cruel carcX 
teniendo puejlafu honra en juyzio de forA 
i prochc m > f ien d° quefir a tan cercana i parienta- 
mo lo es. Tel aviendofido Rey como lo esf 
nuefira caufa 3 forjando la voluntad de t 
padre para que el lofuefie. Rúes viendo q 
k regardé ^ an ma i ¿ fc a mirado k , y tan tyranamu 
te procede 3 parece que con razón nos retí 
mos de fu férvido ►, fin le guardar ningún 
fpecJo ; antes pretendemos de le defirp 
y aniquilar , y defie parecer eftan los AM 
radis y Almohades y Marines , Abencerrag 
, Gas. 



Civiles de Granada. 439 

¿zules y Alabezes , Aldoradines y Vahé- 
is P y con eftos toda la mayor parte de los 
udadanos de Granada, que morirán porque 
k Abencerrages vivan, y paffe fu valor ade- 
me. Por lo qual confiderando que tu> 
imano es ya viejo y canfado a de las a laffé 
\terras que con los Chriflianos ha teni- 
? , no puede governar el Efiado como era 
\ razón , y que prefio le llamara U 
uerte , y que ha de quedar b por Rey ¿ ¿ emcn z 
hijo Audili , el qual ha de perfeve- rcr 
r j fie ndo folo Señor del Ejlado , en ha- 
i crueldades y tyranias 5 todos avernos 

Í terminado que tu feas Rey de Grana- 
y pues tu valor lo merece , para que 
paz y fojjiego c el Rey no fegovierney c repoi 
j; cavalleros fean tratados henevolamen- 
[ , como de tu bondad [e efpera. T k 
b folo avernos venido los doze Almo- 
\\dis que aqui eftamos , por comijjion 
t\da de todos los demos Cavalleros que te 
mmos referido d. Agora danos tupare- d raporté 
tr e luego f , porque fino quieres admitir g e . avis . 
I Sceptro y Corona y lo daremos a tufo- nent° nU ° 
lino h Muca , porque aunque el hijo de g rece- 
miftiana , al fin es hijo de tu hermano, y oír 
)fu valor merece mucho. Con eílo dio 
I Almoradi fin á fus razones 3 aguar- 
ctndo i que Audili le refpondief- ,. attendant 



44° fíiftoria de las Guerras 

fe , el qual penfando un poco le dixojj 

Refpueíla de Aüdili al Almoradi. 

«t je vous Por cierto que agradezco a mucho , Se I 

remercie yes cavalleros , la voluntad que me aim 

tenido >y favor que me prometeys. El caj % 

í preiid* X míi y pefadob , que qualqüier que hade y* 

grand far* vernar un Rey no , toma mtiypefada cárr ¿ 1 

deau fobrefi :y a mi me parece d , que nombra? \e 

femble agora e por. Rey de Granada, fiendomilm 

t rminte- mano vivo , no feria razón : porque feria 1 

mm nuevo renovar nuevas guerras civiles 1 

/facheries nuevos efcandalos y pefadumbres £, porqué 

se 7 qué a mi hermano obedecen muchos y ; y 

principales Cavaller os. Mas fera dejla i 

ñera , yo se que mi hermano efia muy ;I 

con fu hijo , y al fin de fus di as no le ha I 

£ laiíTer dexar g el Rey no, antes lo dexar a a mim 

% parlons uno de mis hijos yhablemosle mañana hi 

main hiendo que ya es viejo, que me de la gom $ 

nación del E/lado, para que yo con tal carm 

i ayder pueda ayudar i y le defe argüe, de los trabh 

que caufa la gover nación del Rey no. Tfim 

k me met y eY mano me pone k en ejie oficio , muy fM 

i deman- mente fe podra hazer ejjo que me pides 1; 1 

de» fin dirán, que por confentimiento de mi¡m 

m fembla manoavrafido. A todos pareció m til 

bien, lo que Audili refpondió, y lo tu\ | 

drcnt t,Cn- ron n P or hombre. de claro juyzío; Y ; I 

o demeura quedó o determinado * por elíiguieJ 



Civiles de Granada. 441 

cafe tratafle aquel cafo con el Rey Mu- 
lhazen j loqual otro dia fe trato con el, 
;mdo para ello a muchos Cavalleros a all *nt 
¿bencerrages y ^labezes y Vanegas y vers 
Cazules. Y eítando todos con el Rey en 
I Palacio, un cavallero de los Vanegas, 
bmbre poderofo y rico> habló b al Rey ¿ parla 
bfta fuerte : Noticia muy larga c tenemos , c £ randf 
jy Mulehazen , de todos nuejíros paffados , 
t que todos los Reyes de Granada han fido 
fra fus va/fallos benévolos y apazibles , y 
fmpre d les han tenido muy crecido e amor, ¿touftour* 
\bqual agora ha fido al contrario , pues tu 홡$ 
w& 3 en lugar de bazer mercedes f a fusfiub- f bienfaíts 
i tos , les quita g las vidas ¡fin aver ocafion. £ leüt oíte 
úpy bien Jabras ya lo que ha pafiado en efios 
\tts->y el alboroto hy eficandalo de Granada, h trouble 
|r la muerte de los Abencerrages , de loqual 
i(ulto,yha refultado y y refiultara muy Civi- 
r íi Guerras y pajjiones entre tus ciudadanos y 
jnil muertes de una parte y de otraXfiade- 
intepaffan efias pajjiones , yo te digo que 
i' añada fiera dejpoblada ; porque los mora- 
eres i della> fieyran a buficar k tierras adon- i les ha* 
v vivan. T digote, Rey Mulehazen , que ^^ , 
e tu vida y condición y nadie efiaquexofoli / piaintif 
jtodo? te de fie amos fervir, como a Señor na* 
Wral; mas tenemos recelo m de tu hijo , que m crainte 
m mal procede en elgovierno de fu Ejíado : & fup0ri 
wefi tu agora que eres viejo nos falta por 






a 



44% fíifioria de las Guerras 

tu edad , y fií la muerte te llamaffe^ ytuil 
dcmeu^ queda jfe a por Rey, gran mal feria para toi\ 
raíl nofotros. Y ajfi queríamos b que tu Señor *Jj | 

voudn'ons f te fí es c ¿ e tu m^no un Governador^ara q b 
c tumiíles en tu compañía gove? "ñafie dReyno, y a ti 
d t'oftaíl quitafje de cuydado d y carga tanpefiada 1 
e^fcheu- c o^oelgovernar. Y fia cafo tu falt afijes j) 
fe podrías dexar el Rey no al Governador I 

/tu yinief- tm bueno fiuefife. Y para efio, tenemos to> í 
quer puefios los ojos g en tu hermano Audili ,qut s 

g mis les muy buen cavallero. Y efiando elpuefiol 
2 eux tal oficio y governacion , fiera pojjible, que i 

hijo fe amendaffe en las coflumbres cruele 1 
tyr añicos que tiene, por donde 9 merecieffe 1 1 
le dieffemos la obediencia que al Rey fe del 
Tpara efio fiólo avernos venido *ja darte cuM 
ta de nueflra pretenfion , loqual le fiuplicatl 
b o&royé por ti nos fea otorgado h.Yte damos fie de I 
que 1C galleros hijos de algo y que mientras i tm 
vieres ¡fiervirte bien y fielmente , como le& 
vafiallos tuyos y comofiempre avernos hec 
k te de- fi aquefio que te pidimos k nos otorgas . Atct 
mandons to e ít uvo el Rey Mulehazen , álaspa* 
bras del Cavallero Vanegas, y penfi 
do fobre ello que haria en aquel cafe 
iíemettoit f e \ Q ponia delante 1, que las lej 
m ftref- difponian que el hijo heredafíe del j 
iouvenüit dre. Mas también fe acordava m 5 
la gran defobediencia que fu h< 

a\ 



Cimks de Graftáda. 44 1 

ivia tenido con el, y los daños que por 
fu caufa avian fucedido a , y al fin rece- a arrivá 
lando b que mas daños no fucedielfeii , h crai g- 
acordó de dar contento á tatitos Cava- nan£ 
leros viendo fer laño lo q pedián para el 
leyno. Y anfi dixó,q era muy contento/ 
]ue fii hermano fuelle Governador del 
Heynoenfu compañía, y que deípues 
leí muerto, fi fu hijo Audiii fueíTe el qué 
[!eviéiTe,íe ledieife el Reyno. Todos los 
íavalleros uvieron deílo gran placer , y 
uego todos le dieron el parabién c al c refíoíiíf- 
termano dé Mulehazen.Y al fon dé mu- ^¿atl? 
ha muíica de meneltriles , lé dieron laúon 
1 cargó , aviendo él jurado , que haría 

que era obligado en la governacion 
el Reyno , guardando lealtad á fu her- 

año Mulehazen. Con efto todos a- 
uellos Cavalleros fe defpidíeron d del d prirent 
j.ey Mulehazen , y fe fueron con Au- con gé 
m Governador á fu Cafa, hizieildole 
fucila honra. El Governador aquel £ haubois 
Mimo día mando pregonar e al fon dé & tam- 
tóafiles y atabales/, que todos los qué b0 ^ tg ¿ 
iicíbierén agravios g 9 que viniefíen á injures' 
< , que el les haria defagraviar h y les ^ fair f f aí ~ 
iiardariá juíticia. Toda Granada qué- c ha r ge- CÍ¿ 
)é efpantada de tal cafo, y fe holgaron i roit 
*m el nuevo Governador, por eílar ^ | r / fl ^ 
F f todos 



444 fíiftoría de las Güeñas 

todos mal con el Rey Chico. Aveys de 
faber agora que por donde fe pensó apa- 
a appaifer ziguar a el daño de Granada, poralüfe 
mcnu?" * e recrec *° ^ mayor , y las guerras entre 
los Ciudadanos fueron mayores : por- 
que como el Rey Chico fupo lo que fu 
padre avia hecho , aunque lleno de te- 
a picin.de mor c por ello, confiado enlosZegris 
y Qomeles y Magas, y todos los que 
eítavan de fu vando , hazia cofas peores 
apires que quehaltaalli d avia hecho. LosZegriv 
Ícy qUe$ y los de fu parcialidad llenos de te 
e pleins de mor e de aquel cafo , fe confultaron ei j 
crainte loquedevian de hazer, y entre ello; i 
/toufiours fué acordado, que fiempre / figuieí) 
fen fu opinión contra los Abencerrage i 
g adherans y f us valedores g , pues ellos eran mu|¡ 
h aban- chos y ricos $ y que no defemparaífen , |¡ 
donnaflent a iR e y Chico haíta i la muerte , ófalir 
\ "orór* c °n ^ u pretenfion. Y anfi le dixeron A 
/necraig- Rey Chico, que no temielfe /, que (I 
lllt folo avia de fer Rey no otro alguno, I 

todos morirían en la demanda. Enter 
dido eíto el Rey Chico , mandó á Id) 
Zegris y á los demás de fu vando que: 
m chaqué qualquier m cavallero ó ciudadano riccj| 
ó mercader, oíEcial , ó hombre de can , 
po, que fueífe de la parte contraria, qi 
n mené l^PgP fuefle prefo y traydo n a fu cafa, I 

su 



Chiles de Granada. 44 ^ 

allí fucile degollado a. Y íicafo fue/Te ajkMhSt 
que fe quiíieífe b defender, que le mata£ f^ rg v é ou . 
fen c. De/la manera fueron muchos de- droit 
gollados y muertos > porque no querian c tuaíTcnt 
feguir la parte del Rey Chico. Loqual 
fabido y entendido por Mulehazen , y 
porelGovernador Audili, mandaron á 
los de fu parte lo miímo. Deíla manera 
morían muchos de un cabo d y de otro , d coílé 
:on tanta crueldad como tuvieron en 
Roma las Civiles Guerras. Vino á tanto 
la deílruycionde Granada , que toda la 
gente della fc partió en tres partes : la 
Una feguia á Mulehazen , y eftos eran 
ji\bencerrages , Gazules, Alabezes, Al- 
íioradines, Vanegas, Azarques, Alarifes, 
7 con ellos la mayor e parte de la gente e plus 
;omun , refpe¿lo de querer / mucho á £ rande 
os Abencerrages. Al Rey Chico feguiang g S^cnt 
Segris, Gómeles, Magas, Laugetes, 
íenarages , Alagezes , y otros muchos 
^avallerosy gente común. Al Gover- 
piador ( y nuevo Rey digamos ) feguian 
¡Mmoradis , Almohades , Merines , y. 
Dtros muchos Cavalleros , por fer eftos 
te dos linages de los Reyes de Grana- 
la. Defte modo eftava la defventu- 
;ada ciudad repartida, ydecadadia¿ h chaque 
tvia mil efcandalos y muertes^ que eran jour 
Ff % grafi 



446 fíiftorh de las Guerras 

gran compaííion, ver las crueldades qiré¡ 

en ella paíTavan. La ciudadana gente > I 

mercaderes* oficiales y gente de cam-| 

a fouirde po , no ofavan íálir de fus cafas a. Los 

jeurs mai- Cavalleros y gente principal , no falian b 

b nc íor- menos de veynte ó treynta juntos, por- 

toient que fi les acometieiíen c los contrarios ¡ 

quoknt ta " pudieflen hazeraí renitencia. Si á cafo 

d pueííent falian tres ó quatro: y aun que fue/Ten 

fa, . re diez, luego eran acorneados e y prefos 3 

/efgorgcz Y á punto degollados/; fi fe defendían 

g tuoient allí los mata van g cruelmente : Deíta 

fuerte no faltavan cada dia en la ciudad 

h ennuis^ efcandalosy peíadumbres^, llantos tri 

*^ eurs a ítes, lloros efquivos /. Tres Mezquitas 

k acouroic avia en Granada $ y á cada una acudia i 

i plein f u van do 5 en lo llano / de la ciudad avis 

unas donde agora es la Iglefia mayor s i 

eíta acudia el Rey Chico y fus gentes, 

Otra avia en el Albayzin , que agora ü 

wmainte- llama m San Salvador, á eíta acudia I 

liarit s'ap- Governador y fu gente. En el Alhambra 

peilc avia otra Mezquita , que agora es muj 

n f ort linda n Iglefia, y a ella acudia Mulehazer 

bciie y los de fu vando, cada vando conoció 

íii- diílriélo y jurifdiélion .• O Granada 

Granada, que defventura vino fobrc 

ti l. que fe hizo tu Nobleza f que fe hi 

zo tu riqueza ? que fe hizieron tus paí 






Civiles de Granad^ 447 

fatiempos? tus galas ^juilas y Torneos, a galante} 

juegos de Torrija b ? que fe hizieron tus ¡í ies 

deleytes c> fieftas de San Juan; y tus acor- baguio * 

dadas muficas y Zambras d ? Adonde fe c paííe- 

efcondieron e los bravos y viítoíbsY *£??*> 
jo- i- u u * dances 

juegos de Lanas , tus altivos zebohos á la Tur- 
en las alboradas^ , cantados en la huer- ^ 
ta.¿ de Generalife ? Que íé hizieran a- f ™ e 
iquellas bravas y bizarras libreas de los caches 
[gallardos ... Abencerrages ? las delicadas ( P la ! fans 
[invenciones / de los Gazules ? las altas g tes nau . 
íoruevas y ligerezas de los Alabezes ? los **»«* 
¡coílofos trages ¿ de los Zegris y Gome- abades en 
[es y Ma^as ? Que fe ha hecho al. fin toda la matinée 
|:u Nobleza ? Todo veo que fe ha con- h au J 81 ^'» 
Vertido en trilles llantos / dolorofos fo- tioñs P ° ^ 
qpiros , en crueles guerras Civiles , .en ^ facons^ 
.lagos de fangre , derramadas por tus f^^ a 
!:alles n y placas, en crueles tyranias, Y defpence 
infi era la verdad , que de tal fuerte an- l pI ^ urs , 
lava Granada , que muchos fe falian de^ ™ q$¿® a 
[la, y íe y van á vivir á otras tierras. Y mu- 
:hoscavallerQsfeyvanafushaziendas0> á Icur 
. por no hallarfe enfemejantes efcanda- bien 
ds y pefadumbres , y aun de fus hazien- 
las los trayan,y los degollavan />,cofa p J« em¿ 
fue fi no fué en Roma , jamas fué vifta. g e " °¿ ent 
>ues andando q las coías delta fuer- poicnt ia 
z , finave'r remedio de apaziguarlas 3 t&ñe 
e\ valeroío Mu^a lleno de colera ye-*' 



448 piftom de las Guerras 

a moycns nojo , procurava los mejores medios ¿ I 
b íi grands que podia para apaziguar tan crecidos l i 
males, como en Granada paffavan. Y 
anfi él y un finage de CavaHpros^ que ü 
llamavan loa Alquifaes , y el buen Sarra* 
l alloient zino y Reduan, andavan c de un Rey i 
d pnans j; r0jr0 gando d que viniefíen en un con- 
e en ac- cierto e las enemiftades. Y como eftos 
cord Cavalleros Alquifaes } fueíTen muchos j 
ricos de clara fangre , y no eftuvi^fler 
I" encims aco ítados/á ninguna parte apaffionada 
g toufíours m e n |;e 3 {¡no fiempreg á la obediencia de 
h chacón Mulehaz^n^cada uno b de los otros van 
i parties ¿os i defleava tenerlos por amigos.Y anf 
lesquifieron complazer, dando affien 
k appaifans to {, cn aquellos vandos, viendo que d^! 
/ dimi- cada dia fe menofeabavan / muchos Ca 
nuoient valleros de la Corte affi con piuertes 
m i'abfcn-? como auíentandoíe m de las tierras. ) 
tans tambieq, porque Muga avia amenazado 

9 íaiíiaft ^ qualquier que np dexafle # aquella^ 
Comunidades y y avia prometido d^ 
darle con fu mana la muerte , aunque 
fuefle á fq proprio padre. Y tanto hio 
9 ayec a^yde zo lyfuga en efto, con ayuda o de los Ca- 
valleros Alquifaes y el buen Sarrazinc 
y Reduan y Abenamar , que vinieron 2 
p mettre poner p pazes entre todos los Ca valle 
Iton ^" yos de íos vandos q. Prometiendo, que 
* nc 



Civiles de Granada. 449 % 

\ no paflarian mas crueldades ni muertes, 
i fino que haíta la fin de Mulehazen , cada 
uno a figuielTe fu Rey como fe eítava * chaca» 
¡ Granada : y q cada Rey conocieííe de las 
j caufas de fu vando e Que Mulehazen y fu 
i Governador, todo era una miíma cofa , 
que ay no avia q hazer innovaciones b , ¿nouveau» 
ni partidos r, y al Rey Chiquito, figuielTe *) ñGt ¡ ons 
quien le dieífe güito d. El Rey Chico pi- ¿eduy qu¿ 
I dio e ; que los Abencerrages complief- Iu v P lal * 
fen el deítierrq/Jfiendo cumplidos ya los f demanda 
I dos mefes que les dio termino. Muleha-/accom- 
¡zendezia, ano avian de falir los Aben- 5^?^ 
cerrages de Granada > harta qg elfueíTe ment 
muerto. En efto ertuvieron confiriendo g Jaques a 
\ algunos dias : y era la caufa que los Ze- c ' quc 
I gris lo pedían ¿ al Rey Chico,y todos los h deman- 
mas i Cavalleros contrarios lo defendía, doiem 
i Finalmente quedó k que los Abencerra- '¿^ Ies 
1 gesfalieflen / de Granada, porque e- k fútrelo- 
! líos mifmos lo pidieron m alíi á todos ios fe? ar " 
de fu vando u : y era la caufa , porque fe / íbrtiílcnt 
querían tornar Chriítianos, ypaífaríe ademan. 
j en fervicio del Rey Don Fernando, que ^mion 
\ de otra manera, jamas íalieran de Gra- o vouioiet 
I nada, porque tenian toda la gente co- 
mún de fu parte, y la flor de los Cavalle- 
ros deila. Alíi quedó f Granada apazi- ^ demeura 
guada ? por algunos dias 3 aunque no du- 
Ff 4 ró 



¿cyapres 



h troublée 
c bruílanc 



d foufrant 
e á eviter 



/com- 
ban de- 
ment 

g de droicl: 



b en defpifc 
de Iuy 

i á mis 



| jufques 



fyó fílfiorh de la¿ Guerras 

%b mucho en ella la paz , como adelati ■■ 
te ¿ diremos. Y por todas citas paffiqne 
y guerras civiles , que paliaron en Gra 
nada fe canto el Rpmance que fe figue. I 

MVy rehuelta h efia Granada, 
En arma*, y fuego ardiendo C j 
Y los Ciudadamos della 
Duras muertes padeciendo d : 
Por tres, Reyes que ay efquivos C^ 
Cada uno pretendiendo 
El mando f Sceptro y Corona 
pe Granada y de fu Reyno. 
El uno es Mulehazen 9 
£¿ue le viene de derecho g : 
El otro es un hijo fuyo ? 
<gue lo quiere a fu defpecho h ¿ 
El otro es Govermdor l 
Por el Mulehazen puefto L 
Almoradis y Almopades 
A efie le dan el Sceptra ? 
Al Rey fhico los Zegris y 
"Diziehdo que es heredero. 
Fanegas y Abencerrages 9 
Se lo van contradiziendo , 
Dizen que no ha de Reynar 
Ninguno -, hafta k fer muerta 
El viejo Mulehazen , 
Pues es vivo, y tiene el Reyno f 

Sobre 



Civiles de Granada. 4$% 

Sobre efio y Guerras Civiles 
El Rey no van confumiendo [,, 
Bajía a que el valiente Mu (a . a jufque$ 

En ello puso) b r envidia. 



a ce 
mit 



ff Finalpient:e,porelbuenMu£a, y los 
^valleros Alquifaes , y por Reduan y 
jrrazhiQ y el buen Ahenamar/ueron a- 
>ziguadas las pefadumbres c,y puerta en ^appaisécf 
>z la tierra: de modo que todos podían archene * 
idar ¿/por la ciudad féguramente. Pues d 3 1Ie] P - 
\i agora bueno ? que tratemos como 
1 Cavalleros Abpncerrages falieron e f fortire ^ 
1 Granada, y con ellos los Aldqradines; 
r jÜabezes > con defíeo de fer Chriítia- 
is, y fervir al Rey Don Fernando , en 
p güeras que tenia contra Qranada. Y 
i aviendqfe eftos Cavalleros confulta- 
l¡ los unos con los otros , acordaron// delibere* 
lj eferivir al Rey Don Fernando un& re *j* 
:;ta^ ? la qual dezia delta fuerte. * 

\ A ti Temando Rey de Caftilla, lleno h de h P lán 
ip ; bi$nyvirtud¡ enf alzador de la Santa Fe 
•Cbrifio y falud. Para que con ella pue- 
k augmentar tus E/lados , y tu Fe vaya ade- 
Me i, nofotros los Cavalleros Abenccrrages ¿ eri a vaní 
dabezes y Aldoradines y befamos tus Rean- 
ímanos y y dezimos y hazemos faber: que 
'•t'do : informados de tu gran bondad y 

def 



4 ^ Hiftoria de las Guerras 

deffeamos deyr te a fervir y pues por tu vi I 
mereces que todos los hombres te firvan\ 

voulons ún fi wifmo ¡queremos zferChrifiianosy mi 
en la junta, Fe, que tu y los tuyos teneys. T I 
r a efio queremos faber , fi tu voluntad es 

b rccevoir # $ admitir debaxo de tu amparo b , y 

wote&ipn *fl emos cn tu fervicio. X baziendolo anfi 
demos Fe y palabra de tejervir bien y L 
mente 9 como fieles va/fallos , en efiagm 
que tienes contra Granada y fu Reyno 

4 fairons haremos c tanto en tu fervicio y que te ¡ 

metemos de darte a Granada en tus mai 

y gran parte de ftú Reyno. Y en e fia harel 

dos cofas : la unafervirte a ti, como a Sen 

4 nou$ y keynueítro: y la otra tomaremos d v\ 
prendrons J J , J f J , a j j 

t de nos gdftzadela muerte de nuefir os deudos t\ 

pareas gollados tan fin razón , por el Rey Ch\ 

nons US & te * ¿quien profefiamos ya y reconocemos fl 

eüinions ediofe y mortal enemigo. T no fiendo \ 

mas eejfamas , befando tus Reales mam 

Los ábencerragesA 

t le firent 1f Escrita cíla carta , la dieron a 
fonir captivo Chriítiano , y le dieron liben 
í ¿e f qu"s ^ encargándole el fecreto , una no 
1'euflent ocultamente lo facaron g de Gran; 
™ is . y le acompañaron harta ponerle l 
l harte P arte fcgura. El qual tomó i fu a 
l ne s'ar- no a gran prieíTa k 9 y no paró / haítal 



Chiles de Granada. 4*53 

tr adonde eftava a el Rey Don Fernán- * cílofe 

> y fu Corte, en Talavera. Y en llegan- 

> b el menfagero delante la Real pre- b wñvan* 
icia del Rey , hincando las rodillas en 

fuelo e y le habló deíie modo delante c me ttant 
los Grandes que con el Rey eítavan; !« genoü- 
toypoderofo Señor , Je/pues de befar tus llsen£ £ rfC 
des pies , te hago faber, que hafeys años 
1? be eflado cautivo en Granada 3 yfiempre 
1 hierros d a los pies , adonde hepaffado d fcrs 
ndes trabajos, Tf¡ no fuer a por un cava^ 
'o Abencerrage- % que cada diamehazm 
ridadya yo fuera muerto X agora efiemif 
cavallero, una noche me llevo e 4 fu cafa, e me mcii* 
e hizo quitar los hierros f, y el y otros dos f me üt 
acomodaron dcflevefiido a la ufanza Mo- ? fter le$ 
ymefacarong de los muros fuera h de ? mc m ¡, 
tnaday me acompañaron dos leguas ¿nfe- rent 
\ydome por donde yo podia falir a mi jaf~ r or$ 
i , y fllli me dieron dineros para pajjar ca* i íortij en 
wo ,y ejla carta \ laqual me mandaron que ieume 
úeffe en tus Reales manos. Dios ha fdo 
\jido de dexarme llegar delante k tu Real ¿ tnc Ia jf_ 
tfencia con ella ; hela aqui 1 .* y con eflo fer arrive? 
hplo ra con aquellos cavalleros, que tanto ^^ ic « 
foy merced n me hizicron en darme liber- m je fatis- 
í. Y diziendo eíto besó la carta, y fai * 
idió en las manos del Rey Don Fer- n aveur 
|hdo. El quilla tomó y abrios y y leyó i a pí i t 6e 

para ouvru 



4 "5 4 Hifloria de las Guerras 

para fi , y defpues la dio á Hernando el 

Pulgar fu Secretario, para que la leyp I 

publicamente. Y fiendo leyda, todos 1 1 

if eurent grandes tuvieron a grande plazer,en I 

h vouloiet ber que aquellos cavalleros querían fe I 

cí * re Chriftianos,y fprvir al Rey en las ocafl 

nesde la guerra contra Granada. Y el 

zian, que íi aquellos cavalleros tenia I 

Rey de fu parte , que Granada y fu Reí 

f mife no íeria puerto c en las manos del Rj 

luego. Y anfi con eíte contento , el R«; 

mandó á Hernando del Pulgar que J 

4 lettre crivieífe en refpuéfta de aquella carta I 

e inconti- Laqual luego e fué eferita , y embiadal 

ñent Granada con menfagero cierto y feci I 

/ & m & to , y pueíta/en las manos del cavallel 

Abencerrage 5 que dio libertad al Caul 

g s'appel- vo Chriftiano, el qual fe llamava g \ 

l01t íylahamad Barrax. El qual tomó la cí[ 

% prit la, ta h y y de fecreto hizo i que fe juntaíE 

lettre todos los Abencerrages y Aldoradines 

I ouverte Alabezes. La carta abierta y ley da 

h leue dezia deíta fuerte. 

% Abencerrages nobles ^famofos JIM 
diñes , fuertes Alabezes ,„ recebimos vueft 
carta y con laqual fe alegro toda nueftra €c 
te y entendiendo que de vueflra nobleza , 
puede redundar cofa que no fea noble coi 
nobles $ & í^ 05 n obles \ : Efyecialmente¡ vintén 



Civiles de Gramdá. 45^ 

erdadero conocimiento de nuejlra Santa, 
latholica , en laqualfereys del todo mejo- 
os aporta virtud de lia, Dezis que nos a máh: 
Ureys contra los Infieles , en las guerras leurs 
contra ellos tenemos. Por ello os offreci- 
doblados fueldos,y efia nueftra Real Cx- 
\ tendreys for vueftra t jorque entende- y fíiaifoií 
que vuefiro buen proceder lo merecerá ¡ 
falavera, do c al prefente ejla nuejlra € $ 

h 

El Rey Don Fernando. 

Grande fué el contento deítos Cavá- 
is Moros, aviendo entendido lo que 
ey Don Fernando les embiava d en ¿ CIÍ voyoiÉ 
í'uefta de la fuya. Y aníi luego entre 
lis fué acordadOjde falir e de Granada, e fortít 
jira hazer mejor / fu negocio,deter- £ a £° uc 
jaron que luego fe fueflen Iqs Aben- mieux 
rages á fervir al Rey Don FernandOiy 
Alabezes y Aldoradines y Gazules y 
iegas quedaífeng en Granada> dando & deméic* 
sn que fe le dielfe la ciudad y el Rey- ra €n 
Para loqual los Alabezes efcrivieron 
fenta y feys Alcaydes h parientes h Goüver- 
)s, que eítavan en fuerzas importan- neurs 
aguardando el Reyno : en el rio de 
iiieria y Almangora y fierra i de Fila- ¿ ^ ón ¿ 
á , haziendoles faber lo que tenian wgne 

acor- 



4 5 6 fíiJtorU de las Guerras 

acordado; y lo que le eferivieron al R|| 
Don Fernando , y lo que les fuereípc 
dido. Todos ellos Alcaydes eftuvier 
a eutl au- b¿ en C n ello, y no uvo ninguno a que» 
contradixéffe , confiderando las- pe 

k fafchc- d um bres b de Granada.y que en ella a 

nes ?J ^ 

c chacun tres Reyes,y que cada uno quena c m 

voujoit dar, de donde d no podría refultar bi 
e auffi ninguno. También e eferivieron los i 
moradis y Vanegas y Gazules , á pane 
tes fuyos, también Alcaydes en fuer: 
/ Tont ¿ e \ Reyno^y tambié eítuvieron en elle 
bon" 6 guardando confecreto el trato g y c( 
g accord cierto. Y defta íiierte todos aliñador 
h cnroilez p ara q uanc j fuefle tiempo, los Cavali 
i prenant ros Abencerrages tomando i fus bien; 
k peurent aquellos q pudieron llevar k, oro, plat 
/^rgent' Y joyas, fe íalieron m de Granada un 
w fortirent a medio dia , deípidiendofe n de toe 
n prenant f us amigos y valedores o. Diziendo, q 
fadmni e ^ os &' ian defterrados / de Granada i 
f> bannís avian dado palabra de fálir^della, | 

fj*?? 1, evitar efcandalos y pefadumbress 
r fafche- ^ - i • 1 i n /> 

rie$ Q- Uien os podría contar los llantos/ c 

f picurs toda Granada hazia por la defpedid< 

$ d^part ¿ Q j os no bi es Cavalleros Abencerragf, 

que eran mas de cien cavalleros, 

roient 1 " < l ue - ^ e ^ SLn * ^ e nuev ° Horavan * 
v decolles los que avian fido degollados v, de ni 



Civiles de Granada. 457 

elloravan los que al prefente fe falian 

jefamparavan a á Granada. Lloravan a déiaif- 

ijdemas b ca valleros fus amigos ; mal- ^¡f ní 

iian las peíadumbres y vandos c: mal- c ennuisóc 

$ian á los Zegris q eran caufa dellos. fa&¡ons 

cjo fe alegravan d los Gómeles , ale- ^^mit 

c¡vanfe los Ma^as, alegravanfe los Ze- 

1$ , y el Rey Chico con ellos , porque 

1 grande eítorvo e para fu intento fe ' «npeíi 

ííquitava delante f. No faltó quien le /je^cííoit 

ipfle al Rey Chico. £>uc es efio Infante oíté 

%Audili ? como dexasfalir de Granada la, 

%de los Cavalleros de lia? No f abes que todo 

\wun e/lava colgado g de las voluntades ~ € ft ?t' 

ms nobles Cavalleros , y que todos los de* attaché 

hlesfeguian > Nopienjes y que folopier* aatres 

* ellos > que tambie [pierdes otros muchos i auífi 

s linages de cavalleros , guarda y de» 

pimiento de Granada y fu Reyno. Pues 

ua lo que te divo, que alvun dia los has de * t 

mmenos k >y te ha depejar 1 por averíos vcras ¿ 

ejerrado va fin culpa. Bien fentia elRey lo <üre 

il que lo hazia, en deíterrar tan nobles ^*/ ei:as 

¿alleros : mas por no dar fu brazo k m bañni 

ober n , ni bolver atrás o lo que tenia * P°. ur n s 

íínenzado, hazia fus orejas fordas , cmpwter 

jaique es verdad que oya los Han- q ne tour* 

mp que por la ciudad fe hazian' por ncr . en 
í r r • j • -i 11 amere 

iiUlencia de tan principales eavaue- p pieurs 

ros. 



¿t demeú- 
rerent 

b captifs 
c partís 

d Icurs 
bieris 
e corrí- 
manda 
qu'ilí ñif* 
fent pu¿ 
bliet 
/ a arres 
g RoiceJet 
b s'appai- 
ferent 



i bannis 
k i\xi fort 
iriary 

/ il les fe- 
roit reve- 
nir malgré 
íbn fils 

m allant 

^ biéti 

ai mee 



4^8 Hiftoria, de las Guerras 

ros. Delta manera falieron de Grans s 
los Abéncerrages , y muchos ciudá< 
nos fe fueron con ellos , diziendo , q 
adonde los Abéncerrages fuelfen avj |i 
de yr. Muy defconfoláda quedó Grai 
da , muy triítes quedaron a las Dam 
trilles los Cavalleros , triítes los Cl I 
ítianos cautivos b , pues perdían muc a 
caridad y limoíha que losAbenceil- 
ges les davan y hazian. Ydos c los Ab< h 
cerrages , el Rey Chico fe metió por | 
haziendas d: mandó que fe pregón 
fen^ por tray dores, loqualMugá y 
demas/noconñntieron: porque fi 
paífaVa , fe avian de renovar las guer 
entre ellos, Aviendo celTadoelte prdi 
fito delReyezillo^ 5 fefolTegárón¿ 
Cavalleros que eftavánde la parte de 
Abéncerrages. Fué en eíte tiempo í 
fado Mülehazen como los Abencei 
ges fe avian falido de Granada deíl 
rados i : de loqual le pesó mucho k , ( 
no quinera el que tales Cavalleros fa; 
ían de fu Rey no : y dixó que el los t 
naria á pefár de fu hijo / á Granada. 3 
Abéncerrages hizieron fu camine % 
adonde eftava el Rey Don Fernand 
yendo m con ellos el fuerte SarráziíK 
fu muger Galiana , y Reduan , y fu i 
mofa Haxa, y Abe ñamar ,y fu queric 



Civiles de Granada. 4 ^ 

atima , y Zulema , y fu linda Daraxa; 
prque le Rey el avia quitado d el Alcay- a fl¿ 
ia¿ que le avia dado.Todos eítos lleva- ¿ Gouver* 
an c intención de fer Chriftianos, como ? c ^o?eat 
1 fueron , porque fiendo llegados d d arrive* 
íionde eftava el Rey Don Fernando , 
ieron del, y de fu Corte, muy bien re- 
gidos. Y tornados * todos Chriftianos, e s'eíhns 
pn gran plazer delRey y de fusGrandes, rendas 
\s fueron alfentadas/plazas de grandes f orc j oh . 
¡aventajados fueldosg. Las Damas Mo- nées 
ijs fiendo Chriftianasja Reyna Doña Ifa- £ f °Wes& 
U las hizo Damas de fueftrado¿. Los l^Qame^ 
priftianos Cavalleros fueron puertos/ d'honneur 
ej la lifta de la milicia , y dadas muchas ' mis 
^gas adelantadas k 5 fueron fentados k avancées 
íbaxo / el eítandarte de. Don Juan ^ def - 
ijiacon, Señor de Cartagena, que tenia 
lu cargo una grande compañía de gen- 
[xde a cavallo. El qual hizo m fu Tenien- m ñt 
Ka un cavallero Abencerrage muy 
pi.ncipal, llamado n quando Moro , Ali n appdlé 
toihomadBarrax > y Chriítiano Don Pe- 
i¡) Barrax.El fuerte Sarrazinq yReduan 
f iVbenamar, también fueron tinientes omm 
i otros Capitanes y caudillos/» de cava- y Qhefs 
U Sarrazino de Don Manuel Ponce de 
Lon; Abenamar , de Don Alonfo de 
kjairlars Reduan del famofo Porto car- 

G§ teto* .' 






¿j.6o fí ¡(loria de las guerras 

rero. En las guales compañías , los nu< 

vos Chriítiafcos , lo hazian en todas h 

ocafiones muy bien , "moftrando fu gra 

valor y esfuerzo. Donde los dexaru 

f la ^ 5$ mos a, por tornar á hablar b de Gr; 

nada , y de la hermofa Sultana Reyr 

de ella, que fera razón que hablemos d¡ 

s fa caufe lia y de fu pleyto c. Pues es de íaber,qi 

d temps los treynta dias paíTados de plazo^, ejj 

afligiré q Ue i a R e y na av ¿a de dar cavalleros qt ¡ 

la defendieífen , y no aviendolos dadc 
mandó el Rey Chico , q la Reyna fuel 
T f bruflef fentenciadaá quemara 3 porque aíli i 
mandava la ley. A lo qual el valeroJ 
Mu§a reípondió ; contradiziendo , qiJ 
c no avia lugar de executar tal fentencií i 

por quanto la Reyna no avia podido dJ 
cavalleros , ni íeñalarlos en fu defenfí I 
atento las guerras civiles q avianpaflatl 
en Granada , y q por efto no podia av 1 
lugar en lo que el Rey dezia. A Muí 
ayudaron todos los Cavalleros de Gd 
nada ¿ falvo Zegris, Gómeles , y Ma$ al 
/ eurent por fer eftos de un vando , y los Zeg 
beaucoup acufadores de la Reytia. Tuviere 
tics r & a rc- muchos dares y tomares/ fobre el caí 
prifes y al fin quedó determinado g que fe a 
fefoíu eUra dieíTen ala Reyna otros quinze dias I 
h oucher. termino ? para que feñalaffe ó bufcafleíi 
chaft caVj 



Civiles de Granada. 461 

valleros que la defendieflen.Lo qual le 
é á la Reyna notificado , y quien fe lo 
>tificó fué el valiente Muga.Él qual en- 
) en la torre de Comares, por tener él 
encía, y no otro alguno. Y en entran- 
halló a á la hermofa Sultana , triíie a trouva 
r fu negocio , y mas porque el fuerte 
rrazino fe avia llevado b á fu efpofa ¿femmené 
liana, y hailavafec fin ella, pueíta en c trou- 
indeaufencia^, aunque con ella avia ™j-< )1¡tude „ 
edado e la hermoía Zeuma fu herma- e demeuré 
Sentandofe el valerofo Muga junto de 
tleyna , le contó todo lo que avia pa£ 
ifo , y como le avian dado quinze dias 
>is de termino , para q feñalaíTe Cava- 
tos que la defendieíTen. Que miraffe// qu'eiie 
b era lo q penfava hazer fobre aquel prUl *> ar(ie 
p : y que cavalleros penfava feííalar,q 
ijixelTe. La Reyna le refpondió affi di- 
iado,fuhermoíoroítro g bañado en s beau 
fashgúmzs. Falerofo y fuerte Mu ca, ja- vira £ e . 
líf tuve entendido del ingrato Rey la cruel 
mrba h perjeverancia aue contra mi in- h fcvcre 
vmcia tiene. To no be hecho ninguna di- 
igpcia en efie cafo , por dos cofas : la una , 
challarme i libre y fin culpa del crimen ¿ metrou- 
fttme espueflok; y la otra , por los gran- ve i* 
■esfiandalos y civiles guerras que la ciu- impos 
] üha tenido dentro de fus mifmas en* 
Cg i trañaf. 



4¿>¿ Hiftoria de las Guerras 

a mainte- trañas. Mas agora a que veo que la maldt 
¿Til avant f A ff A tan delante b contra mi limpia c cafi 
c nette dad ; yo bufare d quien de tal maldad e n 
chera ChCr " defienda. No faltaran? Chrifti anos tan val 
e mcfchan- rojos ,y de tanta piedad llenos g > quejiyo l 
celé -pido auxilio hy favor, no me lo den : porq 

quero™ 11 " de Mor os no tengo de confiar un cafo de tan 
g pkins importancia : no por la vida^ que la tengo 
b deman- m ¿ a • ^ q mn dopor otra cofa fuera s fmof 
i rien no dexar k ##¿ /¿/z fea mancha 1 *# í 
k laiíler honra, fin aver ocafionpara ello. Con eít 
tache C palabras la infelice Reyna conanfia 
m angoiíTc dolorofa , mas n aumentava fu doloro 
* P^ s llanto o j derramando p infinidad de 
p efpan- grimas por fus hermofas mexillas q. ' 
dant tanto q no fué parte el corazón robui i 
foués CS del vaferofo Muga > c¡ viendo aquel efj jj 
r amolliíl élaculodelagrimas,nofeenternecieíI¡ 
de forma que fin poderlo diffimular 
fufrir, le vinieron las lagrimas á los oj 
/•picure y^sforzandofelomasq pudo, por 
t plus de fu flaqueza no fuefle fentida, le dixó 
tfons ma " hermofa Reyna lo figuiente. No i 
tt faíTe en lloro f Señora Sultanato mas tanto llani 
forte q Ue d y f e como cavalleroMue yo haza de J 

i> demeu- J , J ' c -> j J J rL ¿ 

riez do u g^ i^j" Señora quedeys v libre , ¿» a 

a- je finche ^<?r ellofepa x jy¿? ^4/^r y ¿ mi hermam -í 
y tucr , Rey sy me ofrezco , a fu pefar z defer el ■ 
luy dfe hs qnatroCavdleros que os defiendan, v 



Civiles de Granada. 463 

anto Señora no os aquexeys tan dcmafiada- 
nente, que quena a Diosfer en vuefiraayu- a t0 ur- 
h Y tantas cofas dixó el buen Muga, q mentes fi 
:oníbló ala Reyna. Y defpues de aver ^í 
tablado en muchas cofas , la Reyna fe piaira 
teíumio , en que avia de eícrivir a tierra 
le Chriítianos para bufcar h quien fu b cherche* 
lonra defendiere. La hermofa Zeuma 
tabló c muy largo con el buen Muga , c P arlí * 
¡•liando muy trifte por el aufencia de fu r ^ g p * s 
lermana Galiana^ Al cabo d de una gran d au bout 
>ieza , el buen Muga fe defpidió e de la ' P«tcon- 
leyna y de la hermofa Zelima 3 dexando// laiíTunt 
la Reyna llorando y llena g de pena por g picuranr, 
p defventurada prifion: y quexandofe^ f fe phig- 
|e la variable fortuna deziadefta fuerte, nant 
bcogida en fu apofento /. * chambre 

Wtuna que en lo excelfo de tu rueda 
fon illu/lrada pómpame pufi/lek: k miftes 

íorque de tanta gloria me abatifie ) 
¡fiable te efluvier as firme y queda \ > l fi tu 

T no abatirme aífi tan al profundo , cufies do 

f donde Jundo rc ft¿ 

pos mil querellas 

|í las eftrellas m > m cfloillcs 

} orque en mi daño 

r n mal tamaño n » (i S rsíld 

"on influencia ardiente promovieron y 
ten penas mny efirañas mepufieron o. ' o me ml¡ét 
Gg 3 Gires 



a foís 



b fortines 



c vousmit 
d encoré 
que 
e chetive 

/ avcc 
plcurs evi- 
tables 

g íbrtie 



h cruel 



i la-tcm* 

í>eíle 



i defcon- 
fort 
/ vagues 



m fe nove 
p cmpofte 

o laiífanc 



464 fíifloria de las Guerus 

O tres y quatro vezes afortunados 
Vosotros Bencerrages, que muriendo* 
Salifles b de trabajos feneziendo 
Los males que os ejlavan conjurados : 
Os puso c en libertad gloriofa muerte 9 
Aunque d era fuerte ; 
Mas yo cuytada e ;l 
Aprisionada , 
Con llanto efquivo f , 
Muriendo vivo , 

X no se el fin que avra mi trifie vida , 
Ni a tantos males como avrafalida g f 

Si la cometa ardiente que me infligue 9 
Con violencia cruda, y inexorable , 
Confirme a la fortuna fer mudable „ 
X con acerba h mal tanto me Jigüe : 
No puedo tener fruto de efperanza 9 
£)ue aya bonanza ? 
En la procela i 
Bel mar que buela ¿ 
Con furia al cielo 
De defconfuelo k ; 

Tor que las olas 1 br anas levantando > 
J)el mal me van contino amenzando % 

Naufragio tri/lepafta mi ventura , 
En lagrimas fe anega m mi contento r 
Seco/e ya mi flor, ílevofe n el viento , 
Mi bien dexando o en migra defv entura* 

Adonde 



Civiles de Granadal 46$ 

Adonde a efta lo excelfo de mi pompa » 

Bien es que rompa, 

Con llanto b eterno / 

El duro infierno 

Xo favor pida c 

Como afligida , 

Viziendo, que ya el cielo no me quiere d , 

$ue me abra y me tenga fe me quiere. 

Si el vulgo no dixera que mi honra 
Ve todo punto eftavaya manchada e ^ 
To diera con aguda y dura efpada 
El poferimero ffina mi deshonra : 
Mas fe me doy la muerte , dirá luego g 
El vulgo ciego h ,! 
<gue avia gran culpa , 
T no dif culpa i 
Pues con k mi mano 
Tomé 1 tempranG 

La muerte aborrecible dura y fuerte % 
T añinos efe Uva nide muerte 

Si del horrendo lazo> el negro figno 
Ve cárdeno color no fe eftampaffe m 
Ve fuerte que en el cuello declaraffe 
La caufa del furor tan repentino : 
To diera al tierno cuello el lazo eftrecho , 
T muy de hecho n. 
La infamia temo o > 
En grande extremo, 

G g4 Sm 



b pleur ! 

c demande 

d ne me 

veutj 

e tachée 

/lader- 

niere 

g inconti- 

nent 

h aveugle 

i ex cu fe 

k avec 

/ j'ay "piis 



m Uvide 
ne s'im- 
prime 



n tofale- 

ment 

o jecrains 



r ^66 Hlflorh de las Guerm% 

<$ue de otra fuerte 

Aquefta muerte 
42 efleue afuera por mi mal bien efeogida o, , 
¿ j'cuffe j- án j¡ mur i e ndQ quedara, b yo con vida* 

«rheureufe pichofa c tu Cleopatra que tuvips c\ 
cuites Quien del florido campo te truxera q 
€ amena Lacaufadetufnfnque fupiera 
Ninguno por qual modo fenecifte§ 
f fe trou- Apenas fe hallaron f las fecales 
vewt r a funerales, 
% ve ni- Bel poncoñoío g 

h pitoya- 4ff $d pwdojo h, 
ble Que con dulzura 

En la blanzura 
i beau De tu hermofo i brazo fue bordando' 
k veni- Con ponzoñofo k diente tierno y blanda 

l captivité y an j¡ ¿ e €AU twerio y fervidumbre 1 

tude llluftre Reyna fuyfte libertada , 

m emnotc- X en la fobervia Roma no llevada txx 

"En triumpho como avia de coflumbre :■ 

Mas yo que efpero ? muerte fin remedm ¿ 

Por no aver medio 

¿>ual tu le uvifie : 

Gran mal me envifíe í 

Y mi enemigo 
ysferaavcc Haya conmigo n 
moy Vn triumpho defigual a mi limpieza o y 

*j nertete j> ucs j¿ fa ¿ € ¿ ar ¿I f ue g m ¡ nobleza > 

Maí 



,*e 



Civiles de Granada, 4S7 

das ya que el Afpid falte a mi remedio , 

romperé mis venas, y Ufanare 
r are que en abundancia fe defangre , 

fuerte que el morir me fea buen medio $ 

1 anfi el Zegrifangriento, que levante 
on furia tanta, 

¡l mal horrible 
\ tan terrible 
m daño mió 7 
\n Dios confio , 

t >ue no triumphe de mi en aquefie hecho a : ¿en ce fait 
ves no vera partirme el duro pecho b : b poitnne 

f Eílas y otras cofas muy laítimofas e c pitoya- 
N de grande compaffion hablava d la ¿ l %^¿ 
hrmofaReyna Sultana, y todo con 
j'opofito de abrir e fus delicadas venas e ouvrir 
e fus brazos con un pequeño cuchi- 
i!>/de fu eítuche , ó con las tixerillasg /petitcou- 
1 fu labor. Y defpues de aver acordado h t€3U . r 
tuy bien en lo que avia de hazer , re- feaux 
íelta , ya de darfe efte genero de h deliberé 
ruerte : no con animo de muger i con- ¿££^¡¡¡¡1 
cnada a la muerte 3 fino de varón k libre k hommc 
]defapaffionado , llamo / á la hermofa l a PP ella 
íslima y á una Chriftiana cautiva , 
<ie eflava en fu compañía , para que 
1 firvieíTe ; laqual tenia por nombre 
Iperan^a de Hita , natural de la villa 
iMuk-, hija de un .hidalgo». Eftafué d^ñKcn- 

Cau- til hommc 



468 fíiftoria de las Guerras 

* fancer cautiva, llevándola á dcfpofar a a la vi 1 
¿ allane ^ L rca, y en el camino , yendo b o p 
c deuxfre- ella fu padre y dos hermanos rlosMorj^ 
!Tiej p r &. de Xiquena y Tirie^a dieron en ellos I 
mns á tomándolos fajeadamente ¿/.El padre f 
í'improvi- hermanos de la donzeila, fueron mu< I 

tos, aviendo ellos muerto diez y ü& 

aupara; Moros,antes que les mataflen e los ca4 

knuaílent líos„y á ellos prendiesen : y quando II 

prendieron, ya ellos eítavan todos me* 

/ bieíTez talmente heridos/. La donzeila fué cal 

futcfciavc tiva y llevada g á los Velez , y de allil 

& menee Granada, y prefentada al Rey j el qual| 

dio á la Reyna , por fer la donzeila m I 

<Ufcreta y hermofa, para que la firvielil 

Y anfi agora en eíle dolorofo trance I 

la Reyna,eíta hermofa donzeila y la h I 

mofa Zelima eítavan con ella. Y cor! 

h 1'appei* k Reyna las llamaffe pellas vinieron <| 

loit Ianteidella, y la Reyna les habló k el 

\ ^ nt fte modo llorando, Hermoftjftma Zclimñ 

parla ya ti hermofa E/per 'anza , aunque tu aleé 

/ nere- nombre no acude ni frifa 1 con mi terrm 

m décon- defconfuelú m: Ta tendreys entendida la cm 

fort fa de mi injujla prifion , y como fe ha pab 

do el tiempo en que yo avia de dar Cavam 

ros que me defendicjfen> y no los he dado ¡ w 

n troubles los alborotos n y guerras civiles que enf 

* ^uífi ciudad han pajjade. X también o entendió 

lo 



Civiles de Granada. 469 

do que el Rey mi marido uviera venido en 
conocimiento de mi innocencia: y agora a a &main« 
veo que de nuevo fe me ha dado prorogacion tenant 
de quinze dios para que de cavalleros que 
me defcarguen de lo que me acufan. El tiem- 
po es breve, y no se quien pueda tomarb ejla b qui puid§ 
demanda por mi.Tenzo acordado c de darme Pendre 

mifma la muerte : y para efio tengo efeogi- libera 
la d una manera de morir fácil y muy honro* d j'ay 
¿ i quéfera abriéndome e las venas de mis Q ^* 
¡rozos, de x ando falir (toda lafangre queme vrant 
fomenta. Ye/to hago , porque los tray dores f I, 8 *™ 1 * 
l'egrisy Gómeles no me vean con fus ojos g f^éé 
\wrir, holgandofeh con mi muerte ,por que* leurs yeux 
íar i ellos con fu mentira hecha verdad. Sola t s ' efio &l* 
\na cofa os ruego ky filo puedo mandar man* ¿ demeurcr 
\o ? que efio ha defer lo ultimo y poflr ero 1 que k je vous 

1 punto que yo acabe de efpirar^tu Zclima^ Y¿ ein \ cr 
Mes [abes adonde en efia Real Cafa fe entier- m ouvre 
ixn los cuerpos de los Reyes de Granada, a* n mcl * 

f as míos antiguos fepulchr os , y alli pongays n reux 
ie mi cuerpo Real, aunque defdichado o.T p mettre 
wnando aponer las lofas p como de antes q lcs tD ^f 
hvan, me dexeys r, callando (elfecreto, el V ant 
U4I a las dos os encargo. T tu , Ejperanza y r „ ^ c l*»S 
hre te dexo, pues eres mia, y el Rey te me r^jfane 
¿o, en tiempo que me quena mas queago- tiumnolt 
1 t.Y tomate u mis joyas todas, que yo se que P lu . s ^ u S fc 
fanpajf antes para tu tajamiento* Tmtra a&preu^ 

que 



47© fíiftoria de las Guerras 

a & regar- que te cafes a con un hombre quefepa cok 

te marfes 11 certe *$ tomA ^ €xem P^° en e ft íí tr *fte Reyn 
b prens Efto es lo que os ruego, y de merced os pido 

€ ^ . V £Jh y en € fi° no me f a l te J s >p ues t°do lo demás % 
gracevous ha faltado. Con efto dio laReynafin 
demande fus razones, no ceñando de llorar d ce 
4 picurer g ranc j e amargura. La hermofa Efpera 
e auífi ^a de Hita , también llorando e movic 
plearant ¿ compaflion de la hermofa Reyna, ce 
muy diferetas palabras anfi le dixó coi 
Colándola, 
/"tres-bclle ^f o hermofijfima f Sultana y no te afli)\ 
yeu? 111 ffi * lagrymas no des tus lindos ojos g 
b & mets Tponhen Dios immenfo tu cfperanza 9 

Ten fu bendita Madre , y defta fuerte 
i fortiras Saldrás i con vida, junto con vicJoria 
k cruel Tatú enemigo acerbo k en un inflante 
l foulé Veras atropellado 1 duramente. 
aux pieds y para que efto venga en cumplimiento > 
T en tu favor refpire el alto ciclo , 
met % Ton m toda tu efperanza , con fe viva , 
En la que por myfterio muy divino 
Fue Madre del que hizo cielo y tierra , 
El qual es Dios immenfo poder of o , 
Tpor myfterio altivo f aero fancJo , 
En ella fue encarnado >fin romper fe 
n nette Aquella intaBa y limpia n carne fanta. 
o demeura cjuedo la Infanta Virgen o y donzelU , 

/ aupara- Antes p del facro parto } y en el parto , 
vant Ta 



Civiles de Granada. 47Í 

"ambien de/pues del parto , Virgen fura .• 
lacio della hecho hombre a , por repara 
)e aquel pecado acerbo b, que l primer 
} adre qué tuvimos c cometiera. 
U ció de aquefta Virgen como digo , 
^efpues en una Cruz pago la offrenda. 
Que al muy immenjo Padre fe devia¡ 
lili en iodo rigor la fue pagando > 
7 or darle el pecador eterna gloria , 
1n efta Virgen pues , Rey na y Señora l 
igora d te encomienda^ ene fie trance 
r tenia defde oy mas epor abogada 9 
r tórnate Chriftiana,y te prometo 
Que fi con devoción tu la llamaffes f j 
Que en limpio facaria g efta tu caufa. 
La Rey na eftava a todo muy atenta , 
f llena h de confuelo alia en fu alma ¿ 
Con las palabras dulces y difcretas 
Que la Efperanfa dize , y confolada 
Aviendo en fu memoria ya rebuelto i 
Aquel myflcrio altivo de la Virgen , 
Teniendo ya imprimido alia en fu y de a 
Que gran bien le feria fer Chr ((liana , 
Voniendo k en las Reales y Virgíneas 
Manos fus trabajos tan inmenfos > 
T anfi abrazando dize en fu Ejperanza. 
fían fido mi "Efperanfa tus razones 
latí vivas y tan altas , que en un punto 1 
Con penetrante fuego han allegado 1 » 

4 lo 



a fait 
homme 
b amer 
c nous eufé 
mes 



d mainte* 
nant 

e d'oreíha-5 
vant 

/ Tinvo- 
ques 

g tireroit 
au net 
h pleine 



tourns 



k mettant 



/ornar* 
rivé 



ñ bcau- 
coup plus 



b je vou- 
drois 
€ arrivé 
d hcurcux 
e prendrc 



/ je mets 
¿és aujour 
d'huyi 

h ne t'ef- 

loignes 
i je vcux 



k mi fe 
/ ne te 

lafles 
m je ne 
^n'ennui- 
ray 

9t attcn- 
<irie 
9 plcurer 



47% Hifloria de las Guerras 

A lo que muy mas a intimo tenis 
AlU en mi corazón yernas fecreto , 

Y con effeto grande fe banimprcffo. 

Y tanto, que quería bya que fueffe 
Llegando c el feliz, punto tan dichofo d 
En que Chrifiiana fueffe : yo prometo 
Tomar e por abogada a la que madre 
De Dios inmenfo fue por gran myfterio > 

Y anfilo creo yo como tu dizes , 

Ya ella encomiendo yo, y me offrczco , 

Y en fus benditas manos mis angufiias 
Con efpcranza viva de remedio : 

Yo pongo defde oyí, y en Dios confio 
Por fu bondad immenfa, que el mefaque g 
De mis exc elfos males a buen puerto. 
Por tanto, tu Efperanza, mi bien todo , 
De mi jamaste apartes h : porque quiero i 
<¡¿ue con la fe de Chrifto me confueles , 
Ten ella tu me enfeñes, como esjufto 9 
Los frutos que fe ejperan divinales : 
Tpues en ella tu me tienes puefta k , 
Profiguey no te canfes 1 de enfenarme y 
Pues no me canfare m jamas de oyrte, 

IfAttentaeftavaá todas eftas cofas U 
hermofa Zeuma, enternecida n en lagri- 
mas , viendo anfi llorar o á la hermoQ 
Reyna , determina de feguir fus mifmos 
motivos,y de tornarfe Chriftiana. Y aoíi 

cor 



Chiles de Granada. 475 

>n amorofas palabras le dixó á la Rey- 
I No pienfes hermofa Sultana , cj aun- 
je a tu te tornes Chriítiana , yo dexaré a encoré 
a feguir i tu compañía para que de mi ^e 
a lo que de ti fuere ; yo también bien deírJvíe 
iiero fer r Chriítiana, porque entiendo c auííi je 
ue la Fé de los Chriítianos , es mucho veux eftrc 
lejor que la mala fedla que harta agorad d jufques 
/emos guardado del falfo Mahoma. Y * cette 
Lies todas eítamos de efle parecer ^fi fe e C etadvi$ 
freciere muramos por ello , que el mo- 
r por Chrifto , nos íerá eterna vida, 
tyendo la Reyna á Zelima , como con 
mta inftancia y tan de veras dezia aque- 
o,la abrazó llorando/muy de corazón, f pieuraiit 
tornandofe á la hermoía Eíperanza le 
ixó ; Yaque tenemos acordado g de íer g deliberé 
hriftianas, que confejo tendremos que 
;a tai, que de aqui íalgamos b , aunque h fortíf- 
o holgaría que (alienemos de aqui, para fion * 
xebir martyrio por Chrifto , y q fuef- 
irnos baptizadas con nueftra propria 
tngre. A las quales razones hermoía 
jfperanga reípondió á la Reyna defta 
^erte. Con la confianza de tu buen pro- 
nto, hermofa Sultana,te daré un muy 
ertado i confejo,para que con el que- * aíTcuré 
s k libre de la maldad /deque eftás /^£ 
cufada. Abrás de faber ? Reynay Se- «té * 

ñora 



474 Hiftoria, de las GiierrM 
a appcllé ñora,que ay un Cavallero llamado a Do 
Juan Chacón Señor de Cartagena, < 
b marié qual Cavallero eítá cafado b con un 
rfortbelle Dama muy hermofa c , llamada Don 
d filie Luyfa Faxarda , hija d de Don Pedro d 
Faxardo , Adelantado y Capitán Gen< 
ral del Reyno de Murcia. Eíte Don Jua 
Chacón es valerofo por fu perfona , 
muy amigo de hazer bien á todos 
quellos que poco pueden, Efcrive! 
Señora y encomiéndate á el , pidiet 
e luy de- ¿ Q j e € £- u f avor y auxilio/, que el es t 

mandant „ . J c J + *r 

/ a ide cavallero que luego te favorecerá. Y p¡ 

ra ello el tiene tales amigos , y tan bui 

g renver- nos que por fu reípeélo traftornarán 

¿combien un munc * encero > quanto mas b haz< 
plus por ti una batalla. Que te prometo 

que fi el Don Juan Chacón folo la er 
prendieíTe, que es tai, y fu valor tz 
grande, que le dariá un muy honro! 
y gloriofo fin : quanto mas que el ti 
ne amigos como tengo dicho , que 
ayudarán á tal emprefa : y adonde eífc 
i & oú rá / eíTe tal Cavallero agora , dixó Zei 

í C nommer ma » <l ue y° le he oydo nombrar mi 
piufíeurs chas vezés k. Siempre / anda con el Rs 
Í 01S f Don Fernando , reípondió Efperan< 
m je veux de Hita y firviendole en la guerra , coi 
prendre tra los Moros deíte Reyno. Tomi 
quiero m tu confejo en todo y por todu 



Civiles de Granada. 475 

flkó la Reyna ; Y Juego lo quiero poner 
or la obra a. Y anfi pidiendo recaudo a & incon- 
le papel y tinta b , de fu propriamano tinemjeie 
fcrivió una carta en lengua Caítellana, ¡^eiTcxI 
[ue dezia defta fuerte. cution 

%La infelice c Sultana Reyna de Granada, ^ dema »- 
W antiguo y claro Morayzet hija d , a ti Don q U »¡j f a i„ 
un Chacón Señor de Cartagena falud. Para loit pour 
ue con ella, ayudado de la razón que efia tan c c ^nfortu» 
ntera de mi parte, puedas darme e el favor née 
ue mi neceJJicUd te pide f , en laqual muy d ^ 1Ie 
ílremadamente efioy puefla g , por unfalfo peux ¿ 0I1 . 
tfiimonio que me han levantado los Cava- ner 
!er os Zegrisy Gómeles, tratándome de adul-f^™™^ 
trasponiendo h dolo en mi caflidad y llm- h mettant 
ieza i, fm aver caufapara ello. Siendo efta * neít ^ é 
uldadh parte para que los nobles Cavalle- cháncete 
9S Abencerr ages fue/Jen degollados 1 ,fin te- l efgorgcz 
er culpa. T no obfiante efto , aver por cjsb 
pe/la desdichada m ciudad muy civiles «zmalheu- 
\uerras , de las quales hanrefultado mu- lf:xx ^ 
has y grandes muertes de cavalleros,y gra- 
W derramamiento n de fangre noble. T de n effuíion 
\do ello lo que mas fie nt o es, hallarme o fin me trou* 
■Upa prefa, condenada a muerte de fuego , ver 
\dentro de quinze dias no doy quatro cava- 
mos^que defiendan mi caufa , contra otros 
jiatro Zegris y Gómeles , que fdfamente 

Seh'an acufado. 7 fiendo informada de una 
hriftiana cautiva p de tu valor y nobleza, p efelave 
H h éxowh 



a plcirae de 
cordiale 
¿j'ay deli- 
beré 

i inform- 
née 
i mife 



e vrayc- 
ment 
/ je mets 
^ fortiras 



h s'efioüi" 
rent 

i & mis 

k appeller 



/ fortit 

m oú 
n appella 



'476 fíifioria de las Guerras 

acompañada de muy foberana virtud , llem 

de entrañable a misericordia, para refaro di 

aquellos que poco pueden , accorde b de eferi 

virte,fuplicandote valerofo Cavallero,que t 

duelas de efia defdichada c Rey na > puefia < 

en tantas anguflias y penas ¡para que con t, 

valerofo brazo defiendas mi honra , y cajli 

gues aquellos que tan f al jámente me han ach 

fado X yo confio en la Virgen Maria Madre a 

Dios verdadero, en quien yo creo bien y ve\\ 

daderamente e , en cuyas piadofas maná 

pongo ími caufa, que faldras g con viclorÁ 

contra mis enemigos ¡refultandome a mi dei\ 

crecida honra y alegre libertad, T confiada t 

tu nobleza^ cejfo. De Granada 

Tufervidora SultanX 
de Granada Rey A 

1Í Acabada de eferivir la carta, la he 
mofa Reyna la leyó á Zelima y á Eíjl 
ranga, de que holgaron h mucho, vien I 
fu buen proceder. Y cerrada y fellad 
y puerto i el fobreferito 5 entibiaron á 1 
mar k al valerofo Muga y con un pa 
zillo de la hermofa Zelima, que tenia 
cencía de las guardas para entrar y fal 
de la torre de Comares, donde m eíb 
prefa la Reyna. El page llamó n a Mu^j 
el qual venido , la Reyna le dio la car^i 

dizifr 



Civiles de Granada. 477 

líziendole , que la embiaffe con men- 
ágero cierto á la Corte del Rey Don 
•ernando , y que fuefle con todo fecre- 
0. La hermofa Zelima también a fe lo a aufíi 
ogó h de íu parte .• y Muga tomó c i fu b pria 
:argo poner d la carta en cobro e , por c ¿ mettre 
larle contento ala Reyna> y güito á Ze- e en feu» 
iraa. Y anfi aquel mifmb dia , el buen relé 
víuga la defpachó con menfagero cier- 
o y fecreto. El qual partió de Granada á 
pan prieffa , y no, paró hafta llegar / a- / n'arreíU 
londe el Rey Don Fernando eílava 5 a- J uf 9 ues » 
[onde halló á Don Juan Chacón , Señor 
le Cartagena , y dándole la carta , Don 
uan la abrió g y leyó 1 y vilto lo que la g l'ouvríc j 
arta Contenia, luego efcrivió á la Rey- 
1a una carta en refpueíta de la fuya ¿ la* 
[ual afli dezia, 

'ARTA BE DON JVAN CHACÓN \ 
Señor de Cartagena , a Sultana* 
Rey na de Granada. 

! 

; A Ti Sultana Reyna de Granada ¡ 
l\ falud. Para que con ella yo pueda 
efar tus Reales manos , por la íingular 
kcrced b que fe me haze , feñalandome ¿ g race 
«jara que averigüe un cafo de tan gran 
ravedad > áviendo en la Corte del Rey 
Hh2, Don 



'478 fíiftoria de hs Guerras 

Don Fernando tantos y tan buenos Ca 
valleros , en cuyas manos fe pudiera po 
mettrc ner a. el negocio de tu honra. Mas pue 
á mi particularmente me mandas qui 
defienda tu innocencia, lo haré b , con 
fiando en Dios y en fu bendita Madre 
y en tu bondad , que eítara de tu partí 
la vi&oria. Y ánfi digo que el mifm 
dia de tu fentencia , yo y otros tres M 
valleros amigos, que fe holgarán rds 
tefervir en eítecafo, feremos dentri 
en elfa ciudad de Granada , y tomart[ 
mos d á nueftro cargo la batalla* E| 
efto, folo encargo el fecreto , porqu 
partiremos de aqui fin licencia del R<(| 
Fernando, porque feria poffible fi fe 
pidieflemos e no darla, por donde fe ir- 
pidiria nueftra yda/. Ynofiendopal 
mas , celTo. De Talayera , befando ti 
Reales manos , como fe deve á tan ala 
Señora, 

Donjuán Chac^ 

% La carta efcrita, la cerró y felló c 
g lo^ps fu fello, de Lobos g y flor de Lifes , b 
fon claro fuyo y de fus paífados , y du- 
dóla al menfagero , y lo neceífario ]h 
ra el camino , lo embió á Granada.|K 
b armé llegado A, luego dio al valerofo Mía 



b je le 
féray 



€ ferons 
bien ai fe 



d pren« 
drons 



e nous le 
deman- 
dions 
/ voyage 



Civiles de Granada, 479 

a carta ¡ que Donjuán Chacón le avia 
lado, y Muga fubió luego a al Alhambra a monta 
:omo folia á ver á la Reyna , y le dio la incominet 
:arta. Y deípues de aver hablado b en h parlé 
nuchas cofas con Zelima fu Señora y 
:on la Reyna fe defpidiór. Y anfl como c pritcon* 
Víugafuéfaüdo d de la torre de Coma- f^* 
res, la Reyna abrió la carta , y la leyó en 
prefenciade Zelima , y de la captiva EP 
peran^a, con tanta alegría q no fe puede 
penfar, Y encargándoles á las dos el fe* 
:reto por Don Juan Chacón encomen- 
dado, y por ellas anfi prometido, queda- 
ron aguardando el dia e de la batalla. En e demc u* 
2Íta fazon, ya fe fabia por toda Granada, [endamte 
:omo los Qavalleros Abencerrages fe jour 
ivian tornado Chriítianos , y el buen 
\benamar y el fuerte Sarrazino y Re- 
luan, de que no poco temor / tuvo el / craintc 
ley Chico. Y luego les mandó tomar g g pendre 
lis bienes ^ y tornarlos á pregonar h por h crier 
traydores , y efto por orden de los Ze- 
gris y Gómeles. A todo loqual el linage 
de los Alabezes y Aldoradines y Gazules 
y Vanegas , y todos los de fu parte , no 
quifieron hazer i cofa ninguna, pomo* / nevón* 
mover nuevos efcandalos. Y tam- * u . rel]t 

r faire 

Dien porque tenían confianza que 

íoauy prefto los Abencerrages ferian 



480 fíiftorU de las guerras 
* mis pueftos a en pofleffion de fus bienes j 
haziendas , conforme á lo que teniar 
h atten- tratado* Y anfi aguardavan b fu punte 
c^nous y hora, donde los dexaremos c , por ha- 
les laiííe- blar d del Señor de Cartagena Dor 
abarle J uan Chacón. El qual aviendo defpacha- 
e fiTmít ^o e ^ meníagero de la Reyna , fe puso < 
/fouey^ en grande cuydado , defvelandofe/ fo- 
s efveiiiat k re a q Ue j ca f p 3 imaginando á que cava- 
l parkroit ileros hablaría g,que fuellen tales que el 
b mencr pudiefle muy confiadamente llevarlos / 
á la batalla, contra aquellos quatro vale- 
rofos Moros , q acufavan á la Reyna Sul- 
tana. Eítava determinado de emprender 
el folo aquel hecho, fin dar dello noticiaj 
á otro ninguno. Y muy bien lo pudieraj 
i pouvoit acometer / , porque aveys de íaber que! 
entrepren- Donjuán Chacón era de bravo cora- 
k rempli zon,lleno k de toda bondad y fortaleza; 
era cavallero muy membruda , fufridor 
I cftoit de grandes trabajos, y alcanzava / gran-i 
<ioüé des fuerzas.Le aconteció m de un Golpej 
arrive C ^ e e *pada , cortar todo el cuello á un; 
n tout rez Toro á cercen n. Finalmente, eítava díft 
pueíto de hazer el folo aquella batalla 
por la Reyna ; mas le avino que un dial 
citando en converíacion con otros ca- 
valleros muy principales y de gran cuen- 
9 eftime ta o : el uno era Don Manuel Ponce de 
León, Duque de Arcos , defeendiente 



Civiles de Gunadi. 481] 

de los Reyes de Xerica, y Señores de la 
Cafa de Villa García, falidos a de la Real a f orU - $ 
Cafa de León de Francia, por feñalados 
hechos que hizieron, los Reyes de Ara- 
gón les dieron por armas las Barras de 
Aragón roxas, de color de fangre , en 
campo de oro 5 y al lado b dellas un León b au cofte 
rampante, que era fu antiguo blafon, en 
campo blanco , armas muy acoftumbra- 
dasr del famofo Heétor Troyanoante- ¿accouftu- 
ceífor fuyo , como lo dizen las Chroni- mées 
cas Francefas.El otro Cavallero era Don 
Alonfo de Aguilar , hombre de mucho 
valor , magnánimo grandemente de co~ 
razón , amigo de hallarle d con los Mo- ¿ aimant 
ros en batallas; y tanto era fu animo* <tefe trou- 
acerca deíto e , que al fin le mataron /J e f oncou . 
Moros, moílrando el grande valor de fu rage tou- 
períbna, como adelante diremos g. El £ h t a ™ cela 
otro Cavallero era Don Diego de Cor- g cy^pres 
dova , varón h de grande virtud y for- dirons 
taleza , amigo de pelear i con los Mo- * c "^™f 
ros: fiempre k feguia h guerra: amigo de tre 
foldados y gente de guerra , y de hazer k toufiours 
bien á los que poco podian. Efte dezia , 
que mas eítimava un buen foldado que 
fu Eítado , y que un buen foldado po- 
dia dezir con verdad , que era tan bue- 
no como un Rey , y que podia comer 
Hh 4 con 



b parlant 



48 £ fí i/loria de las guerras 
a manger^ con el a la mefa a. Finalmente eíle clare ji 
Subkf' * varon Alcaydede los Donzeles , y Doi 
Manuel Ponce de León , y Don Alonícj 
de Aguilar,y Don Juan Chacón Sen 01 
de Cartagena, eílavan en converfacion i 
como es dicho , hablando b en las cofas 
del Reyno de Granada. Y tratando ení 
unas cofas y otras, vinieron a dar en la 
muerte de los Abencerrages tan fin cul- 
pa, ylacaufadeíla, y prifiondelaher-j 
mofa Sultana Reynade Granada, y la i 
fin razón, que fu marido el Rey Chico le 
hazía,aviendole puerto c íü caufa en con- 1 
dicion de batalla de quatro Cavaileros j 
porque todo eíto muy bien lo fabian en 
la Corte del Rey Fernando. Y anfidiziJ 
endo y paíTando adelante d Don Manuel 
Ponce dixo: Si licito fuera ¡de muy buenal 
voluntad yo me holgara defer e el primero ¡ 
de los quatro que defendieran la caufa de la I 
Beyna. To elfegundo (dixó Don Alonfe de 
Aguilar;) porque a fe de cavallero^qne me ' 1 
duelo de los infortunios de la Rey na ¡ y de fus 
f femme trabajos j porque al fin es muger f , y tiene 
grandes contrapefas en la caufa prefente* 
El valeroíb Alcayde de los Donzeles 
g m'éjoüi- replicó diziendo : To me holgara g defer 
rois el tercero , porque de hazer bien no fe pierde 

pluftoft nada, antes hfe gana muy mucho , efpecial- 

mente 



e ayant 
inis 



d Ou^re 



e je mM 

{oüirois 

d'ellre 



Chiles de Granada. 483 

mte un negocio de tanta gravedad como el 
la' Rey na de Granada ; porque de hazer 
m a U Reyna, refalta ganar honra, y hazer 
que los Cavalleros deven a la Orden de la, 
valleria. Sepamos Señores ( dixó Don 
an Chacón ) que cofa illkita hallays a a trouve$ 
ra que la Rey na no fea favorecida en e/le 
r o? Agorah refpondo yo a lo quedixo el y m ai ruc- 
iar Don Manuel Ponce de Leon y que dtxo; nant 
e/i fuera cofa licita , que el fuera el pri- 
ro en favorecer a Sultana s dos cofas lo 
piden f dixó Don Manuel, ) la unafer 
Itana Mora > y fiendo Mora no permite 
eftra ley que a ningún Moro fe le de favor 
Ayuda en nada c. La otra , no fe puede * "en 
terfin licencia del Rey Don Temando. La, 
>.ncia era lo de menos , dixo elfomofo Al* 
de de los Donzeles s por que. fin que el 
1 lo entendiera , fe pudiera muy bien ha- 
I Pregunto d , refpondib Don luán Cha- ¿ : e ¿^ 
i, [i la Rey na efcrivieraa qualquiera de mande 
efj r as mercedes , pidiéndole favor > y que 
rajfepor ella en e/la batalla , y que ella 
tria fer e Chriftiana 3 qualquiera de e vouloít 
effas Mercedes, que haria ? Entonces f eftre 
ios reípondieron , que ellos toma- í alors 
n g á fu cargo la demanda de la g pren- 
yna, aunque fupieíTen morir por ella. droicnt 
•njuan Chacón como aquello oyó i 

muy 



484 Bifioria de las Guerras 

en fon mu y a j e g re m ^tió la mano en el pecb k 
y facó la carta de la Reyna , diziencfc 

f me"** Tomad b Señores , leed ejfa carta , > ^ I 
bailar eys como Sultana pone c /** negocio w 
mis manos :yo no se porque , aviendo en U 
Corte del Rey Fernando , 0/m mejores Ca u 

faire ^ C ^ m que yo. X no puedo dexar de hazer < I 
gw¿ ¿ Cavallcro foy obligado. T Ji cafo ft n 
que no uviere otros tres cavalleros que j 
acompañen Jólo pretendo entrar en la balín 
contra los quatro Cavalleros Moros . Tyoim 
fo en Dios todo poder o fo , y en la innocem 

e fortiray de la Reyna, que faldre e con victoria. 7" I 
faliere y fortuna me fuere contraria y mm 

f pour- en la demanda f j no por effo avre perdm 
d1 ñ ft co í an ^ n g unA > antes g avre ganado demam 

h beau- da h honra ¡fabien do la caufa de mi muem 

C0U P Los tres Cavalleros aviendo ley do 1 
carta de la hermofa Sultana , y.vierl 

cílrc Ul01t cn e *' a como <I uer i a ^ er * Chriftiana .1 

la determinación del Señor de Carta;! 

na, dixeron que ellos le acompañar:! 

en aquella jornada , de muy buena \ I 

luntad. Y conjurados todos quatro, cji 

k pour entonces k ni en ningún tiempo lo diH 

/°mil cubrian á nadie /, y el juramento hecp 

m fans ad- en ley de cavalleros , ordenaron de b 

VC ni r de- P art * r > íi n ^ ar cuenta m al Rey, ni pedí 

mander le n licencia para ello. Y anfi concer^ 

a accordé ¿o ¿éntrelos quatro valeroíbs Cavallr 



' Chiles de Granada. 48 5 

os, el audaz y aítuto a guerrero Alcay- * hardy & 
e de los Donzeles , dio por parecer b q b ' a c J^ $ 
bdos fueíTen veítidos en trage c Tur- c habit 
íuefco, porque en Granada no fueíTen 
conocidos de alguna períbna , eípeciaU 
íente aviendo en ella tantos cautivos 
hnftianos q los podrían conocer. To- 
los dieron por muy bueno el acuerdo W ¿ radvis 
tó famofo Alcayde de los Donzeles , y 
bíi luego e aderezaron lo neceíTario pa- e inconti- 
I la partida, con todo el íecreto del lKXlt 
íiundo , que ni aun efcuderos no qui- 
uron llevar confieo f , por no fer def- / ne vou!a - 

rcntmciicr 

abiertos , dexando dicho en fus pofa- avec eux 
fis que {alian g á monte , fe partieron g ayantdit 
fia noche á gran prieífa > porque no les q^ s C f x r- 
uedava /? fino feys días de termino pa- tpient 
f la batalla. Al lugar que Uegavan i , no h , reftoit „ 
fitravan dentro , fino por fuera fe paf- 
jvan de largo. Si les faltava algo k , á k man- 
iialquier hombre le paga van porque fe qu °j lt 
\ truxera /. Deíta fuerte llegaron á la chofe 
tega m de Granada , dos dias antes l apportaft 
te fe avia de hazer la batalla , y meti- ^ n a t rr ^ v ^ 
bs en el Soto de Roma , que ya lo campagne 
rreys oydo dezir,defcanfaron todo un * fe re P°* 
»a n muy fecretamente. Y allt dormic- un j our 
i>n aquella noche /in hazerfeles de mal, .0 d'eftre ^ 
f>r fer noche de verano o y la mayor par- " u |* d J^ e 
f della tratando corno fe avian de averp duiíe 



¿fi$ HiflarU de las Guerras 

a la ma- en j a batalla. La mañana a venida ale|i 

Ss'accom- y reblandeciente, fe aderezaron b pí¡ 

moderan yr á Granada, que eítava dos legifl 

de alli/acando de fus maletas ropas Ti I 

quefeas, que ellos mandaron hazer mi 

aricas y viftofas. De las quales fueron \j 

ílidos fobre las armas ,• que eran mi 

€ mangé fuertes. Y avieado comido c algo de | 

toient" que ellos lleva van ¿ , los vertidos de<| 

€ ks mirét mino los pulieron e dentro de fus maJ 

£ c^cherct tas / > Y * es efeondieron g entre mi 
% eftre eípeffas zargas que alli avia, donde n 
t !°F fCZ pudieran f^r hallados h de nadie,fino p \ 
tant ° n " e ^ os mifinos. Y fubiendo * íobre i 
k rencon- buenos y ligeros cavallos , falieron á 
ter a fon ra f Q ¿ Q j a Veea, dexando ciertas feñali 
/ lai/Toient para poder acertar á la buelta k á aqu 
w prirent lugar donde dexavan / fus maletas, 
a route ^g tomaron ¡ a buelta m de Granada 
muy feguramente con el trage Turqud 
co,que no uviera ninguno que los vie 
de aquel modo , que no los tuviera p< L 
Turcos : efpecialmentepor q Don Ju¿ 
Chacón, fabia la lengua Turquefca mr 
n aufll bien, y la Arábiga mejor : y tambieni 
Don Manuel , y Don Alonfo , y el A 
cayde de los Donzeles , fabia,n muy ei 
teramente el Arábigo y otras muchí 
lenguas affi como Latina y Francefa,It 

liar 



Civiles de Gum dd. 487 

ana y Cántabra : las quales lenguas con 

mcha curiofidad aviafc aprendido. Yen- 

d a pues los quatro famofos Cavalleros a aliant 

Granada, como es dicho, atravefíando 

or la Vega ¿, dieron en el Real camino h traver - 

z Loxa, por el qual vieron venir un Ca- ¿mpagnc 

illero Moro , á gran priefTa, tropellan- 

c el camino á media rienda*/. Parecía c foulant 

[Moro fer de mucho valor, fegun fe * ademi 

loftrava en el afpe&o y garbo e. Traya e maimien 

na marlota/ verde de muy fino damaf-/ portoir 

y con muchos texidosg de oro : fus un JPPP 01 » 
lumas eran verdes y blancas y azules ; z 

1 adarga era blanca hermoía, y en me- 

io pintada una Ave h Fenix,puefta i fo- h oyfem 
re unas llamas de fuego > con una letra 1 mire 
ntorno que dezia ; Segundo no se 
allá k. Su cavallo era vayo, de cabos * -£j roave 
rietos /. Traya el bizarro Moro una m [ tez 
rueífa lanza,y en ella un hierro m deDa- noires 
lafco muy fino , y en la punta junto al "* fer 
ierro un pendoncillo n verde y roxo : » bande- 
arecia tambié, q á todos y qulefquiera*? J oI q^¡ con . 
¡ue lo miraran p diera muy crecido con- que 
snto. Los quatro famofos Cavalleros P rc £ ar - 
[ue afli lo vieron venir con tanta prieífa, 
gradados de fu buen talle , le aguar- 
iaron q en medio del camino. Y como ^ ir l c '^ t tcri% 
:1 bizarro Moro llegó r á ellos , lesfalu- r m iv* 

do 



488 fíijloria de las Guerras 

do en Arábigo muy cortefmente , y i 
buen Alcayde de ios Donzeles le boh > 
a luy ren- las Taludes a en la miíma lengua , con I 
dit lafaiu- aquel que la fabia muy bien. El gallar* > 
íatiou Moro,aviendo Taludado á los cavallerc I 
b com- fe P ar ó * mirara, maravillado de 1 
men$a á buena apoítura y gallardía. Y paran< I 
ks^rcgar* con j as r ¿ enc j as c c \ prefurofo curfo de \ 

c arreflant cavallo, fe paró ¿/ 3 aunque la priefla de i 
avcc la camino , y la gravedad del cafo que 
¿"'arrcfta aguardava le ponia agudos azieates e p 
e Paiten- ra q no parafle : el delTeo de faber qui 
doit luy nes eran a q Ue ii os Cavalleros le pon| 
efperons forzoío freno. Y anfi parado / dixo I 
a la ginette. Aunque de importancia era mipriejfa, Sen 
íonnoi? 11 " res MvelleroSjavri deparar Jólo > por Jab 
f arreílé quien fon tales y tan gallardos cavallero 
Por tanto os fuplico , que fatisfazays a 1 
\. dejseofi os diere gufio g ; porque yo lo ten 
%m piairt mu y g YAn ^ e €n fiherlo : fiya no es que pe 
deys algo en me lo dezir , porque cavaller 
h f b'en tan A f U€ fi 0S ^7 ^e tan ejlraño trage ,no l 
en conche [olemos ver por ejtas partes y fino es quam 
de Uparte del Mar Lybico vienen a negocia 
algo con el Rey de Granada, b tratar algo a 
algunas mercancías de grande cantidad 
calidad Mas e/los que yo digo, verdades qu 
i gentil ha- vienen enefje bizarro y galán trage i mas n 
biiicment tm a p cm bidos de cavallosy armas Jas qu 

le 



Civiles de Gra nada. 489 

yo entiendo que trajes muy finas debaxo a a deííotíf 
Tur que fea ropa. Tpor efto holgaría bjaber y Je me 
ien foys y de que tierra : porque a fe de reíioüirois 
tro hidalgo c , que mepareceys tan bien % £ammV 
e holgara de no apartarme d de vuefira ¿m*eíloig. 
npania un folo punto : por tanto no me ner 
yiys deffear qJo que con tanta infiancia os é facies 
io f. Don Juan Chacón por hazerle Í cfner 

f 1C V012S 

itender que eran Turcos de nación le demande 

ípondió en Turquefco ¿ que eran de 

Dñftantinopola. Mas el aficionado 

oro no la entendió, y dixó : No entien- 

e(fa lengua s habíame g en Arábigo > pues par ie£ 

e lo entendeys 3 pues en el me refpondifte moy 

ando os f alude. Entonces h el famofo h alors 

Icayde de los Donzeles lo dixó en Ara- 

go ; Nofotros fomos de Confiantinopola % 

nizaros de nación ¡ye fiamos en guarnición 

Moftagan, quatro cientos de nofotros y ga~ 

\ndofueldo del Gran Señor X como avernos 

io dezir que en tierra de Chriflianos avia 

fty valientes Cavalleros en las armas \efpe- 

tímente en efias fronteras > venimos apro- 

%r nueftras perfonas y fuerzas y fi fon de tan 

to eftrenio como las fuy as. T anfi para efto 

)s embarcamos en una Tr ágata de quinze 

ineos, nofotros quatro y y los marineros de- ¿ abordar* 

1 , y aportamos i en un lugar que efla de mes 

as de aquella fierra k Nevada queallifa- \¿ff™ 

ce , y defembarcamos alli •• el lugar fe lia- tagne 



m.)ií< 



4<jo fíijloria de las Guerras 

* s'appeüe mA a Adrtt.fi bien me acuerdo b, que ajfi u 
íbuvicns 1° dixeron los marineros de nueflra fufla. í 
€ & prc- tomando c lo neceffario nos venimos la ct a 
nant €n ¿ a mm0y bajía d otro lugar que fe llam i 

e s'appeJie Almunecar^y de alli venimos a Granada .¡j 
f. j oüi r no entramos en ella , por gozar f de ver f I 

campaene mer0 e fi a ^ ermo I A Ve í a Srf** es ¿ A me Í or ¿1 
h á mon parecer h que aja en el mundo. Avernos \ I 

opinión dado por ella dos dios, penfando bailar i I 

i trouver w vz- • ^ j- rf 

k trouv é g##^ Chrif ríanos con quien pudiejjemos p I 

/ & main var nuefiras per joñas \y no avernos balladl 

tenant r dvuna que de contar fea fino es a vos í I 

m parler J f? ? t J , * s \ 

n oü nous Cavallerojy agora 1 vamos a ver a Granaa\ 

attcnd ¿ hablar m con elRey della y luevo yrnos ad\ 
o moindre , j a ¿r r A 

deíirnous &e nos aguarda n nuejtra Fragata. E/A 

á mis Señor Cavallero, es a lo queymos. T pues 
P pou fj avernos fatis fecho en vueflra demanda JA 
mander jufa cofa que vos notfatisfazays en dez | 
q metrre nos quien foys que no menos defeo nos \ 
drc°com n " f ue ft° ° vueftra vifla y paraque os lopregt \ 
pte temos p, que la nueflra os pudo poner q p¿ 

/ deman- que nos pregunta ffedes. A mi meplaze , ,. 
t arrivions x0 elvalerofa Moro , de daros cuenta r da 
de bonne que pedís i\mas pues vamos todos aGranat 
mes af p íc } uemos $ orc l ue alleguemos temprano tj 
faircs camino fabreys mi hazienda u ,y algo v de 
v & u U f' ¿¡vepajfd en Granada. Vamos x , Dixó D( 
£ U aUons C Alonío de Aguilar. Y diziendo eíto t 
v vas dos cinco comenzaron á caminar házis 

Gi 



Civiles de Granadal 49 í 

rranada. Y el gallardo Gazul , que era 
l Moro que aveys oydo 3 comenzó á de- 
ir : Aveys defaber, Señores Cavalleros P que 
mi me llaman a Mahomad Gazul ;foy natu- a l'on 
il de Granada 9 vengo de San Lucar ¡porque m'appelle 
Ui b efla la cofa que mas quiero y amo c en h lá 
h vida, que es una muy hermofa Dama lia- % plus 
ada á Lindar raxa, de cafia e de los f amo- ¿ appelléc 
/ Cavalleros Abencerr ages, Salió fe íde Gra- e de la race 
tda y por refpeclo que el Rey de Granada ortl£ 
ando que los Abencerragesfuefen dejterru- 
n g dellafin culpa y aviéndoya degollado h g bannfe 
dios treyntay feys Cavalleros que eran U * ef gorgé 
ir de Granada* Por efla ocafion como digo, 
i Señora Je fue i a San Lucar y aeflar con * s'enalla 
ttio fuyo hermano k de fu patire. To la onclefrcre 
ompañe en efla jornada , y llegados L a l arrivex 
m Lucar , con la vifta de mi Señora , yo 
ivia en gloria , y pajfava una vida muy 
mi contento. Supe m defpues y que los m *fa f^ ett 
heneen ages que avian quedado n , no per* * dementé 
itiendo el Rey que tomajfen o a fu cargo priílent 
\defenfa de la Rey na , ni repararen por ar- 
las la acuf ación contra ellos hecha, fe avian 
\jfado con el Rey Don Fernando , y fe 
nanbuelto p Chriftianos, y que enGra- p tourné 
tda avia grandes alborotos q y Guerras i troubie* 
iviles j y la Reyna Sultana puefta, r en r mife 
tifion y y fu caufa remetida y puefia enjuy- 

Ii m 



49^ fíiftoria de las Guerras 

zio de batalla, de quatro a quatro. Tyo corn, 

fea de lasarte de la Rey na , y todos los de m 

¿delíberay Un age, acorde a de venir a Granada , po 

fer uno de los quatro Cavalleros que han á 

defender fu partidos y porque oy es elpoftrer 

b aujour- dio, de fu plazo b , en que fe ha de hazer l 

d'huy eft le batalla, voy con tanta priejfa , por llegar c 

jour *da tiempo. Por tanto, Señores Cavalleros, demt 

temps^ nos priejfa antes d que fe ñas hagamos tai 

afligiré ^ y ues cm e j¡. ¡j s e faúsfecho a vueftra de 

d devant manda. Por cierto Señor Cavallero , Dix 
Don Manuel Vonce,que nosaveys admin 
e je íérois do-, y a fe de Cavallero, queme holgaría 
^°priíte 1 He l* $$&■* Rey na quifieffey guftaffe f qt 
plaifir nofotros quatro fuejfemos puefios y feñalad* 
¿ nous €n j a defenfa , que por ello haríamos g, tot, 
h le der- lopoffibley ultimo h de potencia, hajía i pe 
nier der las vidas. Pluguieffe al Santo Alha, q¡\ 

9 jaiques € y anfi fue/fe , que yo confio de vuejlra bo 
Í vous dad, que faldriadesk con victoria déla bai\ 
I gentil- ü a : J A f e de Moro hidalgo 1 que yo loprocÁ 
honunc re con todas las veras del mundo > que i 
valgo yo tan poco en Granada, que m lopuéi 
m achever muy fácilmente acabar xa. Aunque he oydo a 
n ne vcut zir, que la Reyna no quiere poner n fu can 
Inettre en manos de Moros fino deChriftianos.gu* 
doeffofea, dixo Don Manuel, nofotros, 
fomos Mor os, fino Turcos de nación, Genk 
:. ros y hijos de Chrijliams^y efto es cierto coi 



Civiles de Granada. 493 

1 digo. No dezis mal, refpondió el Vallen- 

z Gazul 3 que por effa vía feria fojjible que 

1 Rey na os cfcogiefíe a para que le defendays a V ous 

i caufa. D ex ando b effo aparte : dixó Don eflií<; 

uan Chacón , que en Granada fe vera ; 3I ant 

y amos Señor Gazul y que Ca valleros Chri* 

laño s fon los de mas fama en eflas fronte- 

& defle Rey no , que holgare c mucho de c je me 

verlo i Señor, refpondió Gazul, losCa- réjo&ray 

Meros Chrifiianos de mas valor , alome* 

?s los que mas nos corren la Vega fon el 

f aefire Don Manuel P once de León y y efie 

un bravo y valerofo , y fin efie ay otros , 
on Alonf o de Aguilar , y Gonzalo Teman- 
>z de Cordova y y el Alcayde de los Don* 
des y y defia Cafa de Cordova fon todos 
uy efcogidos áy valientes Cav alteros : y d eíkus 
1 eftos ay otros muchos , tal como un 
terto - Carrero > un Don Juan Chacón 
ñor de Cartagena >• y fin efios otros muy 
'andes Señores 3 que firven al Rey Fer- 
iado 9 que feria muy largo de contar. 
T ucho holgáramos e de vernos con effbs e n0 ^ g ^ 
valleros en batalla , refpondió Don a yfe* 
lonfo* de Aguilar. Pues yo os digo , 
xó Gazul , que hallar eys qualquiem 
¡líos f , ffecialmente en los que os he nom- r trouVc . 
ado y un foderofo Marte \yquando efiemos tzxchzom 

Granada de effacio > os contare cofas que d'eas 
lia* ww 



494 fíijtoria de las Guerras 

tfios Cavalleros tienen hechas en ejla Vega 

que os pondrán grande admiración, No jotro 

l quclquc holgaremos de las oyr , Jólo por llevar a j 

chofe nuefira tierra algo b que contar y reípon 

dró Don Manuel. Y con efto camina 

van á gran prieffa todos cinco cavalk 

e ne de- rosa Granada, que no quedava c ma 

meuroit ¿ e mec te a legua para llegar á ella. Dond 

arriver Ur los dexaremos , hafta d fu tiempo , pe 

d oú nous contar lo que paflava en Granada , e; 

£K£ aquella fazon. 

ques ___- . ; 

CAPITULO QUINZE. 

e met To- Bn queje pone la muy porfiada e batalla qu 

piniaflre pafíb entre los ocho Cavalleros ¡Jobre la l 

bertad de la Reyna : y como la Reyna fi 

libre y los Cavalleros Moros muertos , 

otras cojas que pajfaron. 

Riste y confuía eílava * 
ciudad de Granada,porqi 
fe avia acabado el termiri 
que fe le avia dado á la he 
mofa Sultana, enqueav 
f ^he. ^e dar quatro Cavalleros que por el 
voit ce hizieffen batalla. Y porque fe acabaí 
^eaíTem a ^ ue * ^ ia /> cuchos Cavalleros quifi 
fouiu ¿an g que aquel negocio no paíTara ad 

lan 




Civiles de Granada, 49 <* 

lante a , pues la Reyna no avia dado Ca- a outrc 
valleros que la defendieífen .- y anfi tra- 
tavan muchos de los mas principales de 
la ciudad con el Rey , que ceflaiTe y fe 
¡pufieíTe bien con b la Reyna, y no dieíTe ¿ s'accom» 
crédito á lo que los Zegrís dezian. Mas modaft 
por mucho que los Cavalleros lo procu- avec 
raron , jamas pudieron con el Rey aca- 
bar nada r 5 refpe¿lo que los acufadores le c obten» 
yvan a la mano, por hazer verdadera fu rien 
maldad. Y anfi el Rey dava por réípueíta, 
que procuraíTe la Reyna dar por todo 
aquel dia quien la defendieíTe , fino que 
la avia de hazer quemar d: y deíto jamas d faire 
le pudieron perfuadir á otra cofa. De brüler 
forma que luego por fu mandado fué 
hecho un cadahalfo e muy grande en ¿ faít nn 
la plaza de Bivarambla , para que la efchaffaut 
Reyna eltuvieífe 3 y los Juezes que la 
caufa avian de determinar. Los qua- 
iles el uno fué el valiente Muga j aun- 
que fu hermano no quifo /;■ y con el /nevoului 
valiente Muga fueron Juezes dos Ca- 
valleros muy principales 3 el uno A- 
zarque , y el otro Aldoradin : los 
quatesdefíeavang todo bien á la Rey-£ ¿efíroíét 
na, y eítavan puertos b déla favorecer / c f iutioa 
en todo y por todo. El tablado i fué ¿j'efchaf- 
cubierto de paños negros k } y los mif- ¡^ noir 
I i 2 mos 



r ^6 BiftorU de las Guerras 

mos Juezes acompañados de la flor de fe 

* monte; Cavalleria de toda Granada. Subieron ¿ 
rent alAlhambra, para llevar b ala herma 
b emme- f a Sultana á la ciudad , y ponerla en e 

* lámeme tablado e que aveys oydo. Por loqua 
íur l'cf- la ciudad fe comenco á alborotar d , j 
d froubicr muc h° s eftavan determinados de falin 
e- fortir y quitar/á laReyna,y ponerla g en liber- 

/ oto ta ¿ y m atar /? al Rey Chico por el noto? 
^ tuer rio agravio ¿ que le hazia , abrafarle, 5 

* tort quemarle ¿ la caía. Y quien fe difponk 
? & bruílcr á hazer efto, eran todos los Almoradis j 

Marines , y para ello fe juntaron con 

ellos Alabezes , Aldoradines , Gazules ) 

Vanegas. Mas fueron aconfejados que 

no lo hizieíTen en manera ninguna, por- 

I ác ^ que aunque la Reyna quedaffe libre /del 

raíi¿ peligro, no quedava m faneada fu honra 

m danger fino mas llena de mancha n y efcureci- 

rait tór? ^ a : P or( l ue fiempre o la fama diria , que 

apierne de porque no fe declara/Te la verdad, avian 

tache remitido á las manos íu libertad , no 

confintiendo que fucauía fueíTepueñat 

en juyzio de batalla. Lo qual era en fa-^ 

f les laif- vor de los acufadores , dexandolos p 

íam con f ü honra enteramente, hiziendo 

f verifté averiguada q verdad fu faifa acufa- 

cion. Y anfi por eftacauía dieron de 

mano á fu pretenfion 3 confiando en 

Dios, 



Civiles de Granad*, 497 

Dios que la Rey na faldria a libre > y a fortírots 
con toda íii honra. Pues aviendo lle- 
gado b losjuezes al Alhamba, acom- b armé 
panados de gran Cavalleria , el Rey 
viejo Mulehazen , no los quiso dexar c * .|J?ulttt 
entrar > diz iendo ; Que la Reyna no de- ai er 
via nada d 9 que el no quería e con- d ríen 
fentir que la llevafTen. El valiente * o £ e vou " 
Mu§a y los demás f Cavalleros le di-/i CS autre$ 
serón : Que era muy bueno para la 
Reyna , poneríe ¿ en aquel juyzio, por- ? fe mettre 
que al fin quedaría h libre , y fu honra c ^ eu,> 
no menofcabada i , fino mas augmen- f - ámoln- 
tada: y que fiel no ladava, los. acu- dry 
fadores quedavan ,k con fu honra. Ellas ¿ demen* 
y otras cofas le dixeron al Rey Mulé-» rowní 
hazen , para que confintieíTe que la 
Reyna fueíTe llevada y pueíla / en f emme- 
juyzio de la batalla que eílava aífigna- " e éc mi " 
da. El Rey les preguntó m > fi tenia ya m dcman- 
la Reyna Cavalleros que la defendif- da 
fen. Mu§a le refpondio quefi, y que 
quando todo faltaíTe n , y Cavalleros ^panque- 
que la defendieífen no fe hallaíTen , ^°f r0 avaf- 
que él en períbna la defendería. Con fcut 
eílo el Rey dio licencia que entrañen > 
yanfiMugay los demás juezes entra- 
ron , quedandofe p toda la demás q £ an c t mc 
Cavalleria fuera r del Alhambra ; aguar- q yütú 
I i 4 dan- rhors 



498 fíijloria de las Guerras 

attendát dando q falieífe a la Reyna. Llegando l 
<¡ae íbnif- ^uga a donde eítava la hermofa Sultana, 
b arrivant la halló hablando c con Zelima , fin nin^ 
c la trouva g U na pena de lo que efperava y ya fabia 
parlant e jj a ^ üQ aquel diafele cumplia el pía* 
d\estem¡>s zo d. Mas confiada , en que Don Juan! 
prtfix Chacón no le faltaría la palabra , eítava | 

muy confolada y fin pena alguna, como 
aquella que no tenia culpa en aquel cafo, 
¿ & auífí Y también e tenia hecha fu cuenta , que 
ñ Donjuán Chacón no venia , y por no 
tener Cavalleros que la defendielfen 
moria, que muriendo Chriítiana no mo« 
/plüftoft ría, antes /comenza va á vivir 2 y coa 
g femme eíto eítava la mas eoníblada mugerg del 
mundo. Mas alli como vio Muga acom- 
pañado de aquellos Cavalleros que con 
h incontí- e * ven ian, luego h prefumió á lo que 
ncnt y van i." por loqual tuvo k unjpoco da 
* t j C? turbación y pefadumbre l , mas con ani^ 
^Hoient mo varonil m , hizo en eíto la refiíterv? 
k clit cía que pudo, por no moítrar ñaque* 
^a^urSe za n alguna. El buen Muga como lie* 
viril go o á 1 a Reyna y á la hermofa Zeli* 

ñ foiblefle m2L con i os demás , le hizieron el de* 
«leurfiret v ^° acatamiento p, y luego Muga le 

1 a deue re- dixbiGrande bufido el de/cuido q que vuejlra 1 
vc ^ Cílc ( e Alteza ha tenido , en n? aver feñalado y 
® l ' nombrado Cavalleros que fe mueftrtn de fa 

parte 



Civiles de Granada. 499 

p te y oyen efie dia , que es cumplido el 
zo&defuícaufa. No os dé pena Señor Mu* a j e t€rme 
¡ refpondió la Reyna : «, que no faltaran b * manque- 
valleros que me defiendan : y yo confio en ronc 
os y en la Virgen fu Madre ¡que a mis ene- 
ros tengo de ver oy atropellados c y ptie- f aujour- 
por tierra. Por tanto baga el Rey lo que d ? huy fou* 
careciere, y fi a cafo no los tuviere y me die* j^. aux 
1 muerte >ypor ella perdiere vida y Rey no, 
far del malvado d Rey y de mis ponzoño- ¿ ma w 
e enemigos 9 be de vivir y reynar en otro de Tinique 
\or Rey no que es efie 3 donde Pendre mejor e enveni- 
iadela que tengo, Maravillado Muga mQZ 
las palabras de la Rey na , refpondió: 
todo bien que vueflra Alteza tenga , fe- 
o muy contento y todos los demos f. Vero f & tou$ 

ra el prefente es meneíler e que vuefira les autre$ 
J J ' ' i • 7 • Z mais ma " 

eza Je ponga h en un poco de trabado y a- mtenant il 

nta , paraque i defpues la honra quede *á u t 

<f kfinay apurada s ajji como el oro que fe i g^™ 

i 1 en fuego, y con el queda mas hermofoy ü demeure 

s cendrado m. Y para efiojoy eftos Cava- P lus 

os hemos venido a llevar na vuefira Alte- met 

k la ciudad ¡donde oyfe ha de ver el oro de m affiné 

\wnrapuefia en muyfubidos quilates o. Yfi * ^™ ^ 

l?/lra Alteza no tuviere Cavalleros 3 yose fort hau* 

\ ayquatroyfeysy mil ¡y dos mizque defen* caraí 

mk vuefir o partido , y yo el primero. Y pa- 

vilo f abra vuefira Alteza que foy uno de ■ 

los 



^oo fíifloria dé las Guerras 

avcc losjuezes^ eflos Cavalleros que commi± 
Jifero vienen fon los otros > y todos harán lo qu< 
ce que je hiziere , y quifiere y ordenare b. Por ta 
feray & vuefira Alteza fe cubra y y venga con n 
vo y tros 5 que a la puerta de la Cafa Real 
¿attendant aguardando c una Litera , para quevuej 
Alteza vaya a la Señora Zelima para qm 
Acompañe Vamos de huerta voluntad 7 vefp 
dio laReyna,^ conmigo tengo de llevar a 
d avec criada d Bfperanca que la quiero mucho 
do?sa J ^e- quiero <í ue ^nefia jornada, ?ne acomp; 
ner ma juntamente con Zelima. Y diziendo eí 
fervante fe levantó, y Zelima y Efperanga < 
meteau-* e ^ a > y entrando en fu apofento /, 
coup das tres fe pufieron vellidas de : 
f fc cham- g r0 £ - ¿ e ta i forma, que era gran pie< 
gs'accom- y compaffion de verlas , efpeciaíme: 
moderent álaReyna. Y faliendo del apofento 
l C &°íbr- Reyna le dixó á Muga, Señor Mu$a , 
lantde fa raysme ungranplazer , y es quetomeyX 
chambre ¿¿ ave j[ ¿ e jl e m j apofento k & vueftro cargl 
L P ekf CZ /*>* *^* vez fuere condenada a muertA 
k chambre muriere , iodo lo que efia dentro fe lo de\ 
4 fervante m i cr i a da\Efperan$a,y que le deys liben 
m filie futs que yo fe la doy , forque es donzella 
que todo lo merece, y me ha hecho muy bm 
férvidos. No pudo la Reyna dezir e; 
^^fpandre palabras, fin vertir n grande abundan 
de lagrimas : y tanto que eí mifmo Mi 
«antro yiosdemas 9 Cavalleros laacompai 



- Chites de Granada. «$01 

itien ellas, fin poderlas diflimular ni 
fiítir. Y fin le poder hablar palabra , la 
marón a de brazo 9 y anfi llorando la * prindret 
:aron fuera ¿de la Real Cafa > adonde * picurant 
ia una litera apreftada para la Rey na .• ^ Q l^ ltm 
jual eftava puefta de luto c por dentro c acco m- 
iuera. La Reyna y Zelima y Efperanga modée en 
¡ Hita entraron dentro , y tapadas las J&'cou- 
ntanas d della , caminaron y falieron vertes le* 
: la famofa Alhambra, á cuya e puerta f ?5 ftrcs „ 
:avan aguardando ./ muchos y muy £ alt endant 
incipales Cavalleros , donde eran Ala- 
bes y Gazules, y Aldoradines, y Vane- 
s, y otros muchos linages Almoradis , 
rientes de la Reyna, y Marines.Todos 
> quales eftavan cubiertos de luto, que 
a gran compaflion ver tanta Cava- 
ría puerta g en tan grande trifteza. g mi fe 
as debaxo de aquellas marlotas y al- 
>rnozes negros , llevavan b todos muy ¿ deílbus 
ias, y muy buenas armas , con inten- cesjup- 

de romper aquel dia con los Zegris , {¡^ * ux 
Dmeles y Magas , fi á cafo fueíTe ne- noirs por- 
ITario. Y ciertamente que fi no fue- toient 

porque la honra de la Reyna no 
ledara/efcurecida , que todos eftavan f ' n 'euft de- 
terminados , para que aquel día fe meuré 
rdiera Granada. Y anfi con efte re- 
lo k los Zegñs y : Magas y Oorpeles,con * foup$oa 

todos 



! 



^oi fíiftoria de l¿ts Guerra* 

todos aquellos de fu vando , efle dia | 
« cejour baxo de fus marlotasy alquizeles a,y\ 1 
jádefíbubs muy bien armados por fuítentarfund 
poní & P ' ^ a ^ > Y fi á cafó fus contrarios les acón I 
fayes tian ¿, que ios hallaííen bien apercel 
quoieñt ^ os r -Nunca d Granada en todos fus 1 1 
rqu'iis les bajos y Guerras Civiles , y fus paíliot 
trouvafsét eítuvo tan al cabo de fer totalmente p 
veus P ° Ur " dic * a ni deílruida , fino fué elle dia. NL 
d jamáis quifo e Dios, que fin pefadumbre /ni I 
' 7 ouli J t r cándalos civiles fe acabaíTen aquellas c I 
cherre tas, como diremos. Pues afli como I 
g fortit litera, en que venia la Reyna falió g \ 
Álhambra, todos aquellos Cavallerol 
moftrando grandiflima trifteza,larodl 
h íenví- ron h y la fueron acompañando , ni 
ronnerent ftrando un grande fentimiento y lagl 
mas. De tal forma que era muy gran <| 
lor ver un tan triftiflimo efpedlacgl 
Mas anfi como toda la Cavalleria alkj 
í arriya l á la calle / de los Gómeles, por todas! 
^feTidlres ventanas k fe alfomavan/Dueñasy D<J 
/ mettoiét zellas llorando muy agrámente la d 
& f 1! c s ventura de la Reyna , de manera qui 
n mis en l° s gritos de las Damas y niños m todal 
troubie ciudad fué puerta en alboroto n: ym 
dezian al Rey y á los Zegris á gra 
des vozes y gritos. Deíta manera 
tro la Reyna en la calle o* asi Zacatín 

don 



@ rue 



Chiles de GtaflAda. $03 

>tide mas a fe augmentó la gracia y do- a oü piut 
r y trilles llantos , de fuerte q en toda 
ranada no fe fentia otra cofa fino lafti- 
eras vozes b y querellas y lloros c. Lie- y vo ¡ x 
ida^laReyna á la plaza de IJivaram- pleintives 
a,fué puerta e laJLitera junto del tabla- ¿ * r p ¡^ rt 
if,y abiertas las puertas ó ventanas de e mire 
litera, el valeroíb Muga y los otros / V£*É& 
tezes , facaron á la cuytada g infelice e c a aut 
eyna, con ella ala hermofa Zeuma y gtirerentla 
peranza de Hita,y las fubieron al cada- P ir °y able 
ilfo,por ciertas ventanas de una cafa h. ¿ & Ief 
en el tablado, avia un eílrado i negro momerent 
i paños grueflbs , y alli fe aíTento la tri- \¿^wt 
sReyna, y álapardella¿ la hermofa qaeiques 
suma, y á los pies de la Reyna fu criada feneftres 
fperanga de Hita. Quien os dirá los f u n nemai < 
mitos que en toda la plaza fe movie- $ un dúi 
)n, aquella hora que vieron á lahermo- ¿, p ¡ r , és 
, Sultana cubierta de negro > y pueíta / / m if e , 
a un tan rigurofo trance m de fortuna w.extr*, 
too aquel. Todas las ventanas y bal- mite 
snes y azoteas n eítavan llenas o y ocu- " ^rwflcí 

, , j XT . J du haut 

Was de gente. No avia ninguno en to- ¿es mai* 
as eítas partes 5 que no lloraíTe y hizi- Tons 
!Te gran fentimiento. A un cabo del ta- ° pIeme5 
llado/> en otro eftrado,fe afrentáronlos P wbout 
uczes para juzgar la caufa de la Rey- f a e ut ec *" 
isu Y ai cabo de una gran pieza , por 

una 

;"■ 



«¡04 Biflor h de las Caer rus 

* rué una calle ¿ íe oyeron trompas de guerí 

y viíto lo que podía íer , era que los qu 

tro Cavalleros aeufadores de la Reyi 

b mh venían muy bien armados y pueítos b 

c deüvs punto de batalla , encima c de muy p 

d puií|ans ¿eroíbs 4 cavallos.Trayan € fobre las 2 

* portoient . . r * i 

/ juppons nías ricas manotas /verdes y morada 
pendoncillos y pítimas de lo mi(m 
Trayán por divifa en las adargas unos \ 
g Gouteías fanges llenos g de fangre , con una let 
pl€ms entorno que dezia Por la verdad 
h sVrpand derrama k Llegaron* defta forma 1 
i arriv^ quatro mantenedores de la maldad k , 
Frnéthan- compañados de todos los Zegris y G 
ceté meles y Mac^as , y todo los demás de 

/les autres vandojiafta llegar /á un grande y ípaci 
aion juf- f° palenque m , que eftava hecho juní 
ques'á ar- del tablado n , y era el palenque tí 
«Hice grande quanto una buena carrera de c 
n Techa- vallo, anfi de ancho, como de largo o. 
faut abierta una puerta del palenque entr 

e arge ron los quatro Cavalleros y conviene 
íaber Mahomad Zegri el principal ir 
p mechan* ventor de la maldad/* , y un primo he. 
CQlé mano q fuyo, llamado r Hamete Zegrí 
germa^n Y Mahardon Gomel y y fu hermano Mí 
r appeiié hardin. Anfi como entraron,fonaron d 
4 Sons fu P arte mu ^has diverfidades demuíica 
deceparry de dulzaynas y añafiles/ Y todos los d 

aque 



Civiles de Gr¿MAd&. 59? 

leíle vando fe pulieron & á la parte de a fe mirenf 
nano yzquierda b del tablado, porque h S auche 
!aotraeítava el valido de los Almo- 
is, lleno de colera y fatí a c , los quales c courroux 
[garan mucho d de romper confus ¿n'eutíeiit 
amigos, mas por las caufas ya dichas e ! té oien 
íftavan ya quedos , aguardando e lo e co j s í8t * 
i la fortuna haria en aquel Cafo.Efto lendans 
ia á las ocho horas de la mañana; y 
ian ya las dos de la tarde,y no parecia \ 

callero que por la Reyna bolviefíe /. /rdpondift 
loqual todos tuvieron mala feñal, y 
fabianque feria la caufa , y efpanta- 
m de la % Reyna no averfe proveydo 
Cavalleros que la defendiéífen. Y anfi 
fino la Reyna eítava muy triíte , por- 
e tanto fe tardava Donjuán Chacón* 
nde defpues deDios tenia puefta fu efr 
ranza, y no fabia á q fe atribuyelfe te 
:danza fuya. Y viíto que no venia,con- 
.avafe con morir, porque avia de mo- 
Chnííiana. En eíto el valerofo Mali- 
ue Alabez , y un Moro famofo llama- 
\g Aldoradin, y otros dos de fu linage, g appeité 
[fueron al tablado h, y en altas bozes *»*en alie- 
iíceron 9 que la Reyna y los Juezes lo í'efchafaut 
iidieron oyr , que fi la Reyna guítava i * prcnoit 
jaraconfintiente, que ellos entrarían pIaííir 
)t campo en fu favor, A lo qual reípon- 
p te Reyna > que ama ayia harto di% 



<;o6 ÍJiftorh de las GueYY&t 

a afíex de que queria aguardar a otras dos horal 

jour qu'ci- y q fi n o viniellen los Cavalleros que e 

anendre^ ten * a apercebidos , que ella holgaría l 

b ferok ellos por ella hizieflen la batalla.El bra 1 

bien aife jvlaiique Alabez y los demás que alli 

ofrecieron fe tornaron adonde eítav: 

cattendant de primero, aguardando c lo que fer 

Mas nopafsó media hora, quandop 

las puertas deBivarambla,fe oyó un gra 

d bruk & de tumulto de ruydo y alboroto ¿Ulqu 

tr oiibie toda la gente bolvió e por ver lo que p 

e retoutna ^ ^ y v j eron q Ue p 0f i as p ue rtas \ 

Bivarambla entraron cinco Cavaller 

/ bien en- muy bien aderezados f , venidos á^ 

conche Turquefca -fobre poderoíos Cavallos 

los quatro venían á la Turquefca , y 

uno á lo Moro , el qual luego fué 

todos bien conocido fer el valero 

g nul Gazul. A los quatro Turcos nadie g 1 

pudo conocer , por no averíos viíto j 

mas,y para verlos concurría a ellos tot 

la gente de la plaza. Todos fe maravill 

ron de fu buen talle y gallardía , y todc 

dezian que en fu vida no avian vifto c 

¿maintien valleros de mejor apoítura y garbo h. . 

i vou- por ver lo que querían i , y faber fi eift 

Joiem ta j es Turcos venían á defender la Re 

na , todos fe yvap tras dellos. Todos 1< 

k la bien Cavalleros de la parte de la Reyna, le d 

venup van el para bien venido k al valerofo G 



Viviles de Granada, <¡ 07 

ul , y mas fus deudos a q eran muchos : a paren» . 
reguntavanle b 3 fi conocía aquellos Ca- ^a^doiaf 
alteros que con el venían. Y el dezia , q 
o, fino que allienla Vega c fe avian jun- c iá en u 
ido. Y anfi con efto llegaron al cadahal- cam P a £ne 
) d donde eftava la Reyna y ios Jüezes, d mm-S 
ae eítavan maravillados > en ver aque- r ^ nt á l ' c f* 
ds Ca valleros Turcos,y deíTeavan faber 
1 caufa de fu venida. Los quales afli co- 
10 llegaron e al tablado , le contempla- e atriveret 
)ii muy bien, donde vieron ala Reyna^ 
z tal forma, que les pufo/ gran com- y: Ieur m ¡ t 
aífionymanzillag, verla en tal eftado. % picié 
bol viendo los ojos h á todas partes, re- h tournant 
3nocieron toda la gran plaza de Biva- les y eus 
imbla, tan nombrada en el mundo : en 
[la vieron el gran palenque i que eftava ¿ i¡ cc , 
echo para la batalla 3 y los quatro Acu- 
idores de la Reyna dentro.Y defpues de 
iberio todo viíto, eípantados del grande 
umero de gente que alli avia 3 Don Juan 
íhacon fe llegó mas al tablado k > y dixó * ^proi 
losJuezesenTurquefco: fi podia ha- ÍJeVefctoi- 
¡lar / con la Reyna dos palabras. Los faut 
uezes dixeron que no lo entendian,que l P 8 '.^ 
-ablaíTeetiArabigo.Entonces^elbuen m alorf 
!>on Juan Chacón, bolviendo /z la len- * tournant 
¡ua en Arábigo , les torno idezir fi po- 
da hablan á?cgn la Reyna? Entonces el o parkr 
" .Kk ' Taliea- 



^o& Hifioria de las Guerras 

valiente Muga defleando todo bien a lí 
a montad Re y na y ¿[ x ¿ q Ue f^ q Ue fubieffe a en 

buena hora. El valeroíb Donjuán, fir. 

mas fe detener , faltó de cavallo come 

b oyfeau , lln ave y y fubió al tablado b por unaí 

frM'e™* g ra( 3as 4 ue cn e * eftavan hechas. > 

fchafaut eftando encima , aviendo hecho fu acá 

* reve ' tamientor á losjuezes, fe fué para lí 

d parla Reyna , y citando junto della le habló c 

defta fuerte , que todos los juezes lo en 

tendieron. 

Razonamiento de Don Juan Chacón á la Reyna. 

e tempefle Con la procela e del mar , Reyna y Señora 

arribados a la cofia del mar de E/paña, jm 

f proche to fdefios cercanos puertos de Malaga y y d 

allí conde/feo de ver lo bueno defla famoj 

Ciudad de Granada , entramos efla manan 

enfubjermoja Vega¡ en laqual fuymos avif 

g pstre- ¿os del rigurofo trance g , en que eflavadt 

3nit - puefia p y que no teniades Cavalleros que t 

b auñl defendieren. Y también fupimos h como n 

í V ne S vou^ *J uer * aí ks i ni era vuefira voluntad , qu { 

liez vuefira caufa defendieren Moros fino Chn 

ftianos. Yo y mis tres companeros fomos Tm 

k fils cosGenizaros i hijos k de Chrifiianos , di 

liendonos de vuefira adverfa fortuna , mi 

vides a piedad de vuefira innocencia > m 

venimos. Á ofrecer a vuefir o férvido 9 y pe 

vos entraremos en batalla contra aquellt 

l attendant quatro Cavaller os que la ejlan aguardando 



Civiles de Granadal 509 

foys férvida a dadnos Ucencia, y poned b a s'ü vouj 
fira caufa en nueflrai manos > que yo me £ laift 
>zco for mi ¡ y por mis tres compañeros 
eren ello lo fojfible hafla c la muerte* c jugues 
ando efto dezia el buen Don Juan , 
ia la carta de la Reyna en la mano, y 
yaldefeuydo d ladexó caer en las ¿f ans au- 
las e de la Reyna , fin que nadie cun íem- 
lafle de ver /en ello. Y quifo ? Dios blant . 
í cayo h la carta el fobrefcrjto ara- / nui pric 
/. La Reyna por ver lo que al Turco sarde 
e avia caydo de las manos , baxó los f ^omS» 
s k á fu regazo / , y vio la carta : y al $ deflus 
íto que la vió,luego conoció fu letra, f e$ bai ^ u a x 
ue aquella carta era la que ella avia. /¿n girón 
biado al Señor de Cartagena : y al 
íto cayo en lo que podia íer m> como wpouvoit 
;reta que era, y diílimuladamente ta- e rc 
n la carta porque nadie la viera. Y regar dit 
•ando á fu criada o Efperansa de Hi- fa fervame 
la vio que eftava mirando de hito p á ? r£ g ard3c 
hjuan, que ya lo avia conocido ; y m cnt 
iviendofe q á la Reyna diilitrmlada- f rctour- 
itate le hizo del ojor por donde la "^uyfitfi- 
imsL enterada / y fatisfecha que gne de 
¡el era Donjuán Chacón, muy mará- ^ 
itidade fu buen disfraz /, le refpondio t déguífc- 
e;a manera, alzando un poco los ojos mcnt 
uverleeltoftro, que hafta allí » los jj*^; 
Kk x avia <iu« i¿ 



á atfcndát 
jufques á 
cette heúrc 
b vouluíle 
prendrc 



¿Mécharge 



e appclla 



alors 
g reveren- 
ce 

h atten- 
doient 

i bride • 
k monta 
fanS met- 
trc 

I pluftoft 



"<¡ ió fíifioriá de las Guerra* 

avia tenido baxos. Por cierto Señor Cí 
valIero,que yo he eftado aguardando hí 
fta agora a quien pür mi quifieffe tomar 
eíta demanda , y ciertos Cavalleros 
quien avia efcritoy no han venido, no í 
por qual razón ha fido fu tardanza,y ve 
que el dia de oy fe paíTa fin hazer nada c 
mi difculpa c -, atento eíto , digo que j 
pongo d mi negocio en vueftras mane 
y de vueítros compañeros , para que n 
defendays* Y fed cierto que es falfed; 
lo que me han levantado , y dello ha* 
juramento tal qual fe deve para el caí 
Oydo eíto 3 el buen Don Juan llamo e 
los Juezes para que entendieífen bien 
que laReyna dezia.Lo qual oydo por 
juezes,mandaronqueíe efcrivieffe aqi 
aufto, y lo fírmafle la Reyna , laqual 
firmó de muy buena voluntad. Ente 
ces/el buen Don Juan Chacón avien 
hecho el acatamiento g devidoá la R< 
na, fe baxó del tablado ¿ y fué donde I 
tres compañeros le aguardavan h , y 1 
valerofo Gazul que le tenia el cavalloi 
las riendas /', en el qual fubió fin poncjl 
pié en el cñúbo 3 dizÍQndo:SeKores } mefA 
es la batalla a por tanto demos orden qu I 
haga luego 1, antes que mas tarde fea t To(\ 
los Cavalleros del vandode laReyn.j 

He; 



Crviks de Granada. «5 1 j 

legaron ¿ y rodearon á los quatro vale- ¿, ¿*P T 9\ 
ofos compañeros con grande alegría , cnerent 
laziendoles mil ofertas , rogándoles h Mespriant 
ue hizieífen todo fu poderk) en aquel 
afo : los valerofos Cavalleros lo prome- 
íeron hazer, Y anü toda aquella hidal- 
;a c Cavalleria los llevaron paífeando c noble 
>or toda aquella plaza > moftratido gran 
egozijo^. Y hiriendo venir mucha mu- d refíoüif- 
ica de añafiles e y trompetas; al fon de rat ¿ ce bo - 
os quales los Turcos Cavalleros fueron 
oetidos en # palenque /, por otra puer- / en te lica 
aqlos contrarios no entraron. Y eftan- 
lo dentro , fiendo juramentados que en 
quel cafo harían el dever* ó morir 3 cer- 
aron el palenque. En todo eñe tiempo 
1 Maiique Alabez no partía los ojos de 
)on Manuel Ponce de León, porque le 
crecía averie viíto , mas no fe acordava 
Londe^y dezia entre íi: Valame píos b 3 ^ ^^ e " 
jj como le parece aquel Cavallero á Don ¿ Dieu me 
vlanuel Ponce de León. El roftro ¿le da- íoit en 
^a crédito dellp, mas eltrage ¿Turco lo *- y j<fvifage 
lefacreditava : mirava /elcavallo, y le k í'habit 
carecía d mifmo de Don Manuel , que ¿¿' eg * r? 
!2l el avia tenido en fu poder otro tiem- 
)0. Anfi el buen Malique Alabez anda* 
7a muy dudofo en fi era m ó no era , y m eíloít 
legándole n aun cavallero Almoradi, * h *£J ro * 
K k 1 tio 



«5 1 i fíifioria de las Guerras 

onde tioa delaReyna, le dixó : Si aquel CavM 
llero de aquel c avallo negrores el quemagA 
b me no y fino me engaño b, d$d a la Reyna por l 
trompe y re £\ Cavallero Almoradi le dixó: guie 
es ? por ventura vos le cpnpceys ? $lQ se£\x 
■t mainte- Alabez , de/pues os lo diré i veamos agora 
Bant (orno les ya en la batalla, Diziendo efto 

d prindret pararon mientes d á los Cavalleros y lo 
garde quales en aquel punto facávan fus efci 
e eítuys ^ os ^ e ^ fundas e en que venían meti 
dos ; los quales eran hechos de qiert; 
forma, á la Turquefca , muy rezios y vi 
f endou- ft oí ° s /- Agora ferá muy bien tratar de 
ble* & color eran las ropas Turqueícas de \q 
beaux á guatro Cavalleros Turcos , pues della: 
VOir no avernos hecho mención. Todas qua 
g juppons tromarlqtas g eran azules de paño ¿fi 
h 4rap niffimode color celeíte, todas guarnecí 
i argent das con franjones de fina plata/ y oro te 
do hecho á mucha cofta. Lo miímo lie 
* portoiet vavan los quatro albornozes k 3 los qua 
mantcaux les eran de la miíma color , y eftos erat 
que Ur * ** e una ^ na feda.Los Cavalleros He vavaír 
/portoient cada uno /un turbante de unas tocas de 
thacua riquiffimo precio , todas vandeadas de 
vandas de finiflkno oro, y otras vandas 
de feda azul muy fina , que no avia toca 
de aquellas que no valíefle muy gran 
cantidad, los turbantes hechos de mara- 
villofa forma, de modo que no fe podían 



Civiles de Granada. 513 

Jesbaratar*, aunque fe cayeflen,y fe po * defaire 
lian quitar y poner 6 a .muy fácilmente ^tu? & 
inquefe deshizielfen. Por la parte de rdcdeflüi 
irriba c del turbante, falia ¿ un pequeña d íortoit 
>unta del bonete , fóbre que y va árma- 
lo, y en ella puerta muy delicadamente, 
nedia Luna de oro pequeña. Llevava e e portojt 
rada uno un muy rico penacho de plu- 
nas azules, verdes, y rojas , todo pobla- 
lo de mucha argentería / de pro. Los / papiíio- 
>endoncillos g de las lanzas eran azules, tcs 
f en ellos las armas mifmas y divifas de ? i*£f" 
iisefcudoss porque Donjuán Chacón 
levava en fu pendoncillo , una flor de 
-is de oro , y anfi mifmo en fu efcudo 
levava el un quartel de fus armas , que 
ra un Lobo en campo verde. El qual 
-obo h aquel día parecia que deípedaza^ h lou¡? 
f a un Moro. Encima del Lobo i avia un 7 audeíTus 
ampo azul; á manera de cielo , yene! du loup 
ina flor de Lis de oro. En la orla k del ef- * au b °rá 
:udo una letra q aíli dezia : Por su maí,- 
>ad / se j>EVQRA.Significando que aquel ¡ m ^ c ^ ZTir 
obo fe comia m aquel Moro por fu mal- ceté 
lad y teftimonio que á la Reyna le avia m mm ' 
evantado. El valerofo Don Manuel it 
5 once llevava n en fu efcudo el León n portoít 
•apante de fus armas en campo blanco,y 
)l León dorado no quifo aquel dia po- 
Kk 4 nee 



'«; 14 Niftoria de las Güeñas, 

«tic vou- ner A i as vandas de Aragón : el León te j 
mcttre° Ur nía entre las uñas b un Moro que lo del 
h ongies pedazava , con una letra que dezia anf 

Merece mas dura, fuerte 
guien va contra, la verdad $ 
T aun es foca <rueldad 
<gue un León le de la muerte. 

€ bande- En el pendoncillo c que también en I 

Sr°éortoit azu ^ ^ evava i puefto un León de oro, 
El famofo Don Alonfo de Agilitar nc 
quifo aquel dia poner ningún quarte 
de fus armas > por fer muy conocidas, 
Para aquel dia pufo en fu efcudo 3 er 
campo roxo una hermofa Águila do- 
rada, muy ricamente hecha, con las alai 
e cuvertes abiertas e > como que boíava al cielo j 
/ ongies y en j as f uert:es u 5 as llevava / una ca- 
beza de un Moro , toda bañada de fan- 
gre que de las heridas de lagunas le fa 
^lefíures f¡ a gt £ft a diviCa defta Águila la pufo 
fortoi" g CS Don Aloníb en memoria de fu nombre 
h,. portoit llevava h una letra que dezia defta fuer«: 

, te, muy bien hecha S 

* je 1 enle- 

^tie7 JU * La f^ir e hafia i el cielo , 

k plus Para que de mas cayda k % 

grande p or fa m& l¿ A ¿ conocida 

cheute ^ . y r 

l outrecufc §£$ c°W*W ¡ m recelo l 

daixe Anfi 



."■ 



• Giviks de Granada. «f í 5 

Añfi mifmo traya a en el pendón de 4 #>#qfc 
1 lanza eíte bravo Cavallero el Águila 
>rada cómo en el ofendo. El valerofo 
Icayde de los Donzeles llevava por di- 
fa en fu Efcudo en campo blanco un 
toque, los filos fangrientos : la cruz de 
guarnición era dorada, en la punta del 
toque que eftava hazia baxo¿, una ca- h ve " fe 
izadeMoro, que la tenia clavada, con de W s 
las gotas de fangre que parecia falir de 
herida c, con una letra en Arabigo^que [ a tleltel 
zia delta fuerte : 

Por los Jilos de l& efpad& 

Quedara d con claridad d demeu^ 

El hecho de la verdad a w» 

Y la Rey na libertada. 
Muy maravillados quedaron e todos e demeu* 
uellos Cavalleros circunítantes , an- rcrent . 
os de la una parte,comolos de la otra^ 
. ver la braveza de aquellos quatra 
ivalleros , y mas en ver las Divi-^ 
; de fus Efcudos , por los quales co- 
cieron claramente que aquellos Ca- 
lleros venían al cafo determinada-, 
snte, y con acuerdo/: pues las divifas / refolu* 
etras de fus Efcudos lo manifeitavan , tiori 
jue laReyna los tenia apercebidos pa- 
fu deFenfa. Pero g fe maravillavan £ mm 
mo en tan pacos dias vinieron de tan 

íexas 



^ 1 6 HiftorU de las Guerras 

* loingtai- lcxas d tierras: masconfiderandoqy 
» e$ por la mar muy bien podían aver veni 1 

en aquel tiempo 5 con eftono curar» I 
de mas inquirir ni faber el como, ful 
b comme ver el fin de la batalla en que parava | 
^mroít f\ valerofo Mu$a y los otros Juezes I 
maravillaron de ver tales divifas con I 
aquellas, y Muga para poder mejor gl 
e jomr zar c de las ver , baxó del cadahauJ 
^ defcen( j¡ t y pidió á fus criados d uncavallo , d. 
derefchaf- qual luego fué férvido , y fubiendo<? < 
fau ^ d 5* el, mandó á un criado fuyo , que luej j 
fe« fervi* fe traxelTe / una lanza y una adarga , I 
teur$ que qon ella íe eítuviefle alli junto d| 
tam m ° n ' cadahalfo por fi le fuefle menefter^po 
/ iuy ap- que de lo demás h el eftava muy bk 
P °f ta( Í apercebido. ios otros Juezes fe eít 
foin vieron quedos i para acompañar á 

h des au- Reyna : la qual le eftava diziendo á 
feoí ° fCS cria< *a í ECperanga : Dime amiga, paral; 
k avante mientes / en aquel Cavallero que fubi 
/ priftes a hablarme m ? por ventura le conociíto 
% moma Muy bien le conocí, refpondio Efperat 
pour me 5a : aquel es Pon Jíuan Chacón , que y 
par !íl ? ca os dixé : y aunque mas disfrazado n v 
o je n'euflc nieron, no dexara o de le conocer. Age 
laiíTé ra digo, dixó la Rey na , que es cierta n 
libertad y la venganza de mis enemigo: 
El valerofo Mus* sitando ya ácavallo 



o 



coiiver» 

tures 



Civiles de Granada. «¡17 

modixé, fe fué llegando apalenque a a s ' ena I 1a 
í aquella parte que los quatroCavalleros dc^íice 1 
jhriítianoseílavan,por gozar mas ¿de fu ¿joüirpiu$ 
iifta.Con el fué el buen Malique Alabez* 
el valerofo GazuUy toda la demás Ca- 
íilleria rodeó c toda la eftacada ó pali- f environ- 
fida d.En eíto los quatro valerofos Chri- ^ . 
anos, fin fer de nadie ¿conocidos, 3- e ¿jf 1 * 
tando quitado las fundas/i como os a- / ofté les 
(irnos dicho, de los efeudos, y arroj ado " 
Is ricos albornozes alli á un lado del 
lenqueg, el valerofo Alcayde de los g & jetté 
onzeles puso h fu cavallo por el campo ||™ ™^¡£ 
>n tan buen continente , que á todos coftédeU 
fó muy gran contento de fu perfona, y * ice . 
íperanga q lo avia de hazer muy bien mi 
lia batalla. SolTegando i el valerofo ,- arrc ftani 
cayde fu cavallo, paíTo entre paíTo, fe 
éaziá k lapartedelosCavallerosacu- k yers 
tes, llegando / á cllos,en alta voz que ' > arnvant 
os los oyeron les dixó deíta manera. 
zid Señores Cavalleros y -porque tan fin ra- 
aveys ac ufado a vueflra Rey na , y aveys 
*fto dolo m en fu bonrra ? Mahomad Ze- m mis 
que era el principal de los acufa- tac e 
res , refpondió. Hizimoslo por fer anfi 
rdad,y por bolvempor la honra de nue- «rcfpon» 
h Rey. El valerofo Alcayde ya lleno & dre 
[ colera le refpondió. cualquier p J «g^ 

que- que^ 



r <5 1 8 fíifioria de las Guerras 

que lo dixere miente como villano > y no 1 

Cavallero, ni fe tenga por tal Y pues ejlank 

taparte que fe ha, de ver la verdad muyj, 1 

tente y apercebios todos los tray dores a da bai I 

$'huy° Ur ' IU que oy zaveys de morir confesando i 

contrario de lo que teneys dicho. Y dizienc I 

efto el valerofo DonDiegoFernandJ 

i? avec ¿ e Cordova, terzó con preíteza b fu la I 

P^ompti- ^ y ^^ e j cuento c ¿^j| a j e ¿fá a [ Zej 

€ le bout tan duro golpe en lps pechos d que le Z 

í polanV § ri fc fintió ^W laftimado ¿ del Y fie 
nc jpao fué con el cuento y fuera con 

* fort oft hierro/^ fia duda alguna le paíTava , au 
/avec le q u e mas arrnadp fuera. El vajeroíb Z 
&r gri, como íp vio defmenjidoy receb 

do aquel cruel golpe* como era Cavall 
g encoré to de gran valor y esfuerzo , ( aunque 
<l ue traydorjen un punto, movió íii caval 

h pou i con § ran ^ üt ^ L C0I ? tra e * Alcayde para 

feíeífer herir ^. Mas el buen Alcayde como hoc 

bre de grandiifimo valor y muy expeí 

mentado enja guerra y m la efcaraim 

i prit fou» za, con grande preíteza tomo de pr;eíkt 

*touwojí e * camponec^lfario, rodeando k fu c 

ant vallo, que era eftremado, en el ayre. '. 

1 retour- rebolviendo / fobre el Moro que para 

venia, comenzaron entre los dos á eíc 

ramuzar con grande braveza. Viíto 

trompetas sito > empezaron k tocar, fy 

ú ene 



"Oviles de Granadal '$ í '§ 

;endo feñal de batalla, álá quálfeñal 
Is otros Gavalleros movieron los unos 
piltra los otros, con grande furia y bra- 
\:z2í. Al valeroíó Ponce de León le 
jiyó a en fuerte Alihamete Zegri> bravo ¿ tomM 
¡[oro y de gran fuerza. A Don Alonfo 
cupo b en fuerte Mahardon , también \ lu v 
Dmbredegran fortaleza. A Donjuán cc eu 
hacon le vino en fuerte Mahardin>her- 
tanóc de Mahardon , tan valerofo en c ,* t€ve h - 8 
*lear d como todos los denlas lo eran* tre ° 
econociehdo ya cada uno ? el contra* e chacuA 
o con quien avia de pelear , fe comen- 
p entre todos una brava efcaramuza «, 
aerando cada uno y faliendo á herir ff blefler 
fu enemigo , moítrando el valor que 
n aquel menefter alcanzava¿. Los qua- ¿L5 n c ^ te 
:o Moros eran efcogidos h y en todo atteignoit 
IReyno no fe pudieran hallara hom- fceíleu*^ 
res de mayor esfuerzo y fortaleza 5 t r £S¡¡e° l€£ 
las poco les vale fu valentía ; porque 
snian que hazer con la flor de los Chrí- 
iarios en el hecho k de las armas, Y anfi k au faií 
ndandó efearamuzando con grande 
raveza , dandofe grandes lanzadas 
or todas las parces quepodian. Don 
uan Chacón, fué herido en un muf- 
3 malamente / > porque Mahardirte- / bieílecs* 
amüy dieftroénla efearamuza, aun- y^fort 

que 



<¡ i o tJiftofia de las Güeñas 

tí eticóte que a á Don Juan no le faltava nada b c f 
? ue £Íte particular. Mas fucedió > que el M< 

b man* r i • * i 

quoit ríen ro eftando muy junto* le tifo un golpe 

c c °íí P ít con ^ nta P rej ^ eza d,que> Dbn Juan no 
d V1 c c pudo refiftir con el efcudo,y anfi por d< 
e par def- k axo ^ ¿ Q \ p a f s 5 ] a p Unt ade la lanza , 

/°taífctte rota la falda de la loriga/ fué herido Do 
¿u jaque Juan en el muflo g> El qual como fe fu 

í e cu^e lUe tieffe anfi tan P reíio herido , y que < 

h fonit contrario fe falió ¿ tan francamente > fi 

llevar refpuefta de aquel golpe, encend 

i^enflam- ¿ Q ¿ en ^ ia ¿ arc |i ente > a fg como U 

¿courroux León, aguardó /como hombre exper 

/ attcndrt mentado en aquel menefter m , que < 

» ras 01 " Moro tornaífe para # el , para o en velti 

o pour lio á toda furia } y que no fe le fueíTe d 

t h nes I e * las manos/. Y anfi como lo pensó le fa 

\ fort Hó i porque el bravo Moro muy gozc 

joyeux fo q, fintiendo que lo havia herido r, bol 

f tourna v *° P ara e ^ / como una ave * dando gran- 
vers luy de algazara #, diziendo : Alómenos Ture 
t oyfcau ¿ € ¡l x V€S (abras fi los Moros Granadinos foto 
v combat $*** Úfele a v /¿/z buenos y mejores que loli 
x appro- Turcos. Y diziendo efto fe vino llegan 
cha , nt do x á Don Juan Chacón por le tprnar i 
^oi t a L herir otra vez. Don Juan que le aguan 
z d'on vol davay, viendo que le venia de buelo de- 
fm* ie$ rec ho ^apretó las efpuelas a á fu cavalla 
peront tan rezio , q el cavallo movió affi coma 

un 



Civiles de Granada. ^%\ 

|i paflador quando fale expelido del 
(erado arco a,y dando una gran voz,Ie a une fte* 
kó: Agora lo veras traydpr villano , como fche ír £ ort 
^es pelear b: yDiziendo eíto, levanta ¿° C omba- 
prazo poderofo blandiendo c la lanza tre 
jr el ayre, pafla el cavallo ágil como el € branIan * 
nto , y al enemigo encuentra de tal 
maq pareció en el duro encuentro, 
los gruelTas torres fe avian topado d. d renconj 
j cavallo del buen Donjuán era de gran tré 
lór y fuerza* y mas aventajado q el del 
pro>y el encuentro fué tanque el Mo- 
( de el golpe de la lanza del valerofo 
tizo, fué malamente herido e, fiendo e bteífé 
jíadas fus azeradas armas ; y fü cavallo 
l poderofo encuentro puso las ancas 
el fuelo/, y al fin fe dexó caer de un /i a croupe 
^¿.También quedó ¿defteericuentro en ierre 
m Juan herido : porque la lanza del f h eoií* 
pro, venia guiada con eítraño valor del d'un cofté 
pro , pero / la herida k no fué muy pe- b auífl d<> 
rofa /. Mas como el cavallo del Mo- Tml\* 
, cayó de todo punto , el de Donjuán k bicílurc 
a el poder y fuerza que llevava m pafc [¿J?¡ gc " 
jpór encima n ; dando de ojos trope- m portoit 
indo o en el. De manera que el Moro n fj círus 
jü cavallo , y Donjuán y el íuyo anda- chatit^ 
jn rodando p por tierra. Don luán p aiioient 
jmo era hombre de grandes fuerzas y r ? ulant 

bra* 



j\% % HiftoyU de las Gíterrks 
bravo de corazón, fin tener aquella Cí 
a en rien da en nada ¿,muy preño íe puso b en p 
b auífi toíl aviendo de la cayda perdido la lan; 
El bravo Moro no porque fe vieífe 
tan rigurofo trance r y fucavalloc 

* .extrcmi- ( j ^ no defmayó f, aunque málamet 
¿ tombé herido/j antesg quando vio que fu 
eneperdift vallo puso las ancas en el fuelo ¿, fa 
YbteM ^ como una ave ¿, y embrazando fi 
g mais darga, puso k mano á fu agudo alfang 
h la croupe y con apreíTurados paífos íe fué m á D 
i oifcau J uaa Chacón por le herir cruelment 
k mk y anfi le dio por encima del fuerte 

LsWu cudo un tal § ol P e n ' 9 que le abrió 1 
n coup parte del. El valerofo Don Juancoii 
e aflaillir f e v \q acometer o de aquella fuerte,c< 
fiado en fu eftremada fuerza , teñí 
do el Moro tan junto de fi que lo ] 
p bíeííer do herir p , le tiró un golpe de revés c 
y targe tal fuerza, que el adarga q en que fué 
r coupée eebido fué cafi toda cortada r , y el K 
f deflus ro herido, por encima del hombro/jil 
ítídíare^ t0 del cuello de una mortal herida M 
el golpe como fué dado con tanta f | 
u chance, taleza le hizo bambolear á un cabo/* I 
cofté Un otro. Loqual vifiopor Donjuán, I 
v Tinveñir remetió v con el ¿ y le dio con el efcu| 

* ^ a e n s s un tal encuentro que el Moro defají 
y en terre derado x vino al fueloj ínuy falto de |j 
& tonahé' fuerzas. A penas fué páyelo z, quáiJt 



üiviies de Granada. 5 i j 

! vateroíb Don Juan le fegundó otro tan 
rancie golpe por una pierna a que toda a jambé 
: la llevó á Cercen b. Hecho eíto c , vien- b ], empof- 
:> que ya el Moro no le podía dañar , /ceufaí* 
«pió d fu buena eípada y la mef ió en la ¿nettoya 
lyna e ) y aleando los ojos al cielo dio á * fouríeai1 
ios gracias dentro de fu corazón por 
Victoria que le avia dado contra aquel 
[oro tan feroz/y bravo. Y tomando g / efpoü* 
: trozo de lanza de aquel fuelo, íe árf i- ventabic 
ó h i el por el dolor que le Cáufava la f p ¿™™^ 
irida del muflo,y fe puso á mirar i laba- $ bieífure 
Ha que fus compañeros aazian con los ¿ c { * °*$* 
oros.A perlas aquelMoro fue vencido, m ¡t ad- 
iando el vatido k de la Reyna mandó «arder 
icar muchos añafiles y dulzaynas / por \ {2ü¿¿| 
alegría de la vi&oriade aquel valero- & elairojjs 
Turco. Lo quai fué baftante cauía 
íe los Cavalleros Chriítianos que ha- 
an la batalla tomaíTen grande ani- 

o m i lo qual en los Moros era muy al m t>«flcnt 
. ^ r 11 grana con* 

mtrano , porque cau perdieron el £age 
jtimo ñ y las fuerzas, y perdieron la » courage 
peranza de la vi¿loria. Y mas quando 
¡oyeron en una ventana o dar muy do- ° féneftre 
pfos gritos y hazerfe trifte lanto p: p picur 
|quien los gritos dava , y el doloroio 
ptohazia, eralamuger ^del valero- q femme 

!' Mahardin, y unas hermanas fuyas r y £ c ^ § 
Ll pa- 



514 HiftorU de las Guerras 

parien'tas , viendo que fe andava con 
a fevcau- rabia de la muerte rebolcando a en l 
*r aüt mifma íangre. Los Cavalleros Zegr 

mandaron que aquellas mugeres fe qi 
b ees fcm- ta ff en d e ]- s ventanas b , y que m; 
ílaífen?des llantos c no hiziefTen, porque no fuefft 
fcncftrcs caufa que los Cavalleros de fu parte de 
picurs d ° ma yaíTen ¿ Los llantos no fe oyere 
d perdif- mas, ni el fon de las dulzaynas de la pí 
fent cou- te ¿ Q j a Reyna ,■ porque aíli fué mand 
ragc do por los juezes. En eíte tiempo los C 

valleros que combatian,andavan tan r 
e alioient bueltos e en fu batalla , que parecía qi 

en aquel punto la comenzavan , hazie 
/ bruit do tanto ruydo / con las armas , q\. 

parecía que batallavan treynta Cavall 
I S d r es ros - Don Juan Chacón que la bata! 
i refroidi eítava mirando g , vifto, que fentia gr; 
ííh^H dolor de Tus heridas ¿, como fe avií 
rnonfer ° resfriado i , efpecial de la herida del m 
/ queique flo, acordó de fubir k en fu cavallo , pi 
ch °[ e trou . fialgo/ fucedieffe, quelohallaflen m> 
vaílent cavallo. Y anfi fué adonde fu cavah 
n meílé eítava, rebuelto n en cruda pelea o ce 
p coupsde e * cav allo de Mahardin¿ los quales fe c 
pied & de van grandes cozes y bocados , hundía 
dent en- ¿ p toda aquplla plaza , con efpantoí 
q hannif- relinchos y bufidos q : mas como D< 
femans , Juan llegó á ellos , con el trozo de 
foutfleme» lan?a ^ u cvm { os deípartió. Y toma 



Civiles de Granada,, 5 1 «5 

o fu buen cavallo de las riendas , a de a P« te 
n falto muy ligero fe puso en la filia, lie- 
ando fu efcudo colgado b en el arzón > h P endu 
; paró c á mirar á fus compañeros , por c s 'arrcfta 
er el citado de la batalla. Y quinera ¿/yr d eufib 
ayudarles, mas no fué, por reípe&o de voulu 
lardarles el punto de la honra , y tam- 
en e porque no tenían necellidad de fu e auíri 
uda. Eílando pues peleando/ los vale- f combat- 
fosíeys Cavalleros, el valiente Mahar- íant 
n, q peleavacon Don Alonfo de Aguí- 
como vielfe a fu querido hermano 
|ahardin tendido en el campo hecho 
dazosgrebolcando^enfufangre^con g. rm's en 

imo y gran dolor q fintió de fu muer- ¿ e ¿ e v eau . 

dexó i á Don Alonfo, y fe fué k á Don trant 

n Chacón , úiziendoíD examevalcrofo * ! ! víía „ 

/, x / , , J k s en alia 

atiero yr a tomar venganza de aquel que 

\to a mi hermano, que de/pues yo y tu daré- 

ffin a nueftra comenzada batalla, Don A- 

áfo fe le puso delante diziendo; No t t ra- * 

és en vano , feneze 1 conmigo la batalla , / fíniíTe 

w tu hermano coma buen Cav ollero quiso 

fe serla, y hizo en ella lo que pudo. Y tu 

taludes \que también te has de verfuefio m ** wús 

%queleftado$or tu maldad cometida con- 

Ha Reynay contra los Abencerrages Cava- 

W?s , cuya inocente fangre clama n delante n cr íe 

tetios, pidiendo o ju/hcia contra ti y los de- ° Remaní 

ÍYt mas*™ 



^5 16 fíifiorh de las Guerras 

a les autres fnas a tray dores. Y diziendo efto, lo cm 
y grande ^- CQn g ran y f utl ^ y ] e ¿fo un crec i ( 

golpe de lanza , y lo hirió en un colta< 

aunque no mucho. Lo qualviftopor 

Moro valiente , afli como una ferpien 

ívenimeux ponzoñofa,rebolvió c contra Don Ale 

retourna ^ ^ ^ mirar de enojo lo que hazia , 

rctentif- arro Jo ^'alanza, laqualfalió del podei 

íant fo brazo rugiendo e por el ayre. Don 

lonfo que la vio venir con tal preíte 

/ ¿efrober p r hurtarle /al furiofo golpe el cuerj 

* ° rebolvióg fu cavallo con gran preftez 

avaníaee mas no '° P u< ^° hazer tan á fu falvo h¡ 
i arrivaííe no UegafTe / la lanza del valerófo Mah 
i attaignit ¿ on ^ laqual acertó k al buen cavallo 

Don Alonfo de Aguilar , de tal form 
flanes CUX ^ e pafsó las dos hijadas / de una vand 
m la ban- otra, faliendo todo el pendoncillo m I 
deroie fangre bañado.El buen cavallo viendj 

herido de tal fuerte, comenzó á dar ir I 
ni un c(£ grandes faltos á un cabo n y á otro , I 

tal manera que no era bailante la dunl 

del freno á le poder corregir ni fofe 
a appaifer gar o. Vifto por el valerófo Don AljÉ 
f deímeíu* ío ¿ Q Aguilar del defvariado p y crd 

golpe que fu cavallo avia recebido, ni) 
q fafché p e f ante q ¿ e i{ > porque lo tenia en n\) 

fá C te"e S ranc * e eí ti ma > fe arrojó r de la filis* 
íCMignant elfuelo/, temiendo/ que fu cavallo f< 

fe 



Civiles de Granada. ^ 17 

¡ pufiefle en algún aprieto a , aunque el a ^ m g tt 
¡ pusó¿ en muy grande,eítando fu ene- ¿ encoré 
igo á cavallo : mas confiando en Dios ^' t l1 íe 
en fu bondad, fe puso c á todo peligro, c mit 
rande contento y alegría fintió el van- 
)¿/delos Zegris y Gómeles, en ver ¿leparty 
[uel Ca vallero en el fuelo á pié y fu con- 
ario á cavallo , porque ya le juzgavan 
>r muerto. El valiente Mahardon co- 
á fu enemigo vio á pié,holgofe e mu- e f e r e- 
o , y fuefe para el/diziendo:^r¿ me fioüít 
garas tu la muerte de mi hermano, pues no ■£ e s r$ er J U y a 
? dexaftegque la fuejfe ' a tomar h de quien * íaiffé 



le dio. Arremetió / el cavallo para le í pendre 
apellar , con el Alfange k facado, mas \ f u ie r 
^buen Don Alonfo era muy fuelto/,' y aux pieds 
zo feñal que lo quería aguardar m: mas ^eiL 
tiempo que llegó n el cavallo , dio un / difpoft 
an falto al travesee fuerte que el cava- m atendré 

fin le topar o pafsó de largo. Mahar- "p^cna 
>n muy fañudo tornó fobre él dos o o le ren- 
es vezes,mas jamas lo pudo encontrar. contrer 
)Pon Alonfo le dixó: Moro^fi quieres que 
ti te mate el cavallo, apéate p del.fmo matar- p me ^ 
filo be y ypodrafer que te fue e da peor de lo pi ed a terfC 
íepienJasM Moro eítuvo advertido en 
lí que Don Alonfo le, dezia, y le pareció 
cíenoledezia mal. Y porque eítima- 
i mucho fu cavallo , y por no le per- 
L 1 3 der , 



^ 28 fíifiorU de las Guerras 

a oyfcau der, faltó del como una ave a , y embr; 

zando fu adarga , fe vino á Don Aloní 
h couteías e fgf imiendo fu azerado alfange Mizier: 
tU r C do: Quiza c me dtjte el conjejofor tu ma 

Agora lo verás (dixo Don Alonfo : ) y fo I 
d quittant tanc j ¿ ¡ a i anza q aun tenia en la mane 

* pnt tomó <? fu buena efpada,que era Efclavc 

na, de las mejores del mundo de grande ; 

azeros y filos, y fe fué para Mahardon, 1 
/veri liiy y a venia para el/. Y en tírelos dos fe co 

menzó uña brava batalla y muy dudofa I 

porque los dos eran muy buenos Cava 
g ailerent 11er os. Cafi media hora an duvierong aníi 
h mettam hirieridofe por todas las partes que po 
en pieces dian, deftrozandofe h losefcudos. La 

* lcs J U P* marlotas / ya monítravan las armas poi 

algunas partes por fer cortadas con loj 

• golpes que fe davan. Don Alonfoyamu; 

l honteux enojado y corrido k porque le durav; 

tanto aquel Moro en batalla , fe llegó ¡ 
/ plus pro- ello mas cerca / que pudo , y alzando n 
LhauíTant abrazo de la efpada hizo feñal de tiran 

le un golpe á la cabeza: con gran preftet 

za el Moro hizo con fu adarga repare 

* fe deferí* por guarecerfe n de aquel golpe, mas 
dre k no le falió o anfi como lo pensó , porque 
arriva Qy Don Aloníb que afli ío vio cubierto,cor 
p abatit una ligereza increyble, derribó p el gol 

en la aulle P e de reves > y le hiri ° cn un mu fl° ? COr 

tal 



Civiles de Granadal s¡ 29 

al fortaleza 5 q le rompióla fina jacerina* a cottede 
aciliilimamente , y la eípada llegó á la ™ ai , lle 
:arne 3 y no parando b alli, le cortó gran üam 
>arte del huello r. El Moro que affl fe c de l' os 
intió burlado d y tan malamente heri- trom P é 
o, deícargó un tan gran golpe de alto 
báxo ; que el fino efcudo del Águila de 
>ro fué partido hafta la mitad^y la punta 
el fino y templado alfange e , llegó á la e trempl 
abeza , y cortando/todo el turbante , -r°^ T f*^ 
egó alazerado caxco , el qual también ]a teftc& 
jé roto,aunque no mucho, quedando g c °up ant 
>on Alonfo herido h en la cabeza , y á f ant c 
Q fer el caxco tan bueno y de tan fino h bieííé 
¡imple , la cabeza fuera hechas dos par- 
las. Defte golpe fué Don Alonfo tan car- 
ado , que dio dos paíTos atrás bambole- 
ado/ > y fi no fuera de tan grande cora- * derriere 
on cayera. Deíto el buen Don Alonfo ? h ? nccla ¿£ 
tarrido k viendoíe defcQmpuefto / , / m ai en 
brnandofe á componer ^ , ya la cara n ordre 
ena de fangre que de la herida lefalia, 
\ tiró al Moro una eftocada con tanta » le vifage 
iria, que la dura adarga o fué pallada de ° ta - r £ e 
laro , y con la fortaleza del golpe arri- 
bado pk los pechos deMahardon^nopa- muy & 
indomia punta hafta romper cota y car- q hórre- 
le, y entrar mas de quatro dedos dentro ftanC 
leí cuerpo.Y cómo Mahardon cafiyate- 
Ll 4 nerfe 



m fe met- 
tre 



'¿ 30 fíiftorU de las Guerras 

Wfe nd podia,refpe<íto de la cruel heriÉ 

* ble/Ture da del muflo a derecho,recibiendoaque 
de lacuiííe puro golpe b de eítocada, vino á caer d< 
r Qhofv á efpaldas , arrojando c grandes borbollo 
la renverfe nes de fangre por las heridas del pecho 
!/ bffí y ^ e ' a P* ema ^>°l ue bañava todo el cana 
de VcftL* do. El bravo Don Alonfo, viéndole heri- 
rme & de do *, de preíto fué fobre el , antes que íi 
I a bleffé C levantaíTe,por le cortar la cabezaje puse 
f luy mit la rodilla en los pechos/: y vio que el 
les genoux Moro acabava , y anfi no le quisó maí 
trine* P ° 1# herir g. Y levantandofe de fobre el , lina- 
glevoüiut pio¿ fu buena eípada, y la metió en h 
bietfQT*^ vayna"* y en fu corazón dio gracias i 
b nettoya Dios por la vítor ia. Y vifto que le falií 
i & la mit rnucha fangre de la herida de la cabe 
reaa Ur " 2aL *> con * as dos manos rodeó el turban- 
k bieilare te, apretándolo / bien, poniendo lo roto 
i e j e u fc £ ftc del unía do*» de la cabeza. Y fiendo de 
yñnt aquella forma la llaga apretada #, atanco 
m mettant la fangre, y mirando o por fu cavallo , le: 
™fím vio rendido en el campo muriendofe , y 
ferrée de compaffion que del uvo , fué y le fa< 
pregar- có/> la lanza con que eílava traveflado; 
/luy tira Y tomando el cavallo de Mahardon que* 
q monta era muy bueno, fubió q fobre el con grit 
ligereza,y fe fué adonde eíteva Donjuán 1 
Chacón. El qual le abrazó , dándole eli 
parabién del vencimiento.En eíte punto, \ 

los 



Civiles de Granada. ^31 

s añafiles a de la parte de la Reyna y * les hau* 
ílzaynas b , fonaron con grande ale- ¿° l ci a ¡ ronf 
í ia ; todo lo quai era á par de muerte 
^ra los Zegris. La mufica de las dulgay- 
i is paflada,todos fe pararon á mirar c la f «'arrcftc* 
luda batalla que los quatro Cavalleros JegLde? r 
lizian, laqual era muy reñida y porfiada 
¿maíiadamente d. El valeroíb Don Ma- ^ c ™- 
íiel Ponce de León , y el fuerte Aliha- opiníaftrée 
tete Zegri, hazian e íu batalla á pié ret outre me- 
fcfto que fus cavallos fe les avian can- £ U f£if ¡ ent 
ido f, y no podían concluyr fu batalla /eftoíent 
í»mo querian, y andavan muy llenos laííez 
ucorage, prpcurando cada uno herir g g blefíér 

I contrario por donde mejor podia : 
ppedazavanfe las armas y la carne con 
tsdurosfilosdelaefpaday cimitarra ; 
|aro teftímonio dava dello la fangre 
uedellosfalia¿. El buen Ponce eftava ¿fortoit 
brido de dos heridas i 9 y el Moro de ' bí eíTures 
cnco , mas no por eíTo el Moro moftra- 

II punto de flaqueza en el pelear k , an- k au corn- 
os/ muy fobrada m colera. Y anfi anda- bat 

h n muy ardid y lleno de viva faña o , hi- w p tr u p 
|endo á Don Manuel muya menudo p grande 
pr donde podía. Mas poco le vale fu ar- •í 11 ,? 1 ' „. 

1 1 1 n 1 1 k ° courroux 

amiento porque lo ha con la flor delAn- p íbuvent 
«üuzia en hecho de las armas , y ningu- 
o podia dezir en elle particular que 

era 



<¡ 3 i fíiftoria de las Guerras 

era mejor que el. El qual como viei 

q ya Donjuán y Don Alonfo avían vei 

¿Gouver- cidoáíus contrarios, yelAIcayde a < 

losDonzeles andava con el fuyo mi 

¿fortmef- rebuelto b, y en punto de traerle c 

lé aquel fin , cobró d muy grande ira : po 

¿ Tcpnt^ 9 ue í" u enemigo tanto le durava. Y ar. 

e s^pro- con efto enojo fe llegó muy junto e c 

wé/°' rt Alihamete, y de toda fu fuerza le dio u 

/demefo. tan defapoderado golpe por encima 

jé par del adarga, laqual el Moro fe puso ei 

gV^mit cima de la cabezag porhazerle reparo* 

íur la teíle que cortada gran parte della , llegó 

h deftence f¡ na e fpada el caxco. El qual fué roto 

muy ligeramente , y hiño de una gran 

de herida al Moro en la cabeza de 

k eftourdy fuerte, que el Moro bravo defatinado 

/ demeíüré de aqud de faforado /golpe , dio de mí 

no en el fuelo. Mas como íe vieíTe e 

tn danger tal aprieto m , rezelando n la muerte d 

n craignat j c fobrevinielfe en aquel trance o, fe Ic¡ 
n occaíion 

vantó, procurando la venganza de la i 

' fenfa recebida , y anfi algo fu fina ex 
faicílour* mitarra , y defatinadamente p dio i| 
^efpaule §°'P e ^ DonManuel en un hombro ^,tai 
r fí grief pefado r, que roto el templado/ jaco, l 
^ t \ eí h] é (i *° ma l amcnte t - Mas efte golp 
du^ement 3 te coiio la vida al bravo Alihaméte 
& iuy don- porque Don Manuel le affentó u otro eij 
m defeubierto por la cabeza > junto & 



Civiles de Granada. «533 

. otra herida, de tal forma que dio con 
1 tendido en el fuelo a medio muerto , a aterre 
irtiendo mucha iangre de las heridas 
ue tenia , que eran fíete , y mas de las 
os de la cabeza > que eran mortales, 
os añ afiles b delvando cdela Reyna b íeshau- 
marón luego con grande alegría , por boi . s 
vencimiento de aquel valerofo Mo- Q u P ar y 
k Don Manuel tomó d fu cavallo , d prit 
fubió e en el con gran ligereza , y fe e monta 
íé con/ Don Alonfo y Don Juan Cha- *?* m 
bn 3 los quales le recibieron muy ale- avec " 
ramente, diziendo ; Bendito fea Dios 
úe os ha efeapado de las manos de 
niel cruel pagano £. En efte tiempo '¿ -wi-É ¡ 
Luen mirara a la hermofa Sultana , 
en claro conociera el alegría de fu co- 
zqn , viendo afli defmembrados fus 
layores enemigos, Y bolviendofe h á h retour- 
| hermofa Zelima 3 le dixó , Sabes ami- umt 
p Zelima que veo , que íi Don Juan 
fhacon tiene fama de valiente ? y lo 
f 9 que fus tres compañeros no lo fon 
áenos que el , pues con tanta valentía 
kn vencido los mejores y mas i va- * pto* 
entes del Reyno de Granada. Eípe- 
knza le reípondió diziendo / No le di- 
£ yo á vueílra Alteza , que Don Juan 
ünia por amigos muy principales Ca- 
ñileros ,- mira k Señora fi mis pala- k regarde* 



534 BiJtoYtá de las Guerras 

m Hiñons ^ ras kan filudo verdaderas. Dexcmos 
eítar agora elfo, dixó Zelima , no lo er. 
tiendan los Juezes, y veamos en lo qu 
a *•, „ paran b los dos Cavalleros que quedan 
í niíTent q °s alíeguro c q no lean menos que lo 
€ <jui de- otros. Y parando mientes d en la batalla 
jcTous* ' v i eron como los dos andavan muy re 
affeure bueltos y encendidos e en fu batdla 
carde Cnam P or( l ue * a adarga del uno y el efeudo de 
* meílex otro eftavan hechos rajas y fembradasj 
& eníiam- por aquel campo, ellos y íus cavallos ei 
ipfeces mu chas partes heridos g : otro fi las lan 
femées zas rajadas y arrojadas por los pies de lo | 
I h^á^ cava ^ os i. y ' os pendoncilios h dellas to 
l €$ "'" dos rotos,y no que en ellos uvieffe feña 
i laífitude de caníacio i , por fer los dos muy eftre 
k fort fin- niados k en bondad de armas. El valero 
gatos fo Moro hazia la batalla con gran dolo 
y rabia de fu corazón , viendo allicerc; 
/ prés de del á fu primo hermano / muerto , ; 
coufínger- mas adelante m á los dos buenos Ca 
main valleros Gómeles por la mifma orden , ; 
twpiu» e i puefto cn notable peligro , donde 1 
eíperava paflar ni mas ni menos h 
n angoille muerte. Y anfi con efta anfia peleava r 
combatoit como hombre aborrecido, confideran 
do la infamia fuya y de fu linage , poi 
a forty no aver faüdo o con fu intención adelan- 
te* Y defta fuerte tirava tajos y revefeí 



Chiles de Granada. 535 

nuy fuera de orden á todas partes , por 

/engar la muerte de fu primo y amigos. 

Mías íi el peleava a furiofo y lleno de bra- * combad 

reza, no menos andava£ el buen Alcay- ¿ 01 * 1Ioit 

rje de los Donzeles muy enojado configo 

broprio c , y lleno de invidia porque fus c en íoy. 

:ompañeros avian dado fin á fus batallas, mefmc 

7 ya eítavan holgando d, y el avia fido el d tcpoíane 

poítrero e. Y confiderando que todo el ¿¿nier 6 

mundo lo mirava/y lo tenia pro floxo g 9 f regardoit 

pues no dava fin á la batalla q tenia entre Z lafche 

|as manos. Por hazer algo b q pareciefle h faire . 

¡a valerofo Cavallero.-canfado *,ya de dar 2ho¿ UC " 

b recebir golpes k por todas partes , a- $ las 

¡cordó de ponerlo / todo la ventura , * coups 

que hizielTe lo que el hado m tenia de- ¿ e m ettrc 

[terminado. Y anfi con efte animofo n m deftin 

¡penfamiento poniendo o los ojos en fu ff e ^ M * 

¡enemigo llenos de furibunda íañap, por- mettant 

que tanto le dura va la batalla con el, V cour " 

apretó las efpuelas q al cavallo con gran- ^forons 

de fuerza, y arremetió para r el valerofo les efpe- 

Zegri, que afli ni mas f ni menos eítava £ on a s 

determinado de enveítir á fu contra- /pi u $ 

rio por dar fin á fu querella , y vengar 

la muerte de fu amado primo /. De 

ifuerte que movidos entrambos u de un * coufíft 
. r ^ r . s u tous 

imiírno penfamiento arremetieron v a <jeux 
una el uno para el otro , con Ímpetu y vs'aiuiíií- 

bra^ rent 



* toas 
dcux 

b á terre 
c tombé 
d s'en 
allant 
e bleííer, 
ch'acun 
/ oú arri- 
vott 
g la valeur 

* alloit 
í fortant 
k maisles 
coups 

l atteig- 

liOlt , 

m nenui- 
foíent pas 
trop 

» atteig- 
noit , 
«mettoit 
en pieces 
p fois 
q bleíTare 
r petite 
f n'arre- 
íloit de- 
vant 

t plein de 
courroux 
u grandes 
valla vers 
x refufa la 
partíe 
v pluíioft 
ierra 

fcfejettant 
les oras 



<¡ 36 fíijloru de las Guerras 

braveza no penfada , y fe encontraro 
con los cavallos y los cuerpos tan rezi 
mente 3 que entrambos a uvieron de ven 
al íuelo ¿, fin tener lugar de herirfe . Ms 
no uvieron caydo e quando fueron te 
vantados, y endofe d el uno para el otre 
fe comenzaron de herir, cada uno e me 
ftrando donde llega va /la fortaleza de fi 
brazo y el animo g de fu corazón. Verdaí 
es que el valerofo Zegri andava h mu; 
orguillofo 3 entrando y fáliendo ¿, heriem 
do al buen Alcayde por donde mejor po 
dia: pero los golpes k que alcanzava l,m 
empecían muy demaíiadamente m a 
buen Alcayde,por tener muy buenas ar- 
mas. Mas el golpe que el valerofo Alcay- 
de alcanzava n> rompía, cortava, deliro- 
zava o tan valerofamente con la fortale- 
za de fu brazo, que no tocava vezp con 
la efpada, que no hizieíTe herida^ gran- 
de ó pequeña r. Porque á los dulces filos 
de fu eípada , no parava delante / coíai 
fuerte q cortada no fuefle. Lóqual viftod 
por el bravo Zegri, lleno de faña / crecí-'! 
da , confiando en fus demafiadas u fuer- 
zas y arremetió para v el buen Alcayde , 
por venir con el á los brazos : el quaí ! 
no le rehusó la parada x antes apretó^] 
con el, y ech^ndofe los brazos & por en- ! 

cima 






Civiles de Granada. '<; 37 

¡tria el uno del otro, aíli como fi fueran 

tas montes , cada uno a fentia la pefa- a chacun 

¿imhre b de fu enemigo. Luego comen- b fcfcjierfc 

íiron á dar grandes bueltas por derri- 

krfe ¿vmas era en vano íu fortaleza : por- 'tour$ 

¡Le cada uno hallava d á fu enemigo fir- ^[ r ^ 

Le como un roble r.El Zegri era grande terre 

fe cuerpo v de rezios /miembros, y alto ¿chacun 
Ü 11 j - • • 1 trouvoit 

íjdoblado q parecía un jayán , y con las e C hefne 
emanadas g fuerzas q alcanzava , mu- f fom 
has vezes levantavaen alto al buen Al- ^ s cmeru " 
kyde, y lo dexava caer muy rezio ¿,por h laiíToit 
1 derribar ¿;mas quando el Alcayde fen- cheoirfort 
|a llegar k con los pies al fuelo / , fe po- \^ 1 c 
fca m tan firme como una roca.De fuer- k appro 
¿ que el Zegri jamas por buena diligen- ^ er 
|a q pufieífe para le derribar n, pudo fa- m mettoít 
I: o con fu intento, de loqual eítava ma- * mettre 
kvillado. Y viíto el buen Alcayde , que \ ^ r r r ¿ 
k Zegri anfi le aventajava en fuerzas co- 
^o en el cuerpo,pufo/> mano á un puñal P mit 
¿uy fino que traya q en la cinta azicala- 1 P° r tojt 
fp r de tres agudas efquinas / hecho j c ™ r r u ¿ cs 
«entro de Bolduque , tan agudo y peñe- 
rante, q un grueflb arnés t paflarajaun * cuiraffc 
ue fuera de un fino diamante formado, 
jhecho , y con el le dio dos crueles gol- 
*p u á fu contrario, por baxo del brazo * coups 
yquierdo.v Y tales que el Moro dio dos v 8 auchc 
jrandes gritos % ftntiendofe herido # de * bicfls 



"<; ] 8 fíifloru de las Guerm 

muerte, y al punto facó una daga de i 
cinta, y con ella dio al Alcayde otif 
a bleílures do s heridas a : mas como era la daga £ . 
h large cha b, no muy aguda de punta, no le c 
c aucune- ño mucho, aunque fué algo herido 
ment blef £1 buen Diego le dio otro golpe ai val 

¡i flfnc ro ^° ^ e g r * P or * a hijada yzquierda < 
gauche mas abaxo e un poco de las otras d 
e plus bas heridas, que con el acabó de remata, | 
de finir ' a dudofa pelea g ; porque aquel valer j 
g battaiiie fo Moro herido h de tal fuerte , y de tí : 
b bieffé penetrantes heridas , luego cayó en | 
f en terre fuelo / , dando el alma poco á poco p 
k meílée las crueles heridas , rebuelta k con 
/ fortoit fangre que le ialia / en grande abu 
dancia. Y al tiempo del caer fe llevó tr 
m emporra fl m a i buen Alcayde , el qual cayó ene 
» P iequeí y ma n > porque íiempxe le tuvo muy a 
romba def- do, haíta o que cayó. Y como dio c 
íaoufiours tierra e ^ bravo Moro , luego las fuerzí 
letint fon y animo/ perdido, affloxó q los brazo 
ferré juf- de fuerte que el buen Alcayde íe pi; 
^eourage do levantar de rodillas encima del r. 
q lafcha levantando el potentado y vencedd 

r lever les brazo le dixó : Bate por vencido Zem, / 
genoux Tur . r ^ t r r i \ 

] uy no aquí te acabare de matar f , y luego coi • 

f t'acheve- fejfe la verdad de tutraycion; El Zeg! 
tueJ dC 9 ue S? v *° ^e mu erte herido /, y en tien 
jr bicílé debaxo de tan vaierofo contrario, dixó I 



Xüvites de Granada. «539 

No ay neceffidad de mas herirme , porque 
ara morir Joaflanme las heridas que tengo a. a fuffi fen't 
Hdes me b y o valerofo Cavalléro, que confie f lc s bleílu- ? 
\ la maldad c , ejjo fiento mas que la dura ^L^ 
tuerte : mas ya que muero a manos de tan b tu mé 
\aén Cavalléro, lo avre de dezir. Tu (abras, dem » nd£ * 
ue todo fue tr oyetón por mi urdida, de tmbí- ce { ¿ 
ia de los famofos Caballeros . Abencerrages > 
por mi trajeron fueron muertos tan fin cnl» 
m : la Rey na no deve nada de lo d que yo le d rien de 
■\vante acerca e del adulterio de que fue ce 
-ufada, y éfid es la verdad : y llegado befa f f u i s ar . 
¿wto> que de*lo que be hecho efioj bien arre- nvé 
wntido.Todo lo que el Zegri dezia, efta- 
;an oyendo muchos Ga valleros afli del 
mndo g de la Reyna , como del vando £ P art ? 
ib los Zegris. Y para mas b juíhficar p¡ us pouc 
jcaufadela Reyna , llamaron / á los * appdie- 
jezes , para que 3 ellos les conftafle lo rcnt 
íue el Zegri dezia. Luego llegó k el * incomi- 
úlerofo Mu^a , y los que eítavan en ei nemarnva 
^tdahalíb baxaron, y llegaron al palan- 
iic l y y entrando dentro oyeron lo que / échafaut, 
( Zeeri dezia , loqual los otros fus ¿cícendi- 

- 1 • i- rent ce ar» 

pmpaneros también^ dixeron > que r j ve rentcn 
$n eítavan vivos, mas no tardó mucho la lice 
%q todos quatro no murieron. Lúe- m auffi 
'flj> fonaron con grande alegria mu- 
gías chirimías y dulzaynas n por la vh % í^í^f 
m ctona 






540 HifiorU de las Guerras 

a obtenue ¿loria tan grande que aquellos quatro 
valerofos Cavalleros avian alcanzado a, 
defcubriendo la verdad del cafo.Por una 
partaíbnavan los añafiles , y por otra fe 
h pteun y an grandes gritos y llantos b, que los 
deudos c y parientes afli hombres como 
4 femmci m ugeres¿/ de los muertos Cavalleros ha- 
zian. Los Cavalleros vencedores fueron 
e lire * facados e del campo con grande honra , 
hecha por toda la mayor parte de los; 
Cavalleros de Granada , q eran del van- 
do de la Reyna : afli como Alabezes,Ga- 
zules, Aldoradines, Vanegas*, Azarques 
Alarifes", Almoradis, Marines , y otr( 
muy claros linages de Granada. Los'veí 
/ appro- cedores Cavalleros llegaron /á la Reyn 
c ercnt que ya eílava dentro de la litera en qu< 
avia venido, y le dixeron fi avia mas qu< 
X plus que hazerg en aquel negocio. La Reyna { 
£ aire humilló mucho, agradeciéndoles b ' 

merciant que por ella avian hecho , con palabra- 
i les pria muy humildes , y les rogó/ que fueíTeí 
¿Ha cham- GOn e u a ^-f u pofada k para que alli fue! 
íen curados de fus heridas. Y quien mí 
los interrogó fué un Cavallero muí 
/onde principal , tio /de la Reyna , llamado ¡ 
tu, appellé Morayzel. Los quatro Cavalleros 1 
aceptaron, porque el valerofo Gazul 1< 
dixó ; Muy bien fodeys Señores Cavaller 



Civiles de Granada. «¡41 

mzerlo que la Rey na os pide a / porque alli * vous de* 
ivra pojada tal b qual vucjlras perfonas ¿°^ d ^ • 
merecen. Con efto íálieron c de la plaza , * fortirerít 
levando d la muíica de añafiles delante. d enlt *e- 
¡fodo lo qual era muy al contrario en los 
?a valleros Zegris, y Gómeles, c| con do- 
broíbs llantos Tacaron los defpedazados 
¡:uerpos de fus deudos e y amigos del e parens 
lampo, y los llevaron/ á enterrar fegun f les em " 
üs ritos y coftumbres. Y muchas vezes portereIlt 
¡ftuvieron determinados de róper con fu 
tanttario vando, y procurar dar muerte 
los eftrangeros Cavalleros : mas no fe 
eterminaron por entonces , aunque de 
lli adelante g uvo entre ellos , vandos y g a i ors * 
kffionestnayores que hafta alli h, como encoré que 
adelante diremos. La bataUa que aveys j^j* en 
p>ydo,fc comenzó á las dos y media de la h jufques 
arde , y duró hafta las feys que ya muy Ia 
toco quedava i haíta la noche. Los f^íemeu* 
phriftianos Cavalleros llegaron á la po- ' oit . "¿: 
ádai de la Reyna , y apeados de fus Ca- au togíí** 
r allos y la Reyna de fu Litera , los quá- í mis 
ro valerofos amigos fueron pueítos / [^ harn- 
:n un muy rico apofento m¡ y en quatro » confíde- 
echos alojados y curados con aran dili- rénie jtt 
¿encía de grandes cirujanos. Y ellos ad- chucua 
reñidamente pulieron n fus armas cada prés 
tao junto o de fi , por fi algo p les fu- £ h ^ e eIquc 
Mm z ce- 



«54^ Hijlorh de las Guerras 

cediefle. Y aquella noche defpues de avet 

cenado, la Reyna y la hermoía Zeuma, y 

Efperanza de Hita fueron á viütaf á los 

quatro Chriítianos, Cavalleros. Y defpues 

a parlé ¿ Q havei: hablado a muy largo en fus tra* 

b touchant bajos y otras eofas acerca b de la muerte 

de los Abencerrages tan fin culpa > la 

c s'appro* R e y na f e 'U e go c un poco mas al lecho 

cha de Don Juan Chacón , fentandofe allí d 

d Iá . ~~ en una hermofa alcatifa e de feda,y unos 

tapis coxines de lo mifmo, le comenzó á ha- 

/ paricr blar/deftá fuerte* 

Razonamiento de la Reyná á Don Juan Chacón. 

Él alto Señor criador del tielo y de U 
g l'enfanta tierra , y fu bendita Madre , que lo parto g 
virgen por divino my ferio , os ,de Señor Ca- 
vallero /alud y y os pague la buena obra qut 
a efia trijle y defconfolada Reyna le aveys 
f hecho , aviendola librada de U muerte que 
h pleine tan duramente la amenazava 3 llena h ¿fe 
* á voulu tan grande infamia. Mas quiso i la voA 
luntad de Dios librarme , y que vos Señor 
Cavallero , fuefedes el inftrumento deftA 
grande obra ¿ y anfi osfoy en obligación pan 
A'cmployer toda mi vida¡ laqual pienfo gafar kfrvie?t>\ 
1 e &° \ do a Dios y a fu Madre bendita : porqu 
vous veux determino fer 1 verdadera Chriftiana comí 
faire %$* €n m j c arta os eferiví. X mas os quiero bazet 
VQ ' C faberm 



Chiles de Granada, «¡ 43 

f afargue la mayor parte de los Cav alteras de 
Granada efian de mi opinión > y ño aguardan 
mas a de que el Rey Fernando comience la 4 n'afteiv* 
guerra contra Granada y Ju Rey no. Yefloefta dentplu* 
wfi concertado dejde que fe fueron b los Ca* b ,¿ 

valleros Abencerrages ,y el buen Abenamary depuis 

Sarrazinoy Reduan.Cavalleros de <¿ran cuen* 5 u ' ils & ' en 

j * . j j- \, fontallez 

ta, de qme tenemos cartas cada dta c:y Muga c c haquc 

germano del Rey efta dejfe mifmo propofito. jour 
Por tanto ajji Señor como avreys llegado d , d arnvé 
dad traza y orden con el Rey Chrijliano que e qu'il 
ponga e en execucion la guerra de Granada. Y mette 
también quiero í Señor Don Juan ¡que me di- f auífi je 
gays quien fon los Caballeros que en ejlajor- veux 
pada os lian acompañado ¡que en ello recibiré 
merced g muy grande , jorque fepa a quien grace 

Ú(oy deudora h. Excelente Señora y refpondíó ¿ blkéc 
;Don Juan Chapón, los Cavalleros que con- 

ypnigox han venido a osfcrvir , fon muy prin- ¿ ayec 

\ [cipales en el Andaluzia. El uno fe llama k moy 
pon Alonjo, Señor de la Cafa de Aguilar, y el k * K¿ PW ]le 
{¡otro fe llama Don Manuel Ponce de León , y 
el otro fe llama Don Diego Fernandez de 
Cordova, Cavalleros de grande efiima,y que 
ya los aveysoydo otras vezesl nombrar. Si he ¡ f ois 
^^,reípondia laReyna,/^ muchas vezes 
han entrado: en la Vega de Granada ? adonde 

< han hecho maravillas por fus per fon as , y en 

toda Granada \ 9 fon bien nombrados y cono- 

}Am 3 cid os. 



^44 fíiJtorU de las Guerras 

cidosporfus famas , hechos y nombres. Aun* 
a encoré 1 ue a g or4 nA die a los ha conocido por la grai 
que main- dijfimulacion del tr age b Tur que feo, que ' 
tenant nul J¡¿ /¿ mas A l u ¿ € l mun d todo. Y pues ell 

fon de tan gran valor , fera muy juflo qt 

€ leur parle yo les hable c , y délas gracias por el biet 

quede fu venida me ha redundado. Y di 

ziendo efto, la hermofa Morayzela fe k 

d lia.verd vantó del eftrado d donde eítava, y 

fué adonde eftavan los tres valerofosCí 

e leur par- valleros , hablandoles e á todos cqi 

lant muy donofa gracia y buen continente , 

dándoles las gracias de fu venida y fa- 

I vor que le avian dado. Señora Rey na % 

dixó el Alcayde de los Donzeles, allí 

al Señor Don Juan fe le den las gracia* , 

/ efté que el ha (ido f el todo de vue/lro negocio i 

que no f otros poco es lo que avernos hecho ¡fe* 

gun lo mucho que os defeamos fervir* Gran 

merced > refpondió la Reyna , Señores a* 

valleros del nuevo offrecimienW effo es para; 

9 jufques W4* obligarme a osfervir, que lo que hafta g 

aquife ha hecho por mi^ no se con quepoderh 

h prier pagar , fino rogar h a Dios que me ae vida 

para que yo pueda pagar alguna cofa por el 

bien que de vueflra parte tengo recebido. X 

i repofíes porque me parece Señores Cav alteros que es 

¿jeme hora que os deys al repofo i y defcanfeys t 

veux retí- me A%i ero recocer a mi apoíento k t 
rer en ma /. / £ f J J 

chambre dar orden en vuejtras cofas : por tanto 



Civiles de Granada. ^45 

Wmidy repofadfeguros , quejo es prometa 
e todo el Rey no de Granada, aqui donde 
feflaysnoosenoje. No ay que tratar Señor n 
^ Reyna de eJfo,que eftando debaxo a de vue- a defiero» 
¿jiras Reales manos jrefpondieron c\\Q$,eJla« 
\ ] mos tan feguros como en nuejlras proprias 
fea/as. Con eíto lahermofaReynafefa- 
I lió b y y con ella la hermofa Zelima, y los b fortlt 
jf dexó c hablando d en cofas que les cum- ' le$ { a,<T * 
Pplia. Mas la Reynacomo difcretiíEma paran 
I que era,no confiada en los Zegris, ni los 
i de ÍU vando , rezelando e no les cercaf- e craignat 
i fen/la cafa para tomar g venganza de {¿f egcaí; 
- ios quatro Cavalleros Chriftianos , aun- g pour 
que muy fegura eftava ella que no eran prendre; 
conocidos por tales, mas por aver muer- 
to á fus deudos h podrian hazer algún h parenf 
defaguifado i: habló con fu tio Mo- { ^ queí 
rayzel, diziendole el recelo k que tenia k craintc 
de los Zegris y Gómeles. Lo qual al 
buen Morayzel no le pareció mal , y 
anfi con gran brevedad dio dello avifo 
al buen Muga , que bien eftava propi- 
cio á las cofas de la Reyna fu fobrina /. / niepce 
Y anfi el valerofo Muga puso m de guar- m mit 
da en aquella calle n cien Cavalleros a- » rué 
migos fuyos , y que eran del vando o de o partí 
la Reyna , los quales eran Gazules y A- 
labezes y Aldoradines. Y no fué erra- 
Mm 4 • da 



«546 BiftoiU de h¿ Gaerm 

« mal * falt e ¿ a a la tal prevención, porque ya los Go 

meles y Zegris,y los mas de fu vando te 

b afíjeger nian determinado, cercar k la Cafa , 

€ (uer matar c á los quatro Cavalleros Chriftia 

nos : mas como Tupieron que avia guar- | 

d auxrues da en las calles d 9 y que Muga le tenií 

e repofez puerta , fe eftuvieron íbíTegados e % cor 

gran dolor de fu corazbn, por no podei 

fer vengados de aquellos que matar or 

fus parientes Don Juan Chacón y íus 

/ delibere- tres amigos acordaron/ de par tirfe otro 

Tic lende* ^* a ^ e ma " ana S > porque el Rey Fernán- 1 

niain au do no los echaJTe menos £,ni los demás i 

matin Cavalleros de la Corte. Y anfi la mañana 

á'dST* e venida dixeroná la Reyna que luego los 

i autres fué á ver , como era cofa que les cum- 

¿qu'ilkur plia¿ par tirfe luego de Granada, que fé 

faioit querían yr. Pues como Señores, e fiando ajft 

tetas -^ tan mal heridos os quereys poner \ en ca 

lez vous mino. y dixólaReyna tal no confentire,- por, 

mettre ventura os falta alio para regalo m de vue- 

manque jiras perjonas> No teneys lo necejjano }p Se- 

"quelque ñora (refpondió Don Juan Chacón ) mas. 

\\ í° ur y& tiS ¿vemos dicho, que tenemos necejjidad de 

traitez yrnos : porque en la Cafa de nueftro Rey no o 

fe Amos echados- menos que feria caer n en 

n tomber gran falta. Pues que affi es,f dixo la Reyna) 

tornaos a curar y hazed vuefiro camino muy 

e& buena hora . T por Dios que no me oIíup- 

deys , 






<v. 



Civiles de Granada. 547 

y y dadprieffa a vuefiro Rey, que comien- 
zla guerra contra Granada : para que todos 
l que tienen propofito de fer Chrift taños, fe 
i\ cumplan fus dejfeos. Los Cavalleros fe lo 
cometieron, yanfifele cumplieron : 
pique anfi como fueron llegados a eítos a arfas 
(valleros al Andaluzia, luego fe dio or- 
: ¿n de ganar á Alhama. La Rey na viíto , 
c¡ e determinadamente b los Cavalleros y reíbiu- 
í quería c partir , mandó llamar d á los ment , .'„ 

• ;f , rr- \ r c vouloiefc 

trujanos para que los curaílen e, y def- d fi ta ppeU 
pes cada uno / fué armado de fus ar- ler 
nis,poniendo^ fobre ellas fus ricas mar- £ e {^ " 
l:as h Turquefcas ,. aunque rotas por al- / chacun 
g.nas partes, y fobre fus finos caxcos fus g mettaai 
:t:bantes, aviendo almorzado ¿y rece- i ¿egeünl 
fclo de la Reyna algunos dones de va- 
le fubieron k 3 fus cavallos defpedien- k monte- 
dife / della,y de fu tio Moray zel y de J em 
1í Damas, Laqual quedó llorando m el cong é 
afencta de tan buenos Cavalleros. El *» demeu- 
^jleroíb Mu § a y el buen Malique A- ra plcurlc 
J;!)ez, yGazul ? que fupieran que los 
(ivalleros fe yvan de Granada aunque 
r^quifieron n , les acompañaron con «combien 
risdedocientos Moros 3 todos Cava- c í u ' í ! s * ie 
I ros principahltimos , mas¿> de media p i us 
ltjua la buelta p de Malaga. Mas co- p ía route 
fcp los Moros fueron dellos. defpedi- 

dos , 



548 HiftorU de Us Guerras 

«curent dos, luego dieron buelt a aziá a el 
d'eux^n- ^e & oma > y llegaron b á aquella p 
cominent donde dexaron c fus maletas : y ton 
tournerem do ¿ fus vertidos Chriíüanos fe ado 

vers 

b & arri- ron dellos, dexando alli arrojados < 
vercnt Turquefcos y los efcudos, fe partien 

Si prnmt S ran P rieffa * Y entrando en tierra 
r laiííant Chrif tianos, fupieron/ como el Rey 1 1 
la jettez Fernando y la Reyna doña Iíabel fe a 

21 tcrrc 

/ f^eurent ydo á Ecija ; ellos fe fueron g i Tala 1 
¿s'enaiie- donde avian falido , y hallaron fus<| 

r trouve- ^ os ^ y ge ntes <l uc l es eftavan agurc 
rent fes do /. Allí eftuvieron ocho dias curar 
íerviteurs f e de fus llagas k muy fecretamente 
*k fc 'pen** e ft an do dellas ya mejores , fe partk 
fant de para Ecija donde eftava el Rey, y aui 
puyes os av * an hechado menos /. De alli e 
/ ne les a- cayde de los Donzeles , y el feííoi 
voient l a Cafa de Aguilar , y Don Manuel I 
trouvez a ce ¿ Q i^ eon y f e f ue ron cada uno m 

m s'en ai- tierra con licencia del Rey , dond< 
lerentcha- n os y otros Cavalleros dieron ordei 
» prendre tomarla Alhama, y fiendo juntos 

chos y muy principalesCavalleros la 
9 Penvi- carón o y la combatieron. Donde los 
ronnercnt xaremos^ , por dezir lo que pafsf 
íerons ** ' Granada en eíte medio , y también j 

que á mi no me toca tratar en efta g 

radeAlhama. 



Civiles de Granad*, <$49 

APITVLO DIEZ Y SEIS. 

r que pajsú en la Ciudad de Granada , y 
como je tornaron a refrefcar los vandos a * fa&icms 
delta j la frifion del Rey Mulehazen en 
Murcia y y de la del Rey, Chico fu bijo 
en el Andaluzia , y otras cofas que 
faffaron. 

Uy trifte y defconfolada 

quedó la hermofa ¿Sultana, * <Jemcum 
i r . j , la bclic 

con el amencia c de los va- c a bf e ncc 
lerofos Cavalleros , y de 
buena voluntad en fu cami- 
) les tuviera d compañía y aun eftuvo d euft tena 
^terminada á ellos mas dexólo e por no í ^íí ne 
)ner en alboroto / la ciudad de Grana- troubier 
i; mas fi ella quedó g con trifteza por fu g demeor» 
ifencia,con mayor trifteza y dolor que - 
ironMos Zegris y los Gómeles , y los h demen- 
tas de fu vando i por los Cavalleros q ^ a € f a aion 
i la batalla murieron. Y aníi quedaron % fangiants 
idienados á la cruel venganza, con fatv courages 
nentos ánimos k y aunque aftrentados y m tou . 
Drridospor las cofas palladas : muy dif- íiours at- 
ildando el juego, dexavan / correr el i€ ^fchc- 
empo, fiempre guardando ^ocafiones r ie S 
pefadumbres &. Digamos agora o del • mainte- 

Rey nant 




<¡ 50 fíifiorh de las Guerras 

a quclque Rey Chico, queferá razón tratar algl 
c del, el qual como fupo la muerte de 1 

h fa fem- que acufavan á fu*muger b la Reyna, I 
me confeílion que avian hecho en fu I 

crdefcharge cu [p a r? defcubriendo la peflima y hl 
rfmefchan- rible maldad d , enojado de fimifmo I 
r C fe • met- ^ia que fe hazer. Poniafele delaml 
coitaude- la culpa de fu ceguedad/, y la mué I 

fTveuKie- * an ^ ln cu 'P a ^ e ' os n °bles Cavallel 

nnent " Abencerrages , la gran deshonra <| 

g f a fem- avia pueíto en fu muger g la Rey na J 

JTie ban- deftierro h que tan fin caufa hizo a I 

niíícment nobles Cavalleros, y como por fue 

fa fe avian tornado Chriftianos, y al 

toda Granada le aborrecía, y tenia en 

4o á o.^ro Rey á quien todos cafi obe< 

cian , y como toda la flor de Grana 

i jufques eítava contra el amotinada , y haíta i 

k ofter mifrna padre Je procurava, quitar k> 

Reyno. Penfando m efto y en otras ( 

fas, que dello refultavan,venia cafi á p^ 

/ ccrvelle der el fefo /.Muchas vezes m fe maldez 

fieurs fois * e * y ^ ^ u m ^) u y zi ° >. snaldezia a lo$ a 
' gris y á los Gómeles, que tan mal con 
jo le dieron y y llorando todas eítasd 
n pluí venturas, fe tenia por el mas n abatid* 
l eradme R e Y ^el inundo ,y no ofava de verguen 
q ii euft parecer , y aun por ventura de temoi 
eñe fort p or i q Ua i i os Zegris y Gómeles fabk 

do eíto, no le viíitaván. Bien holgara í 



Civiles de Granada. .*>$'* 

e le dieran á fu amada Sultana , y que 
•añada tornara como folia: mas eíte 
penfamiento era muy vano > porque 
; deudos a jamas fe la dieran, ni ella ¿paráis 

el tornara. Mas el deíventurado 
j , con efte deíTeo habló b conCa* ¿avecce 
íeros muy principales para que á la lr parIá 
yna le bolvieífen c : los quales con el c rcmiíTent 
en Muga lo procuraron , mas no uvo 
nedio para que della tal íe recabaíTe d d impe- 
de fus deudosa Diziendo, que co- traíIe 
mbré de Moros era tener íeys ó fíete j en e s s pa " 
ígeres , que bufcafle otra muger/*, y /cherchad 
xaffeg aquella, pues en tan malafa- ^ refetn " 
g la avia pueíto b. Con efto el Rey fe ^ íaifíaft 
shazia de pena , mas dava paífada * mis 
'u mal , poniendo i aquel negocio en * mettant 
maños del tiempo que todo lo ma- 
rá y lo acaba. Y anfi con eñe pro- 
feo procurava tener propicios to- 
| los Grandes de Granada, y todo 
1 común , pidiendo k que lo perdo- k dcman-i 
(Ten : porque avia fido mal acón- dant 
ado , y quien fe lo aconfejó lo te- 
I pagado, Y como era heredero 
:l Reyno muchos Grandes le obe- 
ícian , y can toda la gente común , íí- 
!> los Almoradis y Marines y Gazu- 
\ y Vanegas 7 y Alabezes , y Aldorá- 

diñes, 



*$ 5 x tíiflorU de las guerras 

diñes , que eítos linages feguian la pai 
del Rey viejo , y la de fu hermano el 
* ailoit fante Abdili. Y anfi andava a Grana 
muy divifa con tres Reyes , hagarr 
b 'fiiíbiis cuenta b. En eíte tiempo el Rey Muí 
cftat hazen, como hombre valer ib, no avie I 
c galtardi- ¿ perdido fus bríos c , y braveza de el 
razón , ordenó de hazer una entrada I 
el Reyno de Murcia. Y anfi juntan! 
mucha y muy luzida gente , prometiel 
do buenos fueldos á los de cavallo y di 
d fortit pié 9 (alio d de Granada, llevando e di 
/ s*en"ana m & hombres de pié y de á cavallo>íe ful 
g & pre- á la ciudad de Vera. Y tomando g el < I 

¿Tíaiífer m ^ no ^ e fe co ^ a P or dexar h á Lorca, I 

i de lá lió á los Almazarrones, y de allí i fué! 

Murcia y le corrió todo el campo I 

Sangonera, cautivando mucha gen| 

Don Pedro Faxardo Adelantado el 

k fortit Reyno de Murcia>falió con la mas k gél 

plus te ^ e pudo, á refiftir al Moro.Y encirl 

4 rideaux de las lomas / del (Azud que dizen) el 

ou colmes ¿ e ¡ bienaventurado San Francifco , pe 

rompió la batalla entre los Moros y l| 

bJü£ táe "Chriftianos j laqualfué muy renidal 

y fangrienta. Mas fué Dios férvido y I 

bienaventurado Santo , que Don fl 

dro Faxardo con la gente de Murcia 

moítrando grandiflimo valor > vench 

1» 



Civiles de Granad*. «¡53 

I Moros y prendió al Rey , y mata- 
ra a muchos Moros y cautivaron. Los a & cue- 
veros viendoíe desbaratados huyendo ¿ J CI " . 
[¿ornaron por donde avian venido, na- f uyant 
lllegar c á Granada , donde íe ñipo la c jufquet 
b á de fus vanderas,y como el Rey Mu- aarr,ver 
I azenquedava cautivo d en Murcia, ¿ demca- 
í poder del AdelantadorDe lo qualGra- JSeidiS" 
lia hizo grande fentimento e , fino fué e douleur 
■Infante Aboaudilij, hermano/ de Mu- f fr , er f e ... 
t íazen, que fe holgó g de la prifion de ^ * e l0U1 
■hermano : porque por alli penfava al- 
tríe h con todo el Reyno. Y anfi de h fe fou- 
bíto efcrivió al Adelantado Don Pedro lever 
c e le hizielfe merced i de tener al Rey * hy ü& 
[hermano prefo, hafta que murieffe, q cecte i> racc 
|>r ello le daria las villas de Velez el 
[anco y el Rubio, y Xiquena y Tirieza. 
las el valerofo Adelantado, confideran- * vouIoí t 
I) la traycion que el Infante queria ha- / p i u fíoft 
|r k, no lo quisó házer, antes / muy li- m laifla 
('emente dexó yr m al Rey á Granada aller . 
¡a todos los q con el fueron cautivos. El a trouva 
nal como llegó n a Granada , halló á fu fo « frere 
brmano apoderado o del Alhambra, ?SdiS? 
¿ziendo q fu hermano fe le avia dexa- maiítre 
p en poder p,y guarda.Mulehazen muy £ !^ ,íré P? 
taojado deílo , y mas de la traycion que V oir 
b avia querido hazer ^fe retiró en el Al- q v «uia 

bayzin, toc 






^4 Biflor U de la f Guerras 

é fa fem- bayzín,adonde el y fu muger a eíluvi 
me muchos dias b. La madre de Muleha 

b piufieurs y - e j a ¿ c oc h en ta años y mas, aviendo 

fto la liberalidad y grandeza del Adelll 

tadó Don Pedro, y como le aviadad(| 
t ratoon bertad fin refcate c le embió diez mil I 

blas por él. Las quales el Adelantado ic 
dnc vou- q U j S ¿ ¿ recebir , embiandole á dezir ( ■ 

aquel dinero fe lo dieffe á fu hijo, psl 
e cmploy-. quegaítafTe* en la guerra contra fu fc I 
afie mano. La madre del Rey ,viflo que el 

/ voulti delantado no avia querido /dineros , 
g delibera cordóg de le embiar ciertas joyas muj 

cas, y doze poderofos cavallos enjae 
^harna- ¿ QS fa ¿ e g ran nq Ue za, los quales recit 

él buen Don Pedro Faxardo.No paíTai 
i piufieurs muchos dias i , que el Rey Muléha* 
jours tornó al Alhambra , porque fu herma| 

fe la dexó libre : entendiendo que el R 

v *t c no ^° igi na< ^ a ^ ^e ^ as cartas q ue te a " 

embiado á Don Pedro Faxardo. Mu 

/ pour hazen diffimuló por entonces / aq¡¡ 

alors negocio , y lo guardo para fu tiemp- 

malamente indignado contra fu hern 

no , y contra los que le fueron favo^ 

& tou- bles , y toda via m le dexó n la admii 

n °iuy íaííTa dación ^el govierno que le avia dac 

o on iV A eíle Mulehazen le llamaron o el Ze 

pclioic y Gadabli,mas fu nombreproprio y rx 

ufado era Mulehazen, Ella batalla q 



6iviíes de Üránadá. $<¡«¡' 

vcys oydó y prifion deíle Mulehazen ¿ 
fcrivió el Coronilla a deíte libro: y yo a ChronK 
oy fé q en Murcia en la Iglefia Mayor a queür 
n la capilla de los Marquefes de los Ve- 
?z 3 ay una tabla encima del fepulehro de 
ton Pedro Faxardo^en cij fe cuenta elfu- 
zfto defta batalla*Bolviendo pues ago- b rétouí- 
i b alo q haze al cafo^el Rey Mulehazen P ant m ** 
my enojado , por lo q fu hermano avia mtenaiU 
:cho i hizo en vida fu teftamento , di- 
endo que en fin de fus dias fuelle . fu 
jo c heredero del Reyno , y que echaf- c fon ñ\% 
d del al Infante fu hermano á pura d Jcttaft 
ierra > fi cafo fuefle que pretendiese ei 
yno,y á los que fuellen de fu vando e é é f a ¿i 
[to dezia el > porque al Infante feguian &ion 
¿(obedecian muchos Cavalleros Almo- 
idis y Marines* lofquales fuítentavan la 
irte del Infante. Y por efte teftamento 
n/odefpues en Granada grandes albo* 
uitos /, y entre fus ciudadanos crueles / troubtct 
fierras civiles, y pefadumbresg , co- f¡ e * íches 
peo deípues diremos á íü tiempo. Pues 
litando Mulehazen ya en el Alham* 
3! a , y Granada como folia debaxo h *' fcw 
iíií la Governacion de tres Reyes (di- '• 
tmos ) no por elfo dexavan i los Al- $ láifíoiens 
oradis de bufear k modos y mane- k cherche* 
s para que totalmente el Rey Chí- 
Nn c© 



«¡ 5 6 HiftorU de las Guerras 

co fuefle privado del Reyno, mas no pi¡ 

a trouver dian hallar h cómodo alguno, reípe&o 

los Zegris y Gómeles eftavan de fu pa 

te con otros muchos Cavalleros, quer< 

conocían q aquel era finalmente ei her<| 

h toutefoís dero del Reyno j mas toda via b de te 

c cher- . d as partes bufeavan aflechanzas c , y m 

de" eníbu- ocafiones, el tio d contra el íbbrino e , 

ches el íbbrino contra el tio. Mas como» 

d í'oncie Rey Chico toda via fuefle odiado f¿ 

ñ le neveu 

/ haí los. mas principales de Granada,no pud 

g fortir falirpor entonces g con fu intento e 

1° en ^ien nac * a K ni ex P e ^ r * & tio i del Cargo q t< 
i >etter nia. Y anfi aguardava k fu tiempo y opo 
fon onde tuna coyuntura para poder executar i 
l s'efíóüir intención. Y por alegrarle un día/ , 
un jour pafleava m con otros principalesCavall 

^enoiT ros P 0r ' a c ^ u< ^ ac ^ * P or ^ ar ^ivio á fi 
»environ* penas, rodeado n de fus Zegris y Gi 
«c meles $ le vino una trifte nueva , com 

era ganada Alhama por los Chriftiano< 
Con la qual embaxada , el Rey Chio 
o prefque ayna perdiera el fefo o, como aquel qi 
le fens quedava/> heredero del Rey no. Y tant 
roí/ m]1 * dolor íintió , que al menfagero que 
^luyapor* nueva letraxó q le mandó matar r , 
J, a tucr defcavalgando de una muía en que 
/demanda y va pafleando , pidió/un cavallo , en 
t monta q ua i f u bio / y muy apriefla fe fué n al h 

han 



Civiles de Granada. 5 57 

fiambra > llorando la gran perdida de AI- 
hama. Y llegando a al Alhambra, mandó a enarri- 
tocar fus trompe tas de guerra y añ afiles b, ;^nt . 
para que con prefteza fe juntaíle la gente clairons 
Je guerra, y fueífen al focorro de Alha- 
11a. La gente de guerra toda fe juntó, al 
bn belicofo que fe oya de las trómpe- 
las. Y preguntándole ral Rey , que para f deman- 
jue los manda va juntar haziendo feñal dant 
le guerra , el refpondió que para yr ¿al ¿ P°w 
acorro de Alhama que avian ganado a,ler 
Ids Chriítianos. Entonces e un Alfa-* alors 
mi viejo le dixó : Por cierto , Rey que fe te 
\mvlea muy bien toda tu de ¡ventura , y 
[ver perdido a Alhama , y merecias perder 
\)do el Rey no > pues matafte (a los nobles f v 0*1% 
\'avalleros Abencerrages , y a los que que- av ^ z tué 
lavan g vivos manda/le dejlerrar h de tu f oien t Cl 
ieyno , por loqual fe tornaron Chriftianos , h bannir 
íellos mifmos agora te hazen i la guerra : * mainte- 
\ogifie k a los Zegris que eran de Cor- " Q a ™ te 
¡ova , y te has fiado dellos. Pues agora k tu as re- 
H al focorro de Alhama , y di a los Zegris cuculí 
he te favorezcan enfemejante defventu- 
¡jí que e/la. Por efta embaxada que al 
(ley Chico le vino de la perdida de 
Ahama , y por lo que efte Moro viejo 
; Jfaqui le dixó reprehendiéndolo por 
¡, muerte de los Abencerrages , fe dixó 
Nni aquel 



a latigue 
vulgaire 

h fe potir- 
inenoit 

€ depuis 
d jufques 



t jetta 
/tua 



g les clai- 
rons d'ar* 
cent 
h tam- 
bours 



i campsg- 
nc 



'^8 fíifloria de las Guerras 

aquel Romance antiguo tan doloroíi 
para el Rey , que dize en Arábigo y ei| 
Romance a muydolorofamente, deíi; 
manera. 

FAfeavafe b el Rey Moro 
Por la ciudad de Granada 
Ve/de c las fuer tas de Elvira, 
fía fia d las de Bivar ambla > 
Ay de mi, Alhama. 

Cartas le fueran venidas 
£¿ue Alhama era ganada , 
Las cartas echo e en el fuego 
T al menfagero matara f 
Ay de mi > Alhama. 

Defcavalga de una muía 
T en un cavallo cavalga, 
Por el Zacatín arriba 
Subido fe avia al Alhambra , 
Ay de mi, Alhama. 

Como en él Alhambra ejluvo ? 
Al mifmo punto mandava 
gue fe toquen fus trompetas 
Los añaples de plata g, 
Ay de mi, Alhama. 

T que la* caxas h de guerra 
A prieffa toquen alarma y 
Porque lo oygan fus Morifcos 
Los de la Vega i y Granada 3 
Ay de mi % Alhama. 

Lo. 



Civiles de Granada, tf 9 

Los Moros que el fon oyeron , 
gue al fangriento Marte llama a, 
Vno a uno 3 y dos a dos 
Juntado fe ha gran batalla , 
Ay de mi , Alhama. 

Alli hablo b un Moro viejo, 
Defla manera hablava : 
Para que nos llamas c Rey 
Para que es efte llamada l 
Ay de mi y Alhama, 

Aveys de faber amigos , 
Vna nueva defdichada d, 
gue Chriftianos con braveza 
Ta nos han ganado a Alhama , 
Ay de mi , Alhama. 

Alli hablo e un Alfaqui , 
De barba crecida y cana f: 
Bien fe te emplea buen Rey , 
Buen Rey bien Je te emplea y 
Ay de mi , Alhama, 

Matafie g los Bencerrages, 
6)ue era la flor de Granada , 
Cogifte los Tornadizos h 
De Cordova la nombrada y 
Ay de mi y Alhama. 

Por ejfo mereces Rey 
Vna pena bien doblada : 
Que te pierdas tu y el Rey no 
T que fe pierda Granada 3 
Ay de mi , Alhama. Eñe 



a appelle 

b parla 

c appelle» 



d malheu* 
reufe 



e la parla 
/ blanchc 



g vous 
avez tué 



h vous ac« 
cueiliiíles 
les eíTran- 
gers 



a fe dcf- 

fendre 

b chaqué 

fois 

c pleurer 



d fe prcW 
mene 
e depuis 
/ arrivoit 



g combat 



h apporta 
f couper 
ia teítc 
k mit en 

pieces 
l avec la 
fureur qui 
l'aveugle 
m es valle 
n rué 
n monta 



$60 fíiftoria de las Guerras 

Eíle Romance fe hizo en Aravigo, ett 
aquella ocafion de la perdida de Alha- 
ma> el qual era en aquella lengua muy 
dolorofo y trifte. Tanto que vino á ve- 
darfe a en Granada , que no fe catitaíTe i 
porque cada vez b que lo cantavan en 
qualquiera parte , provocava á llanto c 
y dolor,aunque deípues íe cantó otro en 
lengua Caftellana , de la miíma materia 
que dezia, 

POr la ciudad de Gran Ada 
El Rey Moro fe pafiea d , 
Defde e la puerta de Elvira 
Llegava í a la plaza Nueva 1 
Cartas le fueron venidas 
£ue le dan muy mala nueva y 
<gue era ganada el Alhama^ 
Con batalla y gran pelea g. 
El Rey con aqueftas cartas , 
Grande enojo recibiera y 
Al Moro que fe las traxo h , 
Mando cortar la cabeza i : 
La cartas pedazos k hizo 
Con la faña que le ciega 1 , 
Defcavalga de una muía 
T cavalga en una, yegua m. 
Por la calle n del Zacatín 
Al Alhambra fe fubiera o. 
Trompetas mando tocar 

r 



Civiles de Granada. 561 

T las caxas de pelea a .• 
Porque lo oyeran los Moros 
De Granada y de la Vega b ¿ 
Vno a uno y dos a dos , 
Gran ejquadron Je hiziera. 
guando los tuviera juntos , 
Vn Moro alli le dixera : 
Para que nos llamas c Rey 
Con trompa y caxa d de guerra, 
Avreys de faber mis Moros , 
¿lúe tengo una mala nueva 
Que la mi ciudad de Alhama 
7a del Rey Temando era. 
Los Chriflianos la ganaron 
Con muy crecida pelea e t 
Alli hablo f un Alfaqui 
"De fia fuerte le dixera : 
Bien Je te emplea buen Rey , 
Buen Rey muy bien Je te emplea , 
Matajle g los Bencerrages 
¿lúe era la flor dejta tierra , 
Acogifte los tornadizos h 
Que de Cordova vinieran , 
T anfi mereces buen Rey 
Que todo el Reyno Je pierda , 
T que Je pierda Granada 
T que te pierdas en ella. 
Vengamos agora * á lo que haze al 
cafo, y lo que paísó íbbre la tomada k de 

Alhama. 



a combat 



campag' 



ne 



c appelles 
d tambour 



e fort 

grand 
combat 
/ la parra 



g vous 
avez tué 

h vous 
avez re- 
$eu les 
cítrangers 



% matnte- 
nant 



k prife 



\ 6% fíiftorh de lat Guerras 
Alhama. Dizc pues el Moro nueftre 
a Chroni- Coronilla a , que affi como el Rey junte 
qqcur gran copia de gente , al punto íin ponei 
b fans mas b dilación , partió de Granada par; 
pius trC y r a focorrer a Alhama a muy grat 
c peine priefla. Mas todo fu affan c fué en vano 
d arriva porque quando llegó d , ya los Chriftia- 
e iii3iíUcs nos eftavan apoderados e de la ciudad 
y del Caftillo 3 y de todas fus torres y for- 
talezas. Mas con todo elfo uvo una 
grande efearamu^a entre los Moros y 
Chriftianos;alli murieron mas de treynta 
Zegris,a manos de los Chriftianos Aben- 
cerrages, que alli avia mas de cinquenta, 
que eftavan por orden del Marques de 
Cáliz. Finalmente,por el valor de los Ca- 
valleros Chriftianos , fueron desbarata* 
f deífaits dos/los Moros. Lo qual vifto por el Rey 
g 5,'cn re- de Granada fe bolvió g fin hazer en a- 
l°afTa!re 9 ue ^' a hazienda h cofa de provecho 1 
i de profit Afli como llegó k á Granada tornó á ha*. 
k aniva ^ er m as gente y en mas cantidad, y bol* 
vio fobre Alhama, y una noche fecreta^ 
l ñt jetter me nte le hizo echar / efcalas, y entraron 
algunos Moros dentro, mas los Chriftia- 
m s'évcil- nos recordando m y tocando arma , pe- 
lant learon n con los Moros que avian entra* 

tuen™^' ^° > ^ * os mataron ° todos , y defendie- 
o les me- ron que no entraífen. Mas vifto el Rey 
fcat de Granada que fu trabajo era en vano * 



Civiles de Granada. ^63 

torno á Granada.Y muy triíte y llenos * plein 
I enojo , por no aver podido remediar 
50, embió por el Alcayde de Alhama 3 q 
avia recogido á Loxa, debaxo del am- 
ito b del Alcayde de aquella fuerza , b s'eftoit 
tmado c Vencomixar. Los menfage- g* p^ us 
>s del Rey , preíentando los recaudos d a¡on 
ie para prender le llevavan , le pren- c appeiié 
eron, diziendo; que lo mandava pren- voi ^ pou " 
ir el Rey , y que le cortaflen la cabeza 
a llevaflen e á Granada , á poner en- * l«y c °u- 
ma/de las puertas del Alhambrajpor- t p e a ¿ ent &^ 
le fueíTe caítigo para el, y á otros portaíTen* 
¡eíTe efcarmientog , pues avia perdido / lameure 
p fuerza tan noble. Con efto fué el „ cxempic 
f cayde preíb , aviendo refpondido , 
te el no tenia culpa de aquella perdi- 
. j que el Rey le avia dado licencia pa- 
que fueffe á Antequera , á hallarfe 
1 unas bodas de fu hermana h > que el h fe trou " 
íien Alcayde de Narvaez la cafava allí n0 p ce s de 
j>n i un Cavallero > y la hazia libre de fa foeur 
(utiva que era y y q el Rey le avia dado |^|j^ 1 
tcho dias k mas de licencia que el le avia k huit 
pdido /. Y que el eftava muy pefante m J°^ rs . ¿ 

fu r t t> • j-j /demande 

Cilio y porque íi el Rey avia perdido m f OYt 
¿hama , el avia perdido muger , y faché 
Ijos n. No bailante elia difculpa o del * femme 
/cayde de Alhama > como digo , fué á f ™^"* ' 

Gra- 



te f con- 
perent la 
tefte,&Ia 
mirent 

h beile & 
longue 



c & !a 
meare 

d trcm* 
blent á la 
regarder 

e gouvcr- 
neur 

/leur parla 



ríen 

aux nop- 
ces de ina 
íoeur 

* br uíleles 
nopces 
k m'appel- 
lera 

/ que je 
n'cufTe 
point prife 
m je l'ay 
demande'c 



«5 64 Biflor ia de las G tierras 

Granada preíb , allí le cortaron la cabe- 
za y la pufieron a en el Alhambra. Y poi 
eíto fe dixó aquel tentido y antiguo Ro- 
mance, que dize. 

MOro Alcayde ', Mora Alcayde 3 
El de la vellida b barba. 
El Rey te manda prender , 
Por la perdida de Alhama y 

Y cortarte la cabeza 

Y ponerla c en el Alhambra* 
Porque a ti caftigo fea 

Y otros tiemblen en miralla di 
Pues perdifte la tenencia 
De una ciudad tan preciada* 
El Alcayde e refpondia , 
Dcfla manera les habU f .• 
Cavalleros y hombres buenos a 
Los que regis a Granada , 
Dezid de mi parte al Rey 
Como no le devo nada g. 
Yo me eftava en Antequera , 
En las bodas de mi hermana h y 
( Mal fuego queme las bodas i 

Y quien a ellas me llamara k ) 
El Rey me dio la licencia , 
£¿ue yo no me la tomara I. 
Pedilla m por quinze dias 
Diomela por tres femanas ; 
Ve averfe Alhama perdido , 

A mi 



Civiles de Granada. ^6$ 

é mi me peft a en el alma: 



a je fui* 
fort marry 



b enfans & 
femme 

c une filie 
poucelle 

d s'appelle 

e rien 

/ma filie 



j>>ue fi el Rey perdió fu titrrA ,, 

Yo perdí mi honra y fama: , 

Perdí hijos y muger b 

Las cofas que mas amava% 

Perdi una hija donzella c 

¿gue era la, flor de Granada r 

El que la tiene cautiva 

Marques de Cáliz fe llama d > 

Cien doblas le doy por 'ella y 

No me las eftima. en nada c. 

La refpuefia que me han dado y 

Es que mi hija í es Chrifiiana 

T por nombre le avian puefio , 

J>oña Maria de Álhama. 

El nombre que ella tenia 

Mora Fatima fe llama y 

Diziendo ajji el buen Alcayde y 
, Lo llevaron g i Granada 

T fiendo puejto ante h el Rey , 

La fentencia le fue dada , 

Que le corten la cabeza i 

T la lleven k al Alhambra : 

Executofe la )u¡licia 

Anfi como el Rey lo manda. 
Pues aviendofe hecho eíta juílicia de 
eñe Alcayde de Alhama, fe comenzó 
a tratar entre todos los Cavalleros \ que 
el tio / del Rey faliefle con la gente de l PoncJe 

fu 



^ rcmme- 
nerent 
h mis de- 
vant 
i qu'on 
luy coupe» 
ra la tefte 
k portent 



^ 66 HiflorU de las Guerras 

« pour fu vando á tomar a venganza de la pe 

Tcherch ^ z °* e Alhama > ° z bufcar b otras oc 

fiones para vengarfe de los Chriítiano 

. A loqual el otro refpondia > que han 

c aílei hazia c en guardar la ciudad , yteneri 

en paz , y que por efta caufa no íalia í 

d party ni los de íu vando d deila. Tratando e 

eítas colas todos losCavalleros que eít; 

vana la obediencia del Rey Mulehaze 

echaron de ver -que era mal hecho qu 

e mal fait tarle e la obediencia al hijo/, y que c 

f au fiís ky Y ^ e razon al hijo fe devia y no al hei 

% c€ point mano : y que guardar efte pelo g> era c 

h d'hon- Cavalleros nobles y ahidalgados h. Y c< 

noblis *no efto fe confideraíTe y fuelTe tratatii 

en muy penfado acuerdo, todos los m: 

principales linages de Granada fe alleg; 

i s'unircnt ron ¿ a i & e y Chico y le dieron y guard; 

ron obediencia, aíli como ios Gazules 

Aidoradines, Vanegas, Alabezes,y todo 

los deíte vando , que eran enemigos d 

ios Zegris , con todos los demás princ 

pales Cavalleros de Granada, que les ü 

i nc prc guian y guardavan amiftad, no parando^ 

nantgarde mientes en las enemiftades palfadas, pi 

diendo mas la razon que el rencor 

mandando mas la nobleza que la mal 

faveci'on- cia. De fuerte que con eltio no quedí 

cíe ne de- tc ^ ¡ fl n0 Almoradis y Marines , y algv 

meurerem ^ J nc 



Civiles de Granada. ^6j i 

ps otros Cavalleros ciudadanos $ pues 
dos eftos como avernos dicho, dezian 
ic el Infante falielTe á bufcar a algunas a f ortif |* 
;afiones contra Chriftianos,de fuerte pourchcr- 
ie fe vengafle la prefa de Alhama , y q cher 
) eftuvieífe arrinconado b como hom- b retiréc « 
•e inútil y de poco valor, pues preten- 
a teñir Sceptro y Corona. A todo efto 
fpondia el Infante lo que aveys oydo , 
je el quería c guardar á Granada , y lo c Jí vouIo, t 
lifmo dezian los Almoradis,y Marines, 
dando y tomando d palabras acerca e d donnant 
?fte negocio, el Malíque Alabez lleno/ & prenant 
i colera y fañalesdixó: gue eran co- *touchant 
trdesy ruynes g y no hazian ley de Cava- * a' D je6U 
tros >no fálir a bufcar h Cbriftianos con quie h fortir 
'learj querer hazer \por fuerza Rey a quien p ° ur c h er " 
o la merecia y nipor fuperfona y ni porque le combatre , 
enia de derecho. Los Almoradis oyendo * vouloir 
(tas palabras, luego pufieron k mano / l 'nconti- 
las armas contra los Alabezes , y los nent mirét 
Jabezes contra ellos. Los Gazules no 
olgaron/ viendo eñe acometimiento , ln ^ Qm 
ntes pufieron m mano á las armas y die- ^ entre- 
on en los Almoradis y en los Marines , prife , 
e tal forma que en poca pieza mata- P 1 ^ ^ 
pn n mas de treynta dellos 5 y los Al- » merenc 
íaoradis también o mataron muchos ° aufl i 
¿azules y Alabezes, De tal manera fe 

rebol- 



^68 Ilijtoria de las Guerras 

a fe mef- rebolvieron* toáoslos vandosunosc 

otros , que fe ardía Granada y fe den 

b efpan- ma va b mucha fangre de una parte y 

c toufiours otra. Mas fiempre llevaron c lo peor 1 

emporre. Almoradis y Marines, aunque tenían J 

ICIU fu parte gran copia de la común gentej 

Otros linages de Cavalleros. Y tanto 1 

fué de mal , que fe uvieron de retirar ti 

dos al Albayzm. Los Jos Reyes falierc 

d fortirent cada uno d á favorecer fu parte > y fir¡ 

chacun fuera por los Alfaquis, y por muchas í 

ñoras de Granada de eílima que fe pul] 

e fcmirent ron e ¿ Q p or me dio, las Damas afiendd 

/prenant | as unas ^ f us mar jdos y teniéndolos 

las otras á fus hermanos; otras á fus de 

g parens dos g y parientes. Y también porque 

valeroíó Mu^a , con mucha gente <; 

cavallo; y otros muchos Cavalleros qi 

fe pulieron en medio , aquel dia quedl 

h fuíVde- ra ¡j Granada deftruyda de todo punt< 

Mas los Alfaquis dezian tales palabras J 

hablavan tales cofas , que al fin la cruj 

f avcc y civil guerra íe apaziguó con harta j 

perdida de los Almoradis. Muga no í 

bia que fe hazer , ó contra quien fuei 

fe ; porque el Rey Chico era fu herm;¡ 

k onde no ^ y ¿] Infante era fu tio i ; mas toe 

/ fe mit via fe acolló /á la parte del hermano pcf 

m miniftre ^ er ^ e Y de derecho.Acabada efta paílio; 

4c fa fe&e y civil guerra, un Alfaquis Morabutc! 



Civiles de Gr Anuda. %6y 

p la Plaza Nueva les hizo un largo fer- 
iion y parlamento, elqual quifo ponera 
li^ui el Moro Coroniib b , como cofa 
|icha de un hombre feúalado , y de 

mta calidad en fu feéta i el qual par- 
imento comienza anfi. 

Razonamiento del Miniftro. 

H Ontra vueflras entrañas, Granadinos , 
^j Moveys las duras armas con violencia^ 
lo se qual furia os mueve a cofas tales ? 
kxays de pelear c con los Chrifitanos 

defender las fuerzas defie Rey no > 

days en derramar d lafangre vueflra > 
ttroz e en jumo grado difp arate f. 
Jo veys illu/lres gentes , que vays fuera 
)e toda la razón de propofito > 
* no guardays los ritos gy las leyes 
)e Mahoma propheta, menfagero 
de Dios y que os encargo el bien de todos 
{aquellos que guarda ff en fus efcritos. 
^or que pues lo hazeys tan malamente ? 
'orque contra vofotros hazeys guerra , 
Moviéndola con ligeras efpadas , 
[Que ya de derramar h humor fangriento 
Oe vueflra mifma patria fe han c a ufa do ? 
Mirad todas las calles i y las plazas 
ElteflimoniodellO) quan fangrientas 
Eflan y y quantos cuerpos deflrozados k 
úvemos enterrado cada dia 1 : 

gue 



a voulut 
meitre 
b hiílo 
ricn 



c vouslaifc 
fez de 
combatte 
d vous 
donncz á 
efpandre 
e cruelle 
f folie 

g ceremo- 

mes 



h efpandre 



i rúes 

h mis en 

pieces 
/ chaqué 
jour 



1 70 fíifloria de las Guerras 
a hommes c¡^ e tafiya de los Varones a Illu(lres 
b demeure Ninguno queda, b en pie para que pueda 
€ preadre Tomar c honro/o cargo de milicia. 

No veys que deflas cofas f eme jantes , 
T deflai infolentes defventuras 
Se efia bañando en agua de mil flores 
d party El Chriflianiffimo vando d > y je regala é 
e e Con gloria que en fu animo fe affienta ¿ 
Por vueflra difcordiay vueflros males , 
f fácheux ^ue fon inmenfos , graves y pe fados f # 
g toarnez Solved g por Mahoma las armas fieras 
h guidons Con furia a los pendones h del Chrifliano. 
Mirad que vueflra tierra fe confume % 
T ya Granada no es quien fer folia , 
Se va de todo punto ya perdiendo é 
Parece que ya veo que fus muros 
$ abbatu Tftan atropellados \y deshechos k 
fái ts " *" a p or aliados todos en mil partes L 
i entr'ou- Bolved mfobre vofotros > no deys caufá 
▼erts en Con vueflra guerra atroz r\ que vueflra A 
droit£ Se V€a de Chriflianos oprimida^ (hambt 
m tournez T fus doradas torres por elfuelo o t 

* p a r " teíe T f us C0 M 05 ^ os derribados p 

p mis par Que fon de marmol blanco fabricados ^ 

t erre Adonde vueflros Reyes fe recrean* 

Mirad que el eflandarte antiguo de oro } 
£¿ue de África pajio con tal vicloria, 
No venga fer defpojo de Temando i 
n'alíez Sjí e con orgullo immenfo lo procuran 
poiiu Juntaos, no andeys q divifos en tal ikrnp 



Chiles de Granuda. ^ji 

QUefi divifos veys, fereys perdidos : 

3 orque un divifo pueblo fácilmente 

kpterde y fe arruynayfe atropellaz* * renvcrfé 

Ion efto que os he dicho, me parece 

^ue os bafia a reduzir en amicicia : 

lo quiero b fer prolixo, fino al punto y Je ri g 

'olvays 'contra el Chriftiano vueftras armas > vetix 

" que aya entre vosotros paz» inmenfa % 
ues la dexo c encargada Mahoma . e j a j a [fj a 

Eftas y otras muchas cofas dixó efte 
faqui aquel diasque en Granada uvo ¿'ce jour 
m gran rebuelta e : loqual fué caufa pa- * troubie 

que el furor del amotinado pueblo 
)s unos con los otros fe aplacafíe y fe 
izieíTe un crecido efquadron de gente 
e á cavallo y de á pié. El qual como el 
ey Chico viene con gana fy voluntad f avec 
eyrá pelear ^ contra los Chriftianos, en jJ e „ 
ropueftos todos de, morir o vengar la combattre] 
srdida de Alhama falió h de Granada h íortit 
ion todo aquel efquadron > llevando a- 
uerdo de no parar hafta / meteríe * ayantre- 
ien dentro del Andaluzia , y hazer una j ^ 
ran cavalgada á tomar k algún lugar fter juf- 
2 Chriftianos. Y anfi con efte pro- £ ues 
ofito marcharon hafta llegar cerca / / jufque^ 
sLucena, legua y media della, adon- á arnver 

el Rey mandó hazer de toda la pres 
ente tres batallas : la una tomó m m prít 
O o tí 



a Sergcnt 
major 
h appellé 
a & arri- 
vant la oú 



d íbrtircnt 
e comba- 
tre 

/ prcnant 

g combatu 
h défaits 



i torrent 
k i'on 
appella ' 



/défaits 
m luirme 
la- uute 
»emmené 



^ 7 i H ¡(loria de las Guerras 

el Rey á fu cargo > y la otra dio a un Al 
guazil mayor a fuyo , y la otra dio á ui 
bravo capitán llamado b Alatar de Loxa 
Y llegando alli donde c avernos dicho 
corrieron toda la tierra,y hizieron grar 
de Cavalgada y preía. Efta correduriad 
los Moros, ie iüpo en Lucena y Vaena 
Cabra > por loqual el Alcayde de le 
Donzeles 5 y el Conde de Cabra falieron 
con mucha gente á pelear e con los M 
ios. Los quales como vieffen venir t 
tropel de los Chriftianos contra ellos, f 
tres batallas juntaron en una, tomande 
la. Cavalgada en medio. Los valeroí 
Andaluzes dieron en ellos de tal form 
que defpues de aver muy bien peleade 
los Moros y ellos,fueron los Moros d 
baratados h por el gran valor del Alcaj 
de los Donzeles y el Conde de Cabra 
junto de un arroyo / , que fe llamó k 
arroyo del Puerco , que otros le llarrf 
el aroyo de Martin González, fué pr 
el deíventurado Rey de Granada,y ot 
muchos con el.Los Moros viéndote < 
baratados / y fu Rey prefo huyeroi) 
buelta m de Granada. El Rey Chico 
llevado n preío en Vaena, y de ay áC 
dova, para que lo viefíe el Rey Don 1 
liando, hitando £n Cordova, le vink 



Civiles de Giran Ada. ^73 

Rey Fernando menfageros de refcate ¡t a raniort 
>r el Rey Moro. Y íobre fi fe refcata ^[ t ache ^ 
\b ó no, uvo entre los Grandes de Ca- 
lla y los demás c Capitanes grandes pa- c autres 
ceres y dares y tomares d. Finalmente d S randei 

\i^a>i-^ i ii opinions 

e el Rey Chico reícatado e y dado por & difputes 
iré, haziendofe f vaíTallo del Rey Fer- * acheté 
ndo, con juramento que el Moro hizo 
guardar fiempre g amiftad y lealtad, á g toufiours 
ndicion que el Rey le dieíTe gente 
favor para conquiftar algunos pue-^ 
>squenolequerian h obedecer fino ¿ vou- 
ü padre. El Rey Don Fernando fe loient 
prometió , y dio cartas para todos 
capitanes Chriítianos que eítavaii 
las fronteras de Granada , para qué 
ayudaífen en todo lo que el Rey 
ico quifielTe ;'. Otro fi que los Mo- . . . 
5 que falieífen k de Granada á labrar k forti- 
tierras, y á fembrar, no los enojalTen. roiem 
>n eílo aviendole dado el Rey diri- 
mo Fernando > al Rey Chico mu- 
os prefentfcs de valia , quedando / las / demeu» 
íiftades hechas y firmadas de una raru 
rte y de otra , el Rey Chico fe fué m m s'enalia 
irartad^. Los Moros de Granada y el 
n del Reyezico , como fupieron que n 1?onc j § 
'Rey Chriíliano le avia prometido 
ite, les pareció mal aquel trato y 
Ooí coa- 



«j74 fíifloria. de las (¡tierras 

ffaccord, concierto a, yrécelandofe b por efl 
¿craignant cau f a y no f e perdieíTe Granada, hizo t 
tio á todos un largo parlamento. 

Razonamiento del íio del Rey Chico á todo?; 

c hommei Claros illuftres Varones e de Granada, l 
que anfico tanta rtgurofidad me teneys odt 
fin porque : muy bienfabeys, como mt fobri 
d mon f ue ¿IzAdóáporRey deGr añada, fin ¡er mut 
iievea fut to , mi hermano y fu padre a fura fuerza f 
cre f caufa muy ligera y folo porque degolló e qu 

/ luy oüa« tro CavalUros Abcncerrages que lomcrecu 
tes y por eflo le quitafteys £ la obediencia y ah 

fleys a fu hijo por Rey contra toda razón y ti 
mon vecho, Tmifobrino g, avie ndo con vue\ 
ncveu favorJegollado trcyntayfeys CavallerosX 
bencerr ages fin culpa alguna > y aviendoX 
h fa fem- cantado un tal teilimonio a fu muver h il 
ha nueflra , por donde tantos cfcandal 
muertes y guerras civiles ha ávido en la t 
dad ', le teneys obediencia y le amays ¡fin 
i Tans rar i H m no es digno defer Rey, pues fu 
prendre dre es vivo. 7 fin efio mirad agora k lo qu 
¿ arde inte- hecho ,y concertado 1 con el Rey Don Ten 
nant do de Cafltlla ; que le ha de dar gente be 

l accordé para hazer guerra con ella, a los pueblos 
m voulu no le han querido m obedecer y fiemp 
n ton- h s an efiado a la obediencia de fu padre. Y 
le da ai Rey Chrifliano tanta* mil dobU 



I 



Civiles de Granada. «{75 

iluto 9 de/pues de averfe , el y losfuyos per- 
Ido , en efia entrada que ha hecho tan fin 
ufa. Ya que Alhama era perdida , no tenia, 
*ceffidad,fino de reparar las demos zfuer- íef 
ts : Pues Alhama no [ep odia colorar alpre- autres 
ite , loqual fe pudiera, hazer , andando el 
wpo b. Pues confiderad agora Cav olleros »* 
■ Granada^ a vofotros digo, Zegrisy Gome- temp$ 
'f y Magas y Fanegas, allegados ca mifobri- c un j s 
, con tanta vehementia , fi agora metiefie 
nte de guerraChrifliana mi fobrino en Gra- 
da, que efperanza podriadcs todos tener, y 
ve feguri dad para que los Chrifiianos np fe 
vantaffen con U tierra ? No fabeys que los 
mflianos fon gente endiablada, feroz y be- 
ofa f Todos con ánimos levantados hafia d ¿ j U fq ue $ • 
cielo : fino mirad lo de Alhama , como ha 
■o, quan prefto la han atropellado e ? Pues e renver f¿ 
%ama gente de guerra tenia dentro , para 
derla defender. Mirad como no la defen- 
erm. Pues fi entra fj en efios en Granada y 
vienen lugar de ver fus murallas y torres , 
úen quita f que luego nofueffe ganada por r qu ¡ j oute 
r Chriflianos ? Abrid agora los ojos g , y no ~ ouvrez 
ys lugar a mayores males, Mi fobrino no fea mainte- 
Imitido por Rey ; pues fe ha hecho amigo nsn£ ^ es 
'/ Rey Chrifiiano. Mi hermano es Rey , y 
rfer ya viejo tengo yo el govierno de la 
trena Real 3 fielfe muere : mi padre fue 
O O 3 Rey 



# le de- 
imnde 
b chacun 



e fceut íl 
biendire 
4 Toncle 

í accord 



f creé 
g rendue 



# plein de 
faícheries 
fortit 
i logé 
k rendu 
maiftre 



I conime 

^niroient 



^j& fíiftma de las Guerras 

Rey de Granada , pies por que no lo ferey 
pues de derecho me viene, y la razón lo pide 
y la necejjitadlo demanda? 4gor a cada qua 
refponda a lo que aqui tengopropueftoy did 
tocante al bien univerjal de nuejlro Reync 
Eftas y otras cofas fupo dezir tar 
bien c el tio d del Rey Chico , que tod 
los Alfaquis y Cavalleros de Granad 
efpecialmente los Almoradis y Ma 
nes, fueron de común acuerdo e , que 
Rey Chico no fuelle admitido en Gi 
nada, y que el tío fueífe alzado/ p 
Rey, y entregada g el Alhambra. Té 
loqual le fué 'dicho al Rey viejo Mu 
hazen, el qual agravado de males, iier 
de pesadumbres , falió h del Alhamb 
por fu voluntad, y apofentado i en 
Alcagava él y toda fu Cafa , y fu hern 
no : el Infante entregado k en el Alha 
bra, con titulo de Rey, aunque conú 
la voluntad de los Zegris y Gómeles! 
Ma^as , y aun de los Gazules y Alabl 
zes y Aldoradines y Vanegas, mas.cfl 
Amulando el juego , fe diípufieron á i 
con el tiempo por ver en queparariaij 
todas eftas cofas. El Rey Chico vinca 
Granada,cargado de ricos prefentes qB 
el Rey Fernando le avia dado. Mas 1^ 
de Granada le recibieron, y no le quif I 

re 



Civiles de Granada . 577 

ron recoger a diziendo, q el Moro Rey a vouia- 
Ljue trata va paz con Chriítianos, no íe [ e ™ rccem . 
podía fiar nada b del. Viíto que los Moros b rien 
de Granada no le querían c recebir en la c VQ u- 
nudad , fabiendo que fu tio eftava apo- oier)t 
derado ¿del Alhambra, dexó ? Granada, ¿ oncl& 
f ib fué á la ciudad de Ameria , que era ^eftoit 
can grande como Granada y de tanto re Í.^J 
Lrato,y cabecera fdel Rey no por íü anti- € laiíTa 
guedad 5 adonde fué bien recebído como /capitule 
Rey. Dcfde allig requirió á algunos luga- g delá 
res que le dieifen obediencia , fino que 
los deítruyria. Los lugares no íe la que- 
pan dar 6; por lo qual el Rey Chico les b ne Ia 
[hazia guerra conChriílianos yMoros.En vouioient 
eíla fazon murió el Rey viejo Müleha- d °n ner 
,'zen , con cuya muerte fe renovaron los 
Vandos / : porque viíto el teftamento ¿ \ e$ f a , 
que tenia hecho en vida , hallaron k en éHoris; 
el la traición que fu hermano avia in- k irouvc- 
tentado y cometido contra el , y como .,> 
dexava fu hijo / por heredero del Rey- / i a ¡íToit 
no, y que fueffe obedecido de todos, fi- íonfiís 
no que la maldición de Mahoma vinieP 
fe fobre ellos, Por eíto íe comenzaron 
nuevos efcandalos y pefadumbres m: «facherjes 
porque muchos dezian , que el Rey- 
no le venia al hijo de Mulehazen y 
no á fu tio. En eíto eítuvieron muchos 
O o 4 dia$ 



«5 78 fí ¡flor id de las Guerras 

* onde ^ as en l° s <l ua l es fué el tio a áconfejado 3 
que fueíTe á Almería y mataífe á fu íbbri. 
b ncv^ii no b , y q fu fobrino muerto el reynaria 
e prit en paz en Granada. Elle confejo tomó c 
d incomi- el tio , y luego d puso por obra de yr á 
nent Almería , á matar el fobrino. Y para ello 

efcrivió primero á los Alfaquis de Alme- 
* ria, lo que el fobrino avia tratado con el 
Rey FernandOjde loqual los Alfaquis no 
guítaron mucho , y v le embiaron á dezir 
quefuelfe á Almería , que ellos le darían 
entrada fecretamente, para que le pudi- 
eíTe prender ó matar j vifta efta refpue^ 
fta , el tio fe partió para Almería íecreta-. 
e ' metían* P^nte, llevando e gente con figo. Y ea 
/ arrivant llegando/los Alfaquis lo metieron den- 
tro por partes muy fecretas : y cercan- 
% eñviron- dog la Cafa del Rey Chico íu Tobrino , 
procuró, de le prender ó matar 5 mas no. 
h ne w? Je falió á luz h fU penfamiento : porque. 
reüflitpas con el alboroto / de la gente, el Rey 
Í f u wní Chico fué ávifado,y fe efcapó huyendo k 
/ vouiu^ con algunos de los fuyos q lo quifieron / 
rcnt feguir, y fueíTe á tierra de Chriítianos. El 

m demcu- tio quedó m muy enojado por averíele; 
Ttrouva efcapado el fobrino i mas allí en Alme- 
o petic en- ria halló n un hermano del Rey Chico 
^ m muchacho o y lo hizo degollar^ 5 porque 

f «gorgor g e j Re y Chico moria^ pudielFe él reynar 

fin 



Chites de Granada. «579 

1 que nadie fe lo impidiefíe. PaíTado 
to bolvió a para Granada : donde eítu- a ret ¿ unw 
) apoderado b del Alhambray ciudad,y h renda 
)edecido por Rey del Reyno > aunque maiftrc 
) de todos; porque toda via c enten- *toutefoí* 
an , que aquel no era Señor natural , 
asaguardavan d fu tiempo y fazon ,y atten- 
>r ver en que paravan las cofas. El Rey doient 
lico fe fué e donde eítava el Rey Don * s ' en alia 
mando y la Reyna Doña Ifabel, y les 
>ntó todo fu negocio , de loqual le pe- 
/al Rey Fernando, de modo que dio f fot mar- 
rtas¿ al Moro para los Capitanes fron- f y 
ros del Reyno de Granada , eípecial- * 
snte á Benavides,*que eítava en Lorca 
n gente de guerra en guarnición. Y 
ndole al Rey Moro muy grande canti- 
d de dineros y otras cofas de valor, lo 
ibió á Velez el Blanco, donde fue bien 
:ebido el y los fuyos , y anfi mifmo en 
ílez el Rubio, donde eftava un Alcay- 
h Moro Cavallero , que fe dezia Ala- h Gou- 
z : y en Velez el Blanco , por lo femé- verheur 
bte un hermano íiiyo. Eftandoaqui el 
sy Chico , entrava y falia i en los Rey- . fortoít 
>s de Caftilla á cofas que lo complian^ k pour 
>nde era de los Chriftianos favore- cho ? s ^ ui 
lio , por mandado del Rey Don Fer- po^Sent 
pao. Ya en eíte tiempo avian ga- 
nado 



a places 



b circón- 
voiíins 
€ ía con- 
trée 



d tou- 

íiours 
e neuvcu 
f dons 
g poiíon 



& fedou- 
laíle 
i oncle 



I deguí« 
fe*es 



/ nonob» 

ílant 



i» laifía 

# j'ay de- 
liberé 

• rendu 
maiftre 



580 fíiftoria de las Guerras 

nado los Chriiíianos muchos lugares 
del Reyno de Granada , afli como R 
da y Marbella , y otros muchos lugar 
comarcanos de b Ronda, y íé avia gan 
do Loxa y fu comarca c. El tio del R< 
Chico que eftava como avernos dicl 
en Granada, no fe alfeguravaun pu 
to, porque tenia el Reyno tyranicame 
te, y fiempre d procura va la muerte c 
fobrino e porque no reynafle : y da 
grandes dadivas fz quien le marañe c< 
yervas g ó otras cofas , y no faltar* 
Moros que le prometieron matar. Y pí 
effo embió eítos Moros, como meníaj 
ros al ¿obrino con cartas : porque no 
recelaíTe h dellos, atento q el tio / ña 
pre le hazia cruda guerra y le avia hect 
Y agora á manera de paz, leembia 
aquel menfage , lleno de blandas y 
bozadas k palabras. 



,. 



Carta del Aboaadili al Rey Chico fu fobrino. 

Amado [obrino. No embargante 1 las i 
fas de las pagadas guerras que los dos a' 
mos tenido por el Reyno y jabiendo ya veri 
der amenté que el Reyno es vueftro 5 pon 
m: hermano y vueflro padre dexb w enfuÚ 
ft amento^ que Vos jólo fuefjedes hered\ 
delfa acordado n que en eljeays entregad 1 



Civiles de Granada. 581 

f lo recibays debaxo de vuefiro amparo a co- a faus 
mo Rey y Señor del > dándome a mi un lu- voftre £1 .. 
gar en que ejte recogido b conju renta: para y m i c <« 
quepaffe mi vida > que con eflo eftare muy 
contento > yfiempre c a vuefira orden. Y mi- c toufíour* 
rad d que os lo requiero, departe de Dios to- ¿& preñe* 
do poder o fe y de Maboma fu fielmenfage- * 
*o : porque el Rey no de Granada todo je va 
Perdiendo ¡fin que en nada aya reparo e. Por e remede 
Unto vifio efios mis recaudos f , os veni a f dépef- 
Gr añada muy fe gura como Rey y Señor de lia. 
Y de lopajfado nada fe os ponga g en la me- g ne vous 
moria .-porque' de todo ello efloy muypefado h metti eí 
9 arrepentido ¡y efpera de vos perdón como de ¿ C f ort 
mi Rey y Señora canfiderad que fi andamos i marry 
iivifos y con civiles guerras el Reyno fera to~ * " * om " 
ío perdido : porque vos no viniendo mas al 
I? Granada , yo pondré k el Rey no en las k je met^ 
manos de vuefira hermano Muzas elqualna m ? 
tiene mala voluntad de governar.7 ' fi El una 
vez, 1 entra en el Rey no ,y lo juran los Gran- l fois 
des par Rey , muy malofera defacarle de fus 
Wanos. Cefip- de Granada. 

Vuefira Tip,Muley Ahoaudili. 

Efta carta efcrivio el tio al fobrino m, m ronde 
y la dio a quatro Moros valientes ? con- au neveu 
jurados, para que en acabandofela de 
dar lo mataííen n¡ y fino lopudieffen n lemaf- 

liazer ícn * 



« s'en re- 

tournaf- 

íeaí 

h me£ 

cháncete 
€ arrivez 
a ciernan- 
derent 

e cequ'ils 
loy vqií 
loierst 

f f'OUS 

aportons 
g dépe£ 
ches 



¿ dépef- 
chcs 



i parler 



* jcfap- 

peleray 
i parla 
?» la 

# laiííeroit 
o qu'il les 

laifláft 
¡> vou- 
loient 
q & ap- 
pellaiu 
r touiiours 



<¡ 8 x fíiflúviA de hs Guerras 

hazer diifimuladamente fe bolvieflen ¡ 
á Granada. Todo elto no faltó quien le 
dixeffe al Rey Chico , y le dieflen avifí 
de la maldad ¿, que fe guardafíe. Llega 
dos c los menfageros á Vele2 el Blanco, 
preguntaron d al Alcayde Alabez por e 
Rey ; El Alcayde refpondió que alli eíta 
va, que es lo que querían e. Traemos/]* 
ciertos recaudos g del Rey fu tio de Gra 
nada. Alabez lo refpondió : Pues come 
puede fu tio íer Rey , aviendo Rey natu« 
raídeiReyno? EíTo no fabemos noíb 
tros y reípondieron los qu'atro menfage 
ros, mas de quanto nos mandó el veni 
aqui con eftos recaudos h y ciertos pre- 
fentes para fu fobrino. Pues dadme á m 
las cartas que yo fe las daré, porque vo 
fotros no le podeys hablar ^dixó el buei 
Alcayde. No las daremos fino en fus ma 
nos, dixeron los quatro menfageros 
Pues aguardad aqui , refpondió Alabez 
que yo os lo llamaré ¿. Y entrando dem 
tro habló / con el Rey y diziendo q alli n 
eítavan menfageros de Granada de par, 
te de fu tio, que penfava hazer , files de 
xaria n entrar ó no ? El Rey mandó 
que los dexaffe a entrar , para ver que i 
lo que querían/». Y llamando q doze Ca 
valleros Zegris y Gómeles que fiempre* 

1( 



Civiles de Gramda. «¡8 j 

2 acompañavan , les mandó que eítu- 
ieífen con el pueftos á punto por fi avia 
Iguna traycion. Efto ala hechor, el Al- a faitainíf 
:ayde no menos aderezado ¿que los de- h n . on 
ciasr , fué a los menfageros , ylesdixó conche 
[ue entrañen. Los menfageros entraron * auwes 
donde eltava el Rey , y quando vieron 
jue eftava acompañado de tantos Cava- 
leros, fe maravillaron : mas haziendo el 
icatimiento devido¿/,el uno dellos alar- ¿ revercir* 
p la mano e para darle al Rey los deípa- ¿ e deu 5 
;hos. Masaílicomo.la alargó, el buen mJj¡J dlt '* 
\Icayde llegó/y fe los tomóg de la ma- / arríva 
10 al menfagero y fe los dio al Rey. El £ les P ríc 
zjual los abrió y leyó todo aquello que 
aveys atrás h oydo. Y como ya el Rey h cy de¿ 
Chico eftava avifado i de la traycion , J a ^y erty 
mandó luego q aquellos Moros fuelTen 
prefos. Y al punto los mandó ahorcara k pendre 
de las almenas / del Caftillo, y antes que / tourdies 
los ahorcaífen los apremió m á que dixef- m ^ pref* 
fen la verdad de aquel negocio , loqual 
todo fué por ellos cotifeífado. Ahorca- 
í dos eftos, luego eferivió una carta en reí* 
puefta de la de fu tio, que deziaanfi, 

Refpuefta del Rey Chico á la Carta del Tio» 

El muypoderofo n Dios criador o de tierra " C reateur 

y deloM quiere que las maldades p de los ho* p mef 

4 i a * y^ chancetez 






«584 fíiftoría de las Guerras 

bres ejíen ocultas , fino que a todos feanpa- ¡ 
tenies , como ha hecho agora y que tu mald&a 
é píeine ha defcubierto. Recibí tu carta y mas llena a 
* tro s m * de engaños b que el c avallo de los Griegos. A 
c faouié gora me prometes amifiad que efias harto c 
de perfegúir me, matando mts familiares y Ca* 
valleros que me [e guian y méfervian ? Tray* 
¿ \t prens g & d f or teftigos defio a los de Almería que k 
J aben, y mi inocente hermano niño que degó- 
e cnfant Ua/le q.No sfe por qual razón hizifie tal cruel- 
Teom/ S d&d> Mas yo confio en Dios que algún dia -me 
lo pagaras con tu cabeza , y los de Almería 
f ne de- no quedaran ífin ca/lígo.El Reyno que tiento 
ineareríot erA ¿ e m i p¿¡,dre ,y de derecho es mío , quereyi 
me todos mal? los que fon de tú parte •> por que 
trato con Ghriftianos. Muy bien fabeys todos 
que tratando con ellos, los Moros de Granada 
£ labou- fe gur amenté labran gfus tierras y y tratan fm 
icnt mercaderías >• loqual no hazen efiando de* 

h deflbus baxó h de tu dominio y contra toda razón. 
Avifoie 3 que algún dia he de efiar [obre tu 
cabeza , y me pagaras la traycion que a mípa* 
dre cometí(le,y a mi agora querías hazer, etí* 
i ime ganándome i con blandas k palabras. Pues [a* 
trompatit hete que dentro en Granada tengo quien dé 
/ mefehan- tus má ldades 1 me da avifo. Embiafie quatrú 
cetez Moros de tu vando m , tan malos como tu ¡ 
m faaion p ara q ue me wMtaffen de qualquier modo n 
que forte que pudieren. Ellos 'han pagado fu maldad % 

eom$ 



Civiles de Granada. <; 8 % 

kmo tí* pagaras algún día la tuya. Las joyas 
me embiafie , queme > recelándome a de tus * i'ay bru& 
mayciones : no se yo para que las ufas, pues ^ mQ 
les de cofia b de Reyes 3 y te tienes por Rey. ¿ ¿/"race 
\? mas de Velez, el blanco. 

Tufobrino c el natural Rey de Granada. c ne veu 

1 Efta carta efcrita^la embió á Granada* 
bn otra que le efcrivió á fu hermano 
luga, el qual la dio al tio: y leyda como 
ipo que los menfageros que el embió 
íara matar d á fu fobrino > los avia ahor- d pour 
ado e y que avian confeflado la tray- tuer 
ion, íe halló/ muy confufo y no fabia / f/trou* 
uefehazer. Mas dtifimulando por en- va 
oncesg , no andava nada h defcuydado | ^ s oit 
h el recato i de fu perfona. El valerofo point 
luca leyó la carta de fu hermano, que ' nc g li- 
tfdez.a. ¡gy» 

Cana del Rey Chico á fu hermano Muga. 

No se amado Maca , como tu valor con* 
lente > que ajfí un tyrano fin razón ni ley 
ewa ujurpaao el Rey no de nueftro padre y 
iguelos k : y que tan fin caufa meperfiga l y ¿anceftres 
*,enga defierrado m de mi Rey no M efian mal V e 
:onmigo los Almoradis y Marines , por la nt banny 
muerte de los Abencenages > quien dellofue 
caufíi pago Ju culpa _ 9 yo como Rey ufava de 



*¡86 fíiftoria de las Guerras 

juflicia.Sifiendoyo cautivo trate amijladn 
Chriftianos , fue por mi libertad y por elm 
)or de Granada: porque con el favor dello: 
fe la- las tierras fe labran a > las mercancías fe tt 
bourent t ant p oco haz,ia al cafo pagar al Rey tributi 
b laiílant dexando b nueftro Rey no en paz. Agora c v 
nan?' 1 " 6 " ^ V¿1 f eor > tenun do Granada a otro tte^ 
d rendant porque los Chriftianos fe van apoderando 

mí ! lftres f del Remo a mas andar e 5 y enganchando 

e ce plus / J r . . . x J J 

en plus fuyo £ Por un Jólo Dios te ruego ¡pues que , 

f ampli- valor es para todo bafiante> que tomes g a 

íkif e car SP mt defenfay tu honra, y tengas cuenta 

g que tu como effe tyrano tan fin culpa ha derramad 

prennes /¿ fawre de nueflro inocente hermano. ' 
b & prens J ,, ú J , . r j 

garde n0 digo mas por agora > y dame avifo de 

i á efpan- que p afta* De Velez, el blanco. 

Tu hermano el REY 

Affi como eí valerofo Muga leyó 

que aveys oydo , luego fué mal inc 

k onde gnado contra fu tio k, efpecialmente pt 

J^g 11 la muerte del hermano niño/, que < 

m prit Almería mató fin culpa* Y anfi tomó 

aquella carta, y la moílróá fus amigí 

los Cavalleros Alabezes y Aldoradini 

y Gazules y Vanegas , Zegris, Gomel 

y Magas $ por fer eílos amigos de: 

hermano , y porque con el avia í 

n eftoient gunos en Velez. \ los que eítavan I 



Chiles de Granada. 5 87 

m Granada andavan mal con el Rey, tio 
leí Chicojporque en Almería avia muer- 

algunos Zegris y Gómeles» Avíen- 
toles como es dicho moítrado la carta y 

a difculpa a q dava > acerca b de la muer- a l'ercufe 
e de los Abencerrages y de fu muger la h t0Qchanc 
teyna, acordaron entre todos los Ala- 
>ezes, Gazules, Aldoradines, Vanegas , 
Marques 3 y otros principales Cavalle- 
os, de le efcrivir y dezille > que fecreta- 
íiente viniefleá Granada. f Y eíto aíli a- 
ordado con íecreto , le avifaron c que *< i*adver* 
inieíTeal Albayzin, por una puerta que tlrent 

1 dezia Fachalanga , que por allí le da- 
ian entrada en la cafa y fortaleza de Bi- 
albulut y . antigua Caía de los Reyes , y 

ítava en ella Muga por Alcayde d. Eíta ^Gouver* 
Lié embiada al Rey Chico , el qual aíli neur 
orno la leyó , y vio la firma e de fu her- * le fein» 
paño Muga y de algunos otros Cava- 
eros , luego fe difpusó para yr á Gra- 
ada , y también/ porque algunos Mo- f aufTi 
os que con el eftavan , fe yvang, y no £ s ' en al * 
5 quedavan b ya fino pocos y y anfi to- TWme^ 
m i fu camino para Granada y llegó k roient 
na noche efcura á la parte del Albay- * ?J ]t j 
m, a la puerta rachalanga , con fo- 
;> quatro de á cavallo , porque los de- / autres 
-las / avia dexado apartados m un po* « laiffé 

Pp / C Q. él0ÍgnC * 



a arnva 
b frappa 

c luy de- 
manderent 



¿qu*il me- 
noit 
e paiais 



/ recou- 
vrer 



g fe ré- 

joüirent 

h nul 

* leurmit 
au cceur 



Ü demeura 
maiílre 



<¡ 8 8 fíijíoru de las Guerras 

co. Y aníi como llegó a , tocó b á ías 

puertas de la ciudad que avernos dicho ; 

Las guardas le preguntaron c quien era ? 

El refpondió y dixó : Abrí a vuejl'ro Rey 

Las guardas como le conocieron > y co- 

mo eítavan ya aviíadas de Muga , que 

fi vinieíTe le abrieffen : al punto le abrie 

ron y y El entró con todos los que tra 

ya d. Muga fupó luego fu venida , y le 

fué á recebir , y lo metió en la fuerg; 

del Algava, antigua Alcagar e de los Mo 

ros. Aquella mifma noche el mifmo Re; 

fué á cafa de algunos Cavalleros de lo 

mas principales del Albayzin á hazerle 

faber de fu venida 5 y como venia á ce 

brar/ fu Reyno. Todos los Cavallerc 

le prometieron fu favor ; finalmente 

quella noche fe fupó en todo eíAlbayzi 

fu venida, de que no holgaron^ poco i 

dos : porque al fin era fu legitimo Reí 

Otros dizen que nadie h fupó efta ven¡ 

da deLRey Chico, ni las guardas $ fino; 

Dios les puso en fu corazón ¿que le abíi 

eífen las puertas , y que los Moros ce 

buena voluntad lo recibielfen. Sea ce 

mo íefuere,que el fe quedó apoderada 

del Algava , fuerga muy buena y fue 

te del Albayzin. Otro dia por la m 

nana fe fupó pgr toda la ciudad de Gr 

nad 



Civiles de Granuda. ¡5 89 

nada, la venida del Rey Chico , y toma- 
ron a las armas para le defender como á a prirenfc 
[ley, y no le offender como á enemigo, 
il Rey viejo fu tio que eftava en el At- 
iambra , como fupó la venida del fobri- 
10 , hizo armar gente de la ciudad para 
7 r á pelear b contra los del Albayzin : y ¿ ¿ com . 
íntre los del Albayzin y los de la ciudad batre 
¿vieron una cruel batalla, en laqual mu- 
ieron de ambas partes c muchos. De la c dcsdeux 
¿arte del Rey viejo, tio del tnozo¿/,eran 5°¿ e \ un 
\lmoradis, Marines, Alagezes > Benara- 
^es j y otros muchos Gavalleros de Gra- 
íada. De la parte del Rey Chico , eran 
íegris, Gómeles, Magas, Vanegas, Ala- 
oezes,Gazules, Aldoradines,y otros mu- 
chos Gavalleros principales de Granada* 
\ndava? lacofatanrebuelta/y tan re- e aiioít 

íida £, que parecia que fe hundia ¿^ I ? c L íle \ 
1 j x7 /• - i> , g débame 

:1 mundo. No fe vio en Roma en el % enfon- 
iempo de fus guerras civiles tanta mor- coit 
:andad i ni tanta fangre derramada k \ ¿¡^|| 
pn un dia / como el dia deíta batalla / jour 

vertió m , ni tantas muertes uvo¿ El »* eí Pandit 
falor de Muga , que feguia la parte de 
ii hermano , era caula que los de la 
iudad lo paíTaíTen peor , aunque los de 
|a ciudad ya les tenian aportillado n n entrou- 
;;1 muro por tres ó quatro parces. Lo vcrt 
Ppz qual 



590 fíiflorh de Us Guerras 
qual vino por el Rey Chico, embió á pe- 
der eman * ^ir A íbcorro a Don Fadrique Capitán 
general , pueílo por el Rey Don Fernan- 
do , haziendole faber como eftava en el 
Albayzin en gran peligro : porque fu rio 
le hazia cruda guerra. Don Fadrique lue- 
go les focorrió , y por mandado del Rey 
le embió mucha gente de guerra, todos 
diers kbar " efpíngarderos b, y por capitán dellos á 
Hernando Alvarez Alcayde de Colome- 
ra. Con efte focorro los Moros fe holga- 
c fe té- ron m ucho c 9 efpecialmente porque 
^ouiren p on Fadrique les embió á dez v ir, que pe- 
d comba- leaíTen d como varones e por fu Rej 
ríommcs °I ue ^ ra aquel: que el les dava la pala. 
/ fortir á bra que feguramente podian falir á h 
u cam- Vega á fembrar y á labrar / fus tierra* 
fcmcr & ^ m q u ^nadie g los enojaíTe. Con eítc 
cuitiver favor los Moros tomaron grande ahj 
l coura e mo ^> y peléavan como Leones, con e! 
i man ayuda de los Chriftianos , á los quales. 
cuoirrien no les faltava nada i délo que avian 
/ nfceííé- menefter k. Eítas batallas duraron delta 
rent vez cincuenta diasque no dexaron / de 

m á la fin combatir de dia y de noche. Al cabo m 
los de la ciudad fe retiraron con gran- 
n perte & ¿ Q me nofcabo n de fu gente , por el va- 
t i on lor de los Chriftianos y del buen Mu- 

o incon- 5a/ El Rey Chico reparó luego o toda* 



Civiles de Gr 'añada. $ 9 1 

[as murallas que eftavan rotas a , y puso *rompu« 
grandes defenfas en el Albayzin , para 
¡sitar feguroely los de fu vando b. Los ¿ faétion 
iChriíiianos fueron muy bien tratados 
[/ pagados. Los Moros del Albayzin fa- 
jilian á la Vega y á fus campos á labrar fus 
;:ierras y nadie les enojava. Lo qual fué 
:aufa para que todos cafi quifieflen c fe- c prefque 
guir el vando del Rey Chico. Mas no por voul «fl e nt 
2ÜO fe dexavan d las continuas batallas y d fe íaif- 
afíaltos entre los de la ciudad y los del íolCü£ 
iAlbayzin.Los Moros de la ciudad tenían 
ñas trabajo 3 porque peleavan e con los e combat- 
Chriftianos de las fronteras , y con los toient 
[Víoros del Albayzin , de fuerte que 
10 les faltava guerra á la contina. En 
site tiempo fué cercada Velez Mala- 
ga por el Rey Don Fernando : los Mo- 
ros de Velez embiaron á pedir fo- 
corro á los de Granada. Los Alfaquis //les mini- 
amoneítaron y requirieron al Rey vie- [ }l Q \ dc -, 

¡ n rr - r - * \ ■■* Mahomet 

p, que rueiie a favorecer a los Mo- 
ros de Velez Malaga. El Rey quan- 
do lo íiipo g fe turbó , que no pensó g fceut 
jamas que los Chriftianos oíarian en- 
trar tan á dentro y entre tan aíperas u ™ m ^" 
fierras^ 5 y el no quifiera falir i de Gra- ,• fonír 
Inada , con recelo k que fi el falia 7 lueeo * avcc 
fu fobrino fe le avia de alzar / con la / dc 5 >¿ Ie . 
P p 3 ciudad ver 



5 9 ¿ Biflor ia de las Guerras 

. r ciudad yapoderaríe ¿ del Alhambra. LoS 

drcmaiftre Alfaquis le davan prieíTa ¿, diziendo*: Di 

¿ le prcf- Muley, de que Reyno penfas fer Rey (i todo U 

í°latííes de xas c perder „ Efas fangrientas armas que 

tan fin pe dad moveys envueffro daño aqm 

en Granada los unos con los otros ; movedlas 

contra los enemigos $ no matando los amigos, 

Todas eítas cofas y otras los Alfaquis id 

dezian al Rey viejo , predicando por las 

i prc- calles d y plazas,q era cofa jufta y convi- 

íes^ub^ * nente q Velez Malaga fuelTe focorrida, 

<? arrivant Tanto dixeron los Alfaquis que al fin 

J? fe determinó de yr afocorrer á Velez| 

íu/iehíut Malaga. Llegando alia e fe puso en lo 

d'une alto de una fierra , dando mueftra / de 

montagne f u p ente j os Chriftianos le acometie- 

faifant ■ o v : . 

monftre rong ; y no les oso el aguardar h , por- 
g í'afrailli- que el y los fuyos bolvieron huyendo , 
/fattendre dexando i los campos poblados de armas 
* rctour- que arrojavan k por yr mas ligeros. El 
f u^s y ^ * P^ rar / * Almuñecar, y de alli a 

laiífant Almeria 5 y de alli á Quadix. Todos lp$> 
i.jectoient demás «2 Moros fe tornaron á Granada/ 
reto* **" ^onde fabiendp n los Alfaquis y Moros 
m autres principales lo poco que el Rey avi^ 
t* ()ú *9 a - hecho en aquella jornada , y como avia 
/luyren- huydo^luego llamaron al Rey Chico , y 
dirent le entregaron o el Alhambra , y lo alza- 
ran kVe * Ton f P° r fu Re y J 7 3eñor^á pefar q de los 

q en-d4pít Ca- 



Civiles de Granada. 59} 

Cavalleros Almoradis y Marines , y los 
de fu vando ¿^aunque eran muchos; por- a part y 
que los de la parte del Rey Chico eran 
mas, y todos muy principales. Aviendo 
entregado b al Rey el Alhambra,y todas h rendu 
las demás fuerzas de la ciudad , en las 
quales puso c gente de confianza , los c m it 
Moros de Granada le fuplicaron que re- 
cabafle d del Rey Don Fernando fegu- ¿ btinft 
ro e 9 para que la Vega fe fembraíTe/. Lo e aíkuran- 
qual hizo el Rey de muy buena volun- 5: e Ia can> 
tad, y anfi le embió á fuplicar al Rey Fer- pa gne fe 
nando, y el fe la otorgó. Otrofi, fupiicó & maíí: 
el Rey Chico al Rey Fernando, que hizi- 
eíTe á*todos los lugares g de Moros que g places 
eftavan fronteros de los lugares de los 
Chriftianos , que le obedecieifen á el y 
no á fu tio, y que por ello les daria fegu- 
ro q pudieífen fembrar y tratar en Gra- 
nada fegura y libremente. También h h auífi 
efto le otorgó el Rey Fernando y la Rey- 
na Doña Ifabel por le ayudar i. Y anfi ¿ a ydcr 
el Chriftiano Rey luego eferivió á los 
lugares de los Moros , que obedecieífen 
al Rey Chico, pues era fu Rey natural y 
no a fu tio , y que les dava feguro de no 
hazerles mal ni daño , y que pudieífen 
fembrar y labrar fus tierras. Los Mo- 
ros con eñe feguro lo hizieron anfi, 
Pp 4 AíE 






$ 94 HiftorU de las Guerras 

AíH mifmo eícrivió el Rey Chriftiano , 
á todos fus Capitanes y Alcaydes de las 
a fait fronteras , que no hizieífen mal á los 
Moros fronteros. Loqual anfi hecho a y 
b aUoient cumpiidOjandavan b los Moros muy ale- 
c fe mirent g res y conten tos, y fe pufieron c en obe* 
vane diencia del Rey Chico como antes d fo- 
lian eftar. El Rey Chico aviendo hecho 
eíto , y dado contento á fus ciudadanos 
e villa* y aldeanos e, mandó cortar/las cabezas 
/coiipper ^e quatro Cavalleros principales Almo- 
g eílé radis , £¡ le avian fido g muy contrarios ; 
h ccííerem anfi pararon h las fangrientas y civiles 
ipour ior$ guerras de Granada por entonces/. Yi 
porque la intención del Moroceroni- 
k hifloríen ft a ¿ no f u ¿ tratar de la guerra de Grana- 
dai fino de las cofas que paíTaron dentro 
l cut della.y las guerras civiles q en ella uvo / 
m mct icy en eftos tiempos,no pone aqui ?^la guer* 
n inettra ra fino pondrá n el nombre de los luga- 
o prife res que fe rindieron, tomada la ciudad 
de Velez Malaga,que fon los que aqui fe 
nombran. 



Bentroniz, la villa de Gomares > Narrtja , , 
Gedalia, Competa, Almaxia, Maynetc, Vena* 
qucr y Abomayla y Benadaliz , Chinbechillas , 
Padulipd, Beyros, Sitanar, Bemcoran y Cafo , 
Buas ? Cafamur 7 Avifías, Xararas > Carbila , 

Rtéir, 



Civiles de Granada. <¡9<j 

úubir y la villa de Caflillo , Canillas , Aleo- 
¿he. Canillas de Albaydas y Xavarca y Pitar- 
■>, Lacus y Alharaba> Acuchaula, Alhitan , 
maymaSy Albor gi, Morga$a y Machara y Hacha- 
lr, Caterox, Álhadaque, Almedira, Aprina,^ 
klatin, Ririja, Marro. 

lEítosy otros muchos lugares a del *$f¡fl* m 
Llpuxarra fe dieron al Rey Fernando } 
la laReyna Doña Ifabel. De todo lo 
jal les pefava b á los Moros de Grana- y eftoient 
a , teniendo gran recelo c de fe perder, marris 
orno los demás lugares d fe avian per- c d ^tcs 
ido. Pues vengamos agora á lo que places 
aze al cafo : defpues de averfe gana- 
oVelez Malaga, los Chriftianos pu- 
sron cerco e en Malaga , y los me- *mjrent 
eron en tanto aprieto/, que les faltó ^ £ c & ; 
[ mantenimiento g y otras municiones danger 
Se guerra : de fuerte que eítavan por g leur 
arfe h. Los Moros de Guadix , fabido [^vlvres 
fte negocio , les pesó i mucho dello y h pour fe 
>s Alfaquis le rogaron k al Rey viejo , r . e " drc 
o del Chico que la fuefle á focorrer , marris 
íl qual juntó mucha gente de cava- * prierent 

y de pié , y fué á focorrer á Malaga. 

1 Rey Chico de Granada íiipo / elte ib- l ^ eut 
orroquefutio quena hazer m , man- m v ©u!oit 
ó juntar mucha gente de pié y de ca- faire 

vallo 



A emper- 
chad 
b & leí 
de'fiíle 
c les at- 
tendit 
d fortit 

f autres 

/ efpou- 
vamez 



g q^i 

alloient 
h fe re- 
fiüüit 



i harnois 



£ Gouver- 
neurs 



| femer 
w? envoya 



596 UifloriA de las Guerras 

vallo , y mandó á fu hermano Muga q 
fe pufieífe en parte que les impidieífe 
el paíTo y los desbarata/Te b. Anfi lo hi 
Muga que los aguardó c, y les íalió d 
encueqtro^y los de Guadix,y los de Gi 
nada tuvieron una cruel, batalla , en ! 
qual fueron muertos de los de Guad 
gran parte, y los demás e huyeron , y 
tornaron áGuadix eípantados/del val 
de Muga y de los fuyos. Luego el R 
Chico eferívió al Rey Fernando , lo q 
avia paífado con los Moros de Guadix 
yvang al focorro deMalaga.Deloqual 
Rey Fernando holgó h mucho, y fe 
embió agradecer, y le embió unri< 
prefente. Y anfi mifmo el Rey de Grat 
da embió al Rey Fernando prefente 
Cavallosconriquiffinosjaezes /', y á 
Rey na paños de feda y preciofos per! 
mes. Los Reyes Chriftianos eferiviere 
á todos los Capitanes y Alcay des k frp< 
teros de Granada y fus lugares , q' 
le dieífen favor al Rey Chico conti 
fu tio , y que no hizieífen mal ni daño 
los Moros, tii tratantes de Granada^ 
fueífen á fembrar / ó a labrar fus tierr 
Embió m á dezir el Rey de Granada 
Rey Fernando , que tenia noticia con 
los Moros d$ Malaga no tenían bafl 

jnc 



Civiles de Granada. f¡ 97 

lentos a ; que los guarde por mar y por * vívrcs 
erra, que no teniendo vituallas , Mala- 
íafeledaria b. Finalmente el valor de ¿rendroíi 
í)S Chriítianos fué tal , que fué ganada 
lalaga , y los lugares á ellas yezinos y 
bmarcanos c. Pueíío el Rey Fernandp c circón- 
h orden las cofas de Malaga y en las de- voifins 
has fronteras de aquella parteaos Cava- 
bros Alabezes y Gazules y Aldoradines 
fcrivieron una carta al Rey Don Fer- 
ando y á la Rey na Doña Iíabel 3 laqual 
ezia anfi. 
Carta de4os dichos Cavallcros á los Reyes. 

Lospaffados dias 9 poder of o Rey de CaflU 
'a, hicimos faber a vueftra Alteza , los Ca- 
balleros Alabezes y Gazules y y Aldoradines , 
otros muchos Cavalleros dejla ciudad de 
'ranada, que fon todos de un vando d, en el d party 
nal entra el yalerofo Mu(¡a hermano del 
ey, como efla tratado de holverfe e Chriftia- e retourner 
os y efíar a vueflro férvida. Pues agora y 
ue con gloriofo modo aveys dado fin ala 
uerra defta parte del Andaluzia: comen- 
adía por Ufarte del Rey no de Murcia que 
s hazemos cierto f , que todos Ale ay des y f aílcuron* 
T apitanes Moros del rio de Almanzora , 
los de las fuerzas fronteras de Lorca.feos 
] aran fin batalla 5 porque affiefla concertó- 
r a g y tratado. T fiendo ganada Almma y g accordé 



5 98 Bifloria de las Guerras 
. , . fu Rio a , que es lomas difficultofo , y Ea 
bhm f^J fin parar b ni ocuparte en otras cofas 5 p { 
rcfter cerco cfobre Granada, que te damos fe con 
fiee£ tS l0 Gavalleros.de hazer tanto en tu férvido qt 
d fe ren- Granada fé te entregue d a pefar e de tod\ 
dra á toy los que en ella viven. De Granada. Y Mu^ 
f deílu* €n nombre de los arriba f contenidos tus va 
fallos y befa tus reales manos. 

Efcrita ella carta , fué embiada ; 
. Rey Chriítiano: el qual como enter 
f auffi nt dio fus razones; y viendo como los C¿ 
^ícn valleros Abencerrages que andavan 

9 mit en fu fervicio procedían también h ce 
mo le avian eferito : luego fe puso i. e 
¿tmtfes camino para Valencia, y , alli el Chr 
ftiano hizo cortes k. Ycondeífeoqu 
tenia de acabar de cobrar del todos 
quel Reyno de Granada fe vino á Muí 
cia, y alli dio orden como avia de er 
Ifc refou- trar por las partes de Vera y Almerií 
Y acabado de refumirfe / en lo que avi; 
de hazer , fe fué á la villa de Lorca, ps> 
ra defde alli entrar en el Reyno de Gr# 
nada. Fueron de la ciudad de Murci: 
m gentiis- con el Rey Don Fernando , mucho* 
hommes hidalgos m y muy principales Cavallero 
que en la ciudad de Murcia vivían 
los quales fera bueno poner aqui algu 
nos delios, porque fu valor lo merece. 

Vuem 



Civiles de Granada. 
Fueron Faxardos hombres de claro 



199 





Linages. 


fyornozes. 


Laras* 


>alas. 


Guiles. 


rrillos. 


Galgoteros. 


úvillos. 


Salares* 


tzmanes. 


Fu/íeres. 


quelmes. 


Andofillasl 


vellanedas. 


Vlloas. 


llafenofes. 


Alarconesl 


montes. 


Tomafes. 


tfones. 


Cildranes, 


ireas. 


Berlanes. 


mtes-. 


Alemanes. 


valos. 


Rodas. 


ilcarcelles. 


Biveros. 


tchecos. 


Hurtados, 


izones, 




aganes. 


De la Villa de Muía, 


huras. 


Pérez de Avilay Hit asi 


lambrañas. 


Lazaros. 


kfcales. 


Votias. 


píos. 


Peñalveros* 


mos mayores o 


Efcamez. 


¡uxmarinas. 


Datos. 


\alibreras % 


Melgar ere jos. 


\erale)as. 


Torrezillas. 


Hurines. 


Llamas \ 


((meadas* 


Mulas % Mon* 






¿od fíiftoria de las Guerras 

Mondones. Refales. 

Guevaras. Xerezes. 

Loyafas. Los Gómez, 

Infres. Melgares. 

Sayavedrak. 

Hermofdlas, Dc LorCa olieron 

Pala<¡otíes é Marines. 

Balboas. Albur quer que s, 

Loritas. Calorías. 

Ponzes de Leéñ* Pérez de Tutela. 

Guevafas* También tíurtadosi 

Lifones. Quiñoneros. 

Manchirónes. Pineros. 

Leonefes, Falconetas. 

Otros P onzas de teón. Matheos. 

Rofiquesi Rendones. 

Leyvas. Munceras. 

Corellar. Burgos. 

Magas* Alcafares* 

MorataSi Ramones. 

Portales* 
Finalícente denos lugares referido^ 

Murcia, Muía > y Lorca, falieron todo 
* gentiis- eftos Ca valleros y hidalgos a enfervicfi 
hommes ¿el Rey Don Fernando , contra los Me 

tos del Reyno de Granada , y fin eftos c 
I t tros muchos que aqui no fe ponen h y po 

la prolixidad : todos los quales hizieroi 

maravillas de fus perfpnas 3 en todas la 

oca 



Civiles de Granada. 6o i 

<:afiones qué fe Íes ofrecieron. En Lor- 
ie dexó a el Rey > en Santa María , una a iaiítír 
,faftodia de oro , y una Cruz de chriftal 
tida guarnecida de fino oro.Pues avien- 
opuefto b el buen Rey fus gentes en ¿ a afl ¿ 
incierto r, fe partió para Vera, en la- mis 
íial eftava un bravo Cavallero Moro c enordré 
pr Alcayde*/, defeendiente del bravo d gouver- 
pjlabez que murió prefo en Lorcaj y anfi neur 
¡tmbien^efte Alcayde íe llamava Ala- e auíTÍ 
fbz , no menos f valiente que el otro, f non 

I qual como fupog la venida del Rey , ™%"* t 
¿lego fe difpusó á le entregar h la ciudad \ á iuy; 
¡fuerza : porque fus parientes los que rendre 

, lavan en Granada fe lo avian avifado 

|iue aífi lo hizieífe. Y anfli en llegando i * arrívant 

|l Rey á una fuente k que llaman de Pul- k í, ° ntame ' 

i, fué del buen Alabez recebido con 

lucha alegría , y le entregó las llaves / l ]u ^ a P°Jr 

e la ciudad de Vera y de fu fuerza. Y el 

Ley fe apoderó della m, ylepusónue- ™ fe ren- 

o Alcayde n. No avia el Rey citado feys f ;Jgg 

üas juftos en Vera quando le entrega- ncur 

on o las llaves de todas aquellas fronte- ° mireilt 
r n. en mam 

las que fon eítas. 

Vera, Antas, Lobrin, Sorvas, Tere/a, Ca- 
rera , Serena, Turre > Mojacar, Veleyda del 
ampo y Guebro Tabernas , Tnox , Albreas > 

II box , Santopetar ? Criacantoría > Parta* 
rrw loba $ 



a & fans 
ees 

b places 
€ nviere 

d faire 



e fut ex- 
treme- 

meat aife 



/appellé 



g combat- 
tircnt 
h aíTiege* 
rene 



60 x Biflor ia de las Guerras 

loba, Las Cuevas, Portilla, Overa^ZtiYgena 
Guercal , Velez, el Blanco , Velez> el Rubio 
Tirie$a , Xiquena, Vurgena, Cullar , Bem 
maurel , Cafiteleja , Qrz>e, Galera, Guejcar 
Tijol , Almuña, Finís, Alvanahez, , Jumu) 
tin, VemtagU, Vrraca, Bay arque, Sierro, Ti 
labres, Vacares, Durca. 

Y fin eítos potros muchos lugares b d 
todo el rio c de Almangora. Los tre 
Alabezes luego fuplicaron al Rey qu< 
los mandaífe hazer d Chriítianos ; con 
viene áfaber, Alabez Alcayde de Vera 
Alabez Alcayde de Velez el Blancc 
El Rey holgó e mucho dello : y por fe 
principales Cavalleros , mandó que lo 
bautizaífe el Opifpo de Plaíencia. Y de 
Alcayde de Vera fué padrino Don Juai 
Chacón Adelantado de Murcia, 
del Alcayde de Velez el Rubio fu 
padrino un principal Cavallero llama 
do / Donjuán de Avalos , hombre dt 
grande valor /del Rey y de laReyni 
muy eftimado por fu bondad. Eíte A va 
los fue Alcayde de la Villa de Cullar ¿ 
y el y otros tres Cavalleros naturale 
de la villa de Muía , llamados Pérez d<¡ 
Hita pelearon g con los Moros de Baga 
que cercaron Ma dicha villa de Culla: 
tan bravamente > que jamas fe vio ei| 

tar' 



Civiles de Granada. 66 3 

an pocos Chriítianos tan brava refiíien- 
ia.- y al fin los Moros no la tomaron a a prirent 
or fer también b defendida. Efta batalla h fl bieri 
fcrive Hernando del Pulgar Coronilla c c hiüorien 
el Rey Don Fernando. Del nombre de- 
le Alcayde Avalos fe llamó el-Alcayde 
e Velez el Ruvio DonFedro de Avalos, 
I quien el Rey Don Fernando le hizo 
(rondes mercedes d por fu valor,y le dio g^des 
¡ otorgó grandes privilegios, en que pu- Bíens & 
: ielTe traer armas e> y tener ahidalgados honneurs 
fficios / en la República. Del Alcayde armoirics 
m Velez el Blanco, hermano del q ave- / offices 
¡ios dicho , fué padrino un Ca vallero no ts 
amado Don Fadrique. Deílos tres famo- 
|s Alcaydes > oy en diag ay deudos h y y g aujoar 
¡arientes, efpecial de Avalos. Deíta fuer- d ' h |?y 
p fe y van tornando Chriítianos algunos ¿ a ni ei 
e los mas principales Alcaydes , deítos 
;igares entregados i , fin batallas y pe- i donnez 
ías^.El Rey fiendo apoderado /de todas -h c ,°" ]bat * 
lilas fuerzas ya dichas>determinó de yr á r endu 
iJmeria , por ver fu aííiento , y ponelle maiíUe 
erco 3 dando lugar á los Moros q fe avia 
¡ado, que los que qujfieffen fe fuellen m m *'«« éU. 
n África ó donde tes parecieíTe n\ y que * J-j 1 ^ ¿ 
)s que quifieífen eftar quedos o , que fe bon icur 
Jbivieflcn. Con cfto el Rey fué á Al- *«nw«°* 
íená , donde fus gentes tuvieron con rer coy* 
Q/l los 



a 



604 Hijlorh de las GnefYAs 

los Moros bravos rencuentros. Partióte! 

laiflant de Almería el Rey , dexando el cerco a \ 

le fiege para defpues : affi mifmo lo hizo b en 

t fícge & Baga, defpues de averia reconocido j 

camper' vifto donde podría poner fitio y real c.\ 

Tuvo con los Moros de Baga grande? i 

rencuentros, donde murieron mucho* 

Moros. Aqui hizo Donjuán Chacor 

Adelantado de Murcia con fu gentd 

d leva fon grandes cofas. Levantó el Rey el real J 

armée y fué á Guefcar , laqual luego e íe le dk 

nent C ° ntI " como ^ vernos dicho. Aqui mandó deí 

/ licencier pedir/la gente de guerra , y el fe fué i 

Caravaca a adorar la Cruz que eneli; 

eftavaj y de ay fe partió para Murcia 

adonde eítava la Reyna Doña Ifabel , ; 

g fe rcpofa a u ¿ d e fcansó g aquel año. En eíte tiemp I 

uvo grandes rebeliones en los lugares 9 

fe avían dado : mas el Rey Fernando lolí 

apaziguó, embiando gente de guerra fo¡¡ 

bre ellos. Luego el año figuiente el Reí 

h mit le Fernando puso muy fuerte cerco h fobr 

ñe & e Baga , donde avia grandes batallas y ci| 

caramuzas entre Moros y Chriftianosj 

i hiftorien los quales el Chriftiano Coronilla /tieni 

efcritas. Vino Baga á tanta neceffidad|| 

que pidió focorro al&ey de Granada íij 

I ne vou- fobrinQ : mas el de Granada no quisó I 

iw cmbiar ayuda.Su tio embió gran focorr 

v 



tiviíes de Granada] €ó f 

le gente y mantenimientos £ Muchos a vivres 
vloros de Granada comenzaron á albo- 
rotar b la ciudad, diziendo que los Ghri- ¿ troubleí 
¡tianos ganavan el Reyno y no eran los 
¡víoros focorridos,que era mal hecho c. c mal fui 
Con eíto fe falian muchos Moros fecre- 
e amenté á favorecer á Baga, El Rey 
phico enojado d contra eítos q hizieroií ¿ f afché 
|:1 alboroto 3 hizo pefquifa e dello, y íabi- e fit en- 
[lo, cortóles las cabezas/. Finalmente <J uefte 
[íaga fe dióg> y Almería y Guadix , por- {excites 
í|ue el Viejo fe las entregó b. Don Fer- z rendit 
íiando de Arragon vi&oriofo Rey > le ^* Q *?'* 
fiizo merced al Rey Viejo de ciertos lu- ma ins 
izares en que viviefle^con la renta dellos: 
ñas el Moro al cabo i de pocos dias fe $ aubout 
teísó en África. Gomo fe dio Almería y 
juadix, y Bagaje le entregaron k al Rey k fe rendí- 
>hriítiano todas las Fuerzas y Caftillos, y rent 
ugares del Reyno de Granada , que 
10 quedava / mas de Granada por ga- / dem^ 
íar. Agora tornaremos al Rey Moro roit 
le Granada , que es tiempo que fe dé 
ín á nueftra Hiftoria y Guerras Civiles 
8e Granada* 

Bien tendreys eii la memoria como el 
ley Chico fué preíb por el Alcayde 
le los Donzeles Don Diego Fernán-* 
3ez de Cojcdova feñor de Lucena , y 
Qq % poí 









6o6 Hiftorh de las Guerras 

por el Conde de Cabra , y como el Rey 
a luy don* jj on F ernanc Jo le dio d libertad a condi* 
cion , que el Moro le avia de dar ciertos 
tributos. Otrofi 3 entre eílos dos Reyes 
fué concertado b que acabado de ganar 
Guadix, y Baga, y Almeria, y todo lo de- 
mas del Reyno ; El Rey Moro de Gra- 
nada le avia de entregar c al Rey Fernan- 
do la ciudad de Granada y Alhambra , 
con Alcagava , y Albayzin, y Torres 
Bermejas > y Canillo de Bivataubin, con 
todas las demás d fuerzas de la Ciudad , 
y que el Rey Fernando le avia de dar al 
Rey Moro la ciudad de Purchenay otros 
lugares en que eftuviefle, y con las ren- 
tas dellos viviefTe hafta e íu fin. Pues a- 
viendo el Rey Chriíliano ganado á Baga 
yGuadix y Almería con todo lo de- 
mas/ > luego embió fus menfageros al 
Rey Moro que le entregafle á Granada 
y fuerzas della, como eítava pueílo efl 
el concierto g y trato , y que el le dariai 
á Purchena y los lugares prometidos 
con fus rentas. A efto el Rey de Granadal 
como eftava arrepentido h del trate 
hecho / , refpondió al Rey Fernando 
que aquella ciudad era muy grande j 
populofa ? y llena k de gentes43aturalej 
y eítrangeras de aquellas que fe avian eí 

capado 



í) accordé 



c meteré 
entre les 
mains 



d nutres 



jufqucs 



/ avec le 
refte 



g mis en 
íbnaccord 



h marry 
i ím 



k pleine 



Civiles de Granada* 607 

rapado de las ciudades ganadas > y avia 
grandes y diveríbs pareceres a fobre la a op ¡ n ¡ otls 
entrega b de la ciudad , y aun fe comen- b reda- - 
zavan nuevos eícandalos en ella. Y que f l c ° n n corc$ 
aunque c los Chriftianos déla ciudad fe que 
apodera/Tena, que no la podrían fojuz- dfe ren- 
ligar: por tanto que fu Alteza pidiefle e ^^ QS 
pobladas parias y tributo que lo pagaría, e deman- 
y que no le pidiefle / á Granada , que ^ a £ e man . 
|oo fe la podia dar , y que le perdonaf- ¿^ 
.¡■fe. Quando el Rey Don Fernando en- 
cendió que el Rey Moro le quebrava g g i U y rom- 
pa palabra, yqi^nole quería dar b á P oit 
|Granada 5 enojófe y tornóle á replicar d nner 01t 
idiziendo ; ^¡ue hafta alli i le pefava k ¿ jufques 
\dar a Purchenay otros lugares , y que pues I a ñ • 
¡fe quitava \ de fu promeffa , no le daría marry 
\f no otros pueblos no tan buenos como Pur- l retiroit 
I chena : y que pues dezia que Granada m 
•podia ferfojuzgada > qm no tuviere el pe- 
na de lio ¡ que el fe avendría m con la gen- m s 'ac- 
í te della. T para e/la que le diejfen todas commo- 
las armas defenfivasy ojfenfivas , y las fuer- 
\ zas de la ciudad 7 y que no baziendo efto n le n n c faí- 
daria cruel guerra hafta tomar o a Grana- íant cela 
I da, y que defpues de tomada p que no efperaf \ p^dre 
¡ fe del ningún partido que bien le eftuvieffe \ p apres u 
i Turbado deíto el Moro y de la refolu- P nfc 



&o8 fíiftorh dt hs Guerras 

cion del Chriftiano , juntó los de fu con- 
fejo > y todos los del confejp de guerra ^ 
con los quales comunicó aquel cafo , y 

opinions fobre ello uvo grandes pareceres a. Lo$ 

Zegris dezian que no hizieíTe tal, ni 
por pienfo , ni dielfe las armas. Los Gó- 
meles y Ma^as eítuvieron deíte parecer. 
Los Vanegas y Aldpradines y Gazules y 
Alabezes que penfavan fer Chriftianos^ 
}> deman- dezian q el Rey Fernando pedia b Jufti- 

dOlt • 1 ri V- ' 1 

f accordé Cl ^> P ues e « a va anfi tratado y concerta- 

d deíTous do c y pues de baso de aquel concierto d 

cord ét a °" ^ R ?y Fernando le avk dado lugar de 

f fes terres cultivar fus haziendas e y labores, y dadp 

lugar á los mercadantes para entrar y 

/ foríif faür f en lps Reynos de Cartilla a tratar 

con fus cartas de feguro.Y que agora np 

era cpfa juila hazej: otra cofa ? que nq 

1 romprp era de buen Rey quebrar £ la palabra ? 

pues el Chriftianp np h avia quebrado. 

Los Almpradis y Marines dezian,que no 

convenia darle aj Rey Fernando nada 

3 rien de de lp que pedia h ; que (i el avia dadp 

demandoit ^S a f a los Moros para cultivar fus labo- 

3 auífi res, tapnbien i los Moros np le avian 

corrido lp$ campos de las fronteras : y 
■* joair- de la mjfma manera ellos gozavan k da 

aquella paz y concierto , anfi como los 
l autres Mpros y mejpr. Toda la demás / gente 

de 



Civiles de Granada. 609 

le guerra efiuvo muy firme en eíte pa- 
•ecer, y quedó a refuelto , que no die£ a opinión, 
e nada de lo que el Chriftiano pedia , & demeu- 
j aníi efto fué refpondido al Rey Chri- ra 
tiano* Viíto el Rey Don Fernando la re* 
Tolucion del Rey Moro ¡ y que los Mo- 
ros de Granada ya comenzavan á correr 
a tierra de los Chriftianos , y hazerles 
guerra, mandó reforzar íodas las fronte- 
ras con gente de guerra , y poner provi- ¿ mcttrc 
[iones y mantenimientos b en todas par- vi&uailjes 
:es baíhntes 3 con acuerdo de poner cer- fXtjorT - 
i:or fobre Granada el figuiente verano, de mettre 
jlf anfi fe fué 4 á Segovia á tener el im- le J?É£| 
[bienio venidero. Y defcanfar e del tra- ¿ \^<&* 
bajo paflado f 

CAPITULO DIEZ Y SIETE. 

£n que fe pone el cerco f de Gr 'añada por f f e met 
el Rey Don Fernando y la Reyna ifabel ; fie £ e 
y como fe fundo fanta Fe. 

L verano figuiente g ? g Leprin- 
luego el Rey Don Fer- < em P* 

Pi . k ^ ! iuivant 

nandp vino a Cordova , 
y de alli tuvo h ciertas h de íáeus 
efcaramuzas, con los Mo- 
ros de Granada , y quitó el cerco i i & ofta 
de Salobreña 3 que eíiava finada por el le && 
Q.CJ4 Rey 




6 1 o fíijtorid de las GaerrAt 

cela faít Rey de Granada. Hecho eflo a y Doia 

Fernando Rey de Cartilla fué á Sevilla m 

1 pour a concertar b y tratar ciertas cofas para 

meare or- * J a r> j n ^ 

dre la guerra y cerco c de Granada. Partía 

«• fcge el Rey Don Fernando de Sevilla y vino 

á Cordova , y de Cordova entró en la 

d campag. Vega d de Granada > -y deftruyó todo el 

nc valle de Alhendin, y mataron e los Chrí-. 

t tucrent 

ftianos muchos Moros, y hizieron gran 

Cavalgada de Moros , y fueron nueve 
/villajes Aldeas/deítruydas y quemadas g. Y ei^ 
g bruflez una efcaratnuaa que allí uvo , murieron. 

muchos Moros Zegris , á manos de los, 

Chriftianos Abencerrages. Y un Zegrj 
A-fuyaní principal Cavallero fué huyendo h á 

Granada á dar eíta nueva al Rey Moro. 

El Rey Don Fernando bol vio á la Vega ^ 
* rctonrna y puso fu real i á la viña de Huecar \ a 
á - c & 1 " ve ynte Y ¿eys dias del mes de Abril , a- ; 
mlffgn donde fué fortificado de tpdo lo necefV 
«rmée fario a poniendo k el ChriíHano to^ 
i mettant ¿ a jp u g ente en efquadron , forma*-.: 

do , con todas fus vanderas tendidas y 

! pt¡>rtoit ^ u Rea " E^ an ^ afte s e í <I ua l Hevava / 
por divifa un Chriíto crucificado. Por 
efto fe dixó aquel Romance tan buenos 
y mi antiguo, que dizeanfu 



Mcm 



Civiles de Granada] $i i 

MEnfageros le han entrada 
Al Rey Chico de Granada : a 
entran por la puerta Elvira 

Y paran a en el Alhambra : 
íffe que primero llega b 
Mahomad Zegri Je llama Q ¡ 
Herido d viene en el brazo ^ 
Ve un&\ muy mala lanzada* 
T ajji como llego e 

V e fiA. manera le habla f > 
( Con el rofiro demudado g 
| Pe color muy fria h y blanca ) 
[Nuevas te traygo i, Señor > 
T vna muy mala embaxada 7 
Por effe f re feo Genil 
Mucha gente viene armada , 
Sus v anderas traen k tendidas % 
Vuejlos 1 a fon de batalla > 
Vn eftandarte dorado. 
En el qual viene bordada 
Jfna muy hermofa Cruz 
£lue mas relumbra que plata m a " 
X un Chrifio crucificado 
\Traya n por cada vanda y 

Y el General dejla gente 

El Rey Fernando fe llama o ¿ 
Todos hazen juramento, 
~En la imagen figurada 
pe no fallir de la Vega 

Hafla 



a & s T arr©£ 
ftent , 
b arríve 
€ s*appelle 
d bleflc 

< arriuv^ 

/luy parle 
g avec le 
vifage 
changé" 
h fort 
froide 
i jefapof* 
te 



h porten! 
/mis 



m plus re» 
luifant 
qu'argení 
n portoit 

o s'appelíc 



jufques 

h appellée 
$ bldfó 



4 campag- 
ne fuft 

TneÜQQ 

rene 



/ troupeai* 
g eette 
luerie 

# je ne 

puis parler 

» le coeur 

me faut 

k s'ef- 

vanoüit 

/ demeura 

m oftereut 

de la 

n & l'em- 

porterent 

á fa 

maifotí 

o laiílant 

maime- 

nant 

/> retoi*r« 

nant 



6l % fíiftoria de las Guerras 

Hajla a ganar a Granada. 
X con efia gente viene 
Vna Rey na muy preciada , 
Llamada b Doña jfabel 
De grande nobleza y fama. 
Veys me aquí herido c vengo 
Agora de una batalla 
Que entre Chriftianos y Moros 
En la Vega fue travada d. 
Treynta gegris quedan e muertos 
Pajfados por el efpada. 
Los Ckriftianps Bencerrages 
Con braveza no penfadt > 
Con otros acompañados 
De la Chriftiana manada f , 
fJizieron aquefte eftrago g 
En la gente de Granada. 
Perdóname por Dios Rey 
Que no puede dar la habla h> 
Que me [tentó de [mayado i ^ 
De la fangre que me falta+ 
Eftas palabras diziendo 
El Zegri alli defmaya k, 
Defto quedo 1 trifte el Rey 
No pudo hablar palabra. 
Quitaron de alli m al Zegri 9 
Y lleváronle ¿ fu cafa, n. 
í ' Dexando agora o los Romances , 
bolvieado p 4 1q que haze al cafo j <¡ 

Re 



Civiles de Granada. 61% 

ey Don Fernando aflentó fu Real, y lo 
;)rtificó con gran diícrecion > conforme 
íraéticst de milicia. Y en una noche fe 
izoalli^ un lugar en quatropartes par- a fe fit f$ 
do, quedando b hecho en cruz; el qual b demeu- 
igar tenia quatro puertas , y todas cjua- rai ^ 
o fe yeyan eftando en medio délas 
uatro calles. Hizofp efta población c c rU e S , $q 
ptre quatro Gnindes de Caítilla,y cada ñt cette 
10 tomó d fu quartel á fu cargo. Fué ^cljacua 
¡rcado e de un firme balvarte de made- prít 
/todo, y luego por cima cubierto de 5 d ent b °" r - 
;nzo encerado g, de modo que parecía g toüe"* 
ia firme y blanca muralla toda almena- círéc 
i h y torreada que era coía de ver , que ¿ p i e inc 
) parecía fino labrada de una muy fuer- de cre- 
canteriai. Otro dia por la mañana k, YpkxiGdc 
íiando los Moros vieron aquel lugar taiite 
jícho y tan cercaí / de Granada , todo K ! ? ma ' 
arreado, murado,y almenado m fe ma- / m ff p r é$ 
pillaron mucho de le ver. El Rey Don»» pieia 
ornando como vio aquel luga?: afli dc c ^* 
fecho con tanta perficion y fuerte 7 lo 
izó ciudad, y le puso n por nombre n Iu y m i t 
hnta Fé y y le dotó de grandes franque? 
fis y privilegios , como oy o en dia pa- 
tee. Y porque efta ciudad fe hizo deíta ¿ifojj 
üierte , fe cantó aquel Romance 3 que 
Ize en muy antiguo eítifo anfi. 



* enfermé 
h beaucoup 
(de toile 
cirée 

t a l'en vi- 
ron 
d toile d'or 



r meine 



/deífiu 
traches 
mou- 
cheté 
i coupé 
les deux 
nafeaux 
k met en 
pícces 



I deíTous 
m portoit 
n deux fer* 

e targe 

/> butiie 

fon 

q ce chien 

avec meíV 

prii 



6 14 fíifloria de las Guerras 

CErcada á ¿y?¿ Santa Fe 9 
Con mucho lienzo encerado b¡ 
Al derredor c muchas tienda* 
De feda , y oro , y brocado d > 
Donde ejlan Duques y Condes > 
Señores de grande Eftado ■-, 
7* 0/w muchos Capitanes 
£¿ue lleva e ¿7 Rey Don Femando. 
Iodos de valor crecida 
Como ya lo avreys notado , 
En la guerra que Je ha hecha 
En el Granadino eflado , 
guando a l¿ff nueve del díA 
Vn Moro fe ha demoftrado* 
Encima f un Cavallero negro 
De blancas manchas g manchado h 
Cortados ambos ocíeos i 
Porque lo tiene moftrado 
El Moro que con fus dientes 
Defpedace k a los Chriflianoj? 
El Moro viene vefiido 
De blanco azul encarnada, 
X debaxo 1 efia librea 
Traja m un muy fuerte jacal 
T una lanza con dos hierros n 
"De- azero muy templado , 
X una adarga o hecha en Tez 
De un Ante rezio p eflremado* 
Aquefte ferro con befa c¡ 



Civiles de Granadal éí$ 

Én la cola a del cavallo 

La /agrada. Ave Mana 

Llevava habiendo efcamio b> 

Llegando c junto a las tiendas 

Defia manera ha hablado d. 

gual fera aquel Cavallero 

gue fea tan esforzado , 

£¿ue quiera hazer conmigo e 

Batalla en aquefte campo. 

Salga f uno , o fdgan dos y 

Salgan tres , b falgan quatro > 
I El Alcayde de los Donzeles 

Salga que es hombre afamado* 

Salga cffe Conde de Cabra 

En la guerra experimentado ¿ 
\ Salga Gonzalo Fernandez , 

fHue es de Cordova, nombrado a 

O fino Martin Galindo 

£¿ue es valer ofo foldadoi 

Salga efe Puerto Carrero 

Señor de Palma esforzado, 

O el bravo ~Don Manuel 

Ponce de León llamado g, 

( Aquel que f acara h el guante 

]gue por indufiria fue echado i 

Donde eflavan los leones 

T el lo faco k muy ofado ) 

T fino falen 1 aqueftos , 

Salga el mifmo Rey Temando^ 

$ue yo k iáñ ¿ entender Si 



a quéue 

b portoít 
faina nt 
mefprrs 
c arrivanfc 
uparle 



e qui voüi 
dra faire 
avec mo| 
/forte 



fappellé 
tirera 

i jetté 



k le tira 

/ s'üs na 
forteni 






é ñ j'ay 
aílez 



* chacuti 



€ jeuhe 
homme 
«¿demande 
s pour 
lbrtir 

/ írop 
jeune 
g armée 

h donne- 
ront meil- 
leur ordre 
i prend 
congé 



ornáis fort 
t motean 

m nul 

n déguisé 

o s'cn alia 

¿ parlé, 
f maime- 
tiatic 

f ibrtkont 



61 6 tiiftoría de las Guerra 

Si foy de valor /obrado a¿ 
Los Cavalleros del Rey 
Todo lo eflan e f cuchando $ 
Cada uno b fretendia 
Salir con el Moro al campó í 
Garcilafío eflava allí , 
Moco c gallardo esforzado ¿ 
Licencia le pide d 4/ itey 
P¿r¿ yá/zr e ¿/ pagano. 
Careliano foys muy mo§o f 
P¿tv& cometer tal cafo > 
0/raf ¿^ ¿# *#/ /te¿/ g 
Que darán mejor recaudó h< 
Garcilajfo fe defpide i 
Ü//^ confufo y enojado 
Por no tener la licencia 
Que al Rey le ha demandado i 
Pero muy \ fecretamente 
Garcilaffo fe avia armado , 
T en un cavallo morzillo l 
Salido fe avia al campo , 
Ñadié ni no le ha conocido 
Porque [alé disfrazado n, 
Tuefe o donde eflava el Moró 
Defia fuerte le ha hablado p. 
Agora q veras el Moro 
Si tiene el Rey Don Fernando 
Cavalleros valerofos 
Que falgan contigo al campó u 
To foy el mas menor dclfas^ 



tiviles de Granada. 
¥ venga por fu mandado* 
El Moro quando lo vido 
En foco lo avia efiimado t 
T dize de aquefta fuerte ? 
To no eftoy acoftumbrado 
Hazer batalla campal 
Sino con hombres barbudos % 
Suélvete rapaz a le dize , 
T venga el mas efiimado* 
Garcilajsb con enojo 
Tufo piernas b al cavallo $ 
T arremete c para el Moro , 
T un grande encuentro le ha % 
El Moro que aquello vio 
Rebuelve d anfi como rayo e t 
Comienzan la efearamuza 
Con un furor muy fobrado £ 
Garcilaffo aunque era mozo g 
Moftrava valor fobrado 
Viole al Moro una lanzad* 
Por debaxo del fobaco h: 
El Moro cayera i muerto 
Tendido fe avian en el campo. 
Garcilaffo con prefteza k 
Del cavallo fe ha apeado 1 
Cortado le ha la cabeza m 
T en fu arzón la ha colgado n 
güito o el Ave Maña 
Déla cola del cavallo , 
T ¡tincando loé rodillas p 



¿i? 



do* 



& retoufü§ 
baboüín 



b ferra. les 
jambes 

c pan ras 



¿/retourne 
e foudre 
ffort 
grand 
g encoré 
«juM faíl 
jeune 
hornme 
b úcfCms 
les ai/Iellcs 
i comba 
k avec vt- 
fkíFe 

/ mit pied 
á terre 
m lujr á 
coupé la 
tefte 

n penda 
o ofta 
p s'age- 
Con noüillan? 



w pendu oú 
attaché 
b monta 
r inconti- 
nent 
d pris 
c champ 

/auffi 
g fait 



h jeune 



i campag- 

nc 

k de la en 

aVánt 



/ mettre 

m oílé 

n coupc la 
tcílc 

o en avant 
p la en la 
campagne 



éi É kiftoria de lasGuerrií 

Con devoción la ha befado 
T en la punta de fu Unza, 
Por venderá avia colgado a. 
Subió b en fu cavallo luego c 
Y el del Moro avia tomado d 
Cargado deflos defpojos m 
Al Real é le avia tornado 
Donde e/lan iodos los Grandes 
También f el Rey Don Temando \ 
Todos tienen a grandeza 
Aquel hecho g feñalado : 
También él Rey y la Reyña 
Mucho fe han maravillado 
En fer Garcil&fo mozo h 
T aver hecho tan gran cafo. 
Garcilaffo de la Vega i 
De/de dlli k fe ha intitulado i 
Porque en la Vega hiziera 
Campo con aquel pagano. 
Como dize el Romancé , el Rey y II 
Reyna y todos los del Real fe maravj 
liaron de aquel gran hecho de GarC: 
laflb. Elkeyle mandó poner / en fu 
armas las letras del Ave Maria 3 por jüít 
razo por averíela quitado m aquel Mor< 
de tan mala parte , y por ello averie cotí 
tado la cabeza n. De ay adelante o lo 
Moros de Granada falian á tener efeara) 
muza con losChriftianos alli en laVegaj 



€k)Ues de Granada. €i § 

Éúlasquales fiempre a los Chriílianos a troa- 
Uevavan lo mejor h. Los valeroíos A- £ ours 
bencerrages Chriítianos >■ fuplicaron al toienué" 
Rey cj le dieíTe licencia para hazer un de- meüieur 
fafio con los Zegris. £1 Rey conociendo 
fu bondad y valor fe los otorgó* y les dio 
por caudillo c aivakroío GavalleroDon Q chef 
¡Diego Fernandez de Gordo va, Alcáyde 
de los Dónzeles. Hecho el defafio á los 
Moros Zegris, falieron fuera ddc la ciu- d fortírent 
dad y y el defafio fe hizo de cincuenta á e ^ - tr6p 
cincuenta : y no muy lexos del Real íe ioín de 
hallaron é los Zegris muy bien adereza- l ' anriée 

. íe trouve= 

dos/, todos vertidos de m acoílumbrada rent 
librea, pagiza y morada £ , plumas de lo f en con- 
uiifmo t parecían tan bien , q el Rey y la £ h f aür]f% 
Rey na, y todos los demás del Real fe hol- paiie.,¿ 
gavan h de ios ver. Los bravos Abencer^ l$|-hw 
rages falieron i con fu acoílumbrada foi*eat° Ui " 
librea azul y blanca * todos llenos k de i fortírent 
ricos texidos de placa /, las plumas de la f*jfá* a * 
mifma color , en fus adargas m fu acó- d'argenc 
ítúmbrada divifa. Salvages que defquí- afargues 
xalavan n Leones , y otros un Mundo choienties 
gue lo deshazia o un Salvage con un imchíores 
bailón. Deña forma fallo el valerofo Al- • def PC9oit 
cayde de los Dónzeles. Y Uegandofe p p appro^ 
los unos á los otros, uno de los Cavalle- chant 
ros Abencerrages les dixó á los Zegris. 
Rr Oy 



6x0 fíifloria de las Guerras 

a efíre !e Oy ha defer eldta a CavallerosZegris enqüt 
y^T neues nue fl YOS p^olixos vandos b avran fin ,y vue* 
fañions ftra maldad c pagara lo que a los Abencerra- 
c ™ e ~ '<■ ges deveys. A loqual fué replicado de la 
c anee e p arte ¿ c j os 2egris 5 £ue no avia nécejfí. 

dad de palabras fino de obras , que no er& 

tiempo de otra coja. Y diziendo efto entre 

todos fe comenzó una brava efearamu- 

d cíloit za,laqual fe holgava d el Rey de ver , j 

e°ies awres to ^ os l° s demás del real*. Duró la efea- 

de i'armée ramuza quatro horas buenas, en laqjaal 

hizo el valerofo Alcayde de los Donze- 

les maravillas de fu perfona, y tanto, que 

fué parte fu bondad á que losZegris fuef 

f défaíts fen desbaratados/, y muchos muertos ¡ 

gks autres y los demás puertos en huydag. Los va- 

™* tl l n lerofos Abencerrages les fueron figuien- 

¿fuivanr, do, hafta h meterlos por las puertas de 

jufques Granada. Efla efearamuza puso / á los 

\ debat Zegris en gran quebrantado k , y al mif 

mo Rey de Granada, q lo fintió mucho \ 

l ác la en y de allí adelante / fe tuvo por perdido; 

avant Otra dia figuiente, la Reyna Doña Ifabd 

w*eut deíir tuvo gana m de ver el fitio de Granada y 

fus murallas y torres,y anfi acompañada 

0-appcllé del Rey y de Grandes Señores y gente 

de guerra , fe fué á un lugar llamado n h 

Gubia, media legua de Granada , y aHj 

l fe *m\l\ P ue ^ a ° " á Re yn^ fcpusó á mirar/ la her- 

regardcF mofun? 



Civiles de Granada. 6z i 

mOfüía de la ciudad de Granada. Mira- ¿ regardoic 
va a la beldad de las torres y fuerzas del 
Alhambra : mirava los labrados b Alixa- ¿ regardoít 
res: mirava las Torres bermejas ; la brava ^ z c a °" 
y fobervia Alcagava y Albayzin, con to- 
das las demás lindezas c de fus Torres y * cutres 
Camilos y murallas. Todo holgava d de ^Xüif. 
perla Chriftiana y curiofa Reyna ¿ y def íbit 
eava veríe dentro,y tenerla ya por fuya. 
VÍandó la Reyna q aquel dia^ no uvieíTe e ce jour 
?fcaramuza a mas no fe pudo efeufar: por- 
jue los Moros fabiendo que eílava ú\iff lá 
I Reyna,le quifieron dar pefadumbre^, g voulu- 
ranfi falieron de Granada mas de mil nc?f a fth~ 
Sellos y travaron h efcaramuza con los de 
3hriítianos. Laqüal íe comenzó poco á h melle* 
)oco , y fe acabó muy de veras y á gran rent 
)rieífa > porque los Chriftianos les aco- 
metieron i con tanta fortaleza , que los * atíailii- 
Vloros uviero de huyr /'.Los Chriftianos | e ^ yr 
iguieronel alcance haíta / Granada, y / la vidioi- 
«nacarón mas m de quatrocientos dellos, re J ufc i ues 
\f prendieron mas de cinquenta. En eíta pi us 
pfcaramuza fe feñaló bravamente eiAl- 
bayde de losDonzeles,y Puerto-Carrero 
Señor de Palma, Eíle dia# cafi acabaron * ¿iJ™* 
:odos los Zegris,queno quedaron o diez re rent 
íellos.Tambien eíta buelta/> fintió gran- P auffi ce 
¡iemente el Rey de Granada-' porque fué retour 
Ira mucha 



a s en re» 
tourna au 
camp 
b afiiette 
c bufehe- 
rons 

d troiive** 
rent 



t les jup- 
pons 

/ les prit 
g leur de- 

xmnclant 

h trouvé 



¿derjian- 
der i 
k bufehe- 
rons 

/ prjt les 
jupffons 



wajuppons 

^ regarda 

<$ bufehe- 
rons 
£ trouvé 



6 1 i fíljtcrla de las Guerras 

mucha perdida para fus Cavalleros y para 
la ciudad. La Reyna fe bolvió al Real a 
con toda fu gente , muy contenta de 
Granada y de fu afliento b. En eñe tiem- 
po unos leñadores c Moros hallaron 
las quatro marlotas y los quatro efeudoí 
de los Turcos que hizieron la batalla poi 
la Reyna, y como entraron por Granadí 
con ellos y los efeudos > el valerofo Ga 
zul los eiicontrói y conociendo las mar. 
Iotas e y efeudos por fus divifas , fe lo 
tomó/á los leñadores,preguntandoles 
donde avian ávido aquellas ropas y efeu 
dos.Los leñadores dixeron que los aviai 
hallado h en lo mas efpeífo del Soto d< 
Roma. Gazul folpechando mal,les torne 
á preguntar i , fi avian hallado alguno 
Cavalleros muer tos^Los leñadores k reí 
pondieron que no. El buen Gazul tom 
las marlotas /, y íe fué con ellas y los el 
cudos en cafa de la Reyna Sultana , y í 
los moftró, diziendo : Señora Sultana, n 
fon eftas las morlatas m , de los Cav alien 
que os libraron de l a muerte f La Reyna \i 
miró n> y conoció,y dixó que fi. Pues qu 
es la cauja^dixo Gazul, que unos leñadores 
las han hallado p i No se , dixó la Reyna 
que eaufa fea. Luego íbfpecharon qu 
los Zegrisy Gómeles los avían muerte 

yqu 



Chiles de. Granada. 6zj 

y q otra cofa no podia fer. Y aíli el buen 
Gazul contó lo quapaífava á los Alabe- 
zes y Vanegas y Aldoradines y Almora- 
dis : los quales por ello trataron mal de 
palabra á los Zegris que quedavan a, ya* .demeu« 
los Gómeles y Magas. Eítos como efta* roient 
van fuera de aquel negocio , defendían 
fu partido , y fobre efto fe metió b entre h fe mit 
eftos linages de Cavalleros una tal re- 
; buelta c , que ayna d fe perdiera toda c d p r ° "qjf e 
Granada, que harto tuvo e el Rey y los e euraffex 
Alfaquis/queapaziguar. Dezian los Al- * fa . ir ? 
faquis: ¿¡¿uehazeys, Cavalleros de Granada? axe^dc 
porque bolveys g las armas contra vofotros Mahomet 
mifmos s efiando el enemigo a Ls puertas de £ ¿ et0UI> 
ruueftr a ciudad* Mirad h que lo que ellos ¿regarte 
avian de haz,er¡ hazeys v&fotros* Mirad que 
nos perderemos , noes tiempo agora i -de an^ i mainte* 
dar k divifos. Tanto fupieron dezir eftos ]^"í ft 
Alfaquis,y tanto hizo el Rey y otros Ca-> 
valleros , que todo efte efcandalo fué 
; apaziguado con gran perdida de los Ca- 
valleros Gómeles y Magas, y algunos de 
fus contrarios. El valerofo Muga que 
defleava / que la ciudad fe dieíTe al / defíroít 
Chriftiano a viendo aquella gran divi- 
fion armada de nuevo entre los mas 
principales Cavalleros de Granada , 
holgó mucho m para lo que el y los gjj^^ 
Rr 3 de aucoup 



6x4 fíifioria de las Quenas 

m fa&ion de fu vando a pretendían , que era feí? 
Chriftianos , y dar la ciudad al Rey Don 
Fernando. Y anfi un dia viendofe con fu 
hermano el Rey, folos, le dixo. 

Rozonamiento de Muga á fu Hermano el Rey. 

Muy malamente has mirado Rey, la pala* I 

bra dada al Chriftiano Rey , en averfila que* 

h rompa brado b , y no es de honrado Rey quebrar lo 

que -promete. Agora veamos que es lo que has 

de hazer en tu ciudad de Granada , quejóla- 

c demeure mente te queda c de todo fu Rey no f Bafii* 

d mife mentos fallecen: en divifion efla pucfia d:los 

rencores contra el no olvidados por la muerte 

de tantosCavallerosAbencerragesyfu defiier- 

9 banniíle- ro e t an f in ¿ver para que : la deshonra de ti$ 

f fcmme muger r la Rey na ¡que aunque jue bien ven* 

gada , los Almoradis fus parientes y Marines 

& vous * e odian , no quififie g de mi tomar h ]amas 

n'avez ningún conjejo ; quefi tu lo tomaras no vi* 

&°prendre iteras al eflado en que efias puefioi: no tienes 

i mis de ninguna; parte focorr ojia pujanza del Rey 

Chrifiiano es muy grande , dime tupenfa* 

miento en efle afliffo trance ? No hablas f no 

I ne par- refpondes k ? Pues que no quififie tomar 1 en 

leí vous tiempo mi parecer m, toma lo agora fide todo 

i n'avez punto no quieres fier perdido. El Rey Teman* 

voulu do te da donde vivas con renta para tu per- 

V m\¿i\i f ma y ca f a ; entrégale a Granada ¡ mira , no 

le indignes mas contra ti de lo que efta. Cum* 

fie la palabra de grado ¡porque fi no la cum* 



Civiles de Granada. 6z <{ 

fies degrado, la has de cumplir por fuerza. 
Adviertote y que eflan determinados los mas 
principales Cavalleros de Granada } depaffar- 
(e con el Rey, y darte cruel guerra. Tjfi quie- 
res a faber quien fon , has defaber que los a Se ñ tu 
Alabezesy los Gazules, Aldoradines, y Vane- vc ^x 
gas y Abarques , Alarifes , y otros de fu par- 
cialidad, que conoces muy bien, y yo el prime- 
ro queremos ferh Chri/íianos.y darnos al Rey y voulons 
Fernando.? or tanto confuelxte,y mira fie ¡l os eftre 
que te digo te faltan que harás ; aunque ten- 
gas en tu favor todo el reflante ael mundo : 
porque todos e/los quieren guardar fus ha- 
ziendas cy bienes 9 y no quieren d ver fu pa- e moyens 
tria cara deflruyday faqueada nipuefta a fa- jl" e veu " 
comano e de Chriftianos 7 ni ver fus reales e faccagée 
v anderas rotas f con violencia no vifla , y & rmfe au 
ellos cautivos y ef clavos por diverjas partes f ¿échi- 
de los rey nos de Cafiilla repartidos. Muévete récs 
a hazer lo que te digo y mira g con quanta g regarde 
piedad y mifericordia el Rey Fernando ha 
tratado a todos los demos pueblos del Reyno y 
dexandoles h vivir con libertad en fus pro- h les Iaif- 
prias cafas y haziendas i pagando lo mtf- (* ant 
mo , que a tipagavan ¡y en fu habito y len- % 
gua obfervando fu ley de Mahoma. Muy 
admirado y confufo fe halló k el Rey ¿fetrouva 
Moro de Granada , con las razones que 
.Muga fu hermano le dezia, y con la li- 
bertad que le hablava /: y dando un /pariofc' 



6z6 HifioYU de las GueYfm 

$ plorer dolorofo fufpirp comenzó de llorar a fiq 
tener confuelo alguno,viendo q de toda 
punto le convenia dar íii tan hermof^ 
é moyen ciudad , pues que no tenia reparo b de 
hazer otra cofa, imaginando que tantos 
c vouloiét y tan buenos Cavalleros querían fer c de 
la parte del Rey Chriítiano , y fu mifmo 
hermano con ellos. Y confiderando , fi 
no dava la ciudad, los males que la gente 
de guerra en ella podrían hazer , afli de 
d pjilagcs r obos d como de fuerzas á las donze* 
/ maHés Has ¿ y cafadas/, y otras cofas que los 
2 accou viéloriofosfoldadosfuelenhazer^enlas? 
falT^ dC rcn ^as ciudades .• dixó el Rey Chico ¡ 
h en de- que eítava de parecer h de dar la ciudad 
liberation y ponerfe / en manos del Rey Fernán- 
ínettre do. Y para ello le dixó á fu hermano k 
k fonfrere Muga , que le HamaíTe y juntalfe todos 
los Cavalleros , y linages que eftavan de 
• °P inion aquel parecer /, loqual Muga hizo luego. 
Y fiendo juntos en la Torre de Coma-? 
res en el Alhambra fe trató con ellos , fi 
le darían al ví&oriofo Fernando á Gra- 
nada. Todos los que eítavan alli Alar 
bezes , Aldoradines , Gazules % Vane- 
gas , Azarques , Alarifes , y otros mur 
chos Cavalleros deíte vando , dixeroa 

^iíl ^T ( l ue * a cm dad ^ e cntregaffe m al Rey 
Don Fernando. Vifto al Rey que la flor y 

lo 






€hiks de Granada. 6%y> 

3 mejor de los Cavalleros de Granada 
:ítavan de parecer que la ciudad fe en- 
regafle , mandó tocar fus trompetas y 
tñafiles ¿,al fon de las quales fe juntaron a clairon# 
odos los Cavalleros ciudadanos de Gra- 
íada. Y quando el Rey Chico los vio 
jntos , les contó todo lo que eftava tra- 
ado, y que por dolerfe de fu ciudad , y . 
10 verla puerta por el fuelo b¡te la quería * mife en 
lar y entregar al Rey Chriítiano. La ciu- lerre 
lad alborotada c y efcandalizada por c troubiée 
?llo, creó mil pareceres dy mil votos, ¿opinión* 
Los unos dezian q la ciudad no fe dief- 
b,otros dezian que anduvielfe e la guer- e comiiujr- 
a que les vendría focorro de África : affe 
xros dezian que no vendría. En to- 
los ellos dares y tomares / eftuvidkm /debatí & 
creynta dias j al cabo g de los quales fué d,í ^ t b c s ut 
entre todos determinado , de dar la 
ciudad, y ponerfe h á la mifericordia del h fe met- 
Rey Fernando 5 á condición, que to- trc 
dos los Moros de la ciudad vivielfen 
en fu Ley ? y en fus haziendas , y habi- 
to y lengua , afli como avian queda- 
do i las demás ciudades, villas, y lugares * dcmeuré 
que al Rey Chriítiano fe le avian dado. 
Acordado eíto k defta manera, co- * ccl * 
menzaron de tratar entre ellos de los roiu 
gue avían de yr á hablar al Rey Don / parta 

Fernando 



6z8 fíiftorh de las Guerras 

Fernando fobre ello, y al fin los q fuere 
á tratarlo , eran los Alabqzes y Aldor 
diñes y Gazules y Vanegas , y Mu$a p< 
* chef cabeza & de todos ellos; todos los qual< 
b fonirent falieron b de la ciudad y fe fueron c 

rent" alle " fanta ¥é > donde eftava el Re y Don Fe 
nando , acompañado de fus Grandes 

Cavalleros. El qual como vieffe venir tz 

grande efquadron , mandó que todo < 
d armée Real d fe apercibieife,por fi fueífe menc 
e befoin fter e , aunque ya el Rey por cartas lab 

lo que paífava en Granada , que Mu§a 
/ arrivant dava avifo de todo. Llegando/todos 1< 

Granadinos Cavalleros al Real, los mí 
g mírent principales fe apearon g y entraron e 
P ie d á f^nta Fe en la cafa h de Don Fernandc 
? maifon Y déllos fré Mu$a y el Malique Alabez 

y Aldoradin y Gazul j los quales llev 
?portoient V an i comiífion de tratar efte negoci 

Todos los demás Cavalleros Moros 

quedaron fuera del Real , palfeandofe 

k demeu- hablando k con los Cavalleros Chrifti; 

reret hors nos ; admirados de ver tanta braveza ó 

¿ U nrn3 Cavalleria Chriítiana, y de ver aqu< 

nant & fuerte Real / y fu amento m. Finalment 

pariant j os comiífarios Moros hablaron n co 

i armee ■ r , , 

m afílete el Rey fobre el negocio que y van , y pi 

up-parlercnt so la praética dello Aldoradin , Cavaílc 

ro muy eíUmado y rico en Granada 

áw 



Chiles de Granada. 6%g 

líxo con palabras que boíavan deíta 
üerte. 

RAZONAMIENTO 4 *harangue 
de Aldoradin , al Rey Don 
Fernando, 

NO las fangrientas armas , ni el beli- 
cofofon de acordadas trompetas y reb- 
umbantes caxas b ni arraftradas vande* y retenti£ 
W c, ni muerte de Varones inclytos d, clare £ ans tan > 
poderofo Rey de Caftilla, ha fido parte e para c ü r a S j nari , 
we nueflra famofa ciudad de Granada vi- tesbannie- 

neSe a fe te entrevar f , y dar y abatir fus T f* _ 

/ • 1 ■ y r n 1 V j . * nomines, 

wcos pendones g , fwo Jola la fama de tu multe 

oberana virtud , y mifericordia > que con e a eí té 

usfubditos ufas y tienes, como claro f abemos \ S a ^ ^ en( j ra 

f confiados en que no f otros los moradores h á vous 

le la dicha ciudad de Granada no (eremos £ efta P" 

nenos tratados ni honrados que los demás 1 g U errc 

we a tu grandeza fe han dado ; nos veni- ¿ -les ha- 

wos'a poner k en tus Reales manoseara que ¿^'^ 

de nofotros 3 y de todos los de la ciudad ¿ k mettre 

hagas I a tu voluntad como de humildes vaf- 1 faflcs 

fallos. Ydefdeaqui m te damos y promete- m doref- 

mos de te dar a Granada y todas fus fuerzas , navaQ * 

para que la ciudad y dellas difpongas a tu 

voluntad ; el Rey te befa tus reales píes y 

manos , y pide n perdón de averie rom- n demande 

¡pido la palabra y juramento dado. T porque 

tu grandeza vea efio fer afji 7 toma o nna° preñes 



630 fíiftoria de las Guerras 

je miífe carta fuya, laqual 'mando , que yo pufeffe a 

tus Reales manos. Y diziendo ello , del 
h débou- brochó h una alijuba de brocado qi 

í°joppon tra Y a c >y & c ° del feno una carta,y befa 
de toiie dola , y hincando las rodillas en el fu 
Jortolf 1 lo d > la dio al Rey Fernando en fus m 
d pioyant no$, Laqual tornos muy alegramente, 

les ge- leyda por ella entendió el Rey íer ar 

nouiU en at 1 j- 1 j* 1 

terre como Aldoradin le avia dicho > y que \ 

* prít Alteza fue/fe á Granada, y tomalfe/po 

f pnííe f e flio n d e i a ciudad y del Alhambra. 

g outrp buen Aldoradin pafsó adelante £ con 
platica , diziendo las condiciones art 

b cy def- fo¿ fo dichas : que los Moros que quifien 

i vou- yrfe i a África fe fueren líbreselos que 

droient quijieren quedar k que los dexafíefus bienes 

k e vou- Cr 1 ue t 0S 1 ue q Ui f le ff en venir en fu ley vivit 
droient fen y y en fu lengua y habito. Todo loqual 

/oía o" blíen Rey ^ on Fernanc *° ' es otorgó 
roya alegre y fácilmente. Y anfi el Catholiq. 
m fa fem- Rey y Doña Ifabel fu muger m Reyes 
me Caftilla y Arragon, fueron con gran pai 

n íaifiTant te de fus gentes á Granada , dexando 
oenbonne fu Real á muy buen recaudo o. Ydiad 
gafrde los Reyes á treynta días de Deziembre* 
les fué á los Reyes Catholicos entrega 
P rc n dQ é* da f la fuerza del Alhambra, Ya de 
q & le dias q del mes de Enero , la Reyna Don 
gxicfme | f ^| y fy Cort ^ cpntodala gente d 

guerr 



Civiles de Granada. 63 i 

|;uer ra, partió de fanta Fe para a Grana- <* vert 
la : Y en un cerro b que eítava cérea c b c £°¿ s mé 
lella fe puso á mirar la hermofura d de d& mit l 
', a ciudad, aguardando e que fe hiziefíe la regarder la 
¡ntrega / deüa. El Rey Don Fernando /atienda* 
; ambien acompañado de fus Grandes de /reddUion 
ifpaña , íe puso g a la parte de Genil , a- & íe mt 
ionde falió el Rey Moro , y en llegando 
le entregó h las llaves de ia ciudad y de \^^ 
las fuerzas, y fe quisó apear / para le be- aporta 
Tar los pies. El Rey Don Fernando ni lo * fe vo ülut 
uno ni lo otro le confintió qué hízielfe. ^"1 
Finalmente el Moro le besó en el brazo, terre 
y le entregó los llaves : las quales dio k el * Ics don ~ 
Rey al Conde de Tendilla , por le aver 
hecho merced de la Alcaydia /, laqual /pour luy 
tenia bien merecida. Y anfi entraron en £¡° J n r ¿* 
la ciudad, y íübieron7#al Alhambra, y GouveH 
encima n de la Torre deComares tanfa- nement 
mofa fe levantó la feñal de la fanta Cruz, r ^ ™ me " 
y luego o el Real eítandarte de los dos * deílus 
Chriítianos Reyes. Y al punto los Reyes ° inconíi - 
de Armas, á grandes bozes dixeron : Vi- 
va, el Rey Don Fernando > Granada > Grana- 
da , por fa Majeftad y por la Reyna fu 
1 muger p. La íereniflíma Reyna Doña Ifa- ^ fafemm€ 
bel que vio la feñal de la fanta Cruz fo- 
bre la hermofa Torre de Gomares , y el 
fu eítandarte Real con ella , fe hincó q. ?í'aee- 

¿ e uoüilla 



¡ 



63 % Biflor U de las Guerras 

de rodillas y dio infinitas gracias á Dioi 

por la viétoria que le avia dado contri 

aquella populofa y gran ciudad de Gra 

nada. La mufica Real de la Capilla de 

Rey luego á canto de órgano cantó. 

TeDeum laudamm. Fué tan grande 

a pleu* plazer, que todos lloravan a. Luego de 

Alhambra foliaron mil inftrumentos de 

mufica de bélicas trompetas. Los Moroí 

b vouloiét amigos del Rey, que querían fer b Chri 

efre ftianos , cuya cabeza era el valerofo 

Muga, tomaron mil dulzaynas y añafi- 

c haubois les r, fonando grande ruy do ¿/deatam- 

d t\m£ nS bores por toda la ciudad. Los Ca valleros 

marre ^ Moros que avernos dicho,aquella noche 

chevaí aaf- J u S aron galanamente aicancias e y cañas, 

queis fe las quales holgaron de ver los dos Chri- 

jettent de ftianos Reyes* Andava/ Granada aque 

Sríerfe " ^ a noche con tanta alegría, y con tantas 

/ eftoit luminarias , que parecia que fe ardía la 

I fMovr tierra * ^ ize nueítro Coronilla g, q aquel 

de la red- dia de la entrega h de la ciudad , el Rey 

dition Moro hizo fentimiento en dos cofas : la 

una es que paíTando el Rey Moro algún 

rmere^ 6 r *° * > * os Moros que y van á la par del 

, le cubrían los pies j loqual el Rey Moro 

r ne vou - 

] 0t no quisó k confentir.La otra coítumbre* 

/ montant que fubiendo / el Rey alguna efcalera , 

m íbuliers los gapatos m que íe defcalzava ó pantu-* 

flos, dexava al pié de la efcalera , y los 



í 



Civiles de Granada. 6}j 

'oros mas principales que yvan con el, 
los fubian ¿ 5 lo qual el Rey Moro aquel a mottf 
a no confintió. Y anficomo el Moro < oien t 
ly llegó á fu cafa ^que era en elAlca^a- h arriV3 & 
t 3 comenzó á llorar lo q avia perdido. a mairo11 
l'qual llanto le dixó fu madre: Que pues 
raviajido para defenderla como hombre , 
te hazia bien de llorar la como muger c. € de P íor et 
odos los Grandes le fueron á beíar las u„ e ^¿^ 
anos al Rey Don Fernando , y Reyna me 
lona Ifabel > y á jurarlos por Reyes de 
ranada y fu Reyna. El Rey y la Reyna 
zieron grandes mercedes á todos los 
avalleros que fe avian hallado d en la d trouvé 
)nquifta de Granada. Entregada la ciu- 
id c , fueron puertas todas las armas de e rendu© 
>s Moros en el Alhambra. Acabado de ia Clté 
ar affiento/ el Rey Don Fernando en f ^ m ? 
s cofas de la ciudad de Granada, man- d'appaifet 
h que á los Cavalleros Abencerrages , 
les bolvielfen todas fus cafas y ha- 
.endas g,y fin eíto les hizo grandes 
íercedes. Lo mifmo hizo con el buen í ^^¿ - 
arrazino , y con Reduan 3 y Abena- dus leurs 
lar 5 los quales fiempre le avian íer vi- bicns 
o en la guerra bien y lealmente. Mu- 
i fe tornó Chriftiano, y la hermofa Ze- 
xia, y los casó el Rey,, y les dio gran- 
es averes h. La Reyna Sultana fué á be- ¿ y cr ¿ 

fas 



m voloit 
cftre 

i íuy ni i t 

c la maria 



d eepen- 

dant 



é leur fit 
de grands 
honncurs 
/ s'appella 



$ demeu 
roient 
¿ me 

lchariceté 



i ne voü- 
lüt 

k tuerent 



I 



634 Hiftcru de las Guerrhs 

fár las manos de los Catholicos Reyes I 
laqual recibieron benigna y amorosa- 
mente, y ella dixó que quería fer a Chri 
ftiana,y anfi fué hecho. Baptizóla el nue 
vo Anjobifpo , y le puso b pornombr 
Doña Ifabel de Granada. Cafóla c el Re] 
con un principal Cavallero, y le dio do 
lugares mientras d vivieiTe. Todos lo 
Alabezes y Gazules y Vanegas y Aldorá 
diñes fe tornaron Chriítianos , y el Re; 
les hizo grandes mercedes e , eípeciaí 
mente al Maliqué Alabez, que fe llamó 
Donjuán Avez, y el miímo Reyfu< 
compadre fuyo, y de Aldoradin s al qua 
llamó de fu propio nombre Fernand* 
Aldoradin. El Rey mandó que fi queda 
vahg Zegris, que no vivieffen en Grana 
da, por la maldad h que hizieron contr 
los Abencerráges y la Reyna Sultana 
Los Gómeles todos fe paíTaron en Afri 
ca> y el Rey Chico con ellos > que nc 
quisó i eltar en Eípaña , aunque le aviai 
dado a Purchena en que vivieiTe, y éi 
África le mataron k los Moros de aque 
Has partes j porque perdió á Granada. 
Nueflro Moro Coromfla nos adviert 
de una cofa ,y es , que los Cavalleros Moro 
llamados Ma^as , no era efie fu propri 
nombre 3 fino Abembizes , y defie nombr 

Abem 



Chiles de Granuda] 6 3 <f 

ébembiZ) uvo dos Images en Granada , y no 
fmuy bienpueftos a los unos con los otros: por- a j ) f en ctl s 

que cada uno b dezia fer de mas claro lina- femble 
\7equeel otro. Sucedió que el un v ando c chacun 

dejros Abembiz.es , ¿# */ tiempo del Rey Don 
ñfuan el primero Rey del Caftdla , tuvieron 
Yuna batalla en la Vega de Granada con los 
Yübrijtianos, y de los Chriftianos je llamava el 
Yüapitany el Alférez que eraju hermano ,Don 
YVedro Maca y Don Gafpar Maca. Dezian fer 
\?flos Cav alteros del Rey no de Aragón, y que 
\fla batalla fue muy reñida d: de manera ¿ debatuc 
mué los Capitanes de ambas partes e murie- * de deax 
\ron , y anfini mas ni menos los Alférez 5 y co " c2, 
míos eftandartes fueron trocados f 3 que el de /v ohaneefc 
I los Moros fe llevaron g los Chriflianos 3 y el g empor- 
de los Chriflianos fe llevaron los Moros , y tererenc 
fueron cautivos afji de una parte como de 
otra y y refpeclo defla batalla , por la memo- 
ria della , en Granada en diziendo o nom- 
brando los Abembizes s preguntavan \iqua~ h deman. 
íes Abembizes ? refpondian los Matías ;, o los doienc 
otros. De manera que fueron llamados los 
\A\embizes Ma<¡as ? y fe quedaron con aquel 
nombre. 

El Rey Don Fernando les hizo á los 
Cavalleros Vanegas grandes mercedes 
y privilegios , que pudieflen llevar ar- 
pias i , y afl! mifmo á los Alabezes y .¿j£™* r . 

o i Al- ríes 



6$6 fíiftoru de U¡ Gtievrdj 

Aldoradines , fabiendo quanto eilo$ 
hizieron en fu férvido, y porque fe les 
dielfe la tierra. La hermoía Reyna (que 
folia) llamada Doña Ifábel de Granada , 
a mariée fiendo cafada a como ya avernos dicho % 
b fervante ¿ f u cr i a da b Eíperanga de Hita , dio li- 
bertad y grandes joyas , y la embió á 
c au bout Muía, donde era natural , al cabo c de 
fíete años que fué cautiva. No muchos 
dias defpues de tomada Granada , fué 
d trouvé hallada una cueva llena d de armas, de 
unecaver- loqual fe hizo pefquifa e : y deícubierta 
e°íe fiTre- * a verdad,fe hizo juíticia de los culpados, 
cherche Algunas cofas deltas no llegaron á noti- 
/ hiftoriorocia de Hernando del Pulgar Coroniíta /' 
de los Catholicos Reyes, y anfi no las e£ 
crivió: ni la batalla que los quatro Ca« 
valleros Chriftianos hizieron por la Rey- 
na, porque dello fe guardó el fecreto. Yi 
£ quelque fi algo deltas cofas fupó g y entendió , 
chofe fe no puso h la pluma en ello, poreítari 
? mit ocupado en otras cofas tocantes á Ios¡ 
Catholicos Reyes. Nueftro Moro Coro- 
nilla fupó de la hermofa Sultana debaxo 
de fecreto , todo lo que pafsó , y ella le: 
dio las dos cartas , la que ella embió a 
Don Juan Chacón > y la que Don Juan 
Chacón le embió á ella 3 y anfi el pudo 
eferivir aquella famofa batalla , fin que 

nadie 



Chiles de Granada. ¿j f 

Saadie a entendiefle quien ni como haíta a nal 
agora ¿. Eíte Moro Coroniíta , viíto ya \ jufques 
todo el Reyno de Granada ganado por \£wt¡t 
los Chriñianos v fe país 6 en África , y fe 
fué á vivir á tierras de Tremecen^levan- 
do c todos fus papeles configo d>y alli en c cmpor- 
Tremecen murió , y dexó hijos: y un ¿avecfojr 
íiieto e fuyo de no menos habilidad que e petit fiís 
el agüelo f 9 llamado Argutaafa,recogióg ^otndre 1 
todos los papeles del agüelo , y entre efprit que 
ellos halló h eíte pequeño libro , q no le f° n a 3f]p$ 
eítimó en poco, por tratar la materia de f^uva ** 
Granada: y por grande amiítad hizo pre- 
fente del áün Judio llamado ¿Rabbi San- » 3ppeiié 
Ito : el qual le facó k en Hebreo para fu k le mxl 
contento .• y el que eftava en Arábigo lo 
prefentó al buen Conde de Baylen Don 
Rodrigo Ponce de León. Y por fabec 
bien lo que el libro contenia de la guer- 
ra de Granada 5 porque fu padre y abue- 
lo / fe avian hallado en ella > ó fu abuelo l a y eul 
y vifabuelo m : le mandó facar n al mif- j* a 5 ,íeul & 
ino Judio en Caftellano. Y defpues el % fraduire 
Ibuen Conde me hizo á mi merced de 
¡me le dar, no á viéndolo férvido o. ° nc ^íSt 

Y pues ya avernos acabado de ha- merlte 
blar de la guerra de Granada ( digo de 
las Civiles Guerras della, y de los van- 
idos/ de los Abencerrages y Zegris ) di- 1 fa&ions 
Sfx remos 



g fe voulut 
trouver 
h fe fit 
fort bravc 
i gris brun 
k pleines 
/ pabillo 
tes d'or & 
d'argent 
m enhar- 
liaché 



638 HiftcrU de hs Guerras 

remos algunas cofas del buen Cavallero 
Don Aloníode Aguilar, como le mata- 
ron a los Moros en Sierra Bermeja , con 
algunos Romances de fu hiítoria: y pon- 
dremos b fin a los amores del valerofo 
Gazul con la hermoíá Lindaraxa.Es pues 
de faber que el buen Gazul , afli como 
fué Granada ganada, y el y los de íu van- 
do c Chriíhanos>aviendole hecho el Rey 
mercedes muy grandes , y dado privile- 
gios de armas d y otras cofas, pidiendo e 
licencia al Rey fe partió para San Lucar. 
Y en llegando con el deifeo que tenia de 
ver á fu Señora, un dia le hizo faber con 
un page fu venida, y ella muy enojada de 
ciertos zelos/^ no quisó oyr al page ; de 
lo qual el Moro fe puso trine* y fabiendo 
que en Gelves fe jugavan cañas , porque 
el Alcayde de alli las avia ordenado, por- 
que eítavan los Reynos en paz y ganada 
Granada. El Moro fabiendo eñe juego 
que eftava ordenado, íe quisó hallar g en: 
el, por moítrar fu valor. Y anfi un dia Jfc 
puso muy bizarro y galán h> de librea 
blanca y morada i y verde, con plumas; 
delomifmo, llenase de grande, argen- 
tería de oro y plata / : el cavallo muy ri- 
camente enjaezado m de lo miímo , y 
quando fe quisó partir á Gelves pafsó por 

la 



Civiles de Granada. 6 3 9 

la cafa de la hermoía Lindaraxa, por ver 
fi la vería antes que fe partieffe. Y el que 
llega va á fus ventanas a , y la Dama que a feneftres 
acercó b a fahr a un balcón : el valerofo h rencon- 
Gazul que la vio, Heno de alegría , arre- tra 
metió c el cavalio, y en llegando junto d c pouíTa 
del balcón , le hizo arrodillar y poner la d & arri - 
bocaenelíuelo^alEcomo aquel que lo J a ^enoL 
tenia amaeftrado/en aquello para aque- iiier & 
lia hora. Comencole de hablar: Diziendo, ™ ettT f Ia 
que Le mandav apara Gelves , que y va alia a terre 
jugar canas , y que con averia vi/lo llevava f ^^ °ü 
efperanca que lo baria bien en aquella joma- a PP n$ 
da. La Dama llena g de colera, le reípon- í P leine 
dio : Que a la Dama que (ervia lefueffe k 
pedir favores, que a ella no avia paraque,que 
no curajse de engañar a nadie h. Y diziendo h trompcr 
eíto echándole i muchas maldiciones, íe perfonne 
quitó k del balcón , y cerro la ventana / [ an ° y J€t 
con gran furia. El buen Gazul viendo a- k s'ofta 
quel gran disfavor de fu Dama , arreme- [J^*^* ía 
tío el cavallo á la pared m, y allí hizo la m pouíTa 
lanza pedazos, y febolvió a fu pofada n, foa c h cval 
y fe defnudo o para no yr á las cañas. No muranie* 
faltó quien deíto dio noticia ala herma- n retourna 
fa Lindaraxa, la qualya eítava arrepentí- jS fa mai " 
da de lo q avia hecho: y muy preíto con fedesha* 
un page embió á llamar al buen Gazul billa 
para q fe vieíTe con ella en un huerto ó 
S f 3 . jardin 



# plcin 
b á fon 
mandcmét 
c i'cxcufa 
& deman- 
da pardon 
da pafté 
d fe nía- 
rierent 
e riches 
bagues 
/prome- 
nant 



£ il veut 

& Gouver» 
neur 



refte 



k prenáce 
congé 
/ tourne 
& retour- 
ne mille 
fois 

m heuren- 
fes mu- 
railles 
n au bout 
v pouíla 
p com- 
tnence á 
poindrc 



€46 fílftoru de las Guerras 

jardín que ella tenia. El buen Gazul lle- 
no a de alegre efperanza vino a íu lla- 
mado b , y fe vio en aquel jardin 3 donde 
ella fe le difculpo, y pidió perdón de Io¡ 
hecho <r, y alli fe cafaron d los dos. Y pa- 
ra que fueñe á Gelves , ella le dio muy 
ricas prefease*. Y poreílo fe dize aquel 
Romance, que dize.anfi. 

tj Or la plaza de San Lucar 
Galán paffeando f viene 
El animofo Gazul 
De blanco morado y verde 1 
¿hiierefe g partir gallardo 
A jugar cañas, a Gelves 
£¿ue haze fie fias fu Alcayde h 
Por las pazes de los Reyes. 
Adora un Abencerraga 
Reliquia i de ¿os valientes 
fgue mataron en Granada 
Los Zegries y Gómeles. 
Por defpedirfe k y habl&lle 
Buelve y rebuelve mil vezes i 
Penetrando con los ojos 
Las venturofas paredes m. 
Al cabo n de una hora de años 
Be efperanzas impaciente 
Viola jalir a un balcón 
fíiziendo los años breves. 
Arremetió o fu cavallo 
Viendo aquel fol que amanece p 



a s'age- 

noüillc 

&&laterre 



Civiles de Granada] 64 í 

Hiziendo que fe arrodille a f 

X el fuelo b en fu nombre befe. 

Con voz turbada le dize % 

No es fojjible jucederme 

Cofa trifte en cfla aufencia 

Viendo ajji tu vifta alegre. 

Alia me llevan c fin alma 

Obligación y parientes 

dolverame mi cuydado d 

Por ver {i de mi le tienes. 

Dame una emprefa e en memoria l 

T no para que me acuerde f 

Sino para que me adorne 

Guarde 9 acompañe , y esfuerce, 

Zelofa g efia Lindan 'apea 

£¿ue de zelos grandes muere 

Be Zayda la de Xerez 

Porque fu Gazul la quiere h. 

X de efio la han informado 

¿>ue por ella ardiendo muere ¿ 

X affi a Gazul le refponde > 

Si en la guerra te fucede 

Como mi pecho i deffea 

T el tuyo falfo merece , 

No bolveras k a San Lucar 

Tan ufano 1 cómo fueles 

A los ojos que te adoran , 

T a los que mas te aborrecen. 

X plegué a 4lha m que en las cañas m piaífc 



i la m'a* 
menent 

d me ra* 

incnera 
mon 
íoücy 
e faveur 
f & non 
pour me 
fbuvenir 
g jaloufe 



h Taime 



i mon 
coeur 

k tu nere- 

tourneras 
/ íí glo- 
rieos 



3f4 



lM 



á Dieu 



ñ portent 
b deíTouí 
les juppós 

€ meurs 



d te fou« 

Icnt aux 
pieds 
e fur les 
eípaules , 
fortes 
/au lieude 
te pleurer 

f trompes 
faident 
i s'eíioüif- 
fent 

k fe mo- 
que 

/ Te hau£ 
íant 

o#qui me 
met mal 
avec toy 



n melaiíla 



641* fíiftoria de las Guerra-* 

Los enemigos que tienes 
Te tiren fecretas tanzas , 
Porque mueras como mientes. 
T que traygan a fuertes jacos 
Debaxo ¿os Alquiceles b , 
Porque fi quieres vengarte 
Acabes c y no te vengues. 
Tus amigos no te ayuden , 
Tus contrarios te atropellen d, 
T que en hombros dellos fdgas e 
guando a fervir Damas entres. 
T que en lugar de llorarte f 
Las que engañas g y entretienes 
Con maldiciones te ayuden h , 
T de tu muerte fe huelguen i. 
Pienfa Gazul que fe hurla k , 
Que es proprio del inocente, 
Y alzandofe 1 en los eflribos^ 
Tomarle la mano quiere. 
Miente le dize Señora, 
El Moro que me rebuelve m, 
A quien eflas maldiciones 
Le vengan porque me venguen. 
Mi alma aborrece Zayda 
Ve que al amo fe arrepiente , 
Malditos fean los años 
Que la fervi por mi fuerte. 
D exorne n a mi por un Moro 9 
Mas rico de pobres bienes : 
Bto que oye Lindar ax a 



Civiles de Granada. 643 

Aquí la -paciencia pierde. 

. A efte punto pajso un page 

Con fus Cavallos ginetes , 

gue los llevava a gallardos a menoít 

De plumas y de jaezes b. b harnois 

La lanza con que ha de entrar 

La toma y fuerte arremete c , c & pouíTe 

fíaziendola mil pedazos d f< ? rt f ? u 

^ . ../ . cheval 

Contra las mtjmas paredes e. ¿ picces 

Y manda que fus cavallos ¿murailles 

Jaezes y plumas truequen f , /changent 

Los verdes truequen leonados 

Vara entrar leonado g en Gelves. g tañé 
. Ya contamos como aviendo paliado 
eftas palabras , la hermofa Lindaraxa , 
y el fuerte Gazul, ella fe quitó h del bal- h s'ofta* 
con muy enojada, y confuía t dio con la 
mano en las puertas de la ventana i , y * feneflre 
con mucho furor la cerró k inconfidera- k ?a fcrnia 
damente.Mas deípues fiendo dello arre- 
pentida, como aquella que amava de 
todo corazón al animofo Gazul , y fa- 
biendo como deféfperadamente avia 
trocado fus aderezos / verdes y blancos J. chan ^ 
jy azules, en leonado , y roto m la lanza ¿ens^ 
con enojo en la pared n, propuso de le ™ tañé, & 
bablar como avernos atrás o dicho. Y ^^Züi* 

, . 1 , v 11 v n ** múrame 

embiandole a llamar^ a un jardin fuyo , C y deííüs 
trató con él largas cofas , y entre los dos P appeiier 

fe , 



¿femaríe* 

rent 

b gages Sí 

fragües 

i joyaux 



d depara- 
res & oí- 

nemens 



«gris brqn 



/papillotes 
de grand 
prix 

g argent 
h gris brun 

i targae 

¡t attache 
les ma- 
choires 



I portoit 



644 Jfijtoria de las Guerras 

fe cafaron a, y el le pidió para yr a Ge] 
ves ricas prendas y prefeas b por fu me 
moria. Y deito fe haze un galán Rom^n 
ce de los nuevos, que anfi dize, 

A Domada de prefeas c 
De la bella Lindaraxx 
Se parte el fuerte Gazul 
A Gelves a jugar cañas. 

guatro cavallos ginetes 
Lleva cubiertos de galas d 
Con mil cifras de oro fim 3 
¿¿ue dizen Abencerraga : 

La librea de Gazul 
Es azul, blanca y morada e a 
Los penachos de lo mfma 
con una pluma encarnada : 

De coftofa argentería f, 
De fino oro y fina plata g, 
Pone el oro en lo morado h a 
La plata en lo rojo efmalta ; 

Vn falvage por divifa 
Llevava en medio el adarga i 
¿lúe defquixala k un Leon % 
Divifa honrofa y ufada. 

De los nobles Bencerrages 
¿)ue fueron flor de Granada 
De todos bien conocida 9 
T de muchos eftimada* 

Llevava 1 el fuerte Gazul 
Por refpeota de fu Dama 



Civiles de Granada. 
Que era de los Bencerrages > 
A quien en extremo amava: 

Vna letra lleva el Moro 
Que dize , Nadie le ygua 
Defia fuerte el buen Gazul 
De Gelves , entro en la plaza § 

Con treynta de fu quadrilla a 
Que anfi concertado'^ efiava^ 
Ve una librea vefiidos 
Que admira a quien lo mira; 

T una divifa f acarón c 
Que ninguno difcrepava d 
fino fué folo Gazul 
En las cifras que llevava e, 

Al fon de les añafiles f 
El juego fe comenzava 
Tan travado y tan rebuelto g 
Que parece tina batalla : 

Mas el vando h de Gazul 
En todo lleva i ventaja, 
El Moro caña no tira 
Que no aportille k una adarga* 

Miranlos mil Damas Moras 
De balcones y ventanas I , 
También lo efiava mirando m 
La hermofa Mora Zaida s 

Laqnal dizen de Xerez 
Que en la fiefta fe hallara n .• 
Vefiida de leonado o 



% 



£4« 



a troupe 

h accordé 



e tirerent 
d nul n*e- 
ftoit difc 
ferent 
e portofc 

/ clairons 

g fi meílé 
& confus 

h party 
i emporte 



k en em- 
porte pieee 

/Teneftre* 
m auffi luy 
eftoít rc- 
gardant 

n fe trouva 
o tañé 



Por 



j pour le 
dueil que 
portoit 
* aimé 



( peu con» 

üácté 



d tomba 

efvam üie 
f á ía ñu 
f parla une 
fervanre 



£ jette 



fc rico ob« 
teñir 



$ je raime 
* jcy 

/ je ferois 
bien ai fe 



646 fíiftoria de las Guerras 

Por el luto que llevava z: 

Por fu effofo Un querido b 
Que el bravo Gazul matara : 
Zayda bien lo reconoce 
En el tirar de la caña. 

Acuerdaje en fu memoria 
De aquellas cofas faffadas 
Qundo Gazul la fervia > 

Y ella le fui mal mirada c 
Muy ingrata a tus férvidos , 

Ya lo mucho que el la amava 
Sintió tanto el dolor defto 
Que alU cayó de f mayada d : 

Y al cabo e que torno en fi 
Le hablara una criada f ,• 
Que es efto feñora mia , 
Porque caufa te defmayas ? 

Zaida le refponde anfi 
Con hoz muy vaxa y turbada % 
advierte bien a aquel Moro 
Que agora arroja g la caña. 

Aquel fe lUmn Gazul , 
Cuya fama es muy nombrada % 
Seys anos fuy del férvida 
Sin de mi alcanzar nada )\: 

Aquel mato a mi marido* 

Y dello yo fuy la caufa 9 
Con todo e(lo lo quiero i, 

Y lo tengo acá k en mi almas 
Holgara l que el me quifiera 



Chileide Gravada. 647 

Pero no me eflima en nada a á en w® 

Adora una Abencerraga 
Por quien vivo defamada : 
En efto fe acabo el juego 
T la fiefta aqui fe acaba , 
Gazul fe parte a fan Lucat 
Con mucha honra ganada. 

Muy maravillados quedaron b eñ Gel- b demeu* 
jes , de la bondad y fortaleza del vale- rereiIt 
ofo Gazul y y de quan bien lo avia he- 
:ho en el juego de las cañas : y de fu va- 
or quedaron muchas Damas amartela- 
tías , y fe holgaron c de fer amadas de c pafíion* 
;an buen Cavallero. Llegado d Gazul á j 1 ^* -? 
fan Lucar , luego fué á ver á fu Dama d amvé 
Lindaraxa , laqual no holgó poco de fu 
tenida , preguntándole e muy por ex- e Iuy de- 
cenio / de todo lo que en Gelves avia mandant 
paíTado. De todo loquai Gazul le fatisfi- { ^ ort aa 
zo con mucha alegria, contándole de 
lo bien que en aquella jornada le avia 
ydo g. Y no faltó quien eílabuelta de gtay ayoit 
Gelves le hizo un Roman$e al valerofo fuccede 
|3azul> el qual dize anfi. 

DE honra y tropheos lleno h * P Icirl 

Mas que el gran Marte lo hafido 
El valerofo Gazul 

De 



'é veis 



l bien 
voulu 
¡e tous 
deux • 
d delices 



* á tifia 

/ oeilietí . 
g giroflées 

b enviroa* 

née 



I vifage 

k t*empor- 
reroitavec 
foy 

Jbelle 
pí choifíe 



& embra* 
fía 



648 tíifloria de las Guerra* 
De Ge/ves avia venido : 

Vino je para a Jan Lucar 
Donde fue bien recebido 
De fu Dama Lindaraxa 
De la qual es muy querido b i 

Efiando ambos c a dos 
En nn jardín muy florido-, 
Con amorofos regalos d 
Siendo cada qual férvido : 

Lindaraxa aficionada 
Vna guirnalda ha texido e 
De clavelinas f y rofas 
T de un alhayli g efeogido i 

Cercada h de violetas 
Flor que de amantes ha Jidá 
Se la pufo en la cabeza 
a Gazul y ánfi le ha dicho 1 

Nunca fuera Ganimedes 
De rofiro i tan efeogido 
Si el gran Júpiter te viera, 
El te llevara configo k: 

El fuerte Garulla abraza 
Diziendole con un rifo , 
No pudo fer tan hermofa 1 
La que el Troyano ha efeogido tti¿ 

Por laqual fe perdió Troya 
Y en fuego fe avia encendido Ií 
Como tu Señora mia 
Vencedora de Cupido 1 

Si hermofa te parezce 



Civiles de Granada. 649 

üazul, cafate conmigo a a múé 

Pues que me difie la Fé toy 

Que ferias mi marido : 
Plazeme dize Gaztd 

Pues yo gano en tal partido. 
I Eílas y otras amorofas palabras paíTa- 
on entre Lindaraxa y fu amante Gazuh 
¡anfi ordenaron de fe cafara Gazulla h d ? fé 
j emandó en cafamiento c á fu tio^her- £ cn ma- 
cano de fu padre , que la tenia á fu car- ria g e 
;o, defde e que fueron degollados/ los f ggf 
^valleros Abencerrages, como atrás g f efgorgefc 
is avernos contado. El tio holgó h mu- 1 qrdefíw 
:ho dello, por fer Gazul de claro linage, { l0 ^ t 
1 valerofo por fu perfona, y rico. Y anfi 
e celebraron las bodas i enfan Lucarj í íes ñop- 
as quales fueron muy coítofas k y ricas: ¿ e ¿ e _ 
fíe hallaron / en ellas muchos y muy de defpéf© 
)rincipales Cavalleros, anfi Chriftianos l tr °uve- 
:omo Moros: porque vinieron los Ca- rcm 
calleros Gazules de Granada , y )os 
Chriftianos Abencerrages y Vanegas. 
tfvo en eítas fieítas bravos regozijos m m paffé 
¿e cañas y toros y fortija/* : también fe tcmp * 
.halló o en ellas lahermofaDaraxaher- * a J^f 
(mana de Lindaraxa,y fu marido Zulema, trouva 
y á los dos Chriftianos, y muy queridos^ V. fort 
del Rey Chriftiano. Duraron eftas fieftas a 
de las bodas q dos meíes a al cabo r de los q nopces 

quales f au bmt 



a s*enre 

tourncret , 
cininc» 
nans 

b inconti 
nent qu'il 
arriva 
c parens 
d fe re- 
íioüirent 
e fuílent 
baillcz 



/ jufques 
g ils Pont 
appellé 

h laiíTant 

i touchant 
k demeure 

/ mettre 



m mit 



n eftoille 

o \\ n'eut 

p fe ma* 

rioit 



6 «5 o HijlorU de las Guerras 

quales todos los Cavalleros que avian 
venido de Granada fe bolvieron , lle- 
vando a configo á Gazul y á fu efpofa. El 
qual luego que llegó b a Granada, acom- 
pañado de fus deudos c y amigos , fué á 
befar las manos al Rey Don Fernando 3 
á la Reyna Doña Ifabel, los quales holga- 
ron ¿con ellos. Y los bienes del padn 
de Lindaraxa mandó que fe les entregaí 
fen e á Gazul y á fu efpofa , pues erar 
fuyos della y de fu padre. Hizieronfe lo 
defpofados Chriftianos > y ^n la Fé d( 
Chriíto eítuvieron haíía/fu fin ellos ; 
los que dellos vinieron. Llamáronle g \ 
el, Don Pedro Anzul, y ella Doña Joana 
Dexando h pues agora eíto , y tornand( 
á lo que haze al cafo , digo que acerca 
della hiftoria de Gazul , íe queda k po 
poner / otro Romance > que era prime 
ro que el de fan Lucar , mas por no feí 
bueno , ni averio entendido el auto 
que lo hizo , no fe puso m en fu lugar 
Mas porque no quede con aquella igno 
rancia, diremos la verdad del cafo. E 
Romance que digo , es aquel que dize 
Sale la Eñrella n de Venus , y el quel< 
hizo no entendió la hiíloria. Porqui 
no tuvo o razón ninguna , de dezir qu 
fe cafava f Zayda hija del Alcayde d 

Xere 



Citóles de Gratoádd. 6<¡i 4 

Xút'ez Góñ el Moro Alcayde d de Sevi- * <3óüveí> 
lia y fu fuerza : porque GazuUque mató b ¿ e ** a 
el defpofado de Zayda, no fue eñ aquel 
tiempo q Xerez, ni Sevilla eran de Mo* 
ros, fino en tiempo de los Reyes Catho- 
licoSj como fe da a entender en el Ro- 
mance de fan Lucar¿ quando dize , Reli- 
quia, de los valientes j pues en eíle tiempo 
ya era ganadas Xerez y Sevilla de Chri* 
ftianos mucho tiempo antes c. Mas ha fe e aü P ara - 
de entender deíta manera el Romance y ¿ n iepce * 
fu hiltoria w Zaida la de Xeres,era nieta ó oú petitc 
Vifnieta d de los Alcaydes de Xeres ¿ y niepcé 
fiendo Xerez tomada e de Chriftianos, € c ^J nt 
quedaron Moros en pleytefia gozando pre e 
de fus libertades/» lengua y habito , vi- ¿e °ieuHif 
viendo en fu ley de Máhoma, fiendo los bertécom* 
Chriftianos Señores de la ciudad y for- mc au P** 
taleza $ lo miímo fué en Sevilla: cj aquel ravaní 
Moro rico que dize el Romance que fe 
cafavag con Zayda> por fer Alcayde en 2 mariolí 
Sevilla .• lio porque lo fuera el , fino fu a- 
buelo ó vifabuelo b , y el Moro vivia en h *¥*& » 
Sevilla con los demás i Moros q en ella ° J '• ay " 
quedaron k, y entre ellos fe hizo aquel iiesautres 
cafamiento que dize el Romance. Pues f^™ 611 " 
1 viniendo agora / al cafo > Gazul en el / mainte- 
1 tiempo que fe trató el cafamiento m de nant 
Zayda y del Moro , fervia a la hermofa m m ™& 
Tt Zay* 



é «5 i fíijlorin de las Guerras 

Zayda 3 y nunca jamas pudo Gazul della 
* obtenir alcanzar a nada : porque ella fabia muy 

bien que fus padres no la querían ca- 
h vouloiét far b con el, fino con el Moro Sevillano, 
marier por tener algún deudo c y mas hazien- 
J pt¿s de da ¿/ que Gazul , y por efto le dava def- 
bien vio e 3 aunque de fecreto lo amava en el 

e luy don- CO razon : mas no podia hazer otra cofa, 
defaites fino lo que fus padres quiíieífen /. Pues 
/ vouiuf- citando ya tratado el caíamiento g , una 
fel mar' noche en cierta Zambra ¿que fe hazia 
% dance á en la cafa de Zayda fe halló i Gazul, por- 
la Moref- q ue entonces k avia licencia para entrar 
i U trouva de paz los Moros en las tierras de los* 
k aiors Chriftianos, á tratar / ó hablar con Mo- 

| parler rQS g Ue e fl avan en e U as# p ues como a H j 

m la , fe fe hallaíTe m y danzaffe Gazul la Zambra 
trouvaííe con j a \ ierrno { 2L Z a yd a 9 eftando danzan- 

n fe tenans do afidos de las manos n, como era en a- 

ks mams q Ue j k a yj e coltumbre; no pudo refrenar- 

t> déme- fe Gazul tanto 3 que con el demafiado a 

furé amor que á Zayda tenia , que al tiempo 

$ á la fin q Ue aca bó p de danzar no la abrazafle 

eftrechamente. Lo qual vifto por el 

Moro Sevillano que avia de fer fu e£ 

q avcugie pofq, aífi como un León lleno y ciego q 

oücSne-" colera puso mano á fu alfange r y 

urre fué por herir con el á Gazul j el qual íe 

puso en defenfa , y aun u viera offendi 

do malamente al dejpofado* fino fuerí 



Civiles de GrmMd. §«¡ j 

poí la gente que preíto fe puso por me- 
dio. Alborotada a la fala de Zayda por a troüblée 
cita ocafion,fus padres della fe enojaron 
demafiadamente b con Gazuí, y le dixe- h fe cour " 
ron que fe fuéfíe de fu cafa r. Gazul fin foft 
replicatencofaalguna,feíaliómuy eno- * s'en alia 
jadodealli> y juró de matara aldefpo- f e n fa mai * 
fado,y para ello aguardó e tiempo y lugar a tuer 
oportunoi Y fabiendo el como y quan- í a "'endit 
do Zayda fe deípofava, y á que hora , íe 
aderezó / muy bien y fubió g fobre un t $?&**&? 
buen cavallo > y partió de Medina Sido- arma 
nia para Xerez , y entró á boca de no- g monta 
ehe h y quando falia /' Zayda y fu d'eípofa- ^ :i ^ e ía 
do acompañado de muchos Cavalleros> i fortoít 
afli Chriftianos como Moros , de fu cafa 
para yr á otra , donde fe avian de cele- 
brar las bodas k. Loqualviíto por Gazul> k nopees 
viéndola buena ocafion que fe le offre- 
cia, no la quisó perder, antes afiendole / / fem- 
por los cabellos con animo de un León , J^"* nt 
arrancó m de un eítoque fuerte y agudo, 
y arremetió n para el defpofado, q nadie n al,a 
fué parte para defenderle , y le hirió de tout * 
una penetrante eítocada , de modo que 
allí le tendió muerto , dizendo .- Toma, 
goza o de Zayda fi puedes. Todos los * Pf ens & 
circundantes p queallife hallaron, ad- í°aífiíhni 
mitrados de tal hazaña q , no fabian q tait 
Tt % que 



j les pa- 

rens 

b attaque 

rent 

e crians 

d eílonné 

e troubfe 

/ voulpiét 
v donfta 
des efpe- 
rons 

h trouble 
i »'amaf~ 
ibit 

k fortit 
/ tirer 
raifon 
tn advenu 

w mettre 
o autres 



p derníer 

q fortTE* 
ítoile 
r fecou- 
che 
f defploye 



é^4 fíifloria de tas Guerras 

que dezirfe ni hazerfe.-maslos deudos a 
del muerto y los de Zayda arremetie- 
ron b con las armas íacadas para matar á 
Gazul por lo que avia hecho , apellidan* 
do c, Muera el traydor : Mas el valerofo 
Gazul no turbado ni amedrentado d del 
alboroto e grande y confufo, fe defendió 
de todos aquellos que le querian/offen- 
der. Y hiriendo no sé quantos dellos pu- 
so las piernas g á fu buen cavallo , vien- 
do que con el alboroto h , fe recrecia i 
mucha gente, fefalió k de entre todos 
fin que del pudieffen aver ningún dere- 
cho /. Y por la muerte deíte Moro Zay- 
de> y por eíte hecho anfi acontecido m> 
fe dixó aquel Romance figuiente , el 
qual fe avia de poner n primero que los 
demás o que avernos pueíto de Gazul : 
mas pues avernos declarado la caufa de 
todo ello , diremos agora el Romance , 
pues en cofas de Romances haze poco 
al cafo, fea el primero 6 el poftrero p. 

SAle la Eftrella q de Venus 
Al tiempo que el fol fe pone t 
Y la enemiga del dia 
Su negro manto defeoge f. 

T con ello un fuerte Moro 
Semejante a Rodamonte 
Sale de Sjdonia ayrado 






Dé 



Civiles de Granada. 655 

Ve Xerez la vega a corte. 

Por do entra Gmdalete 
Al mar de Bffaña , y por donde 
De fanta Marta el Puerto 
Recibe famofo nombre. 

Defefp erado camina 
<%ue aunque es de linage noble 
Lo dejca fu Dama ingrata 
Porque fe faena b que es pobre. 

Y aquella noche fe cafa c 
Con un Moro feo y torpe d, 
Porque fue Alcayde en Sevilla 
Del Alcázar e y la Torre. 

guexavafe gravamente f 
De un agravio g tan inorme % 

Y a fus palabras la vega h 
Con el Eco le refponde. 

Zayda dize mas ayrada 
gue el mar que las naves f obre i, 
Mas dura e inexorable 
gue las entrañas de un monte. 

Como permites cruel 
Defpues de tantos favores , 
gue de prendas k que fon mias 
Age na 1 mano fe adorne * 

Es pojjible que fe abraces 
A las cortezas de un roble m , 

Y dexes n al arbor tuyo 
Defnudo de fruto y flores ? 

Ttj Dexafie 



a la caai" 

pagne 



b l'on .dít 

c marie 
d laid & 

vüain 

e dupalais 
/ fe Plaig- 
noit dure- 
ment 
tort 



á fes 
paroles la 
campagne 
f cngloutit 



¿■gaga 

/ eílran- 
gere 

m efeorce 
d'un rou- 
vre 
n laiílés 



a choifís 

ff preferes 

e laiíícs 



d Dieu 

e jaloufíe 

/ pleures 
g au licl 
Juy fois a 
defdain 
h á la 
table 

* de jour 
k dances 

¿ crefpedc 
foye pour 
mettrc fur 
la tefte 
m manche 



# te mettes 

o á la fe- 
neftrc 
p te trou- 
pes 

q en joiiif- 
ies 
I* eftonnes 



6^6 fíijtoria de las Guerra 
Dexafle un pobre muy rica 

Y un rico muy pobre e/coges a 

Y las riqueza* del cuerpo 

A las del alma antepones b? 

Vexas c al noble Gazul a 
Dexas feys anos de amores , 

Y das la mano a Albenzajde 
£)ue a penas no le conoces? 

Alha á permita enemiga 
$)ue te aborrezca y le adores], 
£)ue por zelos e lo fofpires 
T por aufencia le llores £ 

Y en la cania lo afajlidies g 

Y que a la meja h le enojes 

Y que dé noche no duermas 

Y de día i no repofes , 

Ni en las Zambras k ni las fiefiag 
no fe vifta tus colores , 
Ni el almayzal 1 que le labres 
Ni la manga m que k bordes ¡ 

Y fe fmga el de fu amiga 
Con la cifra de fu nombre , 

Y para verle en las cañas 
No confienta que te ajfomes x\ ¿ 
A la puerta ni ventana o 
Tara que mas te alborotes p 

Y fi le has de aborrecer 
§ue largos años le gozes q * 
T [i mucho le quifieres 
J>e verle muerto te affombr^s r * 



Civiles de Granada. 6^7 

gue es la mayor maldición 

gue te pueden dar los hombres, 

T plega Alba a que fuceda 

guando la mano le tomes b« 

Con efto llego c a Xerez 

A la mitad de la noche , 

Hallo d el palacio cubierto 

De luminarias y vozes. 

T los Moros fronterizos e . 

gue por todas partes corren 

Con mil hachas encendidas f 

Con las libreas conformes. 

Delante del defpofado 

En los eftribos Je pone g , 

<gue también anda h a cavallo. 

Por honra de aquella noche : 

Arrojado le ha una lanza i 

De parte a parte pafíole* 

Albor otofe k la plaza 9 

Defnudo 1 el Moro fu efloque 

T por en medio de todos 

Tara Mendia bolviofe m, 
1f No ay cofa mas endiablada ni 
rabio fa que fon los zelos n > y anfi eftán 
las efcrituras llenas de caíbs aconteci- 
dos o y defaftrados por los celos. Y con 
mucha verdad dizen los que dellos 
tienen experiencia s que es cruel mal 
de rabia p ? yeito nace de los amantes 
Tt 4 que 



a plaife & 
Dieu 

b premies 
c arriva 



d trouva 

t de la 
frontiere 

/ flambe- 
aux allu- 
mez 

g mette 

h aufíl 

marche 

i luy á 

lancé 

k fe trou- 
bla 

/ defgaina 

m s'en re» 
tourna 

n jaloíiíie 
o advenue 



p de rago 



6^8 fíiflork de las Guerras 

que fon mal confiderados, Y fino mirad» 
lo por efta hermofa Zayda de Xerez > q 
defpues de feys años de amores , y de 
a & des otros dar^s y tomares a, con el valerofo 
íéctcnttt G azu l > inconfideradamente bolvio la 
eux hoja b y y lo olvidó por el Moro Zayde de 

h tourna Sevilla, por fer hombre poderofo c y 
i puiflant neo, y porque Gazul no lp era tanto,no 
mirando el valor de las perfonas, q eran 
muy diverfas ; porque Gazul aunque 
no era Cavallero muy rico , era noble 
de linage , como lo dize el paflado ROf 
manee; y fin eíto era valeroío y valiente, 
i cy deíTus de cuerpo gentil y gallardo ,como atrás d\ 
avemo§ del contado. Y no era tan po* 
bre , que no tenia hazienda que valia 
e bien treynta mij doblas , y muy e emparen- 
tado en Granada 3 y todos los de fu li^ 
nage eran por lo femejante muyrieps-j, 
y en Granada muy eítimados % mas 
porque el Moro Zayde era de mayor 
/ \c choiftt riqueza , lo eícogió / por marido. Mal 
¿ maudit ayagla.riqueza, que muchas vezespor 
ftit ella pierden muchas perfonas nobles i 

muy buenas ocafiones i por no fer ri- 
cas , como agora tenemos exemplo ea 
>efcon- Gazul, que fué defechado k, porque 
duit fe fonava i que no era tan rico como 

* fe dífojt 2ayde ? fegun nos avifa el Romance 

dello. 



Civiles de Granada, 6*59 

•dello. Mas á mi me parece que no es 
ícofa de creer , que Zayda olvidaíTea á a oub1laí * 
Gazul , ni lo dexaíTe b por pobre , al ca- b laíílaíl 
\ho c de feys años q la fervia , en los qua* c au bout 
Íes no podia Zayda ignorar fi Gazul era 
rico y ó no. Y amores de feys años > me 
parece á mi d, que fon muy malos de ol- d íl me 
vidar,A una cofa lo podemos echar ¿eíte e ¿onncr 
mudamiento de Zayda , que fus padres la caufe 
6 parientes la cafaron/ por fuerza con / roarierit 
el Moro Zayde por fer tan rico , y ella 
no ofaria hazer mas de aquello que fus 
padres ó parientes ordenaífen. Y allí pa- 
rece en aquel Romance que trata del 
juego de Cañas de Gelves , donde ella k 
fu criada g le confieífa querer h a Gazul, | f«vame 
y que lo tenia en fus entrañas : por don- aymer 
de fe collige fer cafada / contra fu vo- ,* maríéc 
luntad. Pues bolviendo k al cafo , efte * retour- 
Romance, que avernos contado fu prin- nans 
cipio, da muy fuera del blanco / de la / e íi fort 
hiftoria. Y aunque tiene buenos con- efíoigné 
ceptos, fon algo fríos , y fu tonada 
no es nada guftofa m , refpeélo de la in- fon ñ !e 
tricacjon que lleva n, y también porque nuilcment 
á los fines viene á declararfe la hiño- agreabie 
ria fuya. Agora, falva paz de fu autor , *ic^ C n° u " 
va algo enmendado o , declarando fiel- qu'ii á 
mente la hiftoria : porque como ave- ° corr, £ é 

roos 



& plus 
coalant & 
agreable 
en paroles 
écftyle 
h furie 
plein 
f appel- 
ler ent 
d fortit 



e bien e- 
quipé 
/ entre- 
prendre 
un grand 
a&e 

g jamáis 
£ jaque de 
maule 
i au coílé 
mis 
k trempe^ 



€60 Hifloria de las Guerras 

mos dicho, el Romance paíTado hazi; 
que Gazul fuelTe en tiempo que Sevillí 
y Xerez eran de Moros , y era muy a 
contrario.Porque no fué fino en tiempe 
de los Catholicos Reyes : y Sevilla y 
Xerez ya eran de Chriftianos ; Sevilk 
ganada por el Rey Don Fernando III, j 
Xerez por el Rey Don Aionfo el XI. Ü 
anfi no faltó otro Poeta, que hizo otre 
Romance de lo mifmo , queá mi pare- 
cer deve de fer mas Ufo y mas guftofo er 
letra y tonada a. El qual Romance dize, 

NO de tal braveza lleno b 
Rodamonte el Africano 
Qual llamaron c Rey de Argel 
T de Carga intitulado 
Salió d por fu Doralice 
Contra el fuerte Mandricardo 9 
Como falio el buen Gazul 
De Sidonia aderezado e , 
Para emprender un gran hecho f 
Tal qual nunca g fe ha intentada* 
Z para eflo fe adorna 
De jazerina y un jaco h. 
T al lado puefio i un eftoque 
Que de Tez le fue embiado y 
Muy fino y de duros temples k l 
$ue lo forjark un Chnfiiono 3 

Sí 



Civiles de Granada. 

gue alia efiava en Tez, captivo 
X del Rey de Fez efclavo : 
Mas lo eflimava Gazul 
gue a Granada y fu Reynado 3, 
Sobre las armas je pone b 
Vn alquizel leonado 'c, 
Lanza no quiere llevar d 
Por yr mas dijjimulada* 
Partefe para Xerez 
Do lleva pueflo el cuy dado Cj 
7> "Ofelia toda fu Vega £ 
Corriendo con fu c avallo , 
Vadeando pafia el rio g 
gue Guadelete es llamado h > 
'Él que da famofo nombre 
Al puerto antiguo y nombrado, 
Que llaman Santa Maria 
Defle nueftro mar Hifpano. 
Ajfí como pajfa el rio 
Mas aprieta i fu c avallo : 
Por allegar k a Xerez 
No muy tarde ni temprano 1 ¿ 
Porque fe cafa m fu Zayd* 
Con un Moro Sevillano > 
Por fer rico y poderofo 
T en Sevilla emparentada 
X vifnieta n de un Alcayde 
£hie fue en Sevilla nombrada 
Peí Alcafar y fu Torre 
Moro valiente esforzado. 



tfi 



«royaum§ 
b fe met 

€ juppoil 

tañé 

4 ne veut 

poner 

e oü ion 

fouey eft 

mis 

f il bat ¿C 

pafle toute 

la cam- 

pagne 

g palla a 

guc 

h appellé 



i il prefle 

k pourar- 

river 

i de botina 

heure 

m marie 



» petif 



manage 



e arrefié 

e mit 
/ce qu'il 
feroit 
£ fafcheux 
h tuer 



66x fíiftoria de las Guerrdr 

Pues con e/le la fu Zayda 
El c ajamiento a ha tratado: 
Mas aquefle casamiento 
Caro al Moro le ha cofiador 
Porque eí valiente Gazul, 
éeftarrívé Como a Xerez ha llegado b 
A dos horas de la noche 
Que anfi lo tiene acordado c, 
Junto á a la cafa de Zayda 
Se puso e disimulado : 
Penfando efta que haria f 
En un cafo tan pejado g. 
Determina de entrar dentro 
T matar h al dejbofado: 
Xa que en e/lo efta refuelto 
Vido faíir muy defpacio 
Mucha caterva i de gente 
Con mil hachas alumbrando k f 
La Zayda venia en medio 
Con fu efpofo de la mano¡ 
¿lúe los llevan los padrinos 1 
A d^fpofar k otro mbo m 
El buen Gazul que los vido % 
Con animo alborotado n 
Como fi fuera un León > 
Se avia encolerizado. 
Mas refrenando la yra 
Se acerca o con fu cavallo 
Por acertar p en fu intento, 
T en nada falir errado q 9 



t troupe 

k flambe- 
aux efclai- 
rans 

i parain* \ 

m á un 
aurre lieu 

v troublé 

o s'appro* 
che 

p pour 
venir á 
chef 
q ne fe 
tromper 
point 



Chites de Granada] 66 j 

T Aguarda llegue la gente 3 
A donde el ejla parado b. 
T como allegaron junto 
A fu efioque fufo c mano ¿ 
T en alta voz que le oyeron 
Defta manera ha hablado d : 
No pienfes gozar e de Zayd& 
Moro baxo y vil villano : 
No me tengas por traydor 
Pues te avifo y te hablo : 
Pon mano í a tu cimitarra 
Si pre fumes de esforzado g, 
Bjlas palabras diziendo 
Vn golpe h le avia tirado 
De una e/locada cruel 
£¿ue lo pafíb al otro cabo i* 
Muerto cayo k el trifle Moro 
Be aquel golpe 1 defafirado , 
Todos dizen , muera y muera , 
Hombre que ha hecho tal daño. 
El buen Gazul fe defiende 
Nadie fe llega m a enojarlo : 
Defta manera Gazul 
Se efcapa con fu cavallo. 
% Atónicos n y efpantados, y muy ate- 
morizados quedaron o todos aquellos 
que llevavan / á la hermofa Zayda , y 
aun algunos dellos quedaron deícala- 
brados q por querer oíFender al buen 

Gazul. 



a íl aítend 
que la 
troupe 
vicnrié 
b oú il elt 
arreftc* 

C IDit 

d parlé 
e joüir 



/ mets ía 

main 
g vaillant 

h coup 

i d'autre 
part 

k tomba 
i coup 



m appro» 
che 



n eífraye^ 
o demeu- 
rerent 
p menoiet 

q bleíTcz 



a point de 
raifon 
b troublé 
«• prindret 

i pleurs 



* pleürer 
/ demeura 
g pleurs 



h maric- 

fOit 



é puifíant 



k retour* 
mnt 



/ fon bien 
m arrivé 
w miíe 
o devane 



6^4 tíifioria de las Guerras 

GazuL Mas viílo que tío tuvieron cf 
ningún derecho a por yr á cavallo,y co: 
Aderando que elalboroto^ no era pan 
para reparar el daño recebido^tomaroc 
al Moro ya del todo punto muerto , 
haziendo grandes llantos ¿/¿fus pariente 
le tornaron á la cafa de la hermofa 7Lz\ 
da. Laqual toda aquella noche no cefi 
de llorar e á fu efpofo > no le quedó / c 
fus lagrimas g y fus llantos fino un coi 
fuelu, y fué, que penfava que el animoi 
Gazul la tornaría a íervir como folia , 
que fe cafaría h con ella .• loqual no 
avino anfi como lo pensó , como de 
pues diremos. La mañana venida > fu 
el muerto muy honradamente entern 
do,aj!i como hombre poder ofo i y ric< 
ncyíín falta de llantos de una parte y d 
otra ¿ los parientes fe conjuraron de fi 
guir á Gazul hafta la muerte* por via d 
la juíticia , porque de otra fuerte no te 
nian remedio. Pues bolviendo k á nue 
ftro Gazul, anfi como uvo hecho aque 
endiablado cafo, como hombre defefpe 
rado fe fué á Granada , donde tenia ü 
hazienda /y parientes , mas á poco 
dias que fué llegado m, le fué puerta n a 
cufacion criminal delante I del Rey d< 
Granada, fobre la muerte del Sevillanc 

' More 



Chiles de Granadal 66 <$ 

fvíoro, que también a fe llamava Zayde. a áufl! 
Vlucho le pesó b al Rey de aquella acufa- h le fafchs 
pión, porque amava en extremo áGazul rt 
por fu valor j mas viíta y entendida la 
:aufa no pudo menos de dar contento á 
los acufantes. Finalmente el miímo Rey 
puso c la mano en el negocio , y con el * mi* 
ptros Cavalleros de los ^%s principales 
de Granada : y tanto hizieron en ello, q 
al fin condenaron al buen Gazul en dos 
mil doblas para las partes .* y anfi fué 
libre defte negocio. En efte tiempo Ga- 
zul puso los ojos d en la hermofa Linda- ¿ jetta leí 
raxa, y fe dio á fervir la como atrás e ave- l^ydeftm 
mos dicho, y ella lo quisó bien /,y fobre / l'ayma 
ella el buen Gazul y Reduan tuvieron bien 
aquella brava batalla > q os avernos con- 
tado. Finalmente, por refpeéio del vale- 
rofo Muga , Reduan íe aparto g de los gfe dépzt¿ 
amores de Lindaraxa, y quedó h por "* 
Gazul.Elqual la firvió halta i que fucedió ¡ ¡¡¡¡¡¡^ 
la muerte de los Cavalleros Abencerra- 
ges, donde fué muerto fu padre de Lin- 
daraxa , y por ello ella fe falió de Grana- 
da como defterrada k, y fe fué á SanLu- * banníe 
car , y con ella el buen Gazul , y otros 
amigos fuyos« Filando en San Lucar 
eftos dos amantes , fe hablavan y vifita- 
yan con grande contento > defpues co- 
mo 



666 tíifiórfa de las Gueríds 

o afüegca mo eí Rey Don Fernando cercó ¿ a Gra« 

¿ appeiié nada, fué Gazül llamado* de fus parien- 

£ trouvaf- tes , para que fe hallaífe c con ellos en el 

fc trato que fe avia de hazer con el Rey d< 

d afir» Granada > para d que al Rey Chriíiiánc 

t íuy fuft fe le entregaífe e la ciudad. Gazul fe par 

rendan t ¡¿ p ara Granada * y en aquella aufen 

cia no faltó gijlen le dixelfe á Lindara 

xa y todo lo que Gazul avia palfado cor 

la hermofa Zayda > y la muerte que le 

dio a fu efpofo >: y aun le dixeron que 

Gazul eftava en aquella fazon en Xe 

tez , y no en Granada > de loqual L 

/trop hermofa Lindaraxa recibió demafiada 

grande pena , y concibió mortales zelos g ei 

g jaioufie fu anim0é Yeftafué lacaufaque Linda 

h defdaig- raxa fe le moftró cruel y defabrida h 

»eufe buen Gazul , quando bolvió i de Gn 

íollrna" nac ^ a a ^ an Lucar , al tiempo que Grans 

¿demeura da quedó k de todo punto por los Ghri 

ftianos , como aveys oydo* Puescom/ 

i trouva vino Gazul á San Lucar , y halló / tant 

«srchaiige- mudanza m en Lindaraxa ¿ eftava mará 

mcm villado, y no fabia quefuefle la cat 

fa de ello, y moria por verla y hablai 

íuy le #:mas ella fe guardava deffo muy bier 

parkr moftrandofe toda via cruel y fevera co: 

chant Ca " efeonderfe o. En efte tiempo fué en Ge! 

ves concertado aquel juego de cañas qw 

avernos dicho, y Gazul wmbídado pat 



¡Civiles de Granada. 66 y 

61 : para lóqüál fe pufo galán a de blanco a fe & 
azul y moradd¿,como diximos. Y antes /|^bruii 
<qiie fe partiera para Gelves > moriá por 
verá fu Señora: yanfi dize el Rdman- 
te y de San Lucar , Buelvey rebuelve mil 
n/ezes c. El qual Romance avia de entrar c tourne * 
aqui en efte lugar. Mas por contar los [ni°fo?í 
icelos d de Lindaraxa y porque cáufa fue- ¿ jaiouíks 
ron, eítá mejor primero puefto f\ quan- * miá 
td mas qiie muy poco va en ello para 
:<el que es difcreto , pues avernos focado 
en limpio flá hiíloria del buen Gazul. / tiré au 
El qual yá tenemos pueíto en Granada net . 
¡con fu querida^ muger Lindaraxa: y la aimle" 
fhermdfa Zayda fe quedó al feígo^: aun- h demeuri* 
rque algunos dizen que fe casó con un ^P-n^ 
¡primo hermano / de Gazul^hombre rico ,• couíin 
¡y poderofó en Granada , que eíte cafa- germain 
¡miento k hizo el Rey Moro , porque la ¿ mariage 
Zayda perdieífe la querella que tenia 
contra Gazul. Püesdexemos/agbratd- l laiflbni 
do eíto > y tornemos al hilo de nueítra 
Hiítoria , pues nos queda aun que dezir 
¡della. Pues cómo él Rey Don Fernando 
tuvo por luya á Granada , todos los Lu- 
gares del Alpuxarra fe tofriaíon á revelar 
| alzara; por loqual convino q el Rey ^ s » e ^ ve ¿ 
Don Fernando mandáíTe juntar n to- n aíícm; 
ios fus Capitanes ¿ que aun elevan con bkr 
V v eíj 



668 fíifloria de las Guerras 
el , y quando los tuvo a todos juntos les 
habló diziendo : Muy bien fabeys , nobles 
Cavallerosy valerofos Capitanes , como Dios 
a mis por fu bondad nos ha pueflo2. enpofeffion 
de Granada , y efio por fu mifericordia y 
vueflra bondad y valentia , que ha fido el fe- 
gundo inftrumento de nucftras 'Vitorias. 
I peupks Agora todos los lugares de la Sierra b 
montagnc f e ^ m torm do a revelar ,y es menefter y ríos 
a conquifiar de nuevo. Por tanto ved , no- 
bles Capitanes y valer o [os Cav olleros , quai 
de voj otros ha de yr a la Sierra contra los 

c revoltea %[ oros levantados 5 y poner c mis Realeo 

& mettie . » j r 

d enfeig- pendones encima d de las Alpuxarras: por 

nes au que yo tendré en mucho efie jervicio , y é 

«^i-kn que fuere no perderá nada e , antes aumen 

tara en fu gloria y blafon. Con eílo el Re] 

/attcn ant ^ ^ ^ ^ razones, aguardando/ qua 

de los Cavalleros refponderia. Todos lo 

capitanes que allí eftavan fe miraron loi 

unos á los otros 5 por ver qual refpon 

IroiStt deria Y tomaría g aquella emprefa, y anl 

h üs s'ar- fe detuvieron h un poco en refpondera 

refterent R e y .* y por fer peligrofa i aquella yda 

reufe ge Y muy dudofa la buelta / y aíli toda 

k voyage concibieron en fus ánimos un cierto te 

f k íou- r mor m * ^ valerofo Don Alonfo de ;¿ 

íeux guüar , yifto que ninguno reípondia ta: 

m craínte preito como era neceflario 9 fe levant 



€iviles de Granada. 66$ 

*en pie , quitandofe el fombrero de la 
cabeza a 5 y reípondió al Rey , dízien- a s'ofknt 
do: Ellaemprefa > Catholica Maveftad , pa- l f <- ha Peau 
?"¿ «22 <?//# conjignada : porque mt Señora la 
Reyna me la tiene prometida. Admirados 
quedaron b todos los demás c Cavalleros b ¿emen- 
de la promefa hecha por Don Alonfo , rerent 
con laqual también el Rey holgó d mu- c d a ^ ír r e ¿ 
cho. Y luego otro dia mandó que fe íioüit 
le dieffen á Don Alonfo mil infantes to- 
dos efeogidos t , y quinientos hombres <? d'éílíte 
de a ca vallo. Entendiendo el Rey y los 
de fu Real Cenfejo , que con aquella 
gente avria harto /para tornar á apa-/ a uroit 
ziguar aquellos pueblos levantados y a ^ 
rebeldes. Don Alonío de Aguilar a- 
compañado de muchos Cavalleros fus 
I deudos g y amigos que en aquella jor- g pa.rcns 
¡nada le quifieron h acompañar , fe partió h voulu * 
í de Granada con mucha gallardia , y co- 
menzó á fubir i por la fierra ¿.Los Moros i momer 
que fupieron la venida délos Chriília- k moa ~ 
nos con gran prefteza fe apercibieron / / s '¿ prc ft ea 
para defenderfe, y anfi tomaron m todos rent 
llospaíTosangoítos n yeftrechos delca- m L" 1 "^ 
¡mino , para ímpidir a los dirímanos 
la fubida 0. Pues marchando Don A- Ja mon* 
ilonfo con fu efquadron , y metido por tee 
los caminos mas eítrechos > los Moros 
Vv % coa 



é cnene 
b jetiant 
grande 
quantiré 
de rochers 
c en bas 



¿défaite 
e en ar- 
rrere 

/ faire lá 
nul 

g avanec- 
rtient 
h foldats 
i montans 
touííours 
k'íms 
combattre 
/ rochers 
brifez 
m lieux 
eíiroits 
n devant 
o arrivaít 
p luy re- 
ítoit 

q rnonre- 
rent 

r laíTez & 
bleííez 
/ arrivant 
t en haut 
u eut un 
licu plain 
i> com- 
batiré 
# grand 
nombre 
de Mores 



670 HiftorU dé las Guerra* 

con grande alarido a dieron fobre los 
Chriitianos arrojando gran muchedum- 
bre de pañaícos b las cueítas abaxo c y los 
quales hazian muy notable daño en la 
Chriítiana gente , y tanto que mata- 
van muchos de los Chriitianos. La gen- 
te de cavallo del todo punto desbara- 
tada ¿/y ropida, fe uvo de retirar atrás e > 
por no poder hazer alliningun/effecto 
y allí murieron muchos dellos. Viítoel: 
buen Don Alonfo el poco provecho g 
de fus cavallos , y la deílruycion total 
de los infantes h , á grandes vozes ani- 
mava fu gente > fubiendo toda via i: mas 
que provecho deíto tiene ? q los Moros 
en pelear k matavan muchos Chriitianos 
con las peñas deígajadas / en aquellos 
angoltos lugares m. De tal fuerte í\ ue la 
rota, que antes n que Don Alonfo llegaf- 
fe o alo alto, yanolequedava/> gente 
de quien pudiefle recebir favor nin* 
guno : y los que con el fubieron q que 
fueron muy pocos , canfados y mal he- 
ridos r, fin aver podido ellos hazer nan 
da contra los Moros* Y anfi llegando J 
arriba t a un llano u no muy grande,don- 
de penfaron pelear v , cargó fobre ellos 
grande Morena x, y tanta , que en breve 
tiempo fueron todos muertos, y con 

ellos 



Chiles de Granad A ', 6yi 

ellos el valerofo Capitán Don Alonfo 
de Aguilar , aviendo peleado con los 
Moros poderofamente , y aviendo 
muerto a el folo mas de treynta dellos. * taé 
Algunos de a cavallo huyendo b fe tor- * fuyant 
naron á Granada donde contaron la ro- 
ta de la Chriftiana gente ; de loqual pe- 
só rmuchq al Rey Don Fernando y á to- c fav 
dos los demás de fu Corte. Efte fué el marrj 
fin del buen Cavallero Don Alonfo de 
Aguilar. Y delta batalla y fu muerte fe 
dixó aquel Romance muy antiguo que 
entonces d fe cantó, que dize anfi 8 A alors 



Estando el Rey Don Temando 
En conquifia de Granada ; 
Donde e efian Duques y Condes 
T otros Señores de falva f > 
Con valientes Capitanes 
De la nobleza, de Efpaña , 
De que la uvo ganado 
A fus Capitanes llama g , 
guando los tuviera juntos 
De/U manera les habla h. 
£$ual de vofotros amigos 
Ira a la fierra mañana i , 
Al poner el mi pendón k 
Encima \ del Alpuxarraf 
Miranfe unos k otros, 



OÜr 

f de mar- 
que & re- 
putation 



g appellc 



h parla 

i mon- 
tagne de- 
mam 
h mettre 
mon eri'j 
feigne 
/ au haut 



té 



a voyage 
b craintc 



€ le jour 
n'eft pas 
encoré 
venu 
d menoit 
e mont-er 
la mon- 
ta gne 
f appcT- 
loicnt 
fgeurent 
chauí-' 
fées 

i fe mirent 
de defenfe 



67 i Hifioria de las Guerras 

Y el ft ninguno le dava , 
guc la yda a es peligrofa 

Y dudofa la tomada $ 

Y con el temor b que tienen» 
A todos tiembla la barba 
Sino fuera a Don Alonjo . 
Que de Aguilar fe llamava > 
Levanto fe en pe ante el Rey 
Dejta manera le habla : 
Aquefia emprefa Señor y 
Para mi eftava guardada ¿ 
Que mi Señora la Reyna 

Ya me la tiene mandada „ 
Alegrbfe mucho el Rey 
Por la ojferta que le dava % 
Aun no es amanecido c 
Don Alonfo ja cavalga, 
Con quinientos de cavalta 

Y mil infantes que llevava d ' 
Comienza a fubir la fierra e 
Que le llamavan f Nevada. 
Los Moros que lo fupieron g 
Ordenaron gran batalla , 

Y entre ramblas h y mil cuefiM 
Se fufieron en parada i. 

La batalla fe comienza 
Muy cruel y enfangrentada> 
Porque los Moros fon muchos 
Tienen la cuefia ganada > 



Civiles de Granada* 673 

A qui la Cavalleria 
No podia hazer nada a; 

Y anfi con grandes peñafcos b 
Fue en un punto deftrozada c. 
Los que efcaparon de aqui 
Buelven d huyendo a Granada , 
Don Alonfo y fus infantes e 
Subieron a una llanada f , 
Aunque quedan g muchos muertos 
En una rambla h y cañada i 
Tantos cargan de los Moros 
gue los Chriftianos matavan. 
Solo queda Don Alonfo 
Su compaña es acabada 7 
Pelea k como un León : 
Mas fu esfuerzo no vale nada : 
Porque los Moros fon muchos 

Y ningún vagar 1 le davan , 
En mil partes ya herido. 

No puede mover la efpada , 
De la fangre que ha perdido > 
Don Alonfo fe defmaya vc\> 
Al fin cayo n muerto en tierra 
A Dios rendiendo fu alma. 
No je tiene por buen Moro 
El que no le da lanzada , 
Lleváronle o a un lugar 
¿>ues Ogixar la nombrada 1 
dlli le vienen a ver 

Vv 4 Como 



a ríen 

b piecesde 

rochers 

c défaite 

& fracaf- 

fée 

d s'en re» 

tournent 

e fes fol* 

dats 

/ monte* 

renten un 

plein 

g demeu- 

rent 

h chaíTé 

i vallée 

k combat 



/ nul loiíir 



m s'éfva« 
noüft 
n tomba 3 



e on:Ie 
mena 



o fe ré- 

joüiííbient 
b (eplcih 
roit 

c des fon 
eniance au 
berceau 
d en fon 
ífein Tavoii 
nourry 
f pleuroit 



¡67^ fJiftoria de las Guerra 

Como a cofa fanalada , 
Miranle Moros y Moras 
Ve fu¡ muerte fe holgavan a. 
Lloravalo b una captiva, 
Vna captiva Chrifliana. ? 
¿)ue de chiquito, en la cuna Q 
A fus pechos le criara d , 
Ve las palabras, que dize 
Cualquiera Mora llorava, é 
Von 4lonfo , Von Alonfo % 
Vios perdone la tu alma 
6¿uc te mataron los Moros 9 
Los Moros del Alpuxarra,, 



% Eíle fin que aveys óyelo hízp, e| 
yalerofo Ca vallero Don Alonfo de Agui- 
jar. Agora fobre fu muerte ay difc 
cordia entre los Poetas que fobrp eíta 
hiftoria íian eferito Romances : Por- 
que el uno , cuyo Romance es el que 
avernos contado > dize que eíla batalla 
y rota de Chriílianos Fué en la Sier- 
ra nevada. Otro Poeta que tiizo el 
Romance dp Rio verde , dize que fué 
la batalla eq Sierra/ Bermeja : no sé 
a quí je a qual me arrimé^ ; Tome el Le¿lor el 
me dois que mejor le pareciere , pues no va 
mucho enello 5 pues al fin todas las 

dos 



tagne ' 



temr 



moa- 



Civftes de Qumda, 67*$ 

dos Sierras fe llamavan a Alpuxarras. a 

a v ,F tagne s 7 ap« 

Aunque me parece ami,y ello es an- peiioienf 
fi, que la batalla pafsó en Sierra Ber- 
meja : y apfi lo declara un Romance 
fiwy antiguo , que dize defta manera. 



Río verde, Rio verde 
Tinto vas en fangre viva^ 
IZntre ti y Siena Bermeja 
Murió gran cavdleria , 
Murieron Duques y Condes 
Señores, de gran valia, , 
Alli b muriera Vrdiales 
Hombre de valor y eftima, > 
fluyendo v¿ Sayavedra 
for una ladera arriba c , 
Tras del yva d un renegado, 
Que muy bien lo conocía , 
Con algazara muy grande e 
Defia manera deziai 
Date, date £ Sayavedra 
Que muy bien te conocía l 
Bien te vide jugar cañas 
En la plaza de Sevilla ,° 
X bien conocí tus padres 
X a tu muger g Dona Elvira 
Siete años fuy tu captivo 
X me di fie tríala vida 3 



*8 



e par une 
cofte ea 
haut 
d apres^ 
luy alioít 
e críerie * 
qü tumul- 
te 
jfrcnds toj 



g femme 



ff tournolt 
vifage 
b Aciche 
c paíTapar 
le haut 

d tomba 

e btefiure 

f environ» 
nerent 
g en mille 
pieees 
h colere 
& ra¿$ 



i appuyé 
k rocher 



| bieldares 



m par troJ> 
» íort 



67 6 II i flor ia de las Guerras 

Agora lo feras mió 

O me ha de coflar la vida* 

Sayavedra que lo ojera , 

Como un León rebolvia a, 

Tiróle el Moro un quadrillo b 

T por alto hizo vía c 

Sayavedra con fu efpada, 

Duramente le heria 

Cayo d muerto el renegado 

De aquella grande herida e 

Cercaron f a Sayavedra 

Mas de mil Moros que avia^ 

Hiriéronle mil pedazos g 

Con faña h que del tenian. 

Don Alonfo en efte tiempo 

Muy gran bat alia hazia , 

El cavallo le avian muerto 

Por muralla la tenia y 

T arrimado i a un gran peñón ky 

Con valor fe defendía 

Muchos Moros tiene muertos , 

Mas ?nuy poco le valia : 

Porque fobre el cargan muchos 

T le dan grandes heridas Y y 

Tantas que alli cayo muerto 

Entre la gente enemiga. 

También el Conde de Vreñá 

Mal herido en demafia m ¡ 

Se fale n de la batalla j 

llevad 



Civiles de Granada* 67? 

Llevado por una guia , 

£¿ue fabia bien la fenda 

Jjhte de la fierra falta. 

Mucho? Moros de xa a muertos 3 # j^ 

Por fu grande valentia : 

También algunos fe efe afán 

^¿ue al buen Conde le feguian* 

Don Alonfo auedo b muerto a * , 

Recobrando nueva vtda 

Con una fama immortal 

De fu esfuerzo y fu valia. 

1T Algunos Poetas teniendo noticia 
que la muerte de DonAlonfo de Aguilar 
fué en la fierra Vermeja > alumbrados c c e [clmc% 
en ello de las Chronicas reales * aviendo 
vifto el Romance paflado, no faltó otro 
Poeta que hizo otro nuevo á la mifma 
materia aplicado : el qual comienza y 
dize. 

RIO verde 9 rio d verde ¿ nviers 

guanto cuerpo en ti fe baña 3 
De Chrifiianos y de Moros 
Muertos por la dura efpada ; 
T tus ondas Chriftalinas 

De roja fangre fe efmaltm e s eímaíf- 

Bntre Moros y Chrifiianos lcm 

Se travo f muy gran batalla f fe meíla 

Murieron Duques y Condes 

Gran* 



■& de mar- 
que & 
qualité 



£ rendoit 
1'efprit 
* de la 
montagne 
en haut 
d plus re- 
marquable 

f parla 

/ ne fuye$ 

$>oint 



g Fcmme 

¿ indigne- 
ment 

i m'aidoit 

I auífi bien 



/ to.urnft 
vifage 



$78, ffiftorU de las Guerra 

Grandes feñores de Jaiva a , 

Murió gente de valia 

De la nobleza de Efpaña > 

En ti muño Don Alonjo 

£¿ue de Aguilar fe Uamava ," 

Él valerofo Vrdial.es 

Con D$n Alonjo acabava b. 

Por una ladera arriba c 

El buen Sayavedra marcha y 

Natural es de Sevilla 

De la gente mas granada d¿ 

Tras del yva un renegado 

De/la manera le habla e .• 

Date y date Sayavedra 

No huygas de la batalla í % 

To te conozco muy bien 

Gran tiempo ejtuve en tu ca/4 

T en la plaza de Sevilla , 

Bien te vide jugar cañas % 

Conozco tu padre y madre 

Y a tu muger g Doña Clara § 

Siet$ años Juy tu captivo > 

Malamente h me trauvas % 

X agora lo Jeras mió 

Si Mahoma me ayudava i 

T tambieq. k te tratare 

Como tu, a mi me tratavas* 

Seyavedrar que lo oyém 

Al Moro, holvi) U cara l* 



Tiroh 



Chile f de Granada. 
Tiróle el Moro una flecha 
Pero nunca el acertara a > 
Mas hirióle Sayavedra 
De una herida b muy mala* 
Muerto cayo c el renegado , 
Sin poder hablar d palabra ; 
Sayavedra fue cercado 
De mucha Mora canalla 
T al cabo quedo alli e muert$ 
De una muy mala lanzada. 
Don Alonfo en e/le tiempo 
Bravamente peleava f , 
El cavallo le avian muerto 
I lo tiene por muralla : 
Mas cargan tantos de Moros 
ghte mal lo hieren g y tratan 
De la fangre que perdía , 
Don Álonfo fe dcfmaya h s 
Al fin , al fin , cayo muerto 
Al píe de una peña alta i. 
También k el Conde de Frena 
Mal herido fé efcapara ¡ 
Guiavalo un adalid 1 
gue fabe bienios entradas ] 
Muchos falen m con el Conde 
£}ue le figuen las pifadas n f 
Muerto quedo o Don Alonfo 
Eterna fama ganada* 



%' 



a mais ne 
le peut 
jamáis at* 
teindre 
b ,bleíTure 
c tombaj 
d parler 



e&á!afm 

demeura 

U 

f combat* 
toit 



I bleflent 

h s'efva-' 
noüit 

«d'unhaut 
focher 
k auífi 

/ unguide 

m forteut 

n la trace 
o demeura 



1FEÍU 



68o fíijíoru de las Guerras 

% Efta fué la honrofe muerte de! 
valerofo Don Alonío de Aguüar , y co- 
mo avernos dicho della les pesó mu- 
cho á los Reyes Catholicos : Los quales 
como vienen la brava renitencia de los 
Moros, por eftar en tan aíperosluga- 
a voula- res , no quifieron a embiar contra ellos 
rcnr ^ p 0r entonces b mas gente. Mas los Mo- 
] rs UI ros de la Serranía c , viendo que no po- 
c de haut- dian vivir fin tratar en Granada, los u- 
P ay v s nos fe paíTaron en África y los otros fe 

dieron al Rey Don Fernando : el qual 
. los recibió con mucha clemencia. Efte 
d eut fin tuvo d la guerra de Granada, á gloria 
de Dios nueüro Señor fea , Amen. 

FIN. 




PRI- 



SUMA 

PRIVILEGIO. 

CA r los VI. Emperador de 
los Romanos , y Señor Po- 
tenciííimo de los Payfes Baxos , &c. 
permitió á Henrico y Cometió Ver- 
duflen Impreílbres jurados de la villa 
de Amberes , que ellos íolos puedan 
imprimir el Libro intitulado , Las 
Guerras Civiles de Granada > y vedó 
á qualefquier Impreílbres y Libre- 
ros, el imprimir dicho Libro, y de 
venderle ó traerle á eftos Eftados de 
otra impreííion que de la fuya por el 
tiempo de nueve Años , so las penas 
contenidas en la Carta del Privi- 
legio. Fecho en Bruílelas á 7. de 
O&ubre de 171 1. Años. 

Firmado 

Lo ye ns: 



> y C Oi;- 

0CT311S1Í